La Guerra del Amianto
by Laurie Kazan- Allen
Aunque el desinterés de la industria del amianto por la salud de los trabajadores
y la salud pública esta bien documentado, el momento preciso en que la
búsqueda de ganancias quedo embebido con un fervor militar no se ha
precisado. Que un estado de guerra se ha declarado, sin embargo, se muestra
claramente por un correo electrónico circulado por el Instituto del Amianto (AI) de
Montreal con fecha 8 de febrero del 2002: El asunto del mensaje es: “Reporte de
GUERRA.”1 Luego del derrumbe de la demanda de asbesto por los países
occidentales, los productores han montado una campaña global para proteger
los mercados restantes y desarrollar nuevos mercados. El acceso a un fondo
generoso de los partidarios del asbesto ha permitido que los grupos de presión
pro-crisotilo bombardeen a los oficiales del gobierno y a los periodistas de los
países en vías de desarrollo con ofertas de “soporte técnico” y viajes gratis a
Canadá; una máquina de propaganda bien montada asegura a los funcionarios
del gobierno y a los consumidores que el asbesto puede usarse “con seguridad
bajo condiciones controladas,” a pesar de la vasta evidencia científica y médica
que demuestra lo contrario.
El debate público sobre el asbesto ha sido hábilmente manipulado por “los
expertos” de la industria quienes aparecen en la escena como por arte de magia
cuando hay problemas. En marzo de 1999, precisamente en el momento en que
el Reino Unido y los políticos de la Unión Europea estaban revisando las
directivas sobre al amianto propuestas, una misión de comercio llegó a Londres
ofreciendo a los periodistas “vetados” 2 la oportunidad para una “sesión de
información abierta y franca” sobre el crisotilo. Según la literatura obtenida en
ese momento, este evento se celebró bajo los auspicios de la “Asociación
Internacional del Amianto para la Protección de la Salud Ocupacional y
Ambiental.” Juzgando por la falta de cobertura por los medios de comunicación,
la visita de Vangala Pattabhi de las Industrias de Hyderabad (India), Edward
Chindori-Chininga, el Vice-Ministro de Minas, Ambiente y Turismo de Zimbawe,
André Brochu, un sindicalista de comercio de Québec, y Bob Pigg, Presidente de
la Asociación de Información del Amianto, no fue un éxito. Después de cien
años, la batalla por Europa se perdió.
El objetivo de esta edición del IJOEH es proporcionar un foro público en el cual
las víctimas del amianto y sus representantes pueden detallar las repercusiones
de mal uso de amianto en sus países, revelar el trabajo importante de los grupos
de apoyo a las víctimas, informar de la investigación científica actual y discutir el
trabajo de los grupos para la prohibición de uso del amianto. Los artículos en
esta edición responden a una pregunta propuesta hace treinta años por la
industria: “Dónde estaríamos sin el asbesto?”
1
Una Industria Global
Desde principio del siglo XX hasta la erupción de Segunda Guerra Mundial, la
producción mundial de amianto se incrementó en un 2000%. La producción
continuó creciendo constantemente, alcanzando en 1975 el máximo de 5
millones de toneladas. A pesar de una caída ligera, la producción anual
permaneció sobre los 4 millones de toneladas hasta 1991. En el 2001, se
produjeron dos millones de toneladas de crisotilo3. Con tanto en juego, las
compañías del amianto trabajaron para proteger juntos su “mineral mágico,”
desacreditando alternativas más seguras e intentando imponer silencio a los
críticos. Los promotores de campañas anti-asbesto fueron considerados como
alarmistas, mal informados, irresponsables y comercialmente motivados. Se
proclamó que una “psicosis anti-asbesto casi mundial” había sido “avivada” y
sostenida por los productores multinacionales de alternativas no-asbesto:
“¿Cuántas víctimas ha causado la histeria anti-asbesto? ¿Cuántos frenos sin
asbesto han causado accidentes fatales? ¿Cuántos edificios se han derrumbado
después de incendios debido a que se retiró el asbesto, o debido a una negativa
para usarlo? Cuántas personas han tenido enfermedades fatales debido a una
falta de agua limpia para beber, porque individuos ‘benévolos’ exigieron la
instalación de cañerías libres de asbesto, que eran tan caros para los sistemas
de agua potable, que las instalaciones tuvieron que reducirse a la mitad?… el
asbesto-crisotilo puede ahorrar vidas.”4
En 1999, el Collegium Ramazzini, casi “fanáticos por la prohibición del amianto,”
emitió un “Llamado para la Prohibición Internacional del Asbesto:”
“Para eliminar la carga de enfermedad y muerte que es causada a nivel mundial
por la exposición al asbesto, el Collegium Ramazzini hace un llamado para la
prohibición inmediata en toda extracción y uso del asbesto. Para ser eficaz, tal
prohibición debe tener alcance internacional y debe ser implementada en cada
país del mundo… las corporaciones de amianto multinacionales presentan una
historia deplorable de explotación internacional.”5
Philip Landrigan, el Presidente del Collegium, condena los “dobles estándares”
de las industrias que fabrican productos peligrosos como el asbesto:
“Es bastante hipócrita el que estas industrias se trasladen a las naciones en vías
de desarrollo y declaren que los trabajadores pueden trabajar seguramente con
materiales tóxicos como el asbesto. Cualquiera que ha viajado por las naciones
pobres de América del Sur, África Sub-Sahariana y Asia del Sudeste habrá visto
a los trabajadores que usan el asbesto en las condiciones más inseguras, por
ejemplo, cortando las cañerías de asbesto-hormigón con sierras circulares o
aplicando aislamientos de amianto en las paredes en completa ausencia de
cualquier forma de protección respiratoria. El argumento que se puede proteger
2
a los trabajadores contra el asbesto en las naciones que no tienen ninguna
infraestructura legal en la salud ocupacional es una broma cruel.”6
La industria se moviliza: Canadá intenta Poner la Agenda
Así como la explotación comercial del asbesto se incrementó, también se
incrementó el conocimiento de sus efectos letales. Inspectores de fábricas,
médicos, científicos y epidemiólogos intentaron advertir sin éxito a aquéllos que
están en cargos. El hecho que estas advertencias fueran desatendidas es
debido, no en poco, a los informes tranquilizadores, los artículos de
posicionamiento y las declaraciones emitidas por los representantes de la
industria del amianto: cuando el uso de la amosita y la cracidolita se hizo
indefendible, estos materiales se sacrificaron en nombre del crisotilo. Como el
impulso para prohibir el asbesto creció, muchos gobiernos tomaron una acción
unilateral.7
Por los años ochenta, los interesados del amianto Canadienses estaban entre la
mayoría comprometida en la supervivencia a largo plazo del crisotilo. En 1984,
los dueños de las minas de amianto en Québec y representantes del Gobierno
Canadiense y de Québec organizaron el Instituto del Amianto (AI) para promover
“el uso seguro de asbesto-crisotilo en Canadá y en todo el mundo.” Entre 1984 y
2001, el instituto recibió un total de $54 millones de tres donantes: el Gobierno
Federal, el Gobierno de Québec y la industria del amianto. 8 Utilizando estos
fondos, el AI ejecutó una campaña global dirigida a los gobiernos nacionales, los
sindicatos, los parlamentarios, los funcionarios de gobiernos, los periodistas, los
científicos, los médicos y los consumidores.
El AI es el nexo de una red de organizaciones que incluyen: la Asociación de
Productores de Producto Asbesto-Cemento (ACPPA), la Asociación de
Información sobre el Asbesto / Norte América (AIA/NA), la Asociación de
Productores del Producto Cemento-Amianto (AACPP) y la Asociación
Internacional De amianto (AIA).9 La investigación meticulosa realizada durante el
2002 reveló las conexiones entre el AI y estos grupos:



Denis Hamel, un Director del AI, es el Director del ACPPA;
La dirección de las oficinas para el ACPPA, el AIA/NA y el AACPP es la
misma dirección postal en Arlington, Virginia; ellos comparten el mismo
teléfono y números de fax en Montreal;
Bob Pigg, el Presidente del AIA/NA, también es Presidente del AACPP y
fue Director General del AIA (uno de los cuatro patrocinadores del website
del Instituto del Amianto).
El uso de organizaciones “independientes” para corroborar la propaganda de
industria no es nuevo. En el Reino Unido, el Concejo para la Investigación de la
Asbestosis (ARC) cumplió un papel similar hace más de treinta años. La
impresión cuidadosamente diseñada de una organización autónoma basada en
3
la ciencia no podía ir más lejos que la verdad; el ARC empezó y permaneció
comercialmente motivado:
“el ARC fue administrado por los industriales y no por científicos… la estrategia
era fijada por el comité de dirección que a su vez respondía a los deseos de los
directores patrocinadores… estos hombres no veían al ARC como
fundamentalmente un concejo para la investigación científica. Finalmente, era un
esfuerzo por capturar la agenda científica e influenciar la política pública.”10
El AI y el Gobierno Canadiense: Una Alianza no muy Santa
Una sesión de información de las autoridades federales revela la conexión
íntima entre el Gobierno y el AI:
“Mediante el apoyo al Instituto del amianto, el Gobierno de Canadá continúa
buscando su meta de promover el uso seguro del crisotilo y de otros minerales y
metales en otros países. Por ejemplo, durante 1999-2000, el Instituto del
amianto envió 16 misiones a 12 países latinoamericanos, africanos y asiáticos
para organizar seminarios y talleres para el uso seguro de crisotilo a
representantes de los gobiernos, la industria, los sindicatos, las universidades y
los medios de comunicación.”11
El personal del AI toma parte en la planificación y ejecución de las misiones
diplomáticas y de comercio para presionar a los gobiernos extranjeros:
“el gobierno federal hizo planes, a través de sus embajadas, para organizar y
participar en 16 conferencias y grupos de presión en favor del amianto en Chile y
en otros países extranjeros. Mucha de la participación federal involucra grupos
de presión a los oficiales de comercio extranjeros para retrasar potenciales
prohibiciones de importación, y para convencer a los departamentos de salud de
los gobiernos extranjeros que la investigación sobre los peligros de asbestocrisotilo no es concluyente y que la ciencia no apoya una prohibición total del
uso de todas los formas de asbesto.” 12
La porción subrayada de la declaración precedente, según otro documento
gubernamental, no es una exageración grave:
“En cooperación con los participantes principales, el Gobierno de Canadá
continúa supervisando e interviniendo en los mercados como Brasil, Chile y
Vietnam dónde se están considerando prohibiciones … (Cuando la Argentina
prohibió el asbesto) los oficiales de la Embajada Canadiense en Buenos Aires
en coordinación con NRCan y el Instituto del Amianto… hicieron presentaciones
ante el Ministerio Argentino de Salud, de Economía, de Industria y el
Departamento de Minas.”13
4
Según el periodista Jim Young, Denis Hamel el director de AI “viaja por todo el
mundo para promover ‘el uso seguro’ y combate lo que él llama el fanatismo de
‘los evangelistas verdes ' que exigen prohibiciones. El ha registrado más de 100
de tales misiones, promoviendo acuerdos voluntarios del Instituto firmados por
los compradores de asbesto Canadiense.”14 El Instituto ha proporcionado:
“Ayuda financiera para la creación de una docena de asociaciones industriales
nacionales en estos países. Estas asociaciones distribuyen información sobre
salud y seguridad a sus miembros, organizan seminarios de entrenamiento,
coordinan actividades de monitoreo de polvo con la Asociación Internacional del
Amianto, coordinan relaciones entre el gobierno y la industria y monitorean el
desarrollo.”15
Sin descuidar nada, el AI participa en un programa federal para traer a
periodistas extranjeros al Canadá esperando que ellos regresarán a sus países
cantando alabanzas al crisotilo:
“Cuando el periodista chileno Raúl Sohr llamó por teléfono a la embajada
Canadiense en Santiago el año pasado (1998), él consiguió mucho más de lo
que esperaba. El dijo ‘Yo sólo estaba pidiendo información sobre el asbesto
Canadiense’. Pero un amable oficial de la embajada dijo que el gobierno
Canadiense lo llevaría a Canadá con todos los gastos pagados, y le organizaría
un programa de información… le dieron ‘$1,500 en cheques de viajeros ' (a su
llegada) para ayudarle a cubrir los costos en hoteles y comidas (por un
representante del Departamento de Asuntos Extranjeros). El boleto aéreo,
valorizado en $1,750, fue pagado por el Departamento de Asuntos Extranjeros
con cargo al Servicio de Viajes del Gobierno en St. Metcalf en Ottawa…
Había otros cinco periodistas latinoamericanos de Chile, Colombia, República
Dominicana, El Salvador y Panamá, así como un representante de la Asociación
de Productores del Amianto Colombiano (línea de periodismo)… Todos los
periodistas recibieron a su llegada cheques de viajeros.16
Después de la visita de seis periodistas Marroquíes a Canadá del 17 al 23 de
mayo de 1998, una carta fue enviada del AI a Gilles Mahoney, en el Ministerio
de Recursos Naturales de Québec, pidiéndole que pagara la contribución de su
Ministerio a este evento de la siguiente manera: $1272.42 por un boleto de avión
y $900 por gastos diarios.17 El 30 de mayo del 2002, la Dirección del Concejo del
AI firmó un acuerdo de contribución con el Gobierno Canadiense para recibir
$500,000 durante dos años. El propósito de la donación era ayudar al AI a
“promover el uso seguro de crisotilo a nivel nacional e internacional.” El
Apéndice A del acuerdo da una lista las actividades elegibles:



misiones de avanzada en los países designados;
misiones técnicas en los países designados;
seminarios nacionales (1 ó 2 días);
5





programas de entrenamiento de especialistas (en Canadá o en el
extranjero);
seminarios para trabajadores;
misiones a los países consumidores;
monitoreo de la misiones;
actividades de comunicación (incluyendo “visitas por periodistas,
científicos y personas con poder de decisión de los países
consumidores”).18
La Pérdida de Europa
Aunque prohibiciones unilaterales ya habían sido adoptadas por nueve países
europeos (Islandia 1983, Noruega 1984, Dinamarca 1986, Suecia 1986, Austria
1990, los Países Bajos 1991, Finlandia 1992, Italia 1992 y Alemania 1993),
cuando Francia anunció su decisión para prohibir el asbesto (julio, 1996), el AI
comenzó a colapsar:
“Las acciones siguientes se están tomando para minimizar el impacto de la
decisión Francesa en Europa y a nivel internacional:
A solicitud de Israel, la AIA estará convocando a una reunión del Concejo de
Gobierno en un futuro muy cercano.
El Concejo Asesor Europeo de la AIA ha desarrollado y ahora está
implementando una estrategia dirigida a evitar la adopción de una prohibición de
uso del amianto a nivel de la Unión Europea (EU). Para su información, la
Comisión Europea (DG III) está convocando a una reunión el 26 de julio, para
evaluar las reacciones de otros estados miembros frente a la decisión Francesa.
El Instituto del Amianto se estará reuniendo con los Gobiernos de Canadá y
Québec esta semana…”
De la urgencia y la respuesta detallada del AI, está claro que las implicaciones
más amplias de la prohibición Francesa fueron claramente entendidas: Francia
hoy, Europa mañana. Lo que hacía las cosas peores, desde el punto de vista
Canadiense, era que Francia había sido un aliado muy cercano en la campaña
del crisotilo. El año anterior en que la prohibición fue anunciada, Francia importó
29,978 toneladas métricas de crisotilo Canadiense, 6% de las exportaciones
anuales de Canadá; Francia era el principal consumidor en Europa con España
como un subcampeón muy débil 19. Los políticos Franceses y los funcionarios
públicos, sin duda estimulados por el respaldo de la industria al Comité
Permanente sobre el Asbesto, habían liderado la resistencia a las restricciones
de la EU sobre el crisotilo. La sorpresiva adopción del Decreto Francés 96-1133
(como resultado de la intensa campaña por los grupos Franceses anti-asbesto
que se discutirá después), prohibiendo la importación y uso de crisotilo y todos
6
los productos que contienen crisotilo a partir del 1 de enero de 1997, fue vista
como una gran revelación por el Gobierno Canadiense y otros asociados del
amianto.
El 20 de junio de 1997, se presentó una demanda Canadiense al Comité sobre
Barreras Técnicas para el Comercio, de la Organización de Comercio Mundial
(WTO), para que Francia rescinda esta prohibición “irracional y
desproporcionada”. Varios intentos de resoluciones entre bastidores fracasaron
y el 28 de mayo de 1998 el Gobierno de Canadá presentó una demanda oficial
ante el WTO para consultas con la Comisión Europea, el organismo con
jurisdicción exclusiva en materias de comercio internacional para los Estados
Miembro, “con respecto a ciertas medidas tomadas por Francia para la
prohibición del asbesto y productos que contienen asbesto.” Para hacer corta
una historia larga, Canadá perdió! El Panel de Conciliación de la WTO (18 de
septiembre de 2000) y el Cuerpo de Apelación (el 12 de marzo de 2001)
aceptaron que: El crisotilo es un carcinógeno establecido, no hay ningún umbral
seguro y su “uso controlado” no es una alternativa eficaz a una prohibición
nacional.
Con la influencia Francesa en la Unión Europea (EU) perdida, los mercados para
el crisotilo Canadiense restantes en la EU estaban sentenciados. El comercio en
la EU y las políticas legales favorecen la armonización; la prohibición Francesa
significaba que había nueve países de la EU que habían prohibido el asbesto y
seis qué no. Las fuerzas anti-asbesto tenían ahora una voz mayoritaria en el
debate europeo que llevó, en 1999, a la adopción de una prohibición en la EU.
Europa estaba perdida, pero la guerra continuaba.
La Batalla por Chile
A comienzos del 2001, la República de Chile notificó que la importación y el uso
del asbesto sería prohibida para Julio del 2001. El 29 de junio del 2001, el
Primer Ministro de Canadá, Jean Chrétien, personalmente llamó por teléfono al
presidente Chileno Ricardo Lagos en un esfuerzo por persuadirlo a abandonar la
prohibición del uso del crisotilo. En una declaración oficial, Chrétien admitió que
“él habló con el Presidente Lagos y enérgicamente presentó el caso Canadiense
- basado en clara evidencia científica – que el asbesto - crisotilo puede usarse
seguramente.” Como el uso del asbesto en Chile fue declarado ilegal por la
Declaración Presidencial el 12 de julio, uno debe asumir que el Presidente Lagos
no había sido convencido por los argumentos de Chrétien. Aún después de
perder esta escaramuza, sin embargo, los Canadienses no cesaron de interferir
en los asuntos Chilenos. Louis Perron, un Consejero Senior en Política del
Gobierno Canadiense 20, explica por qué:
“en nuestra opinión Chile es una piedra de tropiezo: Si no podemos persuadirlos
de los méritos del uso controlado, yo no pienso que otros países
7
latinoamericanos (sic) seguirán. Nosotros no podemos realmente influenciar en
la situación si hay poco apoyo de la industria local.”
Por la documentación de lo que pasó luego, uno debe agradecer al investigador
Canadiense Ken Rubin cuyos pedidos, al amparo del Acta de Acceso a la
Información, han traído a luz muchos documentos reveladores. Un correo
electrónico el 20 de marzo de 2002 de Margot Edwards, el Funcionario
Comercial en la Embajada Canadiense en Chile, a Elizabeth Rohr en Quebec,
dice 21:
“Canadá (principalmente Québec), como un exportador mayor de Asbesto a
Chile, ha emprendido (a través de NRCan y la Oficina de PMO) un extenso
trabajo de presión en Chile para promover el uso seguro del asbesto en lugar de
la prohibición total. Varias misiones del gobierno de Canadá han tenido lugar
seguidas de un extenso intercambio de información técnica. Un seminario sobre
el uso seguro del asbesto y sus efectos en la salud humana está siendo
organizado conjuntamente por los Gobiernos Canadiense y Chileno. Tendrá
lugar en junio en Santiago.”
El título Canadiense del seminario: «El asbesto: Sus Efectos Potenciales en la
Salud Humana y Cómo Asegurar su Uso Seguro» era inaceptable para los
Chilenos quienes lo cambiaron a: «El Uso del Asbesto y sus Efectos en la Salud
Humana» 22. Los organizadores chilenos también objetaron el título revisado de
una presentación en el día 2: «Herramientas para Asegurar el Uso Seguro del
Asbesto y otras Fibras Industriales: Convención Internacional OIT, Standard ISO
7337 y Códigos de Práctica», insistiendo en que se regrese al título original: «La
Legislación internacional y Convenciones sobre el Asbesto». En una reunión el
18 de marzo, una sugerencia Canadiense para una presentación titulada:
Seguridad y Salud Ocupacional: El Papel de los sindicatos en la industria del
asbesto- crisotilo Canadiense había sido rechazada. Cuando los Canadienses
intentaron reinsertar este asunto en la agenda, el representante chileno insistió
en que se reemplace por una charla sobre la Salud Ocupacional Chilena y
Régimen de Seguridad. Los planes Canadienses de invitar a un invitado de
México para la sesión: Seguridad y Salud Ocupacional: el Enfoque del Gobierno
Mejicano a su Industria Manufacturera del Amianto fueron suprimidos por
Milenko Skoknic, de la Dirección General de Relaciones Económicas
Internacionales de Chile quién escribió: “Nosotros sentimos que no es
conveniente incluir a un invitado Mejicano en esta ocasión, debido a que este
seminario es estrictamente un evento bilateral.” El seminario tuvo lugar en
Santiago, Chile el 12 y 13 de junio del 2002 en un ambiente para 24 personas.
La comisión Canadiense de ocho personas estaba compuesta de: Denis Hamel
del Instituto del Amianto, Marie Larue y Alain Auger representando al Gobierno
de Québec, Serge Trudel de la Federación de Trabajdores de Québec, y
Aleksander Ignatow, Louis Perron y Gonzalo Muñoz representando al Gobierno
de Canadá. Un correo electrónico de Muñoz a Perron fechado el 20 de mayo del
2002 es indicativo de la atención Canadiense a los detalles:
8
“Sugerí a Milenko que usemos el mismo ambiente en que nos encontramos el
año pasado, a fin de tener controlada la asistencia al seminario, evitando
cualquier intervención externa de ONGs no invitadas.” 23
Mientras que los nombres de los delegados chilenos no son conocidos, la
correspondencia proporcionada por Ken Rubin sugiere que asistieron menos de
15 representantes del Ministerio de Salud, Ministerio de Trabajo, Ministerio de
Relaciones Exteriores y del Comité Nacional del Medio Ambiente. 24
El esfuerzo finalmente fútil para los intereses del asbesto en influenciar el
desarrollo en Chile fue caro y penoso. El 12 de julio de 2001, el artículo de Bill
Schiller: “La prohibición Chilena para levantar el asbesto” se publicó en el
Toronto Star. Schiller detalló:
“los documentos obtenidos al amparo de las Leyes de Libertad de Información
muestran que Ottawa - trabajando con los brazos de los grupos de presión de la
industria, el Instituto del Amianto (AI) - está emprendiendo una ofensiva
diplomática intensa que se ha estado poniéndose personal cuando los oficiales
extranjeros no se persuadían.”
El periodista cita de una carta enviada en enero por Clément Godbout, un
director del AI, a Pierre Pettigrew, el Ministro de Comercio Internacional de
Canadá, qué “lanzó un ataque general contra el gobierno Chileno y un ataque
personal contra la Ministra de Salud Chilena Michelle Bachelet. La carta del AI
acusa a Chile de tener una actitud «altiva» hacia los oficiales Canadienses e
insta a Pettigrew a que no lo tolere.” El siguiente día el editorial en el Canadian
Star de Toronto declaraba:
“No sólo es vergonzoso ver a Chrétien financiando a la industria del amianto,
sino que levanta preguntas preocupantes sobre el respeto de Canadá por las
preocupaciones por la salud y la seguridad de otros países.”
En “De Costa a Costa”, un programa mostrado por la Corporación de
Radiodifusión Canadiense, Bernardo Reyes, del Instituto de Ecología Política de
Chile fue entrevistado. Reyes describió la campaña anti-asbesto incluyendo la
demostración del 12 de julio frente al Palacio Presidencial y la presentación ante
Hughes Rousseau, el Embajador Interino de Canadá en Chile, de una carta al
Primer Ministro Chrétien. La carta firmada por Sergio Chapa, el Presidente del
Comité de las Víctimas del Amianto, Manuel Baquedano, el Presidente del
Instituto de Ecología Política, los presidentes de los cuatro principales sindicatos
de Chile y el Secretario General del CUT, José Ortiz, preguntaban por qué:
“¿es necesario ejercer presión sobre los países en vías de desarrollo y en las
naciones pobres para aceptar un mineral que ha sido demostrado
científicamente que presenta una gran amenaza para aquéllos que lo usan? Los
9
productos peligrosos y tóxicos para los Canadienses tendrán un impacto aun
mayor en las naciones en vías de desarrollo que tienen pobremente
desarrollados sus leyes de Salud y Seguridad y mecanismos de fiscalización.”
La Estrategia global de la industria
Mientras la intervención en Chile falló, muchos otras no. Frente a la abrumadora
evidencia científica, los estudios epidemiológicos, la investigación médica 25 y el
sentimiento público, la industria del amianto ha prosperado. Esto no ha pasado
por suerte o coincidencia; es el resultado de una campaña bien coordinada y
financiada por una multitud de intereses globales del asbesto. Si esto parece
más un guión para una película
de la televisión barata más que una apreciación realista, permítame explicarlo. El
24 y 25 de noviembre de 1971 La Primera Conferencia Internacional de las
Organizaciones de Información del Amianto tuvo lugar en Londres. Asistieron 34
delegados de las siguientes asociaciones nacionales:
Bélgica
Commissie Voorlichting Asbest/Comite D'information De L'amiante
(Comité de Información del Amianto)
Dinamarca Grupo Danés de Información del Amianto
Finlandia Grupo Finlandés de Información del Amianto
Francia
Chambre Syndicale De L'amiante (Sindicato del Amianto)
Alemania Wirtschaftsverband
Asbest
E.V.
And
Wirtschaftsverband
Asbestzement E.V. (Asociación de Comercio del Amianto y
Asociación de Comercio del Cemento-Asbesto)
Holanda
Commissie Voorlichting Asbest/Comite D'information De L'amiante
(Comité de Información del Amianto)
Italia
Associazione Nationale Degli Industriali Amiantieri (Asociación
Nacional de la Industria del Amianto)
Noruega Grupo Noruego de Información del Amianto
Suecia
Grupo Sueco de Información del Amianto
Reino Unido Concejo de Investigación del Asbesto (ARC), El Comité de
Información del Amianto (AIC), Hill & Knowlton (Uk) Ltd. (Compañía
de Relaciones Públicas)
EE.UU.
Asociación de Información del Amianto /Norte América
Los artículos que circularon en esa reunión proporcionan una visión fascinante
de los problemas predominantes considerados por la industria en ese momento.
Uno de los temas principales fue Ataques contra el Asbesto y Nuestras
Defensas; se delinearon las maneras de manipular gobiernos nacionales e
influenciar a la opinión pública. En Holanda, la muerte por comités era una
manera eficaz de hundir las restricciones propuestas. Cuando un delegado
Francés preguntó a A. R. Kolff van Oosterwijk “Existe una conciencia pública
general del riesgo (del asbesto) en Holanda” él contestó: “Yo pienso que no.” En
el Reino Unido “las discusiones informales regulares entre los varios miembros
10
de la Inspección de Fábricas” y funcionarios civiles del «Home Office», el
Departamento del Ambiente, el Departamento de Salud y Seguridad Social, las
Aduanas y el Departamento de Impuestos, y el Departamento del Empleo
aseguraban que las propuestas de la industria se incorporaren en la doctrina
oficial. En su artículo A. A. Cross, Presidente del Comité de Control Ambiental de
la ARC dijo:
“Ellos (La Inspección de Fábricas) también han buscado la cooperación del
Concejo (ARC) para el desarrollo de procedimientos y productos mejorados. Por
ejemplo, ellos buscaron nuestro consejo en la pregunta del asbesto rociado, con
el resultado que todos los contratistas de aislamiento con amianto rociado en el
Reino Unido ahora han aceptado como procedimiento normal el prehumedecido
de la fibra de amianto, y que como resultado de las mediciones tomadas por los
Oficiales Gubernamentales, ha sido reclasificado por ellos y otros
Departamentos Gubernamentales como una operación de bajo riesgo.”
“Acción Tomada en el Reino Unido para Defender el Asbesto” fue el título de la
presentación por Mr. W. P. Howard del AIC. Dividiendo la estrategia de la
industria en acciones positivas y pasos defensivos él citó:
La Acciones Positivas
Las campañas publicitarias
1970 ESLOGAN: “Dónde nosotros estaríamos sin el asbesto?”
EL ENFOQUE: La seguridad en el mar, la seguridad de edificios y seguridad en
las carreteras.
COBERTURA POR LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN: The Financial Times,
Daily Telegraph, Sunday Times, The Guardian, The Scotsman, New Society,
Management Today, New Scientist, Engineering, Engineer, Building, Architects
Journal and Shipbuilding.
1970 TEMA: Los Nuevos Reglamentos del Amianto.
EL ENFOQUE: Información sobre Implementación disponible en la literatura de
la ARC.
COBERTURA POR LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN: Periódicos leídos por
los oficiales de seguridad industrial.
1971 EL ESLOGAN: “El asbesto - es natural.”
EL ENFOQUE: El uso seguro de asbesto en los frenos, protección contra el
fuego y las aplicaciones marítimas.
COBERTURA POR LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN: The Financial Times,
Daily Telegraph, Sunday Times, The Guardian, The Scotsman, New Society,
Management Today, New Scientist, Engineering, Engineer, Building, Architects
Journal and Shipbuilding.
11
Relaciones Públicas
1970 PELÍCULA: ¿Por qué el Asbesto?
DISTRIBUCIÓN: se vendieron 86 copias con comentario en Inglés (52 en el
Reino Unido, 34 en el extranjero); se planearon versiones francesas y alemanas
de la película.
LITERATURA: Un folleto en A-4 titulado: “Por qué el Asbesto?” acompañó a la
película.
1971 PELÍCULA: Fuego en el Trabajo.
PATROCINADORES: AIC, fabricante de equipos contra incendios y fabricante
de equipos de ventilación.
La prensa
1971 ARTÍCULOS: Producidos con la colaboración de la asociación de la
prensa sobre como el amianto salva vidas.
DSTRIBUCIÓN: Publicación del artículo producido por la industria en las
columnas de 17 periódicos británicos (como noticias, no como publicidad!).
Off-shoots: Otros artículos como Qué nosotros haríamos sin asbesto que
apareció en el Leicester Mercury.
Acciones Defensivas
MONITOREO: Búsqueda en los periódicos locales referencias respecto a
investigaciones sobre trabajadores que murieron por enfermedades relacionadas
con el asbesto.
MAPEO: El mapa del Reino Unido fue marcado con un punto por cada
“referencia de la prensa a reportes forenses en un periódico local.”
Respuestas a Argumentos: Producción de “un arsenal de literatura que
trata de algunas críticas recurrentes” incluyendo: El asbesto - la Seguridad y el
Control, Asbesto - Público no en Riesgo y los Cuerpos de amianto - Su
Importancia.
REUNIONES: En la asamblea de un Panel de Portavoces de la AIC
“cuyos miembros se han dirigido ahora a 70 grupos diferentes de funcionarios de
seguridad … Nosotros nos hemos dirigido a un 80% de los funcionarios de
seguridad en el país.”
IDIOMA CORPORAL: Entrenamiento en televisión dirigida a los
Directores superiores en la industria del amianto.
GRUPOS: Establecimiento de un nuevo Grupo de Estudio Materiales de
Construcción para asegurar que “los arquitectos y constructores no sufran de
cualquier malentendido de los hechos acerca del uso del asbesto.”
RELACIONES PÚBLICAS: La oficina de Londres del AIC se localiza en
“las oficinas de nuestros consultores de relaciones públicas, Hill & Knowlton. En
los últimos dos años solamente hemos contestado más de 1,000 preguntas del
(público).”
12
REFUTACIÓN DE LAS CRÍTICAS DE LA PRENSA: “Hemos encontrado
por lo menos una vez por mes que algunos periódicos o revistas están diciendo
cosas insensatas y equivocadas sobre los productos de amianto.”
Los comentarios finales de Howard fueron:
“debemos proyectar el mismo mensaje positivo en cada uno de nuestros países
respectivos. Esto es así porque el problema está volviéndose cada vez más
internacional. La ciencia no conoce ninguna fronteras, tampoco la prensa
moderna o las comunicaciones… Nosotros vimos ayer cómo nuestros amigos
Americanos derrotaron una prohibición en el asbesto en las pastillas de frenos.
La posición hecha por la industria de amianto de un país (sic) debe ser apoyada
por los otros.”
Las campañas proactivas montadas por los grupos industriales en el Reino
Unido y los EE.UU. fueron presentados como modelos para otras asociaciones
nacionales por el Presidente de la conferencia, Mr. M. F. Howe quien advirtió a
los delegados que:
“tarde o temprano el ritmo aumentará en todas las áreas. En mi opinión, será
más temprano que tarde. Yo aconsejaría a todos ustedes seriamente para
prepararse ahora para una mayor intervención e interés del gobierno, y para
ataques publicitarios mucho más fuertes. Ustedes encontrarán, como nosotros y
nuestros colegas Americanos han encontrado, que el tiempo no está de vuestra
en su lado.”
¡Mucho puede Pasar en Treinta Años!
Es clarificador comparar la asistencia y los temas de la Primera Conferencia
Internacional de los Organismos de Información del Amianto con aquéllos de
una reunión más reciente sobre el amianto: la 58 Reunión del Concejo de
Gobierno de la Asociación Internacional del Amianto, junio del 2002, también
realizada en Londres. 26 Mientras que todos los 34 delegados al evento de 1971
fueron de Europa o América del Norte, la mayoría de delegados a la reunión del
2002 en Londres fueron proveedores y consumidores de América Latina, Asia y
del Lejano Oriente. Este cambio en la participación geográfica refleja el colapso
de la demanda occidental y la importancia creciente de consumo de amianto en
los mercados emergentes. En la conferencia de 1971 había una intensa
participación del Reino Unido:
 Fue presidida por representantes del AIC británico;
 9 de 34 delegados (26%) eran Británicos;
 6 de 13 presentaciones (46%) fueron hechas por los portavoces
Británicos.
En la reunión del 2002, la única voz Británica que quedaba era la de John Bridle
quien, desde que “se retiró de la industria de cemento-amianto en 1999 (el año
13
en que el Reino Unido prohibió el crisotilo) después de 38 años de trabajar en
todos los niveles de la industria” ha estado extendiendo el mensaje en pro del
crisotilo. En los recientes años, Bridle ha estado actuando como el consultor
técnico del Reino Unido para la Asociación de Productores del Producto
Cemento - Amianto (ACPPA), “una organización internacional con
representación en 16 países” qué está “dedicada a proporcionar información
científica para el manejo seguro de crisotilo.” Como fue mencionado antes, el
ACPPA comparte la casilla postal de Virginia y las líneas telefónicas de Montreal
con otras dos organizaciones industriales de amianto y su director es director del
AI.
En el Reporte de la Situación del crisotilo en el Reino Unido escrito el 13 de
mayo del 2002, Bridle notó:
“Desde la última reunión en Québec en el 2001 hemos estado concentrándonos
en intentar conseguir que las autoridades den detalles de su ciencia que muestra
que el crisotilo es un peligro. Ellos han fallado de manera espectacular… El 19
de febrero de este año, nosotros ayudamos a producir un espacio de 10 minutos
en la televisión que salió en News 24 en el servicio mundial de la BBC todas las
horas durante todo el día…Al mismo tiempo estábamos en un programa de
noticias de una de las principales radio nacionales con HSE… Como resultado
de eso hemos aumentado la publicidad y con la ayuda de Bookers en el Sunday
Telegraph (sic) tenemos los MEPs Europeos haciendo las preguntas y sin
conseguir respuestas apropiadas.”
Está claro a partir de los informes de los países del 2002, que la amenaza de la
campaña para la prohibición del amianto está siendo monitoreada
estrechamente. Ramzi Khalaf de las Industrias de Eternit del Golfo reportó
“ningún ataque de los medios de comunicación responsables en los recientes
meses que amerite atención” en los Emiratos árabes Unidos. Aunque los
consumidores de amianto en Cuba (Grupo Perdurit Industrial) están
preocupados acerca “del ataque mundial contra el asbesto,” la demanda de
tuberías de asbesto-cemento, láminas y tanques de agua para proyectos de
vivienda, permanece constante. Según Miguel Guerra de Dominit, S.A. en la
República Dominicana, el mercado nacional para los productos de amianto está
disminuyendo, debido a la demanda creciente de los productos alternativos,
aunque ha habido “algunos ataques (sic) contra el asbesto.” En Panamá, la
situación ha “mejorado” desde el 2001 cuando se publicaron artículos
periodísticos atacando al asbesto. En el Ecuador, la compañía Eternit
Ecuatoriana ha tenido 28 años de experiencia en la producción de asbestocemento. Un portavoz de Eternit cree que la ofensiva es la mejor defensa y
sugiere que la compañía:
“una el grupo de víctimas que han caído (sic) debido a láminas de celulosa
débiles puestas en los techos, para que ellos puedan contar su historia… Otros
14
países, como Guatemala, El Salvador, Costa Rica, podrían tener información
adicional sobre estos accidentes.”
Mientras que la fecha tope en la EU por eliminar el uso de asbesto en los
Estados Miembro está fijada en menos de dos años, la industria del amianto en
Portugal permanece en un estado de rechazo. El informe del país del
representante de la Associacao das Industrias de Produtos de Amianto Crisotilo
(AIPA/Associación de Productores del Producto Crisotilo) no da ninguna
indicación de que la industria está viviendo con tiempo prestado:
“Los medios de comunicación
Algunas noticias relacionadas con los peligros del amianto aparecieron en
las noticias. Todos ellos han sido rechazados por el AIPA. En cada caso
se hizo un contacto previo con el periodista responsable de las noticias y
después se le envió un correo escrito (sic) cuestionando sus
declaraciones.
Los Sindicatos
Nada especial que señalar.
Los contactos
Varios contactos fueron hechos con los representantes de Asuntos
Portugueses del Ambiente, Trabajo y Economía a fin de señalar la
posición de la AIPA sobre los problemas de deshechos, protección de los
trabajadores y la industria de productos de asbesto.”
No es ninguna coincidencia que las asociaciones nacionales en tres de los
países con mayor producción de asbesto en el mundo, están consagrando
tiempo y dinero a combatir las amenazas de “la propaganda” a sus industrias.
Y.A. Kozlov, el Presidente de la Asociación de Amianto Rusa, informó que los
planes continuos para neutralizar la campaña del anti-asbesto incluyen:





la asignación de $68,000 para una conferencia internacional en junio,
2002 en Ekaterinburg sobre: “Seguridad y Salud en la Producción y Uso
del Asbesto y Otros Materiales Fibrosos;”
obtener el endoso gubernamental para el uso de asbesto y materiales de
construcción de asbesto-cemento;
participación en conferencias y exhibiciones;
ejecución de investigación científica, médica y biológica;
inicio de una campaña pro-asbesto en los medios de comunicación en
Rusia y en el extranjero.
15
Prediciendo una demanda creciente en Rusia para los productos de amianto,
Kozlov expresó su preocupación sobre el impacto de la decisión de
Organización de Comercio Mundial sobre el crisotilo, la prohibición del amianto
por la EU y la decisión de la Organización Marítima Internacional para prohibir el
asbesto en la construcción naval. Los productores Canadienses de amianto son
conscientes de la hipocresía inherente en sus demandas para el “el uso seguro
de asbesto” y la falta casi total de uso de amianto en Canadá. Si el asbesto es
suficientemente seguro para los trabajadores Vietnameses, Brasileros y
Japoneses, los activistas de seguridad y salud preguntan, ¿Por qué no es
suficientemente seguro para los obreros Canadienses?. Denis Hamel director
del AI trajo las siguientes notas a la conferencia:
“el Gobierno de Québec, responsable de la infraestructura pública, ha anunciado
que el uso de asfalto reforzado con crisotilo multiplicaría por 6 el consumo anual
de crisotilo. Esto es comparado con el año pasado, en el 2002 un total de
100,000 toneladas de asfalto serán instaladas.”
Las nuevas iniciativas del AI incluyen: un folleto de 16 páginas: Salvando vidas
con el Asbesto-Crisotilo (“una respuesta directa a los grupos de presión antiasbesto”) y un boletín informativo periódico disponible en inglés, francés y
español. El portavoz de Brasil también era optimista sobre una nueva iniciativa
de la industria manifestando que el “INSTITUTO BRASILERO DA CRISOTILA”
(Instituto Brasilero del Crisotilo) “tendrá grandes posibilidades de hacer una
defensa completa del crisotilo en el Brasil.” La situación del amianto en Brasil
“puede ser considerado mucho mejor comparada con la situación hace uno ó
dos años.”
Cuando Todo el Resto Falla…
Una estrategia de industria no mencionada en los artículos en las reuniones de
1971 ó el 2002 es el uso de ataques legales y físicos a individuos o grupos que
son considerados como una amenaza. Cuando los ex-mineros del amianto en
Australia Occidental (WA) empezaron a organizarse, enfrentaron la hostilidad de
la compañía que había operado la mina Wittenoom, su compañía matriz, sus
aseguradores (la Oficina del Seguro Gubernamental Estatal) y burócratas de
WA, solo para nombrar algunos. El grupo de autoayuda que ellos empezaron, la
Sociedad de las Enfermedades del Amianto (ADS) estuvo sujeta a:
“una extraordinaria campaña de trucos sucios fue emprendida contra él y sus
miembros. Han habido robos (la casa de Rino Pedrotti fue robada en el día de su
entierro), han robado los documentos, y ha habido toda clase de amenazas
anónimas. Hace unos años, las víctimas fueron seguidas por detectives
privados, y hubo un esfuerzo de extorsión: alguien entregó al Perth Daily News
una grabación amenazando con asesinar a todo el Gabinete de Australia
Occidental a menos que cada víctima de Wittenoom sea pagada $3 millones.
Los sospechosos fueron Robert Vojakovic (el Presidente de la ADS), y la policía
16
hizo una incursión en las oficinas de la sociedad y en las casas de algunos de
los miembros del comité.” 27
La publicación del libro: Amianto el Polvo Asesino - Una Guía para trabajadores /
Comunidad por la Sociedad Británica para la Responsabilidad Social (BSSRS)
en 1979 llevó a un juicio contra su autor Alan Dalton. El Dr. Robert Murray,
consejero médico anterior del TUC, demandó por comentarios sobre “sus puntos
de vista pro-industriales” y su fracaso como Inspector de Fábricas “para vigilar
eficazmente” las operaciones en la fábrica del asbesto Cape en Hebden Bridge.
El historiador Geoffrey Tweedale explicó:
“Murray demandó a Dalton, quien bajo la ley de difamación Inglesa tenía que
mostrar a un jurado que sus declaraciones eran verdaderas. El falló y tuvo que
pagar a Murray £500. Los partidarios de Dalton señalarían después las
actividades subsecuentes de Murray - como un testigo especialista para el
Turner & Newall y como defensor del uso de asbesto - como la prueba de la
verdad de las declaraciones contenciosas. Sin embargo, esto no ayudó Dalton
en ese momento: pidieron que él pagara los costos legales de Murray y la
factura de £30,000 al BSSRS.” 28
En marzo de 1994 la organización de un seminario internacional: El asbesto:
Uso controlado o la Prohibición Total en São Paulo, Brasil llevó a violencia
cuando Bento Menguine, un sindicalista de comercio que había trabajado en la
fábrica de asbesto-cemento Eternit en Curitiba durante 12 años, fue secuestrado
y golpeado; su vida y las vidas de su familia fueron amenazadas debido a su
oposición al asbesto. El Comité Permanente sobre el Asbesto, los embajadores
de Francia y de Canadá en el Brasil se opusieron al seminario que había sido
organizado por el Ministerio de Trabajo Brasilero y los sindicatos: CUT y Força
Sindical. 29
A comienzos del 2001, se estaban finalizando con los planes para organizar un
simposio titulado: La prohibición del Asbesto en India en Nueva Delhi el 2 de
febrero del 2001. Este evento era parte del cuarto día de la reunión nacional de
la Asociación Hindú de Salud Ocupacional (IAOH). El 5 de enero de 2001, la
Asociación de Fabricantes del Producto Cemento - Amianto en India envió una
carta certificada al Dr. Tushar Kant Joshi, el Presidente del Comité Científico de
la IAOH, que advertía con que el no cumplimiento de las demandas de los
fabricantes resultaría en “medidas correctivas convenientes que incluyen orden
judicial contra IAOH por organizar el taller con el tema anterior (Prohibiendo el
Asbesto en India).” El portavoz de Industria que Sr. A. K. Sethi escribió: “Es bien
conocido… que si el asbesto se usa de manera segura no es dañino.”
A pesar de la amenaza de la asociación de fabricantes, la orden judicial nunca
se materializó. Desafortunadamente, la industria no estaba sola intentando
imponer silencio a los doctores; la presión sobre el Dr. Joshi también fue ejercida
por el Dr. P. K. Sishodiya, el Director de Seguridad de Minas en Dhanbad que,
17
en una carta del 11 de enero del 2001, advirtió: “será inapropiado para la IAOH
pre-juzgar el problema y organizar un taller que Prohíba el Asbesto en India… yo
soy de la opinión que nosotros debemos evitar usar el título ‘Peohibición del
Asbesto en India. ' que yo espero que usted estará de acuerdo con la sugerencia
y hará lo necesario.” Muchos funcionarios y miembros de la IAOH eran críticos
de las acciones de Dr. Joshi, acusándolo de hacer el problema sensacional y de
tener relaciones comerciales con la industria siderúrgica. No obstante, el Dr.
Joshi lideró los llamados para “una prohibición en todas las actividades
relacionadas con la extracción, la fabricación, uso y comercio del asbesto.” No
es una exageración decir que estos eventos marcaron el principio del debate
público por el asbesto en India.
Poco después de perder la escaramuza en India, las fuerzas de la industria del
amianto hicieron un ataque furtivo en otro frente. El 23 de abril del 2001, Denis
Hamel el Director del AI denunció a la ingeniera Fernanda Giannasi en el
Ministerio de Trabajo Brasilero. Hamel escribió a Francisco Dornelles:
“Nos ha llamado la atención que uno de sus inspectores, la señora Fernanda
Giannasi quien es Coordinadora de la Red Virtual de los Ciudadanos para la
Prohibición del Amianto en América Latina, está usando su posición en su
ministerio para promover sus ideas que son contrarias a la política declarada de
su país… Nosotros nos preguntamos si esta persona está asignada oficialmente
por su ministerio como portavoz en las asuntos relacionados con el amianto,
tomando una posición contraria a la política oficial Brasilera … nosotros pedimos
respetuosamente que vuestro ministerio tome las medidas necesarias para que
la Sra. Giannasi ya no abuse de sus responsabilidades profesionales para
promover sus actividades personales.” 30
Afortunadamente, la existencia de esta carta se filtró y resultó en un enorme
apoyo internacional para la Sra. Giannasi; el Instituto del Amianto no tuvo éxito
en su esfuerzo por marginar a esta servidora pública muy respetable. Unos
meses después, la Sra. Giannasi fue una finalista exitosa en el prestigioso
premio Claudia para la Mujer Brazilera del Año, y fue elegida fellow del
renombrado Collegium Ramazzini; estos honores son indicativos de la estima
popular y profesional que ella merece. Claramente, la opinión del Director Hamel
acerca de la conducta profesional de la Sra. Giannasi no es ampliamente
compartida.
La Emergencia de los Grupos de Apoyo a las Víctimas: El juego final comienza.
31
A lo largo de la mayor parte del siglo XX, la industria retuvo un dominio completo
en el conocimiento sobre los riesgos de asbesto:
“La información científica estaba circunscrita a un mundo de especialistas… En
efecto, antes de estos años (de los años veinte a los años 1960-1965), todos los
18
hechos conocidos se produjeron por la industria, en estrecha colaboración con el
mundo científico y de la investigación. El conocimiento permanecía en el dominio
limitado de los especialistas.”32
En el Reino Unido, la existencia de un “vacío de información” fue explotado por
patrones negligentes que continuaron negando las demandas de compensación
de los trabajadores enfermos. Marginados por su mal estado de salud y
perjudicados por la deprivación financiera, los potenciales demandantes del
amianto en el Reino Unido se mantenían alejados de las cortes: “En 1982,
Turner & Newall reconocieron que ellos estaban recibiendo (en el Reino Unido)
reclamos a razón de menos de 100 por año.”33 Una de las primeras personas
que habló en defensa de las víctimas del amianto en Bretaña fue Nancy Tait
cuyo esposo Bill murió de mesothelioma en 1968. 34 La falta de cooperación de
los establecimientos médicos y las agencias del gobierno frustraron los
esfuerzos de Nancy por lograr el reconocimiento oficial que la enfermedad de su
esposo era debida a la exposición ocupacional al asbesto. Bill había muerto
hace cuatro años cuando el Departamento de Salud y Seguridad Social admitió
una relación finalmente. La Dra. Tait puso su experiencia al buen uso a través
del SPAID: La Sociedad para la Prevención de Asbestosis y las Enfermedades
Industriales;35 ésta fue “la primera organización en el mundo en abordar los
problemas relacionados al uso del asbesto.”36 Nancy empezó su campaña para
una prohibición del crisotilo en el Reino Unido en los años setenta: en su folleto:
El Amianto Mata y en las evidencias escritas al Comité Asesor sobre el Asbesto,
ella señaló:
“Los peligros del asbesto blanco son severamente subestimados en este país.
Demasiado a menudo, uno tiene noticias de la industria, autoridades locales,
funcionarios de prevención de incendios, sindicatos, practicantes generales,
contratistas y sus operarios y los medios de comunicación: ‘es sólo amianto
blanco’.”
Richard “Dick” Jackson empezó a trabajar en los astilleros Hull como un lagger
de amianto en 1947. De 1965 a1985, él trabajó como un pulverizador de
amianto, y comentaba después: “Mirando atrás estoy sorprendido cuántas
escuelas, hospitales y comedores nosotros rociamos.” Él se dio cuenta por
primera vez de los peligros ocupacionales del asbesto en 1970; seis años
después, tres compañeros de trabajo en J W Stanley, la quinta parte de la fuerza
de trabajo de la compañía, murió de enfermedades relacionadas con el asbesto.
En 1983, Dick organizó el Grupo de Acción del Amianto en Hull; su lema era: “La
prevención es buena - no hay ninguna cura.” Un efectivo trabajador de apoyo a
las víctimas, y quien ayudó a muchas viudas a obtener compensación por las
muertes de sus maridos relacionadas al asbesto, él también fue un luchador
incansable por una prohibición global del asbesto. Siete meses antes de que él
muriera de mesotelioma, Dick fue uno de los tres participantes europeos en el
seminario en Brasil: El asbesto: ¿Uso controlado o Prohibición?37
19
Los trabajadores del amianto en Australia y los EE.UU. también empezaron a
organizarse en los últimos años 1970. Un grupo de ex-mineros del amianto de
Wittenoom, Australia empezó a reunirse regularmente en 1979 para discutir
problemas de compensación, tratamiento médico y apoyo que necesitaban las
víctimas del amianto. De un pequeño número de miembros y unos archivadores
de cartón, la Sociedad de las Enfermedades del Amianto de Australia se ha
convertido en una operación profesional con más de 8,500 miembros y ocho
personas que trabajan a jornada completa en sus oficinas de Perth. El 17 de
diciembre de 1979, se fundó la Asociación del Pulmón Blanco en San Pedro,
California con la misión de “educar al público acerca de los riesgos de
exposición al amianto.” La mayoría de los miembros fundadores eran
trabajadores de astilleros que habían observado de primera mano la ubicuidad
del uso del amianto en los lugares de trabajo.38 El apoyo vino de “los miles de
víctimas del amianto. Las reuniones inundaban a menudo los salones y las
iglesias dónde éstas se realizaban. Las manifestaciones, huelgas y marchas
eran frecuentes en estos primeros años.” El año siguiente, se inició las Víctimas
del Amianto de América para proporcionar educación pública sobre el asbesto y
para ayudar a las víctimas del amianto en sus necesidades médicas, sociales y
legales.39
“Escocia tiene una asociación prolongada con la industria del amianto,” así
escribió Ronald Johnston y Arthur McIvor en su artículo: Incubando la Muerte:
Trabajando con el Asbesto en la Ingeniería y Construcción Naval de Clydeside,
1945-1990.40 John Todd empezó a trabajar en los astilleros de Clydebank,
ayudando a poner acero alrededor de las cañerías cubiertas de asbesto en la
sala de motores y cámaras de calderas del R.M.S. Queen Mary. Su padre, dos
tíos y un primo trabajaron con él; todos ellos murieron de enfermedades
relacionadas con el asbesto.41 A mediados de los años 1970, John, quien había
sido diagnosticado con asbestosis en 1971 empezó una campaña personal para
descubrir a los patrones negligentes, compilar listas de enfermos y conseguir
compensación para las víctimas. John dijo a un periodista:
“Pero la injusticia de todos realmente me deprime. Paso tanto tiempo luchando
por la compensación para las familias de víctimas. Los médicos le dirán que es
asbestosis a usted en privado, pero será una historia diferente cuando tienen
que ponerlo como causa primaria de muerte en el certificado de defunción.”42
Se formó un comité ad hoc con la ayuda del Partido Nacional Escocés; su
objetivo era “enfocar la atención en el problema y presionar para limpiar el
peligro.” Como resultado del apoyo creciente para estos movimientos sociales
de las bases, el Grupo de Acción sobre el asbesto de Clydeside de Glasgow
(CAA) fue organizado; rápidamente se convirtió en un punto focal para las
víctimas de enfermedad del asbesto en Clydeside, muchos de los cuales
trabajaban en los astilleros, la industria pesada o la fábrica local de amianto. A
pesar de una falta seria de recursos, los voluntarios del CAA proporcionan apoyo
moral y ayuda práctica a los miembros de la comunidad. En 1993, la trabajadora
20
Joanne Lenaghan del CAA escribió: “nuestros voluntarios se han educado por
ellos mismos a entender la naturaleza del asbesto, sus efectos médicos y cómo
lograr la compensación de los servicios sociales y de las cortes.”43 El CAA ha
comenzado muchas campañas de importancia nacional incluyendo las protestas
contra la Unidad de Recuperación de Compensación, el Esquema de Beneficio
de Discapacidad Industrial y el sistema legal Escocés.
Los trabajadores italianos y las víctimas del asbesto en Casale Monferrato
empezaron a hacer campaña contra las condiciones en la fábrica local asbesto
Eternit durante los años ochenta; esta inquietud llevó finalmente a la formación
de la primera rama de una asociación nacional: el Associazione degli Esposti
all'Amianto / Asociación de los Expuestos al Asbesto (AEA) el 18 de marzo de
1989. La AEA proclamó: “Nosotros somos un organización Italiana que lucha
contra el uso del asbesto en el lugar de trabajo y sus alrededores. Nosotros
estamos principalmente conformados por trabajadores y ciudadanos que quieren
prohibir el uso del asbesto en todas partes.” A mediados de los 1990, se
organizaron las ramas de la AEA por los trabajadores de astilleros y trabajadores
de la vía férrea en Monfalcone y Padua respectivamente. Pocos años después
una rama del AEA se organizó por los trabajadores de puertos y estibadores de
Trieste. Otras ramas de la AEA están en Milán, Bolonia, Génova y Florencia.
En los siguientes cuarenta años, las muertes Japonesas por mesotelioma
maligno “serán superiores 49 veces” que en los años noventa, reflejando el uso
ubicuo de asbesto en la construcción y fabricación durante los años setenta y
ochenta. Los investigadores en la Escuela de Ciencia e Ingeniería de la
Universidad de Waseda informaron que la tasa de mortalidad para los hombres
nacidos entre 1951 y 1960 es seis veces tan alta como la mortalidad de los
hombres nacidos veinte años antes.44 También se han observado niveles altos
de enfermedades relacionadas con el asbesto entre trabajadores de astilleros,
muchos de ellos eran empleados de las bases de la Armada Americana, como
por ejemplo en Yokosuka. En 1982, los doctores que trabajaban en un hospital
en la Ciudad de Yokosuka “realizaron estudios de seguimiento en anatomía
patológica de 848 pacientes que murieron durante los últimos cinco años, y
encontraron que un tercio de ellos murió de cáncer pulmonar debido a la
exposición al amianto (base militar y trabajadores de la construcción naval
etc.).”45
Desde 1987, la Red de Prohibición del Asbesto del Japón (BANJAN) ha estado
trabajando para aumentar la conciencia de los riesgos del asbesto, apoyar a las
víctimas del amianto y sus familias y hacer campaña para lograr reglamentos
más estrictos, incluyendo una prohibición nacional.46 En la Conferencia
Internacional de BANJAN para la Eliminación Total del Uso del Amianto (1998),
Sugio Furuya informó sobre las actividades de la campaña y estrategias por
lograr una prohibición Japonesa. Los delegados de la conferencia condenaron la
acción Canadiense en la Organización de Comercio Mundial contra la
prohibición Francesa del Amianto y llamaron al Gobierno Japonés a acabar el
21
uso de asbesto en el Japón. Cuando el Ministro de Salud, Trabajo y Bienestar
del Japón anunció los planes en junio del 2002 de llevar a cabo una prohibición
unilateral en el crisotilo, un portavoz de BANJAN urgió al Gobierno a establecer
medidas para supervisar la situación del asbesto en el país e introducir mejores
sistemas de diagnóstico, tratamiento médico, cuidado espiritual y compensación
para las víctimas del amianto y sus familias.
BANJAN trabaja estrechamente con el Centro de Recursos de Seguridad y
Salud Ocupacional del Japón (JOSHRC, 1990) y la Red de Ciudadanos del
Japón para la Limpieza del Asbesto (ASNET, 1988). Las iniciativas para ayudar
a las víctimas, monitorear la contaminación ambiental y generar una conciencia
pública emprendidos por estos grupos incluyen:




JOSHRC: el funcionamiento de la línea abierta 110 para el Cáncer
Ocupacional - Asbesto (1991 & 1992);
ASNET: la publicación de un libro «Asubesuto nante Iranai» (Nosotros
nos oponemos al Asbesto, 1990), patrocinio de reuniones en Tokio, Kure
(Hiroshima) y Osaka, 1993;47
ASNET: llamado internacional para máscaras para proteger a los
residentes de Kobe después del terremoto de 1995: “Los residentes de la
ciudad de Kobe y la ciudad de Nishinomiya están siendo expuestos a una
densidad de asbesto en el aire aproximadamente 50 veces mas alto que
en Tokio;48
BANJAN: la publicación de Información de BANJAN (en japonés) 2-3
veces por año.
Durante los años noventa, la movilización social de las víctimas del amianto
aumentó: en el Reino Unido se organizaron grupos en Cheshire, Clydebank,
Liverpool, Manchester, Nottingham, Plymouth y Sheffield. Al otro lado del Canal
Inglés, se creó la ANDEVA, la Asociación Nacional Francesa para la Defensa de
las Víctimas del Asbesto. Aunque el apoyo para esta asociación vino de varios
grupos e instituciones, la chispa que encendió el fuego vino de dos fuentes: los
trabajadores de las textiles del amianto, principalmente mujeres, que hacían
campaña para la compensación por el amianto y los maestros y estudiantes que
protestaban contra la presencia de asbesto rociado contra incendios en la
Universidad de Jussieu. El éxito de ANDEVA está basado en sus raíces como
un movimiento social; hay actualmente 8,000 miembros en las 20 ramas locales
de ANDEVA. Actuando como un grupo de apoyo, ANDEVA apoya a las víctimas
llevando demandas de compensación, organizando grupos de presión a
políticos, desarrollando iniciativas nuevas para tratar con establecimientos
médicos, instituciones del seguro social, el servicio civil, patrones y otros, y
campañas para terminar con los estándares dobles tales como el cambio a la
tecnología de no-asbesto en Francia (qué siguió a la prohibición del amianto
nacional) y la exportación de tecnología sucia por las multinacionales Francesas
a los países en vías de desarrollo.49
22
También en este momento, se multiplicaron nuevos grupos en Australia y Nueva
Zelandia. El 15 de mayo de 1990 se tomó una decisión en público para formar
un grupo de apoyo en Nueva Gales Sur (NSW), Australia en una reunión pública
asistida por 100 víctimas del amianto, familiares y partidarios; la Fundación de
las Enfermedades del Amianto de Australia abrió una oficina en un suburbio de
Sydney desde el cual se originó una campaña para mejorar la condición
financiera y médica de víctimas de amianto en NSW y publicitar los riesgos
continuos del asbesto para la comunidad. Tres años después, se formó un grupo
por los miembros de la comunidad en el Estado de Victoria: La Corporación para
el Apoyo de las Enfermedades Relacionadas con el Asbesto de Gippsland
(GARDS). Los voluntarios de GARDS realizan reuniones mensuales, hacen
visitas a los hogares de las víctimas del amianto e intentan levantar el perfil de
problemas de amianto locales. Los oficiales de GARDS han trabajado
estrechamente con los especialistas legales y médicos para resaltar las
necesidades de los miembros, cambios restrictivos en la legislación y mejorar los
servicios de salud de la comunidad. Las metas de la Asociación de las
Enfermedades del Amianto de Nueva Zelandia son: la compensación justa para
las víctimas de amianto y una prohibición nacional del asbesto. 50 Ed
Grootegoed, el oficial de investigación y bienestar de la asociación documenta y
publica la contaminación por el amianto en los sitios de demolición y de
desechos en el área de Auckland. Él dice:
“Más personas están exponiéndose ahora al asbesto que antes porque el
material que todavía está aún en uso se está deteriorando, y donde se ha
desechado, la tierra no se ha limpiado apropiadamente. En Penrose hay
centenares y miles de toneladas de desechos de asbesto. Cada vez una
excavadora que se excava, se libera asbesto.”51
Desde 1995, el Comité Holandés de Víctimas del Amianto ha estado luchando
por justicia y compensación para las personas enfermas por exposición
ocupacional, doméstica o ambiental al asbesto. Uno de los objetivos del comité
es acortar “la agonía legal de las víctimas con mesotelioma.” 52 Con este fin, los
miembros del comité negociaron con las organizaciones de empleadores, las
compañías de seguros, el Gobierno y los sindicatos para crear institutos
nacionales para pagar compensación por el amianto. La compañía de amianto
Eternit, responsable de muchas de las víctimas holandesas del amianto, también
tiene operaciones comerciales en Brasil. Por más de cincuenta años, Osasco, un
suburbio industrial de São Paulo, fue un enorme centro de la industria de
asbesto-cemento del país. Los ex trabajadores de la fábrica de Eternit local
fundaron la Asociación Brasileña de expuestos al Asbesto (ABREA) en 1995.53
Hay también ramas de ABREA en Río de Janeiro y São Caetano du Sul; existen
planes para organizar nuevos grupos en Bahia y Recife. Antes de ABREA, los
portavoces de la industria influyente controlaban el debate nacional del asbesto,
tranquilizando a los trabajadores y al público que el asbesto Brasilero era
seguro. Actualmente, los diarios informan sobre artículos de los miembros de
ABREA y partidarios que dicen una verdad desagradable: en Brasil, miles de
23
personas han muerto y continúan muriéndose por exposiciones ocupacionales y
ambientales al asbesto.
Como los gobiernos federales y regionales en Canadá continuaron con su apoyo
incondicional a la industria del amianto hasta fines del siglo XX, el alto precio
pagado por los trabajadores canadienses continuó siendo ignorado. 54 En los
condados de Sarnia y Lambton, Ontario, la incidencia del mesotelioma se
incrementó a lo largo de los años ochenta.55 Jim Brophy, Director de la Clínica
de Salud Ocupacional para los Trabajadores de Ontario en Windsor, estaba
preocupaba por esta tendencia: “si queremos tratar la epidemia de cáncer,
nosotros tenemos que trabajar en prevención primaria. Y una de las
prevenciones primarias más buenas en que puedo pensar es una prohibición en
la exposición al asbesto.” En junio de 1998, Brophy fue uno de los doce
signatarios de una carta enviada por la Coalición para la Prevención del Cáncer
de Windsor dirigida a Herb Gray MP, Vice Primer Ministro. La carta criticaba “la
defensa de Gobierno Canadiense del comercio del amianto.” Los autores
escribieron:
“Los trabajadores canadienses no son inmunes a las enfermedades del asbesto.
Maestros, sobrecargos de aerolíneas, trabajadores de oficinas, trabajadores de
la industria de la construcción, trabajadores industriales químicos y trabajadores
en las ocupaciones del amianto han muerto y están muriendo en esta
comunidad.”56
Un año después, se organizó las Víctimas del Valle Químico (VOCV) en Sarnia
por las esposas sobrevivientes de los trabajadores petroquímicos de la
Fundición de Holmes y la fábrica Owens Corning para elevar el perfil de
enfermedades ocupacionales, incluyendo aquéllos relacionados con exposición
al amianto, en Ontario.
La movilización de las víctimas del amianto en Nicaragua y Perú es un desarrollo
reciente. En 1998, un grupo de 120 ex-trabajadores de Nicalit, una compañía
que ha estado fabricando productos de asbesto-cemento en Nicaragua desde
1967, consiguió discutir las muertes por el amianto de compañeros de trabajo.
Ellos decidieron formar una asociación: Asociación de Ex-trabajadores de la
Nicalit (AEXNIC). En junio del 2002, Blanquita García Alvarado, la secretaria de
AEXNIC, se dirigió a los delegados en el Taller del Amianto en la Segunda
Conferencia sobre Salud Ocupacional y Ambiental - Integrando las Américas,
sobre los extensos efectos de la exposición ocupacional al asbesto en
Nicaragua. El portavoz peruano en el mismo taller, Eva Delgado Rosas, explicó
que en Lima una ONG apoyaba a las víctimas del amianto, ex-trabajadores del
amianto, académicos y profesionales de salud ocupacional, y estaba intentando
incrementar la conciencia de los problemas del amianto y promover una
prohibición nacional.57 Las acciones tomadas por el grupo en Lima, Asociación
Frente al Asbesto - Programa de Estudios del Asbesto y Riesgos del Trabajo
24
(AFA-PEART/Asociación Contra el Asbesto - Programa para el Estudio de los
Riesgos Ocupacionales del Asbesto), incluye:





Grupos de presión en el Parlamento para adoptar legislación que prohíba
el asbesto;
Ejercer presión para la investigación epidemiológica sobre la incidencia
de asbestosis, mesotelioma y cáncer pulmonar;
Monitoreo de la salud de las poblaciones que viven cerca de las fábricas
de amianto;
Asegurar que se tome acción para ayudar a las víctimas del amianto para
ganar la compensación;
Trabajar con los movimientos internacionales para una prohibición global
del asbesto.
Está claro de un informe de la situación en Perú que compiló Mark Strasser, un
miembro de la delegación Canadiense en Lima, que la AFA-PEART enfrentará
una oposición rígida de los intereses locales del asbesto:
“Me he reunido hace poco con Juan Benavides, Gerente General de Frenosa
(frenos) y Luis Gamarra, Gerente General de Indutex (concreto - amianto). El Sr.
José Valle (indicado abajo) se sienta en el concejo (o es el dueño) de ambas
compañías que fabrican productos usando asbesto. Ellos han confirmado que
hay ningún esfuerzo actual por prohibir la importación de asbesto a Perú…
Los Sres. Benavides y Gamarra tienen planes para ser preactivos en promover
el asbesto en Perú. Están estudiando las posibilidades de organizar evento de
tipo seminario en Perú juntamente con el Instituto del Amianto Canadiense y/o
organizar una misión para visitar Canadá.”58
En Chile, la Asociación de Víctimas del Amianto (ACHVA) trabajó estrechamente
con los sindicalistas de comercio, académicos, promotores, ONGs y los
Ministerios del Gobierno para lograr una prohibición nacional del asbesto el
2001. Desgraciadamente, la velocidad de progreso en otras áreas ha sido
significativamente más lenta; ACHVA hace campaña para levantar el perfil de los
problemas del amianto y obtener compensación y tratamiento médico para
trabajadores enfermos. El grupo de autoayuda se inició por los trabajadores del
asbesto enfermos de la fábrica de amianto Pizzarreno que fueron incapaces de
obtener compensación de su empleador, un miembro del Grupo de Eternit. El
apoyo de la asociación se ha ampliado y los miembros incluyen ahora personas
locales y trabajadores de otras compañías. En octubre, 2002, Jaime Gatica, el
consejero legal de la ACHVA, informó que, después de tres años de espera, un
estudio de una escuela cercana a la fábrica de Pizarreno se llevó a cabo
finalmente por la autoridad local. Se encontró que el edificio escolar, el suelo
alrededor de él y el pueblo estaban contaminados con asbesto. La escuela se
cerró debido a que no se contaba con fondos requeridos para la
descontaminación.
25
El ímpetu para la formación de la Asociación Belga de las Víctimas del Amianto
(ABEVA) fue la tragedia sufrida por dos familias: los Jonckheeres y
Vandenbrouckes. Françoise Jonckheere murió de mesotelioma en el 2000; su
padre había muerto de mesotelioma en 1999. Luc Vandenbroucke, el hermano
del primer Presidente de ABEVA, tenía 49 años cuando murió de mesotelioma
en 1999. Él trajo el primer caso civil en Bélgica contra un empleador por
exposición ocupacional al amianto en 1995. El caso se perdió en los juzgados
menores y de nuevo en la apelación. Desde el 2000, ABEVA ha estado
trabajando para cambiar el sistema nacional que obstruye la inmensa mayoría
de demandas de amianto.59
En abril del 2002, después de varias reuniones para discutir los problemas de
amianto que tuvieron lugar en Nueva Delhi, se formó un nuevo grupo: la Red
para la Prohibición de Asbesto en India (BANI). Estos eventos no pasaron
inadvertidos. Un correo electrónico del 2 de mayo de 2002 de Martin Barratt, el
tercer Secretario Comercial de la Alta Comisión Canadiense en India, dirigida a
los oficiales Canadá anota,:
“Me encontré con Brigadier Sethi del Centro de Información del Amianto (AIC) el
1 de mayo del 2002. Él me informó que los seminarios realizados del 11 al 13 de
abril no fueron organizados por el Gobierno de la india sino por ONGs. El
primero, el 11 de abril, fue organizado por Eslabones Tóxicos, y el segundo, el
12 y 13 de abril, por la Asociación Hindú de Salud Ocupacional (IAOH).
Eslabones tóxicos invitó al Dr. Barry Casselman (sic) de los EE.UU., autor de :
“Asbesto - Aspectos Médicos y Legales” y a la Sra. Fernanda Giannasi del
Brasil, coordinadora de la Red Virtual (sic) de Ciudadanos para la Prohibición del
Amianto en América Latina como oradores principales. Brigadier Sethi me dijo
que los AIC no fueron invitados a ninguno de los eventos aunque ellos habían
pedido una oportunidad de hacer una presentación.
El resultado de la reunión del 11 de abril fue el establecimiento de una nueva
ONG llamado Red para la Prohibición del Asbesto de India (BANI). Han habido
varios artículos publicados, además del notado debajo, incluyendo un editorial.
La mayoría de los artículos tienen titulares similares a las noticias del Times of
India, en que se dice que los expertos están requiriendo una prohibición del
asbesto en las fábricas, las minas, etc. Todas las noticias se refieren a los
países occidentales que supuestamente han prohibido el asbesto y notan que la
mayoría de asbesto importado por (sic) la India viene de Canadá…
Brigadier Sethi me aconsejó sobre un problema muy serio y potencialmente
perjudicial. Algunos ONGs en Bengala Oriental han presentado una demanda en
la Corte Alta, Kolkata, pidiendo a la Corte emitir una orden contra el uso de
Asbesto… es completamente posible que la Corte Alta pudiera emitir tal orden y
detener el uso de asbesto. Finalmente el asunto llegaría a la Corte Suprema
pero el resultado es impredecible ….
26
Yo pienso que puede estar necesario en algún punto preparar a una campaña
de defensa para contrarrestar los argumentos de las ONGs.”
En Malasia, la Asociación de Consumidores de Penang ha influido en el debate
nacional de una manera positiva a través de las reuniones médicas, discusiones
de alto nivel y una eficaz campaña en los medios de comunicación. 60 Es
generalmente aceptado que un acuerdo general a favor de la prohibición existe
entre los funcionarios, políticos e industria en Malasia; se espera en breve una
prohibición unilateral.
El Movimiento Social Internacional se Une
Como los centros de resistencia crecían, se tomaron los primeros pasos para
forjar las alianzas internacionales. Los individuos y miembros de grupos que
habían estado haciendo campaña contra el asbesto en Europa, primero se
reunieron en Estrasburgo del 12-14 de junio de 1991 en el Parlamento Europeo.
Entre los grupos representados estaban: la Asociación Italiana de Aquéllos
Expuestos al Asbesto, el Grupo de Acción del Amianto Hull, y dos grupos de
defensa ambiental: el Comité Mac Zéro de Suiza y los Talleres de Tayrac de
Francia. Yves Frémion del Partido Verde francés organizó la reunión con la
ayuda del Grupo italiano. Una nota de prensa emitida el 14 de junio de 1991
requería:






Una prohibición inmediata en la minería y uso de todo el asbesto;
Una campaña de información pública y procedimientos para la vigilancia
médica;
Compensación para las víctimas;
Investigación en alternativas más seguras;
Adopción de una política de transición justa;
Descontaminación de los sitios afectados.
Se tomó la decisión para formar “una federación de grupos internacionales”.
Patrick Herman, uno de sus miembros fundadores y un activista líder antiamianto principal en Francia, creía:
“La originalidad de la Red para la Prohibición del Amianto es su capacidad de
reunir a personas y grupos que no han trabajado habitualmente juntos. Es
posible, de esta manera, desarrollar una visión global del problema y tener una
respuesta global.”
La segunda reunión de la Red para la Prohibición del Amianto (BAN) tuvo lugar
en 1992 en Estrasburgo. Los delegados debatieron la viabilidad de extender los
contactos de Prohibición a Europa Oriental y el mundo en vías de desarrollo. En
abril de 1993, la presencia de Fernanda Giannasi, ingeniera empleada por el
Ministerio de Trabajo en São Paulo, Brasil, en la reunión en Milán reflejó la
27
ampliación de los horizontes de la federación. Otros portavoces importantes en
esta reunión eran:




Dr. Lorenzo Tomatis, Director de la Agencia Internacional para la
Investigación en Cáncer;
Dr. Franco Berrino, Director de la División de Epidemiología del Instituto
Nacional para la Investigación de Cáncer en Milán;
Dr. Henri Pezerat, Director de Investigación de CNRS, el Centro Nacional
de Investigación Científica, (París);
Dr. Annie Thébaud-Mony, Directora de Investigación en el INSERM
Instituto Nacional para la Salud y la Investigación Médica (París).
Según Patrick Herman:
“La Reunión de Milán llegó a ser un movimiento importante en la construcción de
un movimiento social internacional contra el asbesto, tanto por el número como
por la calidad de las personas presentes … Sin embargo, se abordaron temas
igualmente grandes: la acción legal contra Eternit en Casale Monferrato; la
discusión de substitución de materiales y el fin de lugares contaminados; el
problema del cuidado, rehabilitación e indemnización de las víctimas; y las
experiencias de la lucha en los diferentes países.”
Una decisión crucial tomada en Milán llevó al seminario internacional: El
asbesto: Uso controlado o Prohibición en São Paulo en marzo de 1994. BAN
estuvo representada por Aurora Fulvio (Italia), Patrick Herman (Francia) y Dick
Jackson (Reino Unido). Trescientos delegados oyeron las presentaciones y
participaron en mesas redondas enfocadas en tres temas principales:



el crisotilo: se analizaron las propiedades carcinogénicas del crisotilo, se
hicieron llamados por menos negativas científicas y más datos
epidemiológicos;
las víctimas de amianto: se necesitaba una acción urgente para obtener
compensación y tratamiento médico para las víctimas de amianto;
acción global: la lucha para lograr la seguridad en el trabajo y una
prohibición global del asbesto sólo podría lograrse con la cooperación
internacional.
La Declaración de São Paulo que resultó del seminario “hacía referencia a la
Prohibición del Asbesto y a la Federación de Asociaciones Europeas que
evolucionaron hacia una red de información mundial.”61 Seis años después,
Fernanda Giannasi, mientras reflexionaba en los logros del Seminario de São
Paulo, notó que:
“La Red para la Prohibición del Amianto (fue) una red de ciudadanía virtual
creada en 1994 para conectar a las personas interesadas en intercambiar
28
diferentes experiencias y para luchar por un mundo libre del uso comercial de
asbesto.”62
Durante 1995 – 96 BAN continuó expandiendo sus actividades a través de
discusiones con científicos, médicos, sindicalistas de comercio, políticos,
ecólogos, grupos de apoyo a las víctimas y otros grupos de interés público. Se
descubrió la hipocresía de las compañías que se convirtieron a las tecnologías
del no-asbesto en Europa mientras que continuando ganando con el asbesto en
los países en vías de desarrollo. El 22-23 de mayo de 1996, miembros del BAN
del Reino Unido, Italia, Bélgica, Francia y los EE.UU. participaron en las
discusiones en Estrasburgo sobre los planes para una prohibición de amianto
Europea. La reacción de industria era predecible:
“El movimiento para la prohibición del Asbesto es liderado por extremistas que
simplemente no comprenden los usos reales de asbesto o las consecuencias
para la sociedad que sigue a su acción. La posición adoptada por tal movimiento
dará a luz a un punto de vista simplista… Exigir la prohibición del asbesto y
pueden ser considerado simple y puramente como una demanda irresponsable
en los planos sociales y económicos. ¿Cuál es el precio de fanatismo de la
prohibición del asbesto para la sociedad? En una palabra, sería horrible.”
Los años de campañas estaban empezando a corroer el control de la industria
en la agenda del amianto finalmente. En 1995, los miembros franceses del BAN,
se unieron con las víctimas del amianto, grupos de trabajadores, académicos y
sindicatos de comercio para organizar ANDEVA, el primer grupo Francés de
víctimas del amianto. Muy rápidamente ANDEVA se volvió en la voz nacional,
haciendo preguntas incómodas como: ¿por qué los niveles de amianto
continuaron siendo no regulados en Francia hasta 1976? Estimulando la
conciencia pública y de los medios de comunicación acerca de las repercusiones
del uso a largo plazo del asbesto en Francia, los activistas anti-asbesto pudieron
crear un clima en el que un debate honrado era posible, y con ello una presión
creciente sobre el Gobierno que contrariamente a las expectativas generales,
decidió prohibir el asbesto a partir de enero de 1997.
Durante el caso de la WTO traído por Canadá por la prohibición Francesa, la
importancia creciente de la Red para la Prohibición del Amianto se hizo evidente.
En julio de 1999, BAN era una de sólo cuatro organizaciones no
gubernamentales que intentaron participar en las deliberaciones del Panel para
la Resolución de la Disputa del WTO.63 Dieciséis meses después, cuando
Canadá apeló el rechazo de WTO de su caso, BAN era parte de una coalición
de:
“organizaciones preocupadas acerca de los efectos mortales del asbesto, la
protección del ambiente y el desarrollo sustentable (qué) buscó proporcionar
análisis legal experto informado por individuos y grupos cuyos intereses estaban
29
directamente afectados por los riesgos asociados con el uso, la venta y el
comercio internacional de asbesto.”64
Otros signatarios de la solicitud para presentar un breve amicus curiae al Cuerpo
de Apelaciones eran: Greenpeace International, Word Wide Fund para la
Naturaleza-Internacional, la Fundación para la Ley Ambiental Internacional y
Desarrollo, el Centro para la Ley Ambiental Internacional y la Secretaría
Internacional para la Prohibición del Amianto, una nueva organización no
gubernamental.
La Secretaría Internacional para la Prohibición del Amianto (IBAS) se estableció
en 1999 después de consultas con los miembros de BAN y otros activistas.
Enfrentados con un alud de información proveniente de una creciente red de
individuos y grupos involucrados en el movimiento internacional contra el
asbesto, así como de fuentes legales, médicas e industriales, se decidió crear
una organización permanente para supervisar tal información y responder a las
preocupaciones particulares de los miembros de la red. En esta capacidad, IBAS
reunió apoyo internacional para los activistas que estaban bajo el ataque de la
industria o las agencias del gobierno y asistió en seguridad y salud nacional de
los trabajadores combatiendo los intereses consolidados bien-financiados. La
Secretaría también ha buscado levantar el perfil de los grupos de víctimas a
nivel mundial y regularmente disemina información legal y médica válida, incluso
el estado de las demandas de compensación, y noticias de desarrollo actual
importante. Mientras se obtiene información significante de fuentes externas, la
membresía de la red permanece como superior en este aspecto; en particular,
los informes de los miembros de la red han sido vitales para revelar las
iniciativas de la industria local y tácticas que serían sin duda, utilizadas en otra
parte.
Trabajando estrechamente con los miembros de la BAN y grupos nacionales
como ABREA en Brasil, IBAS también ha surgido como un medio potente para
facilitar actividades internacionales. Uno de los primeros productos de esta
colaboración fue: El Congreso Global del Amianto - el Pasado, el Presente y el
Futuro, un evento hito que se realizó en Brasil en septiembre del 2000. Cien
delegados internacionales y más de trescientos delegados Brasileros se
reunieron en Osasco durante tres días de plenaria, talleres y sesiones de mesa
redonda. La importancia de la conferencia se reforzó por la participación de la
Organización Internacional del Trabajo, sindicatos internacionales y nacionales,
grupos de apoyo a las víctimas y asociaciones de salud ocupacional y ambiental.
Desde Osasco, las conferencias y reuniones realizadas en Argentina, Australia,
Bélgica, Brasil, Inglaterra, Grecia, Holanda, India, Italia, Malasia, Escocia y
Singapur han creado un espacio público para explorar los problemas del asbesto
nacionales y han aumentado la presión para la acción internacional. 65 El trabajo
de IBAS es coordinado por Laurie Kazan-Allen quien, como editora del Boletín
Británico del Asbesto, ha estado informando sobre los problemas del asbesto
desde la perspectiva de las víctimas por más de diez años.66
30
La campaña global para prohibir el asbesto ha reunido a miles de víctimas del
amianto y activistas de los países. Ha dado visibilidad a un problema no
mencionado en las hojas de balances de las compañías del amianto: el costo
humano de asbesto. Mientras que la industria recogía ganancias, otros pagaban
por la explotación comercial del asbesto con su salud y finalmente con sus vidas.
La participación en una red virtual de bases, ha dado poder a individuos y
grupos anteriormente aislados, juntos ellos han enfrentado poderosos y bienfinanciado intereses del amianto, y han ganado muchas victorias. Los activistas
están buscando justicia para ellos mismos, sus seres queridos y sus vecinos;
ellos no están motivados por la codicia, su trabajo no esta respaldado por un
cofre de guerra de $54 millones de dólares Canadienses. Sus objetivos son
simples: ayudar a aquéllos que ya están enfermos y proteger a las generaciones
futuras de muertes horrendas ocasionadas por el asbesto. Como Dick Jackson
dijo: “La prevención es buena - no hay ninguna cura.”
La Lucha Continúa
Una manifestación reciente del movimiento global contra el asbesto fue el taller:
“Otro Mundo libre de Asbesto es Posible” qué se realizó el 25 de enero del 2003
en el Foro Social Mundial (WSF) en Porto Alegre, Brasil. Los asuntos bajo
consideración incluían:




La lucha mundial para prohibir el asbesto;
Compensación para las víctimas del amianto;
La defensa de la salud como un derecho humano fundamental;
El asbesto: un asunto de derecho a la salud pública y ambiental.
La ingeniera Fernanda Giannasi, organizadora del taller, informó:
“El WSF no es como ningún evento al cual haya asistido: la fusión del
conocimiento, la ideología, la experiencia y el lenguaje puestos entre un choque
de colores y ritmos producen una atmósfera única – algo entre Woodstock y una
conferencia científica. Los miembros de ABREA, el Grupo de Víctimas del
Amianto Brasilero, y sus partidarios marcharon detrás de estandartes llamando a
una prohibición global del amianto y justicia para las víctimas del amianto. Miles
de personas firmaron nuestra petición para una prohibición global y este
documento se ha enviado ahora al Sr. Luiz Inácio Lula da Silva, el nuevo
Presidente del Brasil y cabeza del Partido de los Trabajadores.
El Taller del Amianto fue uno de los eventos más prominentes incluido en las
sesiones de Salud, Ambiente, Trabajo y Sociedad. Las discusiones entre las
víctimas de amianto, los activistas y representantes de los movimientos sociales
en Europa, América Latina y los EE.UU. se centraron en la naturaleza global de
la sociedad en el siglo XXI y la necesidad de desarrollar contramedidas
apropiadas si vamos a proteger los derechos humanos fundamentales. Los
delegados al taller estuvieron de acuerdo en que los cambios en el orden
31
económico y social global sólo puede lograrse a través de la acción concertada;
se están finalizando las estrategias para una campaña global para exponer a las
multinacionales del amianto y apoyar a las víctimas del amianto. Nuestro lema
permanece: Otro mundo es posible.”
32
1Una
copia de este correo electrónico fue obtenido por Ken Rubin, un investigador que el 2002
solicitó, acogiéndose al Acta Canadiense de Acceso Información, documentos que detallan las
actividades gubernamentales sobre el amianto y los enlaces con el Instituto del Amianto (AI), un
grupo de presión pro-crisotilo. Esta no ha sido la primera vez que tal lenguaje militarista había
sido usado para describir los esfuerzos de la industria para proteger los mercados globales del
asbesto. El siguiente extracto del documento del AI: Salvando vidas con el asbesto crisotilo es
otro ejemplo: “Los asociados que constituyen el Instituto consideran necesario poner el registro
en claro acerca de la guerra cruel que se ha emprendido contra esta sustancia natural que goza
de propiedades muy solicitadas… (hay una) guerra comercial feroz que enfrenta el asbestocrisotilo contra los intereses industriales… Esta guerra está emprendiéndose con mucha
intensidad en los países en vías de desarrollo que están construyendo o reconstruyendo, países
dónde el asbesto-crisotilo puede hacer a una diferencia real en el proceso de desarrollo.”
2 Cuando solicité una entrevista con el equipo como editor del Boletín Británico del Asbesto
(BAN) mi solicitud fue rechazada.
3 Buckingham DA and Virta RL. Asbestos 2001 Annual Review. USGS Mineral Industry Surveys.
2002.
4 Asbestos Institute. Saving lives with chrysotile. Website: www.chrysotile.com
5 Collegium Ramazzini. Call for an International Ban on Asbestos. International Journal of
Occupational and Environmental Health. 1999;5,3:247-248.
6
Landrigan P. Letter to the Editor of the Canadian Medical Association Journal. Oct. 30,
2001;165(9):1191-1192.
7 Una lista completa de los países que han prohibido el asbestos puede ser vista en el website
de IBAS: www.ibas.btinternet.co.uk
8
Mensaje de correo electrónico a Gilles Mahoney del Instituto del Asbesto. Questions and
Answers - Chrysotile Asbestos (Briefing Paper for MP Gérard Binet, Frontenac-Mégantic)
November 28, 2001.
9 Kazan-Allen L. Connecting the Dots. British Asbestos Newsletter. 2002;48:2-3.
10 Tweedale G. Science or Public Relations?: The Inside Story of the Asbestosis Research
Council, 1957-1990. American Journal of Industrial Medicine. 2000;38:723-734.
11 Mensaje de correo electrónico a Gilles Mahoney del Instituto del Asbesto. Questions and
Answers - Chrysotile Asbestos (Briefing Paper for MP Gérard Binet, Frontenac-Mégantic)
November 28, 2001.
12 Baxter J. Ottawa encourages use of Asbestos in Federal Buildings. National Post. December
31, 2002: A1,A7.
13 Author unknown. Briefing Note: Anticipated Oral Questions. January 18, 2002. A0000763_1000000 & A0000763_2-000000.
14
Young J. Cancer for Sale: Canada’s Asbestos Crusade. In These Times. September 5,
1999;23,20:10-12.
15 http://www.chrysotile.com
16 Schiller B. Ottawa woos foreign journalists. Toronto Star. March 20, 1999:A 21.
17 Letter by unknown representative of the Asbestos Institute to Gilles Mahoney, July 9, 1998.
18
Files from Canadian Government: A0000808_11-000000, A0000808_12-000000,
A0000808_13-000000, A0000808_14-000000, A0000808_15-000000, A0000808_16-000000,
A0000808_17-000000.
19
According to the Asbestos Institute website, accessed on September 28, 2000, in 1995,
Canadian chrysotile exports (in metric tonnes) to Europe were: Spain 13,800, Belgium 6,936, the
UK 8,430, Portugal 4,185 and Ireland 2,970.
20 Perron L. Email to Luis Cejudo (Mexico). June 5, 2002.
21 Elizabeth Rohr is a Senior Policy Advisor - Americas Branch, International Relations Division,
Environment Canada, Quebec, Canada.
22 Skoknic M. Letter to Dr. Richard T. Haworth, Assistant Deputy Minister, Minerals and Metals
Sector, Natural Resources Canada; May 24, 2002. Files A0000856_3-000000 & A0000856_4000000.
23 Munoz G. Email to L. Perron. May 20, 2002. File A0000852_1-000000.
33
24
Skoknic M. Letter to Dr. Richard T. Haworth, Assistant Deputy Minister, Minerals and Metals
Sector, Natural Resources Canada; May 24, 2002. Files A0000856_3-000000 & A0000856_4000000.
25 El 21 de febrero del 2002, un Comité de las Naciones Unidas concluyó que debido a los
peligros para la salud, las futuras ventas del crisotilo deben ser sujetas a restricciones completas
para el comercio global.
In May, 1999, el Collegium Ramazzini, una de las mas prestigiosas instituciones que trata
asuntos relacionados con la salud humana, hizo un llamado para la prohibición internacional del
asbesto.
En 1998, el Programa Internacional sobre Seguridad Química, operando bajo la Organización
Mundial para la Salud, y la Organización Internacional para el Trabajo, concluyó que: “La
exposición al asbesto crisotilo representa un riesgo incrementado para asbestosis, cancer
pulmonar y mesotelioma en una manera dosis dependiente. No se ha identificado un nivel de
umbral para los riesgos carcinogénicos.”
En Abril 1998, el Instituto para el Ambiente y la Salud produjo un reporte titulado: Crisotilo y sus
sustitutos: Una evaluación Crítica que decía: “El uso continuado del crisotilo en los productos de
asbesto – cemento no está justificado frente a la disponibilidad de sustitos.”
En junio de 1996, el Concejo de Investigación Médica Francés publicó un reporte: Efectos de
los principales tipos de exposición al asbesto que concluyeron que todas las fibras de asbestoi
son carcinogénicas.
Varios artículos científicos publicados durante los últimos años confirman la toxicidad del
crisotilo e incluyen:
Cancer Morality Among Workers Exposed to Amphibole-free Chrysotile Asbestos by E Yano et al
(2001); Asbestos Tissue Burden Study on Human Malignant Mesothelioma by Y Suzuki and SR
Yuen (2001); Retrospective View of Airborne Dust Levels in Workplace of a Chrysotile Mine in
Ural, Russia by SV Kashansky et al (2001); Carcinogenicity of Asbestos: Conflicting Evidence,
Conflicting Interests by S Chaturvedi and S Chaturvedi (2001); Relative Risk of Mesothelioma
Among Railroad Machinists Exposed to Chrysotile by TF Mancuso (1998); Carcinogenic
Implications of the Lack of Tremolite in UICC Reference Chrysotile by AL Frank (1998);
Exposure-response Analysis of Risk of Respiratory Disease Association with Occupational
Exposure to Chrysotile Asbestos by L Stayner et al (1997); Chrysotile Asbestos is the Main
Cause of Pleural Mesothelioma by AH Smith and CC Wright (1996).
26 La 58 Reunión del Concejo de Gobierno de la Asociación Internacional del Asbesto se realizó
en el Hotel Marritot de Londres el 10 – 11 de Junio, 2002
27 Hills B. Blue Murder. Sun Books. 1999:87.
28 Tweedale G. Magic Mineral to Killer Dust. Oxford University Press, 2000: 248-249.
29 Herman P. Ban Asbestos: A Worldwide Network against Asbestos. Sourcebook on Asbestos
Diseases. Michie, 1997:113-144.
30 Hamel D. Letter to Francisco Dornelles, April 23, 2001.
31
La selección de los grupos discutidos en ésta sección es dependiente solamente en la
información disponible. La no mención de algún grupo no refleja la calidad de su trabajo o su
efectividad. Mientras que se ha logrado mucho por los grupos de Sud África tales como el
Neweng Asbestos Committee, Personas preocupadas contra el asbesto, Asociación de
trabajadores de Salud del Asbesto Mafefe, el grupo de asbesto en Mathabatha y el Comité de
Salud Ocupacional de Malokela, información detallada acerca de estos grupos es esquiva.
Otro problema es el idioma: información del trabajo de los grupos Suizos: Verein fur
Asbestopfer [Sociedad para las víctimas del Asbesto / website: http://www.asbestopfer.ch] y
Verein fur Asbestopfer und Angehorige [Sociedad para los familiares y las víctimas del asbesto;
email: [email protected]] no estaba disponible en Inglés.
Aunque por consideraciones prácticas es necesario concentrar la atención sobre el trabajo de
las víctimas y los grupos comunitarios en este momento, reconocemos las importantes
contribuciones hechas por individuos y organizaciones tales como el Dr. Irving Selikoff en los
EEUU y la Sociedad Británica para la Responsabilidad Social, el Movimiento para los Peligros y
el ahora difunto Campaña de Acción de las Personas del Asbesto en el Reino Unido.
34
32
Herman P. Ban Asbestos: A Worldwide Network against Asbestos. Sourcebook on Asbestos
Diseases. Michie, 1997:119.
33 Wikeley NJ. Compensation for Industrial Disease. Dartmouth Publishing Company, 1993:37.
34 Tweedale G. Magic Mineral to Killer Dust. Oxford, Oxford University Press, 2001: 241.
35
In 1996, SPAID se convirtió en OEDA: Asociación de las Enfermedades Ocupacionales y
Ambientales. Website is: http://www.oeda.demon.co.uk
36 Tait N. OEDA Newsletter, Summer 1996; issue 1:8.
37 Dalton AJP. The Obituary of Richard (‘Dick’) Jackson: Anti-Asbestos Campaigner.
38 Fite J. White Lung Association: Asbestos Must Be Banned Throughout the World. Annals of
The Global Asbestos Congress (CD), produced by IBAS, 2001;3.8.
39
websites: http://www.ochsner.org/ and http://www.health.gov/nhic accessed February 22,
2003.
40 Johnston R. and McIvor A. Incubating Death: Working with Asbestos in Clydeside Shipbuilding
and Engineering, 1945-1990. Annals of The Global Asbestos Congress (CD), produced by IBAS,
2001:15.5.
41 Kazan-Allen L. Interview of John Todd. February 12, 1991.
42 Reid Malcolm. Death Wish… John - The Doomed Vigilante - Wages War on Asbestos. The
Evening Times, April 2, 1976.
43 Lenaghan J. Victims Twice Over. Clydeside Action on Asbestos, 1993.
44 Author Unknown. Asbestos Deaths Seen Likely to Soar. The Asahi Shimbun (Newspaper).
April 3, 2002.
45 Furuya S. Asbestos Issues in Japan. Working Environment and Pollution Problems - JOSHRC.
1993: number 4.
46 Furuya S. Ban Asbestos Network Japan (BANJAN) and Japan’s Citizen’s Network for Wiping
Out Asbestos (ASNET). Annals of The Global Asbestos Congress (CD), produced by IBAS,
2001;3.2.
47 Nukushina J. Asbestos Problems in Japan and the ASNET. November 2, 1993.
48 Nukushina J. Japanese Appeal on Behalf of Earthquake Victims. March 7, 1995.
49 ABREA website: www.abrea.com.br
50 Author unknown. Booklet: Asbestos Diseases Association of New Zealand. 2000.
51 Brown-Haysom J. Fighting the Immoral Fibre. Safeguard Magazine. 2001:69,40-43.
52 Ruers B. Dutch Committee of Asbestos Victims. Annals of The Global Asbestos Congress
(CD), produced by IBAS, 2001:3.6.
53 ABREA website: www.abrea.com.br
54
Canadá es actualmente el Segundo exportador mundial más grande de crisotilo. La
producción de crisotilo está basada principalmente en las poblaciones al Este de Québec.
55 Morden P. Mesothelioma threatens the life of Lynn Henderson. The Observer, May 8, 1998:1.
56 Letter from Windsor Cancer Prevention Coalition to Herb Gray MP. June 19, 1998.
57
Las estadísticas presentadas del Perú por Eva fueron alarmantes: En el año 2000, los
exámenes médicos de 197 trabajadores y ex-trabajadores del asbesto encontraron que el 60%
de ellos tenían asbestosis, la salud de los 39 restantes era causa de preocupación. El Hospital
General en Lima ha diagnosticado 133 cases of mesotelioma.
58 Email from Eric Robinson to the Asbestos Institute. January 23, 2002.
59 Kazan-Allen L. European Asbestos Seminar Report. IBAS website: www.ibas.btinternet.co.uk
60
Kazan-Allen L. Asbestos Issues in Australia and Southeast Asia. IBAS website:
www.ibas.btinternet.co.uk
61 Herman P. Ban Asbestos: A Worldwide Network against Asbestos. Sourcebook on Asbestos
Diseases. Michie, 1997:113-144.
62
Giannasi F. Brazilian Association of People Exposed to Asbestos. Annals of The Global
Asbestos Congress (CD), produced by IBAS, 2001;3.1.
62 World Trade Organization: Report of the Panel - European Communities - Measures Affecting
Asbestos and Asbestos-Containing Products, September 18, 2000: 390.
64 Foundation for International Environmental Law Press Release: A Court Without Friends?,
November 22, 2000.
65 More information on IBAS can be found at the website: www.ibas.btinternet.co.uk
66 British Asbestos Newsletter website: http://www.lkaz.demon.co.uk
35
Descargar

La Guerra del Amianto