NOT A DE PRENS A
XLVII Congreso de la Sociedad Andaluza de Cardiología (SAC)
Los nuevos anticoagulantes orales son más seguros,
eficaces y cómodos para el paciente
 Su elevado coste inicial se compensa con la reducción
importante de las trombosis y hemorragias cerebrales
 Los hospitales almerienses, con el doctor Manuel Vida al
frente, han sido los primeros centros españoles en incluir
pacientes en los ensayos clínicos
Roquetas de Mar (Almería), 11 de mayo de 2012. Una de las mesas redondas
que mayor interés ha despertado entre los asistentes al XLVII Congreso de la
Sociedad Andaluza de Cardiología (SAC) que se está celebrando en Roquetas
de Mar (Almería), ha sido la dedicada a los “Nuevos Horizontes de la
Anticoagulación Oral” en la que el debate se ha centrado en el nuevo escenario
que se le ofrece a los pacientes con la irrupción de los nuevos fármacos
anticoagulantes.
Entre los ponentes, el doctor Manuel Vida, cardiólogo del Hospital
Torrecárdenas de Almería, uno de los mayores expertos en investigación
clínica de estos nuevos medicamentos, ha centrado su intervención en los
beneficios de los nuevos anticoagulantes orales para los pacientes que en la
actualidad están tomando Simtrom, “porque les aportan beneficios importantes
respecto a los que se tienen en la actualidad. Beneficios en cuanto a seguridad,
en cuanto a eficacia, con la reducción de las embolias cerebrales, y en cuanto
a la comodidad de su posología”.
I
Tres fármacos (de los cuales uno, el dabigatrán, ya está comercializado y otros
dos lo harán antes de finalizar el año) que, según comenta el cardiólogo
almeriense “han sido testados con éxito en la fibrilación auricular que es una
arritmia muy frecuente en pacientes de cierta edad, sobre todo hipertensos” y,
añade “también se está abriendo su aplicación para otras indicaciones como el
infarto
de
miocardio,
el
síndrome
coronario
agudo,
para
pacientes
hospitalizados, etc.”
Para este especialista “se trata de fármacos caros por la inversión que
requieren para su desarrollo y que luego hay que amortizar en un corto espacio
de tiempo antes de la aparición de los genéricos” aunque, ”es cierto que su
rentabilidad económica es positiva a medio y largo plazo” y lo explica
añadiendo que “si sustituyéramos el Simtrom en todo los pacientes el coste
inicial sería muy importante pero la reducción a los 5 ó 10 años es clara por la
reducción de trombosis cerebrales y hemorragias cerebrales en un 34%,
además de otras incapacidades y de la mortalidad”.
El
principal
responsable
de
los
ensayos
clínicos
de
enfermedades
cardiovasculares desde hace cuatro años en los hospitales almerienses ha
señalado el papel decisivo que estos centros han tenido en el desarrollo de
estos fármacos, convirtiéndose en “los primeros centros de nuestro país en la
inclusión de pacientes”.
Ha recordado también “como en el año 2009, en el Día del Paciente
Anticoagulado, la Sociedad Andaluza de Cardiología puso en marcha una
ambiciosa campaña de divulgación dirigida a todas las asociaciones de
pacientes anticoagulados en la que informaban de los beneficios de estos
nuevos fármacos a partir de los datos recogidos en el Estudio Re-Ly.
Para finalizar, el cardiólogo almeriense ha querido insistir en que actualmente,
II
“dada la situación económica, estos fármacos se están poniendo en los
pacientes que más lo necesitan”. Si bien, “muchos pacientes los demandan en
las consultas” y aunque el espectro para los que están indicados es muy
amplio, “solo se aplica a aquellos que no se controlan adecuadamente con el
Simtrom”.
El resto de ponencias de esta mesa redonda han estado dedicadas a las
aplicaciones futuras del Simtrom y de otros anticoagulantes orales, como la
heparina o la warfarina, que quedarán para otras patologías “en las que los
nuevos fármacos se irán también testando y comprobando sus resultados”.
Más información:
Gabinete de Prensa de SAC
Curro Romero - 954 212 994
[email protected]
Paco Flores - 607 526 843
[email protected]
III
Descargar

Leer más - Sociedad Andaluza de Cardiología