UNIVERSIDAD CENTRAL DEL ECUADOR
FACULTAD DE ODONTOLOGÍA
CARRERA DE ODONTOLOGÍA
“DETERMINACIÓN DE LA CANTIDAD DE FLUIDO SALIVAL
DE LOS PACIENTES QUE ACUDEN AL SERVICIO DE
CONSULTA EXTERNA DEL HOSPITAL PSIQUIÁTRICO SAN
LÁZARO DE QUITO - ECUADOR EN LOS MESES DE
FEBRERO Y MARZO DEL AÑO 2015 Y SU RELACIÓN CON LA
INGESTA FARMACOLÓGICA DE MEDICAMENTOS
ANTIDEPRESIVOS TALES COMO LA AMITRIPTILINA,
FLUOXETINA Y SERTRALINA”.
Tesis de grado previo a la obtención del título de odontólogo.
José Ignacio Viteri Ruiz
TUTOR: Dr. Wladimir Vicente Andrade Yépez
Quito, Mayo 2016
DEDICATORIA
A mis sacrificados padres.
ii
RECONOCIMIENTO
A mi estimado tutor de tesis Dr. Wladimir Andrade por su entendimiento y
cooperación, sin el cual este proyecto no hubiera llegado a feliz término.
iii
“Nunca es demasiado tarde para ser la persona que podrías haber sido”
George Eliot
iv
Autorización de la autoría Intelectual
Yo, Viteri Ruiz José Ignacio, en calidad del autor del trabajo de investigación o tesis
realizada sobre: “DETERMINACIÓN DE LA CANTIDAD DE FLUIDO
SALIVAL DE LOS PACIENTES QUE ACUDEN AL SERVICIO DE
CONSULTA EXTERNA DEL HOSPITAL PSIQUIÁTRICO SAN LÁZARO
DE QUITO - ECUADOR EN LOS MESES DE FEBRERO Y MARZO DEL
AÑO 2015 Y SU RELACIÓN CON LA INGESTA FARMACOLÓGICA DE
MEDICAMENTOS
ANTIDEPRESIVOS
TALES
COMO
LA
AMITRIPTILINA, FLUOXETINA Y SERTRALINA”, por la presente autorizo a
la UNIVERSIDAD CENTRAL DEL ECUADOR, hacer uso de los contenidos que
me pertenecen o de parte de los que contienen esta obra, con fines estrictamente
académicos o de investigación.
Los derechos que como autor me corresponden, con excepción de la presente
autorización, seguirán vigentes a mi favor, de conformidad con lo establecido con los
artículos 5, 6, 8; 19 y además pertinentes de la Ley de Propiedad Intelectual y su
Reglamento.
Quito, 20 de Enero del 2015.
VITERI RUIZ JOSÉ IGNACIO
C.I. 171721580-8
Telf: 0998348456
E-mail: chechevite@hotmail.com
v
Informe de Aprobación del Tutor
i
vi
Certificado de Aprobación de Tribunal
vii
Índice general
Dedicatoria ..................................................................................................... ii
Reconocimiento ............................................................................................ iii
Autorización de la autoría Intelectual ............................................................ v
Informe de Aprobación del Tutor ................................................................. vi
Certificado de Aprobación de Tribunal ....................................................... vii
Índice general .............................................................................................. viii
Lista de Tablas ............................................................................................... x
Lista de Gráficos .......................................................................................... xii
Resumen ...................................................................................................... xiii
Abstract ....................................................................................................... xiv
Introducción ................................................................................................... 1
Capítulo I: Presentación del Problema ........................................................... 3
1.1.- Planteamiento del problema: ............................................................. 3
1.2.- Formulación del problema: ................................................................ 3
1.3.- Interrogantes de la investigación: ...................................................... 3
1.4.-Objetivos de la investigación:............................................................. 4
1.4.1.- Objetivo general: ........................................................................ 4
1.4.2.- Objetivos específicos: ................................................................. 4
1.5.- Justificación: ...................................................................................... 5
1.6.- Hipótesis: ........................................................................................... 5
Capítulo II: Marco Teórico ............................................................................ 6
2.1.- Antecedentes:..................................................................................... 6
2.2.- Fundamentación teórica:.................................................................... 6
Depresión ............................................................................................... 6
Medicamentos Antidepresivos ............................................................. 11
Glándulas Salivares .............................................................................. 16
2.3.- Caracterización de las variables. ..................................................... 35
Capítulo III: Metodología ............................................................................ 36
3.1.- Diseño de la investigación: .............................................................. 36
3.2.- Criterios de inclusión: ...................................................................... 36
viii
3.3.- Criterios de exclusión: ..................................................................... 36
3.4.- Aspectos éticos: .............................................................................. 37
3.5.- Procedimientos: ............................................................................... 37
3.6.- Recolección de datos: ...................................................................... 38
Capítulo IV: Marco Administrativo ............................................................. 39
4.1.- Instrumentos: ................................................................................... 39
4.2.- Recurso Humano: ............................................................................ 39
4.3.- Presupuesto (Tabla Nº 4): ................................................................ 39
4.4.- Cronograma (Tabla Nº5): ................................................................ 40
Capítulo V: Análisis de datos ...................................................................... 41
5.1.- Presentación de Resultados. ............................................................ 41
5.2.- Análisis e interpretación de resultados. ........................................... 44
5.3.- Discusión de los resultados.............................................................. 66
5.4.- Hallazgos de la Investigación. ......................................................... 67
Capítulo VI: Conclusiones y recomendaciones ........................................... 68
7.1.- Conclusiones:................................................................................... 68
7.2.- Recomendaciones: ........................................................................... 68
Capítulo VII: Referencia Bibliográfica ........................................................ 69
Anexos ......................................................................................................... 71
Anexo A: .................................................................................................. 71
Anexo B ................................................................................................... 72
Anexo C: .................................................................................................. 73
ix
Lista de Tablas
Tabla Nº 1: Composición de la saliva:……………………………………………....28
Tabla Nº 2: Condiciones y enfermedades que se asocian a hiposalivación.………...33
Tabla Nº 3: Caracterización de las variables....……………………………………..35
Tabla Nº 4: Presupuesto:…………………………………………………………….39
Tabla Nº 5: Cronograma…...………………………………………………………..40
Tabla Nº 6: Género de la población que acude al Hospital
Psiquiátrico San Lázaro……………………………………………………….41
Tabla Nº 7: Población que acude al Hospital Psiquiátrico San
Lázaro según su grupo etario..………………………………………….....….42
Tabla Nº 8: División de la población que acude al Hospital
Psiquiátrico San Lázaro según el medicamento que toma…………………....43
Tabla Nº 9: Frecuencia de tipo de Salivación de todo el universo...………………..44
Tabla Nº 10: Salivación por edad. Grupo Etario: 15 – 20 años…..……………..…..44
Tabla Nº 11: Salivación por edad. Grupo Etario: 21 – 25 años…..……………..…..45
Tabla Nº 12: Salivación por edad. Grupo Etario: 26 – 30 años…..……………..…..45
Tabla Nº 13: Salivación por edad. Grupo Etario: 31 – 35 años…..……………..…..46
Tabla Nº 14: Salivación por edad. Grupo Etario: 36 – 40 años…..……………..…..46
Tabla Nº 15: Salivación por edad. Grupo Etario: 41 – 45 años…..……………..…..46
Tabla Nº 16: Salivación por edad. Grupo Etario: 46 – 50 años…..……………..…..47
Tabla Nº 17: Salivación por edad. Grupo Etario: 51 – 55 años…..……………..…..47
Tabla Nº 18: Salivación por edad. Grupo Etario: 56 – 60 años…..……………..…..47
Tabla Nº 19: Salivación por edad. Grupo Etario: 61 – 65 años…..……………..…..48
Tabla Nº 20: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 15 - 20 años...……….…...48
Tabla Nº 21: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 21 - 25 años...……….…...49
Tabla Nº 22: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 26 - 30 años...……….…...49
Tabla Nº 23: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 31 - 35 años...……….…...50
Tabla Nº 24: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 36 - 40 años...……….…...50
Tabla Nº 25: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 41 - 45 años...……….…...51
Tabla Nº 26: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 46 - 50 años...……….…...51
Tabla Nº 27: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 51 - 55 años...……….…...52
Tabla Nº 28: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 56 - 60 años...……….…...52
Tabla Nº 29: Salivación vs Medicamento. Grupo Etario 61 - 65 años...……….…...53
Tabla Nº 30: Salivación vs Grupo etario. Amitriptilina...……………………...……53
Tabla Nº 31: Salivación vs Grupo etario. Fluoxetina......……………………...……54
Tabla Nº 32: Salivación vs Grupo etario. Sertralina...……………………...…….…54
Tabla Nº 33: Salivación vs Grupo etario. Amitriptilina + Fluoxetina...……….……55
Tabla Nº 34: Salivación vs Grupo etario. Amitriptilina + Sertralina.....……….……55
Tabla Nº 35: Salivación vs Género. Amitriptilina…………………………………..56
Tabla Nº 36: Salivación vs Género. Fluoxetina…………………………………......56
Tabla Nº 37: Salivación vs Género. Sertralina….…………………………………..57
Tabla Nº 38: Salivación vs Género. Amitriptilina + Fluoxetina…...………………..57
x
Lista de Tablas
Tabla Nº 39: Salivación vs Género. Amitriptilina + Sertralina.…...………………..57
Tabla Nº 40: Salivación vs Género. Grupo etario 15 - 20 años...……………...……58
Tabla Nº 41: Salivación vs Género. Grupo etario 21 - 25 años...……………...……59
Tabla Nº 42: Salivación vs Género. Grupo etario 26 - 30 años...……………...……59
Tabla Nº 43: Salivación vs Género. Grupo etario 31 - 35 años...……………...……60
Tabla Nº 44: Salivación vs Género. Grupo etario 36 - 40 años...……………...……60
Tabla Nº 45: Salivación vs Género. Grupo etario 41 - 45 años...……………...……61
Tabla Nº 46: Salivación vs Género. Grupo etario 46 - 50 años...……………...……61
Tabla Nº 47: Salivación vs Género. Grupo etario 51 - 55 años...……………...……62
Tabla Nº 48: Salivación vs Género. Grupo etario 56 - 60 años...……………...……62
Tabla Nº 49: Salivación vs Género. Grupo etario 61 - 65 años...……………...……63
Tabla Nº 50: Frecuencia de Salivación en Hombres………………………………...63
Tabla Nº 51: Frecuencia de Salivación en Mujeres..………………………………..63
Tabla Nº 52: Género Vs. Salivación……………………….………………………..64
Tabla Nº 53: Medicamento Vs Salivación…………………………………………..64
Tabla Nº 54: Edad Vs. Tipo de Salivación...………………………………………..65
xi
Lista de Gráficos
Gráfico º1: Representación gráfica del género de la población
que acude al Hospital Psiquiátrico San Lázaro…………………………….....65
Gráfico º2: Gráfico de barras que muestra la relación de número de personas
según el medicamento que toma. Hospital Psiquiátrico San Lázaro.……..…..67
xii
TEMA: “DETERMINACIÓN DE LA CANTIDAD DE FLUIDO SALIVAL DE
LOS PACIENTES QUE ACUDEN AL SERVICIO DE CONSULTA EXTERNA
DEL HOSPITAL PSIQUIÁTRICO SAN LÁZARO DE QUITO - ECUADOR EN
LOS MESES DE FEBRERO Y MARZO DEL AÑO 2015 Y SU RELACIÓN CON
LA INGESTA FARMACOLÓGICA DE MEDICAMENTOS ANTIDEPRESIVOS
TALES COMO LA AMITRIPTILINA, FLUOXETINA Y SERTRALINA”
Autor: José Ignacio Viteri Ruiz
Tutor: Dr. Wladimir Andrade
Resumen
La saliva es segregada por glándulas mayores y menores y tiene funciones de
protección, higiene, bactericidas, masticación, transporte y fonación. Una alteración
en la cantidad de saliva podría generar ardor en la boca, dificultades al masticar y
deglutir, reducción del sentido del gusto, malestar al hablar e intolerancia a prótesis
dentales. En la literatura se menciona al uso de antidepresivos como una de las
causas de esta alteración del flujo salival. La investigación se desarrolló en el
Hospital Psiquiátrico San Lázaro de Quito en los meses de febrero y marzo del año
2015 donde acudieron 40 hombres y 146 mujeres que tomaban alguno de los
antidepresivos recetados por el Ministerio de Salud Público que son: amitriptilina,
fluoxetina y sertralina. A ellos se les dividió por grupos etarios y género y se le
realizo una sialometría con el método no estimulado de recolección de saliva por 5
minutos para determinar la cantidad de fluido salival por minuto. Se concluyó que:
de 15 a 20 años la fluoxetina produce hiposalivación leve; la administración
medicamentosa que más produce hiposalivación es la asociación de amitriptilina con
fluoxetina; que la amitriptilina no produce mayormente hiposalivación de ningún
tipo en ningún grupo etario; y que en ambos géneros se encuentran resultados
parecidos, lo que nos indica que el género no es una predisposición para tener
alteraciones de flujo salival. Por lo cual es necesario dar importancia en la formación
del profesional en odontología para que sepa identificar y tratar esta enfermedad.
Palabras clave: Antidepresivos, hiposalivación, amitriptilina, fluoxetina, sertralina.
xiii
TITLE: “SALIVARY FLOW RATE DETERMINATION OF PACIENTS WHO
ATTENDED TO PSYCHIATRIC HOSPITAL SAN LÁZARO ON QUITO –
ECUADOR BETWEEN THE MONTHS OF FEBRUARY AND MARCH OF 2015
AND ITS RELATION WITH ANTIDEPRESSANT MEDICATION SUCH AS
AMITRIPTYLINE, FLUOXETINE AND SERTRALINE”
Author: José Ignacio Viteri Ruiz
Tutor: Dr. Wladimir Andrade
Abstract
Saliva is secreted my minor and major glands; its functions include protection,
hygiene, as a bactericide, mastication, transport and phonation. An alternation in the
volume of saliva secreted by these glands could cause a burning sensation in the
mouth, hinder mastication and swallowing, reduce the sense of taste, cause
discomfort when speaking and increase intolerance to dental prostheses. Literature
mentions the use of antidepressants as a cause for alterations in salivary flow. This
research work was conducted at San Lázaro Psychiatric Hospital, in Quito,
throughout February and March 2015; the sample consisted of 40 men and 146
women who were taking antidepressants prescribed by the Ministry of Public Health
(amitriptyline, fluoxetine and sertraline). The patients were divided by age and sex,
and were subjected to sialometries using the non-stimulated saliva collection method
for 5 minutes in order to determine the patients’ saliva production rate. It was
concluded that: there is a slight reduction in salivation in patients between the ages of
15 and 20; the drug combination that most reduces salivation is amitriptyline plus
fluoxetine; amitriptyline does not reduce salivation in any age group, and both sexes
have similar results, meaning that a person’s gender does not predispose them to
reduced salivation. In conclusion, it is important that dentists know how to identify
and treat reduced salivation.
KEYWORDS: ANTIDEPRESSANTS/ REDUCED SALIVATION
MOUTH)/ AMITRIPTYLINE/ FLUOXETINE/ SERTRALINE.
(DRY
Keywords: Antidepressants, hyposalivation, amitriptyline, fluoxetine, sertraline.
xiv
Introducción
El propósito de todas las actividades del hombre es alcanzar el máximo de
bienestar y felicidad. En el caso específico de la odontología es la de “conservar al
paciente bucodentalmente sano” (Herazo, 2012). Esto contempla el no tener ninguna
sensación de disgusto, como por ejemplo la que provoca una disminución en la
cantidad de fluido salival, que, además de sensación de boca seca y ardor, “produce
dificultades al masticar y deglutir, reducción del sentido del gusto, malestar al hablar
e intolerancia a prótesis dentales” (Szabadi & Tavernor, 1999).
Por otro lado, Hardman, Lee y Goodman (2003) indican a la boca seca en
primer lugar dentro los afectos adversos de los antidepresivos. Al igual que Cecotti,
Stouza, Carzoglio y Luberti (2007) que mencionan: “Los fármacos son los
responsables de la mayoría de los casos de xerostomía de larga evolución”
nombrando, entre otros, a los tres antidepresivos importantes y mayormente usados
en la red de salud pública del Ecuador que son: amitriptilina, fluoxetina y sertralina.
La depresión es uno de los trastornos psiquiátricos más comunes y se estima
que un 10% de las personas pueden deprimirse durante sus vidas (Lazo de la Vega
& Velasco, 2002). Al Hospital Psiquiátrico San Lázaro de Quito en el año 2014
acudieron 7249 pacientes con trastornos del humor – que comprenden trastornos
depresivos, de ansiedad y mixtos de ansiedad y depresión – de los cuales el 79% eran
mujeres. En el hospital el tipo de trastornos depresivos son tratados únicamente con
tres fármacos antidepresivos: amitriptilina, fluoxetina y sertralina.
Lo que buscamos con nuestro trabajo de investigación es comprobar si estos
conceptos literarios se cumplen en nuestra población quiteña y en qué porcentaje. Lo
trataremos de comprobar midiendo el fluido salival por minuto que tienen los
pacientes ambulatorios que acuden a la consulta externa del área de psiquiatría del
Hospital “San Lázaro de Quito” en el periodo de febrero – marzo que estén tomando
la medicación antes mencionada.
Para lo cual utilizaremos el método de recolección de saliva no estimulado,
que consiste en recoger en una probeta milimetrada toda la secreción basal de saliva
en cinco minutos y contrastarla con la literatura para saber si existe un aumento o
disminución de la saliva con respecto a lo que se considera normal.
Al final lograremos determinar qué grupo etario, género y medicamento es
el que sufre mayores cambios en la cantidad de fluido salival y con esto aportar al
conocimiento de odontólogos de nuestro entorno para que tomen en cuenta la
alteración en la cantidad de fluido salival inducido por fármacos antidepresivos a la
hora de fijar un diagnóstico.
2
Capítulo I: Presentación del Problema
1.1.- Planteamiento del problema:
Según Samaniego (2005) “el 60% de personas sufren de trastornos afectivos de
depresión y manía en todo el mundo”. En el año de 2014 al Hospital Psiquiátrico de Quito
acudieron 7249 personas que buscaban atención a sus problemas afectivos.
1.2.- Formulación del problema:
Últimamente en el Hospital Psiquiátrico San Lázaro en la ciudad de Quito, se ha
dado un incremento pacientes jóvenes y adultos con diagnóstico de trastorno del humor, que
buscan atención psiquiátrica. Estos grupos etarios son propicios para hacer un estudio de
fluido salival ya que muchos de ellos no están expuestos a causas comunes de hiposalivación
como prótesis mal ajustadas, enfermedades propias de la senectud o deterioro fisiológico de
su función glandular.
Para añadir más, muchos de estos pacientes ambulatorios están bajo esquemas
posológicos antidepresivos exclusivos, es decir, que no toman medicación adicional.
1.3.- Interrogantes de la investigación:
¿En qué tanto se ve afectada su producción de saliva al estar expuesto a
medicamentos que se conocen teóricamente como causantes de resequedad bucal? ¿En qué
grupos etarios se ve más relación de medicamentos a la cantidad de fluido salival? ¿En qué
genero se ve más relación de un medicamento a la cantidad de saliva? ¿Cuál es el
medicamento de predilección de acuerdo a los grupos etarios que acuden al hospital?
1.4.-Objetivos de la investigación:
1.4.1.- Objetivo general:
Identificar el efecto que producen la administración de antidepresivos como
amitriptilina, fluoxetina y sertralina en la cantidad de saliva secretada por los pacientes que
acuden a la consulta externa del Hospital Psiquiátrico San Lázaro de Quito.
1.4.2.- Objetivos específicos:
Identificar el efecto preciso que produce la administración de antidepresivos como la
amitriptilina, fluoxetina y sertralina en la cantidad fluido salival.
Comparar en que medicamento se produce mayor variación de cantidad de fluido
salival.
Determinar en qué género se produce mayor incidencia hiposalivación o
hipersalivación.
Determinar en qué grupo etario se produce mayor incidencia hiposalivación o
hipersalivación.
Analizar las complicaciones que conlleva tener una alteración en la cantidad de
saliva segregada en el paciente.
Revisar la bibliografía de los antidepresivos utilizados en este estudio.
Mencionar consideraciones en el tratamiento odontológico del paciente psiquiátrico.
4
1.5.- Justificación:
La saliva, que se secreta principalmente a partir de seis glándulas principales, tres a
cada lado, que distinguen, por su situación, en parótidas submaxilares y sublinguales (Testut
& Latarjet, 1984) tiene funciones de: protección, fonación, higiene, bactericidas masticación y
transporte (Närhi, Meurman & Ainamo, 1999).
La secreción de saliva normal al día varía entre 1000 a 1500 ml y su disminución
puede llevar a problemas de síntomas de boca seca, ardor, dificultad al masticar y tragar, una
disminución en el sentido del gusto, malestar al hablar, intolerancia a la prostodoncia dental y
predispone a infecciones bucales, como candidiasis oral, sialoadenitis bacteriana, enfermedad
periodontal y caries dental (Szabadi & Tavernor, 1999).
Szabadi y Tavernor (1999) también añaden que el tipo de xerostomía inducida por
fármacos además puede causar cambios en el patrón del sueño, disforia y pérdida del apetito
debido a su malestar al masticar e ingerir medicamentos.
Es por esto que los cambios en la cantidad de fluido salival secretada en los pacientes
que toman antidepresivos debe ser tomada en cuenta a la hora del estudio clínico por parte del
profesional del aparato estomatológico para lograr un plan de tratamiento más integral y
adecuado.
1.6.- Hipótesis:
Los pacientes que toman amitriptilina tienen menos salivación que aquellos que
toman fluoxetina o sertralina.
5
Capítulo II: Marco Teórico
2.1.- Antecedentes:
Soares, et ál, en el 2015 buscan relacionar los conceptos de fibromatosis con
hiposalivación en una investigación donde utiliza el método no estimulado de recolección
total de saliva para saber su volumen. Es un estudio actual del que hemos dado importancia
por el método que utiliza.
Del Vigna y Batista (2012) elaboran un artículo científico en el que describen todos
los efectos que producen los antidepresivos en el aparato bucal. Entre otras menciona
xerostomía, sialoadenitis, gingivitis, disgeusia, glositis, edema y decoloración de la lengua y
estomatitis pero todo esto relacionado a una disfunción de las glándulas salivales debido a la
medicación.
En el estudio de Leal, et ál, (2014) en el que se hace un análisis de los factores
asociados a las alteraciones de la cantidad de saliva en 30 pacientes con xerostomía, se
describe que los pacientes que toman antidepresivos tienen menor flujo salival en
comparación con los que no toman medicamentos antidepresivos.
2.2.- Fundamentación teórica:
Depresión
Concepto:
La depresión es descrita por Samaniego (2005) como:
La más común de las enfermedades mentales mayores y se caracteriza por los
siguientes síntomas: Pérdida de interés, alegría o placer en casi todas las
actividades usuales del individuo;
sentimientos de inmensa tristeza y
desesperanza, debilidad impotencia, autodepreciación; lentitud mental, pérdida
6
de concentración, dispersión y superficialidad de la atención; preocupación
pesimista, juicios de inmenso valor sobre la muerte, intentos de suicidio y
suicidio; agitación o retardo psicomotor; insomnio y disrupción de los ritmos
circadianos hormonales como la hipersomnia; anorexia y perdida ponderal,
disminución de energía y de la libido, ocasionalmente hiperfagia (p. 386).
Historia:
La primera alusión científica a la depresión fue descrita por Hipócrates, quien
nombró como “melancolía” a la disfunción de la atrabilis. En el siglo segundo Galeno
identifica tres formas distintas de melancolía, según estén localizadas en el encéfalo, en todo
el cuerpo o en el aparato digestivo. Atribuyéndolas a la patología humoral (Vallejo y Leal,
2012).
Hasta finales del siglo XIX, el término melancolía fue habitual para referirse al
síndrome depresivo. En 1854, Falret y Baillarger describen el carácter bipolar del trastorno
afectivo. Kraepelin en 1896 delimita a los trastornos afectivos como una enfermedad única,
episódica, recurrente, de buen pronóstico y con tendencia a la recuperación completa (Vallejo
y Leal, 2012).
Desde la aparición del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales
(DSM-III) en 1980, se genera una transformación importante en la clasificación de las
depresiones. Hasta este momento la clasificación de las enfermedades tenía como eje el
carácter biológico-constitucional que representa la melancolía frente a otras depresiones de
naturaleza psicosocial. El Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales
(DSM-III) establece como base de los trastornos afectivos a la depresión mayor, dejando a la
melancolía relegada a una posibilidad diagnóstica. (Vallejo y Leal, 2012).
Etiología:
Las causas de la depresión a nivel molecular se puede deber a: una baja
disponibilidad de precursores: triptófano, tirosina; disminución de la actividad enzimática:
tirosín y triftoanohidroxilasa; aceleración de la recaptación; insuficiente almacenamiento
granular presináptico; déficit de liberación del neurotransmisor; inducción de la
7
monoaminooxidasa (MAO) presináptica o la disminución de la sensibilidad del receptor
postsináptico (Samaniego, 2005).
Epidemiologia y factores de riesgo:
Los factores genéticos predisponentes son condiciones necesarias pero no suficientes
para el desarrollo de enfermedades mentales. Los factores ambientales ayudan a que la
predisposición alcance el umbral de vulnerabilidad y se desarrolle la enfermedad, por ello
mismo, no son condicionales suficientes para el desarrollo de enfermedades mentales (Vallejo
y Leal, 2012).
Prevalencia:
En uno de los estudios mejor realizados en Estados Unidos (National Comorbidity
Survey, NCS) la prevalencia vida de esta patología según el DSM-III fue estimada cerca del
17%. (&.1% entre los sujetos de 15 a 24 años). En un amplio estudio europeo Ayuso-Mateos
y cols encuentran una prevalencia total de 8,56% (en el análisis total de una muestra
combinada de 8764 sujetos). Las tasas eran de 0,05% para mujeres y 6,61% para hombres
(Vallejo y Leal, 2012).
Factores de riesgo psicosocial
Factores predisponente: “Acontecimientos vitales que han ocurrido en la infancia o
adolescencia que predisponen a la depresión en la edad adulta. Por principal es la pérdida
parental” (Vallejo y Leal, 2012).
Recursos personales: Se asocia al autoestima. El apoyo social se entiende como la
presencia de una relación emocional íntima (fuente de afecto, de ayuda y afirmación) en
momentos de estrés (Vallejo y Leal, 2012).
8
Factores de riesgo genético: Se refiere a una infección, una dieta pobre, al ambiente
prenatal y experiencias tempranas en la infancia (Vallejo y Leal, 2012).
Historia familiar: Se ha observado que los descendientes en primer grado de
personas depresivas presentan de 2 a 3 veces más riesgo de sufrir un episodio depresivo
comparado con los hijos de los controles sanos. Las influencias familiares sobre los trastornos
del humor pueden ser tanto genéticas como ambientales, y de acuerdo con los estudios
familiares, “modelos de herencia se puede concluir que dichos trastornos son genéticamente
complejos, que comparten algunos factores de riesgo genético y que el ambiente puede
modular la aparición y el curso de los síntomas” (Vallejo y Leal, 2012).
Personalidad: Los rasgos de personalidad asociados al inicio del trastorno depresivo
son: a) elevada puntuación en neuroticismo y b) baja autoestima. Por otro lado, ni los rasgos
de introversión o extroversión, ni la sociabilidad, ni la respuesta a la frustración se han
indicado como factores de riesgo para predecir la depresión unipolar (Vallejo y Leal, 2012).
El paciente que acude al servicio de Consulta externa del Hospital Psiquiátrico San
Lázaro abarca un amplio segmento de enfermedades relacionadas con el trastorno del
comportamiento. Entre éstos tenemos a los pacientes en los que en su esquema de tratamiento
farmacológico se ha planificado el uso de antidepresivos.
Criterios diagnósticos:
Criterios diagnósticos de la depresión según Hales, Yudofsky, & Gabbard (2009).-
1. Para diagnosticar a una persona de trastornos afectivos se debe verificar la
presencia de cinco o más de los siguientes síntomas por un período de 2 semanas,
que representan un cambio respecto a la actividad previa.
a. Estado de ánimo depresivo la mayor parte del día (p ej., se siente triste o vacío).
b. Disminución acusada del interés o de la capacidad para el placer en todas
o casi todas las actividades, la mayor parte del día, casi cada día.
c. Pérdida importante de peso sin hacer régimen, o aumento de peso, o pérdida o
aumento del apetito casi cada día.
d. Insomnio o hipersomnia casi cada día.
9
e. Agitación o enlentecimiento psicomotores casi cada día.
f. Fatiga o pérdida de energía casi cada día.
g. Sentimiento de inutilidad o de culpa excesivos o inapropiados (que pueden ser
delirantes) casi cada día.
h. Disminución de la capacidad para pensar o concentrarse, o indecisión, casi cada
día.
i. Pensamientos recidivantes de muerte. Ideación suicida recidivante sin un plan
específico o una tentativa de suicidio o un plan específico para suicidarse.
j. Los síntomas no cumplen criterios para un episodio mixto.
2. Los síntomas provocan malestar clínicamente significativo o deterioro social,
laboral o de otras áreas importantes de la actividad del individuo.
3. Los síntomas no son debidos a los efectos fisiológicos directos de una sustancia
o una enfermedad médica.
4. Los síntomas no se explican mejor por la presencia de un duelo, los síntomas
persisten durante más de 2 meses o se caracterizan por una acusada incapacidad
funcional, preocupaciones mórbidas e inutilidad, ideación suicida, síntomas
psicóticos o enloquecimiento psicomotor.
Problemas médicos que pueden ser causa de depresión:
Según Hales, Yudofsky, & Gabbard (2009) algunos problemas médicos que pueden
ser causa de depresión:
Trastornos neurológicos
Epilepsia
Enfermedad de Parkinson
Esclerosis Múltiple
Enfermedad Cerebrovascular
Trastornos Infecciosos:
Neurosífilis
VIH/sida
Problemas Cardíacos
Cardiopatía Isquémica
Insuficiencia Cardíaca
Microcardiopatías
10
Trastornos Endócrinos y
Hipotiroidismo
Metabólicos
Diabetes Mellitus
Diferencias de vitaminas
Trastornos paratiroideos
Trastornos Inflamatorios
Colagenosis vasculares
Síndrome de intestino irritable
Trastornos Hepáticos Crónicos
Trastornos Neoplásicos
Tumores del sistema nervioso central
Síndromes Paraneoplásicos
Medicamentos Antidepresivos
Inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS)
“Constituye el grupo de fármacos que incluyen 5 sustancias: fluoxetina, paroxetina,
sertralina, fluvoxamina y citalopram” (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005). Todas estas
sustancias inhiben selectivamente la recaptación presináptica de serotonina en el sistema
nervioso central y tienen escasa afinidad por receptores adrenérgicos, colinérgicos e
histaminérgicos por lo que producen menos efectos adversos (Samaniego, 2005).
Estos fármacos se han constituido en los más usados en la mayoría de países y
veremos a continuación los dos usados en nuestro estudio:
i. Fluoxetina:
Se le utiliza también como antiobsesivo. Tiene como ventaja su tolerabilidad, no
sumación con el alcohol y poca sedación. Tiene una vida media prolongada: 3 días para la
fluoxetina y 15 para su metabolito (Vélez, Rojas, Borrero y Restrepo, 2010).
11
a) Estructura Química:
La estructura química de la fluoxetina es clorhidrato de metilfeniloxil propilamina.
Es una cadena derivada de la fenilpropilamina. “Su poder y especificidad como inhibidor de
la recaptación de serotonina residen fundamentalmente en el anillo trifluorometilo” (Salazar,
Vallejo y Peralta, 2005).
b) Farmacocinética:
La fluoxetina se absorbe tras la administración oral con una biodisponibilidad del
72%. Las concentraciones plasmáticas se alcanzan tras 6 – 8 horas de una dosis oral única de
30 – 40 mg. Tiene metabolismo hepático. La semivida de eliminación es de uno – tres días de
administraciones cortas de fluoxetina (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005).
c) Farmacodinamia:
La fluoxetina y su principal metabolito, la norfluxetina, son potentes inhibidores de
la recaptación neuronal de serotonina (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005).
d) En depresión:
Su eficacia en varios episodios depresivos mayores también se ha demostrado en
varios ensayos clínicos. Se debe comenzar con 20mg y elevar la dosis según la respuesta
clínica. Puede demorarse hasta 4 o más semanas hasta que se muestre una respuesta positiva
(Salazar, Vallejo y Peralta 2005).
En general la Fluoxetina tiene una eficacia similar a la de los tricíclicos pero con
mejor perfil de efectos secundarios. Tampoco se ha podido demostrar que la fluoxetina tenga
mayor poder antidepresivo que otros ISRS (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005).
e) Reacciones adversas:
Entre los efectos indeseables los más frecuentes son los gastrointestinales como:
dispepsia, náusea, vómito, diarrea anorexia, y pérdida de peso. Entre los trastornos nerviosos
12
están: cefalea, fatiga, efecto epileptógeno nerviosismo, somnolencia, vértigo, disfunción
sexual, agresividad, hostilidad, irritabilidad o incremento de ideas de suicidio. Con menos
frecuencia se presentan alteraciones cutáneas como: prurito rash, o sudoración (Samaniego,
2005).
ii. Setralina:
Posee las mismas características y ventajas que la fluoxetina. Tiene menos
interacciones con otros antidepresivos debido a que tiene una vida media más corta (24 horas)
y porque no posee metabolitos activos con relevancia clínica. Inhibe el P450 2D6 y 3A3/4
(Vélez, Rojas, Borrero y Restrepo, 2010).
a) Estructura Química:
“La estructura química del cloruro de setralina es (15-cis)-4-(3,4-diclorofenil)1,2,3,4-tetrahudro-N-metilfenalanina. Es completamente diferente al resto de ISRS” (Salazar,
Vallejo y Peralta, 2005).
b) Farmacocinética:
Su farmacocinética es proporcional a la dosis, dentro del rango de 50 a 200 mg/día.
Tras un tratamiento de 2 semanas en un adulto, la concentración plasmática máxima se da
entre 4 y 8 horas tras la ingestión. La vida media de la sertralina es de 22 a 36 horas, y se
metaboliza principalmente a n-desmetilsertralina, un metabolito con una actividad fisiológica
20 veces menor que la sertralina. La n-desmetilsertralina tiene una vida media mayor, de 60 a
100 horas aproximadamente (Salazar, Vallejo y Peralta 2005).
“Tanto la sertralina como la n-desmetilsertralina se metabolizan en un alto porcentaje
y se excretan en heces y orina en cantidades similares, quedando sólo el 0,2% intacta tras ser
excretada. Su metabolismo se efectúa principalmente en el hígado” (Salazar, Vallejo y
Peralta, 2005).
13
c) Farmacodinamia:
La sertralina, como los demás fármacos en su grupo, actúa inhibiendo selectivamente
la recaptación de la serotonina en el espacio intersináptico, aumentando así su disponibilidad.
Este compuesto no presenta afinidad por los receptores colinérgicos, serotoninérgicos,
dopaminérgicos, adrenérgicos o histaminérgicos (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005).
d) Reacciones adversas:
En cuanto al aparato gastrointestinal pueden producir anorexia, náuseas, vomito,
heces blandas, frecuentes diarreas o gastritis. Si se refiere al sistema nervioso central existe
riesgo de insomnio, cefalea, temblor, nerviosismo o agitación. Además la setralina puede
provocar alteración de la función sexual, disminución de libido, eyaculación retardada,
impotencia, pérdida de peso o sudoración profusa (Vélez, Rojas, Borrero y Restrepo, 2010).
Antidepresivos tricíclicos y tetracíclicos:
i. Amitriptilina:
a) Reseña Histórica:
En 1940 los investigadores Hafliger y Schlinder sintetizaron la imipramina que
seleccionaron pos sus efectos sedantes para ensayos clínicos en animales. Pero no fue hasta
1957 cuando Ronald Khun descurbió las propiedades antidepresivas de la molécula. Más
tarde se desarrolló la amitriptilina en 1960 (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005).
b) Estructura Química:
“Los tricíclicos están formados por un núcleo y tres anillos. Animas terciarias
(amitriptilina) y secundarias. En cambio los tetracíclicos están formados por un núcleo que
posee cuatro anillos” (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005).
14
c) Método de acción:
Los antidepresivos tricíclicos pueden “desensibilizar a los autoreceptores de
dopamina D2, lo cual tal vez aumenta, de manera indirecta, caminos dopaminérgicos del
prosencéfalo y así contribuir a la mejoría del estado de ánimo” (Hardman, Lee & Goodman
(2003).
d) Farmacocinética:
Los tricíclicos son absorbidos por la mucosa intestinal alcanzando la acumulación
sistémica solo el 50 – 60% de la dosis administrada debido al elevado metabolismo de primer
paso hepático. Alcanza niveles plasmáticos máximos de dos a cuatro horas. Seguidamente
sucede la biotransformación hepática por tres vías: desmetilación, hidroxilación y
glucaroconjugación (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005). “La mitad del fármaco absorbido se
elimina en dos o tres días y el resto es eliminado más lentamente, ya que permanece unido a
proteínas tisulares y plasmáticas” (Vélez, Rojas, Borrero y Restrepo, 2010).
e) Farmacodinamia:
La amitriptilina inhibe la recaptación de noradrenalina y serotonina en las neuronas
noradrenérgicas y serotoninérgicas, siendo más potente en el bloqueo de la serotonina que en
el de noradrenalina (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005).
Según Vélez, Rojas, Borrero y Restrepo (2010) los antidepresivos tricíclicos deben
su acción antidepresiva a:
La disminución de los receptores beta adrenérgicos, la desensibilización de los
receptores presinápticos alfa-2, la regulación hacia arriba de los receptores alfa-1
noradrenérgicos, efectos netos en la transmisión serotoninérgicas tanto a nivel
pre como postsináptico y la magnificación del mensajero secundario adenosín
monofosfato cíclico (AMFc) (pp. 500)
15
f) Efectos Adversos:
Los trastornos anticolinérgicos son los que más atención se merecen. Entre ellos
tenemos: la sequedad de la boca, diaforesis, visión borrosa, constipación, retención urinaria,
dilatación del tracto urinario, trastornos en la acomodación visual y aumento de la presión
ocular (Vélez, Rojas, Borrero y Restrepo, 2010).
Pueden presentarse episodios maniacos en pacientes con trastorno bipolar por lo que
en estos pacientes no se debe indicar antidepresivos tricíclicos (Vélez, Rojas, Borrero y
Restrepo, 2010).
Entre las complicaciones cardiovasculares se nombra: infarto de miocardio,
arritmias, hipotensión ortostática, síncope, hipertensión y taquicardia (Salazar, Vallejo y
Peralta 2005).
A nivel gastrointestinal puede causar dolor epigástrico, vómitos, anorexia,
estomatitis o diarrea (Salazar, Vallejo y Peralta, 2005). También se describen reacciones
alérgicas en la piel (Vélez, Rojas, Borrero y Restrepo, 2010).
A nivel sexual producen “impotencia, anorgasmia, disminución de la libido,
trastornos de la eyaculación, ginecomastia y amenorrea” (Vélez, Rojas, Borrero y Restrepo,
2010).
Glándulas Salivares
Se distinguen en glándulas salivares mayores y menores. Las glándulas menores se
diseminan en el espesor de la mucosa o debajo de ella atribuyéndose el nombre del órgano
que ocupan. Así tenemos: glándulas labiales, glándulas molares, glándulas palatinas (Testut &
Latarjet, 1984).
Las glándulas salivares mayores son mucho más voluminosas, claramente
diferenciadas y se disponen alrededor de la cavidad bucal a modo de herradura desde la una
articulación temporomaxilar a la otra. Están siempre situadas por fuera de la mucosa y se
16
ponen en relación con la cavidad bucal por conductos excretorios con frecuencia muy largos.
En número de seis, tres a cada lado se distinguen, por su situación, en parótidas submaxilares
y sublinguales (Testut & Latarjet, 1984). A continuación repasaremos la anatomía y
embriología de las tres glándulas salivares mayores:
Parótida.
i. Embriología:
Son las primeras en aparecer. Se desarrollan entre la sexta y séptima semanas del
desarrollo del embrión. A partir de la cavidad oral primitiva aparecen las glándulas salivales
como yemas epiteliales. “Los extremos de estas yemas epiteliales crecen hacia el mesénquima
subyacente. El tejido conjuntivo de las glándulas proviene de las células de la cresta neural.
Todo el tejido parenquimatoso (secretorio) procede de la proliferación del epitelio bucal”
(Moore & Persaud, 2004).
Se desarrollan a partir de yemas que surgen del revestimiento ectodérmico bucal
cerca de los ángulos del estomodeo. Las yemas crecen hacia las orejas y se ramifican
formando cordones sólidos con extremos redondeados. Después los cordones se canalizan y
se convierten en conductos hacia la décima semana. Los extremos redondeados de los
cordones se diferencian en acinos comenzando su secreción a las 18 semanas. La cápsula y el
tejido conjuntivo se desarrollan a partir del mesénquima circundante (Moore & Persaud,
2004).
ii) Anatomía:
La glándula parótida, así denominada a causa de sus relaciones de vecindad con el
conducto auditivo externo, es la glándula salival más voluminosa. Está situada detrás de la
rama del maxilar inferior en una excavación profunda con el nombre de compartimiento
parotídeo (Testut & Latarjet, 1984).
La glándula parótida se amolda exactamente a las paredes del compartimento
parotídeo. Tiene forma de un prisma triangular con su eje mayor vertical, una de cuyas caras
mirase hacia fuera, siendo las otras dos anterior y posterior (Testut & Latarjet, 1984).
17
“Por abajo, hacia la parte inferior, la parótida desciende a veces por debajo del
ángulo del maxilar, invadiendo la cara anterior del esternocleidomastoideo” (Testut & Latarjet
1984).
La glándula parótida tiene un color gris amarillento, que casi se confunde con el
tejido adiposo circunvecino. El tejido glandular se distingue de la grasa en que tiene un tinte
más gris, es más consistente y más regularmente lobulada (Testut & Latarjet, 1984).
Su volumen es inconstante. El diámetro vertical, se extiende desde la base de la
apófisis estiloides hasta 10 o 15 milímetros por debajo del ángulo de la mandíbula. En
anchura, la parótida ocupa el espacio comprendido entre la rama del maxilar y el
esternocleidomastoideo. En profundidad se extiende desde la aponeurosis superficial hasta los
lados de la faringe. El peso medio de la parótida es aproximadamente de 25 a 30 gramos
(Testut & Latarjet, 1984).
El compartimiento anfractuoso que encierra la parótida está circunscrito por una capa
de tejido, en la mayor parte de su extensión celular, generalmente muy tenue, pero que en
ciertos puntos adquiere todos los caracteres de las láminas aponeuróticas. A esta capa celular,
dispuesta alrededor de la glándula, se la designa en conjunto con el nombre de aponeurosis
parotídea (Testut & Latarjet, 1984).
a) Aponeurosis parotídea:
La aponeurosis parotídea es una dependencia de la aponeurosis cervical - superficial.
Está rodeada de una hoja conjuntiva, de una verdadera cápsula debida al aplastamiento del
tejido celular periglandular. Esta cápsula, propia de la parótida, contiene la glándula como “un
delgado saco del que parten tabiques que penetran en el seno del tejido glandular” (Testut &
Latarjet, 1984).
Alrededor de esta cápsula que sigue todos sus contornos, irregularidades, y que se
adapta a todas sus prolongaciones, la glándula está en contacto con las formaciones
aponeuróticas de los músculos entre los cuales se insinúa. Por fuera hayamos la aponeurosis
18
cervical superficial, por detrás la aponeurosis prevertebral y por dentro la aleta estilofaríngea
y la vaina vascular (Testut & Latarjet, 1984).
b) Compartimiento parotídeo:
El compartimento tiene tres caras y dos bases. Las tres caras son: externa anterior y
posterior. La cara externa o cutánea constituye el orificio del compartimiento. El contorno del
orificio está constituido por delante, por el borde posterior de la mandíbula (Testut & Latarjet,
1984).
La rama ascendente del maxilar y el cuello del cóndilo forman la cara anterior. El
ligamento esfenomaxilar se interpone entre el pterigoideo interno y la glándula. Encima de
este musculo, el compartimiento parotídeo comunica directamente con la región
pterigomaxilar por el ojal retrocondíleo de Juvara (Testut & Latarjet, 1984).
La cara posterior está formada por el vientre posterior del digástrico y la apófisis
estiloides, la aleta estilofaríngea, los tres músculos estíleos, estilo- hioideo, estilogloso y
estilofaríngeo, y por los dos ligamentos estilohioideo y estilomaxilar (Testut & Latarjet,
1984).
De las dos bases, una es inferior y la otra superior. La base inferior o cervical está
formada por el tabique intermaxiloparotídeo o cintilla maxilar. La base superior o temporal
tiene la forma de un seno abierto hacia abajo con dos vertientes. La vertiente posterior está
representada por la parte inferior y anterior del conducto auditivo; la vertiente anterior
comprende la parte posterior de la articulación temporomaxilar (Testut & Latarjet, 1984).
La arista del prisma, vertical, está vuelta hacia la faringe. En este punto, el
compartimiento está abierto: tiene un orificio limitado “por delante por el ligamento
esfenomaxilar, por detrás por la apófisis estiloides y el ligamento estilomaxilar, por arriba por
la región de la base craneal comprendida entre la espina del esfenoides y la base de la apófisis
estiloides” (Testut & Latarjet, 1984).
19
En conclusión, el compartimiento parotídeo es una celda osteoaponeurótica que está
agujereada en su parte anteroinferior por un orificio por el que pasa la carótida externa, que,
desde la región suprahioidea, pasa a la región parotídea. En su parte inferior se ve un tercer
orificio destinado a la yugular externa (Testut & Latarjet, 1984).
c) Relaciones de la glándula parótida:
Cara externa.- La cara externa, ligeramente convexa, está cubierta por los
tegumentos. El tejido celular subcutáneo es bastante delgado y adherido a la piel. Debajo de
este panículo adiposo se encuentra una verdadera fascia superficialis; bajo ésta se encuentra la
aponeurosis cervical superficial (Latarjet & Ruiz, 1983).
Cara posterior o mastoidea.- Se encuentran: la mastoides envainada por el
esternocleidomastoideo, en cuya vaina aponeurótica se adhiere íntimamente; el vientre
posterior del digástrico; la apófisis estiloides y el ramillete de Riolano (Testut & Latarjet,
1984).
Cara anterior.- La cara anterior se “excava en un canal vertical que se amolda a la
convexidad del borde posterior de la rama ascendente del maxilar” (Testut & Latarjet, 1984).
Este borde, grueso y redondeado, rectilíneo en algunos sujetos, contorneando en S itálica
alargada en otros, se dirige de arriba abajo y ligeramente de atrás adelante Ibíd.
Entre el hueso y la glándula parótida se encuentra tejido conjuntivo laxo, especie de
bolsa serosa creada por los deslizamientos del hueso sobre la masa glandular durante la
masticación. El maxilar, en este punto, está envainado por dos músculos voluminosos: el
pterigoideo interno por dentro y el masetero por fuera. Está en relación con los vasos
maxilares internos que pasan de la región parotídea a la región pterigomaxilar atravesando el
ojal retrocondíleo de Juvara (Testut & Latarjet, 1984).
En este espacio se insinúa la prolongación pterigoidea de la parótida cuando existe.
Por otro lado, la cara anterior de la glándula envía a la cara externa del masetero una
prolongación voluminosa denominada genina, maseterina, o prolongación anterior (Testut &
Latarjet, 1984).
20
La prolongación maseterina aparece en forma cónica cuyo vértice está situado algo
por detrás del borde anterior del masetero. Esta invasión glandular de la región geniana
acompaña al conducto de Stenon y oculta su origen. Es muy voluminosa y a veces excede al
volumen de la glándula incluida en el compartimiento (Testut & Latarjet, 1984).
Cara superior.- Las relaciones se establecen con la articulación temporomaxilar y el
conducto auditivo externo. La glándula cubre una gran parte de la cápsula de la articulación
temporomaxilar y se adhiere a ésta (Testut & Latarjet, 1984).
La base inferior delimita con el compartimiento submaxilar y la región carotidea.
La cintilla estiloparotidomaxilar la separa del compartimento submaxilar, mientras que nada
la separa de esta región carotidea sino su cápsula propia y el tejido celular que la rodea. Éste
acompaña a los grandes vasos, carótida externa y yugular externa, que penetran en la parótida
abandonando la región carotidea (Testut & Latarjet, 1984).
Borde interno. — Está situado en la excavación parotídea y mira a la faringe. Esta
zona profunda de la glándula está en relación: por una parte, con el espacio subglandular
anterior o espacio maxilofaríngeo; y por otra parte, con el espacio subglandular posterior
(Testut & Latarjet, 1984).
d) Órganos itraparotídeos:
El nervio facial (VII par): Emerge de la base del cráneo por el agujero
estilomastoideo, cruza la cara externa de la base de la apófisis estiloides y penetra en la celda
pasando por fuera del músculo estilohioideo, al que inerva así como el vientre posterior del
digástrico. “Después de un trayecto retromandibular corto, penetra en la parte posterior de la
glándula y transcurre de arriba hacia abajo, de atrás hacia adelante y de adentro hacia afuera”
(Latarjet & Ruiz, 1983). Se bifurca en sus dos ramas terminales: temporofacial y
cervicofacial, ésta última vertical.
En la parótida, el VII par transcurre en un plano celuloso que divide la glándula en
dos planos, superficial y profundo, entre los cuales transcurren sus ramas. Que después
emergen de la glándula por su periferia: arriba, adelante y abajo (Latarjet & Ruiz, 1983).
21
Nervio Ariculotemporal: Llega a la celda parotídea y a la glándula por el ojal
retrocondíleo de Juvara, por delante y por arriba de la celda, se dirige hacia arriba y atrás con
la arteria y la vena temporal superficial y con ella se distribuye. Es un nervio sensitivo y
secretor de la glándula parótida (Latarjet & Ruiz, 1983).
Venas: Forman un plano subyacente al plano nervioso; la vena temporal superficial,
en su trayecto descendente, se une a la vena maxilar interna que sintetiza el plexo venoso
intracondíleo. Se forma así un tronco venoso descendente (vena yugular externa o carótida
externa) que recibe la vena auricular posterior, la vena occipital raramente, venas parotídeas,
del plexo venoso extracondileo, y la vena transversa de la cara que terminan en la en forma
variable (Latarjet & Ruiz, 1983).
Desde aquí desciende hacia el cuello para cruzar la cara superficial del músculo
esternocleidomastoideo, la vena comunicante intraparotídea o facial posterior, se dirige
oblicua hacia abajo y adelante, atraviesa la cintilla submaxiloparotídea y termina en la vena
facial (Latarjet & Ruiz, 1983).
La arteria carótida externa: Al dejar la región carotídea, penetra en un corto
trayecto a la región retroestílea, por dentro del digástrico. Atraviesa la pared posterointerna de
la celda parotídea, pasando entre el músculo estilohioideo por fuera y el ligamento
estilohioideo con el estilogloso por dentro. En su travesía, la arteria excava un trayecto en el
lóbulo profundo de la glándula, en su trayecto de concavidad externa que la aleja cada vez
más de la faringe acercándola a los planos superficiales. Adopta íntimo contacto de la
glándula por las ramas colaterales que origina (Latarjet & Ruiz, 1983).
Las colaterales frecuente de la arteria en la celda son: la auricular posterior, que
desciende delante del estilodigástrico hacia la mastoides y abandona la arteria
estilomastoidea; ramos glandulares, propios de la parótida; la arteria trasversa de la cara,
que se dirige hacia la cara a mitad de distancia entre en el cigoma y el conducto de Stenon
(Latarjet & Ruiz, 1983).
La arteria termina originando: la maxilar interna que se dirige hacia adelante al ojal
retrocondíleo de Juvara, situándose debajo de la vena maxilar interna; y la arteria temporal
22
superficial, que se dirige verticalmente a la región temporal pasando por delante del tragus
(Latarjet & Ruiz, 1983).
Ganglios Linfáticos: Atraviesan la glándula de un lado a otro. A ellos llegan los
linfáticos originados en las fosas nasales, en la frente y de la cara, y el aparato de la audición,
así como de la propia glándula parótida (Latarjet & Ruiz, 1983).
Terminación de los ganglios: Terminan en los ganglios: extraaponeuróticos,
dispuestos por delante del tragus por detrás de los vasos temporales; subaponeuróticos y
extraparotídeos, se distingue un ganglio pretragiano y otro inferior en relación con la
emergencia de la vena yugular externa; infraparotídeos, ubicados entre los dos lóbulos de la
parótida se sitúan en los trayectos venosos de la vena yugular externa y la comunicante
untraparotídea (Latarjet & Ruiz, 1983).
e) Conducto de Stenon:
El conducto excretor de la parótida está constituido por la reunión de los conductos
intralobulillares de la glándula. Conducen la secreción salival parotídea a la cavidad bucal. Su
longitud varía de 15 a 44 mm; su diámetro oscila en alrededor de 3 mm, siendo sus paredes
gruesas (Latarjet & Ruiz, 1983).
Emerge de la glándula a la altura de su unión al tercio superior con el tercio medio de
ella. Al principio es horizontal hacia adelante, aplicado al masetero por un desdoblamiento de
su aponeurosis por debajo del borde inferior del cigoma, es seguido a mitad distancia por: la
arteria transversa de la cara - rama del temporal superficial-, por las venas satélites del
conducto de Stenon y por las ramas temporobucales superiores del tronco temporofacial
(Latarjet & Ruiz, 1983).
Luego cambia de dirección hacia adentro contorneando a distancia el borde anterior
del masetero del que está separado por la bolsa grasosa de Bichat y perfora el musculo
buccinador, quedando submucoso hasta terminar por un orificio en forma de punta situado en
frente del cuello del segundo molar superior, a 35mm de la comisura labial. Su dirección está
trazada del tragus al borde inferior del ala de la nariz. (Latarjet & Ruiz, 1983).
23
Glándula Submandibular:
i. Embriología:
Las glándulas submandibulares aparecen al final de la de la sexta semana. Se
forman a partir de las yemas endodérmicas en el suelo del estomodeo. “En sentido posterior
crecen prolongaciones celulares sólidas, laterales a la lengua en desarrollo y más tarde se
ramifican y diferencian” (Moore & Persaud, 2004).
Se empiezan a formar ácinos a partir de las 12 semanas y la actividad secretora se
inicia a las 16 semanas. El crecimiento de las glándulas submandibulares “continúa con el
nacimiento con la formación de ácinos mucosos. En un lado de la lengua se forma un surco
lineal que en poco tiempo se cierra por arriba y da lugar al conducto submandibular” (Moore
& Persaud, 2004).
ii. Anatomía:
Por su tamaño es la intermedia de las glándulas salivales. Tiene dos partes: una
superficial mayor y una profunda menor, las que se unen a nivel del borde posterior del
milohiodeo, dentro del compartimento submandibular, entre la cara interna de la mandíbula y
los músculos suprahioideos (Paltán, Mangurian, & Paltán, 2004).
Es de color gris rosado que varía según el momento de reposo o actividad; tiene
forma prismática triangular. Descansa en el espacio anguloso que describe el digástrico, al
cual cubre, dentro de las hojillas membranosas de la fascia cervical superficial. Se pone en
contacto con el hiogloso y especialmente con el segmento medio del borde posterior del
milohioideo. A este nivel penetra la prolongación profunda con el conducto excretor en el
espacio sublingual, así como la arteria lingual y los nervios hipogloso y lingual (Paltán,
Mangurian, & Paltán, 2004).
La cara exterior descansa en la fosita submandibular hacia adelante y en la parte
anterior interna de pterigóideo medio hacia atrás. La cara inferior está cubierta por abajo por
los planos superficiales, especialmente por la rama cervical del facial y los ganglios línfáticos
submandibulares (Paltán, Mangurian, & Paltán, 2004).
24
El extremo anterior corresponde al músculo milohioideo. El extremo posterior es
acanalado para el paso de los nervios faciales y es relaciona con el tabique que lo separa de la
parótida. Los vasos submentales corren por el borde inferior de la mandíbula. El borde
superior penetra en el ángulo diedro formado entre la inserción del milohioideo y la fosita
ósea mandibular (Paltán, Mangurian, & Paltán, 2004).
Por su estructura es semejante a la parótida con la diferencia que sus acinos son
mixtos: serosos y mucosos (Paltán, Mangurian, & Paltán, 2004).
La arteria facial tiene un trayecto profundo subglandular en forma de bayoneta con
una curvatura hacia abajo y luego una curva cóncava hacia arriba. La arteria facial origina
durante esta travesía en la celda numerosos ramos glandulares. La vena facial llega a la celda
submaxilar por detrás de la arteria con un trayecto opuesto. Recibe la vena comunicante
submaxiloparotídea (Latarjet & Ruiz, 1983).
Los ganglios linfáticos se distinguen en: grupo preglandular, dos o tres conectados
a los vasos submentales; grupo prevascular, el más voluminoso de todos, aplicados a la arteria
facial; grupo retrovascular, grupo retroglandular y grupo intracapsular (Latarjet & Ruiz,
1983).
Estos ganglios reciben aferentes del labio inferior, de la cara, de la lengua, de la
glándula sublingual, de las fosas nasales, de las encías y del velo del paladar. Los vasos
eferentes siguen la arteria y la vena facial y se echan en los ganglios subdigástricos de la
cadena yugulocarotídea (Latarjet & Ruiz, 1983).
El nervio lingual, rama del trigémino, abandona numerosas ramas que se
concentran en el ganglio submaxilar y se “sitúa hacia arriba y adentro de la glándula donde
describe un trayecto de concavidad superior en la cara interna glandular donde origina
numerosas ramas hacia ésta, y además, dos filetes anastomóticos con el nervio hipogloso
mayor” (Latarjet & Ruiz, 1983).. Los vasos y nervios milohioideos transcurren en la parte alta
de un surco situado por la inserción del milohioideo. El nervio rama del dentario inferior
inerva al músculo milohioideo y al vientre anterior del digástrico Ibíd.
25
El conducto de Wharton de 2 a 3 mm de diámetro está formado por la convergencia
de los canalículos intraglandulares. Conduce la saliva de la glándula submaxilar a la cavidad
bucal. Su trayecto de 4 a 5 cm emerge de la parte media de la cara interna de la glándula.
Oblicuo hacia arriba, adelante y adentro, acompaña el prolongamiento interno de la glándula
con respecto al cual queda suprayacente, penetra y atraviesa el espacio entre el hiogloso
adentro y el milohioideo hacia afuera para recorrer el espacio sublingual (Latarjet & Ruiz,
1983).
Glándula Sublingual:
i. Embriología:
Las glándulas sublinguales aparecen durante la octava semana, unas dos semanas
después del resto de las glándulas salivales. Se desarrollan a partir de yemas epiteliales
endodérmicas múltiples en el surco paralingual. Estas yemas se ramifican y canalizan para
constituir entre 10 y 12 conductos que se abren de modo independiente en el suelo de la boca
(Moore & Persaud, 2004).
ii. Anatomía:
Es la glándula más anterior de todas las salivales y está situada en el suelo de la
boca, inmediatamente por dentro del cuerpo del maxilar, a cada lado de la sínfisis mentoniana
y del frenillo de la lengua (Testut & Latarjet, 1984).
Tiene el peso de 3 gramos por término medio; es la más pequeña de las tres
glándulas salivales, Su volumen representa sólo la tercera parte del de la glándula submaxilar
y únicamente la décima parte del de la parótida (Testut & Latarjet, 1984).
La glándula sublingual tiene forma ovalada, un poco aplanada en sentido transversal
y está dispuesta de atrás adelante y de fuera adentro. Su longitud, que corresponde a su eje
mayor, mide de 25 a 30 milímetros, su anchura, representada por su diámetro vertical, es de
10 a 12 milímetros, y su espesor es de 6 a 8 milímetros (Testut & Latarjet, 1984).
La glándula sublingual no se halla contenida, como la parótida y la submaxilar,
dentro de una cápsula osteoaponeurótica más o menos cerrada. Está envuelta simplemente por
26
una atmósfera de tejido conjuntivo laxo, que, por una parte, se continúa con el tejido
conjuntivo vecino y, por otra, se insinúa, en forma de tabique, entre los diferentes lobulillos
de la glándula (Testut & Latarjet, 1984).
La pared superior de la glándula corresponde al piso dela boca al que se designa el
triángulo de la sublingual. En cuya línea media se levanta por el frenillo de la lengua, a cada
lado del cual se observa el orificio del conducto de Wharton. Por fuera y detrás del ostium
ombilicale existe un grupo de orificios pequeños y difíciles de ver que corresponden a los
conductos excretores de la glándula sublingual (Latarjet & Ruiz, 1983).
La pared inferior de la glándula la forma el músculo milohioideo. La pared
anteroexterna está formada por la cara interna del cuerpo del maxilar, por encima de la línea
oblicua milohioidea. Más adelante se la considera excavada en su porción anterior en la fosita
sublingual (Latarjet & Ruiz, 1983).
En la parte superior de la glándula sublingual la fosa submaxilar comunica
ampliamente con la fosa sublingual entre el hiogloso y el milohioideo. La pared interna
corresponde a los músculos de la lengua: geniogloso y geniohioideo (Latarjet & Ruiz, 1983).
Las arterias de esta glándula provienen de la arteria lingual y de la arteria
submentoniana. Las venas van a la vena ranina, tributaria de la vena lingual. Los linfáticos
son drenados hacia los ganglios de la celda submaxilar. Los nervios provienen del ganglio
submaxilar, amarrado al nervio lingual (Latarjet & Ruiz, 1983).
Posee de 15 a 30 conductos, por cada glándula. Entre estos conductos hay uno más
desarrollado por la fusión de las dos glándulas sublinguales, que se denomina conducto de
Rivinus o de Bhartolin. Estos conductos emergen de la parte media de la glándula
acompañando al conducto de Wharton para desembocar por fuera de él, sobre la carúncula
sublingual (Latarjet & Ruiz, 1983).
Los otros conductos pequeños o cortos se denominan conductos de Walther que se
abren por fuera del precedente en foraminas excavadas a través de la mucosa del piso de la
boca (Latarjet & Ruiz, 1983).
27
Saliva
Concepto:
La saliva es un fluido biológicamente complejo que mantiene la homeostásis de la
cavidad oral (Dyasanoor y Channavir, 2014) ya que cumple varias funciones que veremos a
continuación. Se origina en un 80% a través de las glándulas salivares mayores y un 20% de
glándulas salivares menores (Testut & Latarjet, 1984).
Composición:
Los componentes de la saliva que mencionaremos q continuación han sido medidos
en 100 ml de saliva:
Tabla Nº1 : Composición de la saliva
Composición de la saliva
Componentes
Composición de la Saliva
Cantidad en ml
Albúmina
Componentes
Colesterol
Aminoácidos
Citrato
Cantidad en ml
3--50
0-2
Alanina
0,22-0,91
Cobalto
Arginina
0,00-0,35
Cobre
Ácido Aspártico
0,05-0,49
Creatinina
ß-alanina
0,04-0,08
Enzimas
Cistina
0,00-0,13
Flúor
Ácido Glutámico
0,16-092
Globulina
Glicina
0,00-0,13
Sustancias de grupo específico
Histidina
0,35-1,56
Glutatión
Isoleucina
0,14-0,84
Yodo
3,5-24,0y
Leucina
0,18-0,53
Hierro
0,0-0,6y/g
Lisina
0,72-1,37
Lisozima
0,25
Metionina
0,00-0,07
Magnesio
0,1-0,7
Fenilalanina
0,26-0,49
Mucoides
Prolina
0,00-0,74
Nitrógeno
Serina
0,09-0,31
Fósforo
15-25
Taurina
0,20-0,67
Potasio
30-95
Treonina
0,07-0,38
Proteinas
140-640
Triptófano
0,00-0,26
Sustancias reductoras
10-30mg
Tirosina
0,17-0,80
Sólidos
300-800
Valina
0,09-0,23
Azufre
3--20
28
0-12 ug
10-47 ug
0,5-2,0
0,08-0,25 ppm
3
15
42-100
Amoniaco
Ene-25
Amilasa
4g/L
Anticuerpos
Apoeriteina
Tiocianato
0-30
Urea
14-75
Ácido Úrico
55miliunidades
Cenizas
Vitaminas
55-370
Complejo B
Calcio
5.01%
Biotina
Cloro
18,35
Magnesio
0,5-4,0
Ácido fólico
0,15
0,008 ug/ml
0,0001 ug/ml
Niacina
0,03 ug/ml
0,08 ug/ml
Fosfato
18,84
Ácido pantonéico
Potasio
45,71
Piridosina
0,6 ug/ml
Sodio
9,59
Riboflavina
0,05 ug/ml
Sulfato
6,38
Tiamina
0,2-1,4 y%
0,00015-0,0005
Calcio
3--11
Vitamina B12
Carbohidratos
3.5%
Vitamina C
0,0-0,4 mg.%
30-145
Vitamina K
0.015 ug/ml
Cloruro
y/ml
Tabla tomada del "Tratado de Patología Bucal" de Shafer W., Hine, M., Levy, B. y
Tomich, C. (1986), p.430.
Funciones:
La saliva tiene varias funciones que tienen profunda importancia en la salud oral
(Wong, 2008). La saliva es necesaria para lubricar los tejidos orales, lubricar los alimentos a
la hora de masticar, ayuda en la deglución y es esencial en la percepción del gusto (Glore,
Spiteri-Staines, & Paleri, 2009).
La mucina que se encuentra en la saliva sirve de protección de los tejidos orales
forma una película sobre la mucosa que, además de protegerla, le permite la flexibilidad a la
hora de hablar y masticar.
La saliva también juega un papel importante en la conservación y retención de
prótesis dentales por su efecto de tensión superficial y el constante recambio del flujo salival
(Glore, Spiteri-Staines, & Paleri, 2009).
29
Según Szabadi, y Tavernor (1999) la saliva contiene factores bactericidas, iones de
tiocianato, enzimas proteolíticas y anticuerpos efectivos contra algunas bacterias que la
constituyen en una de las defensas más potentes en la cavidad oral.
Secreción de la saliva:
La secreción de saliva es controlada por el sistema nervioso autónomo a través de
receptores presentes en las glándulas salivales. El estímulo es controlado por las inervaciones
del sistema simpático y parasimpático que regulan la secreción a nivel de los acinos y
controla el proceso de reabsorción en los conductos de las glándulas. Cuando se estimula el
sistema parasimpático aumenta el volumen de la saliva secretada mientras que una
estimulación del sistema simpático afecta la cantidad de proteínas y de la composición de la
saliva (Del Vigna, & Batista, 2012).
Los estímulos que hacen que se desencadene el proceso de secreción de la saliva son
de carácter olfativo y gustativo que llegan a la glándula salival superior ubicada en la
protuberancia anular. Vehiculizadas por el nervio facial, las fibras secretoras pasan por la
cuerda del tímpano al nervio lingual, que la distribuye hacia las glándulas submaxilar y
sublingual por intermedio del ganglio submaxilar. Para la parótida, las fibras secretoras llegan
al nervio auriculotemporal pasando primero por el ganglio ótico (Latarjet, & Ruiz, 1983).
Alteraciones en el flujo salival:
La disminución patológica de la saliva se denomina hiposalivación o hiposialia,
mientras que la sensación de sequedad bucal recibe el nombre de xerostomía. La producción
excesiva se denomina sialorrea o hipersalivación y la secreción nula de saliva se llama asialia.
La medición de la producción de la saliva se llama sialometría (Cecotti, Stouza, Carzoglio y
Luberti, 2007).
La xerostomía se refiere a la experiencia subjetiva de sequedad bucal mientras que la
hiposalivación se refiere a un flujo de salivación menor a la normal (Glore, Spiteri-Staines &
Paleri, 2009). Según Cecotti, Stouza, Carzoglio y Luberti (2007) se considera una cantidad de
saliva normal entre 1000 y 1500 ml de saliva al día, constituyendo como hiposalivación una
cantidad de saliva no estimulada a cualquier valor menor de 0,1-0,2 ml por minuto.
30
Usualmente cuando la secreción de saliva ha decrecido hasta la mitad del flujo
normal de un individuo es cuando se empieza a experimentar xerostomía. Sin embargo el
síntoma de xerostomía se ha experimentado incluso con flujo salival normal (Glore, SpiteriStaines & Paleri, 2009). Un tercio de los casos que el paciente reporta xerostomía no se
encuentra disminución de la saliva (Del Vigna, & Batista, 2012).
Hipersalivación inducida por medicamentos:
La secreción salival puede aumentar por drogas que tienen acción colinérgica ya sea
actuando directamente en los receptores parasimpáticos o en los inhibidores de la
colinesterasa como por ejemplo la olanzapina, clozapina o quetiapina (Vinayak, Annigeri,
Patel, & Mittal, 2013).
Las complicaciones que se presentan en un paciente que tiene hipersalivación son:
Problemas al dormir y riesgo de aspirar saliva, sentimiento de asfixia y consecuencias sociales
(Vinayak, Annigeri, Patel, & Mittal, 2013).
Hiposalivación:
i. Complicaciones:
El paciente con hiposalivación sufre de alteraciones en el gusto, mal aliento,
disconformidad al percibir la existencia de estructuras dentro de su boca, frecuente
mordisqueo involuntario de los labios, carrillos o lengua y se queja de hinchazón de sus
glándulas salivares (Glore, Spiteri-Staines & Paleri, 2009). La hiposalivación conlleva a una
reducción en las proteínas de la saliva que se encargan de inhibir microorganismos y
electrolitos que hacen efecto de amortiguador de los ácidos orales que causan las caries
(Glore, Spiteri-Staines & Paleri, 2009).
31
Esto tiene grandes consecuencias a nivel dental causando caries atípicas como la de
cuello o en el borde incisal, erosiones, abrasiones y eventualmente, pérdida de dientes.
Nuevas y recurrentes caries es la segunda consecuencia más importante de los pacientes con
hiposalivación (Glore, Spiteri-Staines & Paleri, 2009). Las personas portadoras de prótesis
dentales y que tienen poco fluido salival aquejan dolor debido a la falta de lubricación.
También tienen mayor probabilidad de que se produzca un desprendimiento de la placa en
público lo que tiene repercusiones sociales. También predispone a candidiasis oral (Glore,
Spiteri-Staines & Paleri, 2009).
ii. Causas de Hiposalivación:
Las glándulas parótidas expuestas a dosis de radiación por encima de 60 Gy reciben
alteraciones en el volumen y consistencia de la glándula y pH de la saliva, lo que deriva en
una hipofunción irremediable (Glore, Spiteri-Staines & Paleri, 2009).
La hipofunción de la glándula inducida por el uso de los fármacos se da cuanto éstos
inhiben los estímulos colinérgicos en los tejidos de la glándula haciendo que disminuyan los
líquidos secretados por ésta (Del Vigna, & Batista, 2012).
La hiposalivación puede ser inducida por los siguientes fármacos: Antipsicóticos,
fenotiazinas (clorpromazina)
y butiferonas
(haloperidol); antidepresivos:
tricíclicos
(amitriptilina), inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (fluoxetina), ansiolíticos
(diazepam), antiespasmódicos anticolinérgicos (atropina), antidiarréicos (loperamida) ,
antihistamínicos
(loratadina),
diuréticos
(hidroclorotiazida),
descongestivos
nasales
(seudoefedrina), broncodilatadores (salbutamol) y antiparkinsonianos (levodopa) (Cecotti,
Stouza, Carzoglio y Luberti, 2007).
32
Del Vigna y Batista (2012) enlistan en la siguiente tabla las condiciones sistémicas que
se asocian a hiposalivación:
Tabla Nº 2: Condiciones y enfermedades que se asocian a hiposalivación
Condiciones y enfermedades
Displasia salival
Deshidratación
Sarcoidosis
Fibrosis quística
Síndrome de Sjögren
Cirrosis Biliar
Infecciones (HIV, Hepatitis C)
Terapia radiológica
Diálisis Renal
Vasculitis
Transplante de médula ósea
Ansiedad
Depresión
Diabetes I,II
Hemorragia
Quimioterapia
Tabaquismo
Respirador bucal
iii. Diagnóstico:
Mientras que para la xerostomía se han descrito varios métodos para su diagnóstico
(cuestionarios; escalas visuales análogas; inspección clínica si la lengua se adhiere a las
mucosas, si el paciente puede tragar y masticar alimentos secos sin agua; cuantificando la
cantidad de saliva residual de la mucosa con papel filtro y calculando su viscosidad), sin
embargo para el diagnóstico de la hiposalivación salival solamente se indica la sialometría
(Del Vigna, & Batista, 2012). Hablamos de una hiposalivación si la cantidad de saliva
secretada por minuto es menor de 0,1-0,2ml (Cecotti, Stouza, Carzoglio y Luberti, 2007).
33
iv: Tratamiento:
Algunos pacientes pueden sentir alivio al: beber pequeños sorbos de bebidas frías,
chupar hielo, aplicándose saliva artificial o substitutos de saliva o al mascar chicle sin azúcar
que contengan xilitol (que tiene propiedades antibacterianas).
Se puede administrar agentes sialogogos como por ejemplo: 5mg de pilocarpina tres
veces al día por vía oral ya que es un antagonista no selectivo de la muscarina encargado de
producir secreciones salivares y lacrimales.
Otro medicamento que prueba su efecto de agonista selectivo de la muscarina,
especialmente en estudios realizados en pacientes con Síndrome de Sjögren, es la cevimelina
en una dosis de 30mg tres veces al día, pero su uso no es permitido en algunos países.
Adicionalmente, Del Vigna y Batista (2012) describen un tratamiento efectivo de la
hiposalivación aumentando el consumo de vitamina C, vegetales y frutas o prescribiendo:
nicotinamida, ácido nicotínico, yoduro de potasio y neostigmina.
v. Manejo Odontológico:
El tratamiento es paliativo y controlando exacerbaciones. Un paciente que tiene
hiposalivación debe visitar a su odontólogo más frecuentemente. Recomendar humedecer las
prótesis para que hagan el trabajo de limpieza y retención que hace la saliva. Recomendar
dentaduras fijadas con implantes para mayor seguridad. Se recomienda un diagnóstico y
tratamiento riguroso de la candidiasis usando rinses tópicos con médicos antifúngicos Se debe
preguntar por el control de enfermedades sistémicas de sus pacientes con sus respectivos
doctores y revisar los medicamentos que pueden producir hiposalivación y conjuntamente con
el doctor manejar la posibilidad de reducir la dosis o cambiar de medicamento.
34
2.3.- Caracterización de las variables.
Tabla Nº3: Caracterización de las variables
Variables
Indicadores
Dependientes:
Fluido salival:
Cantidad de fluido salival medido en mililitros por
minuto
Independientes:
Edad:
Edad anotada en años
Sexo:
Masculino o femenino
Medicación que toma:
Puede ser amitriptilina, fluoxetina o sertralina
35
Capítulo III: Metodología
3.1.- Diseño de la investigación:
Es un estudio observacional porque no tenemos control sobre las variables;
transversal, ya que hacemos solo una medición de las variables; y retrospectivo porque la
hiposalivación ocurrió antes de ser medida por el investigador.
Por otro lado, también decimos que se trata de un diseño analítico ya que busca
explicar la relación, generalmente causal, entre los factores en estudio. Es comparativo porque
comparamos los resultados. Finalmente, es un estudio cuantitativo porque medimos los
volúmenes de saliva obtenidos por cada paciente.
3.2.- Criterios de inclusión:
1. Edad entre y 15 – 65 años.
2. Que el paciente esté tomando exclusivamente amitriptilina, fluoxetina o sertralina.
3.3.- Criterios de exclusión:
1. Que el paciente muestre poca colaboración y/o comunicación.
2. Que no haya seguido el esquema de tratamiento rigurosamente.
3. Estado general deteriorado.
4. Enfermedades sistémicas coadyuvantes. Aquellos que tengan alguna enfermedad
sistémica o neurológica serán excluidos de la toma de muestra.
5. Mujeres embarazadas o en periodo de lactancia.
36
3.4.- Aspectos éticos:
La toma de muestras se realizará solo si existe una aceptación libre y voluntaria por
parte del paciente. Por lo cual se le hará firmar una “Hoja de Consentimiento Informado” en
donde constará una descripción entendible del procedimiento que se le realizará, los objetivos
y beneficios de la investigación, molestias al momento de la toma de muestra y posibilidad de
retirar el consentimiento de forma libre cuando lo desee.
Al evaluar los riesgos del estudio, podemos afirmar que son mínimos ya que no
existe una exposición del paciente a sustancias químicas o medicamentosas de ninguna
naturaleza. Además decimos que la toma de muestras siguen los preceptos dictados por el “El
Tratado de Helsinki” de la Asociación Mundial de Medicina donde se toma toda clase de
precauciones para resguardar la intimidad de la persona que participa en la investigación y la
confidencialidad de su información personal.
Constando con un profundo conocimiento de la bibliografía científica del estudio, y
que los resultados obtenidos serán de utilidad tanto para los profesionales psiquiatras como
para los odontólogos, este protocolo de tesis será puesta a consideración del Comité de
Bioética del Instituto de investigación y Posgrado precedido por el Sr. Dr. Alejandro Farfán
para su evaluación y posterior aprobación.
3.5.- Procedimientos:
Una vez que el paciente haya terminado su consulta normal con la doctora psiquiatra
el investigador procederá a acceder al consultorio, donde se presentará con el paciente.
Después de indicarle el procedimiento que se le realizará, le pedirá que firme la hoja del
consentimiento informado. Si el paciente accede libre y voluntariamente se le llenará la ficha
de recolección de datos para tener un seguimiento adecuado de la muestra recogida y se hará
la consiguiente toma de datos. Al final se le explicará que en cualquier momento puede
comunicarse con el investigador para cualquier consulta y se le procederá a despedirle. El
investigador abandonará la sala para permitir la entrada del siguiente paciente y se repetirá el
procedimiento
37
3.6.- Recolección de datos:
Al tratar de determinar la cantidad de fluido salival en reposo de los pacientes, y por
la facilidad de su cooperación hemos optado por hacer solamente una toma de muestra por
paciente. El método utilizado es el no estimulado, que mide el flujo basal de las glándulas
salivales y el cual se realiza de la siguiente manera: El paciente debe ser sentado
cómodamente en un cuarto silencioso junto con el investigador; pedimos al paciente que
mueva ligeramente la cabeza hacia el frente, que trague saliva por última vez y que mantenga
la boca en posición semicerrada. Le comunicamos al paciente que deje drenar la saliva por las
comisuras labiales y recolectamos en el tubo de ensayo a través del embudo de vidrio por 5
minutos.
Los pacientes fueron seleccionados en dos horarios: el primero des de las nueve de la
mañana hasta las doce de la tarde; y el segundo, desde las dos de la tarde hasta las cinco de la
tarde. Esto lo hacemos con el propósito de que la saliva recolectada no tenga estímulos de
alimentos ingeridos recientemente. Para que el método que utilizamos sea más fidedigno debe
estar separado de ingestas de comida aproximadamente dos horas (Espitia, Castillo Carbonell,
Mórelo y Pacheco (2007)
38
Capítulo IV: Marco Administrativo
4.1.- Instrumentos:
• Embudo de vidrio: 25 unidades.
• Probeta graduada de vidrio con base plástica: 25 unidades.
• Cepillo de tubo de ensayo: 2 unidades.
• Cronómetro.
• Hojas de Consentimiento informado: 300 hojas
• Ficha de recolección de muestras: 200 hojas
4.2.- Recurso Humano:
El investigador consta con la tutela metodológica del Sr. Dr. Wladimir Andrade,
profesor de la Facultad de Odontología De la Universidad Central del Ecuador para realizar el
proyecto escrito y con la colaboración de la Srta. Dra. Claudia Chávez, psiquiatra del Hospital
Psiquiátrico San Lázaro quien nos permitirá la recolección de los datos.
4.3.- Presupuesto (Tabla Nº 4):
Material
Numero
Unidades
Precio
Precio
Unitario
Total
Dólares
Dólares
Embudo de vidrio
25
6,3
31,3
Probeta Graduada
25
5,5
30,5
Cepillo de tubo de ensayo
2
1,2
3,2
Cronómetro
1
8,5
9,5
340
0,1
340,1
200
0,1
200,1
Hojas de consentimiento
informado
Ficha de Recolección de
muestra
614,7
Precio Total
39
4.4.- Cronograma (Tabla Nº5):
Actividades
2014
Noviembre
Diciembre
2015
Enero
Febrero
Marzo
1° 2° 3° 4° 1° 2° 3° 4° 1° 2° 3° 4° 5° 1° 2° 3° 4° 1° 2° 3° 4°
Elaboración del anteproyecto
Elaboración del capítulo 1
Elaboración del capítulo 2
Elaboración del capítulo 3
Elaboración del capítulo 4
Elaboración del capítulo 5
Prueba Piloto de Recolección de muestras
Recolección de muestras
40
Capítulo V: Análisis de datos
5.1.- Presentación de Resultados.
En el trabajo de campo se recolectó la muestra de sialometría a 186 personas que
acudieron al servicio de consulta externa del Hospital Psiquiátrico de Quito en los meses de
febrero y marzo del 2015; de los cuales, el 22% corresponde a población masculina (40) y el
78% a población femenina (146).
Gráfico Nº 1
Tabla Nº 6
Representación gráfica del género
Género de la población que acude al
de la población que acude al
Hospital Psiquiátrico San Lázaro
Hospital Psiquiátrico San Lázaro
Género
Numero Porcentaje
Masculino
40
21,51%
Femenino
146
78,49%
TOTAL
186
100,00%
Autor: Viteri J. 2015
Autor: Viteri J. 2015
A todo la muestra se le dividió en nueve grupos etarios de un lapso de tiempo de 5
años (explicados en la Tabla Nº2) con el propósito de identificar en que grupo etario existe
más frecuencia de hipersialia o hiposalivación. El grupo de edad más frecuente en la muestra
es el que corresponde a las edades entre 51 y 55 años con un total de 28 pacientes que
corresponde al 15,05% del total de la muestra. El grupo etario menos frecuente es el
comprendido entre los 56 y 60 años de edad con un total de 10 pacientes (5,38%).
41
Tabla Nº 7
Población que acude al Hospital
Psiquiátrico San Lázaro según su
grupo etario
Grupo
Número Porcentaje
Etario
15-20
23
12,37%
21-25
15
8,06%
26-30
20
10,75%
31-35
16
8,60%
36-40
16
8,60%
41-45
20
10,75%
46-50
22
11,83%
51-55
28
15,05%
56-60
10
5,38%
61-65
16
8,60%
TOTAL
186
100,00%
Autor: Viteri J. 2015
Se dividió la muestra también según el medicamento, o asociación de medicamentos,
que cada persona se encuentra, en ese momento, tomando. La medicación que más a menudo
se prescribe en el servicio de consulta externa del Hospital Psiquiátrico San Lázaro es la
fluoxetina. 81 personas del total de la población de este estudio toman fluoxetina lo que
corresponde al 43,55% de la muestra.
42
Tabla Nº 8
División de la población que acude al
Hospital Psiquiátrico San Lázaro según el
medicamento que toma.
Medicamento
Número
Porcentaje
Amitriptilina
16
8,60%
Fluoxetina
81
43,55%
Sertralina
28
15,05%
Amitriptilina +
48
25,81%
13
6,99%
186
100,00%
Fluoxetina
Amitriptilina +
Sertralina
TOTAL
Autor: Viteri J. 2015.
Gráfico Nº 2
Gráfico de barras que muestra la relación de número de personas
según el medicamento que toma. Hospital Psiquiátrico San Lázaro.
Amitriptilina + Sertralina
Amitriptilina + Fluoxetina
Sertralina
Fluoxetina
Amitriptilina
0
10
20
30
40
Autor: Viteri J. 2015
43
50
60
70
80
90
5.2.- Análisis e interpretación de resultados.
Veremos la frecuencia del tipo de salivación en todo el universo:
Tabla Nº 9
Frecuencia de tipo de Salivación de todo el universo
Salivación
Frecuencia Porcentaje
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
7
3,76%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
91
48,92%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
56
30,11%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
28
15,05%
4
2,15%
186
100,00%
Asialia (0 ml/min)
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015
91 personas de 186 a las que se le tomó la muestra tienen salivación normal. Esto
corresponde al 48,92%. 56 personas resultaron con hiposalivación leve. Y solamente cuatro
personas, que corresponden al 2,15% de la muestra, presentaron asialia, es decir, salivación
nula.
A continuación veremos la frecuencia de la salivación divididos por grupos etarios:
Tabla Nº 10
Salivación por edad
Grupo Etario: 15 - 20 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
1
4,35%
12
52,17%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
8
34,78%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
1
4,35%
Asialia (0 ml/min)
1
4,35%
23
100,00%
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
12 personas entre los 15 y 20 años presentan salivación normal.
44
Tabla Nº 11
Salivación por edad
Grupo Etario: 21 - 25 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
1
6,67%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
6
40,00%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
7
46,67%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
1
6,67%
Asialia (0 ml/min)
0
0,00%
15
100,00%
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
Siete personas de 15 que están entre las edades de 21 y 25 años tienen hiposalivación
leve. Corresponden al 46,67%.
Tabla Nº 12
Salivación por edad
Grupo Etario: 26 - 30 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
1
5,00%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
8
40,00%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
7
35,00%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
4
20,00%
Asialia (0 ml/min)
0
0,00%
20
100,00%
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
El 40% de las personas entre 26 y 30 años presentan hiposalivación normal.
45
Tabla Nº 13
Salivación por edad
Grupo Etario: 31 - 35 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
9
56,25%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
3
18,75%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
3
18,75%
Asialia (0 ml/min)
1
6,25%
16
100,00%
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
Nueve personas de 16 que están entre los 31 y 35 años presentan salivación normal.
Tabla Nº 14
Salivación por edad
Grupo Etario: 36 - 40 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
1
6,25%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
9
56,25%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
4
25,00%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
2
12,50%
Asialia (0 ml/min)
0
0,00%
16
100,00%
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
Tabla Nº 15
Salivación por edad
Grupo Etario: 41 - 45 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
1
5,00%
11
55,00%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
5
25,00%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
3
15,00%
Asialia (0 ml/min)
0
0,00%
20
100,00%
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
46
Tabla Nº 16
Salivación por edad
Grupo Etario: 46 - 50 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
2
9,09%
11
50,00%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
5
22,73%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
4
18,18%
Asialia (0 ml/min)
0
0,00%
22
100,00%
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
Tabla Nº 17
Salivación por edad
Grupo Etario: 51 - 55 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
14
50,00%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
9
32,14%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
3
10,71%
Asialia (0 ml/min)
2
7,14%
28
100,00%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
Tabla Nº 18
Salivación por edad
Grupo Etario: 56 - 60 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0,00%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
5
50,00%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
3
30,00%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
2
20,00%
Asialia (0 ml/min)
0
0,00%
10
100,00%
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
47
Tabla Nº 19
Salivación por edad
Grupo Etario: 61 - 65 años
Salivación
Frecuencia
Porcentaje
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0,00%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
6
37,50%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
5
31,25%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
5
31,25%
Asialia (0 ml/min)
0
0,00%
16
100,00%
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
Se quiere observar en que grupo etario existe mayor influencia del medicamento sobre
la cantidad de saliva obtenida. Para lo cual enfrentamos las variables de medicamento contra
el de salivación y los estratificamos por grupos etarios.
Tabla Nº 20
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 15 - 20 años
Amitriptilina
0
0
1
0
0
1
Fluoxetina
1
10
6
0
0
17
Sertralina
0
0
0
1
0
1
Amitriptilina + Fluoxetina
0
2
1
0
1
4
Amitriptilina + Sertralina
0
0
0
0
0
0
TOTAL
1
12
8
1
1
23
Asialia
TOTAL
Medicamento
Normal
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
- 0.1 ml/min)
Hiposalivación Grave
Hiposalivación Leve (0.2
(0.7 - 0.2 ml/min)
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Salivación
Autor: Viteri, J., 2015.
La mayoría de personas que se sometieron a la sialometría en edades de 15 a 20 años
estaban tomando fluoextina. Seis de las cuales presentan hiposalivación leve.
48
Tabla Nº 21
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 21 - 25 años
Amitriptilina
0
0
1
0
0
1
Fluoxetina
1
3
3
1
0
8
Sertralina
0
1
0
0
0
1
Amitriptilina + Fluoxetina
0
2
2
0
0
4
Amitriptilina + Sertralina
0
0
1
0
0
1
TOTAL
1
6
7
1
0
15
Asialia
TOTAL
Medicamento
Normal
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
Hiposalivación Grave
(0.2 - 0.1 ml/min)
Hiposalivación Leve
(0.7 - 0.2 ml/min)
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Salivación
Autor: Viteri, J., 2015.
En el grupo etario de 21 a 25 años la mayor cantidad de gente tomaba fluoextina. Donde
tres presentan salivación normal y tres, hiposalivación.
Tabla Nº 22
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 26 - 30 años
Amitriptilina
0
1
2
0
0
3
Fluoxetina
1
2
2
2
0
7
Sertralina
0
1
1
0
0
2
Amitriptilina + Fluoxetina
0
1
2
1
0
4
Amitriptilina + Sertralina
0
3
0
1
0
4
TOTAL
1
8
7
4
0
20
Asialia
TOTAL
Medicamento
Normal
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
(0.2 - 0.1 ml/min)
Hiposalivación Grave
Hiposalivación Leve
(0.7 - 0.2 ml/min)
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Salivación
Autor: Viteri, J., 2015.
En el grupo etario de 26 a 30 años la mayoría de personas presentan salivación normal.
Siete personas que tomaban distintos medicamentos presentan una hiposalivación leve.
49
Tabla Nº 23
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 31 - 35 años
(0.7 - 0.2 ml/min)
Hiposalivación Leve
(0.2 - 0.1 ml/min)
Hiposalivación Grave
(0.1 - 0 ml/min)
Asialia
(0 ml/min)
TOTAL
Amitriptilina
0
0
0
1
0
1
Fluoxetina
0
6
2
1
1
10
Sertralina
0
1
0
0
0
1
Amitriptilina + Fluoxetina
0
1
0
1
0
2
Amitriptilina + Sertralina
0
1
1
0
0
2
TOTAL
0
9
3
3
1
16
Hipersalivación
(> 0.7 ml/min)
Normal
Salivación
Medicamento
Autor: Viteri, J., 2015.
En el grupo etario de 31 a 35 años, diez personas toman fluoxetina de un total de 16. De
estas, dos presentan hiposalivación leve.
Tabla Nº 24
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 36 - 40 años
Amitriptilina
0
1
0
0
0
1
Fluoxetina
0
3
2
0
0
5
Sertralina
1
1
1
0
0
3
Amitriptilina + Fluoxetina
0
1
1
2
0
4
Amitriptilina + Sertralina
0
3
0
0
0
3
TOTAL
1
9
4
2
0
16
Autor: Viteri, J., 2015.
50
Asialia
TOTAL
Medicamento
Normal
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
Hiposalivación Grave
(0.2 - 0.1 ml/min)
Hiposalivación Leve
(0.7 - 0.2 ml/min)
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Salivación
Tabla Nº 25
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 41 - 45 años
Amitriptilina
0
1
0
0
0
1
Fluoxetina
0
7
1
2
0
10
Sertralina
1
2
1
0
0
4
Amitriptilina + Fluoxetina
0
1
3
1
0
5
Amitriptilina + Sertralina
0
0
0
0
0
0
TOTAL
1
11
5
3
0
20
Asialia
TOTAL
Medicamento
Normal
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
(0.2 - 0.1 ml/min)
Hiposalivación Grave
Hiposalivación Leve
(0.7 - 0.2 ml/min)
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Salivación
Autor: Viteri, J., 2015.
En el grupo etario de 41 a 45 años la mayoría toman fluoxetina. Cinco personas toman
asociación de amitriptilina con fluoxetina. De ellos, 3 presentan hiposalivación leve.
Tabla Nº 26
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 46 - 50 años
Amitriptilina
0
2
0
0
0
2
Fluoxetina
0
4
3
1
0
8
Sertralina
0
4
0
1
0
5
Amitriptilina + Fluoxetina
2
1
2
2
0
7
Amitriptilina + Sertralina
0
0
0
0
0
0
TOTAL
2
11
5
4
0
22
Asialia
TOTAL
Medicamento
Normal
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
(0.2 - 0.1 ml/min)
Hiposalivación Grave
Hiposalivación Leve
(0.7 - 0.2 ml/min)
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Salivación
Autor: Viteri, J., 2015.
La mayoría de personas entre 46 a 50 años presentan salivación normal.
51
Tabla Nº 27
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 51 - 55 años
(0 ml/min)
Asialia
(0.1 - 0 ml/min)
Hiposalivación Grave
- 0.1 ml/min)
(0.7 - 0.2 ml/min)
Hiposalivación Leve (0.2
Normal
Medicamento
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Salivación
TOTAL
Amitriptilina
0
2
0
0
0
2
Fluoxetina
0
5
3
0
0
8
Sertralina
0
4
2
0
1
7
Amitriptilina + Fluoxetina
0
2
3
3
1
9
Amitriptilina + Sertralina
0
1
1
0
0
2
TOTAL
0
14
9
3
2
28
Autor: Viteri, J., 2015.
La mayoría de personas a las que se les hizo la sialometría estaban en el rango de
edad de 50 a 55 años.
Tabla Nº 28
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 56 - 60 años
(0.7 - 0.2 ml/min)
Hiposalivación Leve
(0.2 - 0.1 ml/min)
Hiposalivación Grave
(0.1 - 0 ml/min)
Asialia
(0 ml/min)
TOTAL
Amitriptilina
0
0
0
0
0
0
Fluoxetina
0
3
1
0
0
4
Sertralina
0
1
1
0
0
2
Amitriptilina + Fluoxetina
0
1
1
2
0
4
Amitriptilina + Sertralina
0
0
0
0
0
0
TOTAL
0
5
3
2
0
10
Hipersalivación
(> 0.7 ml/min)
Normal
Salivación
Medicamento
Autor: Viteri, J., 2015.
52
Tabla Nº 29
Salivación vs Medicamento
Grupo Etario 61 - 65 años
Amitriptilina
0
2
1
1
0
4
Fluoxetina
0
2
1
1
0
4
Sertralina
0
0
1
1
0
2
Amitriptilina + Fluoxetina
0
1
2
2
0
5
Amitriptilina + Sertralina
0
1
0
0
0
1
TOTAL
0
6
5
5
0
16
Asialia
TOTAL
Medicamento
Normal
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
Hiposalivación Grave
(0.2 - 0.1 ml/min)
(0.7 - 0.2 ml/min)
Hiposalivación Leve
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Salivación
Autor: Viteri, J., 2015.
En el grupo etario de 61 a 65 años se presentó la mayor cantidad de casos de
hiposalivación grave. El antidepresivo tricíclico (amitriptilina) presenta 50% de algún tipo de
hiposalivación. Mientras que los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina
(fluoxetina y serotonina) presentan el 66% de algún tipo de hiposalivación.
Tabla Nº 30
Salivación vs Grupo etario
Amitriptilina
61 - 65 años
56 - 60 años
51 - 55 años
46 - 50 años
41 - 45 años
36 - 40 años
31 - 35 años
26 - 30años
21 - 25 años
Salivación
15 - 20 años
Edad
TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
0
0
1
0
1
1
1
2
0
1
7
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
0
1
1
0
0
0
0
0
0
1
3
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
0
0
1
0
0
0
0
0
1
2
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
TOTAL
0
1
2
1
1
1
1
2
0
3
12
Autor: Viteri, J., 2015.
De 12 personas que toman amitriptilina solo tres presentan hiposalivación leve; y dos,
hiposalivación grave.
53
Tabla Nº 31
Salivación vs Grupo etario
Fluoxetina
61 - 65 años
56 - 60 años
51 - 55 años
46 - 50 años
41 - 45 años
36 - 40 años
31 - 35 años
26 - 30años
Salivación
21 - 25 años
15 - 20 años
Edad
TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
1
1
0
0
0
0
0
0
0
2
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
8
2
2
6
2
7
2
3
2
0
34
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
5
1
1
2
1
1
3
2
1
1
18
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
1
1
1
0
2
1
0
0
1
7
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
1
0
0
0
0
0
0
1
13
5
5
10
3
10
6
5
3
2
62
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
De 62 personas que toman fluoxetina, 34 personas (54,83%) presentan salivación
normal; y 18 (29,03%) hiposalivación leve.
Tabla Nº 32
Salivación vs Grupo etario
Sertralina
61 - 65 años
56 - 60 años
51 - 55 años
46 - 50 años
41 - 45 años
36 - 40 años
31 - 35 años
26 - 30años
21 - 25 años
Salivación
15 - 20 años
Edad
TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
0
0
1
0
0
0
0
1
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
0
1
1
1
1
2
4
2
1
0
13
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
0
0
1
0
1
1
0
2
0
1
6
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
1
0
0
0
0
0
1
0
0
0
2
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
TOTAL
1
1
2
1
2
4
5
4
1
1
22
Autor: Viteri, J., 2015.
Con respecto a la setralina, la mayoría de personas también presentan salivación
normal. Seis personas que corresponde al 27,27% presentan hiposalivación leve.
54
Tabla Nº 33
Salivación vs Grupo etario
Amitriptilina + Fluoxetina
61 - 65 años
56 - 60 años
51 - 55 años
46 - 50 años
41 - 45 años
36 - 40 años
31 - 35 años
26 - 30años
Salivación
21 - 25 años
15 - 20 años
Edad
TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
0
0
0
2
0
0
0
2
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
2
2
1
1
1
0
1
1
1
1
11
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
1
2
1
0
1
2
1
3
1
2
14
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
0
0
1
2
1
2
3
2
2
13
Asialia (0 ml/min)
1
0
0
0
0
0
0
1
0
0
2
TOTAL
4
4
2
2
4
3
6
8
4
5
42
Autor: Viteri, J., 2015.
Por primera vez el porcentaje de hiposalivación supera al de salivación normal. 14
personas (33,33%) presentan salivación por debajo de 0,2 ml/min y mayor a 0,1ml/min. Es el
mayor porcentaje en todos los medicamentos. En este medicamento se encuentra la mayor
frecuencia de hipersalivación; con dos casos representa el 4,76%. También es el medicamento
donde más frecuencia de casos de hiposalivación grave existe con 13 personas que
representan el 30,95%.
Tabla Nº 34
Salivación vs Grupo etario
Amitriptilina y Sertralina
61 - 65 años
56 - 60 años
51 - 55 años
46 - 50 años
41 - 45 años
36 - 40 años
31 - 35 años
26 - 30años
21 - 25 años
Salivación
15 - 20 años
Edad
TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
0
0
3
1
1
0
0
1
0
1
7
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
0
0
0
0
0
0
0
1
0
0
1
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
0
TOTAL
0
0
3
1
1
0
0
2
0
1
8
Autor: Viteri, J., 2015.
55
Con 87,5% el medicamento que más porcentaje de salivación normal posee es la
asociación de amitriptilina mas sertralina.
A continuación vamos a enfrentar las variables de “tipo de salivación” con el de género
y agruparlos por el tipo de medicamento que toman.
Tabla Nº 35
Salivación vs Género
Amitriptilina
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
2
7
9
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
2
3
5
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
2
2
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
4
12
16
Autor: Viteri, J., 2015.
Dos hombres de un total de cuatro que tomaban amitriptilina presentan salivación
normal. Los dos restantes presentan hiposalivación leve. De 12 mujeres que tomaban
amitriptilina, siete tienen salivación normal.
Tabla Nº 36
Salivación vs Género
Fluoxetina
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
1
2
3
11
34
45
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
6
18
24
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
1
7
8
Asialia (0 ml/min)
0
1
1
19
62
81
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015.
56
34 mujeres de un total de 62 que toman fluoxetina presentan salivación normal. 18
mujeres tienen hiposalivación leve.
Tabla Nº 37
Salivación vs Género
Sertralina
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
1
1
2
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
2
13
15
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
1
6
7
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
1
2
3
Asialia (0 ml/min)
1
0
1
TOTAL
6
22
28
Autor: Viteri, J., 2015.
De 22 mujeres que toman sertralina, 13 presentan salivación normal. Mientras que 6
presentan hiposalivación leve. Solo dos mujeres presentan hiposalivación grave.
Tabla Nº 38
Salivación vs Género
Amitriptilina + Fluoxetina
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
2
2
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
2
11
13
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
3
14
17
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
1
13
14
Asialia (0 ml/min)
0
2
2
TOTAL
6
42
48
Autor: Viteri, J., 2015.
17 personas que tomaban asociación de amitriptilina y fluoxetina tienen hiposalivación
leve. Hay un gran porcentaje (35,41%) que tienen hiposalivación grave.
57
Tabla Nº 39
Salivación vs Género
Amitriptilina + Sertralina
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
2
7
9
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
2
1
3
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
1
0
1
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
5
8
13
Autor: Viteri, J., 2015.
7 de 8 mujeres que toman asociación de amitriptilina con sertralina tienen salivación
normal.
A continuación vamos a enfrentar las variables de tipo de salivación con el de género y
agruparlos por el grupo etario al que pertenecen.
Tabla Nº 40
Salivación vs Género
Grupo etario 15 - 20 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
1
0
1
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
2
10
12
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
2
6
8
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
1
1
Asialia (0 ml/min)
0
1
1
TOTAL
5
18
23
Autor: Viteri J. 2015
De 15 a 20 años la mayoría de personas (12 personas) tienen salivación normal.
58
Tabla Nº 41
Salivación vs Género
Grupo etario 21 - 25 años
Género
Salivación
Masculino
Femenino
TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
1
1
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
1
5
6
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
3
4
7
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
1
1
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
4
11
15
Autor: Viteri J. 2015
De 21 a 25 años, siete personas tienen hiposalivación leve. Lo que corresponde al 46.66%.
Tabla Nº 42
Salivación vs Género
Grupo etario 26 - 30 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
1
1
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
0
8
8
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
3
4
7
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
3
1
4
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
6
14
20
Autor: Viteri J. 2015
59
Tabla Nº 43
Salivación vs Género
Grupo etario 31 - 35 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
0
9
9
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
1
2
3
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
3
3
Asialia (0 ml/min)
0
1
1
TOTAL
1
15
16
Autor: Viteri J. 2015
Tabla Nº 44
Salivación vs Género
Grupo etario 36 - 40 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
1
0
1
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
3
6
9
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
1
3
4
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
2
2
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
5
11
16
Autor: Viteri J. 2015
60
Tabla Nº 45
Salivación vs Género
Grupo etario 41 - 45 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
1
1
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
1
10
11
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
1
4
5
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
3
3
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
2
18
20
Autor: Viteri J. 2015
Tabla Nº 46
Salivación vs Género
Grupo etario 46 - 50 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
2
2
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
3
8
11
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
1
4
5
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
4
4
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
4
18
22
Autor: Viteri J. 2015
61
Tabla Nº 47
Salivación vs Género
Grupo etario 51 - 55 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
5
9
14
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
1
8
9
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
3
3
Asialia (0 ml/min)
1
1
2
TOTAL
7
21
28
Autor: Viteri J. 2015
Tabla Nº 48
Salivación vs Género
Grupo etario 56 - 60 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
1
4
5
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
1
2
3
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
0
2
2
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
2
8
10
Autor: Viteri J. 2015
62
Tabla Nº 49
Salivación vs Género
Grupo etario 61 - 65 años
Género
Salivación
Masculino Femenino TOTAL
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
0
0
0
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
3
3
6
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
0
5
5
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
1
4
5
Asialia (0 ml/min)
0
0
0
TOTAL
4
12
16
Autor: Viteri J. 2015
A continuación, veremos la frecuencia del tipo de salivación en hombres y mujeres:
Tabla Nº 50
Hombres
Salivación
Frecuencia Porcentaje
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
2
5,00%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
19
47,50%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
14
35,00%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
4
10,00%
Asialia (0 ml/min)
1
2,50%
40
100,00%
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015
Tabla Nº 51
Mujeres
Salivación
Frecuencia Porcentaje
Hipersalivación (> 0.7 ml/min)
5
3,42%
Normal (0.7 - 0.2 ml/min)
72
49,32%
Hiposalivación Leve (0.2 - 0.1 ml/min)
42
28,77%
Hiposalivación Grave (0.1 - 0 ml/min)
24
16,44%
3
2,05%
146
100,00%
Asialia (0 ml/min)
TOTAL
Autor: Viteri, J., 2015
63
Tabla Nº 52
- 0.1 ml/min)
Salivación Grave
(0.1 - 0 ml/min)
Asialia
(0 ml/min)
2
19
14
4
1
40
Femenino
5
72
42
24
3
146
TOTAL
7
91
56
28
4
186
(> 0.7 ml/min)
Masculino
Género
Salivación Normal
TOTAL
Hipersalivación
(0.7 - 0.2 ml/min)
Salivación Leve (0.2
Género Vs. Salivación
Autor: Viteri, J., 2015
Tabla Nº 53
TOTAL
Amitriptilina
0
9
5
2
0
16
Fluoxetina
3
45
24
8
1
81
Sertralina
2
15
7
3
1
28
Amitriptilina + Fluoxetina
2
13
17
14
2
48
Amitriptilina + Sertralina
0
9
3
1
0
13
TOTAL
7
91
56
28
4
186
Medicamento
Autor: Viteri, J., 2015
64
Asialia
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
Salivación Grave
(0.2 - 0.1 ml/min)
Salivación Leve
(0.7 - 0.2 ml/min)
Salivación Normal
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Medicamento Vs Salivación
Tabla Nº 54
15-20
1
12
8
1
1
23
21-25
1
6
7
1
0
15
26-30
1
8
7
4
0
20
31-35
0
9
3
3
1
16
36-40
1
9
4
2
0
16
41-45
1
11
5
3
0
20
46-50
2
11
5
4
0
22
51-55
0
14
9
3
2
28
56-60
0
5
3
2
0
10
61-65
0
6
5
5
0
16
TOTAL
7
91
56
28
4
186
Autor: Viteri, J., 2015
65
Asialia
TOTAL
Edad
Normal
(0 ml/min)
(0.1 - 0 ml/min)
Hiposalivación Grave
(0.2 - 0.1 ml/min)
Hiposalivación Leve
(0.7 - 0.2 ml/min)
(> 0.7 ml/min)
Hipersalivación
Edad Vs. Tipo de Salivación
5.3.- Discusión de los resultados.
En un estudio realizado en Brasil por Almeida, P. et al. (Julio, 2008) se procede a hacer
una sialometría estimulada con un grupo de control y uno en el que se prescribe inhibidores
de la recaptación de serotonina. En el segundo grupo no se ve una disminución del flujo
salival con respecto al grupo de control. Lo que se corrobora en nuestra investigación ya que
en los grupos que se estaban con prescripción médica de inhibidores de recaptación de
serotonina, se encontró gran porcentaje de salivación normal. En nuestra investigación el
55.55% de individuos que toman fluoxetina; y el 53,57% de individuos que toman sertralina
presentan salivación normal.
En la investigación de Wilson y Mottram (2004) se selecciona personas mayores a 60
años que sufren de depresión y los separan en dos grupos: los que toman antidepresivos
tricíclicos y los que toman inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina. Tomando en
cuenta varios medicamentos más de los que nosotros usamos y enlistando otros síntomas a
parte del de sequedad bucal. Los del primer grupo manifestaron que padecían de boca seca en
28% de los casos; y el segundo, en un 7%. Por otro lado, nosotros podemos clasificar a los
medicamentos usados en nuestra investigación en aquellos mismos grupos. Siendo la
amitriptilina un antidepresivo tricíclico mientras que la fluoxetina y sertralina pertenecen al
grupo de los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina. En ese caso podemos
concluir que en el grupo etario de 61 a 65 años los antidepresivos tricíclicos producen 50% de
hiposalivación (sea leve o grave) y que los inhibidores de recaptación de serotonina presentan
un 66,66% de hiposalivación.
Van der Putten, Brand, Schols, y De Baat (2010) realizaron una sialometría estimulada
y no estimulada a un grupo de 50 personas en un centro de cuidado holandés y entre las
conclusiones se menciona que las secreciones de saliva de mujeres fueron estadísticamente
menores a la de los hombres. Lo que contrasta con nuestra investigación en la que pudimos
observar que el 47,5 por ciento de las hombres tenían salivación normal (n=19) que es muy
cercano al porcentaje de mujeres (49,31%). Por lo que concluimos que las secreciones
salivares no tienen relación al género.
66
5.4.- Hallazgos de la Investigación.
El medicamento más prescrito en el Hospital Psiquiátrico de Quito es la fluoxetina.
El 48,92% de personas que acuden al Hospital presentan salivación en condiciones normales.
El grupo etario que presenta mayor porcentaje de salivación normal va desde los 31 a los 40
años. El grupo etario que presenta mayor porcentaje de hiposalivación leve es el que va desde
los 26 a los 30 años. El grupo etario que tiene el mayor porcentaje de hipersalivación es el que
va desde los 46 a los 50 años. El grupo etario donde existieron más casos de asialia fue en el
que se comprende desde los 51 hasta los 56 años.
La fluoxetina produce hiposalivación leve en personas desde los 15 años a los 20
años. La fluoxetina no produce mayores cambios en los demás grupos etarios. Todos los
demás que toman fluoxetina, en su mayoría, presentaron salivación normal.
En el grupo etario donde más hiposalivación grave hubo es en el que comprende
desde los 61 a 65 años. Lo atribuimos a la perdida de la funcionalidad de las glándulas debido
a la senectud.
La amitriptilina no produce mayormente hiposalivación de ningún tipo en ningún
grupo etario. La sertralina no produce efectos considerables en la cantidad de saliva. Con
87,5% el medicamento que más porcentaje de salivación normal posee es la asociación de
amitriptilina mas sertralina. La administración medicamentosa que más produce
hiposalivación es la asociación de amitriptilina con fluoxetina. Presentan hiposalivación leve
en 33,33% de los casos e hiposalivación grave en el 30,95% de los casos.
El género femenino es el dominante en cuanto a atenciones en el servicio de consulta
externa del Hospital Psiquiátrico San Lázaro. El 47,50% de los hombres medidos y el 49,32%
de mujeres presentan salivación ideal.
67
Capítulo VI: Conclusiones y recomendaciones
7.1.- Conclusiones:
 La fluoxetina produce hiposalivación leve en personas desde los 15 años a los 20
años.
 La administración medicamentosa que más produce hiposalivación es la asociación
de amitriptilina con fluoxetina.
 En ningún género se presentó mayor incidencia de hiposalivación o hipersalivación.
En ambos géneros se presentó mayormente salivación normal.
 El grupo etario que presenta mayor porcentaje de hiposalivación leve es el que va
desde los 26 a los 30 años.
7.2.- Recomendaciones:
 Si se va a prescribir fluoxetina por parte del doctor psiquiatra en jóvenes de 15 a 20
años, programar una interconsulta con el estomatólogo para que se le aplique un
programa de sustitutos de saliva.
 Educar al especialista en estomatología acerca de la etiología de enfermedades que
tienen que ver con cambios patológicos de la cantidad de saliva.
 Familiarizar al profesional estomatólogo con los antidepresivos que son usados en la
red del Ministerio de Salud Pública del Ecuador.
 Capacitar al profesional estomatólogo con el fin de que pueda identificar las
manifestaciones clínicas de la hiposalivación glandular.
 Seguir un protocolo de tratamiento apto por parte del profesional estomatólogo para
que sea capaz de devolver la fisiología del flujo salival de su paciente
68
Capítulo VII: Referencia Bibliográfica
Almeida, P. et al (Julio, 2008). Effects of antidepressants and benzodiazepines on stimulated
salivary flow rate and biochemistry composition of the saliva. Brasil: Pontificia
Universidad Católica de Paraná.
Asociación Mundial de Medicina. WMA (World Medicine Asociation). [En línea] (1964).
Declaración de Helsinki de la AMM - Principios éticos para las investigaciones médicas
en seres humanos. disponible en http://www.wma.net/es/30publications/10policies/b3/
[consulta el 04 de diciembre de 2014].
Cecotti, E., Stouza, R., Carzoglio, J. & Luberti, R. (2007). El Diagnóstico en la Clínica
Estomatológica. Argentina: Editorial Panamericana.
Del Vigna, P. & Batista, A. (2012). Antidepressants: Side Effects in the Mouth. Brasil:
Pontifícia Universidade Católica do Paraná & Universidade Federal do Paraná.
Hales R., Yudofsky S. & Gabbard, G. (2009). Tratado de psiquiatría clínica (5º edición).
España: Editorial Elsevier Masson.
Hardman, J., Lee, L. & Goodman A. (2003). Las Bases Farmacológicas de la Terapéutica
(10º edición). McGraw-Hill Interamericana Editores, S.A. , p.150.
Herazo, B. (2009). Clínica del Sano en Odontología (4º edición). Colombia: Editorial Ecoe
Editores, p.292.
Latarjet, M. & Ruiz, A. (1983). Anatomía Humana. Argentina: Editorial Médica
Panamericana, p.1410 – 1432.
Lazo de la Vega, M. & Velasco, A. (2002). Farmacología Básica y Clínica. México:
Editorial El Manual Moderno.
Leal, V. et al. (2014) Factors associated to salivary flow alterations in dry mouth female
patients. Brasil: Stomatology Clinic of Hospital de Clínicas of Porto Alegre and Oral
Pathology Clinic of the School of Dentistry of Federal University of Rio Grande do Sul.
3: pp.186-90.
Moore, K. & Persaud, T. (2004). Embriología Clínica (7ª edición). España: Editorial Elsevier.
Närhi, O., Meurman, J. & Ainamo, A. (1999, Agosto 15). Xerostomia and Hyposalivation:
Causes, Consequences and Treatment in the Elderly. REVIEW ARTICLE Drugs &
Aging. Holanda: Universidad de Nijmegen, pp.103-116.
69
Paltán, J., Mangurian, L. & Paltán J. D. (2004) Anatomía Humana general y descriptiva.
Ecuador: Editorial Universidad Central del Ecuador, pp.472-476.
Plaza A. & Silvestre, F. (2007). Odontología en pacientes especiales. España: Universitat de
València, p.314.
Reinhard, B. et al. (2015) Evaluation of a novel standarized system of collection and
quantifition of oral fluid. Alemania: Clin Chem Lab Med, pp.287 – 291.
Salazar M., Vallejo, C. & Peralta, R. (2005). Tratado de Psicofarmacología: Bases y
aplicación clínica. España: Editorial Médica Panamericana.
Samaniego, E. (2005). Fundamentos de Farmacología Médica (6º edición). Ecuador:
Editorial “Pedro Jorge Vela” de la Casa de la Cultura Ecuatoriana.
Soares, C. et al. (2015). High prevalence of hyposalivation in individuals with
neurofibromatosis 1: a case–control study. Orphanet Journal of Rare Diseases 10: p.24.
Szabadi, E., & Tavernor, S. (Junio, 1999). Hypo- and Hypersalivation Induced by
Psychoactive Drugs Incidence, Mechanisms and Therapeutic Implications. Inglaterra:
Division of Psychiatry, University of Nottingham. 99: pp.449-466.
Testut, L. & Latarjet, A. (1984). Tratado De Anatomía Humana (9º edición). España: Salvat
Editores.
Vallejo, J. & Leal, C. (2012). Tratado de Psiquiatría (2º edición). España: Editorial Marbán.
Van der Putten, G., Brand, H., Schols, J. y De Baat, C. (2010). The diagnostic suitability of a
xerostomia questionnaire and the association between xerostomia, hyposalivation and
medication use in a group of nursing home residents. Clin Oral Invest (2010) 15:
pp.185–192.
Wilson, K. & Mottram, P. (2004) A comparison of side effects of selective serotonin reuptake
inhibitors and tricyclic antidepressants in older depressed patients: a meta-analysis.
Inglaterra: International Journal of Geriatric Psychiatry. 19: pp.754–762.
70
Anexos
Anexo A: Hoja de Consentimiento Informado:
Universidad Central del Ecuador
Facultad de odontología
“DETERMINACIÓN DE LA CANTIDAD DE FLUIDO SALIVAL DE LOS
PACIENTES QUE ACUDEN AL SERVICIO DE CONSULTA EXTERNA DEL
HOSPITAL PSIQUIÁTRICO SAN LÁZARO DE QUITO - ECUADOR EN LOS
MESES DE FEBRERO Y MARZO DEL AÑO 2015 Y SU RELACIÓN CON LA
INGESTA FARMACOLÓGICA DE MEDICAMENTOS ANTIDEPRESIVOS TALES
COMO LA AMITRIPTILINA, FLUOXETINA Y SERTRALINA.”
Quito, ….. de …………………………. del 2015.
Yo,
…………………………………………………………………………………………………
…………………………………… autorizo de forma libre y voluntaria al investigador del
estudio ““Determinación de la cantidad de fluido salival de los pacientes que acuden al
servicio de consulta externa del hospital psiquiátrico San Lázaro de Quito - Ecuador en los
meses de febrero y marzo del año 2015 y su relación con la ingesta farmacológica de
medicamentos antidepresivos tales como la amitriptilina, fluoxetina y sertralina.” para ser
sometido a la recolección de datos en las condiciones propuestas en dicho estudio.
Se me ha informado que mi vida no corre peligro y que no habrá consecuencias ni
secuelas para mi salud física ni mental.
Firma Paciente
Firma Investigador
*Para mayor información adicional, comunicarse con el Sr. José Ignacio Viteri Ruiz, Telf: 0998318456.
71
Anexo B: Hoja de recolección de muestras:
Nº
Nombre:
Fecha:
Historia Clínica:
Edad:
Sexo:
Masculino
Femenino
Cantidad de Saliva (ml)
Medicamento:
Tiempo (min)
AMITRIPTILINA
FLUOXETINA
SERTRALINA
Promedio (ml/min)
Observaciones:
Nº
Nombre:
Fecha:
Historia Clínica:
Edad:
Sexo:
Masculino
Femenino
Cantidad de Saliva (ml)
Medicamento:
Tiempo (min)
Observaciones:
72
AMITRIPTILINA
FLUOXETINA
SERTRALINA
Promedio (ml/min)
Anexo C:
Fotos de los procedimientos:
Lugar: Consultorio de consulta externa del Hospital Psiquiátrico San
Lázaro.
Fecha: Meses de febrero y marzo del 2015.
73
74