IDENTIFICACIÓN DE METAMIDOFOS, METOMILO, QUINTOCENO Y
TIABENDAZOL EN SUERO HUMANO
Rosa Delia Ortega Soto, Julieta Castillo Cadena y Magdalena García Fabila
Facultad de Química, Posgrado en Ciencias Ambientales, Universidad Autónoma del Estado de
México. Paseo Colon esq. Paseo Tollocan S/N. Toluca, México. Tel. 01 (722) 217 38 90.
[email protected]
Modalidad: Oral.
Temática: Química Ambiental.
Palabras clave: plaguicidas, cromatografía, mezclas.
Introducción
El sector florícola ha dependido de prácticas que
pueden poner en riesgo la sustentabilidad de su
desarrollo tal es el caso del uso de plaguicidas.
Estos son sustancias químicas que se esparcen
deliberadamente en el ambiente para dañar plagas
y comprenden varias estructuras químicas. La
mayor parte de su demanda obedece al aumento
genuino de la productividad. El uso creciente de
ellos indica un riesgo para la salud del floricultor y
para el ambiente, siendo necesario evaluar dicho
riesgo en la actividad florícola así como relacionar
los
daños
dermatológicos,
respiratorios,
neurológicos,
genotóxicos
e
inmunotoxicos
demostrados en estudios in vitro e in vivo con la
exposición la cual no ha sido demostrada en forma
fehaciente, ya que las técnicas para identificar
plaguicidas en poblaciones expuestas a mezclas
de ellos están poco documentadas. En la región
hortiflorícola del Estado de México, el 80 % de sus
habitantes se dedica a la floricultura, la cual
demanda el uso intensivo de mezcla de
plaguicidas durante todo el año, incrementándose
la probabilidad de daños a su salud.
El objetivo del proyecto es desarrollar un método
analítico que permita identificar en mezcla los
plaguicidas metomilo, quintoceno, metamidofos y
tiabendazol, los cuales pertenecen a diferentes
familias químicas y son los más empleados en la
región florícola, básicamente Villa Guerrero, en
suero humano y relacionarlo con su uso frecuente.
Metodología
La matriz utilizada fue suero de voluntarios no
expuestos. Se precipitaron las proteínas con
(NH4)2SO4, después se centrífugo a 10 mil rpm por
45´. Las curvas de calibración se prepararon con
estándares primarios del 98 % de pureza de cada
plaguicida en metanol HPLC. Se partió de una
concentración inicial de 100 ppm y de ahí se
prepararon los demás puntos de la curva 50, 25,
10, 5, 2.5 y 1 ppm. Se hicieron cinco curvas, una
para cada plaguicida y una de la mezcla, por
triplicado. Se utilizó un cromatógrafo de gases
marca Varian 3900 acoplado a espectrometría de
masas Saturn 2100T. Equipado con una columna
DB-Wax de 30m x 0.250mm x 0.25μm marca J&W
Scientific. Se usó como gas acarreador helio. Las
temperaturas del inyector y el horno fueron de
220° y 300° C respectivamente. La fragmentación
de los iones fue por impacto electrónico. Se
inyectaron manualmente 2 µL de cada solución de
plaguicida. Se usó un espectrofotómetro de luz
UV/Vis Marca PerkinElmer precisely modelo
lambda 25. Se realizó un barrido en el espectro
correspondiente desde 200 a 400 nm para los
cuatro plaguicidas, utilizando soluciones de 10
ppm en metanol, identificando sus longitudes de
onda y absorbancias en una curva. Se utilizaron
columnas Oasis, con un copolímero hidrofílicolipofílico balanceado (HLB) (Walters, Guyacourt,
Francia) para la extracción de los analitos. Para
ello se enriqueció la matriz con 10 ppm de cada
uno de los compuestos en forma independiente
primero y después en mezcla. Se acondicionaron
las columnas con metanol grado HPLC,
adicionando posteriormente la matriz enriquecida.
La elusión se realizó con acetonitrilo.
Resultados
Metamidofos, metomilo, quintoceno y tiabendazol
se identificaron a los 10.6, 11.1, 20.7 y 23.4
minutos respectivamente usando cromatografía de
gases masas (CG-EM). Las curvas de calibración
mostraron coeficientes de correlación (r2) de
0.9891, 0.9667, 0.9986 y 0.9631 respectivamente.
Los límites de detección y cuantificación son en el
mismo orden: 25 y 75 ppm; 2.5 y 7.5 ppm; 1 y 3
ppm; y 5 y 15 ppm. Los porcentajes de recobro
obtenidos son de 65 % para metomilo, 70 % para
quintoceno y 90 % para tiabendazol. El
metamidofos no pudo recuperarse quizá porque se
descompone rápidamente en sus diferentes
metabolitos. Los porcentajes de recobro se
verificaron por espectrofotometría de UV visible.
Conclusiones
La identificación de plaguicidas de diferentes
familias en mezclas se logró al utilizar la CG-EM.
Esto aplicado a muestras de floricultores, permitirá
relacionar la exposición con los daños a la salud.
Descargar

QA 003 - Universidad Autónoma del Estado de México