Subido por James D. Bazan B.

esquema de la afp y onp

Anuncio
Comprensión y Redacción de Textos II
OMPRENSIÓN Y REDACCIÓN DE TEXTOS II (CGT)
UNIDAD 3SESIÓN 3ª
El correo electrónico
TemaRevisión de fuentes y organización de la información para la TA1
Logro de la sesiónAl finalizar la sesión, el estudiante revisa previamente las fuentes para la TA1
y luego elabora un esquema para comentar los textos a través de un correo
electrónico.
Actividad 1. Lee atentamente el caso y las fuentes de información.
Caso:
El Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo ha detectado que en los dos últimos años se
ha incrementado el traslado de pensionistas de la ONP a una AFP. Esto debido a una falta de
información por parte del Gobierno, quien expone al trabajador a una inestabilidad
financiera a futuro. En ese sentido, esta institución considera pertinente realizar estudios
que aborden el tema y te ha solicitado, como jefe de Recursos Humanos, que envíes en un
correo electrónico comentarios críticos sobre los beneficios de ambas entidades
pensionarias. Esto permitirá que el trabajador pueda decididir de manera informada a qué
entidad afiliarse.
Fuente 1: ¿CÓMO PASARSE DE LA ONP A LA AFP Y QUÉ PASA CON EL FONDO QUE
YA TENÍA REUNIDO?
Debido a los beneficios que ofrecen las AFP —como poder retirar el 25 % del fondo para
comprar una vivienda o pagar un crédito hipotecario, o el hecho de poder sacar el 95,5 %
cuando se está a punto de jubilarse (a los 65 años)—, varios trabajadores dependientes o
independientes que aportaron al Sistema Nacional de Pensiones (SNP) han optado por
trasladarse al Sistema Privado de Pensiones (SPP). Aunque la decisión ya está
tomada, muchos desconocen cuáles son los requisitos y qué pasa con el fondo que
aportaron y se encuentra acumulado en la ONP. Para despejar estas dudas, a continuación, le
detallamos todo lo que debe saber si desea trasladarse de la ONP a la AFP con el fin de que
pueda tomar la mejor decisión.Requisitos para pasar de la ONP a la AFP. Antes de realizar los
trámites, acérquese a la ONP y pregunte por el monto de la pensión que le tocaría al jubilarse.
Conociendo la cantidad, vaya a las AFP a las que piensa afiliarse y haga la misma
pregunta. De acuerdo con ello, decidirá por cuál optar.La afiliación y el traslado a una AFP
es sencillo y gratuito. Primero, debe desafiliarse de la ONP; luego, acercarse a la oficina
de la AFP elegida. Allí deberá firmar el contrato de afiliación, presentando su DNI y
adjuntando una copia fotostática de las boletas de pago de los dos últimos meses.¿Qué pasa
con los aportes que realicé en la ONP? Según la Asociación de AFP (Administradoras de
Fondos de Pensiones), si realizó aportes al SNP, existe una posibilidad de recuperarlos.
¿Cómo? A través de la obtención de un bono de reconocimiento, que es un
certificado que otorga la Oficina de Normalización Previsional (ONP), en el cual se
reconocen los aportes que haya realizado al Sistema Nacional de Pensiones antes de
incorporarse a una AFP.Con el fin de evitar sorpresas, antes de afiliarse a una AFP,
puede solicitar orientación para saber si calificaría para la obtención de un bono. Pero si
la decisión está tomada, le damos a conocer quiénes tienen derecho a este, siempre y cuando
cumplan con los requisitos de acuerdo con el tipo de bono al que pertenezcan:Bono
1992Requisitos. Registrar y demostrar con documentos un mínimo de 48 meses aportados
al SNP entre diciembre de 1982 y noviembre de 1992.Beneficios. Recupera todos los aportes
realizados al SNP hasta noviembre de 1992 por un valor nominal máximo de S/ 60 000, que
se actualiza tomando como base el índice de precios del consumidor (IPC) de diciembre de
1992.Bono 1996Requisitos. Haberse afiliado al SPP entre el 6 de noviembre de 1996 y el
31 de diciembre de 1997, además de registrar y demostrar con documentos
un mínimo de 48 meses aportados al SNP entre enero de 1987 y diciembre de
1996.Beneficios. Recupera todos los aportes realizados al SNP hasta diciembre de 1996 por un
valor nominal máximo de S/ 60 000, que se actualiza tomando como base el IPC de enero de
1997.Bono 2001Requisitos. Registrar y demostrar con documentos un mínimo de 48 meses
aportados al SNP entre enero de 1992 y diciembre de 2001 o la fecha en la que se afilió.
También debe evidenciar las 12 últimas remuneraciones consecutivas o no, que sean
anteriores a la fecha de suscripción.Beneficios. Recupera todos los aportes realizados SNP
hasta diciembre de 2001 por un valor nominal máximo de S/ 60 000, que se actualiza
tomando como base el IPC de enero de 2002.¿Y los que aportaron del 2002 en adelante?Si no
tiene derecho a obtener un bono de reconocimiento, perderá lo aportado. Recuerde que,
en la ONP, si al cumplir 65 años y no tiene 20 años de aportes, se quedará sin pensión. Por
eso, es importante informarse bien antes de tomar decisiones. En la AFP que elija,
antes de afiliarse, lo pueden informar.¿Cómo pasarse de la ONP a la AFP y qué pasa con el
fondo que ya tenía reunido? (18 de julio de 2019).
Gestión. Adaptado de https://gestion.pe/tu-dinero/pasarse-onp-afp-requisitos-pasa-fondo-teniasreunido-spp-snp-nnda-nnlt-273510-noticia/
Fuente 2:
UN BALANCE DE LO QUE NOS DEJÓ LA REFORMA DE LAS AFP EL AÑO QUE PASÓ
Luego de casi 20 años de existencia, el Gobierno del presidente Ollanta
Humala, su partido y su ministro de Economía, Luis Miguel Castilla, decidieron que
era hora de reformar el Sistema Privado de Pensiones (SPP) para hacerlo más
competitivo. En efecto, luego de dos décadas, las AFP habían caído en una suerte de
complacencia, que amparadas en explicaciones técnicas (y que no hacían mucho por
cambiar), no buscaban diferenciarse en gran cosa entre ellas. Tampoco en la calidad de los
servicios que ofrecían (como asesoría y acompañamiento, pero sobre todo en la rentabilidad de
los fondos administrados) ni en el precio, es decir, en la comisión que cobraban por esos
servicios.Con esto en mente y con la asesoría de la Superintendencia de Banca,
Seguros y AFP, el Ministerio de Economía recogió casi exactamente el borrador de reforma
del SPP que elaboró el Gobierno del expresidente Alan García y su ministro de Economía,
Ismael Benavides. Esto no resulta tan extraño si consideramos que Castilla, el ministro de
Humala, fue el viceministro de Hacienda de Benavides.Las aristas de la reforma. Los
puntos fuertes de la reforma eran cuatro:
1. Cambiar el sistema de cobro de comisión de flujo (porcentaje del salario) a saldo (porcentaje
del fondo en administración);
2. Incrementar la competencia en el SPP con la entrada de más competidores al mercado;
3. Obligar a los trabajadores independientes a aportar a un sistema de pensiones; y
4. Asegurar una rentabilidad mejor para los afiliados y, por lo tanto, una mejor pensión
futura, reduciendo en el proceso el precio del servicio.
Con la propuesta casi lista, el MEF presentó el proyecto ante el Congreso que, luego de
mucho debatirlo, fue aprobado en la comisión de Defensa del Consumidor en un polémico
proceso lleno de observaciones y, finalmente, en la Comisión Permanente del Congreso
con el insólito voto dirimente de su presidente, Daniel Abugattás, quien votó primero que
todos.A un año y algo más de la aprobación de la ley, es posible afirmar que los objetivos
no han sido cumplidos. Inicialmente, el cambio de sistema de cobro de comisiones y la
subasta de afiliados provocó la reducción de los precios que cobraban las AFP y concitó
la atención de un quinto participante, la chilena Habitat, que actualmente es la única
AFP que puede afiliar a nuevos aportantes al SPP. Pero, luego de unos meses, Integra y
Profuturo compraron Horizonte; y así, de pronto, solo quedaron otra vez cuatro AFP.Como
la fuerza de ventas de las AFP representaba el 40 % de los gastos, la SBS asumió que la subasta
eliminaría la necesidad de tener vendedores (todos los nuevos son afiliados
automáticamente a la AFP ganadora). Pero desde que entró Habitat, el Sistema Nacional de
Pensiones (que permanece inexplicablemente abierto) afilia a más personas que el SPP porque
es más fácil y Habitat no tiene cómo difundir las ventajas de las AFP.Además, la
incorporación obligatoria de los trabajadores independientes debió ser aplazada por un
año cuando ya había comenzado. Ello debido a las protestas y a los vacíos procedimentales
que hacían muy difícil su aplicación. Finalmente, el número de personas que escogió
mudarse del esquema de cobro de comisiones por flujo hacia el sistema de saldo estuvo muy
por debajo de lo estimado inicialmente por la SBS. La falta de
información y de predictibilidad hicieron mella en la propuesta de la superintendencia, pero
hizo —en un aspecto positivo del fracaso— que las personas se preocuparan más en su futuro
y su fondo de pensiones, así como la toma de conciencia de que ese dinero, al fin y al cabo, es
de ellos.El único aspecto de la reforma que sí funcionó fue la reducción de comisiones. Hoy
estas son bastante más bajas que antes de la promulgación de la reforma. Queda pendiente
entonces la incorporación de los independientes (ampliar la cobertura de pensiones) y
flexibilizar aún más los mecanismos de inversión de las AFP en el Perú y en el extranjero
para que puedan obtener mejores rentabilidades para sus afiliados; o al menos, eso es lo que
ellas dicen.El tamaño de la pensión. Los entendidos aseguran que no hay manera de predecir
cuánto le habrá de tocar a cada uno porque predecirlo es casi tan difícil como predecir el clima:
uno sabe más o menos que hará frío porque es invierno, pero nada más. En teoría —según
nos contó en una oportunidad el presidente de la Asociación de AFP, Luis Valdivieso—, si
uno gana S/ 1000 al mes y realiza aportes durante 24 años a su fondo de la AFP, se pasa del
fondo 3 al 2 y luego al 1, de acuerdo con su edad, y registra una rentabilidad histórica de 5 %en
promedio al año en su fondo. En este caso, debería retirarse con una pensión de S/
600 mensuales.A mediados de este año, en junio, el gerente central de AFP Integra, Marcel
Fort, nos dijo que para obtener una pensión de S/ 3000 hoy habría que tener un fondo de
entre S/ 400 000 y S/ 500 000. Sin embargo, en 10 años, así como van las cosas, ese fondo podría
duplicarse y, sin aportar más, podría obtener una pensión de renta vitalicia de S/ 6000. El
problema, como ha explicado en más de una ocasión el CEO de Andino
Investments, Melvin Escudero, es que las rentabilidades que hemos visto en los primeros 16
años del Sistema Privado de Pensiones no habrán de repetirse.Davelouis, L. (2 de enero de
2014). Un balance de lo que nos dejó la reforma de las AFP el año que pasó.
El Comercio. Adaptado de https://elcomercio.pe/economia/peru/balance-dejo-reforma-afp-anopaso-164662-noticia/
Fuente 3:
LAS PENSIONES Y LAS MARCHAS
Los reclamos de las masas que marchan en Chile y en Colombia son difusos, pero la queja
con el Sistema Privado de Pensiones es evidentemente parte de ellos. Se quejan en Chile
porque las pensiones son bajas. En Colombia, porque no quieren que aumente la edad de
jubilación. Nadie se queja del sistema público. A aquellos que salen a protestar no parece
interesarles cuál de los dos es mejor. Las divagaciones sobre por qué en el Perú no
hemos tenido marchas no son más que eso: divagaciones. Que no las hayamos tenido
hasta ahora no significa que no las vayamos a tener. Y cuando las tengamos, si es que
llegamos a tenerlas, no faltará el reclamo contra el Sistema Privado de Pensiones. Contra el
privado, repetimos, y solo contra el privado.No hay, lamentablemente, ningún esfuerzo por
explicar sus problemas y defenderlo. Los opositores tergiversan; los opinólogos confunden y las
AFP no dicen nada. Viene la OCDE y en su infinita sabiduría pontifica que los afiliados al
sistema privado deberíamos aportar al sistema público también, que sería como poner un
impuesto a los aportes.Las pensiones son bajas porque vivimos desde hace diez años en un
mundo de bajas tasas de interés. La edad de jubilación tiene que aumentar porque,
gracias a los avances de la medicina, la expectativa de vida se hace más larga. Cuando las
tasas de interés son bajas, la rentabilidad de las inversiones en bonos y acciones baja
también. Es un riesgo inherente a todo sistema de pensiones. Se sabe lo que cada uno aporta
mientras trabaja, pero no se sabe cuánto habrá al final para su pensión. Dependerá de la
rentabilidad de las inversiones hechas con los aportes. La diferencia fundamental entre el
sistema privado y el público no es que en uno haya riesgo y en el otro no, sino que es quién
corre con ese riesgo. En el sistema privado es el afiliado. Si la rentabilidad a lo largo del
tiempo fue buena, el día que se jubile habrá acumulado una suma importante en su fondo y
recibirá una pensión proporcional a esa suma. Si la rentabilidad no fue tan buena, su fondo
será más chico y su pensión, por lo tanto, más baja. El sistema público no está exento de riesgo,
solo que lo asume el Estado. La pensión depende de los ingresos del jubilado en los últimos
años de su vida laboral. Si sus aportes y la rentabilidad acumulada alcanzan o
no para financiarla, no es su problema. Es el Estado el que tiene que cubrir ese déficit, y lo
cubre con plata que sale de los impuestos.Naturalmente, el Estado tiene que limitar su
exposición al riesgo de alguna manera. Por eso, se exige un período mínimo de aportes para
que el afiliado tenga derecho a una pensión. ¿Hay algo más cruel que negarle una
pensión a quien se quedó corto por uno, tres o seis meses? No. Pero la lógica del sistema
público hace inevitable poner un mínimo. Simplemente, no es viable solventar con impuestos
las pensiones de todos los jubilados por poco que sea el tiempo que hayan aportado.Otra
incertidumbre con la que tienen que lidiar ambos sistemas es la longevidad. Tarde
o temprano, la edad de jubilación tendrá que subir. En el sistema privado, el cambio llegará
por el propio interés de los afiliados. Querrán acumular un fondo más grande para recibir la
misma pensión durante más tiempo. En el sistema público, el llamado déficit actuarial pondrá
cada vez más presión sobre la caja fiscal.Alonso, I. (6 de diciembre de 2019). Las pensiones y las
marchas.
El Comercio. Adaptado de https://elcomercio.pe/opinion/mirada-de-fondo/las-pensiones-y-lasmarchas-por-ivan-alonso-noticia/
Fuente 4.
AFP: AFILIADOS APORTAN SIN TENER UNA IDEA CLARA DE SU FUTURA PENSIÓN
Bajo el sistema de ONP existen reglas que permiten al afiliado tener una idea de lo que será su
pensión al momento de jubilarse. Por ejemplo, existe una pensión mínima (S/ 415) y una
pensión máxima (S/ 857.36). Además, se le exige al trabajador un mínimo de aportes de 20
años.En cambio, bajo el sistema de las AFP, el afiliado debe aportar mensualmente para
incrementar su fondo, sin tener una idea clara de cómo se reflejará ese esfuerzo en su futura
pensión de jubilación. Este es un punto al que hace referencia el informe de la Comisión
de Protección Social del 2017: “A diferencia de los esquemas de reparto (ONP),
donde el objetivo de pensión estaba claramente establecido a través de una regla de
contribuciones durante un período, en los esquemas de ahorro individual de contribución
definida —como es el caso del modelo de las AFP en Perú— la pensión no es conocida ex
ante y en contraste, depende de la continuidad en la contribución a lo largo de su carrera
laboral”, se lee en el documento.Otros factores inciden en la pensión que ofrecerá una AFP.
Estos son las rentabilidades, el efecto de las comisiones y primas de seguro sobre el fondo y el
perfil de riesgo para la inversión que toma la AFP: “Todo lo anterior implica que,
dependiendo de las variaciones de rentabilidades de mercados financieros, se
pueden producir diferentes escenarios de pensiones. Prácticamente ningún afiliado puede
realizar ese cálculo independientemente”, agrega el informe.Por ello, la Comisión sugiere que
“las cosas serían muy diferentes si el afiliado recibiera cada cierto tiempo una proyección
de su pensión hecha a la medida”. Es más, sugiere que el afiliado deba tener una asesoría
que le permita mejorar su pensión. “Pero eso no sucede al día de hoy, con lo que van ya más
de 25 años en los que se le ha abandonado al afiliado”, concluye el documento.No está en
regulación. Desde la SBS, el superintendente adjunto de las AFP, Jorge Mogrovejo,
advirtió que esta práctica se ha visto en algunas AFP, pero no es una obligación: “Hay
países que te ponen en el estado de cuenta cuánto sería tu pensión con el fondo actual.
Algunas en Perú lo hacen, pero no está en la regulación”, aseveró. Sin embargo, mostró su
preocupación por cuánto pueda diferir dicha proyección de la futura pensión: “El
problema es que el peruano es muy irregular. Está cinco años en una empresa, dos en el
desempleo; luego cinco en una corporación”, advirtió. El documento más importante que
tiene hoy el afiliado para conocer la situación de su fondo es el estado de cuenta que envía
mensualmente cada AFP. En él se puede dar seguimiento al ahorro acumulado, la
rentabilidad y las comisiones cobradasAFP: Afiliados aportan sin tener una idea clara de
su futura pensión (18 de febrero de 2019).
La República. Recuperado de https://larepublica.pe/economia/1415980-afp-afiliados-aportanidea-clara-futura-pension/
Fuente 5:
Sistema de AFP carece de una participación activa del afiliado
Luego de una semana polémica por el contraste entre los más de S/ 2000 millones de
pérdidas de los afiliados a las AFP y los S/ 488 millones de utilidades que ganaron estas
empresas, surgen dudas y naturales preocupaciones sobre cómo se administran estos fondos
previsionales. Parte de ello ya había sido desarrollado por la Comisión de Protección
Social, grupo convocado por el entonces ministro Alfredo Thorne y que presentó su informe
final en noviembre del 2017. Dicho documento concluye que en el sistema previsional
peruano es necesario “incorporar un verdadero representante de la demanda”, es decir, de los
afiliados. Concretamente, se propone la creación de un organismo centralizador dirigido
a los afiliados, el cual pueda “capturar información relevante sobre las pensiones proyectadas
para el afiliado y brinde una asesoría activa y libre de conflictos de interés que le evite caer en
malas decisiones”. Dicha propuesta parte de la idea de que el afiliado hoy no cuenta con
información de educación financiera. Se deja en claro que el afiliado debe tomar
decisiones complejas (como el tipo de cobro de comisión que debe elegir), lo cual
termina perjudicando sus objetivos de ahorro. “Todo esto trae como consecuencia
que el afiliado experimente un gran desamparo, al estar desprovisto de información clave
y de una asesoría activa e independiente para la toma de decisiones en relación con el ingreso en
su vejez”, dice el documento.Advierte que —a diferencia de esquemas como el de la ONP,
“donde el objetivo de pensión estaba claramente establecido”— en el modelo que hoy usan
las AFP, “la pensión no es conocida ex ante”. Además, sostiene que la pensión depende de la
contribución a lo largo de su carrera, las rentabilidades, las comisiones que cobran
las AFP y las decisiones de inversión que se tomen sobre el perfil de riesgo. “Todo ello
implica que se pueden producir diferentes escenarios de pensiones”, agrega el
informe.Para Crisólogo Cáceres, presidente de la Asociación Peruana de Consumidores
(Aspec), es lamentable que hasta ahora el Gobierno no haya tomado las recomendaciones de
este informe. “¿Cómo es que ellos eligen dónde invertir nuestra plata? Es un misterio.
Planteamos una reforma que ponga a un representante de los afiliados dentro del comité de
inversión de cada AFP. Debe haber un representante de los afiliados elegido por concurso
público”, dijo Cáceres a La República.Rentabilidades. Las rentabilidades de los tres
fondos en las cuatro AFP que operan en nuestro país se mantuvieron durante todo el
2018 en descenso. Según datos de la Superintendencia de Banca y Seguros, la
rentabilidad real anual en el Sistema Privado de Pensiones para el fondo 1 fue de -1,59 %;
para el fondo 2, fue de -3,42 %; mientras que para el fondo 3 fue de -5,86 %. Solo el fondo 0, de
menor riesgo, se mantuvo con una rentabilidad positiva que fue de 1,48 %.Pensiones
mínimas. Otra de las propuestas que gira en torno al SPP es la creación de una pensión
mínima, es decir, que el afiliado tenga una pensión mínima asegurada más allá de las
rentabilidades que pueda lograr su fondo. Al respecto, Diego Macera, gerente del
Instituto Peruano de Economía (IPE), consideró que es una alternativa viable: “Hay
propuestas para avanzar a una pensión mínima garantizada. En general, el sistema está de
acuerdo en que se puede poner una pensión mínima para personas que hayan aportado una
buena cantidad de tiempo y su fondo aún no alcance”, dijo Macera en RPP.En la misma línea se
pronunció el congresista Justiniano Apaza, quien pidió replantear el sistema de pensiones:
“Tenemos que replantear el Sistema Privado de Pensiones pensando en que los aportantes
deben tener una pensión digna”, enfatizó. El parlamentario informó que hay personas que no
aportan desde hace más de 10 años y sus fondos se han visto perjudicados.Sistema de AFP
carece de una participación activa del afiliado (9 de febrero de 2019).
La República. Adaptado de https://cutt.ly/OrM2TYr
1 Introduccion
Títulos autores (dos fuentes): INESTABILIDAD Y FALTA DE CONOSIMIENTO EN
LA ONP Y LAS AFP (Gestión. Adaptado de https://gestion.pe/tu-dinero/pasarse-onpafp-requisitos-pasa-fondo-tenias-reunido-spp-snp-nnda-nnlt-273510-noticia/
)
2 Desarrollo
2.1 Síntesis (IP): información de las AFPS
2.1.1 ventajas de las AFPS
2.1.2 rentabilidad de la AFPS
Comentario 1: falta de información precisa, clara y accesible.
2.2 síntesis (IP): información de la ONP
2.2.1 requisitos para jubilarse
2.2.2 infamación y requisitos para los bonos
Comentario 2: el descontento generado por la ONP
3. comentario final: conclusiones y recomendaciones de la ONP y las AFPS
Redacta el correo electrónico
Datos/Observaciones
S2
2020
De:María Teresa Montero Rosas <[email protected]>;
A/ Para:LauraLinares Torres <[email protected] com ar> Luis Nava Tapia
[email protected] com pe Joaquín
Torres Tuesta <[email protected] com pe>
CC:Rosa Jiménez <[email protected]>
CCO:Luz Gutiérrez Aguilar <[email protected]>
Asunto:Acuerdo de fecha para la reunión del proyecto MUGITI
Estimados
Señores
Debido a que pronto se iniciará el nuevo proyecto MUGITI, he creído necesario convocar una
reunión para la semana próxima En esta debemos
fijar los objetivos de este trabajo y concretar las acciones preliminares para su realización Por ello,
estimamos que la duración de esta actividad
será, aproximadamente, de unas dos horas
En
principio, los participantes serán el Sr Justo López, director g eneral de la compañía UEM, los
colaboradores (Sr Rodríguez, jefe de Logística Sra
Matas, encargado interino de Recursos Humanos la Sra Jiménez, asistente comercial de la cuenta y
quien subscribe Es necesario recalcar que el
trabajo en equipo y el compromiso de todos será fundamental para culminar la agenda pactada
Les ruego que le indiquen a mi secretaria, Luz Gutiérrez Aguilar [email protected]
inversionesnacionales com p e los días y horas que tengan
disponibles en dicha semana para que pueda reservar la sala de reuniones Ante ello, agradeceré
contestar en el menor tiempo posible
Un cordial saludo,
María Teresa Montero Rosas
Jefa de proyecto Inversiones Nacionales
www inversionesnacionales com pe
Teléfono 245 3671 anexo 5672
Descargar