DISCURSO DEL GOBERNADOR SERGIO URRIBARRI A LA ASAMBLEA LEGISLATIVA DE LA PROVINCIA
DE ENTRE RIOS
PARANA, 15 DE FEBRERO DE 2009
Acceso pavimentado a Puerto Ibicuy desde ruta 12. En construcción. Inversión 61 millones.
Camino productivo Las Delicias-Racedo-María Luisa. Terminada. Inversión 6 millones.
Ruta 39 entre Tala y Concepción del Uruguay. En ejecución. Inversión 143 millones.
Ruta 22. En ejecución. Inversión 6 millones.
Ruta 11 Doll-Victoria. En obrador. Inversión 40 millones
Acceso a Puerto Diamante por Strobel. En ejecución. Inversión: 12 millones.
Nuevos accesos a Villa Urquiza y Hernandarias. Iniciándose. Inversión 44 millones.
Ruta 16 entre Gualeguaychú-Larroque-Gualeguay. Iniciándose. Inversión 74 millones.
Ruta 26 Nogoyá-Victoria. Inicia en abril. Inversión 95 millones.
Acceso norte a Villaguay. Inicia en abril. Inversión 28 millones.
Nuevos accesos a San Benito, Sauce Pinto y Colonia Avellaneda. Comienza en abril Inversión 15
millones.
Nueva calle Blas Parera tramo Acceso Norte-Toma Vieja en Paraná. Inaugurada la semana pasada.
Inversión 6.2 millones.
Camino del Condor entre San Salvador y Villaguay 18 kilómetros de ripio. Se Pedía desde hace 30
años.
Camino Colonia Celina 13 km de ripio. Terminado. Se pedía hace 20 años.
Acceso a curtiembre por Camino del Medio 10 kilómetros. Broza y ripio. En obra. Se pedía desde
hace 25 años.
Nueva Ruta 35 Seguí-Ruta 18. 18 km de de asfalto. Se hace por administración. Obra insignia de la
recuperación de la Dirección Provincial de Vialidad. Se pedía desde hace 40 años. Hoy está en
plena ejecución. Inversión 30 millones de pesos.
Hicimos 30 kilómetros con riego químico lo que ha tornado transitables los caminos del campo
aún con lluvia. Y tenemos que tratar de hacer muchos más.
Acceso a villa Domínguez 7 kilómetros camino de broza y ripio. En obra.
Ruta 2 Entre Chajarí y Los Conquistadores. Terminada. Inversión 12 millones.
Inversión en transporte y distribución de energía. 52 millones.
Inversiones comprometidas en energía 2009-2010: 250 millones de pesos mediante préstamo del
BID para el cual la provincia calificó previamente.
Y así podría seguir con obras y obras realizadas, en ejecución y a ejecutarse en el cortísimo plazo.
La verdad que la lectura aburre. Pero cómo explicarlas si no.
Son obras hechas sobre la base de un trabajo político y económico de magnitud que consideramos
será valorado en su justo momento por los ciudadanos entrerrianos de las ciudades y el campo.
Obras que se están haciendo y gestionando con una velocidad y corrección tal…que …habilitan a
nuevas obras.
Pero no es sólo eso…
595 jóvenes recibieron sus títulos de grado en UADER
22.000 estudiantes, 1000 más que en 2007, recibieron su beca de estudios que los ayuda a
mantenerse en el sistema.
Achicamos la deuda pública en 300 millones de pesos. Hoy la deuda equivale al 65 % de los
recursos corrientes. En el 2002 ese nivel estaba en el 250 %.
Lo que quiero decirles es, que en el peor año de los que se tenga memoria, con un conflicto con
el campo que nos paralizó 6 meses, con conflictos salariales, con una sequía de espanto y con la
peor recesión mundial de la historia del capitalismo…hemos tenido una provincia que ha
crecido…que se ha mantenido dinámica…creíble…fresca…vivible.
Eso se ve en las obras que les he contado
Se ve en cada rotonda y acceso iluminado…
En cada una de las 17 escuelas nuevas que estamos levantando.
Se ve en los miles y miles de personas que vacacionan en la provincia hasta colocarnos como
tercer destino turístico en el país, un hito increíble. Y creceremos más cuando la autovía sobre la
ruta 14 terminada nos ponga más cerca del área metropolitana.
Se ve en la próxima inauguración de una planta láctea en el Parque Industrial de Paraná.
Se ve en la próxima inauguración de una planta láctea en el Parque Industrial de Paraná. Eso se ve
en una fábrica de origen española que se inaugurará en abril en Cerrito. Eso se ve en cada una de
las iniciativas que toma el sector privado.
¿Porqué arriesgar en una provincia sin futuro? Entre Ríos tiene futuro y uno de los mejores del
país. Todo esto lo gestiona el gobierno y estamos tremendamente orgullosos pero en definitiva lo
estamos haciendo los entrerrianos juntos y eso debe darnos fuerza y confianza a todos.
Los pesimistas preguntan por los problemas. Y es lógico, debemos admitir que tenemos
problemas, el mundo los tiene. Estados Unidos perdió 600.000 empleos en un mes. Nissan anuncia
20.000 despidos para este año. En España hay 6.000 nuevos desocupados por día. La General
Motors cierra nueve plantas en Estados Unidos. Los millonarios en algunos lugares del norte se
suicidan. Los bancos más fuertes del mundo ruegan que los gobiernos los salven. En Brasil la
producción de autos cayó un 60 %. China, que era la locomotora del mundo, hoy va a paso de
hombre.
Sin lugar a dudas es una crisis sin precedentes, con una característica adicional: su aparición
sorpresiva y una velocidad de avance que dificulta adaptaciones graduales. El mundo tal como lo
conocemos está tambaleando y en ese mundo – y no en mundo de ensueño- estamos los
entrerrianos.
¿Qué debemos hacer?
Primero, ser positivos, tratar de ver siempre el vaso medio lleno. Y seguir llenándolo con buenas
acciones, con buenas obras, con inversión, con trabajo y con actitudes constructivas.
Segundo, ser responsables, no mentir, no jugar a la demagogia, no jugar al desgaste.
Tercero, ser justos a la hora del esfuerzo porque debemos tirar del carro todos igual. Los que más
tienen son los que más deben esforzarse.
Cuarto, paciencia porque ni en Entre Ríos ni en el mundo existe la magia. Y quinto, no todos son
problemas.
Digo esto porque a pesar de toda la situación que relataba en este primer año de gestión 87
bandas de gurises entrerrianos de toda la provincia se inscribieron en el concurso Artesol para
jóvenes artistas.
Más de 5.000 niños de 19 ligas de futbol de 15 ciudades jugaron organizadamente al fútbol en
Entregol.
Por primera vez una compañía del teatro nacional Cervantes pisó las tablas en Concepción del
Uruguay y Concordia. Y en pocos días comienza un casting para una obra con actores
entrerrianos que recorrerá el país.
Digo que no todos son problemas porque más de 8.000 jóvenes pasaron por talleres de
orientación vocacional en Concordia. Porque miles de comprovincianos concurrieron a los cientos
decursos de capacitación laboral que se dictaron en toda la provincia.
La Secretaría de Medio Ambiente de la provincia junto con bioingenieros entrerrianos fabricaron y
colocaron boyas paramétricas para control de calidad del agua en los ríos que envían a internet
alertas tempranas de contaminación”, agregó.
33 Centros de Integración Comunitaria funcionan en la provincia y son un orgullo para todos: allí
no mandan los funcionarios, manda la gente. Los voluntarios se organizan y el Estado los
acompaña. Gracias a todos los voluntarios por ayudarnos.
No todos son problemas porque recuperamos más de 380 kilómetros de vías de ferrocarril. El
Estado provincial, que es parte en 5600 causas judicial, hoy, después de un enorme trabajo, están
ordenadas, bajo conocimiento, supervisión y control. Y por primera vez en 25 años se está
haciendo un relevamiento de todas las propiedades públicas en el borde costero que va desde el
Túnel Subfluvial hasta la zona de bañados en la ciudad de Paraná. Es el trabajo previo necesario
para que el Estado pueda reclamar lo que corresponde ante apropiaciones indebidas.
Tuvimos una sequía atroz, inédita para nuestra generación, pero gracias a las reservas de capital
que los productores entrerrianos han podido acumular en estos últimos cinco años y medio, más
las ayudas oficiales con las que el Estado nacional y provincial han acudido, la provincia conserva
su capacidad productiva intacta y lista para salir al mundo ante la próxima oportunidad.
Nuestro gobierno de dignidad nacional en estos últimos cinco años y medio, basado en un modelo
de acumulación con una matriz bien diversificada, produjo como consecuencia inmediata el
aumento de la producción agropecuaria, el aumento de las exportaciones, el aumento del
consumo popular, la generación de más de 3 millones de puestos de trabajo, la dignificación de
nuestros salarios.
Por eso, y como manifestaron en forma orgánica los productores en todas las audiencias de los
últimos 10 días, la capacidad productiva del sector agropecuario entrerriano está intacta. Y este
Estado provincial, junto al gobierno nacional, con el apoyo de los intendentes y los legisladores,
pondremos nuevamente al sector agropecuario entrerriano al tope de la producción argentina.
Gracias a la buena administración pudimos otorgar aumentos salariales muy por encima de la
inflación a los trabajadores estatales, principalmente a los docentes. Días atrás un informe del
sector privado pone a Entre Ríos como una de las tres provincias que más aumentó a los
trabajadores docentes: un 77 por ciento del básico en un solo año. No pagamos los sueldos que
quisiéramos, pero estamos muchísimo mejor en ese aspecto.
1.300 productores se inscribieron y trabajan en el marco del Plan Ganadero, garantizándose
mutuamente sus préstamos y 2.512 productores aceptaron los subsidios por sequía y estamos a
pocos días de cristalizar un acuerdo que le va a le va a dar financiamiento para capital de trabajo,
vía Banco Nación, a más de 6.000 productores agropecuarios asociados en cooperativas que
atendimos tres veces en una semana.
A través de Sidecreer los comercios provinciales facturan promedio 25 millones de pesos por mes.
Estamos muy cerca de presentar el portal digital educativo entrerriano, una herramienta de
importancia extraordinaria que contendrá en una web todos los contenidos pedagógicos, servicios
para docentes alumnos y familias y concentrará toda la información administrativa del Consejo
General de Educación.
200 oficiales de policía están estudiando en la Uader y deben superar los cursos para aspirar a ser
ascendidos.
Líneas Aéreas de Entre Ríos (LAER) transporta con un solo avión un promedio de 1.200 pasajeros al
mes.
En estos mismos momentos se están invirtiendo 150 millones de pesos en edificios escolares entre
nuevos, ampliaciones y reparaciones. Vamos hacia modelos más eficientes para el
mantenimiento.
Estamos invirtiendo 51 millones de pesos en obras de recuperación barrial para nuestros
hermanos más humildes mediante los programas Promeba.
Se terminaron las planillas a mano y los cupones de papel en los sistemas asistenciales. Cada
ciudadano asistido tiene su tarjeta y le da a ella su destino correcto.
Estamos dando los primeros pasos para conectar todas las bases de datos digitales del gobierno y
digitalizar otras bases críticas. Eso hará al estado más transparente, más inteligente y mejor
conectado con el ciudadano.
Con estas noticias quiero darles pinceladas, mostrarles fotos de lo que hacemos los entrerrianos.
Si me preguntan si tenemos problemas derivados del temblor mundial. No lo niego. Y digo que sí.
Por ello es que hay que asumir una actitud prudente, pero proactiva. Ser positivos. Seguir
haciendo. No detener el trabajo ni la inversión. Los problemas no se resuelven agravándolos. Sino
con espíritu y actitud para superarlos y no para enredarse cada vez más en ellos.
Dije en mi campaña que nadie era más importante que todos nosotros juntos. Y en situaciones
difíciles como las que atravesamos, eso vale más todavía. Tengo plena confianza en que los
legisladores de esta provincia, del oficialismo y de la oposición, y los intendentes del oficialismo y
la oposición, que juntos trabajaremos no sólo para salir adelante, sino para hacer que Entre Ríos
sea una de las mejores provincias del país.
En las crisis hay que saber distinguir los intereses superiores. El bien común por sobre los intereses
sectoriales o individuales. Esta situación que nos deriva de un mundo capitalista en escombros
nos pone y los pone a ustedes señores legisladores ante un verdadero dilema moral: montarse en
los reclamos sectoriales que también suelen ser justos o acompañar un proceso que persigue el
bien común en el marco de fuertes restricciones.
Descontamos desde ya la actitud constructiva de esta legislatura. Y lo hacemos porque los
ciudadanos entrerrianos no esperan otra cosa de sus legítimos representantes.
En estos momentos estamos casi bajo un proceso de intimidación pública por el reclamo de un
incremento salarial de un sector de la administración pública. Se trata de momentos muy
complicados para toda la sociedad argentina. Y ante la negativa del gobernador adoptan actitudes
intimidatorios.
Son momentos de privilegiar los puestos de trabajo antes que los aumentos de sueldos. Tomen
conciencia, no es una excusa del gobierno ni de los patrones privados, es una realidad del mundo
en que vivimos. Por otra parte, ni los violentos, ni las presiones facciosas van a doblegar a un
gobierno que privilegia el interés común.
No me interesa quedar bien con tal o cual sector. Me interesa quedar bien con todos los
trabajadores y con toda la comunidad entrerriana en general. Debemos cooperar y mantener la
tranquilidad.
En este contexto las circunstancias particulares quedan necesariamente en un segundo plano
porque todos los destinos de los entrerrianos están ligados.
Concretamente, los trabajadores y funcionarios del Estado entrerriano deben asumir que durante
un tiempo, hasta que se normalice la actividad económica, deberán trabajar por salarios similares
a los actuales, y quien no trabaje – como es lógico en cualquier lugar del mundo – no recibirá su
paga proporcional. Esto incluye los paros, las denominadas retenciones de servicios y otras
modalidades de no contraprestación laboral.
Este gobierno justicialista garantiza la plena vigencia del derecho a huelga y de peticionar ante las
autoridades, al igual que la voluntad permanente de diálogo y entendimiento.
A los dirigentes les digo que son momentos de conducir más que momentos de reclamar. El reflejo
demagógico debe ser controlado por el interés del conjunto. La situación ha cambiado
abruptamente.
Hemos tenido un año extraño, difícil, conflictivo, rematado con una sequía atroz y una recesión
que conmueve a todos rincones del mundo. Aún así podemos exhibir con orgullo un conjunto de
obras y acciones que han abandonado los planos para convertirse en la más concreta realidad.
Obras con las que ustedes se topan cada vez que vuelven a sus pueblos y ciudades.
A pesar de las vicisitudes, nuestra gestión ya empieza a hablar por sí sola. Y eso es bueno para
todos. Porque es bueno para Entre Ríos que Entre Ríos tenga buenos gobiernos. Pero no soy necio.
Se que aún faltan muchas cosas por hacer y otras tantas por corregir… que no ignoramos.
Pero sobre la base de esa credibilidad ganada a fuerza de realizaciones concretas pido de ustedes
y de todos los ciudadanos de la provincia el mayor compromiso y responsabilidad con esta tierra
que tanto amamos para poder continuar por esta senda de vitalidad que fortalece la vida de los
entrerrianos.
Como fuera de protocolo -si me permiten- quiero recordarles que estamos próximos a los
llamados a licitación para el nuevo sistema de ingresos viales a Paraná con obras urbanas en el
acceso sur a la ciudad; la recuperación del area de Bajada Grande y el nuevo hospital de Paraná.
Y también les confirmo que mañana firmamos el acuerdo con Presidencia de la Nación para la
segunda etapa del programa de Reparación Histórica que van a implicar obras pequeñas en los
municipios entrerrianos. Arrancamos con licitaciones de obra en marzo por 300 millones de pesos
como la primera etapa de un plan de 1600 a ejecutarse en dos años. Y por ello es que todos los
intendentes entrerrianos, peronistas, radicales y vecinalistas estarán presentes en dicho acto.
Porque esto es para todos los entrerrianos.
Se los digo porque pienso que es muy importante que nos demos fuerza entre todos. Y las buenas
noticias ayudan. Ahora sí, muchas gracias.
Descargar

DISCURSO DEL GOBERNADOR SERGIO URRIBARRI A LA ASAMBLEA LEGISLATIVA DE... DE ENTRE RIOS PARANA, 15 DE FEBRERO DE 2009