Crece el clima de tensión por el paro de forestales

advertisement
Crece el clima de tensión por el paro de forestales
“Será la mejor movilización, un paro emotivo, inteligente y muy sabio”,
precisó Sagredo.
El Renacer de Arauco / Martes 3 de julio de 2007
CURANILAHUE.- A cada minuto que pasa, se hace más evidente el clima de
tensión que se instaló en la provincia de Arauco después de que los trabajadores
forestales de Bosques Arauco y Aserraderos Arauco, anunciaran un nuevo paro
de actividades, el que se haría efectivo a contar del jueves a primera hora de no
mediar en el intertanto, una respuesta positiva por parte de la empresa, a los
requerimientos económicos de los trabajadores del área industrial, los que desde
el 8 de mayo, fecha en que comenzaron las negociaciones, dijeron haber
flexibilizado sus peticiones dando una señal de querer llegar a un acuerdo pronto,
pero sin que fueran oídos por la contraparte.
OFERTA
Como ya se sabe, el último ofrecimiento de la empresa fue de un aumento de 33
mil pesos, lo que fue rechazado de plano en la masiva asamblea del domingo
pasado decidiéndose entonces el paro de actividades, que esta vez no sólo se
circunscribirá a la provincia de Arauco, sino que también se extendería como una
señal de apoyo, comprometiendo la participación de los trabajadores forestales
desde Constitución a Valdivia.
Así lo confirmaron el mismo día domingo en la asamblea, los dirigentes Jorge
Alvarado de Constitución y Luis Arévalo de Valdivia, ocasión en la que también
entregó el apoyo de la Unión Nacional de Trabajadores, su secretario general
Jorge Céspedes.
Para el dirigente de la Usinfa, Pascual Sagredo, “ver a este grupo de gente de
más de 7 mil trabajadores, le da fuerza a uno para seguir trabajando, no le vamos
a fallar a los trabajadores aún cuando como todo ser humano uno puede de
repente tener algunos bajones”.
Agregó que lo que se pide económicamente para los trabajadores industriales de
aserraderos Arauco es “de 50 para arriba”.
Respecto del programa que se desarrollará a partir del jueves, Sagredo dijo que
este se afinará durante hoy martes y mañana miércoles, garantizando que será “la
mejor movilización, el paro más emotivo y muy inteligente y muy sabio, porque no
somos animales como dijeron en su momento, somos gente pensante y le vamos
a demostrar que somos capaces de hacer un movimiento limpio y transparente en
favor de los trabajadores, para decirle a la empresa que tiene que dejar de abusar
de los trabajadores.
Una empresa que gana dos millones de dólares diarios ¿no es capaz de darle 40
o 50 mil pesos a sus trabajadores?...es inconcebible”, señaló Sagredo.
Concepción, Chile, lunes 2 de julio de 2007 / www.elsur.cl
Movilizaciones partirán el jueves 5 si no hay contraoferta “razonable”
Forestales votan el paro y esperan apoyo de Constitución y Valdivia
Les ofrecen $33 mil más bono de término de conflicto de $108 mil. Piden un piso
mínimo de $50 mil. Son 3 mil hombres, pero se sumarían otras plantas con lo que
habrían 12 mil movilizados.
No hubo un conteo de las manos alzadas, porque el grito al unísono de ¡vamos a
paro! fue ensordecedor en el Gimnasio Olímpico de Curanilahue. Así, a contar de
este jueves 5, a las 7 de la mañana y concentrados en el sector Horcones, a las
afueras de la planta del grupo Arauco, se vivirá la tercera paralización del sector
forestal de la provincia de Arauco. Eso, de no haber una contraoferta “razonable”,
afirmaron los dirigentes.
La nueva movilización se origina por el descontento económico de 3mil
trabajadores del área industrial que quedaron fuera del acuerdo del 8 de mayo
pasado (ver recuadro) y que prestan servicios para cuatro aserraderos y una
planta de remanufactura, todas contratistas de Aserraderos Arauco. Parte de ellos
también trabajan en tres subcontratistas de las primeras y en otras empresas
menores.
“La solución debe ser para todos”, dijeron tajantemente las cabezas de los
forestales.
La paralización fue votada luego de que la asamblea rechazara la última
propuesta que el subsecretario del Trabajo, Zarko Luksic Sandoval, les
comunicara a los dirigentes a las 23 horas del sábado 30 de junio. A través de
ésta, las empresas ofrecían un aumento salarial mensual de $33 mil más un bono
de término de conflicto de $108 mil.
“Estamos dispuestos a conversar si hay un piso mínimo de $50 mil y lo de un bono
de término de conflicto puede quedar a discusión, porque lo que nos importa es
lograr un aumento de los sueldos permanentes”, afirmó Juan Miranda Jofré,
presidente de la Federación de Trabajadores Forestales.
Y a la espera se mantendrán hasta la noche del miércoles 4.
De no haber una contraoferta el movimiento no sólo arrastrará a los 3 mil
trabajadores de aserraderos, sino que se sumarán solidariamente los del
transporte y de cosecha -quienes ya lograron aumentos- y los forestales de
Constitución y Valdivia, con lo que la paralización involucraría a 12 mil hombres.
Ayer, dirigentes de estas dos últimas plantas de Arauco asistieron a la asamblea y
de hecho se concordó fijar el jueves 5 como inicio de la movilización, con el fin de
darles tiempo a los forestales de las otras plantas para ordenar sus filas.
El porqué quedaron afuera
El mismo día en que se firmó, bajo la mirada de monseñor Ricardo Ezzati, el
acuerdo entre Bosque Arauco y los trabajadores de transporte y cosecha (el 8 de
mayo), se olía que podría haber problemas con los forestales de aserraderos.
Esto, porque no fueron incluidos, al ser harina de otro costal, en las mejoras que
les significaron a los primeros $65 mil más en su sueldo mensual.
Mario Bravo Espinoza, dirigente industrial, dijo que han dado bastantes pasos al
lado y que hoy es la hora de ellos.
Comentó que el lunes 7 de mayo ya había un acuerdo, pero nadie se hacía
responsable de su grupo. El martes 8 la negociación se centró en este punto y
sabiendo que monseñor tenía que viajar a las 17 horas a Brasil, “estábamos
contra el tiempo”, dijo.
Acotó que “la señal que dimos era que nos bajábamos a $53 mil 400 y los cinco
administradores de los aserraderos ofrecieron iniciar procesos anticipados de
negociaciones colectivas por empresas en 60 días. Sin embargo, la lógica era que
íbamos con los mismos beneficios y eso no ha sido así”, criticó.
El lamento de la viuda
La asamblea que congregó a unos 4 mil trabajadores forestales en un repleto
Gimnasio Olímpico de Curanilahue, comenzó recordando el movimiento de mayo
pasado y la muerte de Rodrigo Cisterna, quien fue baleado por Carabineros el 3
de mayo a las afueras de la planta Horcones.
A través de un video se calentó el ambiente para lo que vendría después:
básicamente encendidos discursos de los dirigentes, en los que se recalcó la
condición de persona no grata en la provincia de Arauco de la intendenta María
Soledad Tohá. Esto, ante la presencia del gobernador Rodrigo Daroch, quien tuvo
un buen recibimiento.
La dureza de los discursos, con frases como “la carne ya está en la parrilla”, fue
rota por la viuda del mártir forestal, Evelyn Sanhueza Nauco.
“Demuestren que no son delincuentes, pero piensen que tienen esposas, hijos y
madres”, dijo en alusión a evitar tomar acciones arriesgadas como la de su
fallecido esposo.
La mujer se quejó que de toda la ayuda prometida por el gobierno, poco le ha
llegado a la fecha.
Descargar