SECRETARÍA DE CULTURA
Rafael Tovar y de Teresa
Secretario
INSTITUTO NACIONAL DE BELLAS ARTES
María Cristina García Cepeda
Directora general
Sergio Ramírez Cárdenas
Subdirector general
Liliana Saldaña Lobera
Gerente del Palacio de Bellas Artes
Roberto Perea Cortés
Director de Difusión y Relaciones Públicas
SEGUNDA TEMPORADA
DE CONCIERTOS
Embajada de la República de Corea en México
programa 2
PALACIO DE BELLAS ARTES
SEGUNDA TEMPORADA DE CONCIERTOS
mayo -j unio
José Luis Castillo, director
Edwin E.S. Kim, violín
PRO GRA MA 2
Edvard Grieg
(1970) Felix Mendelssohn
(1861-1935) Dos melodías elegíacas op. 34 8’
Corazón herido
Última primavera
Concierto para violín y cuerdas en re menor
22’
Allegro
Andante
Allegro
IN TERMEDIO
Asger Hamerik (1947)
Sinfonía núm. 6, en sol mayor op. 38,28’
Symphonie Spirituelle
Allegro moderato
Allegro molto vivace
Andante sostenuto
Allegro con spirito
*Concierto realizado con el apoyo de la Embajada de la República de Corea en México
Duración aproximada: 1 hora 15 minutos
Palacio de Bellas Artes
MAYO
jue 19
20 h
Orquesta de Cámara de Bellas Artes
José Luis Castillo
director
El término “orquesta de cámara” abarca todo tipo de conjunto
instrumental con la única característica de su pequeño tamaño;
viene de la expresión “de cámara” referido al salón, que en su
origen denota los salones de música de los palacios y grandes
residencias del siglo XVII.
Hace más de medio siglo surgió una de las agrupaciones musicales mexicanas
que con más ahínco y constancia ha dedicado sus esfuerzos a difundir y explorar
la música orquestal de cámara, tanto mexicana como internacional. Se trata de
una agrupación que en sus orígenes fue llamada Yolopatli –vocablo náhuatl que
significa “cura para el corazón”- y que se formó con discípulos sobresalientes de
las cátedras impartidas, en aquellos tiempos, por los maestros Imre Hartmann
(violonchelista) y Joseph Smilovitz (violinista) en el Conservatorio Nacional de
Música.
En 1956, el día 18 de octubre, este ensamble ofreció un concierto con la
Suite Don Quijote de Georg Philipp Telemann, e inició un largo recorrido, marcado
por un imparable espíritu de exploración y evolución. El primero de los cambios
significativos vividos por esta comunidad de músicos fue la adopción, ya entrada
la década de los sesenta y a instancias de Luis Sandi, del nombre de Orquesta de
Cámara de Bellas Artes, con el que se le conoce hasta la fecha y que, sin lugar a
dudas, se ha consolidado como sinónimo de pasión y calidad musical.
Desde la integración de su primer elenco -formado por José Luis Sosa,
Ildefonso Cedillo, Armando Soberanes, Carlos Esteva, Apolo Martínez, Luis Núñez,
Emigdio Espinosa, Rigoberto Sosa, Andrés Vargas, José Guadalupe López y
Luisa Durón - hasta nuestros días, han pasado por sus filas una pléyade de músicos
talentosos. Asimismo, se han presentado solistas de la trascendencia de:
Ramón Vargas, Gil Shaham, Bella Davidovich, Paul Badura-Skoda, Jorge Federico Osorio,
Pascual Rogé, Manuel Barrueco, Alexander Markov y Leslie Howard, entre otros,
sumados al ímpetu que le han impreso sus directores artísticos -Hermilo Novelo,
José Guadalupe Flores, Manuel de Elías, Ildefonso Cedillo, Francisco Savín,
Luis Samuel Saloma, Enrique Barrios, Juan Trigos, Jesús Medina y, actualmente,
José Luis Castillo-, la han situado en un lugar de privilegio en el panorama de la
cultura y las artes mexicanas.
La presencia Internacional de la Orquesta, como atestiguan sus presentaciones
en Alemania, Brasil, Estados Unidos, Portugal y Costa Rica, así como sus
incontables giras por todo el interior de la República Mexicana, además de su
compromiso didáctico y social, permiten a la Orquesta de Cámara de Bellas Artes
ser considerada como referente musical en el ámbito artístico de nuestro país.
www.ocba.bellasartes.gob.mx
Facebook: Orquesta de Cámara de Bellas Artes
2
PALACIO DE BELLAS ARTES
Actual director de la Orquesta de Cámara de Bellas Artes, es uno de los directores
y compositores más destacados y activos en el panorama musical actual. Reside
en México desde 1997. Inició en España sus estudios de composición, análisis y
dirección de orquesta para continuarlos en Salzburgo, Luxemburgo y París, con
Manuel Galduf y Alexander Müllenbach. Es director del Centro de Experimentación
y Producción de la Música Contemporánea (Cepromusic) y director musical de
la Camerata de las Américas y ha sido invitado a dirigir en Alemania, Argentina,
Austria, Canadá, España, Estados Unidos, Italia, Japón, Lituania, México, Polonia,
Rusia y gran parte de Latinoamérica. Fue director titular de la Orquesta Sinfónica
de la Universidad de Guanajuato.
Su doble faceta de director y compositor le ha permitido ser considerado
como uno de los especialistas en el repertorio moderno y contemporáneo, desde
la segunda mitad del siglo XX hasta nuestros días. Castillo ha dirigido el estreno
mundial de más de ciento cincuenta obras, además de las primeras audiciones en
Latinoamérica de algunos de los principales compositores de finales del siglo XX:
Andriessen, Berio, Boulez, Donatoni, Francesconi, Gervasoni, Halffter, Manoury,
Murail, Nishimura, Pesson, Rihm, Saariaho, Schuller, Trojahn, Wolff, Xenakis y
Zimmermann, entre otros. Como director de ópera ha dirigido desde Scarlatti
hasta Sciarrino, pasando por Haydn, Mozart, Gluck, Donizetti, Bizet, Verdi,
Puccini, Falla, Britten o Dallapiccola, con una decidida vocación hacia la ópera
contemporánea. En las orquestas y festivales con los que habitualmente colabora,
es frecuentemente requerido para dirigir ópera, espectáculos multimedia, danza
y musicalización de películas silentes. Es en ese sentido que Castillo cuenta en
su haber con un importante catálogo de proyecciones de películas de gran valor
histórico con ejecución de la música en vivo.
De los solistas de prestigio con los que colabora cabe mencionar a
András Adorján, Thomas Indermühle, Walter Boeykens, Christian Lindberg,
Leslie Howard, Cyprien Katsaris, Jorge Federico Osorio, Jenö Jandó, el Trío Altenberg,
Alexei Volodin, el ensamble Kroumata, June Anderson, Verónica Villarroel,
Ramón Vargas y Dimitri Hvorostovsky, entre otros.
Como compositor, sus obras han sido interpretadas en prestigiosos festivales
y foros de música contemporánea en Alemania, Australia, Austria, Canadá, Chile,
España, Estados Unidos, Francia, Holanda, Italia, Japón, México, Perú, Portugal,
Taiwán y Uruguay, por intérpretes como la Orquesta de la Radiodifusión de
Saarbrücken, la Orquesta Filarmónica de Luxemburgo, la Orquesta de Cámara de
Württemberg, el Coro de la Radio de Saarbrücken, Delta Ensemble, Cuarteto de
Cuerdas de Salzburgo, Wofgang Meyer, y los ensambles Onix y Tambuco, entre
otros.
En el campo de la educación musical, ha sido director artístico de
Instrumenta y ocupa en la actualidad la cátedra de composición de la Escuela
Superior de Música del INBA. Durante dos ediciones coordinó el Ciclo de Música
Contemporánea del Festival Internacional Cervantino. En la actualidad realiza la
edición crítica de las obras de Silvestre Revueltas, lo que le ha llevado a incluir en
su discografía la obra orquestal inédita de este compositor, además de música
mexicana contemporánea.
José Luis Castillo ha recibido premios y distinciones en Italia, Luxemburgo y
Holanda y ha sido merecedor, en dos ocasiones, del premio de la Unión Mexicana
de Críticos de Teatro y Música.
OCBA. SEGUNDA TEMPORADA
3
Edwin E.S. Kim
Edvard Grieg (1843-1907)
violín
Dos melodías elegíacas op. 34
“Es el sonido más hermoso de violín que jamás había escuchado”
-Tibor Vargaviolinista y director húngaro
El violinista Edwin E.S. Kim ha dado conciertos en todo el mundo, centrándose sobre
todo en Europa. Es considerado como el violinista en desarrollo más importante
del momento, haciendo colaboraciones con orquestas como la Sinfónica de Biel
en Suiza, Göttingen Symphonie Orchester en Alemania, Orquesta de Cámara
de Praga, Filarmónica de Regensburg (Ratisbona) y Sinfónica de Arizona. Se ha
presentado en numerosos recitales y conciertos de cámara en Alemania, Austria,
Polonia, España, Italia y Reino Unido, entre otros países.
También se ha presentado en Asia, especialmente con orquestas coreanas
como la Sinfónica KBS, la Orquesta de Cámara Coreana, la KT Chamber Orchestra,
Filarmónica de Busan, Sinfónica de Ulsan, Filarmónica Estatal de Chungnam y la
Sinfónica Estatal de Kyuugbuk. En su presentación con la Sinfónica de Gwangju,
en el marco del Festival Orquestal de Corea de 2014, recibió una gran ovación de
pie y fue transmitido en vivo a través de ARTE TV y KBS Classic FM.
Desde 2012, en agosto de cada año, Edwin participa como director artístico
y como músico en el Lech Classic Music Festival, que es visitado por las familias
de la realeza europea y personalidades reconocidas de todo el mundo. En 2012
fue seleccionado como profesor de violín en la Universidad Hanyang de Seúl.
En junio de 2014, fue invitado al prestigioso Litomyšl Festival, que tiene
55 años de historia, tocando con Leos Swarovski y la Orquesta de Cámara de
Pardubice. Todo el público lo ovacionó de pie, haciendo que Edwin Kim regresará
15 veces al escenario. Ese mismo año, Edwin cautivó al difícil público de Praga
tocando con la Sinfónica de la Radio de Praga.
Ha sido ganador de premios como: the Zinetti International Chamber
Music Competition, Maria Canals International Music Competition, Tibor Varga
International Violin Competition, Rodolfo Lipizer International Violin Competition
and Spohr International Violin competition.
Nació en Seúl, Corea, y se graduó de la Seoul Arts High School, de la Universidad
Nacional de Música de Viena y de la Universidad Nacional de Música de Hanóver.
Edwin E.S. Kim es un artista exclusivo de Marlies Wagner Management, Austria.
4
PALACIO DE BELLAS ARTES
El legendario director de orquesta y pianista Hans von Bülow (1830-1894) llegó
a afirmar que Edvard Grieg era el Chopin del Norte. Más allá de esta referencia
anecdótica, lo cierto es que es posible hallar numerosos puntos de contacto
entre la obra pianística de Grieg y la de Frédéric Chopin (1810-1849), en lo que
se refiere a la armonía, al refinamiento expresivo, a la originalidad de la invención.
En el caso de Grieg, estos elementos fueron matizados y gobernados por una
conciencia nacional que dio a la mayoría de sus obras un claro sabor escandinavo,
análogo en cierta medida al sabor polaco que hallamos en numerosas piezas de
Chopin.
Por otra parte, el área orquestal del catálogo de Grieg es más amplia y
abundante de lo que pudiera pensarse, y una de las partituras más conocidas de
esta vertiente de su producción es la que contiene las Dos melodías elegíacas.
Entre 1880 y 1882, el compositor noruego tuvo una cercana asociación con el
quehacer musical de su ciudad natal, Bergen, al ocupar el puesto de director de un
conjunto llamado Bergen Harmoniske Selskab. Este fue, por cierto, el último puesto
oficial que Grieg habría de tener en su vida. En esa misma época, Grieg encontró
un renovado vigor creativo, que en los años anteriores parecía haberse apagado
un poco. Así, en la primavera de 1880 concluyó su ciclo de Doce canciones op.
33, sobre textos de A. O. Vinje. A lo largo de su vida, Grieg compuso alrededor de
140 canciones, que ocupan un lugar muy importante en su catálogo. En el año de
1900, el compositor escribió una carta a su biógrafo estadunidense, Henry Finck,
en la que además de reconocer la importancia de la canción en su pensamiento
musical, le confesaba que su impulso de componer canciones había surgido del
amor, de su amor por su prima Nina Hagerup, que según el compositor tenía una
bellísima voz y una notable sensibilidad interpretativa. En esta carta Grieg llegaba
incluso a afirmar que Nina era la única intérprete auténtica de sus canciones; sea
como fuere, el caso es que Nina Hagerup y Edvard Grieg se casaron el 11 de junio
de 1867, y el suyo fue un matrimonio feliz y duradero.
Al año siguiente de componer las Doce canciones op. 33, Grieg retomó dos
de ellas (la segunda y la tercera de la serie) y las transcribió para orquesta de
cuerdas. Estas transcripciones son, precisamente, las Dos melodías elegíacas
op. 34. Más tarde, en 1891, Grieg compuso otra de sus obras para cuerdas, las
Dos melodías op. 53, la primera de las cuales es una transcripción de la canción
número 12 del op. 33.
OCBA. SEGUNDA TEMPORADA
5
Felix Mendelssohn (1809-1847)
Asger Hamerik (1843-1923)
Concierto para violín y cuerdas en re menor
Sinfonía núm. 6, Symphonie Spirituelle
Como ocurre con muchos otros compositores y sus respectivos catálogos,
este Concierto para violín y cuerdas de Felix Mendelssohn es prácticamente
desconocido, y ello se debe a la enorme fama y popularidad de su Concierto para
violín op. 64. Además de la diferencia evidente entre estas dos obras en lo que se
refiere al aprecio del público, existe también una diferencia clara en cuanto a la
concepción y la realización de una obra concertante, diferencia que mucho tiene
que ver con la distancia cronológica que separa a ambas obras: el Concierto en
re menor data de 1822, mientras que el Concierto en mi menor fue compuesto
en 1844. Una primera audición del Concierto en re menor permite descubrir en él
varios elementos que señalan hacia el espíritu barroco, así como algunos apuntes
de estilo que parecieran colocar a la obra en ese período transicional que fue el
rococó. En particular, el elemento barroco está señalado por el hecho de que el
acompañamiento está limitado a una orquesta de cuerdas.
En su estructura, su lenguaje y sus recursos técnicos, el concierto es una obra
sencilla, directa, en la que puede percibirse además una cierta inocencia de parte
del compositor. Por momentos, sin embargo, es posible adivinar algunos gestos
sonoros que llevan una interesante carga dramática. En particular, el Andante
central es un movimiento en el que hay una perceptible variedad armónica y
expresiva. A su vez, el tercer movimiento contiene ciertos giros que hacen pensar
que Mendelssohn estaba aludiendo al espíritu sonoro de lo gitano.
Con el paso del tiempo, el manuscrito del Concierto para violín y cuerdas
de Mendelssohn fue a dar a manos de Ferdinand David, el violinista a quien el
compositor dedicó su famoso Concierto en mi menor, op. 64. A la muerte del
compositor, David devolvió el manuscrito de la obra a la viuda de Mendelssohn,
y el original del concierto pasó de mano en mano a través de los años, hasta
que finalmente quedó en posesión del gran violinista Yehudi Menuhin, quien se
encargó de editar la partitura y reestrenar el concierto en 1952.
Al año siguiente de la creación del Concierto en re menor para violín y
cuerdas, en 1823, Mendelssohn compuso otro concierto en la misma tonalidad,
para violín, piano y cuerdas. Se dice que Mendelssohn concibió la parte de piano
para su propio uso, y la de violín para su maestro y amigo, el destacado violinista
Eduard Rietz. No deja de ser sorprendente que estas dos obras hayan sido
escritas cuando Mendelssohn tenía trece y catorce años, respectivamente.
Si bien el nombre del compositor danés Asger Hamerik no es muy conocido, la
lista de sus maestros y tutores contiene algunos nombres conocidos: Niels Gade,
Johann Peter Emilius Hartmann, Hans von Bülow, Hector Berlioz. Otra breve lista
describe el gusto de Hamerik por viajar: en sus años de juventud dejó su natal
Dinamarca para establecerse sucesivamente en Londres, Berlín, París, Italia, Viena,
Baltimore. Después de largos años de una vida peripatética, Hamerik volvió en
1900 a Dinamarca para establecerse definitivamente en Copenhague. Cosa rara:
una vez arraigado de nuevo en su patria, Hamerik prácticamente dejó de componer.
En 1860, a los 17 años de edad, el precoz y talentoso Hamerik compuso la
primera de sus ocho sinfonías, a la que dejó sin numerar. Dos décadas más tarde,
en 1881, inició formalmente su catálogo sinfónico numerado, que destaca por el
hecho de que las siete sinfonías que contiene llevan un título descriptivo:
Sinfonía núm. 1, Poética (1881)
Sinfonía núm. 2, Trágica (1883)
Sinfonía núm. 3, Lírica (1885)
Sinfonía núm. 4, Majestuosa (1889)
Sinfonía núm. 5, Seria (1891)
Sinfonía núm. 6, Espiritual (1897)
Sinfonía núm. 7, Coral (1898)
La última de estas sinfonías, por cierto, fue escrita por Hamerik para conmemorar sus
25 años como director del Conservatorio Peabody en Baltimore. A diferencia de las
cinco primeras sinfonías de la lista, escritas para orquesta sinfónica, la Sinfonía núm.
6 es para cuerdas, y el motivo para este cambio no surgió de una profunda decisión
creativa sino de una mundana consideración práctica: los alientos y los metales de la
orquesta con la que Hamerik trabajaba se pusieron en huelga, así que al compositor no
le quedó más remedio que escribir una sinfonía para cuerdas. El escritor musical Jens
Cornelius se refiere a la Sinfonía Espiritual de Hamerik en estos términos:
La sinfonía resultó muy diferente de su grandiosas, teatrales predecesoras,
que estaban influidas por Berlioz y Beethoven, por ejemplo. Los efectos
empleados por el compositor están reducidos al nivel de la sinfonía de
cámara y el divertimento. Además, Hamerik dio forma a los movimientos
de una manera muy sencilla. La Sexta sinfonía es ahora su obra más
popular, de hecho la única de sus composiciones que se toca hoy en día con
algo parecido a la regularidad.
Por su parte, en una reseña de un álbum de CD´s que contiene las siete sinfonías numeradas
de Hamerik, el crítico Rob Barnett se refiere a la Sinfonía núm. 6 de esta manera:
La sinfonía está escrita para una enorme orquesta de cuerdas. Aquí y allá,
la obra recuerda (o anticipa) algunos grandes momentos de la Serenata
para cuerdas de Chaikovski, la Introducción y Allegro de Elgar, y la Suite
para cuerdas de Bridge. Aparece por ahí la sutil poesía de Berlioz, en medio
de ideas que fluyen como la miel y transcurren vivazmente.
Nota final: el apellido original del compositor era Hammerich, pero lo cambió a
Hamerik para darle un toque más nórdico.
Juan Arturo Brennan
6
PALACIO DE BELLAS ARTES
OCBA. SEGUNDA TEMPORADA
7
PRÓXIMOS CONCIERTOS
M AYO - J U N I O
Jueves, 20 h • Precio: $60
Sala Manuel M. Ponce, Palacio de Bellas Artes
Domingos, 12 h • Entrada libre
Auditorio Silvestre Revueltas, Conservatorio Nacional de Música
*Jueves 9, 20 h • Precio: $200
Teatro Julio Castillo, Centro Cultural del Bosque
PROGRAMA 3
26 y 29 de mayo
José Guadalupe Flores, director huésped
Enrique González Medina
Manuel Cerda Ortiz
Ruben Altunyan
Josef Suk
Las Primas del General Calles
Dies Irae
Suite de danzas armenias
Serenata para cuerdas
PROGRAMA 4
2 y 5 de junio
José Luis Castillo, director
Horacio Nuguid, piano
Hugo Wolf
Clara Schumann
Mario Pilati
Dag Wirén
Serenata Italiana
Konzertsatz para piano y cuerdas
Suite para piano y orquesta de cuerdas
Serenata para cuerdas
PROGRAMA 5
*9 y 12 de junio
Clazz continental. Latin jazz festival
Pepe Rivero Jazz Quartet
Christian Gohmer, director huésped
A partir de Antonio Vivaldi
Las cuatro estaciones del Latin Jazz
PROGRAMA 6
16 y 19 de junio
Jan Miłosz Zarzycki, director huésped
Henryk Czyz
Wojciech Kilar
Romuald Twardowski
Edward Elgar
Peter Warlock
Canzona di Barocco
Orawa
Canzona
Elegía
Serenata para cuerdas
Suite Capriol
PROGRAMA 7
23 y 26 de junio
José Luis Castillo, director
Schola Cantorum, Alfredo Mendoza, Rodrigo Cadet, directores
Igor Stravinsky
Giovanni Battista Pergolesi
8
Concierto en re
Stabat Mater
PALACIO DE BELLAS ARTES
ORQUESTA DE CÁMARA DE BELLAS ARTES
DIRECTOR José Luis Castillo
PRIMER CONCERTINO Vladimir Tokarev Ivanovic
VIOLINES I Carlos Ramírez Guzmán, Francisco Arias Esquivel, Pastor Solís Guerra,
Francisco R. Ladrón de Guevara Finck
VIOLINES II Vera Olegovna Koulkova, principal, José Manuel del Águila Cortés
David Guzmán Rodríguez, José Alfredo Vega Morales, Jorge Chaparro González
VIOLAS Mikhail Kouznetsov Fiodorova, principal, Arturo Rebolledo Díaz, Ricardo David
Orozco Buendía, Astrid Montserratt Cruz González
VIOLONCHELOS Fabiola Flores Herrera, principal, Carlos Ariel Gracia Báez
Ángel Romero Ortiz, Luz del Carmen Águila y Elvira
CONTRABAJOS Ulises Castillo Cano, Enrique López Ledesma
PIANO Abraham Alvarado Vargas
PERSONAL ADMINISTRATIVO
GERENTE Rafael Luna Pimentel
ADMINISTRADORA Alejandra Silva Martínez
DIFUSIÓN Y RELACIONES PÚBLICAS Delia Martínez García
JEFE DE PERSONAL Javier Caro Ahumada
BIBLIOTECARIOS José Chavarría Mancilla, Alexis Santana Figueroa
TÉCNICOS Ramón Rábago Robles, Mario A. Herrera Pérez, Alfonso Rosas Domínguez
ENLACE Pilar Peimbert Gloria
SECRETARIAS María Eugenia Sánchez León, María Teresa Radillo Ruiz
ASISTENTES Ixchel Rivera Cortés, J. Eduardo Rosas Cisneros
CHOFER Rubén Huerta Escobar
SUBGERENCIA TÉCNICA DEL PALACIO DE BELLAS ARTES
Jorge Peláez, jefe de foro
TALLER DE TRASPUNTE Juan Martínez, jefe de taller
Christopher Arturo González Flores, Guadalupe Negrete Murillo
TALLER DE TRAMOYA Braulio Lara Nieto, jefe de taller
Abel Raymundo Ensástiga Zavala, Juan Pedro Peña Márquez, Héctor Reyes Sánchez, Sergio
Malvaez González, Felipe Sosa Montes, Julio César Guerra Picazo, José Alberto Lugo Cruz,
Jesús Dionisio Salinas del Castillo, Gabriel García Hernández, Sergio Meléndez Ensástiga,
Daniel Samaniego Alvarado, Luis Alejandro García Herrera, Martín Antonio Alarcón
Hernández, Jorge Mejía Nieto
TALLER DE MAQUILLAJE María Teresa Quevedo Ayala, jefe de taller
Dolores Amparo Vargas Ayala, Azalea Martínez López, Bibiana Eva Vázquez Rivera
TALLER DE VESTUARIO Patricia Gutiérrez Barrios, jefe de taller
Mónica Legorreta Soria, Ernesto Farías Pérez, Elvia Patricia Aceves García, Ricardo Castro
Carrasco, Fortino Pinzón Heracleo, Pedro Cedeño Ledezma, María de los Ángeles Vargas
Arellano, Erik Daniel Ramírez Aceves
TALLER MECÁNICO José Amado Castillo Barreto, jefe de taller
Javier Márquez Bernabé, José Luis Olivares Aguirre, Rodolfo Ponce Durán, Luis Alfredo
Alejandro Durán Alvarado
TALLER DE ILUMINACIÓN Roberto Carlos Arellano Ramos, jefe de taller
José Aníbal Castro Reyes, David Méndez Cruz, Víctor Yones Coronel, Federico Flores Fuentes,
Julián Gerardo González Contreras, Juvenal Orozco Medina
TALLER DE AUDIO Martín Fernando Jiménez Páramo, jefe de taller
Julio Cárdenas García, Ramón Aceves García, José Luis Román Pedraza
MULTIMEDIA Rodolfo Jair Aceves Celis, Viridiana González Vázquez
TALLER DE UTILERÍA Guillermo Flores Zurita, jefe de taller
Luciano Noé Alarcón Estrada, Pedro Zaragoza García, Jonhatan Eduardo Castillo Díaz, Miguel
Gustavo Andrade Márquez
ATENCIÓN ARTÍSTICA José Joel García Maldonado, responsable de área
Ruperto Sánchez Nieto, María Guadalupe Cejudo Sánchez, Sandra Rodríguez Maturano,
Leonardo Méndez Ojeda
Fotografía: Bernardo Arcos Mijailidis
GERENCIA DEL PALACIO DE BELLAS ARTES
Jesús José Sánchez Herrera, subdirector de administración
Leonel Morgan Sotomayor, subgerente de programación y proyectos especiales
José Rojas Patiño, coordinador editorial y de difusión
Federico Emery Othón, subgerente técnico
Nicolás Peláez Velázquez, coordinador técnico
Silvia Gil Rivera, subgerente de control de espectáculos
José López Quintero, subgerente de conservación y obras
Keila Castrejón Ávila, coordinadora de relaciones públicas
Arturo Ricardo Murguía García, coordinador de seguridad y vigilancia
Alan Perea Vizcaya, diseño gráfico
Fotografía: Bernardo Arcos Mijailidis
Descargar

segunda temporada de conciertos - Instituto Nacional de Bellas Artes