Las tres economías de una región ganadora

advertisement
Las tres economías
de una región ganadora:
la península de Yucatán, 1970-2004
OT HÓN BAÑOS
RAMÍREZ
(segunda parte)
JENNIFER CASTA ÑEDA
NAVARRETE *
1
1
~ -- - :'
.- .
"-""-- ~ -
..
. .
,_
.. '
-...:·..... :
LAS ECONOMÍAS DE LA PENÍNSULA
a caracterización que se form ul a a co ntinu ac ió n de
las tres economías de la península de Yucatán no es
exhaustiva y faltan datos y precisiones pa ra una definición
y sustentación más adecu ada de las mism as . No obsta nte,
este prime r ace rca miento arroja suficientes lu ces sobre la
dinámica intrarregiona l que ha prevalecido en esa zon a
e n los ú ltim os 30 aiios.
L
La economía de conglomerado turístico
Los co nglomerados son conce ntrac iones geográficas de
compaiiías e in st itu cion es interconec tad as ent re sí e n
un ca mp o espec ífi co. 1
1. M. Porter, "Clusters and the New Economics of Competition", Harvard
Business Review. Boston. noviembre-diciembre de 1998, pp. 77-90.
• Profeso r e investigador del Centro de Investigacion es Reg ion ales
Dr. Hidey o Noguchi de la Unive rs idad Autónoma de Yucatán
<b ramirez@tunku.uady.m x>, y pas ante de li cenciatura en economía de la misma universidad <jcnorquidea@hotmail.com >,
respecti vame ntre.
392
COMERCIO EXTERIOR. VOL 57. NUM . 5, MAYO DE 2007
Según Co rradi el al., 2 entre sus características principales destacan las sigu ie ntes.
1) Proximidad: lo ca li zac ió n geog ráfica defin id a y
acotada.
2) Red: co t"Uunto de relac iones -en gran parte informales- que se establecen entre los acto res eco nóm icos
del conglomerado.
3) Especialización : cada age nte logra el mayor nivel
de concentrac ió n e n su propio negoc io.
4) In novación : la propia dinámica del co nglomerado
genera nu evos negocios y productos , así como ma n e ras
novedosas de h acer las cosas.
Dadas las limitac iones d el me rcado local, los co nglome ra rlos ti e nd e n a exportar la act ivid ad eco n óm ica a
localidades cerca nas, proceso a l que Pone r" denomina
exportac ió n de clusters.
Por sus caracte rísti cas, un co n glo me rado fomenta
el d esa rroll o ele nuevos negocios, así como est rateg ias
2 . P. Corra di et al .. "Cadenas, rede s y clusters", en AgroalimentosArgentinos, Asociación Argentina de Consorcios Regionales de Experimentación Agrícola. Argentina, p. 15 <www.aacrea.org .ar>, consu ltado
el 28 de marzo de 2006 .
3 . M . Porter, op. cit., p. 82 .
modern as ele hace r negocios a ntig uos. H ay un a mejo ra e n
todas las condi cion es exte rn as que pe rmite n un a mbi e nte re novado pa ra que las ideas se desa rro lle n y madure n .
En este punto es ese nc ia l el papel del Esta do y de las o rga ni zac io nes inte rm ed ias (educa tivas, ele investi gac ió n ,
e tcé te ra) para que ta nto e n términos ele infraestru ctura
co mo ele in formación y capac itac ión ele la ge nte se fo rm e
un a base só lid a a p a rtir ele la cu a l la mayor co mp e titi vid ad del co nglo me r ad o se vuelva rea lid ad. ·'
U n co nglome rado co mpe titivo de be rá ser suste ntabl e
e n el ti em p o, lo que se ve rifi ca e n los as pec tos econ ó mico, ecológico y social.''
Como ej e mplos el e esas co nce ntrac io nes resa lta n la
microelectrón ica e n Si1ico n Va l ley, los se rvicios fin a ncieros e n Nueva York, la m oda e n Italia , los agroa lim e ntos
en Argentina y el turismo ele México, las Ba ha mas , Costa
Ri ca y la Re pública Do mini ca n a, po r citar a lg unos.';
Ya se mencionó que la ac tividad turíst ica h a sido el
princip a l m oto r ele la pe nín sul a dura nte los últim os d ece nios , lo c ua l h a dado paso a un ex pl osivo crec imi e nto
económi coyclemog rá fi co, 7 obse rvado principa lme nte en
el estado el e Quintana Roo , donde se loca li za n Ca ncú n
y la Ri vie ra Maya, dos el e los m ás impo rta ntes co nglo merados turísticos de l pa ís y el e Am é ri ca La ti n a ."
D es d e qu e co men zó a o p e r a r Ca n cú n co mo d es tino rec reat ivo, la infra es tructura hote le ra ele Quintana
Roo aum e ntó notabl e m e n te, a la cu a l se ag rega la corres p o ndi e nte a la Ri viera Maya. En 2005 esta últim a
re prese ntó 39.7% de l núm e ro total el e cu artos el e hotel
el e la entid ad.
El c rec imi e nto el e la infr aes tru ct ur a e n la Ri vie ra
Maya y el surg imi e nto del proyec to Costa Maya podría n
id e ntifi carse, sig uie ndo a Porter,'' co m o parte d e l proceso el e exjJortación del clu ste r turistico, qu e sin duel a h a
be nefi ciado la ac tivid ad turística ele Yu ca tá n e n la zo na
ele Valladolid y Chichen Itzá . Asimi smo, esa e ntid ad es
la prin cipa l proveedora ele m a no ele obra (fija y flota nte)
y ele insumos agroindustriales pa ra la industria turística. En m e no r medida , la influ e ncia d el co nglom erad o
se extie nd e h ac ia Campech e .
4. P Corradi et al. , op. cit , p. 19.
5./bid.
6. /bid, M . Por ter, op. cit., y L. Toledo et al., Estrategias competitivas en
la internacionalización. Estudios de caso.· Brasil, Universidad de Sao
Paulo <www.ead.fea.usp.br >, consultado el28 de ma rzo de 2006.
7. En el periodo 1980-2004, el PIB de la península de Yucatán creció a
una tasa promedio anual de 8.43%, mientras que de 1970 a 2000 la
población lo hi zo a una tasa de 7.95 por ciento.
8 . L. Toledo et al., op. cit.
9. M. Porter, op. cit., p. 82.
En el periodo 1970-2004, la
economía tipo conglomerado
turístico fue la más dinámica y la de
mayores repercusiones sociales en la
península yucateca. Podría decirse
que provocó una nueva relación
interregional e incluso superó la
supremacía de la economía urbana
de Yucatán
El g r a n ca mbio d e l p e rfil ocupacional agrario e n
Quint a n a Roo co m e n zó rea lm e nte e n e l dece nio ele los
setenta , cu ando la PEA e ra ele 53.4 % e n e l sector prim ario.' " Sin e mbargo, e n 2000 se reduj o a 10 %, mi e ntras
que la oc up ac ió n e n el secto r ele servicios y co merc io superó 80 %. En cu a nto a la pobla ció n , el e 1970 a 1990 e l
crec imi e nto prom ed io a nu a l fue el e 9 %, 11 m ás ele tres
veces la m edi a nacion a l. Además, e n los ali.os n ove nta
esa tasa co ntinuó alta.
De 199 0 a 2000 , la po bl ac ió n ele Quintana Roo cas i se
duplicó, al subir de 493 277 a 874963 habita ntes . En aq ue l
a i1o la habitaba n 142 832 pe rsonas nac id as en Yucatán ; sin
emba rgo, e n 2000 esa ca ntidad ascendió a 208 209, lo que
1O. O Fort, La colonización ejidal en Quintana Roo {estudio de caso),
In stituto Nacional Indigeni sta, México, 1979, pp. 104 y 105.
11 . l. Aguilar Barajas, "Población y economía en el estado de Quintana
Roo: algunas consideraciones de la experiencia reciente". Estudios
Demográficos y Urbanos, vol. 1O, núm 1, enero-ab ril de 1995, p. 5.
393
sig nifi ca qu e cas i un a cua rta pa rte d e la pob lac ió n que
\'i\·e e n Qu in tana Roo proced e d e l es tad o vucateco.
En 200 0, Quintana Roo co nt aba co n m <is d e 45 000
c uartos disp on ibl es y rec ibi ó m <is de tres millon es el e
\·isit a ntes; d e hec ho , es e l po lo turíst ico m ás imp o rtan te co mo ge ne rador d e di visas . La eco no mía d el es tado
d esca nsa e n e l secto r te rc iario , prin cip a lm e nte e n e l turi sm o, que oc up a poco me nos d e 60 % el e la po bl ac ió n
eco nó micam e nte activa.
Ca be dec ir qu e e l d ece nio d e los oc henta fu e la é poca
el e m ayo r act ivid ad e n la co nstru cc ió n d e in fraestructura e n Quintana Roo. La mayo r pa rte de los trabajadores ll egó ele Yu ca tá n , 1" po r lo que , el e man e r a indirecta,
e l surgim ie nto el e Cancún inyec tó una nueva dinámi ca
a l pro ceso ele ca mbio soc ia l del es tado yuca teco por vari as vías, tanto por e l lado ele la d e nunci a ele todo tip o
ele pro ductos manufacturadas como por el el e la dem a nda ele e mpleos para la industri a ele la construcc ión y la
turísti ca . Además, much as fami lia s rurales aú n re ciben
din e ro prove ni e nte el e sus parientes que trasladaron su
resid e nc ia a Quinta n a Roo . ~
El crec imie nto ele los dos congl ome rados tu rísticos ele
Quinta naRoo-Cancú n y la Rivie ra Maya- ha clepencliclo
en su mayo r pa rte de capita l ex tranj ero, sobre todo estadounide nse yespa t'iol (véanse los cuadros 1 y2). Como puede
1
observarse, luego del estadounide nse,
el capital ibérico es el inversionista más
importante, ya que 70 % ele las habitacion es ele la Rivie ra Maya pe rten ece a
grupos mallorquines . A principios d e
2006 se an un ció que ese núme ro aumentaría hasta 75%, con una inve rsión
de 1 500 millon es de euros en 15 000
nuevas habitaciones.
Los alcances region a les d e los conglomerados turísticos d e Ca ncún y la
Rivi e ra Maya so n muy a mplios , por
lo qu e habrán el e es tudiarse con m ás
d e te nimiento . A graneles rasgo s se
apunta: la ganadería, la porcicultura
y la avicu ltura yuca tec a proveen gran
parte ele la carne que se co nsum e e n
C
Quintana Roo . De ig u a l man e ra , la naranj a v mu c h as
ho rtali zas qu e se sin·e n e n los res ta urantes proYi e ne n
d e o tra zona ag ríco la d e Yucatán. Lo más import a nte ,
qui zá, es la co ntribu c ió n el e los ca pital es yuca tecos e n la
co nfo rma ció n d e l conglo me rad o turísti co ele Quinta n a
Roo, la cu a l se pu e d e o bse n ·ar e n \·a rios g iros com e rciales : sup e rm e rca dos , fa rm ac ia s, tlapa le rías, ta ll er es mecá ni cos y d e se rvici os , etcé te ra.
La economía de enclave
Ca rd oso y Fa le tto 14 e mpl ea ro n por prim e r a vez e l co ncepto d e la eco nomía el e e ncl ave pa ra se t'i a lar la forma e n
que se inte rre lac ionan los sistemas eco nó mi co y po líti co
inte rnacional es. Las eco nomías d e los países la tinoa m eri ca nos , pe rifé r icos o d e pendi entes, se ve ían integradas
a l me rcado mundia l po r medio de e ncl aves :
1) La produ cc ión es un a pro longac ió n direc ta d e la
eco nomía centra l en un dobl e se nt id o: puesto qu e e l
co ntro l ele las d ec isiones el e inve rsión d e pe nde direc tam e nte del ex te rior, y porque los be nefi c ios generados
por ~ 1 capita l (imp ues tos y sal a rios) apena s "pasan " e n
su flujo de circulaci ó n por la naci ó n dep endiente , e incrementan la ma sa ele ca pita l disponibl e p a ra ime r sio nes d e la economía ce ntral.
U
A
D
R
1
O
QUINTANA ROO : PRINC IPALES RAMAS ECONÓMICAS RECEPTORAS DE INVERS IÓN
EX TRANJERA DIRECTA , 2 005 (VALOR Y PORCENTAJES)
Hoteles y otros servicios de alojamiento temporal
Miles
de dólares
Participación
relativa
334 599.1
61 .6
Prestación de servicios profesionales. técnicos y especial izados
68 045 .3
12.5
Construcción de obras de urbanizac ión
44 195.3
8.1
Servicios de agencia de viajes y almacenaje
37 329.3
6.9
Otras construcciones
28 036.3
5.2
Otros servicios inmobiliarios
17 711.3
3.3
Servicios médicos, odontológicos y veterinarios
9 750.2
1.8
Servicios recreativos, deportivos y de diversión
3 379 .0
0.6
Comerc io de productos no alimenticios al por menor
2 713.8
0.5
Comercio de productos no alimenticios al por mayor
2 311.1
04
Otras
-5 1514
- 0.9
Total
542 919.3
100.0
Fuente : Secretaria de Economía. Dirección General de Inversión Extranjera . Inversión ex tranjera en Quintana
Roo. 2005 <www.economia .gob .mx>.
12. L. Dufresne, Les mavas etCancún, Presses de I' Université de Montreal.
Canadá , 1999.
13 . A. Re Cruz. The Two Milpas of Chan Kom : Scenarios of a Mava Village
Life, A lbany S tate University of New York Press. 1996.
394 ECONOMÍAS GANADORAS EN LA PENÍNSULA DE YUCATÁN
14 . Fernando Henrique Cardoso y Enzo Faletto , Dependencia y desarrollo
en América Latina: ensavo de interpretación sociológica. Sig lo XX I
Ed itores, México. 1978, pp. 48-53 .
C
U
A
D
R
O
2
QU INTANA ROO : PA ÍSES DE PROCEDENC IA DE LA INVERS IÓN
EXTRANJERA DIRECTA , 2005 !VALOR Y PORCENTAJES}
M il es de dó lares
Partic ipación relati va
Estados Unidos
239 536.9
44.1
España
112 340.0
20.7
Is las Vírg enes
56 303 .1
104
Re ino Uni do
38 123.5
7.0
Pana má
37 899 .2
7.0
Bahama s
22 098.8
4.1
Paises Bajos
16 327.2
3.0
Canadá
10507 .9
1.9
9 782 .7
1.8
542 9 19.3
100.0
Otros
Tota l
Fuente: Secretaría de Economía, Dirección General de Inve rsión Extranj era,
Invers ión extranjera en Qu intana Roo, 2005 <www.eco nomia.gob .mx >.
2)No hay rea lmen te conex io nes co n la economía loca l,
pero sí co n la soc iedad depe ndi e n te, po r me di o ele cana les como el siste m a ele pode r, po rqu e ésta d e fin e las
co ndi c io nes ele la co nces ión.
3) Co n ac ue rd o a l m e rcado mundi a l, las re lac iones
eco nó mi cas se estab lece n e n el á mbi to de los m ercados
ce ntra les .
Estos a u to res d istin g ue n dos subtipos de e ncl ave: el
min ero y las pla n tac iones, los cu a les se dife re ncia n e n
qu e las téc ni cas y las co n d ic io nes el e prod ucción t ie nen
co nsec ue nc ias d ist int as e n la utili zac ió n d e m a n o de
o bra, la p rod uctivid ad y e l g rad o ele co nce ntrac ió n el e
cap ita l re qu e rido. Mie nt ras e n e l e ncl ave t ip o p la n tació n se e m plea mucha m a no el e obra y pu ed e d a rse poca
co nce n t rac ió n ele ca pi ta l, en los e ncl aves min e ros es reel ucido e l ni ve l ele oc up ac ió n y e leva d a la co nce ntrac ió n
ele ca pi ta l, aun q ue e n am b os casos e l e ncl ave prese n ta
cie rta tende ncia a un baj o ni ve l el e di stribu ció n d el ing reso co n ac ue rdo a la eco no mía n ac io n a l. En el e ncl ave
min e ro h ay ex p a n sió n de la pro ducc ió n , pero ta mbi é n
una te n de ncia favorable a pagar sa lar ios dife ren ciad os
e n b e n efic io d el secto r o b rero es p ec ia lizad o, sin a fecta r a l seg me nto d e la eco no m ía o ri e n ta d a h ac ia e l m e rca d o inte r ior."'
De ig ua l fo rm a, me nc io na n qu e co n frec ue ncia la acti vid ad d e los sec to res d om in a ntes se o ri e nta a l ej e rcicio
ele fun ciones m ás po i íticas y a dmini strat ivas que eco nómi cas - d e d o nde los ha bía n des plazad o - , pu es e l siste m a ele a li anzas el e los gr up os y cl ases h a fo rta lec id o las
15. /bid. , p. 50 .
ta reas reg u lad o r as de l Estado, lo qu e se h a tradu cido e n
la c reac ió n d e un a imp o rta nte bu roc r ac ia m a n te ni da
g rac ias a los impu estos cobrad os a l secto r e ncl ave. 1n
E n la pe nín su la ele Yuca tá n , ta n tu la p ro ducc ión petrole r a cua n to la m aqui !ado r a funcio nan co m o un a econo m ía de e nclave . Sig ui e ndo la subd ivisió n d e Cardoso
y Fa letto, la pro du cc ió n pe tro le r a se po dr ía ide n tifi ca r
con las ca rac te rísticas del enclave minero, y la maqui la con
las for m as d el e ncl ave ele pla ntac io nes .
El petróleo
La prese ncia ele Pe m ex e n el estad o de Ca mp eche co me nzó e n 1976 y se co nsolid ó e n 1981, cu ando se in sta laro n
los gasoclu ctos el e la zo na ele ex plotac ió n m a rin a a tie rra
firm e , se ubi có el pu e rto ele e mb a rqu e ele crudo e n Cayo
Arcas y se co nstr uyó la estació n ele co m presió n e n Atasta.
Esta ú ltima rec ibe gas natura l ex tra ído d e l fo ndo ma rino
par a e nvia rl o a los co m plejos p et ro qu ím icos el e Ciudad
Pe m ex e n Tab asco y d e Cact us e n C h ia p as. 17
Co n la pe rfo r ac ió n d e l pozo Ca n ta re ll 1-A, e n e ne ro
d e 1979 , se hi zo p a tente la r iqueza d e los yac imi e n tos
ma rin os , ya la vez se dete rmi nó la ex iste n cia d e un cam p o p etro le ro clasifi cad o co mo sujJe1gigante. Ad e m ás se
ini ció e l d esa rro ll o el e las es tructuras Aka l No hoc h . Al
ca mp o petro le ro Ca n tare ll , co n 15 000 mi ll o nes d ebarril es d e rese r va proba d a, se le co n sid e r ó e l tercero e n
su tip o e n el mundo.
En 198 1 Ca mp ec he se u b icó co m o la p r im era zona
pro du cto r a d e p e tró leo e n Méx ico co n m ás d e un milló n d e ba r r iles di a ri os , y a l a ii.o sig u iente se d esc ubri ero n 13 ca mp os pro du ctores. Para log r a r e l d esa rro ll o
petro lero d e la zo n a m a rin a se re quiri ó, po r un a pa r te,
la mov il izac ió n y la con tra tac ió n d e pe rson a l que se co nce n tró e n Ciud ad d e l Car me n , y e l esta b lec imi e n to d e
a lg un as o fi c inas admi n ist ra tivas; p or otra par te , fue necesa ri a la co ntra tac ió n de co mpa t1ías pa r a la in sta lac ió n
ele equip os ele pe r fo rac ió n y e l sumini stro d e d iversos
apoyos téc ni cos . Los ca mp os d e la so nd a de Ca mpec he
d esc u bie r tos e n 1972 so n aú n la prov in cia p e trole r a m ás
impo rta n te del pa ís y un a ele las m ás g r a nd es d el m undo . Su ex ten sió n te r r itor ia l p o dría a mpli a rse ele 17 000
a 40 000 km 2 •
El ace le r ad o c rec im ie nto el e la in ve r sió n e n la fase
ex t rac ti va hi zo d e esta act ivida d un a ele las m ás cl in á-
16. /bid., p. 52.
1 7. C Vadil lo, Campeche: sociedad. economía, política
Méxi co, 2000, p. 24.
vcultura, UNA M,
COMERCIO EXTERIOR, MAYO DE 2007
395
mi cas el e la economía es tatal. Tal dinamismo re pe rc uti ó e n Ciudad de l Carmen , qu e atrajo a gran núm e ro ele
trabajador es. Estuvie r o n r eg ul armente pres e nt es
d e 2 000 a 3 000 obre ros eve ntual es, más e l personal d e
pl a nta el e Pem ex y ele las e mpresas contratadas. Tambi é n
e nco ntraron e mpl eo mecá ni cos , so ldadores , elec tricistas
y pe rsonal adm ini st rat ivo, a los cu a les hay que agrega r
a mu chas pe rson as qu e, a tra íd as po r e l auge pe trol ero,
ll egaro n e n bu sca ele mej o res oportu nid ades el e trabajo. Tal situ ac ión mod ifi có profundam e nte la est ru ct ura
el e la po blación asa lariada. ~
Además del in cremento demográfi co y el e la inflación
mon e taria , el auge ele la indu st ri a pe trolera se ha re fl ejado e n la modificación espac ia l ele la ciu ciad: las i nstalaciones portuarias pa ra el abastecim ie nto ele las plataformas
el e pe rforación marítima , la amp li ac ión d el ae ropu e rto y la co nstrucción el e un he lipu e rto , la adq uisi ción el e
una vasta á rea el e te rre no para ubi ca r la administración
ele Pe m ex y ele las em presas co ntratistas, y la creac ión ele
un a zona residencial pa ra a lbergar los cuadros ele Pem ex,
son factores el e una distribuci ó n urba na en función ele
la ex plotación d e l petró le o. 1!1
Actua lm ente, e n Campec he se ubi can a lre de dor ele
300 pozos petroleros qu e e xtrae n e l crudo el e la sond a
del mismo nombre. En las 127 plataformas marinas laboran 5 400 técnicos. Se di ce que es ta zo na posee 46 % ele
las rese rvas probadas el e c rudo y gene r a 65 % ele la produ cc ió n n ac ion a l. 2 " Este sector es e l más importante e n
cuanto a la ge nerac ión de l producto interno loca l, p e ro
c rea mu y pocos e mpl eos direc tos y ele hecho petjucli có
a l secto r eco nó mico tradi ciona l, qu e e ra la pesca.
En 2006 la so nd a co ntinu ó aporta ndo poco m ás ele
65 % ele la producción total del crudo mexicano. En 2004
és ta a lean zó 3. 3m i llon es ele barriles diarios y a l sigu iente a ño 3.4 millones el e barril es diarios , ele los cuales e l
co mpl ejo Cantare ll aportó e n prom edio 2.3 millon es ele
barriles ele crudo diarios. No obstante, dicha producción
co me n za ría a de clinar e n 2006. En 2004 las exportaciones el e crudo se elevaro n a 1.87 millones el e barriles e n
pro medio cliario. 2 1
1
18. Y. Breton y E. López. Ciencias sociales y desarrollo de las pesquerías,
In stituto Nacional de Antropología e Historia (INAH). Secretaría de Pesca
y Consejo Nacional para la Cu ltura y las Artes (Conacu lta). México,
1989, pp . 267 y 268.
19. /bid , pp . 268 y 269 .
20 . En 2004 1a producción total de crudo fue de 3.383 millones de barriles
diarios. de los cuales a la sonda de Campeche correspondieron 2.3
millone s, esto es 68 .7% del total. Pemex, lnformeAnua/2004, p. 7.
21 . Peme x, Anuario Estadístico 2004 .
396
ECONOMIAS GANADORAS EN LA PENÍNSULA DE YUCATÁN
Las maqui/adoras
En Méx ico, e l té rmin o mar¡uiladom se refi e re a un a planta
el e e nsamble operada e n lf' rTitori o mexicano al a mparo
el e las leyes ele in versió n ex traru e ra y un rég im e n aduane ro es pecia l. ~
En los a ri os sesenta, e l país e mp ezó a participar e n
los procesos ele relo ca li zac ió n ele la produc ció n mundi a l co nform e a un acuerdo bilate ra l co n Estados Unidos , co n la finalidad el e gene rar e mpleo e n la front e ra
n o rte y disminuir los flujo s mi g r a torios. L a políti ca
eco nómi ca sus te nt ada e n la integ raci ó n productiva
m a nufac ture ra para e l me rcado inter no tuvo é xito y
p e rmitió un gra n crec imi en to . Por e llo , la ac tividad maquilaclora, cons iderada e ntonces un servicio, se co mpl e m e ntaba con el res to el e la actividad productiva a l
generar fuentes el e emp leo poco ca l ificaclo e n a lgunas
reg ion es conflict i vas.~ '~
A partir ele los at1os ochenta y durante los nove nta,
junto co n un gra n crec imi e nto e n la actividad y el e mpl eo ele esta industri a, se prese ntó un segundo proceso qu e co nsistió e n e l des plazamiento ele la producc ión
maquilaclora del norte ha cia e l centro y sur del p a ís. En
1974, los esta dos y muni c ipi os fronterizos proporcionaron 93.6% del empleo maquilaclor, mientras que en 2000
su participación se red tu o a 77.4 por ciento.2·1
Las e mpresas globales operan mediante la subcontrata ción (outsou:rcing) , el e man e ra que una organización
controla el proceso el e producci ó n por su 1icle razgo te cnol óg ico e n toda la cade n a o eslabones clave , y gen e ralm ente deja a las compa1iías loca les las partes del proceso
co n menor valor agregado. 2 "
Por esa razón es raro enco ntrar e n el país procesos el e
subco ntratación innovadora o ele paquete comp leto, 26
e ide ntificar en las actividades globa les una diversifi cación ele la producción e n un sentido horizontal (como
incorporar nu evas clases ele actividad y diferentes tipos
ele productos) o verti ca l (como esla bonar en el país fases el e un mismo proceso ele producción) .27
2
22 . E. Cruz Pac heco, Perspectivas de desarrollo de un distrito industrial
en la rama manufacturera de la confección y del vestido establecido
en Yucatán, tesis de maestría, Fa cultad de Economía, Uni ve rsidad
Autónoma de Yucatán (UADY), México, 2002.
23 . M . Capdevrelle . " Procesos de producción global: ¿alternativa para el
desarrollo mexicano? ", Comercio Exterior, vol. 55. núm. 7, México,
julio de 2005, p. 563.
24 . /bid, p. 567 .
25 . /bid., y E. Cruz Pacheco. op. cit.
26 . E. Cruz Pacheco, op. cit., pp . 21-58.
27 . M . Capdevielle , op. cit., p. 566.
La a po rtació n prin cipal de va lo r loca l ele la ac tivid ad
globa l es el e mpl eo ele m ano ele ob ra y el uso ele se rvicios n o sustituibl es medi ante impo rtac ion es. Cu a nd o
alimenta la co mpl ejidad d e l pro du cto o d el proceso,
aum e nta n también la comp lejid ad y el va lor ele los insumos imp orta do s.~"
Las maq uiladoras llegaro n a la península ele Yu ca tá n
e n 1984, como pa rte ele un programa ele diversificación
productiva qu e es tableció e l gob ie rn o yu cateco. Las
prim e ras m aquil ad oras el e ex p ortac ió n se ubi caro n e n
un parqu e indu str ia l co nst ruido ex profeso . Pa ra ell o
se ex prop ia ron va rios cientos de h ectá reas d e terrenos
ejicla les ce rca no s a Mé ricl a y se rec ibi ó a poyo del go bi e rno federa l pa ra co nstruir la infraest ructura. De igu al
fo rm a, va ri os tall e res ele texti les ya ase ntados e n esa ciud ad y otros del pa rque industri al Umá n-Mé ricl a ca mbiaron de régimen para aprovechar las fac ilid ad es fi sca les .
En cua nto a ge ne rac ión de e mpl eos , el primer fltü o d e
m aquil ad oras, prev io a l Tratado el e Libre Co me rc io
de América del Norte (TLCAN), no c reó más d e 10 000
puestos de trabajo , p or lo que no tuvo g ra n reperc usió n
e n el d esar rollo reg ional.
Fu e a pa rtir d e 1995, des pu és de la e ntrad a e n vigor
d el TLCA T, cuand o la a p e rtura d e esas e mpresas y la
creac ión d e pu estos de tra baj o e ntró e n un a din á mi ca
inte nsa . Ad e más, lo qu e p odría ll a ma rse la nu eva ge neración de maquilacloras ya no se in sta ló e n aque l pa rque
indu stri a l. Esto fu e pa rte de un a nu eva po líti ca de clesan ·oll o que no re pa ró e n co nvert ir el pa rqu e el e maqui28. /bid., pp . 566-570.
\ad o ras e n un elefant e blanco, pu es e n 1998, casi 15 úws
después de su co nstr ucc ió n , a ún n o se h a bía utili zado
más qu e 30% ele su capacidad .
Alg un as m aquilacloras se in sta la ro n e n el estado ele
Ca mp ec he; sin e mba rgo, Yucatán es la e ntidad dond e
tuv iero n mayo r importa ncia : ele un tota l d e 123 m aq uilad o ras de ex p o rtación reg ist radas e n julio d e 1999 po r
la Delegación ele Yucatán ele la Sec reta ría ele Co me rcio y
Fo me nto Indu stri a l, 32 se e ncontraban e n 18 poblados
y abso rbía n 54% de los pu es tos de trabajo. Monty, un a
de las plantas más importa ntes, ubi cada e n el pueblo de
Motu!, ex pe rim e ntó un rápido c rec imi e nto, to d a vez
que e mpl eó a 1 300 pe rso nas; sin e mba rgo , co n la apertura de o tras naves, incluid as las de lavado , a medi ados
ele 1999 oc upó a cas i 3 350 p e rso n as, de las c uales 40 %
e ra n m e res y 60 % hombres.
El ni ve l m áx im o ele e mpl eos e n ese seg me nto industria l asce ndi ó a 40 000 un icl ades, pero las flu ctu ac io nes
de la eco nomía inte rn ac io na l y sobre todo la co mp e te ncia el e los países o fe re ntes de ma no obra barata obli garon a varias maquil ad oras a aba ndo n a r la p e nínsul a de
Yu catá n . De ac 11e rdo con d a to s del INEGI, e n 2005 h abía 74 maquil adoras in sta lad as e n Yuca tá n, las cu a les
ocuparon a 30 125 p e rsonas ese a li o. ~\·
Según Cruz Pac heco, la fo rm a e n que operan las maquil ad oras e n Yucatán no es muy dife re nte a las ele otras
tu
29. Esas plantas pertenecen en su mayoría a la rama manufacture ra de la
confección y del vestido,la cual aporta más de 80% del valor agregado
y de los empleos que genera la industria maquiladora de exportación
de esa entidad. E. Cruz Pacheco. op. cit., pp . 91-92.
COMERCIO EXTERIOR. MAYO DE 2007
397
pa rtes d e l pa ís o el mu nd o . Se co nclu ye q ue e n el co rto
pl azo no ex iste n co ndi cio nes pa ra la ad ec uad a co nsec uc ió n de ca d e n as pro du c ti vas d e bido a d os fac to res princip ales : el ca rác te r volá til y se n sibl e ele esas inve rsio nes
fre n te a las flu c tu ac io nes d e l m e rca d o inte rn ac io n a l y
la fa lta el e a poyos g ub e rn amenta les para mej o ra r la infr aest ru ctura pro du ct iva .
De ig ua l fo rm a se advierte la ause ncia ele as pec tos básicos pa r a e l d esa rro ll o el e e nca d e na mi e ntos pro duct ivos , como la p roveed u r ía ele in sumos , e n razó n ele que las
g ra nel es m aquil a cl o ras ele ex po rtac ió n so n e n tes a islad os d e l resto el e las e mpresas loca les d e l r a mo, y o bti ene n cas i la to ta lid a d ele sus in sum os d e l ex tranj e ro en
ve z ele inte nta r d esa rro lla r provee dores loca les. En 2005
los co mpo n en tes n ac io n a les u tili zad os p o r la industri a
m a quil aclo ra es tablec id a e n Yuca tá n re prese n ta ron sólo
2. 6 % ele los in sum as to ta les.
Se inte nta se i'ta la r qu e a d ife re n cia d e l co ng lo me rad o turístico e n Q uinta na Roo, cuyo efecto mul tiplicad or
se ext ie nde a l vec in o es tad o el e Yuca tá n , la pro du cc ió n
p e tro le r a y la m aquil a no usa n in sum as naci o na les y, e n
tod o caso, e mplea n un mínimo ele m a no ele obra loca l.
Es probable que la mill o na ri a inve rsió n pe tro le ra sea inm ensa me n te superi o r a la inve rsión turística q ue flu ye
e n aqu e l es ta d o; sin e mba rgo, e l efe cto clinami zacl o r el e
la econ o mía reg io na l ele Quin ta na Roo es muchísim as
veces m ayo r qu e e l el e la petro le ra .
La economía urbana
La eco no mía urba n a se ca r acte riza po r un crec imi e nto
urba no indu stri a l y un a din á mi ca qu e se suste n ta e n el
fun cio na mie nto d e l co t"Uunto, y no a pa rti r ele un a sola
ac ti vid a d , co mo so n los casos d e l co n glo m e r ado y d e l
e ncl ave .
Grac ia s a su produ cc ió n el e he ne qué n , que se ex te ndi ó p o r un la rgo per io do , la eco no mía el e Yu ca tá n adquiri ó el ca r ác te r ele e ncl ave y no lo sup e ró h asta hace
p ocos a t1 os.: 1u E n 1964, cu a nd o los indu stri a les corde le ros rec ibi ero n cas i 300 mill o nes ele p esos p o r la ve nta el e sus empresa s a l Estad o, la industri a con ve ncio na l
yucateca e r a p rác ti ca me n te in ex iste n te . Esas inde mnizacio nes propo rcio n a ro n e l so po rte fi n a nciero el e un a
tímid a dive rsifi cac ió n in icia d a con e l a poyo y la a seso ría ele e mpresa rios reg io m o n ta nos . Así, los i ncl ustria les
30. O. Baños R., Yucatán : ejidos sin campesinos, Universidad Autónoma
de Yucatán, Mé xico, 1989.
398 ECONOMiAS GANADORAS EN LA PEN iNSULA DE YUCATÁN
yucatecos in c ursio n a ro n en o tr as r a m as , co m o la d e l
ca lza d o y la ce m e n tera , e in c lu so e n la sicl e rúrg ica. "1
No obs ta nte, los di ve rsos a rtícul os m an ufact u ra d os ele
he nequ é n re prese n ta ba n m ás ele 60 % el e la p ro du cc ió n
ma nufac ture ra el e la e ntid ad.
Po r su pa rte, el go bi e rn o fe d e r a l a le n tó e l p roceso ele
in d ust ri a li zac ió n co n es tímul os y c réd itos fisca les a los
in ve rsio ni stas y fue rtes apo rtac io nes ele ca p ita l e n in Eraestru ctura eco nó mi ca . En 1968 co nstr uyó el puerto el e
abri go ele Yuka lpe té n ; cua tro a t1os más ta rd e mo d e rni zó
las insta lac io nes d el ae ropue rto inte rn ac io na l ele Mé ricl a
y co n str uyó la c iud ad indu st ri a l Fe lipe Ca rrill o Pu erto
y e l perifé ri co ele la ca pita l yuca teca; e n 1977 a mpli ó la
ciud ad indu stri a l; un a t1o d es pués ini ció la co nstrucc ió n
ele la planta te rmoe léctr ica 11 y la te rmin a l el e Pe m ex e n
la mi sm a urb e indust ri a l; e n 1983 a mpli ó la ca rre te ra
ele Mé ricl a a P ue r to P rog reso, y e n 1984 ini ció las o bras
d e l pu erto el e a ltu ra ele Pr og r eso. ' ~
El sec to r ele bi e nes el e co nsum o no durad ero sig ui ó
a pa rtir ele 1965 un pro ceso ele ex p an sión basa d o e n e l
cap ita l p r iva d o, po r lo qu e se profundi zó la te nde n cia
hi stó ri ca ele la industri a m a nu fac ture ra yuca teca, o rie nta d a d es d e su surg imi e nto , a fin a les d e l siglo pasa d o ,
a la p ro ducc ió n el e bi e n es ele con sum o inm ed ia to. Desele la segund a mitad d el d ece ni o ele lo s sese n ta y h as ta
el a rribo el e las m aquil aclo ras, la s ra m as el e crec imie nto
m ás din á mi co fu e ro n los tex tiles (fi b ras bl a nd as), m anu fac turas ele prod u ctos a lim enticios, e la bo rac ión ele
be bid as, p ro ducc ió n ele m a d e ra y mu ebl es y fa bri cació n
el e ca lza clo. 11
E n 19 84, ins pi rad o por la nueva po lítica econ ó mi ca
neoliberal, el es ta bl ec imi e nto d el P rog ra m a ele Reord e n ac ió n H ene que ne ra y d e l Desa rro ll o Reg io na l infli g ió
un go lp e le ta l a esa agoni za n te in d ustri a , a unqu e el e
cu a lq ui er for m a e l des m a n te la mi e nto ele la ag roin cl ustri a h e neq ue ne r a no se res inti ó d e m as iad o e n Yucatá n
p orque su eco no mía y la p o bl ac ió n h abía n e mpezad o a
reacc io n a r fre nte a las nu evas o por tunid a d es qu e surg ía n e n Quin ta n a Roo y Ca mp ec he .
Ad em ás, e n el m a rco el e d icho p rog ra m a, e l p r ime r
p aso qu e di o e l e nto nces go be rn ado r, Vícto r Ce r ve r a
Pac h eco, fue in teg r a r e n su ga bin ete a los empresa ri os
Ad o lfo Pe ni che Pé rez y Fe rn a nd o Po n ce Ca reía, co m o
1
31 . R. Canto, Del henequén a las maqui/adoras. La política industrial en
Yucatán, 1984-2001, Instituto Nacional de Admin istración Públi ca,
México, 2001 .
32 . S. Ouezada, Breve historia de Yuca tán, El Colegio de Mé xico, Fideicomiso Historia de las Américas y FCE, Mé xico , 2001, p. 240.
33. R. Canto, op. cit, p. 72 .
secretario d e d esa rroll o eco nómico y aseso r e n com e rcio exterior e inversi ó n ex tra njera, res p ec tiva me nte .
Con el apoyo d e éstos fund ó la Compai1ía de Fom e nto
Industri al ele Yucatá n, mej or conocida co mo Grupo Yuca tán, cuyo objetivo e ra impulsar el desa rrollo de la e ntidad mediante la inve rsió n ex tranj e ra y la instalació n
de maquil ad oras de ex p ortac ión. ~ '
En el dece nio d e 1990 , la producción ele henequ é n
casi desa pa rec ió, a tal punto que e n las esta dísticas oficia les rec ie ntes ya ni siquie ra aparece por separado el
renglón de la producc ión ag rícol a de es ta fibra . Físi camente, la pla nta de he nequé n ti e nde a desaparecer, pues
apenas qu eda ron cultivad as unas 5 000 h ec táreas, d e
las más ele 70 000 que h abía en 1970. Sin e mbargo, un
siglo d e monocultivo d ej ó un saldo el e a lta concentración pobl ac ional alrededor de Mérida y sobre todo un a
infraes tru ctura indu stri al y co mercial qu e se reorie ntó
a la din á mi ca ele las otras dos economías de la e ntidad
localizadas e n Quintan a Roo y Campec he .
En el marco ele la pe nínsul a, Yuca tá n es sin duda la
economía m ás dive rsifi ca da y avanzada e n urba nism o.
Pos ee un a pl a nta industri al mod es ta, pero de alcance
pe ninsul ar. De las tres ciudades capitales más importa ntes -Campech e, Ch e tumal y Méricl a- , es ta últim a represe nta un polo de atracción por su ofer ta educativa,
comercial y d e serv icios. De hec ho , la eco nomía yuca teca se b e nefi cia el e la s ot ras dos economías es tatal es. En
el siguiente apartado se a bordan sus vínculos.
34. S Ouezada, op. cit., pp. 243 y 244.
LA DINÁMICA ECONÓMICA DE CONJUNTO
Y EL CAMBIO SOCIAL, 1970-2 004
n el pe ri odo ele poco más ele 30 a t'i os d esd e 1970 , si
bie n se reg istró un crec imiento eco nó mico sectorial
y ele los e mpl eos, como se dUo , el in g reso de la mayo ría
de los trab<Uaclores sig ue es tancado y a la baj a . De es ta
forma , el efec to de ese ava nce en las condiciones de vid a
el e lo s tra bajadores no h a sido al a lza, o e n todo caso
difere nci ado.
En el p eriodo 1970-2004, la economía tipo conglome rado turístico fue la más din á mi ca y la de m ayo res
repercusiones sociales e n la pe nínsul a yu ca teca. Podría
decirse que provo có un a nueva relació n interregiona l
e incluso superó la supre macía de la eco nomía urbana
de Yuc atá n qu e hasta 2002 fu e la más fuerte en relación
con la a portac ión a l PIB n ac ionaP'"' de las otras dos e ntidades fed erativas. En 2003, las parti cipac iones relativas
de Quintan a Roo, Yucatán y Campeche e n el produ cto
nacion al fu e ron de 1.46, 1. 38 y 1.2 por cie nto , resp ectivamente (véase el cuadro 3).
El crec imiento rlel PTR h a ll evado a un ava nce acelerado de las ciudades y un d e terioro de las condiciones
de producción campesinas. Lo anterior propici a qu e los
jóve nes emigren e n busca el e empleo, mie ntras la familia
lu cha pa ra sobrevivir sin poder pasa r h acia una organización productiva el e tipo ca pitalista.
E
35. En 1985 Campeche fue la excepción, ya que, dado el impul so de la
minería, el comerc io, los restaurantes y los hoteles en su economía,
aportó 3.9 % del PIB na cional.
COMERCIO EXTERIOR, MAYO DE 2007
399
De hec ho, la penín sula yuca teca transitó ele un a economía ag ra ria a un a terc ia rizacla . En e fecto, los el atos
ele la PE A ele las tres e ntidades mu estra n una caída del
porce ntaj e ele la ocupación e n e l sector primari o e n el
periodo 1970-2000. En Quintana Roo se observa un a reducció n más acelerada que e n las otras dos entidades,
ya qu e su eco nomía tipo co nglomerado turístico se extendió po r todo e l territorio, incluido el sur, donde se
localizan los asentamientos mayas tradiciona les y Chetu ma l su capital. Por e ll o, la PEA d el sector terciari o ele
ese estado es la ele mayo r increm e nto a l llega r a 70 % e n
2000, casi 20% más que e n las otras dos entid ades (véase e l cuadro 4).
Además, e l crecimiento meteóri co el e la ciud ad el e
Cancún alivió muchos proble mas ele e mpl eo en Yuca tá n ,
ya que cie ntos ele trabaj adores, co mo albai1iles , co ntadores, téc nicos e incluso profesionistas, e ncontr a ro n
en ese pue rto turístico una oportunid ad ele fin ca r su
futuro . De igua l form a, muchas e mpresas yuc a tecas cl eclicaclas al co mercio - supe rmercados, farmacias, tl apalerías, talleres ele servicio automovil ístico, mater iales ele
construcción, etcé te ra- ampliaron su radio ele acc ió n
a Can cú n , as í como a Ciud ad del Carmen.
La industria manufac turera no es el fu e rte ele la penínsu la, ya que no ha te nido un dinamismo sem ej a nte
a l ele los sectores ele come rc io y se rvi cios . Sa lvo las ramas ele alimentos y bebidas , y la ele tex ti les ele Yucatá n,
que cubren el mercado peninsu lar, la industria e n la
zona es artesanal. Así, el mayor in c re mento ele la PEA
en el sector secundario co rresponde a Yucatán, debido
a su p la nta industria l y al efecto ele la instalación ele maquilacloras en la entidad. Su capacidad manufacturera,
a unqu e sup e ri or a la ele Ca mp ec he y Quintana Roo, no
es sufi cie nte pa ra co mp e tir co n las indu st ri as co nso lid adas del ce ntro y el norte de l pa ís.
Concent ración urbana
La em ig rac ión ca mpo -ciudad se rea li za d e dos fo rmas:
d e finitiva y pe ndu la r. La definitiv a alimenta el c rec imi e nto de las ciud ades, de las c ua les las qu e tuvie ron e l
mayo r ava nce e n e l pe ri odo es tudi ado son Cancún, Mér id a, Ciud ad del Ca rm e n , Chetumal y, rec ie nteme nte,
Pl aya del Carmen. Los el a tos ele po blac ió n por tamúw ele
loca lid ad seiialan un inte nso movimiento migratorio del
ca mpo a la ciud ad . Así, mi e ntras que e n 1970 la mayo r
pa rte de la població n vivía en lo ca lid ades rura les:16 y rura les urbanas , e n 2000 los ce ntros urbanos fu e ro n los
qu e co nce ntraron el m ayo r porce ntaj e de pob lac ió n :
e n Yucatán 56.65 %, Quintana Roo 71.05 % y Campeche
52.96 p or ciento .
e
U
A
O
R
O
4
PENÍ NSULA DE YUCATÁN : DISTRIBUCIÓN DE LA POBLACIÓN
ECON ÓMICAMENTE ACTIVA POR SECTOR DE ACTIV IDAD .
1970-2000 (PORCENTAJES )
Enti dad federativa y sectores
1970
1980
1990
2000
Yucatán
P r~ mar~o
55 .1
31 .4
26 6
17 .0
Se cundarlo
14.4
16.2
24 .1
28
Terc1ar1o
24 .4
27.4
45 8
52 8
No especificado ·
Total
o
o
3.5
2.2
100.0
100.0
1000
1000
6.1
25
Quintana Roo
e
U
A
O
R
3
O
Primar~ o
53 .5
29 .2
19 4
10 4
Secundarl o
11.9
11 .9
15.3
16
PENÍ NSULA DE YUCATÁN : PARTICIPACIÓN DE LAS TRES
Te rciario
30 .4
34 .2
58.0
70 .5
ENTID ADES EN EL PIB NACIONAL, 1970-2004 !PORCENTAJES )
No espec1 1cado
To ra l
4.2
100.0
24 .7
100
o
73
100
o
o
3 1
1000
Campeche
Yucatán
Quintana Roo
Campeche
Primario
45 .8
31 .9
33 .6
24.8
Secundario
18. 0
14 .3
191
21.2
29. 3
26.2
4 1.4
51 .2
6.9
27 6
59
2.8
100.0
100.0
100.0
100.0
1970
1.1
0.2
0.4
Te rciario
1975
1980
1.4
0 .3
0. 5
No especificado
1.1
0.4
0.5
1985
1.1
0.5
3.9
1993
1.3
1.3
1.2
1995
1.3
1.2
2000
1.3
1.3
1.3
2003
1.4
1. 5
1.2
2004
1.4
1.5
1.2
1.1
Fuente: elaboración propia con base en INEGI, Sistema de Cuentas Nacionales.
varios años .
Total
1. Población desocupada y que no especificó sector de actividad.
Fuente : elaboración propia con base en INEGI, Censo General de Población y
Vivienda, numeras IX, X, XI y XII.
36. Los autores identifican como localidades rurales las que t ienen e ntre
uno y 2 499 habitantes; rur ales urbanas las de en t re 2 500 y 19 999. y
urbanas aque ll as con más de 20 000 habitantes.
400 ECONOM ÍAS GANADORAS EN LA PENÍNSULA DE YUCATÁN
En Yucatán se observa un flujo m igra tor io inte nso
d e la zona he neque ne ra hacia Mé rida y ele la parte sur y
maice ra al corredor turístico de Cancún. :li Al a na lizar
las tasas de c re cimiento inte rce nsales ele la población y
de la PEA para las zonas he nequ e n e ra, oriente y sur, se
e ncu e ntra que en el per iodo 1980-1990 hubo un importante movimie nto migratorio en la región hen equen e ra
y e n me nores proporcion es e n la zona oriente, indicado
por tasas nega tivas en el crecimiento de la población y
principa lmente ele la PEA, así como una concentrac ión
en la á rea conurbacla ele Méricla (Progreso , Umán , Kanasín , Conka l, Ucú y Tixp ehu a l) ,'1s la cua l en 2003 concentró 56.1 % el e las unid ades económicas y 73.3% del
person al ocupado total de Yucatán , equivalente a 30 .68
y 34.87 por ciento d el total ele la p e nínsula , respectivamente (véase al cuadro 5).
La emigración d e población yucateca a Quintana
Roo es creciente al punto ele acumular más de 200 000
personas. En 2000 , esa emigración equivalió a 23.8 %
d el total d e la pobl ac ión quintanarroen se. Cancún, en
el municip io ele Be nito Juárez , es el principal foco ele inmigración yncateca y de pobl ac ión d e otras entidades
del país. En 200 3 ese municipio centralizó 50.5% de las
un idades eco nómicas y 60.5 % del personal ocupado total de Quintana Roo , lo que re prese ntó 25.3 y 32 .8 por
ciento del total de la península , respectiva mente. Así, se
revela que los dos centros urba nos más importantes ele la
p e nínsu la son Mérida y Cancún (véase el cuadro 5).
A Campeche y Ciudad d el Carmen , los centros urbanos de m ayo r din a mismo e n el es tado , ha inmigrado la
población rural prove niente ele otros municipios ele la
e ntidad y d e Tabasco por las expectativas d e mayo r remunerac ión sa laria l que ofrecían la industria petrolera, la
pesca , los se rvicios públicos y el come rcio. >Y En 2003, la
capital concentró 38.3% de las unidades económicas y
34.4 % del persona l ocupado de la entidad, cifras equivale ntes a 7.6 y 6.7 por ciento del tota l d e la pe nínsula , respectiva mente. Ciudad del Carmen , por su parte, reunió
28.3% ele las unidades económicas y 46 .8% del pe rson al
ocupado total de Campeche, lo que significó 5.6 y9.l por
ciento d el tota l ele la península, respe ctiva me nte .
El carácter preca rio
de la f uerza de trabajo
Uno de los efectos del crecimiento ele las tres eco nomías
ele la penínsu la es la configurac ión de nuevos esce narios
en el mercado labora l: por un lado, apareció la intelectualización del trabajo o desjJmletaTización y, por el otro,
la jJrecariwción o subfJ'roletarización.
Según Orclóñez , la inte lectuali zac ión del trabajo
surgió en para lelo con la nueva economía o capita lismo
de l conocimiento, refirié ndose con esto a las tra nsformaciones de las relac iones económicas asociadas con el
nacimiento de la tecnología de la informática y lascomunicaciones, cuya ca rac te rística principa l es hacer del
conocimiento su fuerza productiva más importante y a
37. O . Baños Ramírez, " Tendencias recientes del desarrollo regional: el
caso de Yucatán ",Comercio Exterior, vol. 46, núm. 8, México, agosto
de 1996.
38 . /bid
C
U
A
39. C. Vadillo, Campeche. sociedad, economía ... , op. cit., p. 17.
O
R
O
5
PENÍNSULA DE YUCATÁN : CONCENTRACIÓN DE LAS UNIDADES ECONÓM ICAS Y PERSONAL OCUPADO , 1980 -2003
1980
Unidades
Entidad fede rativa y principales ciudades
Yucatán
Mérida y zona conurbada
1
"
Campeche
Ciudad de Campeche
2
1988
1998
2003
económicas
Personal
ocupado
Unidades
económicas
Personal
ocupado
Unidades
económ1cas
Personal
ocupado
económicas
Personal
ocupado
19 408.0
77 005.0
27 217 .0
106 355.0
61 735 .0
299 552 .0
62 799 .0
313892 .0
59.4
75.7
61.3
75 .8
57.6
72. 2
56 .1
73 3
4 882.0
18 186.0
9 476.0
39 740 .0
22 582 .0
126 588 .0
22 970.0
128 920 .0
34.4
Unidades
42.3
44.3
43.2
38 .6
39 .6
40 .9
38. 3
31.1
34.7
28 .7
44.3
27.9
38 .5
28 .4
46 .9
4 200.0
19 578.0
8 0710
50 279 .0
29 711 .0
174 131.0
29 114 .0
216564 .0
Municipio de Benito Juarez (Cancúni 2 Y 3
25.5
44 .3
40.4
60.5
50.3
55 .6
50.5
60 .5
Mun ici pio de Othón P. Blanco
(Chetuma l y Cozumell '
40.5
28.3
38.7
23.7
23.0
21. 7
20.8
12.9
Ciudad del Carmen
2
Quintana Roo
1 Ademas de Mérida, incluye Progreso, Uman, Kanasin, Conkal , Ucú y Trxpehual. 2. Participación porcentual 3. Participación relativa
Fuente : INEGI , censos económ icos de 1981, 1989, 1999 y 2004.
COMERCIO EXTERIOR, MAYO DE 2007
401
la qu e a lg un os ide n tifican co mo nu eva fase del desa rroll o de l ca pitali smo.'"
Sin e mb a rgo, el ll a mado sector de conocimien to es e n
ext re mo res trin g ido , co n una baj a pa rti cipa ción el e la
mLue r y muy limitad o para abso rb e r a los t rabaj ado res
ex pu lsados de la industri a, la ag ricultura y los servicios :"
Mé rid a y Ca ncún reg ist ra n un le nto crec imi e nto ele ese
pequ eli o seg m e nto d el me rca do la bo ra l, a unqu e mu y
sig nifi ca ti vo po r su ca mp o el e va ngua rdi a.
Más bi e n, co mo oc urre e n el res to d el pa ís, las baj as
tasas ele crec imie n to ele la eco nomía co n la consec ue nte p é rdid a ele la ca pac id ad relativa del sec tor ma nufacturero para generar nu evas oc upac io nes y el fre no a la
creac ió n el e fu e rza el e tra baj o asa la ri ad a han ll eva do a
la preca rizac ión d el tr a baj o;' ~ la cua l a parece co n muchos rostros.
• Crec imi e nto ele las ac ti vid ad es eco nó mi cas el e pequelia esca la; te rcia ri zac ió n cada vez mayor del trabaj o;
a ume nto no torio el e la fuerza el e trabajo femen in a.
• Ex p a nsión d el trabaj o pa rcia l, sub co ntra taclo , vincul ado a la eco nomía info rm a l; exte nsión ele la jornad a labora l, disminució n d el sa la ri o rea l, elimin ac ió n
el e pres ta cion es soci a les y del d e rec ho ele asociarse e n
si nclicatos . ~
• Inte nsificación del proceso el e ex plotación d el trabaj o mediante el aumento ele la procluctiviclacl que resulta ele la in co rp oración ele tec nolog ía ; fl ex ibili zac ió n
ele las reg ulacion es la bo rales.-' 4
• Co nce ntración ele los nuevos pu estos ele trabajo e n
oc upac io nes ele baja procl ucti vicl acl y la reducción ele la
pa r ticipac ión ele las ac tivid ad es forma les e n la es tru ctura ele e mpleo.'"
• Preca rización d el trabajo por la aparición ele nuevos siste mas ele organización del trabajo e n el ma rco ele
4
40. S. Ordóñez, " La nueva fase de desarrollo y el capitalismo del conocim iento: elementos teóricos", Comercio Exterior, vol. 54, núm. 1,
México. enero de 2004, pp . 4 y 5.
41 . R. Antunes, "La centra lidad del trabajo hoy" , Papeles de Población,
núm . 25, julio-septiembre de 2000, pp. 83-97 <www. papelesdepoblacion .uaemex.mx>. consultado el21 de septiemb re de 2005. y A.
Sotelo, La restructuración del mundo del trabajo, superexplotación y
nuevos paradigmas de la organización del trabajo, Universidad Obrera
de México, México, 2003 <www.rebelion.org>. cons ultado el2 1 de
sept iembre de 2005.
42 . T. Rendón y C. Salas, " El empleo en México en los ochenta: tendencias
y cam bios" , Comercio Exterior. vol. 43 , núm. 8, México, agosto de
1993, pp. 717-730.
43. R. Antunes, op. cit.
44 . A. Sotelo, op. cit.
45. A. Castro Escudero, "Chile: ¿el milagro económico se resquebraja?" .
Comercio Exterior, vol. 50, núm . 2, México, febrero de 2000, pp. 144152 .
402 ECONOMÍAS GANADORAS EN LA PENÍN SULA DE YUCATÁN
la co muni da d y el e la fami li a."; Un a ap rox im ac ión a la
situac ión conc re ta qu e prese nta mos e n seg uid a se d esprende de los d a tos del Ce nso Eco nó mi co 20 04 d el INEGl, relat ivos a la p e nín sul a el e Yu ca tá n. Se a n a li za r án
só lo tres as pec tos : la te rcia ri zac ió n (p e rso nal oc upa do
e n el secto r terciario) , los bajos sa la ri os, in es ta bilid ad e
in seg urid ad (trabaj o por cue nta p rop ia) y fe mini zac ió n
(p art icip ac ión el e la nnu e r e n el pe rso nal oc upado)'
Bajos salarios
Co mo se mues tra en el cuad ro 4, la economía ele la pe nínsul a ele Yucatán ha experime ntado un proceso de terciar izac ió n a lo la rgo ele los últimos tres dece nios , impulsado
por la actividad turística ele Quintana Roo, la ex plotac ión
petrole ra e n Ca mpec he y el crec imi e nto eco nómi co de
Mérida , ciud ad reg ió n en Yucatán. El h echo el e que se
a nali ce nueva me nte la terc ia ri zac ión como un a dim ensión ele la precarización del trabaj o se de be a que en este
sec to r predominan las act ivid ades e n baja esca la, ma l
remune rad as y ligadas al sector informal.
Los el a tos sobre las remun e rac io nes indican severas
des igu ald ad es e ntre los estados y e ntre sectores d e actividad eco nó mica, al tiempo qu e mu es tran la capacid ad
ele co mpra d el person al ocupado que rec ib e algún pago
po r su trabajo.
Yucatán es el estado que registró las remunerac ion es
más baj as no sólo e n la pe nín sul a sino en esca la nacion al,
co n un pro medio d e 3 930.8 p esos me nsu ales por p erso n a ocupad a, d a to preoc upa nte si se conside ra que la
in fo rm ac ión del INEGI no incluye al sec tor inform a l caracter izado por los sueldos más redu cidos. Por su par te ,
Ca mpech e se encue ntra e ntre los tres estados con m ás
altas re muneraciones (7 367. 5 pesos ) d ebido a la presencia ele un pequei'io gr up o ele trabajadores ele Pe m ex que
ga na n sa larios superiores a los 50 000 p esos m e nsual es.
A to d as lu ces, este prom edi o (sólo po r abajo d el Distrito
Federal y Nuevo Leó n y sup e ri or a la medi a n ac io n al de
6 622.5 pesos) es sumamente e nga úoso. El promedi o el e
4 698.7 pesos ele ingresos me nsua les de Quinta n a Roo
es, e n ca mbio , mucho más ge ne rali za do .
La agr icultura, la p esca y la ac ui cultura , así como el
co me rc io al por me no r, reg ist ra ro n e l porc e ntaj e más
p eq ue úo el e p e rson a l re mun e rado. En las tres e ntid ades , el co me rcio al por menor conce ntra más ele 20 % de l
p erso na l oc up ado , y ap e n as me nos el e la mitad rec ib e
46 . O. Baños , Modernidad, imaginario e identidad rura les. El caso de
Yucatán, El Colegio de Mé xico. Mé xico. 2003.
a lg un a re mun e rac ión . Por si fuera po co, ob ti e n en los
sa la ri os m ás b;Uos.
Igua l qu e e n ot r as partes de l país , e n la p e nínsula e l
sector secundar io registra re mun e rac iones un poco más
ar rib a d e l sa la ri o mínimo , e ntre ot ras razones por un
a lto porce ntaje de los e mpl eos mal pagados a l perso n a l
d e las e mpresas maqui lado ras. Las m ás de 30 000 pla zas
cread as por la m aquila son un a fu e nte imp ortan te d e ingresos para las familias , no obsta nte las la rgas jorn adas
de trab;Uo a las que se so m ete a los emp leados. Al respecto , e l Diario de Yu.wtán recoge la declara ció n de un joven
trab;Uado r de una m aq uil adora ele Motu! : "A l cumplir 16
alias, con e l p e rmiso el e mis padres , pud e co ntratarme
e n la maquilaclora, d onde se trab;Uan 12 ho r as di a ri as.
El sue ld o es ele $5 00 y h ay la vent;Ua el e que uno cue nta
con todas las prestacion es el e ley". 4 7
En e l sector terciario las clesig u a lcl acles sa laria les y ele
ingresos son mucho más gra neles. Mie ntras el comerc io a l
por mayo r (seg uido de los se rvicios) conce ntra el porce ntaje m ás a lto ele perso n a l remunerado y los su eldos m ás
elevados, el co mercio a l po r menor, como se m e n cionó,
muestra pobres indi cadores d e remu ne r ac io nes.
cuesta Nac io n a l ele Ocupació n y Empl eo (ENOE), la cua l
además incluye in forma ció n específica sob re estabi l ida el
y seg u riel ad e n e l emp leo .
Se e nco ntró qu e si bi e n Q uintan a Roo es el estado el e
la p e nín sul a co n m ayor porce nt;Ue de t rabaj adores con
prestaciones laborales , tamb ié n hay un amp li o núm e ro
d e p ersonas que trabajan me di a n te cont r a tos temporales, situ ac ión que probable mente se d eb e a las características propias de la act ivid a d turísti ca. Po r otra parte ,
Yucatán conce ntró e l mayo r p orce n t;Ue el e p e rso n a l
ocu pado sin co ntrato y la mayo r tasa d e oc up ación e n el
sec tor informal, inclu so respecto a l elato nacional. En
cua nto a Cam p ec he, prese ntó e l m ayor núm e ro ele trabajadores sin prestaciones labora les en la península y el
porce nt;Ue m ás elevado ele trabajadores oc upad os mediante contratos tempora les (véase e l cua d ro 6) .
Femin izac ión de la fuerza de trabaj o
El in cre me nto el e la pa rti cipación fe m e nina en el p e rsona l ocupado es otro indi ca do r d e preca rización de l
trah;Uo , ya que las co ndi c io nes labo r a les ele las mtu e res
suelen se r infe riores a las ele los hombres . Los es tados de
la p en ín sul a están por abaj o ele la pa rticipac ió n nac io na l
Inestabi lidad
e inseguridad
C
En e l sector forma l, de
ac u erdo co n la clasificación por pos ición en el trabajo del ce n so económ ico
ele 2004 , e l r ubro propi etarios , fam ili ares y me ritorios incluiría al personal
oc upado con mayo r in estabilid ad e in seg urid ad.
En la p e nínsula , Yucatán
y Camp ec h e pr ese nt an
los mayo res porcent;Ues
en este rubro, aun que no
so n los más a ltos respecto
al porce nt;U e nac iona l.
Dado qu e e l ce nso económ ico no incluye info rm ac ió n sobre e l sector
informa l, se a n a li za ron
tambi é n elatos el e la E n4 7. Diario de Yucatán, 13 de agosto
U
A
O
R
O
6
PENÍNSULA DE YUCATÁN : INDICADORES DE ESTABILIDAD Y SEGUR IDAD EN EL EMPLEO ,
PR IMER TR IMESTRE DE 2006 IPORCENTAJESI
Yucatán
Quintana Roo
488 029
373 042
189 789
27 644 042
Con acceso
53.6
60 .5
54.2
54.1
Sin acceso
46 .3
39.2
45 .6
45 .0
0.1
0.2
0 .3
0.9
Trabajadores remunerados
Campeche
Naciona l
Condición respecto a las instituciones de salud
No especificado
Prestaciones laborales
Con prestaciones
67.5
65.6
62 .1
60.1
Sin prestaciones
32.3
33.2
37.6
39.4
1.0
0 .3
0 .5
48 .1
52.2
49.7
50.8
4.2
10.8
11.5
8.7
43 .8
41.0
38 .0
42.0
0 .1
0.2
51 .2
46.0
49 .6
48.3
No especificado
'Tipo de contratación laboral
Con contrato escrito
Temporal
Contrato de base, planta o por tiempo indefinido
No especificado
Sin contrato escrito
No especificado
Ta sa de ocupación en el sector informal
0 .5
17
0.8
0.9
30.5
24.1
24.5
27.8
Fuente : elaboración propia con datos deiiNEGI, Encuesta Nacional de Ocupación vEmpleo <www.inegi.gob.mx> consultado
el 4 de junio de 2006.
de 2005.
COMERCIO EXTERIOR. MAYO DE 2007
403
.
--
···--:-:- .·:"'":-- - -·
(
•
JI
del p e rs o n a l oc upado femenino. Yucatá n registró la
mayo r presencia d e muj e res, que varía de acuerdo co n
la posi ción e n el trabajo , de man e ra que hay un a mayor
participa ció n de mujeres cu a nd o so n propi e tar ias, familiares y me ritorias. Sin e mb a rgo, de ac ue rd o con la
defi ni ció n del INEGI, las pe rsonas que se sitúan en es ta
clasific ac ió n no perciben un sueldo o sal a ri o. ~ "
Al a n ali zar la p a rticipación fe me nina en el personal
ocupado por sector de act ivid ad económica , se obse r va
que el sector te rciario tie ne la mayor prese ncia femenina
e incluso supe ra al person al masculino en el secto r del
comercio a l por m e nor. As imi smo, e n el sector sec undario , los subsec tores relac ion ados co n la indust ri a del
vestido regist ran una participac ión femenin a superior
a la del comerc io al por me nor. Sin e mbargo, co mo se
observó a ntes, en estas ac tivid ades se p e rcibe n las re muneracion es más bajas, qu e no sup e ra n los tres sa la ri os
mínim os, lo qu e refleja la d es ig ua ldad de co ndi cio nes
que la muj e r e nfre nta e n el mercado laboral.
CONCLUSIONES
a pe nín sul a d e Yucatán es un a región fundamental
para el México ac tu a l. La prod ucc ión p e trolera de
la sonda el e Ca mpech e alcanza e n promedio 65% ele
L
48 . Son las personas que trabajan para la unidad económica y cubren como
mínimo una te rcera parte de la jornada laboral. sin recibir un sueldo
o salario . Esta clasificación incluye a los propietarios. sus familiares .
socios activos. prestadores de servicio social. personas de programas
de empleo. etcéte ra .
404 ECONOMÍAS GANADORAS EN LA PENÍNSULA DE YUCATÁN
la produ cc ió n na c io n a l, la mayo r p a rt e d e la c u a l se
ex p o rt a y gene ra divisas e in g resos fis ca les so bre los
qu e d esca nsa la estab ili dad eco nó mi ca d el país. Por
ot ra p a rte , el turi smo e n e l es tad o el e Quintan a Roo
represe nt a la prim e ra fu e nte el e cli,·isas de ri vada el e esa
ac ti vid ad y ge nera cie ntos el e mil es d e e mpl eos (e ntre
di rectos e i ncl i rec tos). Yuca tá n, por su parte, es el puerto
el e e ntrada y sa lid a d e prod uctos y co nst itu ye el ej e económico co mpl e me n ta ri o, clave pa ra la s otras act ivid ades
ge nerado ras el e di visas .
Los el atos ana li zados mu es tran que e n los úl tim os 30
aúos la pe nín sul a d e Yucatán fue una regió n ga nado ra.
Po r ej e mpl o, mientras a lg un as e ntid ades fed e rat ivas expulsa n ma no de obra a Estados Unidos , Quintana Ro o
vive un a rea lidad opuesta: mi les d e mex icanos ll ega n
ca d a a ño a buscar un a oportunid ad d e vid a e n sus ce ntros turísticos , lo cual no ha ev itado que un buen co ntingente de yucatecos e mig re n hac ia aquel p aís.
Empero, la at racc ió n labo ral co ntinúa . De 2000 a
2004, la tasa de inmigración e n Playa del Carm e n osciló entre 18 y 30 por ciento, mi e ntras que e n Ca ncún se
mov ió e ntre 7 y 11 por ciento, lo qu e h a dete rmin ado que
mu chos de los rec ié n ll egados viva n hacin ados y sufra n
rezagos e n servic ios d e sa lud , seg urid ad , dre naje, educación y e mpleo bien re mun e rado.
La act ivid ad p e trole ra asenta da en Ciudad del Carme n es capaz de mante ne r un c rec imiento eco nóm ico
en su e nto rn o a pesar d e su baj o efec to multipli cador.
Sin emb a rgo, es una actividad que suscita g ra ndes co nflicto s a l a fectar e l me di o a mbi e nte , y sobre todo las
condicion es laborales d e mi les ele trabaj ado res loca les,
como los p escadores que no están ligados a esa industri a . Asimi smo , altera la din á mi ca urban a con su inte nso tráfi co ha cia las platafo rm as pe trol eras loca li za d as
e n la so nda ele Ca mpe che, a ta l punto qu e de te riora la
calidad d e vida.
Estas d os eco nomías está n a rticul ad as, ele múltipl es fo rm as, a la eco no mía urb a na ele Yu ca tá n. En co njunto , sus variab les m ac roeco nó mi cas marchan co n
niveles li gera mente superiores a las n ac ion a les. Sin e mba rgo, no se puede h ab lar de un desarrollo eco nómico
en el sentid o estricto el e la pa labra , pu es la mayo ría de
los e mpl eos creados es tá muy lejos el e ofrece r a l pe rsonal oc upad o un a o port unid ad pa ra un mejor futuro.
La a lte rn at iva es la pobreza rural o la mise ri a urba na. La
capacidad del co nglom e rado turístico Cancún-Rivi e ra
Maya para ge ne rar empl eos bien re mun e rados parece
es tar ll ega ndo a su límite. Lo mismo ocurre e n Ciudad
d el Carme n , d o nde la act ivida d p e trol era ha ini ciado
un proceso ele declive. @
Descargar