1 GESTIÓN CINEGÉTICA F.EX.C. CONTROL DE PREDADORES

advertisement
 1 GESTIÓN CINEGÉTICA F.EX.C. CONTROL DE PREDADORES MEDIANTE MÉTODOS SELECTIVOS Recomendaciones de la Federación Extremeña de Caza ante el control de poblaciones de carnívoros. Los recientes cambios legislativos, tanto nacionales y autonómicos como europeos, no han ayudado a resolver las dudas existentes en cuanto a la aplicación y criterios de los métodos selectivos, imprescindibles para el control de cánidos y para una ordenada gestión cinegética. Conscientes de ello, la Federación Extremeña de Caza redacta este documento y propuesta remitida a la Dirección General del Medio Natural con el fin de que los cotos de caza puedan realizar un correcto control de predadores basado en la legalidad, con unas bases claras y concisas y bajo las directrices marcadas, en este documento, por el Servicio de Recursos Cinegéticos de la Junta de Extremadura. La caza tiene en nuestra comunidad una gran repercusión económica, social y ecológica, siendo la caza menor el aprovechamiento cinegético principal de la mayor parte de la región. Las situación actual de las dos especies más importantes de nuestros campos, la perdiz roja y el conejo de monte, hacen necesarios el esfuerzo de su conservación, la cual se consigue gracias a los cazadores y gestores. La depredación , junto a las alteraciones de los hábitats, las enfermedades, la introducción de especies exóticas, la introgresión genética y la presión cinegética, hacen que sea muy difícil la recuperación de dichas especies. Por ello el colectivo de cazadores federados, gestores de caza, titulares cinegéticos , organismos de representación y esta Federación, entre otras medidas consideran imprescindible el control de la depredación para la mejora de la riqueza cinegética en nuestra región, siendo las excesivas poblaciones de carnívoros causa de la merma en nuestras poblaciones autóctonas de perdiz y conejo. Siendo la Administración autonómica consciente del problema y de la necesidad de una buena reglamentación, conforme a la regulación establecida en la Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 2 Ley de Caza de Extremadura, Orden General de Vedas y la Ley 42/2007, de 13 de diciembre, del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad, que establece en su artículo 62.g que los métodos de captura de predadores que sean autorizados por las Comunidades autónomas deberán haber sido homologados en base a los criterios de selectividad y bienestar animal fijados por los acuerdos internacionales (los suscritos por la Unión Europea y Canadá, la Federación Rusa y Estados Unidos sobre normas internacionales de captura no cruel, adoptados mediante la Decisión 98/142/CE del Consejo, de 26 de Enero de 1998, y mediante la Decisión 98/487/CE del Consejo, de 13 de Julio de 1998). Y con la finalidad de que todo gestor/presidente de una sociedad local de cazadores federada pueda ejercer un correcto aprovechamiento y, dejando al margen disposiciones y tratamientos legales, fijamos las bases para la AUTORIZACIÓN DEL CONTROL DE PREDADORES por la Junta de Extremadura. PRIMERO.-­‐ Cada método de control de especies cinegéticas predadoras, perros y gatos asilvestrados y las trampas de retención empleadas, que cumpla los requisitos establecidos, será homologados por la Administración para su empleo, tal y como se deduce en la O.G.V.. Los métodos selectivos estarán diseñados e instalados con la intención de no matar al animal objetivo, sino de retenerlo vivo hasta que el usuario pueda establecer contacto directo con él, no sufriendo en el periodo que medie entre la captura y al avistamiento, indicadores o heridas de malestar, tales como automutilación, excesiva inmovilidad, fracturas, abrasión, muerte… SEGUNDO.-­‐ En la solicitud de uso del método selectivo deberá constar características tales como material, topes a utilizar, anclaje, protocolo de sacrificio o liberación, lugares de ubicación mediante coordenadas geográficas o UTM, cebos a utilizar, etc. Además del nombre de un instalador cualificado, el cual deberá contar con los siguientes requisitos: -­‐ Ser cazador con licencia en vigor en Extremadura. -­‐ Su residencia habitual esté a menos de 50 km del coto donde se pretendan instalar lazos o cajas trampa. -­‐ No haber sido sancionado por resolución administrativa o judicial firme por acciones relacionadas con la tenencia, utilización y comercialización de procedimientos masivos o no selectivos; o con la caza furtiva. TERCERO.-­‐ Métodos selectivos propuestos. A pesar de que la administración no prohíba expresamente la utilización del lazo y jaula trampa convencional, es sabido por todos las enormes dificultades con las que nos encontramos para conseguir que nos autoricen estos métodos de control, siendo la denegación la respuesta más probable a nuestra solicitud. Como sabemos que el lazo lo conceden con muchas limitaciones y la jaula trampa no la quieren autorizar por ser un método “poco” selectivo, tenemos que ampliar nuestros horizontes e intentar mejorar como especialistas en control de predadores, utilizando métodos homologados a nivel internacional y con unas características completamente diferente a lo que estamos acostumbrados. Si son eficaces o no estos nuevos métodos lo iremos comprobando entre todos, la opinión de quien los conoce es que dan muy buen resultado, aunque el inconveniente que todos conocemos es que son bastante caros y nos supondrán un desembolso inicial Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 3 muy alto. Nuestra recomendación es que los compréis y los reproduzcáis de forma idéntica. denadas UTM
de cebo
Los métodos de control que proponemos y ante los que la administración no nos pondrá ningún problema siempre que cumplamos con los demás e descripción del lugar
donde
se colocó
requisitos, son los siguientes: mpa podrá ser utilizada sin restricciones de uso. Se podrá utilizar en toda la región en
-­‐ Lazo propulsado de cespecífica.
uello modelo “Collarum” y “Belisle”. minos que establezca la reglamentación
ordinaria
-­‐ Lazo en alar. ie objetivo
CUARTO.-­‐ Especificaciones técnicas. lmente diseñado para la captura de coyotes (Canis latrans) en Estados Unidos, es una
a específica para la captura
selectiva deCcánidos,
existiendo versiones de la trampa
-­‐ DESCRIPCIÓN OLLARUM/BELISLE. orros (Vulpes culpes)
y perros asilvestrados.
Dispositivo de captura desarrollado específicamente para cánidos en los ión de las trampas
Estados Unidos de América. Es una trampa de retención por cable activado o propulsado, se trata de un lazo de acero propulsado por un resorte que “coloca” el las trampas seránlazo revisadas
una vez
día, cada mañana, comenzando al amanecer.
en el cuello del al
animal. almente, los zorros
o
los
ejemplares
de
especies no objetivo serán capturados por la
, siendo mayor el riesgo
de sufrir lesiones
cuanto reside mayor en seaque el deber tiemposer que
La particularidad del Collarum instalado de forma necen retenidos por
la
trampa.
que el zorro se aproxime a la trampa y tire del mecanismo de activación de la revisión se anotarán
de aforma
sistemática
datos
sobreal eldispararse, estado de cada
trampa
y las
forma decuada para que el cable, le sea cerrado por el cuello. es incidencias que hubieran ocurrido desde el día anterior.
El Collarum consta de tres elementos principales: el sistema de disparo, el mecanismo lanzador del cable y el propio cable de retención. El sistema de disparo precisa de una respuesta activa del animal ante un atrayente oloroso específico para cánidos diseñado por el fabricante. El atrayente se coloca en un mordedor del que tira el animal al intentar comer el cebo, liberando el mecanismo de disparo de la trampa. En el sistema Belisle la liberación del lazo se produce mediante presión. El mecanismo lanzador del cable, fabricado en acero inoxidable, consta de un chasis principal y dos brazos metálicos, en forma de “U” o “horquilla”, unidos al chasis mediante un muelle rotacional propulsor de los mismos y del cable de retención. Sobre los brazos metálicos va sujeto un lazo de acero, que es colocado a gran velocidad sobre el cuello del animal. El cable de retención es un cable compuesto indeformable. Este cable tiene un tope, que determina un diámetro mínimo, de aproximadamente 6 centímetros de diámetro, con el fin de evitar el estrangulamiento de los animales. El lazo dispone de un mecanismo anti-­‐retorno, que evita que se abra una vez que está alrededor del cuello del animal. Además de un quita-­‐vueltas, que evita que el lazo se retuerza y ocasione lesiones al animal, en su extremo final este cable incorpora un resorte con la finalidad de amortiguar los impulsos de animal por liberarse. El cable de retención se instala anclado. Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 4 Dimensiones: 23,5 x 27 x 2 cm Fabricante: Wildlife Control Supplies (www.wildlifecontrolsupplies.com) -­‐ Instalación Toda la trampa, salvo el tubo de colocación del atrayente, se dispone ligeramente enterrada. El chasis metálico se fija al suelo mediante 2 o tres clavos convencionales de sección adecuada. En suelos suficientemente compactos, el cable de retención puede ir anclado mediante un clavo metálico de 20-­‐30 cm y sección corrugada ajustada al tamaño del agujero de la pletina metálica dispuesta al final del cable. En suelos más sueltos, se recomienda anclar el cable mediante alguno de los múltiples modelos de anclas de trampas existentes en el mercado. El atrayente utilizado debe ser de ingesta (cebo), lo cual aumentará las probabilidades de que el zorro muerda su punto de colocación, acción imprescindible para que la trampa se accione. En los ensayos realizados dio buenos resultados el atrayente de ingesta “Collarum Bait”, de fácil disposición en el mercado de atrayentes. -­‐ Ubicación de la trampa El Collarum debe instalarse en las cercanías de lugares de alto tránsito de zorros y poco tránsito de especies no-­‐objetivo. Para la colocación, se seleccionaran lugares con vegetación arbustiva y con recursos que aumentaran la probabilidad de paso de los animales, tales como proximidad de charcas, cursos de arroyos, o bordes de manchas de vegetación densa. El conocimiento, la experiencia y la capacidad de observación y lectura de indicios del especialista en control de predadores es fundamental a la hora de seleccionar la ubicación de las trampas. Debe de evitarse ubicaciones donde el cable de retención, una vez capturado el animal, pudiera quedar trabado o enredado. Este hecho podría originar lesiones de gravedad a los animales capturados, al poder perturbar el adecuado funcionamiento del muelle amortiguador de tirones y el quita-­‐vueltas. Todas las trampas se situarán a distancias de entre 50 y 100 m de pistas o caminos para facilitar su revisión diaria. Sobre el terreno se tomará la localización geográfica exacta con la ayuda de un GPS y se rellenará una ficha de instalación, Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 5 donde se recoja la siguiente información: -­‐ número de postura -­‐ número de trampa -­‐ tipo de trampa -­‐ fecha de instalación -­‐ coordenadas UTM -­‐ tipo de cebo -­‐ breve descripción del lugar donde se colocó. La trampa podrá ser utilizada sin restricciones de uso. Se podrá utilizar en toda la región en los términos que establezca la autorización al respecto. -­‐ Especie objetivo Inicialmente diseñado para la captura de coyotes (Canis latrans) en Estados Unidos, es una trampa específica para la captura selectiva de cánidos, existiendo versiones de la trampa para zorros (Vulpes culpes) y perros asilvestrados. -­‐ Revisión de las trampas Todas las trampas serán revisadas una vez al día, cada mañana, comenzando al amanecer. Normalmente, los zorros o los ejemplares de especies no objetivo serán capturados por la noche, siendo mayor el riesgo de sufrir lesiones cuanto mayor sea el tiempo que permanecen retenidos por la trampa. En la revisión se anotarán de forma sistemática datos sobre el estado de cada trampa y las posibles incidencias que hubieran ocurrido desde el día anterior. -­‐ Manejo de los animales capturados. Es necesario un adecuado manejo de los animales capturados. Una trampa puede ser selectiva para capturar zorros sin ocasionarles ningún tipo de lesión, sin embargo, estos animales pueden ser sometidos a sufrimientos innecesarios si no son inmovilizados y sacrificados correctamente, o en su caso liberados si no constituyen la especie objetivo. -­‐ Aproximación al animal capturado. A veces, las características del terreno nos permitirán avistar al animal capturado sin ser detectados por el mismo. Cuando esto sea posible, deberá aprovecharse esta circunstancia para, a distancia, identificar la especie capturada y evaluar si el ejemplar tiene un comportamiento normal o por el contrario parece presentar alguna lesión. Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 6 Otras veces, el terreno no permitirá la inspección a distancia descrita anteriormente. En todo caso, la aproximación al animal capturado se hará siempre de la misma forma: rápida y decidida. Ha sido comprobado en trabajos experimentales que los mayores esfuerzos del animal por liberarse, y por tanto el momento de mayor riesgo de producirse lesiones de gravedad, se producen en presencia del hombre. -­‐ Inmovilización y sacrificio de la especie objetivo. Tras la aproximación al animal capturado, éste deberá ser inmovilizado con seguridad y rapidez. Para ello resulta imprescindible una herramienta adecuada, una pértiga de manejo, que en su extremo anterior lleva un lazo metálico regulable para inmovilizar al animal por el cuello. Esta operación no deberá suponer mayor dificultad una vez adquirida cierta experiencia, mediante un disparador de bala cautiva posicionado perpendicularmente en el frontal del cráneo del animal. De esta forma el animal perderá la conciencia de forma inmediata y morirá instantes después. Este método de sacrificio está reconocido como un método de sacrificio no cruel. Otra ventaja adicional del disparador de bala cautiva es que, si bien el usuario debe guardar ciertas precauciones, no requiere licencia de armas y minimiza el riesgo para el operario al no haber posibilidad de rebote como en el caso de utilizar armas de fuego convencionales. -­‐ Captura de especies no objetivo. En el caso de capturar accidentalmente alguna especie no-­‐objetivo, se debe de proceder de la siguiente forma: +En caso de especies amenazadas y no amenazadas, y en aparente buen estado de salud, se liberarán in situ cortando el cable de retención tras ser inmovilizadas adecuadamente en los mismos términos de los expuestos anteriormente para los zorros. +Si durante las operaciones de aproximación y manejo se detectara alguna lesión de aparente gravedad, se procedería de alguna de las dos siguientes formas: bien retirándose a una distancia prudencial y avisando a las autoridades competentes, bien, en el caso de usuarios más especializados, introduciendo al animal en una jaula de manejo y trasladándolo a algún centro de recuperación, desde donde, una vez recuperado de las heridas, se devolvería a su hábitat original. -­‐ Recomendaciones de seguridad para los usuarios. La trampa Collarum no es susceptible de provocar daños de gravedad a los usuarios durante su instalación o manejo. No obstante, los pequeños cortes o contusiones, bien con los propios elementos metálicos de los lazos o las herramientas para su instalación, bien con elementos del entorno como piedras, ramas etc, serían fácilmente tratables in situ con el material incluido en los habituales botiquines requeridos para los operarios de trabajos forestales, botiquín que todo especialista en el control de predadores deberá llevar en su vehículo. Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 7 Riesgos de mayor gravedad podrían derivarse de un inadecuado manejo de los animales capturados. Así, si bien el disparador de bala cautiva comporta menos riesgos que un arma de fuego convencional, un accionamiento accidental del ! ello, etiqueta
mismo podría ocasionar lesiones de gravedad al usuario. Por resulta de
muy usuario
recomendable lo siguiente: familiarizarse con el mismo antes de ser utilizado por primera vez, cargar el cartucho de pólvora antes de aproximarse al animal y mantener activado el seguro en todo momento, salvo en el momento de proceder al sacrificio del animal. Finalmente, un inadecuado manejo de los animales podría conducirnos a ser heridos por éstos. Las consecuencias más graves podrían darse en el caso de ser mordidos por un animal silvestre. Además de la propia herida, la mordedura de animales silvestres podría transmitirnos enfermedades. Por ello, además de estar al corriente del calendario de vacunaciones preceptivas para operarios de trabajos forestales, en caso de ser herido por un animal silvestre se debería acudir al centro ! sistema de anclaje al su
de salud más cercano para que el médico correspondiente valorara el alcance de la herida y tomara las decisiones más convenientes al respecto. -­‐ Ámbito territorial de la homologación El método de control de predadores “Collarum” queda homologado sin restricciones, y se podrá utilizar en todo el territorio regional. -­‐ DESCRIPCIÓN LAZO EN ALAR Los lazos son dispositivos de captura, el objeto de su utilización es la captura de zorros vivos cumpliendo la normativa de bienestar animal. ! quitavueltas
Anexo II
Los lazos estarán construidos con cable de acero galvanizado trenzado y que dispondrá los siguientes elementos: Homologación del método
de retenciónd
ene vivo
de zorros
del tipo: Lazos
punto de ruptura calibra
en alar
resulte auto-liberada (ci
Descripción de los lazos
-­‐Acero galvanizado trenzado Los lazos son dispositivos de captura, el objeto de su utilización es la captura de zorros
vivos cumpliendo la normativa de bienestar animal
Los lazos estarán construidos con cable de acero galvanizado trenzado y que dispondrá de
los siguientes elementos:
! sistema
-­‐ Sistema de sujeción fijo del de
lazo sujeción fijo
mediante alambre Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil - sistema
de cierre que relaja ligeramente cuando el animal deja de tirar
relajación.
8 -­‐ cuando el animal deja de tirar
- sistema de cierre que relaja ligeramente
relajación.
! etiqueta de usuario
Anexo II
-­‐Sistema de cierra que relaja Homologación del método de retención en vivo de zorros delligeramente tipo: Lazos cuando el animal deja de en alar
tirar. -­‐ Descripción de los
lazos
Los lazos son dispositivos
de captura, el objeto de su utilización es la captura de zorros
vivos cumpliendo la normativa de bienestar animal
Los lazos estarán construidos con cable de acero galvanizado trenzado y que dispondrá de
los siguientes elementos:
! sistema de anclaje al suelo
! etiqueta de usuario
! etiqueta de usuario
! quitavueltas
punto de ruptura calibrado a 40. kg. según el ta
resulte auto-liberada (ciervo, corzo y jabalí)
! sistema de anclaje al suelo
de anclaje
al
! -­‐ Qsistema
uita vueltas suelo
-­‐ Sistema de anclaje al suelo más quita vueltas ! sistema de sujeción fijo del lazo mediante alam
! quitavueltas
! quitavueltas
punto calibrado
de ruptura acalibrado
40. kg.
el tamaño
de la especie
se pretende
punto de ruptura
40. kg. asegún
elsegún
tamaño
de la especie
que seque
pretende
resulte
auto-liberada
(ciervo,
corzo
y
jabalí)
resulte auto-liberada
(ciervo, corzo y jabalí)
! sistema de sujeción fijo del lazo mediante alambre
! sistema de sujeción fijo del lazo mediante alambre
-­‐ Tope de abertura mínima y máxima Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 9 -­‐
-­‐ Abertura mínima: 6 cm -­‐ Abertura máxima: 16 cm -­‐ Altura del suelo: Entre 16 y 24 cm !"#$%!&'&!()%#$%!&*)"+&"!,-&
- Instalación de los alares.
!()%#$%!&./01.!2&3&4.+&
!()%#$%!&.561.!2&73&4.+&
Los alares son cordones lineales construidos generalmente con restos de 8"#$%!&*)&4-"-4!4190&*)"&"!,-:&*1;#!041!&./01.!&!"&;$)"-2&73<=>&4.&
vegetación procedentes de rozas de matorral o podas de arbolado. Regularmente se dejaran aberturas o troneras para la instalación de los lazos. -­‐Ubicación de los alares y de los lazos. Los lazos en alar deben instalarse en las cercanías de lugares de-­‐alto tránsito de zorros y poco tránsito de especies no-­‐objetivo. Para la colocación, se seleccionaran lugares con vegetación n arbórea y arbustiva, de forma que se pueda-­‐construir el alar, y con recursos que aumenten la probabilidad de paso de los animales, tales como proximidad, de charcas, cursos de arroyos, o bordes de manchas de vegetación densa. El alar deberá construirse en las proximidades de caminos y pistas, de forma que se facilite la revisión del mismo desde un vehículo y de los lazos instalados. En todo caso, el alar deberá ser visible y revisable desde el camino. El conocimiento, la experiencia y la capacidad de observación y lectura de indicios del especialista en control de predadores son fundamentales a la hora de Instalación
de los
seleccionar la ubicación de lalares
os alares y de las trampas en el alar. ?-;& !"!%);& ;-0& 4-%*-0);& "10)!");& 4-0;#%$1*-;& @)0)%!".)0#)& 4-0& %);#-;& *)& A)@)#!4190&
B%-4)*)0#);&*)&%-,!;&*)&.!#-%%!"&-&B-*!;&*)&!%(-"!*-+&C)@$"!%.)0#)&;)&*)D!%!0&!()%#$%!;&-&
#%-0)%!;&B!%!&"!&10;#!"!4190&*)&"-;&"!,-;+&
Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 10 Debe de evitarse ubicaciones donde el lazo, una vez capturado el animal, pudiera quedar trabado o enredado. Este hecho podría originar lesiones de gravedad a los animales capturados, al poder perturbar el adecuado funcionamiento del muelle amortiguador de tirones y el quita-­‐vueltas. En las solicitudes deberá constar el número de trampas, la fecha de instalación, coordenadas geográficas o UTM y breve descripción del lugar de colocación. En caso de ser imposible la adopción de estas medidas y con el fin de ayudar a la sociedad de cazadores, los señores Agentes del Medio Natural efectuaran informe al respecto. -­‐ Revisión de las Trampas Todas las trampas serán revisadas una. vez al día, cada mañana, comenzando al amanecer. Normalmente, los zorros o los ejemplares de especies no objetivo serán capturados por la noche, siendo mayor el riesgo de sufrir lesiones cuanto mayor sea el tiempo que permanecen retenidos por la trampa. En la revisión se anotarán de forma sistemática datos sobre el estado de cada trampa y las posibles incidencias que hubieran ocurrido desde el día anterior. -­‐ Manejo de los animales capturados Es necesario un adecuado manejo de los animales capturados. Una trampa puede ser muy selectiva para capturar zorros sin ocasionarles ningún tipo de lesión. Sin embargo, estos animales pueden ser sometidos a sufrimientos innecesarios si no son inmovilizados y sacrificados correctamente, o en su caso liberados si no constituyen la especie objetivo. -­‐ Aproximación al animal capturado A veces, las características del terreno nos permitirán avistar al animal capturado sin ser detectados por el mismo. Cuando esto sea posible, deberá aprovecharse esta circunstancia para, a distancia, identificar la especie capturada y evaluar si el ejemplar tiene un comportamiento normal o por el contrario parece presentar alguna lesión: Otras veces, el terreno no permitirá la inspección a distancia descrita anteriormente. En todo caso, la aproximación al animal capturado se hará siempre de la misma forma: rápida y decidida. Ha sido comprobado en trabajos experimentales que los mayores esfuerzos del animal por liberarse, y por tanto el momento de mayor riesgo de producirse lesiones de gravedad, se producen en presencia del hombre. -­‐ Inmovilización y sacrificio de la especie objetivo. Tras la aproximación al animal capturado, éste deberá ser inmovilizado con seguridad y rapidez. Para ello resulta imprescindible una herramienta adecuada, una pértiga de manejo, que en su extremo anterior lleva un lazo metálico regulable para inmovilizar al animal por el cuello. Esta operación no deberá suponer mayor dificultad una vez adquirida cierta experiencia, mediante un disparador de bala cautiva posicionado perpendicularmente en el frontal del cráneo del animal De Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 11 esta forma el animal perderá la conciencia de forma inmediata y morirá instantes después. Este método de sacrificio está reconocido como un método de sacrificio no cruel. Otra ventaja adicional del disparador de bala cautiva. el que, sí bien el usuario debe guardar ciertas precauciones, no requiere licencia de armas y minimiza el riesgo para el operario al no haber posibilidad de rebote como en el caso de utilizar armas de fuego convencionales. -­‐ Captura de especies no objetivo. En el caso de capturar accidentalmente alguna especie no-­‐objetivo, se recomienda provecer de la siguiente forma: En caso de especies amenazadas y no amenazadas, y en aparente buen estado de salud, se liberarán in situ cortando el cable de retención tras ser inmovilizadas adecuadamente en los mismos términos de los expuestos anteriormente para los zorros. Si durante las operaciones de aproximación y manejo se detectara alguna lesión de aparente gravedad, se procedería de alguna de las dos siguientes formas: bien retirándose a una distancia prudencial y avisando. a las autoridades competentes, bien, en el caso de usuarios más especializados, introduciendo al animal en una jaula de manejo y trasladándolo a algún centro de recuperación desde donde, una vez recuperado de las heridas, se devolvería a su hábitat original. -­‐ Recomendaciones de seguridad para los usuarios Los lazos no son susceptibles de provocar daños de gravedad a los usuarios durante su instalación o manejo No obstante, los pequeños cortes o contusiones, bien con los propios elementos metálicos de los lazos o las herramientas para su instalación, bien con elementos del entorno como piedras, ramas etc, serían fácilmente tratables in situ con el material incluido en los habituales botiquines requeridos para los operarios de trabajos forestales, botiquín que todo especialista en el control de predadores deberá llevar en su vehículo. Riesgos de mayor gravedad podrían derivarse de un inadecuado manejo de los animales capturados. Así, si bien el disparador de bala cautiva comporta menos riesgos que un arma de fuego convencional, un accionamiento accidental del mismo podría ocasionar lesiones de gravedad al usuario. Por ello, resulta muy recomendable lo siguiente: familiarizarse con el mismo antes de ser utilizado por primera vez, cargar el cartucho de pólvora antes de aproximarse al animal y mantener activado el seguro en todo momento, salvo en el momento de proceder al sacrificio del animal. Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 12 Finalmente, un inadecuado manejo de los animales podría conducimos a ser heridos por éstos. Las consecuencias más graves podrían darse en el caso de ser mordidos por un animal silvestre. Además de la propia herida, la.mordedurá de animales silvestres podría transmitirnos enfermedades. Por ello, además, de estar al corriente del calendario de vacunaciones preceptivas para operarios de trabajos forestales, en caso de ser herido por un animal silvestre. se debería acudir al centro de salud, más cercano para que el médico correspondiente valorara el alcance de la herida y tomara las decisiones. más convenientes al respecto. -­‐MÉTODOS EXTRAORDINARIOS. Recordad que el control de predadores mediante métodos selectivos es una medida de captura extraordinaria y sólo se podrá autorizar su uso, una vez homologado el método y hayan concurrido los siguientes presupuestos: -­‐
-­‐
Cuando se utilicen después de haber practicado otras modalidades para el control de predadores (armas de fuego, perros de madriguera). Cuando se hayan tomado otras medidas para la recuperación de especies de caza menor, tales como disminución de la presión cinegética, la provisión en el coto de infraestructuras para la mejora de las poblaciones de especies de caza menor o introducciones recientes. Federación Extremeña de Caza Gestión Cinegética 2011 José María Gallardo Gil 
Descargar