1.- CANCUN Y EL SURESTÉ MEXICANO
Cancún después de...
Gilberto
El martes 13 de septiembre de 1988,
Cancún cambió su historia. Más de 10
mil
turistas,
en
su
mayoría
norteamericanos, vacacionaban en el
destino de sol radiante y aguas turquesas, mientras la población escuchaba sin
mucha atención los avisos de huracán que se daban en las repetidoras.
Gilberto entró lleno y pleno al destino, el huracán del siglo XX, de categoría cinco,
con vientos superiores a los 296 kilómetros por hora, catalogado como uno de los
huracanes más intensos, devastadores y mortíferos del siglo.
El impacto fue directo en la ciudad y Zona Hotelera. Los refugios se llenaron de
golpe, la evacuación fue atropellada, pero nadie tenía idea de lo que vendría
después.
Arrasó con todo. Postes, palmeras, pavimentos, bardas, coches, grandes
embarcaciones pesqueras y con toda la actividad turística.
El ojo del huracán entró en la madrugada, el silencio fue intenso. La población
apenas comenzaba a imaginar el impacto del meteoro, pero faltaba la salida.
Cinco horas de intensa actividad, 20 millones de toneladas de metros cúbicos de
arena habían desaparecido. La Zona Hotelera se perdió del satélite. El mar y la
laguna unieron sus aguas para abrir paso a los naufragios y a las tragedias de
muchos negocios, muchas familias que tuvieron que salir, que emigraron a otras
zonas.
Fue más de un mes sin agua, sin luz, sin clases. Nadie podía creer lo que se
venía. El gran bulevar Kukulcán quedó tapizado de refrigeradores, ventiladores,
colchones, sillas, puertas, todo lo que no pudo detener el viento.
Página 1
Wilma
21 y 22 de octubre de 2005
Wilma fue el cuarto huracán de categoría 5
de la temporada que batió el récord de las
temporadas pasadas de 1960 y 1961. Es el
huracán
más
intenso
registrado
en
el
Atlántico y el décimo ciclón tropical más intenso registrado en todo el mundo (los
otros 9 fueron tifones), con la presión más baja reportada en el hemisferio
occidental, un récord que ostentaba el Huracán Gilbert (con 888 hPa, Wilma
alcanzó los 882 hPa), que también alcanzó a ser el huracán más intenso de la
zona hasta entonces.
Wilma alcanzó tierra en más de una ocasión y provocó sus efectos más
destructivos en la península mexicana de península de Yucatán, Cuba y en la
parte sur de la península estadounidense de la Florida. Hasta el momento están
reportados 47 decesos relacionados con la tormenta y los daños se estiman entre
18 y 22.000 millones de dólares ($14,4 de estos solamente en Estados Unidos)
que posicionan a Wilma entre los 10 huracanes más costosos del Atlántico y en el
quinto lugar para Estados Unidos (detrás de Katrina, Andrew, Charley e Iván).
Página 2
1.1 TABASCO
La inundación se considera el más grave desastre natural sufrido por Tabasco y
como una de las peores catástrofes en la historia de México. Según cifras de las
compañías aseguradoras, el desastre en Tabasco sólo es superado por el del
Huracán Wilma en 2005.
El Gobierno del Estado ha calculado en más de 50 mil millones de pesos las
pérdidas causadas por la inundación y de acuerdo con los expertos se requerirán
inicialmente alrededor de 20 mil millones para la recuperación de la entidad,
aunque el proceso de reconstrucción podría llevar años.
Página 3
2.- IMPACTO ECONOMICO POR PAIS
Muertes
Daño
Región
(2005 USD)
Directas
Indirectas
Bahamas
1
0
$100 millones
Cuba
0
4
$700 millones
Haití
12
0
$500,000
Jamaica
1
0
$187 millones
México
4
4
$7.5 billones
Estados Unidos
5
31
$20.6 billones
Total
23
39
$29 billones
Página 4
3.- ANTECEDENTES DE DESASTRES NATURALES EN EL VALLE DE
MEXICO
En 1629 hubo un desastre.
Un invierno inusitadamente húmedo había
dejado
empapado
el
suelo
del
valle,
hinchando los ríos y arroyos y llevando las
aguas del lago Texcoco hasta el nivel de las
murallas de la ciudad.
Entonces, el 21 de septiembre, una lluvia torrencial azotó la capital y sus
montañas circundantes continuamente durante más de treinta y seis horas.
Prácticamente toda la ciudad quedó bajo dos metros de agua.
A diferencia de otras inundaciones, las aguas no retrocedieron ni aún después de
cesar las lluvias.
La ciudad quedó sumergida durante cinco años, hasta 1634 Las calzadas que
llevaban fuera de la capital se derrumbaron, cortando los suministros de alimentos.
Todos, menos cuatrocientos de los residentes hispanos, estimados en ocho mil,
huyeron a comunidades situadas en el continente. Hasta treinta mil indios
perecieron ahogados, de hambre, por epidemias de tifoidea, pulmonía y peste.
Los pobladores restantes se instalaron
en los pisos superiores de edificios
abandonados por los españoles, o
vivieron en balsas y enormes canoas,
algunas de las cuales medían quince
metros o más. Los clérigos celebraban
misa desde los campanarios de las
iglesias, gritando oraciones a los fieles congregados en barcas. Las barriadas
indias, con sus moradas bajas de adobe y tallos de maíz, desaparecieron
arrastradas por el agua.
Página 5
Los españoles buscaron refugio en los pisos más altos de sus casas. La única
zona relativamente seca en la ciudad era la Plaza Mayor, sus edificios
gubernamentales circundantes y la catedral.
Surgió un serio interrogante en cuanto a abandonar o no la Ciudad de México y
construir una nueva capital en las costas occidentales del lago Texcoco. El
arzobispo, Francisco de Manso y Zúñiga, adujo que casi todos los edificios que
aún quedaban estaban tan gravemente dañados, que el costo de reconstrucción y
de futuras inversiones en controlar las inundaciones excedería los gastos de
fundar una nueva capital en otro terreno.
El rey Felipe IV accedió y en 1631 sugirió que las
autoridades coloniales empezaran a buscar otros
lugares para la capital. Pero al final el virrey, el
marqués de Cerralvo, fue influido por propietarios
que se resistían agriamente a la perspectiva de
perder sus bienes inmuebles urbanos, evaluados
moderadamente en cincuenta millones de pesos;
más del doble del valor de toda la plata exportada a
España en los cinco años anteriores.
Página 6
Se la denominó “isla de los perros” por los miles de animales hambrientos que allí
se apiñaban para escapar de las aguas. Describiendo la inundación, un cura
comparó la Ciudad de México con un navío que se hunde:
“Sus casas e iglesias, aunque de piedra, parecían más barcos que edificios
apoyados en tierra. Parecían flotar sobre las aguas, y como las naves anegadas, a
las que hay que bombear incesantemente, en las casas e iglesias el bombeo
continuaba día y noche”.
Un consejo de emergencia, convocado por el virrey Cerralvo, votó por mantener la
ciudad en su sitio e informó al rey que la escasez de mano de obra y los costos de
construcción hacían inviable trasladar la capital.
Página 7
4.- INUNDACIONES SIGLOS XV Y XVI Y EL FENOMENO DEL NIÑO
En 1449, durante el reinado de Moctezuma I, ocurrió una gran catástrofe cuando
las aguas de Texcoco “subieron tanto que toda la ciudad se inundó y sus
habitantes se retiraron a sus canoas y sus balsas sin saber qué hacer”.
El fenómeno natural llamado El Niño ha
sido documentado en diversos episodios
de lluvias torrenciales e inundaciones en
la costa norte del Perú, desde el siglo
XVI hasta el presente
En particular, hay amplia información para El Niño de los meses de febrero y
marzo de 1578, en que hubo lluvias casi sin interrupción durante 30 días, las
cosechas se perdieron, las acequias se rompieron y hubo inundaciones en los
actuales departamentos de Lambayeque y La Libertad.
Encontramos un documento de 1580, fecha en que se hizo una investigación
sobre las verdaderas consecuencias de las lluvias de 1578, a raíz de que los
caciques reclamaban la devolución de los tributos injustamente cobrados a los
indios de su jurisdicción. Los caciques sostenían que no se debía cobrar tributos
ese año, ya que la población se encontraba en la indigencia: el desastre natural
había asolado la región, donde normalmente no se presenta precipitación natural,
y la agricultura se suele realizar exclusivamente con riego artificial.
Las declaraciones de los testigos sugieren que los naturales estaban hasta cierto
punto preparados para enfrentar los cambios climáticos que se presentaban
periódicamente, pero que los episodios más graves trastornaban totalmente la
organización
social
y
económica
de
la
población.
Probablemente
las
consecuencias más graves del fenómeno El Niño, en el pasado como al presente,
hayan sido el corte de las comunicaciones por la rotura de puentes y la
destrucción de los caminos, con la consiguiente falta de auxilio a los grupos más
aislados.
Página 8
Los invito a que hagamos un repaso de algunos de los desastres naturales
más impactantes de dos mil años a la fecha.
5.- 2000 AÑOS DE DESASTRES NATURALES
EL VESUBIO
Sobre la bahía de Nápoles, en la planicie de Campania al sur de Italia se
encuentra el monte Vesubio, que para 1980 alcanzaba una altura de 1,280 m, cifra
que ha variado de acuerdo con las erupciones, los geólogos afirman que se
origino en el Pleistoceno hace unos 200,000 años.
Permaneció inactivo por mucho tiempo hasta la espectacular erupción del año 79
d. C., cuando sepultó a las ciudades de Pompeya y Stabiae con cenizas y
pequeños fragmentos de vidrio y piedra y a la ciudad de Herculano bajo un
lodazal. Los detalles de esta catástrofe fueron descritos por Plino el joven en dos
cartas dirigidas al historiador Tácito.
Página 9
5.1 EL VESUBIO 203, 472, 512, 787, 968, 991, 999, 1007 y 1036
Las erupciones continuaron hasta el siglo XVII, las más notables ocurrieron en
203, 472, 512, 787, 968, 991, 999, 1007 y 1036. La de 512 fue tan grave que
Teodoríco el Godo condonó los impuestos a los habitantes de la región.
El 16 de diciembre de 1631 se presentó otra más que acabó con todas las
poblaciones situadas en las laderas, murieron 3,000 personas, la lava llegó hasta
el mar y los cielos se oscurecieron durante días. A partir de entonces se modificó
el patrón eruptivo del volcán y se mantiene en actividad continua. Hoy día dos
millones de personas habitan las inmediaciones. Los especialistas estiman que el
riesgo es bajo.
Página
10
5.2 PORTUGAL
A principios del siglo XVIII Portugal
vivía en un auge económico sin
precedentes, gracias a la riqueza de
una de sus colonias más importantes,
Brasil, donde las plantaciones, las
minas de oro y la extracción de
diamantes
producían
elevados
ingresos.
La ciudad de Lisboa se beneficiaba especialmente de ese auge manifiesto en su
arquitectura y su vida social. La mañana del 1 de noviembre de 1775 las iglesias
se encontraban repletas de fieles que celebraban la fiesta de todos los santos.
Súbitamente dio comienzo uno de los terremotos más fuertes y más destructivos
que se han registrado en la historia moderna.
Dos grandes temblores se presentaron con un intervalo de 40 minutos.
La agitación de la corteza terrestre
provocó que las aguas del Río Tajo
salieran de cause e inundaran la
ciudad, mientras el fuego consumía la
parte posterior de las edificaciones.
Sus efectos colaterales produjeron un
devastador incendio que arrasó Lisboa y un tsunami que azotó las costas
portuguesas y zona del Golfo de Cádiz.
Aunque no existe un registro confiable se presume que murieron 30,000 personas
90,000 construcciones quedaron derruidas.
La atinada estrategia del primer ministro Sebastiano José de Carvalho (honorado
por ella con título de Marqués de Pombal) y la ayuda exterior hicieron que la
recuperación de la infraestructura urbana fuera muy rápida.
Página
11
5.3 VOLCAN KRAKATOA 1883
Al mediodía del 26 de agosto de 1883, en el volcán comenzó una de las
erupciones más espectaculares que tenga registrada la vulcanología. Todo inició
con una serie de fuertes movimientos en el suelo y una secuencia de estallidos en
cadena que se prolongaron a la mañana siguiente.
El 27 de agosto hubo tres explosiones de mayor intensidad entre las 5:30 y las
8:20, las cuales fueron el preludio de la gran explosión, ocurrida a las 10:02 de
aquel mismo día. Su fuerza fue tal que sería el equivalente a la de varias bombas
atómicas como las arrojadas en Hiroshima y Nagasaki, Japón.
Provocaron la muerte de casi 35,000 personas y ocasionaron grandes daños
materiales en las costas de Java y Sumatra. Cuentan que un barco militar europeo
apareció después en plena selva, a cuatro kilómetros de la costa, desplazado por
la sola fuerza del agua.
Página
12
5.4 GALVESTON 1900
18 de septiembre de 1900, un poderoso
huracán originado en las costas del Golfo de
México llegó a Galveston, Texas. Era un
sábado en la tarde, minutos antes las
familias jugaban en la arena, a la orilla del
mar. Nadie previó el peligro de la tormenta
que se acercaba. Cuando se percataron de
sus verdaderas dimensiones ya no estaban
en condiciones de ponerse a salvo.
Barrios enteros de la ciudad desaparecieron
mientras la población buscaba alguna forma
de protegerse del viento y del torrente de
agua. Las aguas se llevaban las casas a
pedazos
a
una
velocidad
inverosímil,
personas y animales morían en la calle.
La labor de las brigadas de rescate permitió
salvar la vida de algunas que se hallaban entre los escombros. Ese día fallecieron
más de 8,000 hombres y mujeres, y las pérdidas materiales resultaron muy
cuantiosas. La tormenta siguió su curso y para el 13 de septiembre llegó a su fin
en Siberia, tras un recorrido por el Océano Atlántico.
Después del huracán más terrible en los
primeros años del siglo XX se construyó una
barrera a la orilla de la costa como medida
preventiva. Galveston regresó poco a poco a
la normalidad, pero conserva hasta la fecha
la memoria del huracán, el desastre natural
que ha cobrado más vidas en Estados
Unidos.
Página
13
5.5 PAKISTAN
13 de noviembre de 1970 en Pakistan occidental actual (Bangladesh) sufrió los
efectos del ciclón Bhola, uno de los más devastadores del siglo XX La noche del
día anterior en la bahía de Bengala el ciclón se aproximaba a la costa de la región.
Los vientos soplaban a una velocidad de los 120 kilómetros por hora y se
combinaron con una fuerte marea que se elevó hasta 6 metros. De esta forma las
aguas llegaron con fuerza a una zona poblada, donde la mayor parte de la gente
dormía.
En su gran mayoría los habitantes murieron ahogados. Según las cifras estimadas
fallecieron 500 000 personas y desaparecieron 100 mil mas.
Las mayores pérdidas y daños materiales ocurrieron en islas menos elevadas del
Delta del Ganges. La más afectada fue la isla de Bhola, donde murieron miles y
desaparecieron casi por completo los pueblos de Charfasson y Tazamuddin
mientras Chittagong padeció serios daños. En general la Bahía de Bengala es un
punto muy vulnerable a los desastres naturales a finales de abril un ciclón costó la
vida de 13,000 personas.
Página
14
6.- DESASTRES NATURALES EN AMERICA LATINA
6.1 LA PLATA 1902, 1982 y 1988
Las inundaciones en el sistema Paraná-La
Plata en 1902, 1982 y 1988
6.2 COLOMBIA
En 1970, en Colombia
6.3 BRASIL
1974, en Tubarão, Brasil.
Los deslizamientos en Río de Janeiro, en 1996; en el
Huascarán,
6.4 PERU
Perú, en 1970;
6.5 ECUADOR
Quito, en 1983.
El costo de los desastres naturales en América
Latina en el último siglo se puede estimar cercano
al medio millón de víctimas o 5,000 por año.
Página
15
6.6 NICARAGUA
En 1972, un sismo que destruyó casi por
completo la ciudad de Managua.
6.7 MARTINICA
Las erupciones volcánicas del Pelée en Martinica, en 1902;
6.8 BRASIL
El 28 de marzo DE 2004 un huracán categoría I
golpeó la Costa de Brasil unos 800 Kilómetro al
Sur del Río de Janeiro, fenómeno que tomó por
sorpresa a todos los científicos del mundo,
pues en esa zona del atlántico jamás se habían
originado ese tipo de meteoros, debido a los
fuertes vientos verticales que impiden la formación de un remolino. El Huracán fue
bautizado Catarina porque toco tierra en el estado de Santa Catarina y la causa
que lo originó aún son objeto de controversia.
Página
16
6.9 CHILE 1960
El siglo XX fue testigo de numerosas catástrofes en América Latina, entre la
cuales se puede mencionar los sismos de 1960 en Chile, con la mayor magnitud
registrada en América, de 9.5.
Página
17
7.- VOLCANES Y TERREMOTOS EN MÉXICO
El Chichón en México, en 1982.
Erupción del Nevado del Ruiz, en 1985.
7.1 CIUDAD DE MÉXICO
En 1985, Sismo en la ciudad de México
En el periodo 1947-1980 hubo 1’222,298
víctimas en el mundo entero, de las cuales,
100,000 aproximadamente corresponden a
América Latina. Tal cifra representa 8% del
total, equivalente a la proporción de la
población de América Latina con respecto a la
total del globo en 1981, que ascendía a 4,567
millones de habitantes, 370 millones de los cuales vivían en América Latina
Página
18
8.- DESASTRES EN ASIA EUROPA Y NORTE AMERICA
8.1 CHINA
Las inundaciones en China, en 1998, afectaron a 250 millones de personas.
8.2 EUROPA CENTRAL
Las inundaciones en Europa central,
8.3 EUROPA OCCIDENTAL
En 1997, en Europa occidental,
8.4 MISSISIPI (1993)
En 1999, y del Misisipi,
En 1993, mismas que rompieron el récord del siglo XX.
8.5 ANGELES CALIFORNIA
Los terremotos de Los Ángeles, en 1994,
8.6 JAPON
El de Kobe, en 1995. Éste último año dejó los daños materiales anuales mayores
en la historia de la humanidad: 120,000 mdd..
Página
19
8.7 TSUNAMI
El 26 de diciembre 2004 ocurrió un terremoto en el océano índico que produjo un
tsunami con un saldo de 200 000 muertos, el cual se considera uno de los
mayores desastres de la historia moderna.
El terremoto se originó al norte de la isla Simeulse, en la costa occidental de
Sumatra del norte. Los especialistas afirman que su magnitud fue de 9.3 en la
escala Richter, la mayor de un terremoto en 40 años.
El tsunami devastó las costas de Indonesia, Sir
Lanka, el sur de la India, Tailandia, y otros países
con olas que llegaron a medir hasta 30 metros.
También afectó la costa oriental de África, en Port
Elizabeth, Sudáfrica, Localidad Situada a 8,000
kilómetros del epicentro, murieron cientos de
personas. La cifra de muertos no es del todo
precisa, pues se siguen rescatando numerosos
cuerpos de las aguas. La ayuda internacional
previno el riesgo de la hambruna y las epidemias.
El tsunami generó daños psicológicos a los
sobrevivientes. Muchos reportan ver los fantasmas
de los turistas extranjeros que vacacionaban en la
zona.
Algunos grupos religiosos afirman que fue un
castigo divino por el turismo sexual
y otras
actividades "pecaminosas" en el sudeste asiático,
a pesar de que algunas de las áreas afectadas
viven bajo una estricta norma islámica.
Como un rasgo curioso el tsunami ayudó a descubrir las ruinas de una ciudad
perdida durante 1,200 años, Mahabali-puram, en la costa sur de India.
Página
20
9.-ALGUNAS ESTADISTICAS, DATOS PARA REFLEXIONAR
9.1 CICLONES POR DÈCADA EN MÈXICO
Página
21
9.2 IMPACTOS DE CICLONES TROPICALES POR MES DE 1970 - 2006
Página
22
9.3
LOS
DESASTRES
MÁS
COSTOSOS
INUNDACIONES,
TERREMOTOS, TORMENTAS DE VIENTO, SEQUIIAS, INCENDIOS
FORESTALES, DESASTRES NO NATURALES (INCLUYE ACCIDENTES
AÉREOS
E
INDUSTRIALES),
TEMPERATURAS
EXTREMAS,
AVALANCHAS Y DESLIZAMIENTOS, ERUPCIONES VOLCÁNICAS,
PLAGAS Y OLAS GIGANTES.
Página
23
9.4 UN RECUENTO DE LOS DAÑOS
Página
24
9.5 NOTAS PERIODISTICAS
Página
25
Página
26
Página
27
Página
28
Página
29
Página
30
Página
31
Página
32
Descargar

1.- CANCUN Y EL SURESTÉ MEXICANO Cancún después de