ESTADO LIBRE ASOCIADO DE PUERTO RICO
17ma. Asamblea
Legislativa
5ta. Sesión
Ordinaria
CÁMARA DE REPRESENTANTES
P. de la C. 2430
20 DE ABRIL DE 2015
Presentado por el representante Rodríguez Miranda
Referido a la Comisión de Lo Jurídico
LEY
Para enmendar los artículos 117 y 126 del Código Civil de Puerto Rico, según
enmendado, a los fines de disponer que la acción para impugnar la presunción de
paternidad o maternidad, por parte del padre o la madre biológica(o), así como de
la madre legal, deberá ejercitarse dentro del plazo de caducidad de un año,
contados a partir de la fecha de que advenga en conocimiento de la inexactitud de
la filiación; y para aclarar que la inexactitud biológica solo podrá comprobarse por
medio de pruebas de ADN.
EXPOSICIÓN DE MOTIVOS
Con la aprobación de la Ley 215-2009, la cual a su vez enmendó el Código Civil
de Puerto Rico, se reconoció que con los adelantos de la ciencia en el campo de la
genética, se ha podido documentar la importancia de las pruebas de DNA, como
herramienta que arroja prueba concluyente en cuanto a la determinación de la
paternidad o maternidad, entre otras cosas. Ciertamente, esto último ha servido de
base para reconocer la importancia de las pruebas biológicas en los procesos judiciales
de impugnación de la paternidad en las Reglas de Evidencia de Puerto Rico.
Asimismo, y en consideración a la disponibilidad de estas pruebas, el Artículo
117 del Código Civil fue enmendado para disponer que “[l]a acción para impugnar la
presunción de paternidad o de maternidad, por parte del padre legal deberá ejercitarse dentro del
plazo de caducidad de seis meses, contados a partir de la fecha de que advenga en conocimiento
de la inexactitud de la filiación o a partir de la aprobación de esta Ley, lo que sea mayor”.
2
No obstante, entendemos que todavía es necesario enmendar aún más, el
mencionado Artículo 117, a los efectos de que se permita a un hijo contar con un
periodo de hasta un año, desde que advenga en conocimiento de la inexactitud
biológica para impugnar esa inexactitud. Estableciendo, específicamente, que la acción
para impugnar la presunción de paternidad o maternidad, por parte del hijo, ya sea éste
menor de edad representado por su padre o madre biológica con quien comparte
exactitud biológica o representado por defensor judicial o ya sea éste, el hijo, mayor de
edad, deberá ejercitarse dentro del plazo de caducidad de un año, contados a partir de
la fecha de que advenga en conocimiento de la inexactitud de la filiación o a partir de la
aprobación de esta ley, lo que sea mayor, independientemente el presunto padre o la
presunta madre hayan fallecido.
A su vez por medio de este proyecto de ley se pretende suplementar la Ley 2152009 y rectificar la omisión de no garantizar los mismos derechos a los hijos nacidos
fuera de matrimonio que promuevan la impugnación de reconocimiento amparados en
el Artículo 126 del Código Civil. Sin el Legislador advertirlo lo cierto es que la Ley 2152009 olvidó incluir en su alcance las acciones de impugnación de reconocimiento
contempladas en el Artículo 126, lo cual ocasiona que la Ley 215-2009 discrimine contra
los hijos nacidos fuera de matrimonio, en clara violación del Artículo II, Sección 1 de la
Constitución de Puerto Rico. Lo anterior es un error que no se debe permitir y se debe
corregir a la brevedad posible en aras de garantizar a todos los hijos los mismos
derechos bajo la ley.
Adicionalmente este proyecto de ley suscribe las expresiones del Honorable
Tribunal Supremo, en Castro Torres vs Negrón Soto, 2003 T.S.P.R. 90 cuando indicó:
[s]omos del criterio que para tales casos, como sucede con el aquí recurrido,
resultaría injusto e irrazonable aplicarle automáticamente el término
previamente mencionado establecido en el caso de Almodóvar v. Méndez, ante.
Menos aún cuando las constancias del Registro Demográfico a diferencia, por
ejemplo, de las constancias del Registro de la Propiedad, no gozan del principio
de publicidad que permite imputarle a todo el mundo el conocimiento de lo que
en ellos consta. Además, sabido es que “no puede ejercitarse una acción si de
buena fe el titular desconoce que tiene derecho a ejercitarla.” Martínez v. Bristol
Myers, Inc., 147 D.P.R. 383, 405 (1999). Para ello es necesario que conozca todos
los elementos necesarios para llevarla a cabo como lo serían, en este caso, el
hecho del nacimiento y/o reconocimiento de la criatura.
Conforme lo anterior, entendemos necesario enmendar el mencionado Artículo
126, a los efectos de: 1 - reafirmar que la acción del hijo no caduca en vida de su
presunto padre o madre; 2 - ampliar su derecho a ejercitarla eliminando el término de
caducidad de hasta un año posterior a fecha de la muerte del presunto padre o madre; y
3 - para que se permita a un hijo, del presunto padre o madre haber muerto sin dejar
descendencia, solicitar una Orden de Exhumación del cadáver a los únicos efectos de
3
efectuar la prueba de A.D.N., y contar con un periodo de hasta tres (3) meses, desde que
advenga en conocimiento de la inexactitud biológica, para impugnar esa inexactitud.
Sin lugar a dudas, con lo aquí propuesto, armonizamos más todavía el
ordenamiento jurídico vigente, con los avances científicos disponibles, mientras,
fortalecemos la máxima de que una persona tiene derecho a saber quién es su
verdadero padre o madre.
DECRÉTASE POR LA ASAMBLEA LEGISLATIVA DE PUERTO RICO:
1
2
3
Artículo 1.-Se enmienda el Artículo 117 del Código Civil de Puerto Rico, según
enmendado, para que lea como sigue:
“Artículo 117.-Cuándo debe ejercitarse la acción para impugnar.
4
La acción para impugnar la presunción de paternidad o de maternidad,
5
por parte del padre legal deberá ejercitarse dentro del plazo de caducidad de seis
6
meses, contados a partir de la fecha de que advenga en conocimiento de la
7
inexactitud de la filiación o a partir de la aprobación de esta Ley, lo que sea
8
mayor.
9
La acción para impugnar la presunción de paternidad o maternidad, por
10
parte del padre o la madre biológica(o), así como de la madre legal, deberá
11
ejercitarse dentro del plazo de caducidad de un año, [contado a partir de la
12
inscripción del nacimiento del menor en el Registro Demográfico] contados a
13
partir de la fecha de que advenga en conocimiento de la inexactitud de la filiación o a
14
partir de la aprobación de esta ley, lo que sea mayor.
15
La acción para impugnar la presunción de paternidad o maternidad, por parte del
16
hijo, ya sea éste menor de edad representado por su padre o madre biológica con quien
17
comparte exactitud biológica o representado por defensor judicial o ya sea éste, el hijo,
4
1
mayor de edad, deberá ejercitarse dentro del plazo de caducidad de un año, contados a
2
partir de la fecha de que advenga en conocimiento de la inexactitud de la filiación o a
3
partir de la aprobación de esta ley, lo que sea mayor, independientemente el presunto
4
padre o la presunta madre hayan fallecido.
5
Cuando la acción de impugnación se refiere a un hijo que no ha alcanzado
6
la mayoría de edad, el Tribunal velará por el interés prioritario del estado de
7
proteger la niñez sobre el interés del presunto padre o de la presunta madre de
8
conformar la realidad jurídica con la biológica.
Las pruebas de A.D.N., serán las necesarias y requeridas para determinar la
9
10
inexactitud o exactitud de la filiación.”
11
Artículo 2.-Se enmienda el Artículo 126 del Código Civil de Puerto Rico, según
12
13
enmendado, para que lea como sigue:
“Artículo 126.-Prescripción de la acción para el reconocimiento.
14
Las acciones para el reconocimiento de hijos naturales, sólo podrán
15
ejercitarse en vida de los presuntos padres, o un año después de su muerte, salvo
16
en los casos siguientes:
17
(1)
…
18
(2)
…
19
(3)
Si después de la muerte del padre o de la madre es el propio hijo quien, luego de
20
alcanzado la mayoría de edad, inicia la acción de impugnación, no habrá término
21
de caducidad para radicar la acción luego de alcanzada la mayoría de edad. Del
22
padre o madre fallecido no haber dejado descendencia biológica, se reconoce el
5
1
derecho expreso del hijo de solicitar ante el Tribunal de Primera Instancia, como
2
parte de su acción de impugnación, una orden para la exhumación del cadáver del
3
padre o madre para la realización de la correspondiente prueba de A.D.N., en aras
4
de determinar la exactitud o inexactitud biológica. Una vez realizada la
5
correspondiente prueba de A.D.N., en aras de determinar la exactitud o
6
inexactitud biológica,
7
exactitud biológica, el hijo entonces dispondrá de un término de tres (3) meses
8
para presentar la acción de impugnación.
9
…
10
…
11
del resultado de la prueba de A.D.N., demostrar la
Las pruebas de A.D.N., serán las necesarias y requeridas para determinar la
12
inexactitud o exactitud de la filiación.”
13
Artículo 3.-Disposición transitoria.-
14
Toda acción de impugnación de reconocimiento pendiente ante los tribunales se
15
le aplicará lo dispuesto en esta Ley. En los casos previamente resueltos por el Tribunal
16
desde el 1 de febrero de 2010 al presente donde, aplicando los términos concedidos en el
17
Artículo 126, no se hubiese permitido la realización de prueba de A.D.N., el
18
promovente podrá radicar nuevamente dicha acción en un término de seis (6) meses a
19
partir de la aprobación de esta Ley.
20
Artículo 4.-Esta Ley entrará en vigor inmediatamente después de su aprobación.