Al Príncipe le crecen las orejas

advertisement
20
EL MUNDO. MIÉRCOLES 30 DE ENERO DE 2013
Impreso por José Almagro Bocanegra. Prohibida su reproducción.
OTRAS VOCES
ZOOM
CARMEN
RIGALT
Al Príncipe le
crecen las orejas
AUNQUE lo parezca, el Príncipe no
cumple años todos los días. Nació tal día
como hoy en la desaparecida clínica
Loreto de Madrid y fue un bebé muy
jaleado. Entonces no existían las
ecografías y nadie supo si era niño o
niña, así que en su canastilla había
botitas rosa y botitas azules.
Como era un bebé privilegiado, a su
alrededor no brujuleó una monja
pretendiendo dar el cambiazo. Es lo que
tiene ser heredero: todo el país estaba
pendiente de él. No le pusieron un solo
nombre sino una ristra: Felipe, por Felipe
V , Juan por su abuelo, Pablo por su otro
abuelo, Alfonso por Alfonso XIII y todos
los santos, por todo el santoral. Es un
capricho de los Borbones, que así pueden
celebrar la onomástica diariamente.
Felipe Juan Pablo Alfonso etc se crió
rubio y primoroso como los príncipes de
verdad. Para los españoles era un lujazo
de criatura y solo le faltaba una carroza a
juego. Su mamá le mimó. No así su papá,
que permanecía a la espera de ver
cumplida la predicción que le hizo a
Franco cuando nada más nacer el niño le
dijo: «¡Mi general, es un machote!». En
eso anduvo poco fino el Rey. A Felipe,
Juan Pablo, etc. nunca se le ha detectado
el ramalazo borbónico. Casi mejor. Si los
cimientos de Zarzuela temblaron cuando
«La hora del relevo ha
sonado, y no porque lo
digan en Holanda. Ha
sonado porque toca»
el Príncipe se ennovió con Eva Sannum,
no quiero ni pensar qué habría ocurrido
si llega a salir un picha brava.
El Príncipe cumple 45 años en un
momento de turbulencias que amenazan
la estabilidad de la institución. El niño
de rizos rubios se ha convertido en un
hombre con toda la barba. No sabe
contar chistes ni tiene el carisma de su
padre, pero eso importa poco. Felipe ha
llegado hasta aquí y se ha ganado el
respeto de la concurrencia. Es el único
de la familia a quien no le han salpicado
los escándalos. El mérito es suyo. Mejor
dicho: suyo y nuestro. Porque en los
medios de comunicación existe voluntad
de protegerle. Se le supone firmeza en el
asunto Urdangarín y eso gusta mucho.
También nos gusta la transparencia,
pero la transparencia es incompatible
con la naturaleza de la institución. Mal
asunto.
La hora del relevo ha sonado, y no
porque lo digan en Holanda. Ha sonado
porque toca. El Príncipe ha cumplido 45
años y no debe estropearse. A los
príncipes que esperan demasiado les
crecen las orejas.
>EN LA RED
La gran mayoría cree que Xoán Cornide no
puede seguir siendo el gerente del PSOE
El máximo responsable de
las finanzas del PSOE, Xoán
Cornide, afirma en un
contrato que él mismo se
reunió el 15 de septiembre de
2010 con la inexistente
escritora Amy Martin y la
contrató para la Fundación
Ideas por hasta 3.000 euros
cada artículo. El 94% de los
16.009 participantes en
nuestra encuesta cree que
alguien que firmó un contrato
e EL DEBATE
DE HOY
¿Cree usted que
hay motivos
suficientes para
imputar a la
infanta Cristina
por el caso
Nóos?
con una persona inexistente
no puede seguir siendo el
gerente de los socialistas.
AJUBEL
Tradición en la
sucesión al trono
Sr. Director:
No tengo más remedio que estar en completo desacuerdo
con las razones que esgrime el
comentario editorial de este
periódico para que Don Juan
Carlos no abdique en Don Felipe. En las razones, no en el
hecho en sí.
Dice que la tradición española es diferente a la holandesa. Es cierto que las última dos
reinas holandesas abdicaron
en sus herederas: Guillermina
I en su hija Juliana I, y ésta en
su hija Beatriz I. Tampoco es
que sea una tradición muy extensa, ya que cuando Guillermo III murió, Guillermina contaba con sólo 10 años, por lo
que no accedió al trono por
abdicación.
¿Pero cuál es la tradición en
la sucesión de los monarcas
españoles? Empecemos por
Felipe V, primer rey de la Casa
de Borbón en España, el cual
abdicó en su hijo Luis I; pero
cuando éste fallece a los seis
meses, en contra de los derecho legítimos de su hijo Fernando VI, vuelve al trono. Posteriormente Fernando VI sería
rey a la muerte de su padre y
al morir él, le sucedería su hermanastro Carlos III (hijo también de Felipe V), para lo cual
tuvo que dejar de ser Carlos
VII de Napoles y V de Sicilia,
abdicando en su hijo Fernando
IV de Napoles, III de Sicilia y
posteriormente I de las Dos Sicilias. Cuando murió, en España lo sucedió su hijo Carlos IV.
Ahora el lío: el 19 de marzo
de 1808 Carlos IV abdica en su
hijo Fernando VII. Fernando
VII devuelve la corona a su padre Carlos IV abdicando el 6
de mayo, sin saber que el día
antes éste había cedido sus derechos a Napoleón, el cual
nombra a su hermano José I
rey de España. Finalmente
Fernando VII recuperaría la
corona en diciembre de 1813,
la cual pasaría a su hija Isabel
II a su muerte gracias a la
Pragmática Sanción que dejaba sin efecto la Ley Sálica de
>CARTAS AL DIRECTOR
Los textos pueden enviarse por correo electrónico a cartas.andalucia@elmundo.es o por correo postal a la Avenida República Argentina, 25. 41011, Se-
villa. No excederán de 20 líneas y EL MUNDO se reserva el derecho a refundirlos. No se devolverán originales. Las cartas deben incluir el número del
DNI y la dirección del remitente. EL MUNDO podrá dar contestación a las
cartas dentro de la misma sección.
Felipe V y sin corona a su hermano Carlos María Isidro.
Isabel II se tuvo que exiliar
en París, dónde abdicó en su
hijo Alfonso XII. En España
mientras tanto reinó Amadeo I
de Saboya (tataranieto de Carlos III), para posteriormente
proclamarse la I República.
Tras ésta y de la mano de Cánovas, Alfonso XII vuelve como rey, el cual no llegó a conocer a su hijo póstumo Alfonso
XIII. Alfonso XIII renunció de
sus derechos como Jefe de la
Casa Real (después de tener
que abandonar España al proclamarse la II República y posteriormente Franco no restaurar la monarquía) en favor de
su hijo Juan, heredero legítimo
porque sus dos hermanos mayores se apartaron de la línea
sucesoria. Éste no llegó a rei-
nar y tuvo a su vez que renunciar a sus derechos en plena
monarquía de su hijo Juan
Carlos I, el cual fue rey por voluntad de Franco. Por tanto,
¿cuál es la tradición en la sucesión de la monarquía española? Prudencio Rodríguez Bada. Málaga.
La prevención
del fraude fiscal
Sr. Director:
Acabo de leer la nueva propuesta del Partido Popular por
la que pretende introducir en
el curriculum educativo conocimientos tributarios con la finalidad de mejorar el cumplimiento de las obligaciones con
el Fisco en la edad adulta y de
prevención del fraude fiscal.
Como suele ocurrir casi
>TUITS AL DIRECTOR @pedroj_ramirez
García Revenga, secretario
de las Infantas, quería declarar ante el juez. Dicho y
hecho: ¡imputado!
@Madrileno85
José Costero
Si el secretario está imputado; si la mujer de Diego Torres va a declarar; ¿por qué
no la Infanta Cristina?
@e13sirio
Eduardo Gómez
Madre mía, entre el secretario im-puta-do y el duque empalma-do.... la Casa Real no
da abasto.
@Holmes_Beatriz
Beatriz
La mentalidad defraudadora,
picaresca y de aferrarse al
cargo en España no es la holandesa, desde luego.
@rgsamper
Rafa Guijarro
El caso Nóos está cada vez
más cerca de La Zarzuela.
Ya está llamando a las puertas de Palacio.
@MarSainz22
Mar Sainz
España no es Holanda porque habríamos perdido el
Mundial de Sudáfrica.
@MMreyero
MM
Mi gran duda es por qué no
llaman a declarar a la infanta. Empresas al 50%, su secretario en el lío... ¿Y ella?
@maalmela
Miguel Ángel Almela
No está mal el sueldo de
«conductor asesor» (45.000
euros) por poner un ambientador de pino en el retrovisor.
@kikepelu
Enrique J Arroyo
Si quiere
participar, puede
hacerlo en la
sección de Opinión
de ELMUNDO.es
hasta las 20 horas
de hoy.
siempre en temas políticos, nada tiene que ver la pretensión
manifestada en la ley con la
verdadera finalidad. Se trata
más bien de buscar continuos
chivos expiatorios intentando
achacar el problema del fraude y la corrupción también a la
mala educación y formación
de los ciudadanos, en vez de
reconocer que está en los propios políticos.
Es muy difícil que el que
pueda defraudar no lo haga si
sabe que el dinero de sus impuestos está siendo utilizando
para que se enriquezcan otros,
la casta política, en vez de la
propia persona, máxime si el
nivel impositivo es tan alto que
se puede llegar a pagar hasta
un 65 % de los ingresos entre
impuestos directos, indirectos,
tasas y contribuciones. El dinero público tiene que ser gastado con un cuidado extremo
al ser detraído de personas
que en muchos casos supone
acercarlas a la pobreza.
Si tenemos en cuenta que
numerosos estudios prueban
que el grado de corrupción en
un país aumenta conforme lo
hace el nivel de regulación y
que la única forma de luchar
contra ella es la transparencia,
nos damos cuenta que este
Gobierno y la oposición, todavía más intervencionista, no
tienen ninguna intención de
luchar verdaderamente contra
ella. Lo que desean es que el
ciudadano pague religiosamente sus impuestos sin defraudar y sin criticar la bondad
del gasto público.
Más merece la pena explicarles a los alumnos que la
única forma de mejorar la situación económica de un país
es convirtiéndonos en atractivo para la inversión, nacional
y extranjera, lo que requiere
de un verdadero Estado de Derecho y que puedan comprobar lo alejado que nos encontramos de ello, sin olvidar, la
importancia que tienen los políticos de dar ejemplo. Algo
que sólo se consigue con una
verdadera separación de poderes y políticos no intervencionistas. José Almagro. Sevilla.
Descargar