13. la crisis de la restauracion
13.1. EL REGENERACIONISMO
El Regeneracionismo fue un movimiento nacido a raÃ−z de la crisis del 98 que pretendÃ−a solucionar los
problemas de España. Su fundador fue JoaquÃ−n Costa y su lema “despensa y escuela” y “siete llaves al
sepulcro del Cid”. CreÃ−an que se debÃ−a olvidar la pasada gloria de España y hacer una limpieza del
sistema polÃ−tico. Asociado al regeneracionismo nació un movimiento literario conocido como la
generación del 98.
En Castilla y León la personalidad más significativa del Regeneracionismo fue Julio Senador Gómez.
Fue notario en la villa palentina de Frómista, lo que le permitió conocer a fondo la sociedad rural de la
época. Colaboró con frecuencia con la prensa y escribió libros de gran significado como “Castilla en
escombros”. Profundamente preocupado por los problemas de su tiempo. su principal deseo era buscar un
remedio eficaz contra los profundos males de España y Castilla y León. TenÃ−a ideas progresistas pero no
estuvo vinculado a partidos polÃ−ticos.
13.2. LOS PARTIDOS POLÃ TICOS
En 1902 Alfonso XIII alcanza la mayorÃ−a de edad y accede al trono de España. A partir de este momento
comenzará la segunda etapa de la Restauración, en la que, pese a los intentos de modernización del
sistema polÃ−tico, se continuó con el modelo corrupto del turno dinástico.
El reformismo dinástico
El partido conservador, ahora en manos de Antonio Maura, promovió la “revolución desde arriba”, un
conjunto de reformas realizadas por la oligarquÃ−a polÃ−tica sin contar con el pueblo. Con ellas querÃ−a
atraer a las grandes “masas neutras” a las que no importaba la polÃ−tica. Entre estas medidas destacan:
• Una ley de reforma electoral que hacÃ−a más difÃ−ciles las trampas
• Ley de descanso dominical
• Instituto Nacional de Previsión
• Otorga una mayor autonomÃ−a a los ayuntamientos y las diputaciones
El partido liberal, dirigido por José Canalejas, quieren acercarse más al pueblo y modernizar el sistema
polÃ−tico. Sus decisiones más importantes fueron:
• Ley del candado: No se permite entrar a más órdenes religiosas en España
• Desaparición del impuesto de consumos, que se sustituye por un impuesto sobre las propiedades
• Desaparición de las quintas.
• Ley de mancomunidades: Se crean estatutos de autonomÃ−a
El fortalecimiento de la oposición
Los republicanos se habÃ−an unido en Unión Republicana alrededor de Nicolás Salmerón, pero pronto
surgieron disidentes y se fragmentó en varios movimientos
• Partido Radical, fundado por Alejandro Lerroux. TenÃ−an un discurso demagogo, anticlerical y
revolucionario
• Partido Reformista, creado por MelquÃ−ades Ôlvarez
1
• Blasquismo, impulsado por Vicente Blasco Ibáñez. Populistas y anticlericales
Al margen del sistema también estaban los carlistas, los nacionalistas y el movimiento obrero, dividido en
socialismo y anarquismo.
Los republicanos pactaron con el PSOE formando la coalición republicano-socialista, con la que ambos
partidos aumentarán considerablemente su representación.
13.3. LA CRISIS DE 1909
Colonialismo en Marruecos
Las grandes potencias europeas estaban repartiéndose Ôfrica y Asia. Los más beneficiados en este
reparto fueron los Ingleses y los Franceses. Marruecos es proclamado protectorado franco-español tras
la Conferencia de Algeciras
Los bereberes no van a aceptar la presencia invasora y se produce un conflicto bélico. Nuestro ejército es
derrotado en el Barranco del Lobo, causando numerosas bajas.
El gobierno decide incrementar la presencia militar con tropas integradas por reservistas con familias que
debÃ−an mantener. Esto generará una gran protesta social.
La Semana Trágica de Barcelona
La movilización contra la guerra se inició el 18 de Julio en Barcelona, de donde tenÃ−an que partir los
barcos con las nuevas tropas. AllÃ− estalló una revuelta de carácter antigubernamental y anticlerical.
Las protestas siguieron los dÃ−as siguientes, se convocó una huelga, aumentaron los estallidos rebeldes y se
levantaron barricadas. Las autoridades respondieron declarando el estado de guerra y reprimiendo la
insurrección. Hubo numerosos heridos y muertos, y pocos dÃ−as después la revuelta fue acallada.
La represión posterior fue muy dura, se apresó a anarquistas y radicales y se ejecutaron cinco condenas a
muerte; entre ellas la de Francesc Ferrer, un intelectual de gran reconocimiento internacional.
Las consecuencias de la crisis del nueve
La represión que siguió a la Semana Trágica provocó una oleada de protestas en toda Europa,
especialmente debido al asesinato de Francesc Ferrer.
Toda la oposición se unió contra el gobierno conservador de Maura al grito de “¡Maura no!”. Alfonso
XIII se siente muy presionado, echa a Maura y llama a los liberales.
A partir de ahora las fuerzas republicanas e izquierdistas conseguirán cada vez más seguidores,
especialmente en Cataluña. Hay una expansión del sindicalismo socialista representado por UGT y se crea
la Confederación Nacional del Trabajo (CNT) de corte anarquista.
13.4. LA CRISIS DE 1917
España en la Primera Guerra Mundial
En 1913 los conservadores regresan al poder de la mano de Eduardo Dato, quien tuvo que hacer frente al
estallido de la Primera Guerra Mundial. España mantendrá una posición neutral frente al conflicto.
2
Pese a la neutralidad oficial, dentro de la nación la sociedad estará dividida entre partidarios de uno y otro
bando:
• Los germanófilos eran la Iglesia, las clases altas y las fuerzas conservadoras. Se presentaban a favor
de Alemania y Austria, que representaban el orden conservador y autoritario
• Los aliadófilos eran los progresistas y republicanos, que apoyaban a Francia e Inglaterra, en los que
veÃ−an unos ideales más democráticos.
Esta neutralidad favoreció una importante expansión económica, pues España se convirtió en
suministradora de productos industriales y agrarios a una Europa arrasada por la guerra.
Sin embargo, el aumento de la producción condujo también a un incremento de los precios, que, al no ir
acompañado de una subida de los salarios, mermó la capacidad adquisitiva de las clases populares. En
contraposición, los empresarios vieron crecer sus capitales, pero no los invierten en una modernización de
la industria. Esto desembocará en un incremento de las diferencias sociales que provocaron protestas y
huelgas.
Las consecuencias de la guerra
En 1917 estalló la Revolución Rusa y por primera vez en la historia un partido obrero consiguió llegar al
poder. Los empresarios tenÃ−an miedo de que algo parecido pasara en España, con lo que presionaron al
gobierno para que reprimieran a los sindicalistas y huelguistas. Estas medidas causaron un gran descontento
social
Por otro lado, la gran guerra habÃ−a modificado las fronteras de Europa y se habÃ−a reconocido en cierta
medida el derecho de autodeterminación de los pueblos, lo que da ánimos a los movimientos
independentistas españoles
Las crisis del diecisiete
En el año 1917 existÃ−a un clima de tensión y descontento antigubernamental. La protesta recogió a
varios sectores sociales, pero estos no se pusieron de acuerdo y fracasaron:
• Crisis militar: Lo militares echan al gobierno la culpa de todos sus males. Crean unas Juntas de
Defensa que escriben un manifiesto en el que expresan todas sus peticiones:
♦ Aumento de sueldo
♦ Ascenso por antigüedad (en vez de por méritos de guerra)
♦ Disminución del número de oficiales
♦ Cambio y limpieza del funcionamiento polÃ−tico
• Crisis polÃ−tica: En Barcelona se organiza una Asamblea de Parlamentarios catalanes, a la que son
invitados todos los diputados y senadores. En ella se pidió la disolución del gobierno y elecciones a
cortes constituyentes. Fue prohibida por el gobierno y disuelta por la Guardia Civil
• Crisis social: Los obrero vivÃ−an en unas condiciones cada vez más duras. Los sindicatos pidieron
al gobierno que bajara los precios, pero ante la inactividad de éste, todas las organizaciones obreras
convocan una huelga general. El gobierno actuó declarando la ley marcial y empleando una fuerte
represión; hubo muertos, heridos y condenados a cadena perpetua
13.5. LA DESCOMPOSICIÃ N DEL SISTEMA (1918-1923)
Tras la crisis del diecisiete, el sistema de la restauración continúa, pero herido de muerte. Alfonso XIII
3
formará una serie de gobiernos de coalición, pero los distintos partidos no son capaces de llegar a
acuerdos, lo que hizo imposible cualquier reforma.
Fracasados estos intentos de coalición, se volvió al turno dinástico, pero con unos gobiernos totalmente
inestables. La situación en las calles es de caos y de inseguridad y se recurre constantemente al estado de
excepción, la supresión de las garantÃ−as constitucionales y la clausura del Parlamento.
Los partidos de la oposición tampoco se ponen de acuerdo entre sÃ−. En 1921 se escindirá del PSOE el
Partido Comunista Español (PCE) que apoyaba el régimen bolchevique y el ingreso en la III
Internacional.
Los años del pistolerismo
La conflictividad obrera incrementará mucho estos últimos años. En AndalucÃ−a las miserables
condiciones de vida del campesinado junto con la inspiración de la revolución rusa dieron lugar a
numerosas revueltas durante el llamado trienio bolchevique.
También en las regiones industriales hubo numerosas revueltas y huelgas. La más importante fue la de La
Canadiense, en Barcelona, que consiguió la paralización de el 70% de la industria local. Tras un acuerdo
entre el patronato y los sindicatos, aquellos no cumplieron con lo prometido, lo que causó numerosos
conflictos sociales y un aumento de la enemistad entre anarquistas y empresarios.
Los anarquistas empiezan a protagonizar atentados contra la vida de los empresarios. Los empresarios se
van a asociar en la Federación Patronal para:
• Contratar pistoleros a sueldo para asesinar a los anarquistas.
• Promueven la creación de sindicatos libres
• Piden ayuda al gobierno
♦ Dura represión contra los anarquistas
♦ Amparo de los pistoleros contratados por la patronal
♦ Ley de fuga: La policÃ−a puede disparar contra los detenidos en caso de intento de fuga.
El problema de Marruecos
La guerra en Marruecos no contaba casi con ningún apoyo:
• Para los empresarios no era interesante económicamente
• Las clases populares no la querÃ−an porque eran ellos los que tenÃ−an que luchar
• Los militares tenÃ−an opiniones divididas
Pese a esto el gobierno realiza una maniobra militar para asegurar Melilla. El ejército, dirigido por el
general Silvestre será arrasado por los bereberes en Annual. Las causas de esta derrota son múltiples:
• Soldados inexpertos
• Suelo accidentado y desconocido
• Mal abastecimiento
Annual implicó más de 13.000 bajas lo que causó un escándalo social y la apertura de un proceso
parlamentario para investigar las supuestas negligencias y responsabilidades de la derrota. Se creó asÃ− el
Expediente Picasso, que se dice contenÃ−a información comprometedora para altos cargos militares e
incluso para el Rey. Nunca verá la luz debido a que antes de su presentación el general Primo de Rivera da
un golpe de estado.
4
13.6. LA DICTADURA DE PRIMO DE RIVERA (1923-1930)
Las causas del golpe
Las razones oficiales del golpe de estado quedaron recogidas en el manifiesto inaugural de Primo, pero esas
seguramente no fueron las únicas ni las más importantes:
• Pésima situación estatal
• Expediente Picasso
• Medidas anunciadas por el último gobierno que no gustaban a los militares
♦ Libertad de culto
♦ Limpieza electoral
♦ Reforma del senado
♦ Beneficio de los obreros en las negociaciones.
Durante la dictadura de Primo él mismo ejercerá la jefatura de gobierno, pero el jefe de Estado será en
todo momento Alfonso XIII quien apoyó desde el primer momento la dictadura.
La dictadura duró siete años en las que se sucedieron dos formas de gobierno: el Directorio Militar y el
Directorio Civil
El Directorio Militar (1923-1925)
Durante la primera etapa de la dictadura el gobierno de Primo estaba conformado exclusivamente por
militares. Su modelo polÃ−tico es Benito Mussolini y le imitará en muchas cosas. Sus principales medidas
fueron:
• Suprime las elecciones municipales y nombra las Juntas de Vocales que se ocuparan del gobierno de
los ayuntamientos.
• ProhÃ−be los partidos polÃ−ticos y sindicatos obreros
• Crea un partido único: el Partido Patriota, formado por funcionarios, gente rica y autoridades
relacionadas con la Iglesia.
• Cierra las Cortes y anula la Constitución
• Crea una especie de Cortes decorativas: la Asamblea Nacional Consultiva
• Organiza a los trabajadores en Corporaciones
• Quiere recuperar el prestigio del ejército. Vencemos a los bereberes dirigidos por Abd-el-Krim, con
la ayuda de los franceses tras el desembarco de Alhucemas
El Directorio Civil (1925-1930)
En la segunda etapa del régimen, Primo incluye a Civiles en su comité gubernamental. Se va a preocupar
por los asuntos económicos, y se ve ayudado por la bonanza de los felices años veinte. Tomará una serie
de medidas a este propósito:
• Protege a la industria nacional mediante aranceles externos
• Lleva a cabo una polÃ−tica de grandes obras públicas para disminuir el paro, pero esto provoca un
gran déficit presupuestario
• Crea dos importantes monopolios nacionales
♦ CompañÃ−a telefónica nacional de España
♦ CAMPSA
El fin de la dictadura
5
Primo no parece querer abandonar el poder. Republicanos y monárquicos se unen contra el dictador con el
apoyo de los intelectuales, los estudiantes, los catalanes (estos últimos debido a la gran represión que
ejerció Primo sobre Cataluña: Supresión de la Mancomunitat, prohibición de hablar catalán en
público, de bailar sardana…).
Alfonso XIII se da cuenta de que Primo ya no cuenta con prácticamente ningún apoyo, asÃ− que decide
deponerle por el general Berenguer, a quien da el encargo de dar paso a una democracia. Sin embargo las
reformas de Berenguer son tan lentas que se conoce a su gobierno como dictablanda y finalmente Alfonso
también le destituye.
Los socialistas y republicanos firman el pacto de San Sebastián, por el que se forma un Comité
Revolucionario, que tiene como misión convertirse en el gobierno provisional de una futura república.
Alfonso XIII llama a formar gobierno al almirante Aznar, quien convoca unas elecciones tras las cuales se
proclamará la Segunda República Española.
14. la segunda REPUBLICA ESPANOLA
14.1. EL PERIODO CONSTITUYENTE (1931)
Las elecciones municipales convocadas por Aznar se convirtieron en un plebiscito a la monarquÃ−a, del
cual salió perdiendo en todas las grandes ciudades. El dÃ−a 14 de Abril de 1931 se proclamó la II
República, primero en à ibar y más tarde en todo el territorio español. Ante esta situación Alfonso XIII
suspendió la potestad real y abandonó el paÃ−s.
Entretanto el Comité Revolucionario nacido tras el Pacto de San Sebastián formó un gobierno
provisional que convocó elecciones constituyentes y llevó a cabo una serie de decretos ministeriales para
las medidas más urgentes
• Proyecto de reforma agraria
• Proyecto de reforma del ejército
• Negociaciones con los nacionalistas
Desde el primer momento la República tuvo que enfrentarse a numerosos problemas, opositores y
detractores:
• Los monárquicos, las clases privilegiadas y la Iglesia se agruparán en torno a una derecha opuesta
a toda reforma social.
• Las clases populares apoyarán a la República, pero ejercen una gran presión para que se lleven a
cabo las reformas sociales, y cuando estas no salen adelante critican ferozmente al gobierno.
• Además la República tendrá que enfrentarse a una depresión económica a nivel mundial tras el
crack del 29.
Las elecciones dieron la victoria a una coalición republicano-socialista. Las Cortes aprobaron el 9 de
Diciembre la Constitución Republicana de 1931:
• SoberanÃ−a nacional. DefinÃ−a el Estado Español como “una República de trabajadores de
todas clases”
• Sufragio universal, para hombres y mujeres.
• Separación total de poderes:
♦ Poder legislativo: Lo ostentaban las Cortes, de una sola cámara
♦ Poder ejecutivo: Presidente del gobierno y presidente de la República
6
♦ Poder judicial: Tribunales independientes
• Laicidad del Estado
♦ Separación total entre la Iglesia y el Estado
♦ Matrimonio civil y divorcio
♦ Cementerios civiles.
• Posibilidad de constituir gobiernos autonómicos
• Derecho del Estado a la expropiación forzosa mediante indemnización
• Amplia declaración de derechos y libertades
14.2. EL BIENIO REFORMISTA (1931-1933)
Tras las elecciones de 1931, Manuel Azaña pasó a ostentar la presidencia del Gobierno, mientras que
Alcalá Zamorá obtenÃ−a el puesto de Presidente de la República. Empieza asÃ− un activo periodo de
dos años en el que abundarán las reformas progresistas.
La reforma militar
Azaña impulsó una reforma militar que pretendÃ−a crear un ejército profesional y democrático,
obediente al poder civil y que no interviniera en polÃ−tica. Para ello se fijó la “ley de retiro de la
oficialidad”:
• Todos los militares deben jurar a la república o licenciarse con sueldo Ã−ntegro
• Cierre de la Academia Militar de Zaragoza
• Baja el presupuesto dedicado al ejército
Sin embargo, la reforma no logró sus objetivos, pues muchos oficiales contrarios a la República juraron
fidelidad para seguir manteniendo su influencia polÃ−tica. Además esta ley provocó numerosas
antipatÃ−as en algunos sectores del ejército, que la veÃ−an como una agresión a la tradición militar.
La reforma religiosa
La República se propuso limitar la influencia de la Iglesia en la sociedad española y secularizar la vida
social. Para ellos se aplicaron numerosas medidas:
• Aprobación del matrimonio civil y del divorcio
• Creación de cementerios civiles
• Disolución de la CompañÃ−a de Jesús
• Laicidad del Estado
Una parte de los sectores católicos percibieron esta legislación como una agresión a la religión y
retirarán su apoyo a la República. A partir de este momento la sociedad se va a dividir en clericales y
anticlericales, que protagonizarán numerosos episodios de violencia.
La reforma agraria
La reforma de la agricultura fue el proyecto de mayor envergadura del bienio reformista. PretendÃ−a terminar
con la existencia de los latifundios que seguÃ−an en manos de la nobleza y la alta burguesÃ−a, y otorgar el
control de las tierras a los campesinos y jornaleros. La “ley de reforma agraria” funcionaba de la siguiente
manera:
• Expropiación de tierras
♦ Mediante indemnización: Grandes fincas, tierras no cultivadas, tierras de regadÃ−o no
7
regadas…
♦ Sin indemnización: Propiedades de la nobleza y los Grandes de España
• Estas tierras pasaban al Instituto de Reforma Agraria (IRA)
• El IRA se encargaba de repartir las tierras entre las comunidades campesinas que decidÃ−an la forma
de explotación, que podÃ−a ser:
♦ Colectiva
♦ Privada
Sin embargo, la reforma no tiene el éxito esperado, debido a:
• Excesivos trámites burocráticos
• Insuficiencia de fondos para pagar las indemnizaciones
• Trampas de los propietarios para eludir la ley
A la postre, la ley no agrada ni a los campesinos, que se sienten decepcionados con el resultado final, ni a los
propietarios, a los que se ha quitado numerosas tierras..
La reforma autonómica
En Cataluña, Frances Macià , presidente de ERC, habÃ−a proclamado la República Catalana. Sin
embargo se negoció con el gobierno, y se aprobó el Estatut de Nuria, que reconocÃ−a un gobierno
autonómico (la Generalitat) con numerosas competencias económicas, sociales y culturales
En Euskadi los carlistas y el PNV habÃ−an pactado el Estatuto de Estella, pero éste era demasiado
conservador y antidemocrático, por lo que las Cortes no lo aprueban. Más tarde los carlistas se apartarán
y el estatuto se aprobará retocado y democratizado. José Antonio Aguirre, lÃ−der del PNV será el
primer Lehendakari.
En Galicia la conciencia nacionalista era mucho menos acusada. ExistÃ−a un proyecto de Estatuto, pero no
se terminó porque estalló la guerra civil y Galicia apoyó a Franco.
Las reformas sociales y educativas
Casi todas las reformas sociales fueron promovidas desde el ministerio de trabajo por el socialista Largo
Caballero. Entre ellas destacan:
• Ley de contratos de trabajo
• Ley de jurados mixtos
• Jornada de 40 horas semanales
• Subida de los salarios mÃ−nimos
Otra reforma importante fue la de la enseñanza, que tenÃ−a como objetivo promover una educación
liberal y laica y garantizar la educación a toda la población
• Construcción de escuelas y contrata de maestros
• Modelo de escuela laica, mixta, obligatoria y gratuita
• Misiones pedagógicas para difundir la cultura en las zonas rurales.
Los dos extremos opositores: reaccionarios y radicales
En este tiempo las derechas se organizaron y fundaron numerosos partidos polÃ−ticos:
8
• Juntas de Ofensiva Nacional Sindicalista (JONS): Se unen a Falange
• Falange Española: Dirigida por José Antonio Primo de Rivera, hijo del dictador. DefendÃ−an un
modelo fascista y formaron grupos paramilitares
• Confederación Española de Derechas Autónomas (CEDA): Dirigida por José MarÃ−a Gil
Robles. Eran monárquicos
• Algunos sectores del ejército crearon un sindicato clandestino, la Unión Militar Española
(UME). El general Sanjurjo protagonizó un golpe de Estado fallido en 1932.
Las clases populares, ante el escaso éxito de las reformas gubernamentales se van a radicalizar. Proliferan
las huelgas, las insurrecciones, se ocupan tierras y se declaran mancomunidades: los campesinos ocupan el
ayuntamiento y queman el registro de propiedades, declarando una comuna libertaria. Sin embargo la guardia
civil los reprime duramente (Casas Viejas). La CNT se dividirá en dos sectores
• Trentistas o moderados
• Faistas o radicales
Todo esto: el fracaso de la reforma agraria, el descontento de la derecha clerical, la conflictividad social y la
represión mediante el uso de la fuerza, debilita al gobierno. Finalmente, Zamorá disolverá las Cortes y se
convocan nuevas elecciones.
14.3. EL BIENIO CONSERVADOR (1933-1936)
Las elecciones de 1933 dieron la victoria a los partidos de centro derecha, esencialmente al Partido Radical de
Lerroux (centro) y a la CEDA de Gil (derecha). El presidente seguirá siendo Alcalá Zamora, y el jefe de
gobierno Lerroux.
La derogación de las reformas
Buena parte de la polÃ−tica del nuevo gobierno consistió en paralizar o revocar las reformas del anterior, lo
que aumentó considerablemente la conflictividad social
• Abolición de la reforma agraria
• Libertad de salarios, jornadas y contratos
Esto enfrentó al gobierno central con la Generalitat, que seguÃ−a aplicando la “ley de contratos de cultivo”
la cual permitÃ−a a los arrendatarios acceder a la propiedad de las tierras que trabajaban. Esta ley se recurrió
ante el Constitucional, que la declaró ilegal, pero la Generalitat no lo aceptó y acto seguido proclamó una
ley muy parecida.
Además, el gobierno de Lerroux, se dedicó a proclamar la amnistÃ−a para aquellos que habÃ−an
participado en la dictadura de Primo de Rivera y en el Golpe de Sanjurjo.
La revolución de octubre de 1934 (De la mina salgo, amigo)
Ante los desórdenes civiles, Gil Robles amenazá a Lerroux con retirarle el apoyo si no introduce algunos
ministros de la CEDA en el gobierno. Lerroux acepta y la reacción del pueblo no se hace esperar. Se
produjeron huelgas generales en las grandes ciudades, especialmente importantes en Asturias y Cataluña.
En Asturias los mineros entraron en los pueblos tomando los cuarteles de la Guardia Civil. Avanzan hasta
Oviedo y resisten diez dÃ−as, pero los refuerzos llegados desde Ôfrica los derrotan. La represión posterior
fue sanguinaria y hubo muchas muertes.
9
En Cataluña el presidente de la Generalitat, LluÃ−s Companys, proclama la República Catalana con el
apoyo de las fuerzas obreras. La rebelión fue rápidamente sofocada por el general Batet que:
• Se hace con el ayuntamiento
• Anula la autonomÃ−a
• Ocupa tierras sin permiso
• Anula la “Ley de contratos de Cultivo”
• Encarcela a los miembros del ayuntamiento
La crisis del gobierno
El gobierno sale de la Revolución de 1934 muy tocado por su acción represiva. Sin embargo, Lerroux va a
seguir endureciendo su postura y nombra:
• Ministro de Guerra: Gil Robles
• Jefe de Estado Mayor: Francisco Franco Bahamonde
Se descubren unos casos de corrupción del partido radical (el caso del estraperlo) que destruyen su
reputación. Además Zamorá tendrá varios enfrentamientos con Lerroux y terminará por sustituirlo por
Chapaprieta.
A pesar de todo los conflictos persisten y Zamora cierra las Cortes y convoca eleccioens
Las elecciones de 1936
Para estas elecciones todos los partidos de izquierdas se coaligarán en el Frente Popular, en torno a la
promesa de amnistÃ−a para los presos polÃ−ticos. La derecha en cambio no conseguirá unir a todas sus
fuerzas, y formará varios grupos distintos y desunidos. Debido a esto será el FP el que obtenga la victoria.
14.4. EL FRENTE POPULAR (1936)
Tras el triunfo del Frente Popular, Azaña alcanza la presidencia de la República y Casares Quiroga la del
gobierno.
El gobierno del FP
Las primeras medidas del FP fueron encaminadas a cumplir sus promesas electorales:
• AmnistÃ−a polÃ−tica a los presos de 1934
• Reestablecimiento de las autonomÃ−as
• Reformas sociales y educativas
Los militares no aceptan el triunfo de FP, y se teme una acción del ejército, asÃ− que el gobierno
distancia a los principales cabecillas, creyendo que asÃ− controlaba la situación:
• Franco: Canarias
• Mola: Navarra
• Sanjurjo: Portugal
La gente rica, temiendo una nueva polÃ−tica aun más socialista, sacan dinero del paÃ−s y cierran fábricas
y empresas. Los trabajadores comienzan huelgas y manifestaciones y los campesinos ocupan tierras.
10
Ante esta situación de desorden la Falange y las JONS se creen en el deber de poner orden mediante la
violencia. Se producirán multitud de enfrentamientos en las calles entre la derecha y la izquierda y hay
asesinatos en ambos bandos.
La conspiración militar
Un grupo de generales (Franco, Mola, Sanjurjo…) acordó un levantamiento militar para restablecer el
antiguo orden. En los primeros momentos el movimiento no tenÃ−a un gran seguimiento ni estaba muy
organizado pero tras el asesinato de Calvo Sotelo, adquieren una mayor organización y apoyo de:
• Ayuda económica: Clases conservadoras del paÃ−s
• Ayuda militar: Alemania e Italia
El 18 de Julio de 1836 se produce el alzamiento, pero éste solo tuvo éxito en Castilla, Aragón y Galicia.
A partir de este momento surgen dos Españas, la España republicana y la España alzada, que se
enfrentarán durante la ignominiosa Guerra Civil.
15. LA GUERRA CIVIL
15.1. EL GOLPE DE ESTADO
El alzamiento militar del 18 de Julio sólo tiene éxito en Galicia, Castilla, Aragón, Marruecos, Canarias y
algunas ciudades aisladas.
A partir de este momento, España quedará dividida en dos facciones:
• Republicanos
♦ Asalariados, obreros, campesinos
♦ IdeologÃ−a de izquierdas: Demócratas, socialistas, comunistas, anarquistas
• Alzados, sublevados o nacionales
♦ Propietarios, clero, burgueses, militares conservadores
♦ IdeologÃ−a de derechas: Tradicionalistas, conservadores, monárquicos
15.2. LA INTERNACIONALIZACIÃ N DEL CONFLICTO
La opinión internacional
Cuando estalla la Guerra Civil en toda Europa hay una gran tensión, debido al ascenso al poder de Hitler. Se
teme una Segunda Guerra Mundial.
Se nos va a observar desde otros paÃ−ses como un ejemplo de lo que podrÃ−a ocurrir de persistir los
enfrentamientos entre fascismo y democracia. Se escriben multitud de libros y se ruedan muchas pelÃ−culas.
Pronto, los distintos paÃ−ses deberán manifestar su posición respecto al conflicto:
• Francia: La opinión pública es partidaria de ayudar a la República, pero el gobierno no hace nada
• Inglaterra: Ven con bueno ojos el alzamiento, pues opinan que es un freno contra la expansión del
Comunismo.
• Portugal: Apoyan a los alzados, pues está inmerso en una dictadura del mismo signo
• URSS: Apoya a la República
• Vaticano: Apoya a los alzados.
11
El Comité de No-Intervención
A Gran Bretaña no le interesaba el estallido de la IIGM hasta que estuviera armamentÃ−sticamente
preparada. Creen que si otros paÃ−ses intervienen en el conflicto español, la guerra se precipitará.
Por ello amenazan a Francia con no apoyarla contra invasiones alemanas si proporciona ayuda a la
República española. Francia cede y se forma el Comité de No-Intervención, una asociación de varios
paÃ−ses europeos que se comprometieron a no participar en la Guerra Civil Española
Sin embargo, los esfuerzos de Inglaterra no consiguieron evitar la injerencia extranjera y algunos de los
paÃ−ses del comité solo ingresaron en él para espiarse mutuamente. Además, esta polÃ−tica de
no-intervención fue una inmensa injusticia para la República, al negar a un Estado legÃ−timo el derecho a
adquirir armas para defenderse de la insurrección de una parte de su propio ejército.
Las ayudas extranjeras
La República, debido a la polÃ−tica aislacionista patrocinada por Inglaterra, tuvo que reclutar ayuda de
donde buenamente pudo:
• Brigadas internacionales: Grupos de voluntarios de todas partes del mundo que acudieron a España
para apoyar los ideales republicanos, demócratas y socialistas. Muchos son anarquistas, causa de su
escasa organización.
• Ayuda de la URSS
Los sublevados fueron los más favorecidos por el apoyo extranjero:
• Alemania: EnvÃ−a la Legión Cóndor, un importante cuerpo de aviación. Bombardean Guernica
sin previo aviso
• Italia: EnvÃ−a el Corpo di Truppe Volontarie, una gran unidad militar.
• Portugal, irlanda…
15.3. EL CURSO DE LA GUERRA
El avance hacia Madrid (Julio 36 - Noviembre 36)
Las tropas africanas, al mando del General Yagüe, consiguieron el enlace con la zona sublevada del Norte,
después de eliminar la resistencia de Badajoz
Franco ocupó Toledo
Las tropas nacionales llegan a Madrid. AllÃ− se moviliza a toda la población, que resiste heroicamente en
las trincheras bajo el lema de “¡No pasarán!”
La resistencia del Manzanares (Diciembre 36 - Octubre 37)
En esta fase se regularizan ambos ejércitos, especialmente el Republicano, que Largo Caballero habÃ−a
reunificado en el Ejército Popular de la República
Los alzados intentan aislar Madrid. Se producen dos importantes batallas:
• Batalla del Jarama: Se extinguió sin la victoria de ningún bando debido al desgaste de ambos
ejércitos.
12
• Batalla de Guadalajara: Victoria de las tropas republicanas.
La ocupación del norte (Diciembre 36 - Octubre 37)
La lucha se trasladó a la franja cantábrica, donde el ejército de Franco ocupó sucesivamente Bilbao,
Santander y Asturias. Mucha gente escapa a Cataluña
Para evitarlo los republicanos atacan Brunete y Belchite, pero no lo consiguen
El avance hacia el Mediterráneo (Noviembre 37 - Junio 38)
El ejército republicano, ahora dirigido por Vicente Rojo intenta tomar la iniciativa e inicia la Batalla de
Teruel. Consigue tomar la ciudad pero por poco tiempo.
Entonces, el ejército de franco desencadenó la Campaña de Aragón, avanzando hasta el
Mediterráneo y dividiendo el territorio republicano en dos zonas.
La batalla del Ebro (Julio 38 - Enero 39)
Los Republicanos atacan al frente nacional situado cerca de la desembocadura del Ebro. En un primer
momento consiguen avanzar, pero Franco envÃ−a grandes refuerzos, logró detener el ataque, regresar a las
posiciones originales y diezmar las tropas republicanas.
El ejército de Franco se dispone a conquistar Cataluña y se produce el exilio de gran parte de la
población, incluido el gobierno republicano
El fin de la guerra. (Diciembre 38 - Abril 39)
NegrÃ−n regresa del exilio con la intención de que la guerra continúe. Segismundo Casado, jefe de Madrid
no está de acuerdo y dirige una sublevación contra NegrÃ−n.
Varios gobiernos republicanos van a intentar negociar la paz con Franco, pero este solo acepta la rendición
sin condiciones.
Franco entra en Madrid sin encontrarse ninguna resistencia y el resto del territorio es conquistado
fácilmente. El 2 de Abril de 1939 el Diario de Burgos anuncia el fin de la guerra.
15.4. LA ZONA REPUBLICANA
La revolución social
Tras el alzamiento militar, grupos obreros, anarcosindicalistas y comunistas iniciaron un proceso de
colectivización de la propiedad, especialmente importante en la región de Cataluña. Entre los sectores
que se colectivizaron destacan:
• Transportes
• Abastecimiento de alimentos
• Grandes fábricas (empleadas para hacer armas)
Muchas veces estos procesos de colectivización suceden sin la aprobación del gobierno y además se crean
Juntas, Consejos y Comités en muchos pueblos y ciudades.
13
Va a haber una persecución contra los sospechosos de apoyar a los nacionales (facciosos): Iglesia,
burguesÃ−a, propietarios, clases acomodadas…
Más adelante los comités y las Juntas se organizarán para formar Consejos regionales como el Consejo
Soberano de Asturias o la Junta de Defensa de Madrid, que representarán una provocación al poder estatal.
La crisis del Estado republicano
Al producirse la sublevación el gobierno de Santiago Casares dimitió, se formó otro presidido por Diego
MartÃ−nez Barrio, que a su vez fue sucedido por José Giral.
Giral quiere fortalecer al ejército republicano. Para ello empleará numerosos batallones de voluntario
procedentes de partidos polÃ−ticos y sindicatos, las brigadas internacionales, la ayuda de la URSS… Hay
escasez de mandos, porque la alta jerarquÃ−a militar está en el bando contrario.
El gobierno de Largo Caballero
Giral es sustituido por el socialista Largo Caballero, que formará un ejército de coalición entre
comunistas, socialistas y, por primera vez en la historia, anarquistas.
Las dos medidas más importantes de su gobierno serán:
• Disolución de las Juntas y Comités
• Transformación del ejército de voluntarios en un ejército regular, con mandos militares y
disciplina: Ejército Popular de la República
Sin embargo, enseguida tuvo problemas con los comunistas y anarquistas, ya que no les gustaba la forma
autoritaria con la que estaba llevando la guerra. También le debilitaron en gran medida los “Fets de Maig”
en los que el POUM (Partido obrero de unificación marxista) habÃ−a intentado ocupar el edificio de
Telefónica en Barcelona.
El gobierno de NegrÃ−n
Los comunistas amenazaron con no seguir en el gobierno si Largo Caballero seguÃ−a dirigiendo la polÃ−tica
militar, asÃ− que este fue sustituido por Juan NegrÃ−n, con Indalecio Prieto como Ministro de Guerra.
En este gobierno no habÃ−a sindicatos, sino solo partidos, y los comunistas tenÃ−an un gran poder, lo que
acarreó problemas con algunos otros miembros del gobierno, como Prieto que terminó renunciando al
Ministerio de Guerra.
El gobierno de NegrÃ−n, al mismo tiempo que defendÃ−a una resistencia a ultranza, intentó pactar con
Franco una salida negociada de la guerra. Para ello elaboró el Programa de los Trece Puntos, que franco
rechazó.
La esperanza de NegrÃ−n era el estallido inminente de la IIGM, para que asÃ− Alemania e Italia se vieran
obligadas a retirar sus tropas de España. Sin embargo, el periodo de entreguerras se alargará más de lo
que él esperaba.
El pueblo español estaba cansado de la larga guerra, habÃ−a habido muchas bajas y gran cantidad de
ciudades carecÃ−an de provisiones. NegrÃ−n elaboró un nuevo plan de tres puntos (democracia, ausencia
de represalias, salida de tropas extranjeras). Pero Franco solo aceptarÃ−a una rendición sin condiciones.
14
15.5. LA ZONA ALZADA
Las disensiones de la derecha
Entre los alzados no habÃ−a acuerdo acerca de lo que iba a suceder tras la guerra:
• Dictadura militar (mandos del ejército)
• MonarquÃ−a
♦ Carlistas
♦ Alfonsinos (CEDA)
• Estado totalitario fascista (Falange)
El ascenso de Franco
Los militares crearon en Burgos un organismo de dirección que llamaron Junta de Defensa Nacional, de
carácter administrativo, no militar.
Sanjurjo murió en un accidente de avión, con lo que el alzamiento quedó sin lÃ−der. Franco fue
adquiriendo adeptos entre los generales y fue elegido jefe del ejército, del gobierno y, más tarde, de
Estado. Se inicia asÃ− una dictadura en la que Franco tendrá todos los poderes.
Las primeras medidas del dictador
• Desaparecen todos los partidos polÃ−ticos y se crea un partido único: Falange Española
Tradicionalista y de las JONS
• Se prohÃ−ben las huelgas y manifestaciones, y los sindicatos son sustituidos por uno vertical en el
que los trabajadores están divididos por corporaciones
• Anula la Constitución
• Quedan automáticamente abolidas todas las reformas sociales de la República
• Ley de responsabilidades polÃ−ticas: represión de republicanos
• RÃ−gida censura
• Gran peso de la Iglesia Católica en la sociedad
15.6. REPRESIÃ N Y VÃ CTIMAS DE LA GUERRA
Al comienzo del conflicto hubo, en ambos bandos, una persecución indiscriminada e ilegal contra los que
se pensaban enemigos. Sin embargo, en el bando franquista los fusilamientos y ejecuciones sumarÃ−simas
prosiguieron durante toda la guerra y la posterior dictadura, refrendadas en todo momento por el gobierno. El
número de vÃ−ctimas de los alzados fue muy superior y a manos de autoridades polÃ−ticas. Uno de sus
más repugnantes crÃ−menes fue el asesinato de Federico GarcÃ−a Lorca.
Según los militares alzados iban conquistando la zona republicana, grandes grupos de población se veÃ−an
obligados a abandonar sus casas para convertirse en refugiados. Primero fueron a levante y cataluña, pero
luego emigraron a diferentes paÃ−ses:
• URSS: Cuando los alzados rodearon el norte de España, muchos niños fueron enviados a la
URSS en barco. Se les conoce como “los niños de la guerra”
• Francia: Muchos fueron capturados por los alemanes
• América latina
15.7. GUERRA CIVIL EN CASTILLA Y LEÃ N
15
Castilla y León se vio envuelta en la guerra desde sus inicios, con el triunfo inmediato del bando nacional en
esta región.
• CapitanÃ−a General de Valladolid: General Saliquet
• CapitanÃ−a General de Burgos: 1º Mola. 2º Batet
Desde el punto de vista civil fue muy importante la participación de las milicias falangistas, uno de cuyos
dirigentes era el vallisoletano Onésimo Redondo, que murió al poco tiempo gracias a un atentado.
La única región donde hubo resistencia republicana fueron las montañas de León, donde se refugiaron
grupos de combatientes denominados Maquis.
En Burgos se constituye el 24 de Julio de 1936 la Junta de Defensa Militar. AllÃ− fue designado Franco
militar jefe del Gobierno del Estado Español y en el Monasterio de las Huelgas se constituyó el Consejo
Nacional de la Falange.
En Salamanca tuvo lugar la recepción del embajador de Hitler y el 30 de Enero de 1938 se formó el primer
gobierno nacional que presidÃ−a Franco.
El bando vencedor ejerció en Castilla y León una dura represión contra todos aquellos a los que
consideraban partidarios de la República. Hubo juicios militares de los que salieron numerosas condenas a
muerte, acusando por lo general a los reos de delitos de rebelión militar; pero fueron mucho más
abundantes los llamados “paseÃ−llos”, es decir, fusilamientos sin juicio previo. Esto explica la existencia de
abundantes fosas en las que se depositaban los restos de los ejecutados.
16. EL FRANQUISMO
16.1. EL MOVIMIENTO NACIONAL
Tras la victoria de Franco en la guerra se inició una larga dictadura apoyada por la Iglesia, los militares y la
Falange, cuyos principios e instituciones fueron llamados el Movimiento Nacional.
Estructura del régimen
Franco concentraba en su persona los cargos de:
• Jefe del Estado
• Jefe del Partido y Jefe del Gobierno
• GeneralÃ−simo de los ejércitos
• Caudillo de España
Las Cortes no tienen apenas funciones (las “pla”) y están formadas por una sola cámara de procuradores
no electos. Pueden ser procuradores:
• Por cargo: Rectores, alcaldes, obispos.
• Por designio de Franco
Cada provincia estaba controlada por un Gobernador Civil y un Gobernador Militar
Se van a aprobar una serie de leyes fundamentales, que suplÃ−an la función de una inexistente
constitución:
16
• Fuero del Trabajo
• Fuero de los Españoles
• Ley Constitutiva de las Cortes
• Ley del Referéndum Nacional
• Ley de Sucesión
• Ley de Principios del Movimiento Nacional
Franco prohÃ−be los partidos polÃ−ticos y aglutina a todos los partidos de derechas en un partido único:
Falange Española Tradicionalista y de las JONS
También serán prohibidos los sindicatos y sustituidos por un sindicato vertical de afiliación obligatoria,
común para empresarios y trabajadores.
Puritanismo ideológico y control social
Habrá un exhaustivo control ideológico y social de todos los españoles, manifiesto sobre todo en una
rÃ−gida censura que intentaba aislar a la población de las corrientes culturales extranjeras y de los
contenidos “obscenos” o contrarios al Movimiento
Se instruye a los niños en la ideologÃ−a falangista con asociaciones como el Frente de Juventudes (que
tenÃ−a una Sección Femenina dirigida por Pilar Primo de Rivera) y con la asignatura de Formación del
EspÃ−ritu Nacional, obligatoria e impartida por falangistas
16.2. POLÃ TICA EXTERIOR
La Segunda Guerra Mundial
Hitler y Mussolini esperan que Franco les devuelva el favor y les ayude, pero España no está en
condiciones para entrar en una nueva guerra y se declara neutral.
Sin embargo, durante el transcurso de la guerra, las cosas les van bien a las potencias del eje, y Franco piensa
que si las apoya podrÃ−a conseguir posteriormente beneficios territoriales y económicos. Se reúne con
Hitler en Hendaya y con Mussolini en Bordiguera acompañado de Ramón Serrano Súñer, su ministro
de exteriores. Sin embargo a Hitler las exigencias de Franco le parecen excesivas y no se firma el acuerdo.
Pese a todo, España cambia su estado de neutral a no-beligerante y envÃ−a tropas a Rusia (la llamada
División Azul)
En el transcurso de la guerra, las cosas fueron volviéndose desfavorables para los fascistas y Franco vuelve
a declararse neutral.
El aislamiento internacional
La guerra termina con la victoria de los Aliados tras el bombardeo de Hiroshima y Nagasaki, y la reputación
de Franco a nivel internacional es pésima. Para empeorar las cosas el heredero de la corona, Juan de
Borbón, escribe un manifiesto criticando la dictadura y pidiendo la restauración de la monarquÃ−a.
A partir de este momento el franquismo es aislado internacionalmente. No aceptan a España en la ONU ni
en la OTAN y se retiran del territorio todos los embajadores de paÃ−ses democráticos. También se anulan
todos los acuerdos comerciales, excepto con Argentina y Portugal.
Ante esta situación el régimen va a cerrarse sobre si mismo y Franco achaca la situación a un supuesto
“complot judeo-masónico-marxista”, cantinela que se repetÃ−a constantemente en las manifestaciones de
17
la Plaza de Oriente y que se convertirá en el chivo expiatorio del régimen durante toda la dictadura
La guerra frÃ−a
Estados Unidos teme la expansión del comunismo y verá en Franco un posible aliado para frenar su
avance, con lo que cambia por completo la situación internacional de España. Los embajadores vuelven
a Madrid y España es aceptada en la ONU.
Firmamos con Estados Unidos unos tratados en los que les dejamos establecer cuatro bases militares a
cambio de ayudas económicas y armamento
También se firma el Concordato con la Santa Sede que afianza aún más la alianza entre el régimen
franquista y la Iglesia Católica.
16.3. TRANSFORMACIONES ECONÃ MICAS
La posguerra: autarquÃ−a y miseria
Tras la Guerra Civil la economÃ−a queda totalmente destruida y los españoles sufrirán duros años de
hambre y miseria. El régimen culpaba a la guerra de los problemas económicos, pero su gestión no hizo
más que empeorar mucho más la situación.
El principal objetivo del gobierno era conseguir la autarquÃ−a: sobrevivir con los medios nacionales sin
ayuda de otros paÃ−ses (a lo cual, por otra parte, estaban obligados debido a su aislamiento internacional)
Para fomentar la industria se crea el INI (Instituto Nacional de Industria) que se ocupa de las empresas que
nunca serÃ−an creadas por iniciativa privada debido a su gran coste o a su baja rentabilidad
Hay un gran intervencionismo del Estado en la economÃ−a, que controla las importaciones y exportaciones,
el valor de la moneda y los precios de los productos. Los productores tenÃ−an que vender toda su
producción al Estado por precios irrisorios, y este se encargaba de distribuirla entre la población a través
de las cartillas de racionamiento, a precios no reales. Esto incentivó la creación de un mercado negro
amparado por funcionarios corruptos y la consiguiente inflación de los precios.
El “milagro español”
Cuando la situación se hizo insostenible, se siguió el llamado Plan de Estabilización, que tenÃ−a como
objetivo conseguir ayudas extranjeras a cambio de:
• Bajar la deuda pública
• Subir los tipos de interés
• Reducir el intervencionismo
• Disminuir los aranceles exteriores
Además se ponen en marcha los Planes de Desarrollo Económico y Social:
• Creación de polos de desarrollo: ConsistÃ−an en dotar a ciertas zonas de las infraestructuras
necesarias para el desarrollo industrial con el fin de terminar con la localización de la industria en
unos pocos puntos del paÃ−s.
• Creación de polÃ−gonos industriales
Todo esto y, sobre todo, la situación de bonanza económica por la que estaba pasando Europa, hizo
18
maravillas sobre la economÃ−a española, mejorando en gran medida el nivel de vida de la población.
LÃ−mites de la evolución económica
Los grandes problemas que seguÃ−a teniendo la economÃ−a española eran:
• Empresas pequeñas, con escasa producción y poco rentables
• Incapacidad para devolver préstamos
• Ausencia de tecnologÃ−a e investigación propia: debemos comprar patentes extranjeras
• CercanÃ−a de los polos de desarrollo y las ciudades, lo que frenará el crecimiento urbanÃ−stico e
industrial.
16.4. TRANSFORMACIONES SOCIALES
Cambios de la estructura social
Debido a las transformaciones económicas, cambian las necesidades del paÃ−s; y con ellas la proporción
sectorial de trabajadores. Aumentan las profesiones técnicas, liberales y especializadas, asÃ− como los
trabajadores de la industria y los servicios; mientras que los trabajadores del campo disminuyen. También
será determinante para la nueva sociedad el recién nacido negocio del turismo
Además un fenómeno a destacar es el de la migración. Las migraciones se produjeron en tres órdenes
principalmente:
• Migraciones locales: Del campo a la ciudad. Se produjo una desruralización de la sociedad, debida
sobre todo al empleo de maquinaria agrÃ−cola que reducÃ−a la necesidad de mano de obra. Las
ciudades crecen mucho y los pueblos de las cercanÃ−as pasan a ser barrios dormitorio para los
trabajadores.
• Migraciones regionales: De las regiones menos industrializadas (AndalucÃ−a, Extremadura, Galicia,
Castilla) a las más industrializadas (Euskadi, Cataluña, Madrid, Levante)
• Migraciones estatales: De España a otros paÃ−ses de Europa.
Cambios de cultura, mentalidad y comportamiento
A pesar de los Ã−mprobos esfuerzos del régimen para evitarlo, la sociedad poco a poco fue
permeabilizándose a la influencia exterior.
• Cambio de la estructura familiar.
• Aumento de la formación y la capacidad crÃ−tica de la población, gracias en gran parte a la Ley
General de Educación
• Aumento de las comodidades domésticas
La Iglesia, tras el concilio Vaticano II, también experimentará un gran cambio, y surgirán sectores
dentro de ella que se opondrán al franquismo.
16.5. EVOLUCIÃ N DEL RÃ GIMEN
Primer cambio de gobierno
La polÃ−tica autárquica llevada a cabo en los primeros años del régimen generó grandes
desigualdades en la distribución de la renta y protestas sociales en Cataluña, Asturias y PaÃ−s Vasco.
19
Por todo ello, Franco procede a una remodelación de gobierno en 1951. El nuevo gabinete será estará
compuesto por falangistas y católicos, con un peso mayor de estos últimos. La principal figura de este
gobierno será el almirante Carrero Blanco.
El gobierno de los tecnócratas
Los cambios en el gobierno no consiguieron calmar la situación, asÃ− que Franco decide volver a cambiarlo
en 1957. Los nuevos ministro eran miembros del Opus Dei y reciben el nombre de tecnócratas, pues no se
ocuparán de las cuestiones polÃ−ticas, sino solo de las administrativas, técnicas y económicas
Los tecnócratas y los falangistas tienen algunas discrepancias. Inicialmente los tecnócratas, amparados por
Carrero Blanco, consiguen el monopolio del poder; pero la celebración de los 25 años de paz conseguirá
incrementar el protagonismo de los falangistas.
Se van a llevar a cabo una serie de cambios superficiales para lavar la cara al régimen de cara al exterior:
• La Ley de Prensa, de Fraga, suprime teóricamente la censura, pero no en la práctica
• El sÃ−ndicato vertical alcanza cierta libertad de la mano de José SolÃ−s, pues los trabajadores
eligen a los jefes sindicales, pero estos tienen que seguir la voluntad del dictador
• Ley orgánica del Estado: Se separan la jefatura de Estado y la de Gobierno. Un tercio de los
procuradores son elegidos por los hombres y mujeres casados.
• Ley de sucesión: Establece como sucesor de franco a Juan Carlos de Borbón, saltándose una
generación en la herencia de la corona.
La crisis final del régimen
Tras la muerte a manos de ETA de Carrero Blanco, personaje clave para mantener la unión de las fuerzas
franquistas, la Falange se dividirá en dos sectores: aperturistas e inmovilistas.
El nuevo presidente de gobierno, Arias Navarro, promete una serie de reformas aperturistas, pero pasa el
tiempo y no las cumple. Franco enferma y el gobierno de Navarro se decanta por el inmovilismo, cesando a
los ministros aperturistas y confirmando la permanencia del “búnker” conservador e inmovilista
Al mismo tiempo que Franco agoniza, Marruecos invade el Sahara en la llamada Marcha Verde (avance
pacÃ−fico de civiles). El gobierno de España les da el Sahara sin contar con la opinión de los saharauis.
Finalmente, el 20 de Noviembre de 1975, Franco muere a los 83 años de edad, y, tras casi 40 años de
dictadura, se inicia el camino hacia la democracia.
16.6. REPRESIÃ N Y RESISTENCIA
Oposición en el exilio
Durante la Guerra Civil, un gran número de personas atravesó los pirineos. En Europa muchas tuvieron que
sufrir la persecución de las potencias nazis y la mayorÃ−a volvió a España cuando el Régimen
prometió no tomar represalias contra ellos, promesa que incumplió.
Los que se quedaron en el exilio, fueron principalmente a:
• Hispanoamérica, especialmente México, donde se constituyó unas Cortes Republicanas en el
exilio (de nula influencia polÃ−tica)
• Francia, sobre todo en las ciudades del sur
20
Oposición en el interior
Se llevó a cabo una polÃ−tica de represión y destrucción absoluta contra todo aquel que estuviera
vinculado con la República. La Ley de Responsabilidades PolÃ−ticas y la Ley de Represión del
Comunismo y la MasonerÃ−a sirvieron de amparo legal a detenciones, fusilamientos, palizas, juicios
sumarÃ−simos y demás abusos
Por ello las fuerzas de oposición en el interior estaban diezmadas y solo el PCE y el grupo guerrillero de los
maquis ejercerán su actividad en la clandestinidad.
La organización de la oposición
Más tarde, cuando aumentó la conflictividad social y las protestas polÃ−ticas, diversos grupos adquirieron
una mayor importancia.
• Comisiones Obreras (CC OO): Nuevo sindicato que mezcla las actividades legales con las
clandestinas
• Euskadi ta askatasuna (ETA): Organización que pide el fin del franquismo y la independencia de
Euskadi por medio de la violencia
• Agrupación socialista universitaria (ASU): Sindicato clandestino que surgió por oposición al
oficial Sindicato Español Universitario (SEU)
• Partido Socialista Obrero Español (PSOE): Tuvo algunos conflictos internos, que se solucionaron
en el Congreso de Suresnes
• Partido Comunista Español (PCE): Coordinó la acción de todas las fuerzas antifranquistas
• Partidos nacionalistas: PNV, CDC…
En el IV congreso del Movimiento Federal Europeo (el “contubernio de Munich”) se reunirá por primera
vez la oposición del interior con la del exterior. A su regreso de Munich, los asistentes a este congreso fueron
encarcelados o desterrados.
El PCE crea la Junta Democrática y el PSOE la Plataforma Nacional de Convergencia Democrática, ambos
para pedir el fin del franquismo. Al final, ambas asociaciones se unirán en una sola
21
Descargar

Historia de España S. XX

Primo de RiveraDicaturaGuerra Civil españolaEl franquismoCrisis de la restauraciónRegeneracionismoLa Segunda República
TEMA 9: LA GUERRA CIVIL ESPAÃ OLA. (1936-1939) •

TEMA 9: LA GUERRA CIVIL ESPAÃ OLA. (1936-1939) •

Historia de EspañaBandosZona republicana y franquista

Análisis estructural del catálogo

Análisis estructural del catálogo

Registro bibliográficoReglas de catalogaciónFormato IbermarcCodificación

Era de Franco

Era de Franco

Era azulGuerra fríaETA (Euskadi Ta Askatasuna)

Economía Española y Mundial II

Economía Española y Mundial II

Unión europeaMercado de trabajoGasto PúblicoPolítica monetaria comúnPolítica industrialInputs y Outputs

Despostismo Ilustrado en España

Despostismo Ilustrado en España

Reinado Carlos IIIHistoria españolaLegislación reformadoraLímites reformismo borbónico

Historia de España en el primer tercio del Siglo XX

Historia de España en el primer tercio del Siglo XX

Primo de RiveraAlfonso XIIISegunda repúblicaFrente Popular

500 dudas más frecuentes en español

500 dudas más frecuentes en español

Dudas sobre Lengua Española

TEMA 1. EL ROMANTICISMO Marco histórico y cultural •

TEMA 1. EL ROMANTICISMO Marco histórico y cultural •

EstiloEvoluciónGénerosMarco histórico y culturalCaracterísticas

Causas de la guerra de España; Manuel Azaña

Causas de la guerra de España; Manuel Azaña

Historia contemporáneaProblema agrarioLey de la Reforma Agraria