Descarga - moniquilla

advertisement
COMPETITIVIDAD EMPRESARIAL
MONICA SANCHEZ MARTINEZ
CORPORACION UNIVERSITARIA DE CIENCIA Y DESARROLLO
(UNICIENCIA).
FACULTAD DE ADMINISTRACION DE EMPRESAS
IX SEMESTRE
RESTREPO VALLE
NOVIEMBRE 27 DEL 2010
COMPETITIVIDAD EMPRESARIAL
MONICA SANCHEZ MARTINEZ
DOCENTE:
INGENIERO: FRANCISCO JAVIER DIAZ
CORPORACION UNIVERSITARIA DE CIENCIA Y DESARROLLO
(UNICIENCIA).
FACULTAD DE ADMINISTRACION DE EMPRESAS
IX SEMESTRE
RESTREPO VALLE
NOVIEMBRE 27 DEL 2010
INTRODUCCIÓN
Las nuevas teorías del desarrollo económico señalan que los factores críticos para
lograr un desarrollo sostenible son el incremento de los conocimientos y los
cambios tecnológicos. Ya no son los clásicos factores de dotación de recursos
naturales, ni los costos de la mano de obra, los que explican las ventajas
comparativas y competitivas; ni son mucho menos, la acumulación pura y simple
de capitales, maquinaria y equipos de alto contenido tecnológico.
Las nuevas tecnologías han creado condiciones diferentes en la división
internacional del trabajo y, hoy en día, las empresas se han visto forzadas a
evolucionar rápidamente para mantener su competitividad en las condiciones de
globalización de los mercados y la internacionalización de las economías. Así las
ventajas competitivas se crean introduciendo nuevos conceptos, tales como la
gestión estratégica de la tecnología y la innovación. El concepto de tecnología ha
evolucionado de manera que no hace referencia solamente a máquinas, equipos y
herramientas, tecnología, se refiere también a conocimiento, habilidades y
capacidad de organización.
En este contexto, en el ámbito internacional las empresas han desarrollado un
nuevo enfoque dentro de la gestión, que involucra los recursos humanos, las
nuevas tecnologías, la comunicación, los métodos de dirección y la cultura
organizacional.
Michael Porter a partir de la definición de “cadena de valor” identifica las líneas de
acción que la empresa puede tomar para diseñar su estrategia competitiva
adecuada a sus necesidades.
COMPETITIVIDAD EMPRESARIAL
La eficacia es un concepto relativo a la capacidad de una organización para
cumplir con su misión. Sin embargo, eficacia no implica eficiencia ya que una
organización puede ser eficaz, pues cumple correctamente su misión, pero esto no
implica que resulte eficiente, pues invierte grandes recursos en el logro de sus
resultados económicos. De igual forma puede lograr la eficiencia y la misión estar
mal formulada (no se corresponde con la necesidad económica y social) por lo que
podría resultar ineficaz la gestión de la empresa. Ambos términos están implícitos
en la excelencia empresarial y a su vez el término se identifica con el logro de
ventajas sostenidas en el mercado por lo que la excelencia es asociada con la
competitividad.
Por competitividad se entiende "la capacidad de una empresa u organización de
cualquier tipo para desarrollar y mantener unas ventajas comparativas que le
permiten disfrutar y sostener una posición destacada en el entorno socio
económico en que actúan. Se entiende por ventaja comparativa aquella habilidad,
recurso, conocimiento, atributos, etc., de que dispone una empresa, de la que
carecen sus competidores y que hace posible la obtención de unos rendimientos
superiores a estos”. Para Porter, en su artículo “Cómo las Fuerzas Competitivas le
dan forma a la Estrategia” esa ventaja tiene que ver en lo fundamental con el valor
que una empresa es capaz de crear para sus compradores y que exceda al costo
de esa empresa por crearlo.
El término competitividad es muy utilizado en los medios empresariales, políticos y
socioeconómicos en general. A ello se debe la ampliación del marco de referencia
de nuestros agentes económicos que han pasado de una actitud auto protectora a
un planteamiento más abierto, expansivo y proactivo.
La competitividad es un concepto relativo, muestra la posición comparativa de los
sistemas (empresas, sectores, países) utilizando la misma medida de referencia.
Podemos decir que es un concepto en desarrollo, no acabado y sujeto a muchas
interpretaciones y formas de medición. Dependiendo de la dimensión a la que
pertenezcan los sistemas organizativos, se utilizarán unos indicadores distintos
para medirla.
Para comprender el cómo llegar a la competitividad, hay que tener presente los
siguientes elementos de enlace: ¿Cuáles son los factores que la condicionan?
¿Cuál es la relación estrategia-competitividad? Intentar un mínimo
esclarecimiento, a partir de la práctica gerencial actual y de los criterios de los
estudiosos del tema, es siempre una valiosa ayuda para desbrozar el camino
hacia la competitividad.
La competitividad y la estrategia empresarial
La competitividad no es producto de una casualidad ni surge espontáneamente; se
crea y se logra a través de un largo proceso de aprendizaje y negociación por
grupos colectivos representativos que configuran la dinámica de conducta
organizativa, como los accionistas, directivos, empleados, acreedores, clientes,
por la competencia y el mercado, y por último, el gobierno y la sociedad en
general.
Una organización, cualquiera que sea la actividad que realiza, si desea mantener
un nivel adecuado de competitividad a largo plazo, debe utilizar antes o después,
unos procedimientos de análisis y decisiones formales, encuadrados en el marco
del proceso de "planificación estratégica". La función de dicho proceso es
sistematizar y coordinar todos los esfuerzos de las unidades que integran la
organización encaminados a maximizar la eficiencia global.
Para explicar mejor dicha eficiencia, consideremos los niveles de competitividad,
la competitividad interna y la competitividad externa. La competitividad interna se
refiere a la capacidad de organización para lograr el máximo rendimiento de los
recursos disponibles, como personal, capital, materiales, ideas, etc., y los
procesos de transformación. Al hablar de la competitividad interna nos viene la
idea de que la empresa ha de competir contra sí misma, con expresión de su
continuo esfuerzo de superación.
La competitividad externa está orientada a la elaboración de los logros de la
organización en el contexto del mercado, o el sector a que pertenece. Como el
sistema de referencia, ésta debe considerar variables exógenas, como el grado de
innovación, el dinamismo de la industria, la estabilidad económica, para estimar su
competitividad a largo plazo. La empresa, una vez ha alcanzado un nivel de
competitividad externa, deberá disponerse a mantener su competitividad futura,
basado en generar nuevas ideas y productos y de buscar nuevas oportunidades
de mercado.
Calidad total: estrategia clave de la competitividad
El mundo vive un proceso de cambio acelerado y de competitividad global en una
economía cada vez más liberal, marco que hace necesario un cambio total de
enfoque en la gestión de las organizaciones.
En esta etapa de cambios, las empresas buscan elevar índices de productividad,
lograr mayor eficiencia y brindar un servicio de calidad, lo que está obligando que
los gerentes adopten modelos de administración participativa, tomando como base
central al elemento humano, desarrollando el trabajo en equipo, para alcanzar la
competitividad y responda de manera idónea la creciente demanda de productos
de óptima calidad y de servicios a todo nivel, cada vez mas eficiente, rápido y de
mejor calidad.
Para comprender el concepto de calidad total, es útil hacerlo a través del concepto
denominado "paradigmas". Un paradigma se entiende como modelo, teoría,
percepción, presunción o marco de referencia que incluye un conjunto de normas
y reglas que establecen parámetros y sugieren como resolver problemas
exitosamente dentro de esos parámetros. Un paradigma viene a ser, un filtro o un
lente a través del cual vemos el mundo; no tanto en un plano visual propiamente,
sino más bien perpetuo, comprensivo e interpretativo.
La calidad total no solo se refiere al producto o servicio en sí, sino que es la
mejoría permanente del aspecto organizacional, gerencial; tomando una empresa
como una máquina gigantesca, donde cada trabajador, desde el gerente, hasta el
funcionario del más bajo nivel jerárquico esté comprometido con los objetivos
empresariales.
Para que la calidad total se logre a plenitud, es necesario que se rescaten los
valores morales básicos de la sociedad y es aquí, donde el empresario juega un
papel fundamental, empezando por la educación previa de sus trabajadores para
conseguir una población laboral más predispuesta, con mejor capacidad de
asimilar los problemas de calidad, con mejor criterio para sugerir cambios en
provecho de la calidad, con mejor capacidad de análisis y observación del proceso
de manufactura en caso de productos y poder enmendar errores.
COMO ESTIMULAR LA COMPETITIVIDAD
La estimulación necesaria para que un país, una empresa nacional, una
transnacional etc, sea más competitivo, es resultado de una política fomentada por
el estado que produzcan las condiciones para proveer la estabilidad necesaria
para crecer y se requiere de la construcción de un Estado civil fuerte, capaz de
generar, comunidad, cooperación y responsabilidad.
Este enfoque de orientación a procesos, automatización y mejoramiento continuo
plantea un círculo virtuoso que realimenta a la organización para capitalizar las
lecciones aprendidas en la búsqueda de un equilibrio entre la excelencia
operativa, la cercanía al cliente y la innovación como vertientes claves del
desempeño empresarial moderno.
Heinsohn ha identificado la necesidad de competitividad empresarial como un
requerimiento clave para el desarrollo del país y ha dispuesto para el mercado un
portafolio de productos y servicios desarrollados por más de 30 años de
experiencia y cercanía con sus clientes. Este portafolio se fundamenta en el
entendimiento y conceptualización de soluciones de tecnología de información,
basadas en la integración de productos de software, aplicaciones empresariales,
servicios de consultoría altamente calificada, y las mejores prácticas aprendidas
para habilitar procesos de negocio.
Esta orientación a soluciones de tecnología de información le permite a nuestros
clientes simplificar la complejidad de implantación de procesos automáticos,
facilitar la flexibilidad para adaptarse a los continuos cambios, garantizar la
confiabilidad de los resultados y mantener en forma sostenible los resultados
alcanzados con este modelo característico de las empresas altamente
comprometidas con la calidad y la transferencia de valor a sus clientes.
Los beneficios logrados con la implantación activa y comprometida de procesos de
negocio bajo tecnologías de información se enmarcan en la disminución de costos
operativos y de mantenimiento a mediano y largo plazo, concepto conocido como
el mejor costo total de propiedad, la disminución de riesgos, y la generación de
condiciones de calidad, como oportunidad, efectividad, y exactitud en el
desempeño de los procesos empresariales.
Estos beneficios impactan positivamente la competitividad empresarial de las
empresas que abordan el reto de automatización de procesos con el concurso de
Heinsohn como proveedor de soluciones, dado que su personal cuenta con
competencias altamente calificadas por las certificaciones más reconocidas de la
industria de tecnología de información, por la gestión integral que Heinsohn hace
de los proyectos que aborda mediante metodologías, técnicas y herramientas que
garantizan la efectividad de la ingeniería de software, y la confianza generada por
una gobernabilidad de proyectos basada en herramientas automáticas de
monitoreo, seguimiento y control en tiempo real.
En resumen las tecnologías de información juegan un papel habilitador en la
transformación empresarial hacia la competitividad, por que facilitan la adopción
de múltiples canales de interacción para generar confianza y cercanía con sus
clientes y proveedores tales como el internet, extranet, Computación móvil, y
aplicaciones especializadas tipo “Customer Relationship management”; Se
promueve la eficiencia operacional basada en la automatización de la gestión
integral del ciclo de vida de los procesos colaborativos; e incentiva la innovación
de productos y servicios que atiendan dinámicamente la demanda cambiante de
los
mercados.
La Competitividad Sistémica, dentro de la competencia Global y la Libertad de
acción nacional analiza que para poder afrontar con éxito las nuevas exigencias,
las empresas y sus organizaciones necesitan readecuarse tanto a nivel interno
como en su entorno inmediato; analiza también que se requiere introducir
profundos cambios en tres planos diferentes:
1 - En la Organización de la Producción: cuyo objetivo es acortar los tiempos de
producción, sustituyendo.
2 - En la organización del desarrollo del producto: La organización paralela de
diferentes fases del desarrollo, y la reintegración del desarrollo, la producción y la
comercialización contribuyen a disminuir fuertemente los tiempos de desarrollo, a
fabricar productos con mayor eficiencia y a comercializarlos con mayor facilidad.
3 - En la organización y relaciones de suministro: las empresas reducen la
profundidad de fabricación para poder concentrarse en la especialidad que
asegura su competitividad; reorganizan el suministro introduciendo, sobre todo,
sistemas de producción "justo a tiempo" y reorganizan su pirámide de
subcontratación, reduciendo la cantidad de proveedores directos y elevando a
algunos de ellos a la categoría de proveedores de sistemas integrados al proceso
de desarrollo del producto.
CONCLUCIONES
 La competitividad empresarial requiere un equipo directivo dinámico,
actualizado, abierto al cambio organizativo y tecnológico, y consciente de la
necesidad de considerar a los miembros de la organización como un
recurso de primer orden al que hay que cuidar.
 los procesos de tecnologías de información que son la base de los procesos
productivos, administrativos y contables, pueden ayudar a establecer parte
de las condiciones asociadas a la implementación de la gestión del
conocimiento, apoyando la generación de ventajas competitivas basadas en
la capacidad de innovación y la explotación de las capacidades de cada
uno de los miembros de la organización.
 La tecnología es el medio que le permite a las organizaciones ser mas
competitivas en todos sus aspectos, disminuyendo tiempo en sus labores,
brindando una mejor calidad de vida a todo su recurso humano, siendo este
su base para el fortalecimiento de todas sus áreas y así poder satisfacer a
sus clientes, brindando productos de su agrado y de una forma mas rápida.
BIBLIOGRAFÍA
 http://www.timagazine.net/timagazine
 Cómo obtener Ventajas Competitivas por medio de la Información.
 http://www.nevanet.com, Gestión del conocimiento
 La Gestión del Conocimiento: Nueva Cultura Empresarial
Descargar