Contratación pública ± la Comisión incoa procedimientos

Anuncio
,3
Bruselas, 31 de julio de 2001
&RQWUDWDFLyQ S~EOLFD ± OD &RPLVLyQ LQFRD
SURFHGLPLHQWRV GH LQIUDFFLyQ FRQWUD (VSDxD
)UDQFLD$OHPDQLD,WDOLD\$XVWULD
/D&RPLVLyQ(XURSHDKDGHFLGLGRSUHVHQWDUUHFXUVRVFRQWUD(VSDxDDQWHHO
7ULEXQDO GH -XVWLFLD GH ODV &RPXQLGDGHV (XURSHDV (O FDVR FRQWUD (VSDxD
UHVXOWD GH OD WUDQVSRVLFLyQ LQFRUUHFWD GH ODV 'LUHFWLYDV VREUH FRQWUDWRV
S~EOLFRV GH VXPLQLVWURV \ GH REUDV ((& \ ((& /D &RPLVLyQ
WDPELpQKDGHFLGLGRHQYLDUSHWLFLRQHVIRUPDOHVD$OHPDQLD)UDQFLD,WDOLD\
$XVWULDSDUDJDUDQWL]DUODFRUUHFWDDSOLFDFLyQGHODVQRUPDVFRPXQLWDULDVHQ
PDWHULD GH FRQWUDWDFLyQ S~EOLFD /RV FDVRV KDFHQ UHIHUHQFLD DO WUDWDPLHQWR
GHUHVLGXRVHQODUHJLyQGH'RQDX:DOG$OHPDQLD XQD SODQWD GHSXUDGRUD
HQ /H 0DQV )UDQFLD OD SODQLILFDFLyQ GH OD FRQVWUXFFLyQ GH HGLILFLRV
HVFRODUHVHQ*pQRYD,WDOLDHOVXPLQLVWURGHPHVDVGHRSHUDFLRQHVSDUDHO
KRVSLWDOGH,YUHD,WDOLD\ODLQFRUUHFWDWUDQVSRVLFLyQGHODV'LUHFWLYDVVREUH
YtDV GH UHFXUVRV $XVWULD (VWDV SHWLFLRQHV IRUPDOHV VH IRUPXODQ PHGLDQWH
ORVOODPDGRV©GLFWiPHQHVPRWLYDGRVªVHJXQGDHWDSDGHORVSURFHGLPLHQWRV
GH LQIUDFFLyQ HQ YLUWXG GHO DUWtFXOR GHO WUDWDGR GH OD 8( $ IDOWD GH XQD
UHVSXHVWDVDWLVIDFWRULDSRUSDUWHGHORV(VWDGRVPLHPEURVHQHOSOD]RGHGRV
PHVHV VLJXLHQWHV D OD UHFHSFLyQ GH ORV GLFWiPHQHV PRWLYDGRV OD &RPLVLyQ
SRGUiUHFXUULUDQWHHO7ULEXQDO(XURSHRGH-XVWLFLD$GHPiVOD&RPLVLyQKD
GHFLGLGRHQYLDUGRVSHWLFLRQHVGHLQIRUPDFLyQD)UDQFLDHQIRUPDGHFDUWDV
GH HPSOD]DPLHQWR SULPHUD HWDSD GHO SURFHGLPLHQWR GH LQIUDFFLyQ HQ YLUWXG
GHO DUWtFXOR $PERV FDVRV KDFHQ UHIHUHQFLD D FRQWUDWRV GH JHVWLyQ GH
REUDV S~EOLFDV \ D ORV SOLHJRV GH FRQGLFLRQHV SDUD FRQFHUWDU DFXHUGRV
ORFDOHVGHGHVDUUROORXUEDQR
(VSDxD ± SURFHGLPLHQWRV GH DGMXGLFDFLyQ GH FRQWUDWRV S~EOLFRV GH
VXPLQLVWURV
La Comisión ha decidido presentar recurso contra España ante el Tribunal de
Justicia por la incorrecta transposición al Derecho español de las Directivas
93/36/CEE y 93/37/CEE, relativas a la adjudicación de contratos de suministros y
obras. La Ley española ‘13/1995’ («&RQWUDWRV GH ODV $GPLQLVWUDFLRQHV 3~EOLFDVª
traspone al Derecho español las Directivas de contratación pública relativas a los
contratos de suministros (93/36/CEE), contratos de obras (93/37/CEE) y contratos
de servicios (92/50/CEE) (). No obstante, la Comisión considera que esta Ley, que
desde entonces ha sido modificada y refundida (12 de mayo de 2000), incluye
algunos aspectos incompatibles con el Derecho comunitario, especialmente en lo
referente al concepto de «organismo de Derecho público», empleado en las
directivas comunitarias de contratación pública.
Con arreglo a la Ley española mencionada, las empresas de derecho privado no
podrán estar sujetas, bajo ninguna circunstancia, a las normas de contratación
pública (excepto para los principios de publicidad y competencia), incluso si cumplen
la definición de «organismo de Derecho público» que figura en las directivas
(especialmente el requisito de haber sido creada para ejercer actividades de interés
público que no tengan naturaleza industrial o comercial). La Comisión objeta
también el ámbito previsto de aplicación de la Ley (se excluyen los acuerdos de
colaboración), dos de las condiciones que han de cumplirse antes de un
procedimiento negociado sin publicación e información previas.
$OHPDQLD±WUDWDPLHQWRGHUHVLGXRVHQ'RQDX:DOG
En febrero de 1998, la ciudad de Munich obtuvo un contrato público para el
tratamiento de residuos en la región de Donau Wald en Baviera, a raíz de la
presentación exitosa de una oferta en un concurso público. A la hora de ejecutarlo,
la ciudad de Munich decidió no realizar directamente el transporte de residuos sino
adjudicar un contrato para este servicio a una empresa pública por un período de 25
años sin convocar una licitación. Como entidad adjudicadora con arreglo al Derecho
comunitario de contratación pública, la ciudad de Munich estaba obligada a licitar
este servicio. Al no haber publicado este contrato, no existió un concurso abierto a
escala europea para la adjudicación de este contrato público de servicios. Aunque el
Gobierno Federal ha reconocido esta infracción, la ciudad de Munich mantiene el
contrato y excluye todo concurso.
)UDQFLDSODQWDGHSXUDGRUDGH/H0DQV
Debido a irregularidades en la preparación de varias licitaciones convocadas por la
autoridad local de Le Mans, por una suma total cercana a los 2 millones de euros, la
Comisión va a enviar un dictamen motivado a las autoridades francesas. Estas
licitaciones corresponden a la prestación de determinados servicios en la planta
depuradora de &KDXYLQLqUH. Durante la primera licitación, la entidad adjudicadora no
respetó la obligación, en virtud de la Directiva sobre contratos públicos de servicios
(92/50/CEE, apartado 2 del artículo 27), de garantizar una competencia real en el
procedimiento de licitación. Sólo se aceptaron tres candidatos, mientras que la
Directiva y la jurisprudencia del Tribunal al respecto exigen que el número de
candidatos no sea inferior a cinco. Además, se adjudicó un segundo contrato al
titular del primer contrato mencionado, sin procedimiento de competición o una
publicación previa, por lo que se infringieron las normas de esta Directiva. Por
último, un anuncio contrato relativo a una tercera licitación indica confusión por parte
de la entidad adjudicadora entre los criterios de selección y los criterios de
adjudicación del contrato. Ese contrato también se adjudicó al actual titular de la
licitación.
,WDOLDFRQVWUXFFLyQGHHVFXHODVHQ*pQRYD
El ayuntamiento de Génova no publicó a escala comunitaria una licitación para la
planificación preliminar, definitiva y de ejecución de obras para la construcción de
edificios escolares. Con arreglo a la Directiva sobre contratos públicos de servicios
(92/50/CEE), las licitaciones de servicios públicos por una suma superior a
200 000 ¼KDQGHSXEOLFDUVHHQHO'LDULR2ILFLDOGHODV&RPXQLGDGHV(XURSHDV
Las autoridades italianas alegan que, en este caso particular, no cabe aplicar la
Directiva porque la licitación abarca varias tareas independientes entre sí que no
superan individualmente el umbral de 200 000 ¼
2
La Comisión no acepta esta alegación porque la Directiva prevé específicamente
que los servicios no pueden dividirse con objeto de evitar la aplicación del umbral y
estipula que, en caso de contratos divididos en lotes, deberán acumularse los
importes de los lotes a la hora de calcular la suma total. En consecuencia, y habida
cuenta de la homogeneidad de los servicios que han de prestarse y de la unidad del
procedimiento de licitación, la Comisión considera que esta licitación tendría que
haberse publicado a escala comunitaria.
,WDOLD±PHVDVGHRSHUDFLRQHVSDUDHOKRVSLWDOGH,YUHD
Este caso afecta a la decisión de adjudicar un contrato para el suministro de mesas
de operaciones al hospital de Ivrea con arreglo a un procedimiento negociado sin
una publicación previa de la licitación. La Comisión cree que el procedimiento
negociado que se utilizó, mediante el cual las autoridades contratantes consultaron
a contratistas de su elección y negociaron las cláusulas del contrato con uno o
varios, no se justificaba en este caso, de conformidad con las normas de contratos
públicos de suministros de la Directiva 93/36/CEE. La Directiva establece normas
estrictas para garantizar que los contratos públicos se adjudiquen únicamente tras
un proceso de licitación abierto y transparente. La Directiva sólo prevé
procedimientos negociados sin previa publicación de un aviso en circunstancias muy
específicas y, en este caso, la Comisión no cree justificado este procedimiento.
$XVWULD ± WUDQVSRVLFLyQ LQFRUUHFWD GH ODV 'LUHFWLYDV VREUH YtDV GH
UHFXUVRV
La Comisión opina que Austria ha transpuesto incorrectamente las Directivas sobre
vías de recursos, 89/665/CEE y 92/13/CEE, habida cuenta en particular de la
sentencia del Tribunal de Justicia de las Comunidades Europeas en el asunto
«Alcatel» (28 de octubre de 1999, Rec. 1999, I-7671). Estas directivas exigen a los
Estados miembros que pongan a disposición de los abastecedores los medios de
para garantizar rápidas y eficaces vías de recurso que permitan evitar y corregir las
posibles violaciones de las normas comunitarias de contratación pública.
Los servicios de la Comisión analizaron ampliamente los procedimientos de recurso
y los instrumentos establecidos para garantizar un sistema de recursos eficaz,
eficiente e independiente de las decisiones nacionales en materia de contratación
pública. Llegaron a la conclusión de que una serie de disposiciones de las Directivas
sobre vías de recursos 89/665/CEE y 92/13/CEE se había transpuesto
incorrectamente o no se habían transpuesto en las nueve Leyes sobre contratación
pública de los Estados federados austríacos. Por ejemplo, la Ley sobre contratación
pública de los Estados federados de Tirol y Burgenland no contempla, en el caso de
un procedimiento de recurso, que la entidad adjudicadora no esté autorizada a
adjudicar el contrato durante un cierto período. Si, por otro lado, la autoridad
adjudica un contrato antes de que haya finalizado el procedimiento de recurso,
aquél quedará anulado.
La Comisión critica a Austria por el hecho de que no se haya aplicado en todos los
Länder austríacos la sentencia del Tribunal de Justicia sobre el caso «Alcatel».
Salzburg, Steiermark, Kärnten, Niederösterreich y Tirol aún no han adoptado una
disposición que garantice que la decisión de adjudicación pueda someterse a un
procedimiento de recurso ante los organismos competentes.
3
)UDQFLDJHVWLyQGHORVFRQWUDWRVGHREUDVS~EOLFDV
A la Comisión le preocupa que Francia no haya garantizado la aplicación de
procedimientos competitivos de licitación a la gestión de contratos de obras
públicas. La Ley francesa de 12 de julio de 1985, relativa a la gestión y vigilancia de
obras públicas y sus relaciones con la legislación sobre gestión y vigilancia de
construcciones privadas se aplica a menudo a la construcción de obras de gran
envergadura. La Ley establece que la asignación de la gestión y vigilancia de la
construcción se limita exclusivamente a entidades jurídicas de Derecho francés.
La Comisión discrepa y considera que estas tareas constituyen contratos de
servicios en el sentido de la Directiva 92/50/CEE y, por consiguiente, deben
asignarse con arreglo a las obligaciones en materia de publicidad y competencia
que estipula esta Directiva. En consecuencia, la Comisión ha remitido a las
autoridades francesas una petición formal de información sobre esta cuestión.
)UDQFLD±SODQHVGHXUEDQLVPR
En respuesta a una denuncia formal, la Comisión ha decidido enviar a las
autoridades francesas una petición formal de información sobre las condiciones de
concertación de acuerdos de desarrollo local («FRQYHQWLRQV G¶DPpQDJHPHQW»),
establecidos en el artículo L300-4 del Código francés de urbanismo. Francia utiliza
estos acuerdos para la totalidad de los proyectos importantes de desarrollo local
tales como la aplicación de proyectos de desarrollo urbano, la definición de la
política local de vivienda, o la organización y fomento del desarrollo económico local.
Ahora bien, el acuerdo de desarrollo local, en su forma actual en el Derecho francés,
no prevé un marco para el procedimiento de adjudicación de estos acuerdos y los
exime de cualquier exigencia en materia de publicidad o competencia, tanto a
escala nacional como comunitaria.
La Comisión considera que estos acuerdos pueden inscribirse en la definición
comunitaria de «concesión», en cuyo caso deberían someterse bien a las
disposiciones pertinentes de la Directiva sobre contratación de obras (93/37/CEE) o,
cuando se trate del suministro de servicios, a las disposiciones pertinentes del
Tratado CE (especialmente el artículo 49). Además, cuando una autoridad local
decide aplicar un acuerdo de desarrollo local a un proyecto de urbanismo o de
desarrollo rural y decide asumir los riesgos económicos asociados al proyecto
garantizando el recubrimiento de las posibles pérdidas, la Comisión considera que el
acuerdo podría clasificarse, con arreglo al Derecho comunitario, como contrato de
obras públicas y, en consecuencia, quedaría sometido a las disposiciones
pertinentes de la Directiva 93/37/CEE.
La limitación del trabajo sobre estudios preparatorios (suministro de servicios), antes
de elaborar un acuerdo de desarrollo local, a una categoría restringida de
organismos públicos o semipúblicos de derecho francés, sin garantizar la
competencia, se antoja contraria a las normas de la Directiva sobre contratos de
servicios (92/50/CEE), así como al principio de libre prestación de servicios descrito
en el artículo 49 del Tratado CE.
En una Comunicación interpretativa de 14 de abril de 2000 (véase IP/00/436), la
Comisión ha aclarado la manera de aplicar a las concesiones el Derecho
comunitario.
4
Descargar
Fichas aleatorios
Explore flashcards