Supremo Poder

advertisement
“Supremo Poder”
Atentado terrorista mata 50 civiles
Estalla guerra en sector Israelí
Familias mueren por desnutrición en Sudáfrica
Nueva epidemia ataca la humanidad
Efecto invernadero azota con un alza de 2 º Celsius en la
temperatura global
Agujero en la capa de ozono aumenta tres veces su diámetro
Estas son noticias que leemos y vemos a diario ¿Qué ocurre en el
mundo? ¿Por qué no hacen nadan las autoridades? Ellos tiene el poder para
cambiar lo que sucede, ya que nosotros se lo otorgamos, sí, esa virtud de
soñar, realizar lo que queremos, buscar nuestros sueños, lograr un objetivo y
cambiar el mundo, es decir el poder de decidir qué queremos y qué no, todo
ese don ha sido delegado para lograr cambios para mejorar. Pero ¿qué ha
sucedido? ¿A quién culpamos si muchos de los que gobiernan o lideran una
región, zona o país lo han utilizado mal? Eso es lo que analizaremos, el poder
¿Qué es? ¿Cómo se obtiene? ¿Cómo se usa? Con este análisis usted podrá
descubrir realmente ¿Por qué es mal utilizado?
Para el análisis nos valdremos de la novela magistral de Augusto Roa
Bastos “Yo, el Supremo”, obra con la que ganó el premio Cervantes, esta es
una novela histórica, completamente verídica, ya que la misma novela es una
compilación de más de veinte mil cartas, volúmenes, folletos, periódicos y
toda suerte de testimonios ocultados, consulados, espigados, espiados en
bibliotecas y archivos oficiales y privados.
Para comenzar en 1776 se creó el virreinato del Río de la Plata en
América, formado por Argentina, Paraguay, Uruguay y Bolivia. Para Argentina,
Paraguay era una dependencia fronteriza poco importante, por lo que este
fue decayendo gradualmente hasta ser considerada insignificante. En 1810
Argentina se independizó de España, pero Paraguay se negó a participar y
proclamó su propia independencia el 14 de mayo de 1811 y ésta se gestó con
la participación de Fulgencio Yegros, Pedro Juan Caballero y el doctor José
Gaspar Rodríguez de Francia. El 17 de Junio se eligió una junta gubernativa
presidida por Fulgencio Yegros y Compuesta por Rodríguez, el Doctor Francia,
y caballero.
El 12 de Octubre de 1813 Yegros, Rodríguez y Francia proclamaron la
república de Paraguay y formaron un consulado, pero a causa de desorden y
caos existentes, el doctor Francia, nombre con el que se conocía a José
Gaspar Rodríguez, que pasaría a ser conocido como el Supremo. En Octubre
de 1814 fue designado Dictador Supremo, ratificándose, en 1816 como
dictador Perpetuo al ser elegido por el Pueblo de Paraguay.
En este período de la historia paraguaya es donde encontramos los
hechos descritos por el libro, es aquí donde centraremos la atención, ya que
este gobierno ha sido catalogado de tiránico, anticlerical y xenófobo. El
Supremo contenía todos los poderes del estado, su poder en el país era total,
él estaba consciente, incluso en el libro encontramos que se auto denomina
yo/él, ya que como el mismo explica, él era el supremo, era yo, pero se había
convertido, o fue convertido en el pueblo al haber recibido el poder de este y
es por ello que es él. Si bien estaba consciente de sus deberes, este gobierno
fue tiránico, analicemos su vida y obra para explicar sus acciones y
pensamientos.
José Gaspar Rodríguez de Francia, nació el 6 de enero de 1766 en
Asunción, era hijo de un militar brasileño y de una noble criolla paraguaya, en
primera instancia estudió teología en la actual Universidad de Córdoba, en
Argentina. Cinco años más tarde logró obtener un doctorado en Teología,
aunque inició la carrera eclesiástica para abrir un despacho de abogados en su
ciudad natal, tiempo después fue elegido alcalde, luego diputado de las
Cortes de Cádiz. Durante su vida combinó dispares creencias religiosas, era un
ávido lector de los principales autores del renacimiento, en especial Jean
Jacques Rousseau, y grandes autores clásicos como Shakespeare, pasaba
largas horas admirando el firmamento estelar, ya que era su mayor afición.
Era un intelectual aislado de aventuras como el amor y el juego, fanático,
idealista, cruel, honrado hasta la monomanía y cuadratura, perdido en el
laberinto del poder, marcado por los escrúpulos, aficionado al singularismo,
viviente bajo un muy estricto código ético y moral, un antiquijote, un
filósofo, un pensador, un loco y violento melancólico y el dictador perpetuo
de Paraguay.
Este personaje es el punto clave en nuestro análisis del poder, ya que
como dijimos él estaba perdido en gran laberinto del poder, sí, es el
minotauro en el gran laberinto del rey Minos, pero debemos considerar un
segundo personaje, al joven vasallo el Sancho Panza latinoamericano, al
Watson paraguayo, a Policarpo Patiño al joven secretario del supremo,
asistente fiel que conoció la verdad del dictador, el aprendiz que fue quien
pudo absorber todos los conocimientos del doctor Francia como lo describe el
mismo maestro: "Eres el charlatán más desaforado del mundo. Pajarraco
que grazna todo el tiempo. Pajarraco para el cual la muerte ya vino; que
va a morir de inmediato aunque poco a poco. No he conseguido hacer de
ti un servidor decente. No encontrarás nunca materia suficiente para
callarte. Con tal de no trabajar, inventas sucedidos que no han sucedido.
" i[1]
Estos dos personajes son en quienes residía el poder de la nación, ya
que sobre Patiño, solo estaba el supremo. El libro como comentamos es una
recopilación de miles de documentos y tanto estos como el libro se pueden
dividir en cuatro grupos, tenemos la circular perpetua escrita por Patiño
narrada por Francia, parte primordial del libro que nos señala claramente el
proceso por el cual él llegó al poder las enseñanzas que el supremo dictaba y
daba a Policarpo parte fundamental, que nos permite analizar tanto sus
pensamientos como el mismo ve el poder las notas del dictador escritas casi
en su totalidad por él y las interrupciones se le atribuyen a Patiño como
Francia escribe: " El que no tiene memoria, copia, que es su manera de
recordar. Es lo que me sucede. Cuando un pensamiento se me escapa, yo
lo quisiera escribir, y sólo escribo que se me ha escapado." ii[2] Esta
parte del texto nos permite desglosar sus pensamientos más profundos y
perduraderos y el último grupo son las narraciones externas recopiladas por el
autor, ya sean pasquines, ofensas, órdenes e incluso notas que permiten
determinar el tiempo que nos permite a uno perdernos en este laberinto
histórico e infinito del poder.
En primera instancia Francia nos otorga una definición de lo que es el
poder y su posición para él: " Difícil ser constantemente el mismo hombre.
Lo mismo no es siempre lo mismo. YO no soy siempre YO. El único que no
cambia es ÉL. Se sostiene en lo invariable. Está ahí en el estado de los
seres súper lunares. Si cierro los ojos, continúo viéndolo repetido al
infinito en los anillos del espejo cóncavo. (No es una cuestión de párpados
solamente. Si a veces ÉL me mira sucede entonces que mi cama se levanta
y boga al capricho de los remolinos, y YO acostado en ella viéndolo todo
desde muy alto o desde muy abajo, hasta que todo desaparece en el
punto, en el lugar de la ausencia. Sólo ÉL permanece sin perder un ápice
de su forma, de su dimensión; más vale creciendo-acreciéndose de sí
propio." iii[3]
El mismo deja claro que está consciente que él, es pueblo y como tal
debe hacer y decidir lo que sea mejor para este e incluso nos aclara: " Yo
soy el árbitro. Puedo decidir la cosa. Fraguar los hechos. Inventar los
acontecimientos.
Podría
evitar
guerras,
invasiones,
pillajes,
devastaciones. Descifrar esos jeroglíficos sangrientos que nadie puede
descifrar. Consultar a la Esfinge es exponerte a ser devorado por ella sin
que se pueda develar su secreto. Adivina y te devoro. Ellos vienen. Nadie
anda solamente porque quiere y tiene dos patas. Nos vamos deslizando
en un tiempo que rueda también sobre una llanta rota." iv[4] Dejando
claro que todo lo que el a hecho para el bien del país, y lo podemos ratificar
al ver que tanto la independencia como muchas obras públicas del siglo se le
adjudican a él. Nos dice: “Me acusan de haber planificado y construido en
veinte años más obras públicas de las que los indolentes españoles
desedificaron en dos siglos. Levanté en las desiertas soledades del Gran
Chaco y de la Región Oriental casas, fortines, fuertes y fortalezas. Las
más grandes y poderosas de la América del Sur: El primero de todos, el
que antiguamente se decía Borbón. Borré este nombre. Borré esta
mancha. Lo que antes no fue sino una estacada de palmas y troncos fue
reconstruido desde los cimientos. Así mientras los portugueses
fortificaban Coimbra para asaltarnos en el remoto Norte, erigí para
contrarrestarlos la Fortaleza del Olimpo. La mandé amurallar de piedras.
Bastión inexpugnable.” v[5]
También nos deja claro cuál es el requisito del poder: “¡Pobre
España! ¡Cuándo podrá salir de la Edad Media con esta especie de zotes
como tú! Lo único que te pido es que permitas incubarme en tu cubo
íncubo. No quiero ser engendrado en vientre de mujer. Quiero nacer en
pensamiento de hombre. Lo demás deja por mi cuenta. Bueno, chaval, si
no es más que eso, ¿a cuento de qué te pones tan pesado? ¡Pardiez! ¡Sal
por el agujero que te plazca y deja de fregar la paciencia! No habrá gran
diferencia; te lo asegura alguien que sabe de agujeros.” vi[6] En este
párrafo el supremo nos habla de dos nacimientos, sí, del maternal donde
todos hemos nacidos, pero habla de un segundo, el nacer del pensamiento del
hombre y más aún continúa diciendo: “Mis lágrimas de niño mezclándose a
su silencio, el sudor que manaba de él tenuemente, heladamente. Pero
aun cuando esto fuera posible, castañeteó al fin, nacerías tan viejo que
antes de nacer ya estarías de nuevo en la muerte, sin poder en realidad
salir nunca de ella. ¡No entiendes! ¡No entiendes tú, viejo cráneo! Tienes
la cabeza de cascote de un castellano viejo.” vii[7]
Con respecto a este nacimiento añade que realmente no se muere
como hombre pensante, como homo sapiens sapiens, hasta que no logremos
nacer de éste ¿Cómo saber o conocer cuando, si lo hemos hecho de este
pensamiento razonamiento superior? Basta pensar, recuerde su más antiguo
recuerdo, el más oculto, profundo y alejado del pensamiento, éramos niños o
ya adultos ¿Cuál es ese recuerdo? No lo ve claramente, si, esto sucede porque
no es recuerdo de un acto vivido, es el recuerdo de un pensamiento, usted
nació realmente del pensamiento del hombre, con éste, ¿pero qué clase de
pensamiento es? Profundicemos mucho más, ¿qué sentimiento le convoca ese
pensamiento o recuerdo?, un anhelo, una tristeza, un sueño podría ser. Pero
no, ese pensamiento es el poder, es la impotencia ante un acto exterior y el
poder nace al querer cambiar este acto exterior nocivo.
Analice el poder: nace en conjunto con el pensamiento, en el
momento que uno desea a toda costa cambiar el exterior, el entorno, quiere
influir en otros, aquí extraemos un significado o definición de poder simple
hasta el momento de nuestro análisis: Poder es ese sentimiento, anhelo,
deseo de cambiar nuestro entorno a nuestro antojo, y el que una
persona pueda o no hacerla depende de la cantidad de poder que
se tenga, y el uso que le demos a este nos mostrara si son buenas o
malas acciones del ser.
El poder nace
razonamiento en su forma superior este conocimiento debería controlarlo y
mantenerlo a raya. Pero basta ver la televisión, leer los diarios, para darse
cuenta que grandes gobernadores de hoy en día con grandes currículum y
doctorados o enseñanzas a nivel mucho superior, se comportan con su uso de
poder como gente iletrada y mayor aún como si fueran pordioseros mentales.
El Supremo nos explica: “Por ahora la posteridad no nos interesa a
nosotros. La posteridad no se regala a nadie. Algún día retrocederá a
buscarnos. Yo sólo obro lo que mucho mando. Yo sólo mando lo que mucho
puedo. Mas como Gobernante Supremo también soy vuestro padre
natural. Vuestro amigo. Vuestro compañero. Como quien sabe todo lo que
se ha de saber y más, les iré instruyendo sobre lo que deben hacer para
seguir adelante. Con órdenes sí, mas también con los conocimientos que
les faltan sobre el origen, sobre el destino de nuestra Nación. Siempre
hay tiempo para tener más tiempo.” viii[8]
El saber, el pensar, el conocimiento, los títulos, los lugares no son
nada, no basta con haber estudiado años y años, y conocer un suceso,
fenómeno en profundidad, hay que aplicarlo en la vida, el poder puede
modificar, dañar, cambiar el conocimiento lo puede controlar a voluntad,
pero el poder se ve gobernado por la sabiduría entendiendo por esta: la
aplicación del conocimiento en nuestras vidas. Esta sabiduría es la que
garantiza el buen uso del poder.
Al Analizar la situación del mundo de hoy en día, y a los líderes de
hoy, con sus altos y pomposos títulos, el mal e indebido uso del poder
demuestra que no les sirve de nada, ya que como aplican estos conocimientos
demuestra que son simple gente iletrada y del vulgo.
El Poder está ligado a otros factores también pero ¿Cuáles?, para
esto analizaremos el libro a fondo, para lograr una definición completa de lo
que es el poder.
Comenzaremos por analizar la circular perpetua, que fue escrita
por Patiño, pero dictada por Francia, con el fin de ser escuchada y aprendida
por todos los funcionarios del país y de esta manera instruirlos y no se dejaran
engañar por los blasfemos pasquines.
El Relato de esta circular como dijimos analiza y describe la
independencia del Paraguay como el supremo nos dice: “Es preciso
reflexionar sobre estos grandes hechos que ustedes seguramente ignoran,
para valorar en todos sus alcances la importancia, la justeza, la
perennidad de nuestra Causa. Casi todos ustedes son veteranos
servidores. La mayoría sin embargo no ha tenido tiempo de instruirse a
fondo sobre estas cuestiones de nuestra Historia, atados a las tareas del
servicio. Los he preferido leales funcionarios, que no hombres cultos.
Capaces de obrar lo que mando. A mí no me preocupa la clase de
capacidad que posee un hombre. Únicamente exijo que sea capaz.” ix[9]
El Relato comienza narrando como era en un comienzo Paraguay y
como estaba arruinada. El gobernador español Bernardo de Velasco deseaba
unir al país al nuevo régimen porteño, éste mismo deseo hizo nacer la
revolución en contra de los porteños y por supuesto comenzó a aparecer el
deseo de la republica Paraguaya, en tanto se movilizaba un ejercito porteño
que venía a unir a Paraguay. Aquí es donde encontramos un hecho
significativo, ya que aquí es donde se creó y masificó la idea de un ejército
nacional en Paraguay, para luchar con la nación que venía a atacarlos. Desde
el comienzo de este conflicto y como se distinguía que los paraguayos no se
rendirían ante los porteños, el gobernador Velasco se retiró del país y de la
zona como por arte de magia, huyo de la ciudad y los ejércitos porteños
fueron aplacados y vencidos por los paraguayos. Aquí hay un segundo hecho
de gran importancia, ya que la victoria terminó por afianzar la independencia
paraguaya y debido a esto se conformó el primer gobierno republicano.
Después de la organización del nuevo gobierno Belgrano volvió con grandes
ínfulas como si fuera un libertador, sin embargo fue recibido como el traidor
que era y fue expulsado de la región.
Durante el periodo de este prior gobierno el territorio se
convirtió en un completo caos, los soldados se creían reyes y señores,
desobedecían la ley y el gobierno, y éste era un completo desorden, habían
muchos cargos y pocas personas que decidieran. Aquí está el tercer y último
hecho de gran importancia para nuestro análisis, aquí se esconde Francia,
renunció a todos los cargos, pero tras una y otra y otra misiva donde le pedían
que volviese, él volvió y tomó todo el poder y cargos, asumió el gobierno,
compuso el orden, proclamó aislamiento nacional del resto del mundo, por la
constante amenaza porteña y brasileña y se proclamó Dictador Supremo del
Paraguay. Años más tarde se ratificó su puesto, al ser elegido Dictador
Perpetuo y Supremo del Paraguay por votación democrática.
Esta circular solo buscaba enseñar al pueblo, pero recordemos
los tres hechos que destacamos:
· se conformó un ejército con completas funciones;
· se organizó el primer gobierno no monárquico en el país;
· se elige como dictador perpetuo a Francia.
como
·
·
·
(A ver, se los vuelvo a citar para que los vean como yo los veo y
deben verlos para entender el punto):
se conforma un grupo que ejecutará el poder sobre el exterior;
se crea un grupo con pensamientos, sueños e ideales dignos de ser
ejecutados;
se elige a un personaje que controlará los otros dos factores y tendrá
poder absoluto para hacer lo que le plazca y como él quiera.
El poder como tal, necesita estos factores un ejecutador, un ideal
y un líder sin estos factores el poder se viene abajo y muy difícilmente existe.
Dijimos que en el libro existían diálogos entre el supremo y Patiño
y que éstos nos hacían posible contextualizarnos, ahora estos datos nos darán
a conocer estos otros factores que desconocemos y que caracterizan al poder.
En el comienzo del libro encontramos un pasquín que desencadena
la historia, pero ¿que nos dice? : “Yo el Supremo Dictador de la República
Ordeno que al acaecer mi muerte, mi cadáver sea decapitado; la cabeza
puesta en una pica por tres días en la Plaza de la República donde se
convocará al pueblo al son de las campanas echadas al vuelo. Todos mis
servidores civiles y militares sufrirán pena de horca. Sus cadáveres serán
enterrados en potreros de extramuros sin cruz ni marca que memore sus
nombres. Al término del dicho plazo, mando que mis restos sean
quemados y las cenizas arrojadas al río....” x[10]
¿Qué es esto? Dejemos que Francia os lo diga: “No es uno más en la
multitud de panfletos, libelos y toda especie de ataques que vienen
lanzando anónimamente casi todos los días desde hace algún tiempo, en
la errónea creencia de que la edad, la mala salud, los achaques ganados
en el servicio de la Patria me tienen postrado. No es una más de las
escandalosas diatribas e invectivas de los convulsionarios… ¿De qué me
acusan estos anónimos papelarios? ¿De haber dado a este pueblo una
Patria libre, independiente, soberana? Lo que es más importante, ¿de
haberle dado el sentimiento de Patria? ¿De haberla defendido desde su
nacimiento contra los embates de sus enemigos de dentro y de fuera? ¿De
esto me acusan? Les quema la sangre que haya asentado, de una vez para
siempre, la causa de nuestra regeneración política en el sistema de la
voluntad general. Les quema la sangre que haya restaurado el poder del
Común en la ciudad, en las villas, en los pueblos; que haya continuado
aquel movimiento, el primero verdaderamente revolucionario que estalló
en estos Continentes, antes aún que en la inmensa patria de Washington,
de Franklin, de Jefferson; inclusive antes que la Revolución francesa.”
xi[11]
Como pueden ver este pasquín como nos dice el supremo es la
oposición, pero ¿Cuánto puede influir la voz del la oposición en un gobierno?
Hoy en día vemos como la oposición levanta y destruye gobiernos, y estamos
consientes que la oposición influye directamente en el poder, pero ¿Cómo
nace
éste?, ¿Qué sucede cuando para lograr mi objetivo, deseo, anhelo o ideal debo
pasar por encima de otras personas, derechos e ideas?, o mucho mejor
citando a Maquiavelo ¿El fin realmente justifica los medios? ¿Mi deseo está por
encima del de otros? ¿SE PUEDE DESTRUIR PARA CREAR?
Cada vez que alguien o uno mismo usa el poder para cambiar nuestro
exterior, para lograr algo para su beneficio debe pasar por alto los derechos
de otros, ya que ese exterior que queremos cambiar es en realidad el poder
de otros, por lo que el querer cambiar nuestro exterior es cambiar el interior
de otros, ya sea para el beneficio en común, como para solo nuestro beneficio
y su perjuicio. En todo caso tenemos que estar consientes que el beneficio o
perjuicio es completamente subjetivo y tanto teóricamente como en la
practica el beneficio para todos es imposible bajo un gobierno humano.
En un comienzo Paraguay era un caos: “Entré a gobernar un país
donde los infortunados no contaban para nada, donde los bribones lo
eran todo. Cuando empuñé el Poder Supremo en 1814, a los que me
aconsejaron con primeras o segundas intenciones que me apoyara en las
clases altas, dije: Señores, por ahora pocas gracias. En la situación en
que se encuentra el país, en que me encuentro yo mismo, mi única
nobleza es la chusma. No sabía yo que en los días de aquella época el
gran Napoleón había pronunciado iguales o parecidas palabras.
Empequeñecido, derrotado después, por haber traicionado la causa
revolucionaria de su país”xii[12]. Como bien nos narra el supremo en un
comienzo, en realidad no había orden, y no es por disculpar el accionar del
supremo, pero Francia logró controlar el país, él dispuso que todos estos
insurgentes fueran expulsados y aprisionados en el Tevegó, lugar que Patiño
nos describe: “Después de tres días con sus noches, cortando camino,
llegamos al penal del Tevegó a la salida del sol. Silencio demasiado.
Ningún sitio de vida. ¡Allá está!, dijo el baqueano. Sólo después de un
largo rato, forzando mucho los ojos, vimos la población sembrada en el
campo. A obscuras todavía porque los rayos del sol no entraban en ese
lugar que se había llevado su lugar a otro lugar, por decirlo con sus
palabras, Señor. No hay otro modo de explicar esa cosa muy extraña que
allí se ha formado, sin que se pueda saber lo que pasa.”xiii[13]
El acto de expulsar a los creadores de este caos, si bien produjo paz y
prosperidad a que costo, si gracias a la perdida de vidas humanas, ya que
como Patiño nos cuenta el solo entrar en la ciudad significaba, perder la
juventud, el vigor, las fuerzas: “Hay que tener paciencia, dijo el baqueano.
Sabiendo esperar, alguien ha visto allá hasta una función patronal de los
negros el día, de los Tres Reyes. También la vio mi abuelo Raymundo
Alcaraz, pero él estuvo aquí vicheando como tres meses. Contaba que
hasta alcanzó a ver un ataque de indios mayas, cuando andaban
maloqueando por estos lados con los portugueses. Para ver hay que tener
paciencia. Hay que
mirar y esperar meses, años, si no más. Hay que esperar para ver. Yo voy
a vichear adentro, dijo el comisionado, bajando del caballo. Para mí que
esos hijos-del-diablo no son, sino que se hacen. Escupió y entró. Al cruzar
la línea entre el verde y lo seco no lo vimos más. Entró y salió. Para mí
que entró y salió. Para los otros también. Un decir, yendo-viniendo. Ni el
gargajo que escarró se había secado cuando volvió. Pero volvió hecho un
anciano, agachado hacia el suelo, a punto de gatera él también. Buscando
el habla perdida, dijo el baqueano. Tikú Alarcón, el comisionado
Francisco Alarcón, hombre joven entró y salió hombre viejo de unos
ochenta años por lo menos; sin pelo, sin ropa, mudo, enchiquecido más
que un enano, doblado por la mitad, colgándole el cuero lleno de arrugas,
piel escamosa, uñas de lagarto.” xiv[14]
Este acto se puede catalogar de justo si lo vemos del punto de vista de
los que se quedaron en la ciudad, pero de completa injusticia de los que
fueron condenados a este mundo muerto.
Si bien descubrimos que la oposición tiene un alto poder en gobierno,
no hemos analizado algo importante, si como hemos visto el gobierno de
Francia trajo paz y prosperidad ¿por qué es catalogado de Xenófobo,
Anticlerical y Tiránico?
Como vimos al analizar la vida de Francia, él era hijo de un militar
brasileño y de una noble criolla paraguaya, por lo que a vista de todos , él no
era paraguayo sino un sangre sucia nacido de la mezcla de dos mundos
diferentes, para entonces y en más de una ocasión se le molestó y discriminó
por esto. Como es el caso, cuando fue elegido diputado de las Cortes de
Cádiz, no pudo ir a España, ya que no se le reconoció su nacionalidad, mayor
aún, cuando fue elegido Dictador Perpetuo, sufrió graves y fuertes críticas por
las clases que decían ser de sangre pura por su situación, debido a esto, él
promulgó el edicto donde prohibía a esta raza que se consideraba superior a
él, a casarse entre ellos y solo lo podían hacer con gente del pueblo o chusma
en sus términos. El libro nos narrar un ejemplo de esto: “En cuanto a la
mariposa fúlgida que lo tiene a usted alucinado, la hija de Antonio
Recalde, déjela donde está. Usted sabe muy bien que aquí a los
extranjeros europeos, no solamente a los españoles, les está
absolutamente prohibido casarse con mujer blanca del país. No se
admiten demandas de esponsales ni aun alegando estupro. La ley es una
para todos y no puede haber excepciones. Me dice que usted desea
abandonar el país, lo mismo que su compañero Longchamp. Me pide usted
autorización para la boda y luego para la partida. ¡Imposible, don Juan!
Alega usted apuro. La prisa no es buena consejera. Lo sé por experiencia.
Aun en el caso de que no rigiera esta prohibición, no sería bueno casar a
la niña Retardación con el doctor Apuro. Alega usted que esta prohibición
es absurda y significa la muerte civil de los europeos. No
se suicide, pues, mi señor don Juan Rengo, que no resucitará usted
civilmente por más médico que sea. Búsquese usted una de las tantas
hermosas mulatas o indias que son el orgullo de este país. Despósela
usted. Saldrá ganando dos veces, se lo asegura uno que bien conoce el
paño que corta. Vea, seré indiscreto. Le pregunto: ¿Cuántas veces ha
visitado usted a la hija de don Antonio Recalde? xv[15]. Aquí claramente
se percibe, como este mandato del supremo disgustaba a mucha gente, y de
ahí nace el que llamen su gobierno xenófobo, pero díganme ustedes este acto
es xenófobo o en contra de una raza o fobia a ésta o en realidad es un acto
antirracista ante los absurdos modales racistas dejados por los españoles,
incluso este acto permitió afianzar la etnia paraguaya.
En el comienzo del libro encontramos un dato valiosísimo que nos dice:
“¿Dónde encontraron eso? Clavado en la puerta de la catedral,
Excelencia. Una partida de granaderos lo descubrió esta madrugada y lo
retiró llevándolo a la comandancia. Felizmente nadie alcanzó a leerlo. No
te he preguntado eso ni es cosa que importe. Tiene razón Usía, la tinta de
los pasquines se vuelve agria más pronto que la leche. Tampoco es hoja
de Gaceta porteña ni arrancada de libros, señor. ¡Qué libro va a haber
aquí fuera de los míos!” xvi[16] El pasquín fue encontrado en la iglesia, y
por supuesto el clérigo de la iglesia no vio nada, ni escuchó nada. De lo
segundo, a lo que se acusa al supremo es de ser un anticlérigo, pero él era y
tenía un doctorado en Teología, suena contradictorio cierto, pero se le acusa
de esto, eso se debe a que él reclamó las riquezas de las iglesias, hizo que las
vigilaran, ya que como vimos no estaban ayudando al pueblo en cambio
estaban ocultando forajidos, y lo único que hacían era enriquecerse. Piense
en esto ¿Qué es
la religión? Es una compañía que solo busca el
enriquecimiento de sus miembros y esta formada por fugitivos y mafiosos, o
es directamente un sentimiento superior de fe en la existencia de un ser
superior, de Dios. Lamentablemente el mundo de hoy como el que nos
describe el libro es el mismo el prime grupo. Les pregunto ¿anticlérigo o
reformador de la iglesia?
Hemos visto que las acusaciones al supremo se contradecían en si
mismas, si el supremo fue un verdadero sabio, un filosofo que logro formar
un gobierno y nación del caos total, logro tomar ese caos y convertirlo en una
nación que existe hoy en día.
Tiránico ¿cómo definirían este termino? terrible, arrasador.
Lamentablemente el gobierno de Francia si lo fue ¿Cuándo sabemos cuando
parar? Al supremote falto esa voz pequeña y oculta llamada conciencia que
nos dice:
BASTA
¡BASTA!
¡¡BASTA!!
¡¡¡BASTA!!!
¡¡¡¡¡¡¡BASTA!!!!!!!
En sus notas personales encontramos una muestra de sabiduría, pero
también de tiranía, el acto del meteorito nos explicara, el libro nos narra que
cercano a la ciudad cayó un cuerpo celeste, pero ¿Qué hizo el supremo? Vimos
que el era aficionado a la astronomía. Veamos: “El pasaje de la piedra por
el río duró más que el viaje de Ulises por el mar homérico. Más de lo que
tardó Perurimá en salir del estero cuando se metió a buscar el carlos
cuarto que Pedro Urdemales le anotició que flotaba sobre el barro. Más
que todas esas fábulas duró el pasaje. No hubo embarcación ni balsa que
fuera capaz de soportar las diez mil arrobas de metal cósmico. Hundió
flotillas enteras. Otros cien hombres se ahogaron durante la interminable
travesía. Las travesuras y ardides del meteoro para no avanzar
recrudecieron. Se enviaron centenares de esclavas negras con hijos
pequeños, pero el olfato del perro del cosmos era muy fino; su laya,
indescifrable; sus leyes, casi tan inflexibles como las mías, y yo no estaba
dispuesto a que el piedrón se saliera con la suya, vencedor por sus
caprichos. Al cabo, la mayor bajante del río Paraguay de cien años a esta
parte, permitió a los efectivos de línea arrastrarlo sobre cureñas
especialmente fabricadas, tiradas por mil yuntas de bueyes y por más de
mil soldados elegidos entre los mejores nadadores del ejército. Está ahí.
Meteoro-azar engrillado, amarrado a mi silla.” xvii[17]
¿Cómo pudo?, ¿Cómo puede alguien sacrificar tantas vidas, tantos
sueños, tantos pensamientos, sentimientos, por un deseo, un ideal? Nosotros
ya vimos que el poder es la búsqueda de un ideal un cambio en nuestro
exterior, pero con que costo, piense usted mismo, más de una vez lo ha hecho
a menor escala, aquí introduciremos un nuevo concepto: el de relación, es
constante, es un espacio cuantificado y total si nosotros cambiamos nuestro
exterior cambiamos su interior y si ellos cambian su exterior equilibrio total
que es esa relación entre nuestro espacio y de otros esta cambian nuestro
interior. Cada vez que cambiamos algo cambiamos a alguien pero el deseaba
ser cambiado deseaba ser como nosotros deseamos que sea. Por supuesto que
la intensidad del poder es proporcional al cambio producido y por tanto al
daño producido.
Si bien el gobierno del tirano o supremo logró mucho, el costo de ello
fue inmenso, convirtió todo el gobierno en una verdadera tiranía ¿Qué pasa
cuando se eliminan los derechos básicos de expresión y pensamiento? NO
IMPORTA QUE LOGRÓ, EL COSTO QUE PAGÓ LO ARRUINA TODO.
Tras el análisis del libro podemos completar nuestra definición de
poder. Poder: acción dirigida por un ser un pensante un líder que busca un
cambio en su exterior debido a un ideal, pensamiento, deseo dicho cambio
es ejecutado por otro cuerpo o grupo que tienen las fuerzas para producir
el cambio, dicho cambio debe ser pagado proporcionalmente al cambio
producido. La intensidad del poder demuestra el que pueda o no hacerlo
y a cuantos beneficie demostrara si es una buena o mala acción.
Pero analizando la actualidad ¿es posible parar detenerse y lograr algo
bueno sin consecuencias? ¿Es Posible un Gobierno perfecto dirigido por el
humano? lamentablemente no el poder corrompe el alma mas pura y blanca.
No importa cuan bueno sea la persona siempre existirá ese momento donde
deja buscar el bien común y busca el propio. Me gustaría incluir una sabia y
poderosa frase que se haya en el libro de mayor sabiduría, sí, la Biblia, ahí en
Eclesiastés capítulo ocho, versículo nueve nos dice: “Todo esto he visto, y
hubo un aplicar mi corazón a toda obra que se ha hecho bajo el sol,
durante el tiempo que el hombre a dominado al hombre para perjuicio
suyo.” xviii[18]
¿Cuándo fue que nació del pensamiento del hombre, o sea cuando
comenzó a hacer uso del poder? Cuando usted era niño, imagínese que ya
siendo niño uso el poder para su beneficio propio ¿Qué lo impide ahora? nada.
El mismo Roa Bastos define su obra “El tema del poder, para mí, en
sus diferentes manifestaciones, aparece en toda mi obra, ya sea en forma
política, religiosa o en un contexto familiar. El poder constituye un
tremendo estigma, una especie de orgullo humano que necesita controlar
la personalidad de otros. Es una condición antilógica que produce una
sociedad enferma. La represión siempre produce el contragolpe de la
rebelión. Desde que era niño sentí la necesidad de oponerme al poder, al
bárbaro castigo por cosas sin importancia, cuyas razones nunca se
manifiestan.” xix[19]
Es importante pensar que estas muestras de poder llamadas realmente
tiranías, si existieron, incluso aquí en Chile, fuimos parte de una tiranía, de la
opresión, el hecho en sí mejor es no analizarlo, ya que al igual que el
Paraguay, se logró mucho, pero con grandes costos en vidas humanas. La
historia se ha escrito se escribe y escribirá con la muerte de inocentes, lo
único que podemos hacer es aceptarlo e intentar evitarlo, ¿Por qué hoy en
día seguimos poniendo sobrenombres a algo que ya tiene uno, tiranía?
El pueblo español, dejó algo en América, esa semilla de la búsqueda
impresionante de poder, esta semilla se incubó muchos años, pero estalló en
muchas parte de América, incluso hoy en día hay semillas de tiranía que
todavía se incuban y se caracterizan por que en algún momento estallarán y
cobrarán muchas vidas humanas.
Estamos en el siglo XXI, hemos visto muchas tiranías miles de guerras
civiles, cientos de conflictos bélicos, ataques terroristas casi diarios, falta de
alimento a nivel mundial, aparición de nuevas enfermedades y la destrucción
de nuestro planeta. Todas esta acciones han sido causadas por el mal uso del
poder del las autoridades de hoy en día.
Pero ¡Tú, joven chileno, latinoamericano, joven futuro de la
humanidad, en quién algún día estará el poder, conocimiento, sabiduría,
ideales, ejércitos! … ¿Podrás hacerlo mejor? Depende de ti.
Rodrigo López – 4º B 2006
i[1] Roa Bastos, Augusto: “Yo, el Supremo”, (Consulta 16 de julio) , http.elortiba.galeon.com , página 17
ii[2] Ídem, página 246
iii[3] Ídem,página 26
iv[4] Ídem, página 111
v[5] Ídem, página 23
vi[6] Ídem, página 86
vii[7] Ídem, página 86
viii[8] Ídem, página 19
ix[9] Ídem, página 18
x[10] Ídem, página 4
xi[11] Ídem, página 18
xii[12] Ídem, página 22
xiii[13] Ídem, página 11
xiv[14] Ídem, página 13
xv[15] Ídem , página 69
xvi[16] Ídem, página 4
xvii[17] Ídem, página 57
xviii[18] “Traducción del nuevo mundo de las santas escrituras”, versión traducida de 1984 en Inglés,
Eclesiastés 8:9 página 870
xix[19] Roa Bastos, Augusto: “Yo, el Supremo”, (Consulta 16 de julio de 2006) ,
http.elortiba.galeon.com,
página 3
Descargar