EXPOSICIÓN COPLEROS CIEGOS EN ASTURIAS

advertisement
1/
“Chicos, mozos y grandes,
venid todos a oír al coplero
que os trae el mejor relato
?
que se escribió en aquel tiempo”
que...
Sabías
el fenómeno de la música en las calles (interpretada por copleros de diferente preparación
y origen, pero fundamentalmente ciegos)
recorre toda Europa desde la invención de la
imprenta hasta bien entrado el siglo XX.
Su influencia se deja sentir en la comunicación de noticias y en la
divulgación de modas musicales, pudiendo considerar a los ciegos
copleros como los cronistas de aquellos tiempos.
Pliegos de crímenes y sucesos
Cualquier hecho destacable por su rareza, por su extravagancia o por su carácter peregrino le servían al ciego para
reunir a su alrededor a oyentes de todas las edades y
condición, de quienes se esperaba no sólo atención sino la
adquisición del pliego.
2/
“Y aquí se acaba el romance
Que en el pliego escrito está,
Sólo dos céntimos cuestan
A quien lo quiera llevar”
?
que...
Sabías
los Romances de Ciego adquieren el nombre
de Pliegos de Cordel porque los ciegos y/o sus
lazarillos los exponían para su venta generalmente colgados de un cordel o cogidos en un
trozo de caña que a modo de pinza evitaba que
se los llevara el viento.
Pliegos religiosos
La vida de la Virgen o de Jesucristo, la hagiografía de los
santos, las oraciones y gozos, eran tema de muchos pliegos
algunos de los cuales, incluso, contenían fórmulas mágicas
con las que combatir enfermedades o rechazar la presencia
del demonio.
3/
“Hombres, mujeres y niños,
Mendigos y caballeros,
Paisanos y militares,
Carcamales y mancebos…”
?
que...
Sabías
generalmente era el propio intérprete el
encargado de elegir la imprenta que le editaría
sus versos y que estos podían proceder de
otra persona o ser compuestos por el propio
ciego. Aunque en las primeras décadas del
siglo XX decayó algo el negocio, las coplas se encargaban por miles.
Pliegos de teatro
Muchos sainetes o pequeñas obras de teatro se difundieron
gracias a los ciegos que las llevaban por toda España. Desde
el siglo XVII principalmente los editores confiaron en la
afición del público hacia las representaciones populares para
vender estos textos fácilmente.
4/
“El ciego empezó a dar voces
y un sordo le oyó el primero
el cual avisó a tres cojos
y enseguida les cogieron”
?
que...
Sabías
en el siglo XIX se producen protestas entre
medios de comunicación "serios y juiciosos" por
la poca fiabilidad de las noticias divulgadas
por los ciegos en los papeles impresos. En muchos
casos los periódicos encontraban en los copleros
una competencia que no deseaban, pues conectaban rápidamente con la
gente a pesar de que las coplas podían contener exageraciones y otras
“licencias literarias” que poco podían tener que ver con la realidad.
Pliegos de coplas
Hasta tiempos recientes se han llamado “coplas” a los
pliegos, probablemente porque desde el siglo XVI este
género las incluía como uno de los temas favoritos. En los
siglos XIX y XX, pero principalmente a partir de la invención
del gramófono y la radio, la difusión fue masiva.
5/
Fin de la segunda parte,
Estas dos no pintan nada
La tercera es la que vale ...”
?
que...
Sabías
las Coplas o Pliegos de Cordel se ofrecían en
España habitualmente en varios formatos,
aunque el más frecuente hasta su desaparición
en épocas muy recientes era el de cuarto,
oscilando su tamaño entre los 13 y los 17 cms.
de ancho por los 20 a 25 de alto.También había
pliegos en folio, en doble folio y en octavo. Eran impresiones sencillas en
papeles de distintos colores que contenían dibujos xilografiados en la
parte superior de la primera página, alusivo al contenido de la copla, y
podían ser un simple pliego doblado a la mitad o en cuatro partes, pero
nunca encuadernados.
Pliegos de cuplés
La palabra “cuplé”, del francés “couplet” designaba un tipo
de género musical –generalmente cantado por mujeres– que
se desarrolló en los siglos XIX y XX con temas satíricos,
pícaros o políticos, muchos de ellos de actualidad. Primero
se interpretó en locales para hombres y después en teatros
sobre todo de variedades.
6/
“…El que ya no peina canas
Porque se quedó sin pelo,
Y el que el tupé se compone
Con bandolina y ungüento..."
?
que...
Sabías
las Coplas de Ciego solían ser historias, reales o
distorsionadas, recitadas y cantadas por ciegos
u otras personas con alguna discapacidad,
generalmente acompañados por algún instrumento y un lazarillo. Al finalizar la representación,
se vendían las coplas impresas de forma sencilla, así como se invitaba al
público a premiar la intervención del ciego con la voluntad, procurándose
el ciego y el lazarillo de ésta forma un modo de vida. Los ciegos, pues,
nunca fueron mendigos.
Pliegos cantables de cine
Muchas de las primeras películas a partir de la incorporación
del sonido al cine fueron musicales, en los que cantantes
conocidos o de moda se convertían en actores. Las canciones
que interpretaban se denominaron cantables y eran vendidas
a la entrada de la sala o en las calles y quioscos.
7/
“…Todo casado me escuche,
todo viudo se suspenda,
todos los mozos y niños
les suplico que me atiendan”
?
que...
Sabías
la impagable labor de los copleros, de estos
artistas anónimos, ha permitido divulgar tradiciones populares, la identidad local y el folklore.
Los relatos buscaban provocar la risa de los
oyentes y los lectores; pero sin obviar un fin
moralizante que transmitían asociando al mensaje historias truculentas
con adornos morbosos.
Pliegos de temas locales
Las imprentas locales tuvieron que competir con los establecimientos de Madrid, Barcelona, Málaga o Sevilla. El ingenio
de los impresores así como su falta de escrúpulos para copiar
temas de otras procedencias hizo multiplicarse el número
de pliegos que también atendieron sucesos locales o hechos
de lugares familiares para el público.
8/
“Si por cantar me pagaran
había de cantar bien,
pero como no me pagan
cantaré con desdén”
?
que...
Sabías
un fiel observador de la realidad española, José
Gutiérrez Solana, escribió sobre la actividad de los
copleros: "En España se explota mucho el romance
callejero: no hay pueblo ni aldea que en día de
romería no se canten las coplas de un crimen, las
hazañas de un bandido, la vida y muerte de un
torero y hasta las calamidades públicas, las inundaciones, el hambre, guerras,
terremotos y pestes. El romancero empieza por invocar a los ciegos o a un Cristo
milagroso para que les sea testigo y les dé fuerza en esta empresa de relatar lo
ocurrido. El estandarte en que aparecen pintadas estas escenas se encarga de
completar la ilusión".
Pliegos de familia y moralidad
Las relaciones entre los miembros de la familia y los tópicos
acerca de la dificultad de esas relaciones (recuérdese el caso
casi siempre negativo de las suegras) llenaron de canciones
alusivas el género de los pliegos que así servía, una vez más,
de escuela de costumbres.
9/
“…Urbanitas solitarios
Que subís al autobús,
Si emociones queréis fuertes,
Escuchad al ciego Chus…”
?
que...
Sabías
algunos autores de teatro tenían cierta envidia
de los copleros ciegos y su labor, pues
conectaban rápidamente con el público y
difundían de forma fácil y accesible sus obras,
sus historias. En muchos casos se convirtieron
en una competencia no deseada.
Pliegos de romances
Los cancioneros de romances del siglo XV y XVI sirvieron
de ejemplo para la prolongación del género romancístico y
su adaptación a hechos o temáticas más de moda. El
romancero de cordel estaba lleno de casos truculentos que se
unían así a la lista de los romances antiguos que, a pesar de ser
repetidos una y mil veces, seguían gustando.
10/
“…Supuesto que me han pedido
con políticas palabras,
algunas de estas señoras
algo risueñas y ufanas,
que les cante alguna cosa
yo obedezco a lo que mandan…”
?
que...
Sabías
a la censura moral existente en siglos precedentes,
aunque escasa, vino a sumarse la de los ilustrados
(celosos vigilantes de la cultura popular) y la de
los poetas cultos, que consideraban ya al género
como un potencial enemigo.
Pliegos históricos
Es bien conocido el caso de algunos escritores que defendieron
el género de los pliegos por considerarlo positivo para el
aprendizaje, no sólo desde el punto de vista del comportamiento sino para conocer aspectos históricos que de otro
modo no hubieran llegado al conocimiento del pueblo.
11 /
“A Dios le pido valor
y a la Virgen soberana
para explicar con dolor
esta lamentable plana”
?
que...
Sabías
los temas que abarcaban las coplas de cordel
eran amplísimos: de Crímenes, y Sucesos,Temas
Religiosos,Teatro, Coplas, Cuplés, Cantables de
Cine,Temas Locales, Familia, Romances antiguos
y nuevos,Temas históricos y hasta Bailables. Los
ciegos se acompañaban en muchos casos de música, con instrumentos
como la zanfona, el binco o triángulo, el acordeón, el violín, la guitarra...
Pliegos bailables
Muchos de los bailes de moda y bastantes de los considerados
tradicionales se difundían –si es que iban acompañados de
algún texto– a través de los pliegos que los ciegos repartían
por aquí y por allá. A todos esos temas se añadieron las
canciones de ida y vuelta que popularizaban aquí los bailables
de América.
Descargar