el plan director del castillo de chulilla: su necesidad

advertisement
EL PLAN DIRECTOR DEL CASTILLO DE CHULILLA: SU NECESIDAD
Liliana Palaia Pérez, Julián Esteban Chapapría. Dres. Arquitectos
INTRODUCCIÓN
El castillo de Chullia se ubica en la comarca de Los Serranos, en la provincia de Valencia, y
cuenta con declaración genérica de monumento B.O.E 30.03.1981.
Aunque en muchos casos la construcción de los castillos es de época anterior, han sido los
árabes, a partir del siglo VIII, quienes desarrollaron una compleja red de castillos y de torres en la
provincia de Valencia, dada la importancia de las tierras valencianas en la civilización musulmana
de Al-Andalus.
El castillo de Chulilla, por su emplazamiento, puede decirse que corresponde a los castillos
"montanos", caracterizados por no tener foso y presentar varios recintos amurallados, aunque en
este caso solo existe un lienzo de muralla y un pretil que protege el camino de acceso a la puerta
de entrada. Encierra un importante espacio interior cuya función principal era la de servir de
refugio a los habitantes de la población de todo el término.
Ocupa la parte alta de un gran peñón, el Monte del Castillo, a lo largo de su cara Este. El río Turia
discurre por detrás del mismo. El peñón tiene una configuración que hace que el castillo no
necesite de sistemas defensivos más que por la cara Este, dado que por las otras caras presenta
cortados a pico.
De los castillos de la comunidad Valenciana estudiados por Pierre Guichard, los localizados en la
Sierra de Segaria: Sagra, Benimeli, Sanet y Negrals, Rafól de Almunia son similares en su
configuración, al de Chulilla: son estructuras de gran longitud de 100 m de largo, recostados en la
montaña, y de poco ancho (unos 20 m). Entre los castillos dotados con celoquia, habitaciones
para los señores, se citan los castillos de Corbera y Llutxent
RESEÑA HISTÓRICA
Según la tradición1, en 1238, el rey Don Jaime I debido a la inexpugnabilidad del castillo árabe
propiedad de Abu Zayd, tuvo que pactar la rendición respetando vidas y haciendas de los
habitantes de la población allí refugiados.
El "Llibre del Repartiment" recoge la donación de este castillo al caballero Rodrigo Ortiz. Al final
del reinado de Jaime I, se realizó un inventario como para "ajustar definitivamente las distintas
donaciones y repartimientos", efectuados en diversas ocasiones que no coincidían
frecuentemente con la realidad y originaban pleitos y litigios. El mismo Jaime I lo cede el 26 de
febrero de 1247 al Obispo Andrés de Albalate como compensación por el ruidoso pleito habido
entre ambos.
En 1331, Alfonso IV el Benigno, alterando la condición expresada por Jaime I de que se
respetaran los derechos y haciendas de los musulmanes, otorgó un privilegio para los
repobladores cristianos que se quisieran establecer en la villa, así como la expulsión de los
musulmanes.
En 1340 el Obispo Ramón Gastan expulsa a los moros de la población y otorga carta puebla a
favor de cien pobladores cristianos viejos, cuyos síndicos Miguel Sylvestre y Arnaldo de Garnica
la reciben del representante del Obispo y alcayde del castillo Balagur Rodó. El primer sínodo de
la iglesia valenciana aparece firmado por este mismo Obispo Ramón "in nostro castello Xulilae".
1
Su origen según V. Marés es romano: "Su primer origen es de Romanos, poco después Julio Cesar en memoria del
cual monarca, se llamó Iulioa, o Iuliela". Escolano le atribuye el nombre de Juliella, de origen godo.
1
A partir del siglo XVI, y probablemente con el precedente de haber servido de encierro a algunos
agermanados, el castillo pasa a ser utilizado como prisión eclesiástica haciéndose célebre en la
Inquisición Valenciana la frase "... El juez le amenazó con el castillo de Chulilla…".
Durante la guerra de sucesión entre Austrias y Borbones (comienzos del XVIII) el castillo fue
ocupado por los ingleses que lo desalojaron tras la batalla de Almansa, y por los franceses
durante la guerra de la independencia (comienzos del XIX). Fue escenario de las guerras carlistas
(tercera década del XIX hasta 1870). A partir de este momento, y muy dañado por los ataques
sufridos, comienza su degradación.
BREVE DESCRIPCIÓN
El castillo de Chulilla ha sido objeto a través de los siglos de reedificaciones y transformaciones
sobre la construcción original, aunque su trazado sigue tipologías árabes de estas
construcciones. Es un recinto fortificado con una longitud total de 250 metros, asentado en la
ladera de una montaña
El acceso se hace a través de un camino en dirección Sur-Norte que parte de las casas más altas
de la población, está protegido por un pretil de defensa de 130 metros de longitud que asciende
en paralelo al recinto, girando 180º en su último tramo (de 27 metros) para enfocar el acceso
propiamente dicho y acabar de ascender los 24,88 metros que existen desde el inicio del camino
Se distinguen tres espacios diferenciados: el Acceso, el Albacar,y la Celoquia,
El acceso,
Cuenta con una construcción anterior construida durante las guerras carlistas, se hace junto a un
primer cubo de muralla y atravesando un vano que en su cara exterior está resuelto con un arco
de medio punto de ladrillo y en la interior con arco rebajado de sillería bien labrada, queda
entremedio el hueco del portón. Sobre este acceso discurre un paso de vigilancia almenado que
lleva al cubo citado.
Una vez en el interior se observan los restos de construcciones de lo que debió ser el cuerpo de
guardia que debía ser atravesado para introducirse en el recinto amurallado. Esta primera parte
del castillo se une con lienzos de muralla que subiendo y adaptándose al terreno se desarrollan
hasta el extremo norte de la montaña
Zona intermedia o albacar
Hacia el centro de su recorrido y hacia el sur, son de nuevo restos de construcciones de
habitación de los que se conserva en mejor estado una pequeña dependencia abovedada con un
pequeño hueco al exterior.
La celoquia,
Situada al sur del recinto amurallado, es donde se encuentran más restos de habitaciones
distribuidas en forma de U alrededor de un pato irregular y cerrando el espacio al final de la
plataforma.
Se hallan construcciones de tapial, tres, una a continuación de la otra, adosadas a la montaña;
otra habitación formando la base de la U con dos amplios huecos recubiertos de sillería
recayendo sobre una de las caras más abruptas del peñón, y una amplia dependencia en el
mismo sentido de desarrollo de los lienzos de muralla y rematado con un cubo de planta irregular
que estuvo almenado.
En la parte superior de la montaña donde forma una pequeña meseta, quedan restos de dos
aljibes, que aprovechan el desnivel del terreno para recoger el agua. El mayor, situado más al sur
es de grandes dimensiones, teniendo 6,50 metros de largo por 3,10 metros de ancho y una
profundidad de 1,80 metros. Su interior está enlucido y conserva restos de pintura roja, en el
suelo quedan fragmentos de mortero con enlucido pintado del mismo color y todo el conjunto está
2
construido en piedra. No queda ningún arranque de bóveda lo que hace pensar que tuviera una
cubierta de madera o cañizo.
El otro aljibe tiene las mismas características a excepción de que su tamaño es menor 7,90
metros de largo por 1,50 metros de ancho y una profundidad de 2,20 metros, para su
construcción se ha aprovechado el cortado de la pared, que unido a su doble enlucido lo hace
irregular.
Se tiene constancia de que existía también allí una pequeña iglesia consagrada a San Miguel,
como dice V. Marés: "con su pequeña campana, para llamar a los que de dentro del mismo
castillo van de caza"..., pero en la actualidad no queda ningún resto, aunque si numerosos
fragmentos de tejas2.
TRABAJOS REALIZADOS EN EL CASTILLO
1982. RESTAURACIÓN DEL CASTILLO DE CHULILLA, encargado por la Dirección General de
Bellas Artes del Ministerio de Cultura, a D. Julián Esteban Chapapría, Dr. Arquitecto. Colabora en
la Dirección, Liliana Palaia
1986. TRABAJOS DE EXCAVACIÓN, PUESTA EN VALOR DE ESTRUCTURAS HISTÓRICAS
EXISTENTES Y QUE APAREZCAN EN EL CASTILLO DE CHULILLA, encargado a Liliana
Palaia. Presentación en Julio de 1987, del “LEVANTAMIENTO TOPOGRÁFICO Y MEMORIA
HISTÓRICA. No se completa y por lo tanto no se ejecuta el proyecto
1998. PROPUESTA DE INTERVENCIÓN EN EL CASTILLO DE CHULILLA PARA HACERLO
VISITABLE, por resolución del Conseller de Cultura, Educación y Ciencia, encargado a Liliana
Palaia. ACTUALIZACIÓN DEL PRESUPUESTO, 2008. Hasta la fecha sin ejecutar
ESTADO ANTERIOR A LAS EXCAVACIONES DE 1982
Intervención en el monumento ante el posible peligro de desmoronamiento que ofrecían las
fábricas que conforman el recinto amurallado, que recaen sobre el pueblo. A mediados de 1981
se programó, con cargo a los presupuestos de inversiones de 1982, una intervención con un
presupuesto relativamente escaso.
Trabajos realizados: vaciado de tierras, consolidación de las fábricas de mampostería y de tapial,
reposición de sillería de los arcos de la celoquia.
Criterios generales seguidos en la intervención:
- procurar la mínima pérdida de material original
- no introducir materiales o elementos que pudieran desvirtuar la lectura de las fábricas existentes
- emplear materiales de similares características a los existentes
LEVANTAMIENTO DE 1987 Y AMPLIACIÓN DE ESTUDIOS HISTÓRICOS
El levantamiento realizado tras la primera fase de los trabajos en el Castillo permitió recoger las
estructuras que quedaron vistas tras las excavaciones de la misma. Dada la gran extensión del
recinto, junto con las diferencias de niveles que presenta, el levantamiento se realizó con apoyo
topográfico. La ampliación de los estudios históricos realizados en 1987, incluyeron el resultado
de la consulta de diversas fuentes, archivos y Bibliotecas, que se citan a continuación: Archivo del
Reino de Valencia, Archivo Histórico Municipal, Archivo Catedralicio3 y Archivo Histórico del
Ejército.4
2
Pérez-Olagüe, C Conselleria de Cultura y Deporte, www.cut.gva)
Los documentos consultados en el Archivo Catedralicio, han sido:
- Donación del Castillo de Chulilla al Obispo de Valencia, 26 de febrero de 1273. Pergamino 5014.
- Carta Puebla en favor de los cristianos, 8 de febrero de 1340. Pergamino 8173.
- Confirmación de donación de Jaime I al Obispo de Valencia de los Castillos de Chulilla y Gárig, 12 de junio de 1340,
Pergamino 2033.
- Acta de los obligados de la Villa de Chulilla, expulsión de los moros, 13 de noviembre de 1640.Legajo 12:38
4 Además se ha recopilado información gráfica a través de planos de planta y grabados de distintas épocas. Estos son:
3
3
La consulta de estos archivos, tan dispares entre sí obedece a las distintas etapas de ocupación
que se han sucedido en el recinto del castillo:
- primera ocupación árabe.
- dominación cristiana a partir de 1238
- creación de la baronía de Chulilla a partir de 1271
- prisión eclesiástica durante el siglo XVI
- fortificación durante las guerras carlistas
- 1ª Guerra Carlista 1833-18395
- 3ª Guerra Carlista 1872-1876
PLANTEAMIENTO GENERAL DE LOS TRABAJOS, PARA HACER VISITABLE EL CASTILLO.
PROPUESTA DEL AÑO 2001
Tras la realización de diversas visitas al Castillo se determinó su estado de conservación en esas
fechas que se resumen como sigue:
- se ha colocado una puerta metálica de rejas, en el arranque del pretil de la subida al castillo que
está alterando la fisonomía del acceso al Monumento. Ésta ha de retirarse y sustituirse por otra
que ofrezca un acceso más digno al recinto.
- se observa que las vegetaciones han crecido tanto en las murallas como en las fábricas que
configuran las distintas dependencias.
-en localizaciones muy concretas, ha tenido lugar el desprendimiento de los acabados de yeso
originales que presentan los paramentos, que requerirían una rápida intervención de
consolidación.
- diversos bancos de obra existentes, que habían aparecido tras los trabajos de vaciado de tierras
en la fase anterior, presentan signos de deterioro (vandalismo).
- de manera muy puntual, el tapial de tierra estabilizada, empleado en la consolidación de los
restos arquitectónicos en la primera fase de los trabajos, presenta signos de deterioro.
- el espacio abovedado que se encuentra en la zona intermedia, que se supone que ha servido
de calabozo para la prisión eclesiástica, presenta gran cantidad de graffiti recientes que se han
aplicado sobre morteros originales, que a su vez contaban con graffiti históricos.
- la habitación que se encuentra en la torre junto al patio de armas, en la zona de la celoquia,
presenta acumulación de desperdicios.
- la muralla, en su extremo sur (celoquia), presenta desprendimientos que requieren trabajos de
consolidación a corto plazo.
La propuesta para su intervención incluía:
- Investigación arqueológica a fin de centrar la LECTURA DE LAS FÁBRICAS EXISTENTES, de
tal modo que la información que se brinde a los posibles visitantes del Castillo esté refrendada
mediante un estudio metodológico.
- Realización de tareas de LIMPIEZA Y MANTENIMIENTO, que lleve la situación actual al
momento de finalización de los anteriores trabajos, mejorando los remates de los muros
consolidados de tapial degradados por la acción de la intemperie
- Realización de trabajos de CONSOLIDACIÓN de los revestimientos desprendidos en los muros
existentes.
- NIVELACIÓN Y FORMACIÓN DE PAVIMENTOS a base de sistemas compatibles con el
conjunto y el enclave de que se trata, teniendo en cuenta la necesidad de formación de
pendientes para evacuación de aguas de lluvia.
-Laborde, A., Itinerario Descriptivo de las Provincias de España, Valencia, 1826, pag. 60.
-Cavanilles, A.J., "Observaciones sobre la Historia Natural del Reyno de Valencia, Madrid, 1795-1797.
-Plano de Vicente Casanovas, 1840, con perspectiva del castillo, Servicio Cartográfico del Ejército.
-Plano del General Aspiroz, 1839, Archivo Histórico del Ejército
5 Para recoger datos sobre las fortificaciones realizadas en el castillo de Chulilla en ocasión de las Guerras Carlistas se
ha consultado en primer lugar al historiador D. Manuel Ardit, especialista en este tema. Según sus indicaciones se han
localizado varias obras. Una de ellas es la Memoria sobre el espediente y acción del 2 de agosto de 1839, en los
campos de Chulilla, por D.M. de C. y S., Gefe de E.M. de la Brigada de la Ribera, Valencia 1839, consultado en la
Biblioteca Municipal, Archivo Histórico.
4
- Colocación de algún SISTEMA DE CONTROL DE ACCESO al recinto, para regular las visitas y
posibles acciones vandálicas, así como para propiciar una cierta seguridad a los visitantes.
- ESTUDIO DE POSIBLES RECORRIDOS Y SEÑALIZACIÓN, tanto para informar de los
elementos que se observan, así como para prevenir a los visitantes sobre situaciones que pueden
ofrecer peligro (los grandes huecos de la celoquia, los pretiles de la zona anterior a la muralla,
etc.).
Se señalaba en la memoria del proyecto la necesidad de realizar una intervención adicional y
necesaria, abarcando tareas de:
- consolidación de las fábricas de tapial y de mampostería,
- consolidación y tratamiento de los revestimientos existentes.
NECESIDAD DE UN PLAN DIRECTOR
Las determinaciones del Plan Director permitirían la planificación de estudios e investigaciones a
realizar sobre el Castillo de Chulilla, históricos y arqueológicos, el estudio de materiales
existentes y de conservación, y su programación, y la preparación de un presupuesto.
Otro aspecto fundamental en este tipo de monumentos es la previsión de un PLAN DE
MANTENIMIENTO Y CONSERVACIÓN, en el que se realizaría la cuantificación y valoración por
anualidades con indicación detallada de tareas a desarrollar, en función de la Arquitectura y de
los servicios, usos o actividades que se puedan desarrollar, fruto de los estudios realizados, a
nivel económico, cultural y social
Fuentes consultadas:
Memoria del Proyecto de Intervención de D. Julián Esteban Chapapría. 1982
Memoria final de la Intervención de D. Julián Esteban Chapapría. 1985
Memoria del Proyecto de Intervención de Liliana Palaia. 1998
Inventario de la Conselleria de Cultura y deporte. Generalitat Valenciana. Castillo de Chulilla
5
Descargar