Pidieron dos cortados, (¡en jarrito, por favor!), el de

Anuncio
Pidieron dos cortados, (¡en jarrito, por favor!), el de él muy cargado, el de ella no. Luego, como
siempre, él le obsequió a ella la espuma de su cortado. Tomaba el utensillo, casi siempre de metal,
por el lado del mango, e introducía la pequeña cabeza cóncava del mismo, en la espuma de la leche,
proceso que debía realizar antes de echarle el azúcar al café, o ésta última reduciría notablemente el
volumen de la espuma. Luego, con un movimiento suave, circular, hacia abajo y hacia él, siguiendo
el contorno interior izquierdo del jarrito, y manteniendo todo el tiempo la concavidad de la cuchara
hacia arriba, recogía la mayor cantidad de espuma posible, y sin apartar la vista de la pequeña y
trepidante, blanca y café, aireada figura, se la ofrecía, en regalo de amor, transportándola
directamente hasta las puertas mismas de sus labios expectantes, dulce altar redentor, que él luego,
tanto disfrutaría al besar, y saborear de su boca, el aroma del café.
Descargar
Fichas aleatorios
Prueba

4 Tarjetas Arthas Quinzel

tarjeta del programa pfizer norvasc

0 Tarjetas joseyepezsumino

tarjeta del programa pfizer norvasc

0 Tarjetas joseyepezsumino

free fire garena

1 Tarjetas Rene Jonathan Ramos Reyes

Sunotel S.L

15 Tarjetas JOHAN Eriksson

Crear fichas