Sección: Regional Málaga
27/03/2014
La OID critica el acoso al que se ve sometida la
organización por parte de la policía autonómica
Tras la incautación de 56.000 boletos
Aseguran que la operación "no es casual" porque coincide con el inicio de una investigación judicial a raíz de
una denuncia suya
MÁLAGA, 27 (EUROPA PRESS)
La Organización Impulsora de Discapacitados (OID) ha denunciado públicamente este jueves en rueda de
prensa lo que consideran "un acoso por parte de la policía autonómica", después de que este pasado lunes la
Unidad de Policía adscrita a la Junta de Andalucía llevase a cabo una operación contra el juego ilegal en la
que se incautó de un total de 56.100 boletos en la sede de la OID en Málaga.
"Queremos poner en conocimiento de la sociedad el acoso al que nos vemos sometidos por parte de la policía
autonómica, que evidentemente es una persecución que deriva y emana de una orden política", ha criticado el
jefe del Departamento Jurídico de la OID, Javier Gallego, que ha estado acompañado por el presidente de
esta organización, Dionisio González Otero, y el delegado en Málaga, Manuel Morales.
Según han insistido, "se nos está incautando constantemente el producto que tenemos en la calle", agregando
además que cuentan con más de 126 autos de archivo a su favor en todo el territorio nacional, "frente a
denuncias interpuestas por la ONCE o asociaciones afines que han quedado en nada". "La OID jamás ha sido
condenada por ninguno de los hechos denunciados", han apostillado.
Asimismo, han hecho hincapié en que la fecha elegida para requisar los boletos a la OID, "de la que se ha
hecho eco el delegado del Gobierno andaluz, José Luis Ruiz Espejo, y que torticeramente se ha filtrado en los
medios de comunicación, no es casual".
INVESTIGACIÓN JUDICIAL
En este punto, han explicado que dicha operación de la policía autonómica se ha producido coincidiendo con
la apertura de una investigación por parte del Juzgado de Instrucción número 2 de Málaga, después de que la
propia OID presentara una denuncia, el pasado 19 de febrero, contra la Dirección Comercial de la Sociedad
Estatal de Loterías y Apuestas del Estado, y la ONCE, "por las irregularidades observadas en la venta
ambulante de lotería".
En el escrito de denuncia, la OID expone que "en la ciudad de Málaga se ejerce la venta ambulante de Lotería
Nacional, ONCE y Cruz Roja fuera de los locales autorizados, por personas no debidamente autorizadas y
con un recargo sobre el precio del décimo o billete", y que "esto se produce tanto en la calle como en bares,
restaurantes o gasolineras".
Ante esto, la OID ha considerado que puede existir un posible delito contra la Hacienda Pública, la Seguridad
Social y los trabajadores.
"Hay vendedores que desconocemos si los tienen dados de alta o no, y que revenden boletos de esta lotería
incrementándoles el precio, lo cual entendemos que es un dinero que está fuera del conocimiento del fisco",
ha advertido Gallego en rueda de prensa.
Así, en el auto, con fecha de 21 de marzo, la jueza considera que "los hechos que resultan de las anteriores
actuaciones presentan características que hacen presumir la posible existencia de una infracción penal".
Por ello, el Juzgado ha abierto diligencias previas para investigar los hechos denunciados y citar a declarar
como testigos al presidente de la ONCE; el presidente de la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del
Estado, y a un miembro de la Junta Directiva de la Agrupación Nacional de Asociaciones Provinciales de
Administradores de Lotería (Anapal).
Por último, han defendido que la OID es una organización sin ánimo de lucro "cuyo objetivo principal es la
proyección laboral e integración social de los discapacitados --físicos, mentales y sensoriales--". Así, han
indicado que esta organización cuenta actualmente con 3.500 vendedores con alguna discapacidad en su
plantilla, que se dedican a la venta de lo que se ha denominado el 'Euroboleto del discapacitado'.
MÁS DE 71.700 BOLETOS ILEGALES
La operación desplegada contra el juego ilegal el pasado lunes por la unidad de Policía adscrita a la Junta, en
la que se incautaron de 56.100 cupones en la sede de la OID en Málaga, supone la mayor intervención contra
este tipo de loterías irregulares llevada a cabo en toda Andalucía.
Con esta, la Jefatura Provincial de la Unidad adscrita ya se ha incautado en lo que va de año de 71.792
boletos de loterías ilegales en la provincia de Málaga, de los cuales 61.854 pertenecían a OID y el resto a las
organizaciones denominadas ANDA, ADA, OIDD y Rapida, según informó este miércoles la Delegación del
Gobierno andaluz.
La Unidad de Policía de la Junta viene denunciando en diferentes provincias andaluzas a vendedores de la
OID que trabajan de forma ilegal, ya que la mayoría no están autorizados ni están dados de alta en la
Seguridad Social para el desarrollo de esta actividad, según explicó el delegado del Gobierno.
Además, estos sorteos no autorizados tampoco abonan las tasas fiscales correspondientes, lo que aumenta el
beneficio que los organizadores obtienen por su celebración. Por tanto, esta actividad ilegal supone un fraude
para la Hacienda Pública y una competencia desleal para las organizaciones debidamente autorizadas y que
cumplen sus obligaciones tributarias.
Descargar

La OID critica el acoso al que se ve sometida la organización por