“2003, Año del M.C.C. de América Latina”
4º ENCUENTRO REGIONAL CENTRO
Talca, 10 al 12 de Octubre 2003
Ch i l e
PONENCIA.- MEDIOS DE PERSEVERANCIA.
Quise comenzar, estos apasionantes temas recordando algo que para muchos, al
vivir su experiencia de Cursillo fue lo que marcó un antes y un después en sus vidas y por
qué no decirlo, en mi propia vida también: y es que
“ el Movimiento de Cursillo tiene como objetivo el anunciar, proclamar la mejor noticia ¡De
la mejor realidad! ¡¡Que Dios, que Cristo, nos ama!! ¡comunicada por el mejor medio! “ el
testimonio y la amistad”.Es en el cursillo y a raíz de esta gran noticia, que comenzamos a
tomar conciencia de nuestro proceso de conversión
Nuestra experiencia aquí en Talca nos muestra como el Movimiento protege
este proceso de conversión que comenzó con los tres días del Cursillo, donde se nos
dijo que un Cursillo que termina, es un Camino que se abre en nuestras vidas...
Para esto “el M.C.C. nos ofrece a los laicos, a través de las formas y el proceso
dinámico del poscursillo, los medios para que se cumpla lo que se nos exige como
miembros de la Iglesia:
 nuestra vocación a la santidad
 la participación en comunidad
 y la evangelización”IIFF 445
El método del M.C.C. para el poscursillo está destinado a ayudarnos a cumplir esas
exigencias, en la medida en que nos esforcemos en alcanzar la finalidad ultima del
movimiento: “crear núcleos de cristianos que vayan fermentando de evangelio los
ambientes”IIFF 446
El M.C.C.en Talca desde sus inicios, ha asumido la responsabilidad de proveer a los
que hacen un Cursillo de una comunidad, que se basa y se sustenta en la figura de
Cristo, los Grupos y Ultreyas. Esta comunidad acoge a los cursillistas nuevos y antiguos
en la cual son comprendidos, ayudados y estimulados a crecer y compartir juntos su vida
cristiana.
Cuando el M.C.C. planifica su acción global del poscursillo, teniendo presente la
pastoral de conjunto de la Iglesia local, lo que sé esta pretendiendo en definitiva, es
provocar un ambiente de convivencia que, facilite al cursillista un clima de amistad en el que
encamine su vocación a la santidad; ella será la que dará completo sentido y dinamismo
propio a su quehacer como apóstol en su medio, acorde con sus particulares carismas,
1
“cada uno con sus cadaunadas”, según ha manifestado tantas veces nuestro iniciador
Eduardo Bonin.
Aquí en Talca efectivamente “la Reunión de Grupo” y “la Ultreya” nos lleva a
compartir lo fundamental cristiano, apoyando nuestra perseverancia, tanto en el
movimiento como en el accionar apostólico de cada miembro del
M.C.C.; en donde muchos hermanos de la Diócesis que se nutren en el seno de los
Grupos, están también insertos en sus propias comunidades.
.
REUNION DE GRUPO
CONCEPTO
Se define como: ” Un grupo de personas que son amigas y que son cristianas (o
quieren serlo) y se unen( en una reunión) para ser cada vez más amigas y más
cristianas.”
Esta definición aquí en Talca, muchas veces ha llevado a confusión por que se
piensa “ tienen que ser amigos” para llegar a conformar un grupo, por lo que dificulta su
creación, especialmente en los cursillistas más antiguos.
OBJETIVOS
Históricamente los grupos son una necesidad humana, las personas como entes
sociales han formado grupos para lograr su perfección mutua, tanto en la familia como la
sociedad.
Los grupos son también una necesidad cristiana: “la iglesia (en su esencia) es
comunitaria”, y en ella nadie puede vivir desvinculado de los demás.
El objetivo es poder vivir auténticamente a Cristo en nuestras vidas, tanto en la forma
personal como comunitaria, es decir, dentro del grupo, sin dobleces, sin poses, sin falsas
imágenes, puesto que será el grupo quien se encargara de compartir, revisar y fomentar “la
vida cristiana” de cada miembro del grupo.
” La Reunión de Grupo promueve la vivencia de la vida cristiana en amistad con los
demás, esto supone la planificación y la realización de los compromisos apostólicos.
La reunión en sí, es algo que pasa; es un suceso temporal. El M.C.C. está
interesado en crear o formar grupos de amistad a través del proceso de la reunión, a fin de
perpetuar (hacer perenne) el Cursillo, esto es, la vivencia y la convivencia de lo
fundamental cristiano.”IIFF 472
Aquí en Talca muchos hermanos que viven su vida cristiana dentro de pequeñas
comunidades o grupos, dan testimonio de que se vive y se convive en un clima de amistad
y comunión; lo que ha permitido de mejor forma enfrentar las dificultades actuales; tanto
sociales como económicas, laborales, familiares, etc.,
existe mucha ayuda fraterna y
solidaria, anónima que se va canalizando a través de los grupos.
2
FASES DE FORMACIÓN
Después de vivir los tres días del Cursillo, comienza el 4to. día; para enfrentarlo, el
M.C.C. presenta una buena alternativa a través de los Grupos, que nacen en forma
espontánea, por afinidades, por compartir pequeñas tareas juntos, y que deciden juntarse
en forma periódica en una Reunión.
Para la formación de un grupo; es necesario dos elementos distintos:
 la Reunión de Grupo

el Grupo, que es la comunidad de personas que lo forma por mutuo acuerdo, esto
es algo concreto que trasciende al acto formal de reunirse; en cambio la reunión es
el momento o el acto por medio del cual el grupo se reúne para profundizar su
amistad.
El número de integrantes tampoco está definido, pero IIFF sugiere que sean grupos
pequeños, pero sin llegar a dogmatizar sobre el tema, ya que nadie tiene derecho a elegir
los amigos de nadie, excepto uno mismo.
El tiempo de permanencia en los grupos, también va a depender de la vida de cada
grupo, ya que si algún integrante desea formar grupo con otros, libremente lo puede hacer,
sin que esto necesariamente signifique un quiebre dentro del grupo.
“Podemos afirmar, que la Reunión de Grupo es el instrumento que el M.C.C.
ofrece para iniciar y reafirmar la vida comunitaria cristiana, así, asegurar la
conversión progresiva y la fermentación evangélica de los ambientes” IIFF 486
El procedimiento para lograrlo es:
 por la reunión al trato
 por el trato a la amistad
 por la amistad al grupo
 por la santidad del grupo y de cada uno de sus miembros a la fermentación
cristiana de los ambientes. IIFF 486
Es en este último paso en que debemos detenernos y reflexionar si realmente
la consecuencia del amor cristiano y crecimiento espiritual de nuestros grupos se
ven reflejados en los ambientes de cada miembro, o solo nos conformamos con la
amistad y el cariño, lo que nos hace permanecer instalados y sin lograr la finalidad
ultima del M.C.C. “fermentar de evangelio los ambientes”.
ESQUEMA DE LA REUNION
Si bien es cierto no existen esquemas rígidos de cómo hacer una Reunión de Grupo; el
grupo exige la reunión de núcleos reducidos, voluntarios, periódicos y estables de
hermanos que quieren vivir lo fundamental cristiano en común unión.
En la Diócesis de Talca seguimos más o menos el siguiente esquema:
1.- Oración inicial: la oración inicial es el punto de partida para el desarrollo de la reunión.
3
2.- Lectura y comentario del Evangelio: el que orientará al grupo a recomenzar nuestras
vidas en la búsqueda del camino y el estilo de vida que el Señor Jesús nos invita a vivir.
Se trata de ir asumiendo actitudes de cambio, descubriendo progresivamente lo que
Él espera, quiere y exige de nosotros
sus apóstoles, se trata en definitiva de unir fe con vida. El Evangelio podrá ser
seleccionado pensando en lo relativo a la temática de la Reunión.
3.- Tema: es el desarrollo de un tema de común acuerdo, podrá estar a cargo o ser
responsabilidad de uno de los matrimonios integrantes del grupo. Esta temática tendrá
como fuente principal alguna de las patas del trípode ( piedad, estudio o acción)
4.- Oración final: la oración final será el momento de agradecer, pedir, ofrecer a Dios
nuestro trabajo y encuentro como Grupo; se pide tanto por el Grupo como por el
Movimiento; por los Cursillos, Equipos, Secretariado, tanto Diocesano como Nacional.
También será un momento de oración por y con nuestra Iglesia.
5.- Convivencia: la Reunión en su parte formal, puede considerarse que ha concluido con
la Oración final. Viene entonces la oportunidad de compartir algún refrigerio, sencillo y
austero, que por ningún motivo ha de caer en competencia. Al calor de algo para comer
y para beber suelen aparecer novedades que constituyen la prolongación de la vida del
Grupo.
CARACTERÍSTICAS DE LA REUNIÓN DE GRUPO
Las reuniones tienen ciertas características que ayudan a que el grupo se vaya
afiatando y vaya creciendo en amistad, y en el conocimiento tanto del Evangelio como del
quehacer mismo del M.C.C.
La “Reunión de Grupo” ayuda a que la vivencia de lo fundamental cristiano sea:
 auténtica: el cariño y la ayuda mutua hacen que nuestro cristianismo sea más
auténtico, el amor fraterno que nace en nuestros Grupos nos lleva a vivir lo que nos
dice San Pablo en su carta a los Gálatas “ayudaos mutuamente a llevar vuestras
cargas, y así daréis cumplimiento a la ley de dios”.



continua: “la ayuda mutua y la revisión de vida de cara a lo fundamental cristiano la
hacen continua” IIFF 478
La ayuda mutua, como él termino lo indica, estar disponibles mutuamente,
ayudándose y apoyándose en todo momento, no permitiendo caer o tropezar sin
que haya una mano extendida para levantarnos, entonces seremos invencibles,
como dice (Prov.18,19) “un amigo ayudado por otro amigo es invencible, como
ciudad amurallada.” Pero todo esto, es posible en la medida que nos revisemos,
pero no como una técnica, sino haciendo verdaderos altos en el camino, para la
reorientación de nuestro caminar como grupo.
progresiva: la planificación y el enriquecimiento del compartir la hace progresiva. El
hecho de planificar y compartir nos hace mejor como Grupo, como comunidad
cristiana, mejores en todo.
compartida: compartir no solo el hecho de contarse las cosas, sino participar de y
con el otro. Compartirlo que se es, lo que se hace y lo que se hará, es decir, estar
tan compenetrados los unos con los otros que todo parezca uno.
4
CARACTERÍSTICAS DE LA REUNIÓN DE GRUPO:
Aquí en la Diócesis de Talca, se hace mucho hincapié en las 4 “s”: seriedad, sinceridad,
sigilo y secuencia.
Seriedad: al decir que las reuniones deben darse en un clima de seriedad no
significa ser graves, sencillamente que asumimos la Reunión con una actitud seria y
responsable, dejando el tiempo y el espacio que hemos acordado con el Grupo.
Sinceridad: la sinceridad es fundamental, sin sinceridad no hay confianza, sin la
cuál no se concibe la amistad. Esta es una de las características más importante
como en cualquier relación de personas, puesto que la falta de sinceridad nos lleva
generalmente a lo artificial e hipócrita, y eventualmente a la disolución del grupo.
Sigilo: el clima de la Reunión ha de ser siempre un clima de intimidad y confianza,
por lo tanto de reserva. Hay que mantener la intimidad del Grupo, como un frágil
“tesoro”, porque de ello depende la confianza con que compartamos nuestra
intimidad.
Aquí en Talca hacemos bastante hincapié en esto, por el tema de la confianza, en la
medida que los Grupos van madurando, también van siendo más cautos.
Secuencia: la regularidad es una condición irreemplazable para mantener el Grupo
y su clima de amistad y de espiritualidad. Está demostrado que la constancia y la
perseverancia al Grupo es un factor de permanencia. Nuestros Grupos activos se
reúnen la mayoría una vez a la semana.
IMPORTANCIA DE LA REUNIÓN DE GRUPO
La “Reunión de Grupo” es clave para los
hermanos cursillistas que han
adoptado como medio de perseverancia el “grupo”, a través del cual están viviendo
“lo fundamental cristiano”.
La “Reunión de Grupo”es una forma de vida, no es otra Reunión cualquiera u otra
responsabilidad que se asume; es la “mejor” manera de perseverar en comunión.
Por lo tanto para muchos hermanos cursillistas, es de vital importancia. Podrán
pasar las personas y también los grupos, pero la instancia de “Reunión de Grupo”
seguirá siendo la mejor alternativa para saborear la presencia del “Señor” entre nosotros,
es Él el que renueva nuestros corazones, revitaliza nuestra vida, nos enseña que la vida del
cristiano debe vivirse para los demás, no centrados en uno mismo, sino vuelto hacia mi
hermano.
Para concluir lo relacionado con los Grupos, puedo contarles que aquí en Talca:
* Los Grupos es la base que sustenta casi todas las actividades del M.C.C.
*Que hay gran interés por los Grupos de participar y colaborar en el quehacer del
movimiento.
*Que contamos con 18 Grupos activos.
*Que nuestro sacerdote Asesor, ( Padre Carlos), siempre está dispuesto a apoyar y
guiar a los Grupos que se lo solicitan.
5
Pero no podemos decir que estamos exentos de dificultades; por ejemplo *Que hay
un 50% de hermanos que están activos en la “Escuela” que no tiene grupo.
*Que los Grupos no tienen instancias propias ( sólo de los Grupos, con sus
necesidades e inquietudes).
*Que algunos se juntan como “grupo de amigos” y no se deciden nunca ha
hacerlo, al estilo del M.C.C. en Talca, es decir, con un compromiso, un nombre y la
presentación oficial como Grupo.
¿CÓMO ES LA REALIDAD DE USTEDES?
¿LOS QUE TENEMOS GRUPO, ESTAMOS VIVIENDO LA FINALIDAD ÚLTIMA DEL MCC,
O NOS CONFORMAMOS SOLAMENTE CON SER UN GRUPO DE AMIGOS?
El otro medio de perseverancia son las:
ULTREYAS
“La Ultreya es una”comunidad eclesial”, que se reúne para compartir la vivencia y
convivencia de lo fundamental cristiano, y potenciar el compromiso de ir fermentando
cristianamente los ambientes”.IIFF 438
Tanto el “Grupo” como la “Ultreya”, al darse bien las cosas, nos llevan a vivir en
cristiano, con un Cristo vivo en nuestro corazón , como hermanos, fraternalmente,
solidariamente. Es aquí donde se mantiene lo vivido en los tres días del Cursillo, el
encuentro conmigo mismo, con Dios, con los hermanos,y en definitiva con el mundo.
La Ultreya es una comunidad que se hace visible en una Reunión.
“La Ultreya es la reunión de reuniones de los Grupos”.
Aquí en Talca, es la Reunión, de todos, de los Grupos y de los que no tienen un grupo
formal, acá se acoge a todos.
“La Ultreya”, es un acontecimiento de alegría, de ánimo, para no cansarnos, para no
aburrirnos, para no perder el “ centro” de nuestro 4to. día. Es en la “Ultreya” donde me
detengo a meditar, al igual que en el Cursillo, a través de los testimonios, sobre mi propia
vida: ¿que estoy haciendo yo en mi 4to. día?.
“La Ultreya” no es una organización, sino un acontecimiento , que se vive en el mismo
espíritu que una Reunión de Grupo.
En la “ Ultreya” todo se desarrolla en un clima muy especial, el cual está lleno de
alegría, es de carácter vivencial, es la expresión gozosa de lo que estamos viviendo o
tratando de vivir como verdaderos discípulos del señor.
Es en “la Ultreya” donde se comprueba plenamente que: ”el cristianismo que no se
convive, no se vive “
6
“La ultreya será comunidad en la medida en que los “grupos estables” de amistad
formen comunidad y quieran y sean capaces de atraer nuevos miembros a esa
comunidad viva.”IIFF 499
OBJETIVO DE LA ULTREYA
“La finalidad de “la Ultreya”, se entiende a partir de la finalidad del M.C.C. y está
en crear grupos evangelizadores con personas que sean capaces de vivir lo
fundamental cristiano, con los demás.”IIFF 502
Aquí en Talca, cada cuatro o seis semanas hacemos una “Ultreya”. La preparan
varios grupos, ¡¡ es un día de fiesta.¡¡, es un oasis en el camino. Todos sabemos que al
encontrarnos en la “Ultreya”compartiremos la vivencia de
algunos hermanos, podremos compartir nuestras propias vivencias, y alimentarnos juntos
del mismo Señor a través de la Eucaristía, que siempre está presente en cada una de las
Ultreyas.
“La Ultreya impulsa a los grupos hacia los ambientes. Los grupos impulsan a los
individuos; y ambos impulsan sus tareas de evangelización en el mundo.” IIFF 500
Nuestra realidad así lo demuestra, puesto que es a través de “ la Ultreya” que nos
entusiasmamos y nos fortalecemos en nuestros trabajos ambientales, pastorales,
familiares, etc.
ESQUEMA DE ULTREYAS
Aún cuando no existe una formula universal para las Ultreyas, en algunos lugares dice
IIFF 509 ha sido provechoso llevar el siguiente esquema:
 que haya una Reunión
 donde sea testimonial
 que se comenten los testimonios
 donde haya ocasión de aclarar y centrar el contenido espiritual de los mismos
 y todo esto en un clima de oración
En esta Diócesis utilizamos el siguiente esquema:

Recepción: la recepción, está a cargo de algún Grupo, que en ocasiones han
invitado a otros hermanos, que no tienen grupo propio, para que los acompañen.
Este Grupo se encarga de la confección de un díptico, y los solapines que llevará el
nombre y el número para el trabajo de grupo. Siempre es una acogida cariñosa y
alegre
Felices de encontrar muchas veces a hermanos que no se ven frecuentemente en
las Escuelas.

Folclore: la animación y los cantos tanto de la Ultreya como de la Misa, está a cargo
del grupo de folclore que anima en general todos los eventos del M.C.C.
7

Oración inicial: hay una oración preparatoria, que le da el punto de partida al
momento testimonial y trabajo de grupo.

Motivación : se realiza una breve introducción y motivación al tema, que estará a
cargo de la Vocalía de Grupos y Ultreya.

Testimonios: los testimonios, habitualmente los dan algunos hermanos que
realmente puedan testificar con sus vivencias el tema de la Ultreya.
Es aquí donde nos conocemos mejor, donde nos miramos de otra manera,
donde comenzamos a entender mejor al otro hermano, donde hacemos vida lo
que dice el señor Jesús en su Evangelio: “ámense, ámense como yo les he
amado a ustedes ”

Trabajo de grupo: en un tiempo breve hacemos el trabajo de grupo, con preguntas
dirigidas, se hace trabajo de decuria, donde luego el secretario elegido por el grupo,
expondrá las conclusiones de este.

Plenario: muchas veces antes de comenzar la Eucaristía , se exponen las
conclusión de cada grupo, las que además son recogidas por los Vocales y se
guardan para tener alguna referencia de la comunidad cursillista de Talca.

Eucaristía: momento solemne, pero continúa siendo alegre, en que nos
congregamos alrededor de la mesa “con el Señor”, y le contamos, le pedimos y
le damos gracias, por todo lo que ha significado nuestro trabajo tanto de la
“Ultreya” como el trabajo apostólico de cada uno.

Compartir: la Ultreya está concluyendo, pero queda este momento de compartir todo
lo que hemos traído y que otro “ Grupo”, con tanto cariño nos ha preparado, se
adorna un poquito el lugar, se preparan las mesas, al igual que en nuestro
Cursillo, con mensajes y frases claves que ha todos nos inyectan de energía
para continuar. El compartir es también de acuerdo a la creatividad y posibilidades
del Grupo, se trata siempre de no caer en la competencia.
Todo el quehacer de la Ultreya está guiado y apoyado por los Vocales de
Ultreya, tanto el tema como el contenido es propuesto por el Secretariado
Diocesano.
IIFF 510 dice que aunque el ideal sería que las Ultreyas se celebrasen
semanalmente, los Secretariados señalarán la periocidad, según las circunstancias
de cada lugar.
Aquí en la diócesis, y en este Secretariado, las Ultreyas no tienen una frecuencia
definida, pueden ser cada 4 o 6 semanas.
CARACTERISTICAS DE LA ULTREYAS
Nuestra realidad, es que celebramos una fiesta, la fiesta de encontrarnos, la alegría
de sabernos unidos y el gozo de sentirnos motivados por lo mismo, nuestra vida cristiana,
en un lugar concreto, por un tiempo determinado, por la gracia de Dios, por la participación
de los amigos y los hermanos que asisten, por las oraciones de muchos, por el contacto
8
con personas queridas. Es aquí, donde lo verdadero se hace oportuno, lo bueno se
hace atractivo, y lo posible se hace concreto. De un modo jubiloso, kerigmático, con
sencillez, pero a la vez con responsabilidad.
IMPORTANCIA DE LAS ULTREYAS
Es en la “Ultreya” cuando los dirigentes cumplen su cometido, que es portarse
como en el Cursillo, se vive y se convive el mismo clima del Cursillo; por lo tanto:
 “facilita la vivencia y convivencia de lo fundamental cristiano.
 crea un clima de entusiasmo al testimoniar la experiencia vivida del
amor a Dios, al prójimo y al mundo.
 fomenta la conversión progresiva, al escuchar el testimonio de otros
hermanos, lo que lleva a un reto personal de iniciar en su propia vida lo
que ha sido testimoniado por otros.
 hace posible la fermentación evangélica de los ambientes.”
IIFF 503
“Las Ultreyas son tan vitales dentro de la finalidad del Movimiento, en la
fermentación de los ambientes, como el corazón lo es para el organismo; al que vivifica,
concentrando, purificando, y oxigenando la sangre; más no para guardarla, sino para unirla
a todos los ámbitos del cuerpo.“IIFF 504
Esto es lo que sucede con las Ultreyas, es la fuerza que recibimos de nuestro
“Padre Dios”, a través del testimonio de tantos hermanos, es donde venimos a cargar las
pilas, a beber del agua viva del Señor Jesús, donde nos damos ánimo, donde recobramos
las fuerzas y centramos nuestro cristianismo.
En ningún lugar, donde exista el M.C.C. pueden faltar “las Ultreyas”, ya que es
parte fundamental del método; los cursillistas nos caracterizamos por ser alegres,
dinámicos, cariñosos, no somos ningunos tontos graves. “La Ultreya”es la que afirma y
acrecienta esas características.
Aquí en Talca, son bastante numerosas, sobre 100 personas, nuevos y antiguos, no
es excluyente, es decir, asiste cualquier hermano, con o sin Grupo. Hasta hoy esto nos ha
dado resultado; tratamos de cumplir la finalidad de la Ultreya: que es vivir y convivir lo
fundamental cristiano, para luego fermentar de evangelio los ambientes.
¿Y EN SUS DIÓCESIS CUALES SON SUS REALIDADES?
¿ES LA “ ULTREYA” LA GRAN REUNIÓN DE REUNIONES?
CENTROS
Como una real necesidad ha ido surgiendo otro medio de perseverancia, que no son
ni el Grupo ni las Ultreyas, pero que tienen todo de ambas; es el caso de los Centros;
como tal, son una realidad a descubrir y enfrentar.
De los centros en la vida del M.C.C. en Chile, se sabe poco, puesto que no existe
una directriz única para todos. Algunos funcionan como Centro, hay también Sub- Centros,
pero de todo ello nada es claro y uniforme.
9
La Diócesis de Valparaíso, que tiene más experiencia, ha formado incluso una
“Vocalía de Centros”, han desarrollado un manual con los conceptos y objetivos para su
funcionamiento.
Veamos entonces lo que nos dice de los Centros:
CONCEPTO
¿Que es un Centro?
“Es un núcleo de cristianos que habiendo vivido la experiencia de un Cursillo de
Cristiandad, se avecindan en un sector geográfico y unidos por un mismo Señor y una
misma fe, una misma metodología se juntan para ser más cristianos, ayudando a descubrir
su vocación personal en la fermentación de sus ambientes inmediatos.”
OBJETIVOS
Los objetivos de los centros son:
1.ofrecer a los hermanos que han vivido la experiencia de un Cursillo de Cristiandad,
un medio de perseverancia dinámica y permanente.
2.constituir un medio de recepción y acogida a quienes han vivido la experiencia de
cursillo y deseen integrarse y perseverar en el M.C.C.
3.ser cuna de Grupos Naturales en el sector geográfico en que se vive.
4.permitir la formación y crecimiento de los dirigentes que conforman el Centro.
5.prestar servicios al Secretariado Diocesano, en sus diversas tareas.
6.hacer de las reuniones de Centro una Ultreya.
DIAGNÓSTICO DE SU EXISTENCIA Y FUNCIONAMIENTO.
Aquí en Talca; han surgido desde hace varios años 2 centros; de lugares alejados de
Talca, como es el caso de la localidad de Río Claro; que alberga a 3 Grupos.
Se juntan cada semana, y una vez al mes, lo hacen todos los grupos, en el lugar que
determinen de mutuo acuerdo.
En cada encuentro:
 comparten la Palabra de Dios (a través de la lectura del Evangelio)
 comentan la Palabra
 escuchan y comparten algún tema de formación ( a cargo del
Secretariado)
 se informan del quehacer del Movimiento, donde se les da a conocer
su participación en todos los eventos que sé estén realizando en ese
momento.
 informan a los Vocales de Grupo y Ultreya sus inquietudes y
necesidades.
 oran y cantan juntos.
 y finaliza la jornada con un compartir, a cargo del Sector que los
acoge, para acrecentar la amistad entre ellos, y por medio de los
hermanos que van de Talca con el movimiento en general.
 se realiza Ultreya una vez al año, se hace en el mes de enero con
todos los hermanos de Talca a modo de termino de año, esta Ultreya
es preparada y testimoniada por los hermanos de ese Centro.
10
Pero también tenemos otra localidad (San Clemente) en que no hay grupos
formados, pero que algunos cursillistas del sector tienen la oportunidad de al menos una
vez al mes de juntarse y vivir, lo fundamental cristiano al estilo del M.C.C.
Como un gran desafío, continúa siendo para Talca la formación de Curicó.
Para ir ya concluyendo: … puesto que se necesita lograr la meta; que cada cursillista
encamine su vocación a la santidad, es que se ofrecen tres medios maestros para el
crecimiento y la perseverancia en la vida cristiana dentro del poscursillo, a saber la
Reunion de Grupo y la Ultreya ( cf IIFF 465 ) y ahora surge como una verdadera
necesidad los Centros.
La invitación es a reunirnos en Grupo, vivir y convivir “lo fundamental cristiano”
con otros, apoyando nuestra vida cristiana en el Señor y en los hermanos, viviendo el
único mandamiento, el mandamiento del amor.
DICE EL SEÑOR:
“Este es mi mandamiento; que se amen unos a otros , como yo los he amado.
No hay amor más grande que dar la vida por los amigos.”
“Ustedes no me eligieron a mí; he sido yo quien los eligió a ustedes, y los
preparé para que vayan y den fruto y ese fruto permanezca. Así es como el Padre
les concederá todo lo que le pidan en mi nombre.
Ámense los unos a los otros: esto es lo que les mando.”Jn 15,12-17
Recordar que: “ el cristianismo que no se convive, no se vive.”
Sea a Él, el honor y la gloria por los siglos de los siglos. Amén
¡¡ ANIMO !!
¡¡ ULTREYA !!
¡¡ DE COLORES !!
¡¡¡¡ NUNCA SOLOS !!!!
11
Descargar

REUNION DE GRUPO - Cursillos de cristiandad de Valparaíso