STEPIEN A BARNO L VILLANUEVA B

Anuncio
EL LUGAR DE LA IDENTIDAD EN UNA CIUDAD SOSTENIBLE.
Autores: Agnieszka Stepien, Lorenzo Barnó, Beatriz Villanueva y Francisco Javier Casas.
Palabras clave: Barrio, ciudad, identidad, memoria, pertenencia.
Tema de comunicación: C.8 _ Conocimiento, Espacio e interacción social.
Cuando estamos planteándonos la rehabilitación sostenible de las ciudades casi siempre
pensamos sobre el tráfico o el ahorro de energía y por supuesto estos aspectos de la
sostenibilidad son muy importantes, pero no es suficiente quedarnos ahí.
Los antiguos romanos ya diferenciaban dos partes fundantes en sus ciudades:
“Urbis” definía lo construido, el conjunto de la arquitectura y el urbanismo, mientras que
“civitas” se refería a las relaciones interpersonales dentro de la ciudad construida. Los dos
se influían entre sí constantemente. El lugar donde habitaba cada ciudadano afectaba a sus
relaciones y al revés: su entorno social influía a su manera de vivir. Como afirma Saskia
Sassen1, todo esto ha llegado hasta nuestros días aunque unos factores ganaron y otros
perdieron su fuerza. La socióloga apunta la importancia del lugar donde nacimos como
elemento clave en el desarrollo de cada individuo y la consecuencia de este hecho es el
constante aumento de diferencias sociales; los ricos son cada vez más ricos y los pobres
cada vez más pobres.
¿Pero cómo se traslada este tema al campo de las ciudades contemporáneas en España?
Volvamos a la cuestión de la rehabilitación sostenible que exigen nuestras ciudades.
Un desmesurado desarrollo urbano en las décadas de los 60 y 70, ahora nos devuelve una
crisis en los barrios construidos en esta época. Muchas veces deteriorados, dando a sus
habitantes una calidad de vida que deja mucho que desear, estas partes de la ciudad se
convierten en un auténtico problema. Pero un problema todavía más serio pueden provocar
las inadecuadas soluciones de ésta cuestión y es ahí donde juega un papel principal tanto el
urbanismo como la arquitectura.
Parece que los temas relacionados con la parte material de la cuidad están en el momento
actual más desarrollados que los enfocados hacia lo cívico, tanto a una escala de un portal
como de una metrópoli. Es cierto que se hace mucho para estimular la participación
ciudadana, pero del tema que está en sus raíces, que es la identidad, se habla bien poco.
¿Y porque es tan importante esta cuestión? Entendida como la necesidad de pertenencia de
un individuo a un lugar define el fundamento de la ciudad “civitas”. Es una “construcción”
levantada lentamente durante muchos años. Tiene una estructura muy frágil y muy sensible
a los cambios.
1
Actas del Congreso Internacional De Construcción Sostenible; Sevilla 2007
Pero la ciudad contemporánea con sus flujos y mutaciones descuida mucho a la identidad y
cuando buscamos lugares donde está presente, llegamos a una escala donde cobra
importancia el concepto de la vecindad. Es el espíritu del barrio lo que hace que la gente se
siente arraigada. Parafraseando a Heidegger2, formamos parte de los lugares porque los
lugares forman parte de nosotros. Hay unos lazos muy importantes que nos hacen decir:
“Soy de aquí”. Lo mismo pasa al vecino del barrio de Gracia en Barcelona, de Alfama en
Lisboa o Montmarte en Paris. En estos casos el tema de la identidad es evidente, pero hay
lugares donde la gente se siente avergonzada de sus raíces.
Sin embargo, no hay lugares malos, solamente los que necesitan ser reconocidos y por eso
estimular el reconocimiento de los barrios deteriorados es la cuestión que deberíamos tener
en cuenta en el marco de la rehabilitación sostenible. Un lugar por el mero hecho de ser
habitado por una persona ya cobra un valor especial3 y pertenece a la arquitectura y al
urbanismo la capacidad de poner en valor una identidad deteriorada.
En el desarrollo de este resumen analizaremos un par de ejemplos de una arquitectura que
recicla espíritu del barrio estimulando las relaciones entre los vecinos y liberándoles del
complejo que supone habitar en una zona degradada. A través de ellos se verá claramente
que una política de tabula rasa practicada a menudo en caso de barrios deteriorados, se
convierte en una solución más que incorrecta. Supone un enorme gasto de energía y
materiales y produce una desmesurada cantidad de residuos. Además, en el proceso de
desalojo-realojo de los habitantes va destruyéndose el frágil sistema de la “civitas”. Muere
debajo de los escombros el espíritu del barrio; algo único e imposible de reconstruir en una
nueva constitución de viviendas que siguen construyéndose de la ya obsoleta tipología de
ensanche.
2
3
El Principio de Identidad ; Heidegger; Revista de Filosofía Vol. XIII, Nº 1, Santiago de Chile, 1966
Construir, habitar, pensar; Heidegger; Santiago de Chile, 5ª edición, 2007
Descargar
Fichas aleatorios
Explore flashcards