Corpoica
Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria
MODULO DEL CULTIVO DE
MELÓN
MANUEL PINTO ZAPATA
I.A. MSc. FITOTECNIA
NELSON GUZMÁN ROZO
INGENIERO AGRÍCOLA
CESAR BAQUERO MAESTRE
I. A. MSc. SUELOS
NICOLÁS REBOLLEDO PODLESKI
I. A. C. I. CARIBIA - CORPOICA
ALBERTO PÁEZ REDONDO
I.A. MSc. FITOPATOLOGÍA
Líder del proyecto: MANUEL PINTO Z.
I.A. MSc. FITOTECNIA
TABLA DE CONTENIDO
MODULO DEL CULTIVO DE MELÓN
CARACTERÍSTICAS GENERALES DEL CULTIVO DE MELÓN
INTRODUCCIÓN....................................................................................... 7
CONDICIONES CLIMÁTICAS PARA EL CULTIVO DEL MELÓN............ 7
SUELOS................................................................................................... 8
CARACTERÍSTICAS DE LA PLANTA...................................................... 8
PROCESO DE FLORACIÓN .. ................................................................. 9
POLINIZACIÓN.......................................................................................... 9
MADUREZ DE LOS FRUTOS................................................................... 10
MADURACIÓN........................................................................................... 10
PRÁCTICAS AGRONÓMICAS PARA EL CULTIVO.................................. 10
Preparación del terreno.............................................................................. 10
Métodos de preparación del suelo.............................................................. 10
Siembra...................................................................................................... 10
Raleo........................................................................................................... 11
Riego de siembra........................................................................................ 11
Fertilización................................................................................................. 12
CONTROL DE MALEZAS...........................................................................12
Control manual............................................................................................ 13
Control químico........................................................................................... 13
ENFERMEDADES...................................................................................... 13
Mildeo velloso ............................................................................................ 13
Mildeo pulverulento.................................................................................... 13
Marchites por fusarium Oxysporumy por Rhyzoctonis sp......................... 14
Virosis......................................................................................................... 14
Bacteriosis................................................................................................... 14
PLAGAS DEL MELÓN.............................................................................. 14
Gusanos perforadores Diaphania nilidalis (Stoll), (Lepidoptera–Pyralidae)14
Moscas de la fruta Anastrepha sp (Díptera – Tephritidae)........................ 14
Minador o dibujante Lyriomyza sp............................................................. 15
2
El género tetramychus de los ácaros....................................................
15
Mosca blanca.........................................................................................
15
Pulmón del algodonero Aphis Gossypii ................................................
15
Los nematodos......................................................................................
15
VARIEDADES........................................................................................
16
Edisto 47................................................................................................
16
Hales Best y Hales Jumbo.....................................................................
16
Am Dew Improved……………………………………………………………
16
El tipo criollo…………………………………………………………………
16
Híbrido excelsior...................................................................................
17
COSECHA Y POSCOSECHA................................................................
17
RIEGO EN EL CULTIVO DE MELÓN
INTRODUCCIÓN....................................................................................
19
REQUERIMIENTOS AGROECOLOGICOS PARA SU CULTIVO...........
19
Clima........................................................................................................
19
Suelos......................................................................................................
20
Suministro y necesidad de agua..............................................................
20
Absorción de agua...................................................................................
20
MÉTODOS DE RIEGO............................................................................
21
RIEGO POR SURCOS............................................................................
21
Ventajas...................................................................................................
21
Desventajas.............................................................................................
22
Manejo del riego....................................................................................... 23
RIEGO POR GOTEO............................................................................... 23
Ventajas.................................................................................................... 23
Desventajas.............................................................................................
24
BIBLIOGRAFÍA
LA FERTILIZACIÓN Y SU IMPORTANCIA EN EL CULTIVO DE MELÓN
INTRODUCCIÓN....................................................................................
28
EXIGENCIAS EDÁFICAS.......................................................................
28
EXIGENCIAS NUTRICIONALES............................................................
29
EXTRACCIÓN DE NUTRIENTES...........................................................
30
3
ACCIÓN DE LOS NUTRIENTES.............................................................
30
Nitrógeno.................................................................................................
30
Fósforo....................................................................................................
31
Potasio ...................................................................................................
31
Azufre....................................................................................................... 31
Calcio.......................................................................................................
32
Magnesio.................................................................................................
32
Hierro.......................................................................................................
32
Manganeso..............................................................................................
32
Cobre.......................................................................................................
33
Zinc..........................................................................................................
33
Boro.........................................................................................................
33
EVALUACIÓN DEL ESTADO NUTRICIONAL DEL MELÓN................... 33
Análisis químico del suelo.......................................................................
33
Análisis de tejido foliar.............................................................................
34
Fertilización..............................................................................................
34
BIBLIOGRAFÍA
PLAGAS EN EL CULTIVO DE MELÓN
INTRODUCCIÓN. ...................................................................................
37
OBJETIVOS.............................................................................................. 38
General..................................................................................................... 38
Específicos................................................................................................ 38
MASTICADORES DE FOLLAJE Y DE FRUTOS..................................... 39
Ciclo de vida y hábito de la plaga.............................................................. 39
Monitoreo.................................................................................................... 41
Control........................................................................................................ 41
MOSCA BLANCA....................................................................................... 43
Ciclo de vida y hábito de la plaga.............................................................. 44
Monitoreo................................................................................................... 47
Control....................................................................................................... 47
MÉTODOS FÍSICOS Y AGRONÓMICOS ................................................. 48
Resistencia y tolerancia ............................................................................. 49
4
MÉTODOS QUÍMICOS .............................................................................. 49
MÉTODOS BIOLÓGICOS ..........................................................................49
MÉTODOS DE LUCHA INTEGRADA......................................................... 52
CONCLUSIONES Y RECOMENDACIONES.............................................. 52
BIBLIOGRAFÍA
ENFERMEDADES DEL CULTIVO DE MELÓN (Cucumis melo L.)
JUSTIFICACIÓN......................................................................................... 55
PATOLOGÍA DEL CULTIVO DE MELÓN (Cucumis melo L.)..................... 55
ENFERMEDADES FUNGOSAS................................................................. 56
Pudriciones radiculares.............................................................................. 56
HONGOS DEL FOLLEJE........................................................................... 57
Mildeo velloso o mildeu............................................................................... 57
Manejo....................................................................................................... 57
Mildeo polvoso o cenicilla.......................................................................... 58
Manejo....................................................................................................... 59
HONGOS DEL FOLLAJE Y FRUTOS ...................................................... 59
Antracnosis ............................................................................................... 60
Manejo....................................................................................................... 60
Manchas de alternaria............................................................................... 61
Manejo....................................................................................................... 61
ENFERMEDADES VIRALES...................................................................
61
Manejo.....................................................................................................
62
DAÑOS CAUSADOS POR NEMATODOS................................................ 62
Manejo ...................................................................................................... 63
PROBLEMAS NO PARASITARIOS ......................................................... 63
BIBLIOGRAFIA
5
Corpoica
Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria
CARACTERÍSTICAS GENERALES
DEL CULTIVO DE MELÓN
MANUEL PINTO ZAPATA
I.A. MSC. FITOTECNIA
6
INTRODUCCIÓN
El melón es un cultivo tradicional en el departamento del Magdalena en
regiones de los municipios de Sitionuevo, Remolino, Salamina, Piñón y Zona
Bananera, su explotación se realiza con el empleo de una baja tecnología, por
lo cual sus rendimientos son bajos y siembran la variedad tradicionalmente
llamada “melón criollo”.
Estas zonas son consideradas potenciales para el
desarrollo de este cultivo, debido a las condiciones agroecológicas propias
para el establecimiento de esta especie.
El presente proyecto está fundamentado en suministrar al pequeño y mediano
productor la tecnología en la producción de este, con el empleo de una
metodología, la cual incurre una parte del conocimiento en forma teórica y otra
parte práctica.
La capacitación está organizada en módulos en los siguientes aspectos:
Aspectos
generales
enfermedades,
del
plagas,
cultivo,
importancia
aspectos
del
empresariales,
riego,
fertilización,
económicos
y
organizacionales, con los propósitos que al terminar la capacitación, los
productores adopten en un alto porcentaje esa tecnología.
CONDICIONES CLIMÁTICAS PARA EL DESARROLLO DEL CULTIVO DE
MELÓN
La planta del melón necesita para una buena producción, condiciones
adecuadas de clima que le sean apropiados, tales como una temperatura
comprendida entre 23°C y 30°C y un ambiente seco menor que un 70% de
humedad relativa, con un máximo de 75%.
7
Con condiciones de temperaturas altas y menor humedad relativa se aumenta
la calidad de fruto, lográndose más aroma y azúcares, y además, se presentan
condiciones que disminuyen la presencia de enfermedades.
Suelos
El melón puede cultivarse en diferentes tipos de suelos, pero los mejores
suelos para su siembra son suelos francos, con buena fertilidad y buen drenaje,
tanto interno o superficial los suelos que presentan mal drenaje o muy
arenosos no son los adecuados para este tipo de cultivo por los riesgos de
inundaciones y sequías, respectivamente.
El Ph del suelo debe estar comprendido entre 6 y 7, el melón es sensible a
suelos ácidos, pero se ha mostrado algo tolerante a suelos salinos.
CARACTERISTICAS DE LA PLANTA
La planta de melón presenta un tallo herbáceo y que puede ser velloso,
rastrero o trepador, ayudado por sus zarcillos, en número de cuatro o cinco,
estos tallos producen ramas secundarias y éstas las terciarias.
La planta desarrolla abundantes raíces fibrosas, con un crecimiento rápido
entre 30 a 40 cm del suelo, donde alcanzan su mayor densidad.
Las hojas, normalmente vellosas, con de tamaño y forma muy variadas:
Enteras, por lo general presentan cinco puntos o lóbulos redondeados con
bordes lisos o dentados.
Las flores son de color amarillas y pequeñas, pueden presentar flores
monoicas (masculinas y femeninas, separadas y en el mismo tallo).
8
Flores andromonoicas (masculinas y hermafroditas o portadoras de órganos
masculinos y femeninos).
La mayoría de las especies cultivadas pertenecen al grupo de las
andromonoicas.
Los melones Cantaloupe presentan este tipo de disposición de las flores. Los
melones criollos presentan los tres tipos de flores en la misma planta.
PROCESO DE FLORACIÓN
Las flores masculinas aparecen antes que las femeninas, agrupadas en
inflorescencias (grupos), de tres a cinco flores, en los nudos del tallo y nunca
en los nudos donde se encuentre una flor femenina o una flor hermafrodita, que
por su parte, se presentan en solitario en el extremo de unos pedúnculos cortos
y vigorosos que brotan en el primero o segundo nudo de las ramas del fruto.
Estas ramas de fruto pueden alargarse y dar numerosas flores masculinas y
una o dos flores femeninas. La planta produce más flores masculinas que
femeninas, y la proporción de flores masculinas, femeninas o hermafroditas
varía, especialmente, con las condiciones del clima (luz y temperatura).
POLINIZACIÓN
La polinización del melón se debe principalmente a la acción de los insectos,
entre ellos tenemos las abejas y abejorros.
La polinización se produce
después de las 24 horas que necesita el tubo polínico para llegar al ovario. Es
importante colocar colmenas para producir una buena polinización y prevenir la
producción de frutos deformes.
9
MADUREZ DE LOS FRUTOS
Estos alcanzan su madurez en condiciones favorables de cultivo, a los 45 días
de su fecundación, presentando un tamaño variable que depende de la
variedad.
MADURACIÓN
Los frutos del melón presentan un aspecto variado, de acuerdo al tipo y a la
variedad, así lo mismo que el color de su pulpa.
PRACTICAS AGRONOMICAS PARA ELCULTIVO
1. Preparación del Terreno:
consiste en preparar una cama adecuada, libre de malezas y otros tipos de
plantas para que la semilla pueda germinar sin competencia y la planta se
desarrollo en condiciones normales en todo su ciclo.
2. Métodos de Preparación del Suelo
EL suelo puede prepararse con el empleo de maquinaria, en aquellas zonas
con mayor desarrollo tecnológico y con métodos manuales como el empleo de
azadones, rastrillos, palas, machetes, en las zonas de explotación tradicional
del cultivo, donde la tecnología es baja.
3. Siembra
La siembra se hace directamente en el campo, también se pueden sembrar las
10
semillas en bolsas de polietileno y después de 14 días de germinados se
trasplantan en el campo, con éste sistema se puede disminuir el control de
malezas.
Para la siembra se emplean camas o eras de 1.60 m de ancho, la distancia
entre planta puede ser de 50 a 75 cm, dependiendo de la variedad y
condiciones del suelo, en cada sitio de siembra se pueden colocar entre tres o
cuatro semillas dependiendo si es variedad, en caso de semilla híbrida, cuyo
valor es mayor, se colocan dos semillas por sitio.
4. Raleo
Cuando las plantas tengan el primer par de hojas verdaderas se practica el
raleo, dejando dos plantas por sitio, cuando se han sembrado de tras a cuatro;
una o dos por sitio, cuando se han sembrado dos plantas por sitio de acuerdo
al desarrollo de éstos.
Para que haya una mejor germinación se usa como practica remojar las
semillas por un tiempo de dos a cuatro horas antes de la siembra.
La
germinación se produce entre cuatro a ocho días después de la siembra.
5. Riego de Siembra
Es importante practicar un riego antes de la siembra en aquellas zonas donde
el riego es por gravedad para observar la distribución del agua a través de los
surcos, para que llegue a los sitios marcados para la siembra, lo mismo se
debe realizar cuando el riego es por goteo para examinar el correcto
funcionamiento del sistema de riego.
11
En nuestra zona de capacitación dado que el cultivo se realiza sin aplicación de
riego, es importante conocer la época de siembra para no sembrar en el tiempo
donde la humedad del suelo ha disminuido
de tal manera que no puede suministrar los requerimientos para el desarrollo
normal del cultivo.
6. Fertilización
Para una correcta aplicación de la fertilización en el cultivo del melón se debe
disponer del análisis de suelo para conocer el estado de fertilidad del suelo, no
obstante, se conoce que el melón es una planta exigente en nitrógeno, fósforo
y potasio. El nitrógeno es importante para el crecimiento, el fósforo favorece el
aumento en rendimiento y la precocidad de la cosecha y el potasio incrementa
la formación de azúcares, lo cual induce en suelos diferentes, frutos de mejor
calidad.
CONTROL DE MALEZAS
El campo debe estar libre de malezas durante los primeros estados de
crecimiento del cultivo, ya que este es un cultivo de ciclo corto, por lo tanto, se
debe evitar la competencia de malezas y proporcionarle las condiciones ideales
para su desarrollo normal y puede más adelante ser competitiva y pueda
soportar la presión de las malezas.
Los métodos de control de malezas suelen variar de acuerdo a la zona de
producción y al tipo de productor:
12
El control manual
Es aquel que se realiza con herramientas como machete, azadón y palas,
teniendo presente el estado de la maleza en relación al cultivo, de acuerdo a
esto, se realizan los controles.
El control químico
Para este control, tanto el suelo como la maleza, deben presentar ciertas
condiciones apropiadas para su correcta aplicación. Entre estas condiciones el
suelo debe presentar un porcentaje de humedad adecuado y las plantas un
desarrollo morfológico normal para que la aplicación del producto sea efectiva.
ENFERMEDADES
En los cultivos de melón, los riesgos de pérdidas de cosechas pueden ser muy
variados. Entre los riesgos más comunes por enfermedades son los que se
producen por ataques de hongos
(enfermedades criptogámicas),
virus
(virosis), y bacterias (bacteriosis):
Mildeu velloso: Producido por el hongo pseudoperonospora cubensis, el cual
es favorecido por alta humedad del suelo y del ambiente, síntoma característico
es el vello grisáceo en el envés de las hojas, en el haz, aparecen manchas
angulosas de color amarillo.
Mildeu pulverulento: Causado por el hongo Erisiphe sp , como su nombre lo
indica, forma sobre el envés de las hojas manchas de sección redonda que
pueden causar por secamiento del follaje, defoliación total y disminuir la calidad
del fruto, la aparición de la enfermedad empieza por las hojas más viejas.
13
Marchitez por Fusarium oxysporum y por Rhizoctonis sp: Caracterizados
por atacar a las plantas al poco tiempo de emerger, presentando síntomas de
debilidad en el cuello, quemazón y caída de las plantas. Estos hongos atacan
las plántulas por exceso de agua en el suelo y mal drenaje.
Virosis: Los cultivos de melón también pueden (MYSU), el virus del mosaico
del pepino (CMV), que es transmitido por pulgones.
Bacteriosis: Las enfermedades producidas por bacteria se manifiestan sobre
todo en las hojas, también pueden presentarse formando manchas de aspecto
aceitoso en tallos y frutos. Las hojas afectadas pueden exudar por la parte
inferior un líquido blanquecino durante un leve lapso de tiempo, afectan
también a los frutos con manchas aceitosas que exudan un líquido pegajoso,
este ataque puede dar origen a la pudrición del fruto.
PLAGAS DEL MELÓN
En general deben tenerse en cuenta que las cucurbitaceas son muy
susceptibles a muchos productos y sus frutos son de consumo directo, por lo
cual, la aplicación de insecticidas debe ser muy cuidadosa para evitar toxicidad
a las plantas.
Gusanos perforadores Diaphania nitidalis
Pyralidae):
(Stoll),
(Lepidoptera –
Es la plaga más importante, ataca a los frutos en cualquier
tamaño, en los frutos verdes, su acción se limita a orificios de entrada y salida,
cuando penetra al fruto tapa la entrada con restos de tejidos y se alimenta
dentro de él, el fruto como consecuencia del daño se pudre.
Mosca de la fruta Anastrepha sp
(Diptera – Tephritidae):
Daño e
importancia económica. La larva al penetrar al fruto y alimentarse dentro de él,
ocasiona la pudrición de los frutos.
14
Minador o dibujante Lyriomyza sp: El adulto es una mariposa con visos
metálicos, el daño lo ocasiona la larva que vive dentro del parénquima de la
hoja. A medida que se alimenta forma líneas de color blancuzco, ataca a las
hojas nuevas y generalmente el daño se hace al principio del cultivo. No es
una plaga limitante, sin embargo, en ataques severos puede afectar el normal
desarrollo de la planta.
El género Tetramychus de los ácaros: es el que presenta mayor actividad
sobre el melón, especialmente la denominada araña roja. Cuando las hojas
son atacadas, las arañas se sitúan en el envés de las hojas, chupando la savia,
tomando las hojas un aspecto grisáceo o plomizo y si el ataque es grave éstos
se enrollan y terminan por amarillarse y secarse.
Un ataque precoz puede
llevar a la destrucción parcial o incluso total de la cosecha.
Mosca blanca: Es un aleudoro su mayor daño lo producen sus larvas, cuyo
ácido debilita la planta, a demás, favorecen la aparición de fumagina. Es una
plaga de mucha importancia en estas zonas productoras, ya que su daño
ocasiona pérdidas hasta del 100% de los cultivos.
Pulgón del algodonero Aphis gossypii:
produce daño de importancia
económica, atacan la planta especialmente en los brotes y por debajo de las
hojas más nuevas, al alimentarse de la planta succionan la savia, retrasando el
crecimiento de la planta, cuando los ataques son fuertes.
Los áfidos que pueden ser asociados con transmisión de enfermedades
virosas.
Los nemátodos: Son organismos microscópicos de tamaños menor a 1 mm,
de sección circular y suelen causar daños en el cultivo. El daño que produce a
las raíces se traduce en pequeños abultamientos, en forma de nudosidades. El
nemátodo más generalizado es el Meloidogine
15
VARIEDADES
En el cultivo del melón se han sembrado tradicionalmente las variedades, de
acuerdo a su comportamiento y por el precio de su semilla en el mercado,
entre los cuales tenemos:
EDISTO 47:
Planta resistente a enfermedades, frutos grandes, con pulpa
anaranjada, calidad pequeña. Corteza reticulada, resistente al mildiu velloso y
mildiu pulverulento, rendimiento promedio de 15 y 20 t/Ha.
HALES BEST y HALES JUMBO: Fruto de forma oval, tamaño mediano, con
pulpa rosa o salmón oscuro, cavidad pequeña, la parte externa del fruto es
reticulada, de siembra a cosecha se requieren de unos 85 90 días.
AM DEW IMPROVED: Tipo Honey Dew, frutos ligeramente oblongos de 2 a 3
k de peso, alto contenido de azúcar, pulpa lisa (sin semilla), pulpa verde
pálido sin aroma cuando madura, cáscara blanca y completamente lisa, lo que
indica su época de cosecha es su tinte amarillo en la cáscara.
Buenas
condiciones para transporte a largas distancias, no presenta resistencia a
ninguna enfermedad.
El tipo criollo que presenta variadas formas y tamaños con buenas niveles de
resistencia a enfermedades, pero de mala calidad.
En el desarrollo de la tecnología del cultivo del melón, la producción de semillas
híbridas, producidas por las multinacionales
representan material con alta
producción y exigencias en sus practicas agronómicas, estas semillas son
relativamente costosas, entre los híbridos que se pueden conseguir en el
mercado tenemos:
16
HÍBRIDO EXCELSIOR:
Presentan forma redondeada de malla fina, color
plomo claro, maduración uniforme, pulpa salmón intensa, posee elevada
tolerancia a Alternaria, Antracnosis y al virus del mosaico de la papaya
COSECHA Y POSCOSECHA
La importancia que el cultivo presente un buen incremento de cosecha, incurra
el proceso agronómico del cultivo desde su siembra hasta el momento que el
fruto fisiológicamente esté en condiciones para su separación de la planta.
La poscosecha comprende todos los procesos que se le haga al fruto después
de su cosecha para ofrecerlo en el mercado.
17
Corpoica
Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria
RIEGO EN EL CULTIVO DE
MELÓN
NELSON GUZMÁN ROZO
INGENIERO AGRÍCOLA
18
INTRODUCCIÓN
Tradicionalmente las regiones productoras de melón en el departamento del
Magdalena, no hacen uso de una tecnología en materia de riego, por lo que
sus rendimientos son bajos (7 ton/ha, en promedio). Muchos agricultores eligen
sembrar en los playones una vez se retiran las aguas de ciénagas y ríos que
invaden grandes áreas en la época de fuerte invierno (septiembre, octubre,
noviembre), de esta manera aprovechan la humedad del suelo durante un buen
periodo del cultivo. Otros agricultores, considerados pocos, siembran en el
verano y acuden al riego por surcos, aplicándolo sin criterio técnico.
Municipios como sitio Nuevo y Remolino, se han destacado por el área de
melón sembrada en los últimos años, siguiendo en importancia El Piñón,
Salamina y Zona Bananera. En éste último, años atrás y gracias a la cultura en
riego dejada por las compañías bananeras, se logró aplicar en el cultivo de
melón apreciable tecnología en riego mediante los sistemas de goteo y surcos,
obteniéndose producciones de hasta 18 ton/ha.
REQUERIMIENTOS AGROECOLÓGICAS PARA SU CULTIVO
Clima
El melón requiere para una buena producción, climas cálidos con temperaturas
promedio de 23°C a 30°C y un ambiente seco con humedad relativa menor al
70%; a mayor temperatura y menor humedad relativa, se aumenta la calidad
del fruto, lográndose más aroma y azucares, además se disminuye el ataque
de enfermedades. Es recomendable que exista una diferencia apreciable entre
la temperatura diurna y nocturna, para permitir la acumulación de azúcares.
19
Suelos
El melón puede cultivarse en varios tipos de suelo, pero son más
recomendables los de textura franco-arenosa, con buen drenaje externo e
interno, aireados y de buena retención de humedad; en estos suelos las
producciones son más rápidas. La frecuencia de riego debe ser más distante
en suelos de tendencia arcillosa y más frecuente en suelos de tendencia
arenosa.
Suministro y necesidades de agua
El melón tiene un abundante y acelerado crecimiento vegetativo en un periodo
muy corto, de modo que déficit de agua en cualquier etapa del desarrollo de las
guías, reducen el número y peso de frutos.
El periodo crítico en requerimiento de agua (mayor consumo) se inicia al
empezar la formación de las guías y se prolonga hasta la madurez de los
frutos; debido a que el melón presenta una marcada susceptibilidad al exceso
de humedad, es importante que el agua de riego no moje el cuello de la planta,
hojas, ni frutos, para prevenir la incidencia de enfermedades causadas por
hongos. Como norma general se prefiere unos ocho días antes de la cosecha,
someter el cultivo a un estrés hídrico aplicando solo el 50% del volumen de
agua requerido, con el fin de incrementar los azúcares y firmeza del fruto.
El riego debe aplicarse, por tarde, cuando la planta haya extraído del suelo el
50% del agua aprovechable almacenada; esto corresponde aproximadamente
a una lectura en el tensiómetro entre 70-75 centibares.
Absorción de agua
La planta desarrolla un sistema de raíces acorde con el sistema de riego. En el
caso de riego por gravedad, éstas pueden llegar a los 60 cm de profundidad,
20
mientras que en goteo alcanzan los 35 cm, con una extensión en la etapa
adulta de 40 cm. Más del 75% de la absorción de humedad, ocurre en los
primeros 30 cm de profundidad.
MÉTODOS DE RIEGO
En Colombia hasta hace unos 10 años, los agricultores tecnificados empleaban
en el cultivo de melón el riego por surcos. Posteriormente se fue introduciendo
el riego por goteo como un sistema de aplicación eficiente del agua; este último
sistema es aplicado por un número reducido de agricultores dado su alto costo.
Tabla 1. Pauta de riego en el cultivo de melón
EDAD
PLANTA
LAMINA DE
RIEGO
VOLUMEN DE
RIEGO
CARACTERÍSTICAS DEL
CULTIVO
(DDE)*
(MM/DÍA)
(LITROS/SITIO.DÍA)
1-14
2.1
1.0
Crecimiento vegetativo
15-28
2.4
1.2
Crecimiento,
floración
masculina y femenina
29-63
6.0
3.0
Cuaje,
llenado
fruto
y
maduración
64-80
3.1
1.5
Cosecha
* dde: días después de emergencia
Fuente:n Guzmán, N. 1995
RIEGO POR SURCOS
Ventajas

Es el método de riego que está más al alcance de las condiciones
económicas del productor.
21

Cumple con el requisito básico de no mojar el follaje de la planta, ni los
frutos, favoreciendo la sanidad del cultivo.

Contribuye a la obtención de un buen drenaje superficial.

La inversión inicial es baja, siempre y cuando el terreno requiera solo una
ligera nivelación previa.
Desventajas

Apto solo para terrenos de pendiente suave. Máxima del 3% y óptima de
0.3% - 1%.

Generalmente se requiere, para producir un riego eficiente y uniforme, una
previa nivelación del terreno que puede significar una inversión costosa.

Se pierde más agua que en el método de riego por goteo.

No se recomiendan los suelos arenosos, debido a las pérdidas exageradas
de agua por percolación (infiltración profunda).

Requiere alta mano de obra.

Se manejan bajas frecuencias de riego, es decir, que los riegos están
distanciados (ejemplo: cada 7 días, 10 días, etc.).
Manejo del riego
La eficiencia de aplicación de agua mediante este método alcanza máximo un
60%, es decir, que por cada 100 litros de agua que se aplican al cultivo, solo 60
22
litros se aprovechan y los 40 litros restantes se pierden por percolación
(infiltración profunda) y escurrimiento fuera del lote.
La longitud de los surcos para el cultivo de melón, depende básicamente del
tipo de suelo y pendiente del terreno. Tomando como base una pendiente
máxima del 1%, se tienen longitudes máximas para suelos de textura arenosa,
media y pesada de 70 m, 115 m y 150 m, respectivamente. Los surcos deben
ser más cortos para suelos arenosos que absorben rápidamente el agua y
tienen baja capacidad para retenerla; en cambio los suelos arcillosos admiten
surcos más largos, debido a su lenta absorción de agua.
El primer riego se debe aplicar antes de la siembra de modo que el suelo
quede bien húmedo y supla las necesidades de la germinación y estado de
plántula.
En suelos de textura media se logran buenos rendimientos con frecuencias de
riego semanal, mientras que en suelos de tendencia arenosa, la aplicación del
riego debe ser de dos veces por semana.
El surco debe tener una forma ancha y poco profundo para que distribuya el
agua lo más cerca posible a la superficie del suelo, con promedios de 20 – 40
cm de ancho y entre 10 – 15 cm de profundidad. Son indeseables la forma tipo
en “V” desde el punto de vista de la distribución de agua y la erosión.
RIEGO POR GOTEO
Es el método que más localizado aplica el agua (directamente a la zona de
raíces).
Ventajas

Permite un ahorro importante de agua.
23

Puede usarse en suelos de cualquier textura y topografía.

No requiere nivelación del terreno.

Menor incidencia de malezas.

Se pueden manejar altas frecuencias de riego.

Se pueden aplicar fertilizantes a través del riego.

No moja el follaje ni frutos de melón favoreciendo la sanidad del cultivo.
Desventajas

Alta inversión inicial.

Exigencia de un buen sistema de filtrado para evitar taponamiento de
goteros.

Bajo control visual para detectar
daños o mal funcionamiento de los
goteros.
La eficiencia de aplicación del agua con éste sistema alcanza el 90%, es decir,
que solo 10 litros de cada 100 litros aplicados al cultivo se pierden.
Cuando se siembra el melón iniciando la época de verano, no hay necesidad
de construir surcos, simplemente se extiende la manguera con goteros,
separada a una distancia igual a la que se piense usar entre hileras de plantas
(generalmente entre 1.8 m y 2 m) y se efectúa un lavado de tubería y
manguera de riego para eliminar todo material extraño que pueda tapar los
goteros.
Para efectos prácticos y técnicos, se recomienda que la distancia entre goteros
sea igual a la distancia entre sitios de siembra (1 sitio = 2 plantas) para ahorrar
agua y costos de energía en el riego de los primeros 20 días del cultivo; si los
goteros no coinciden con la planta, se requiere mayor tiempo de riego y, por
tanto, más agua para lograr que la humedad de cada gotero se traslape o cruce
y pueda formar una franja húmeda y continua. Cuando a cada gotero le
24
corresponde un sitio de siembra, se asegura en ese periodo inicial del cultivo,
un rápido aporte de humedad a la planta.
En promedio, en melón se emplean longitudes de manguera de riego por goteo
entre 40 m y 50 m, con un diámetro de 12 mm (1/2” aprox.) y con goteros de 2
litros/hora, espaciados a 50 cm.
El primer riego se efectúa un día antes de la siembra; de esta manera el suelo
humedecido se deja drenar a fin de facilitar al día siguiente el ahoyado para la
colocación de la semilla de melón (3 semillas por sitio, para dejar 2 plantas
después del raleo).
La pauta de riego sugerida para el cultivo de melón,
cuando se usan goteros de 2 litros/hora y con un gotero por cada sitio de
siembra, se aprecia en la tabla 2.
Tabla 2. Pauta de riego en el melón empleando el sistema de goteo.
Edad planta Frecuencia Volumen
(dde)*
riego (días) de
Tiempo
Número Características del cultivo
riego de riego de
(Lts/sitio)
(min)
riegos
1-12
3
2
60
4
Crecimiento vegetativo
13-20
2
3
90
4
Crecimiento vegetativo
21-28
2
4
120
4
Floración
masculina
y
femenina
29-63
2
6
180
17
Cuaje, llenado fruto y
maduración
64-fin
3
4.5
135
4
cosecha (1)
Cosecha
(de
3
a
4
pases)
*dde : Días después de emergencia de plantas
(1)
: Corte de riego después de segunda cosecha
(2)
: Fuente: Guzmán, N. 1995
25
Es importante que se realice la labor de “guiada”, consistente en ubicar todas
las guías o ramas de la planta hacia un solo lado, de modo que la manguera de
riego quede ubicada en el lado opuesto, para que la zona humedecida por el
gotero no entre en contacto con los frutos y evite su pudrición.
BIBLIOGRAFÍA

ANZOLA, D. 1975. Melón para exportación. Agroexpo 87. Mecanografiado.
P. 1-5.

Fundación Servicio para el Agricultor, FUSAGRI. 1985. Melón, patilla y
pepino. Serie petróleo y agricultura. Segunda edición, No. 7. p. 31-33

GUZMÁN, N. 1995. Determinación de las necesidades hídricas del melón
(Cucumis melo, L. En: 41 Reunión anual de la sociedad interamericana de
agricultura tropical. Memorias. Universidad del Magdalena.

Instituto Colombiano Agropecuario, ICA. 1985. Hortalizas. Manual de
asistencia técnica No. 28 Bogotá. P. 421-425.
26
Corpoica
Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria
LA FERTILIZACION EN EL
CULTIVO DE MELÓN
CESAR BAQUERO MAESTRE
I. A. MSc. SUELOS
27
INTRODUCCION
El crecimiento de las plantas está determinado no-solo por sus características
genéticas que constituyen su potencial de producción, sino por la acción del
medio que los rodea, el cual dará la posibilidad de expresar ese potencial.
En otras palabras no basta tener una planta con buenas características, hay
además que tener en cuenta el medio ecológico en que la planta pueda
desarrollarse y expresar sus condiciones productivas.
Además, las labores de preparación o adecuación la clase y el contenido de
fertilizantes y otras prácticas necesarias para darle a la planta las mayores
condiciones para su crecimiento, al igual que su potencial de producción, están
íntimamente ligados con las características físico-químicas y biológicas del
suelo como es natural, incidirán en los costos de producción.
Los factores de mayor importancia en la producción de melón – buena calidad
y en forma económica, son suelo en optimas condiciones físicas, químicas,
agua abundante y drenaje adecuado.
EXIGENCIAS EDÁFICAS
El melón puede cultivarse en diferentes tipos de suelos, pero prefiere suelos
arenosos y medios con buena fertilidad y buen drenaje, tanto interno como
superficial; los suelos mal drenados ó muy arenosos son inconvenientes por
los riesgos de inundación o sequía.
En la tabla 1, se indican los requerimientos agro climáticos que influyen en la
producción del melón.
28
Tabla 1. Requerimientos agro climáticos del melón
ALTITUD PRECIPITACIÓN TEMPERATURA HUMEDAD CARACTERÍSTICAS DEL SUELO
M.S.N.M
MM/AÑO
PROMEDIO
ANUAL
0-600
400-500
OC
18-30
RELATIVA
Ph
Profundidad Textura Drenaje M.O.
%
60-70
%
6.0- 50
F-Fa
Bueno
2
7.0
Es necesario insistir en las condiciones físicas cuya incidencia en las relaciones
suelo-agua-aire y suelo-planta, son bien conocidas. Se reconoce además, que
el efecto de los fertilizantes sobre las plantas esta condicionado, en gran parte,
por las propiedades físicas del suelo una fácil y rápida infiltración del agua, y
una moderada a alta capacidad de retención de esta y de aire, son propiedades
físicas deseables que se encuentran frecuentemente en suelos de textura
franca en los cuales prospera el melón. El uso de los abonos orgánicos, tan
frecuentes en quienes siembras hortalizas, posiblemente tenga su mayor efecto
en la conservación o mejoramiento de las propiedades físicas del suelo, que en
su aporte también considerables.
EXIGENCIAS NUTRICIONALES
El melón es una planta que se puede cultivar en diferentes tipo de suelos pero
prefiere los suelos franco y medios con buena fertilidad, debido a su ciclo
vegetativo es corto(60 a 80 días), la fertilización con fertilizantes compuestos
debe hacerse a la siembra una profundidad de 4 a 8 cm, cerca de las semillas,
sin tocarlas. El nitrógeno se puede aplicar en 2 épocas; la mitad en el momento
de la siembra y la otra mitad una vez que la planta ha comenzado a formar los
guías.
29
EXTRACCIÓN DE NUTRIENTES
En el melón, la extracción de nutrientes del suelo es alta. Según Brawn(1979),
una cosecha de melón de 20 tonelada de fruto extrae 45 kilogramos de
nitrógeno, 30 kilogramos de fósforo y 60 kilogramos de potasio.
ACCIÓN DE LOS NUTRIENTES
Nitrógeno.
El nitrógeno es un constituyente importante de aminoácidos, proteínas, ácidos
nucleicos, vitaminas, fosfolipidos y clorofila. En consecuencia esta involucrado
en la mayoría de las reacciones bioquímicas determinantes de la vida vegetal.
Entre las funciones más importantes del nitrógeno están las de aumentar el
vigor general de la planta, dan el color verde a las hojas y demás partes
aéreas-, favorecen el crecimiento del follaje
y el desarrollo de los tallos y
promueven la formación de frutos.
Contribuye, en resumen a la formación de lo tejidos, y se puede decir que es el
elemento del crecimiento.
Las diferencias de este elemento ocasionan un lento crecimiento y poco
desarrollo de la planta. Da lugar a una coloración verde pálida o amarillenta en
las hojas inferiores, las cuales caen prematuramente.
En casos severos la floración se reduce considerablemente y se disminuye
drásticamente el rendimiento general del cultivo.
El exceso del nitrógeno retraza la maduración de los frutos y la formación de
frutos.
30
Fósforo.
Este elemento es en menor cantidades por el melón, la disponibilidad de este
elemento en la mayoría de los suelos de la costa se encuentran niveles
adecuados para el cultivo de melón, este elemento juega un papel importante
en la vida de la planta. Es constituyente de ácidos nucleicos, fosfolipidos,
vitaminas y además, es indispensable en los procesos donde hay
transformación de energía.
Por lo general la diferencia de fósforo genera en la planta problemas análogos
a la producción por la diferencia de nitrógeno, el crecimiento de la parte aérea y
de las raíces se reduce, al igual que la floración.
El exceso de este elemento acelera la maduración a expensas del crecimiento
y puede generar efectos adversos sobre la utilización de otros elementos, tales
como el zinc.
Potasio.
Este es el segundo elemento requerido en mayor proporción por el melón,
juega un papel importante en el metabolismo de carbohidratos y proteínas, en
el control de la transpiración y el contenido de agua en la célula.
La diferencia de potasio genera un considerable estancamiento en el desarrollo
de los entrenudos
de los tallos son cortos y la producción de frutos es
severamente restringidas, la quemazón marginal de las hojas mas viejas de la
planta suele constituir síntomas típicos, aunque no especifico del déficit de
potasio.
Azufre.
Es constituyente de la proteína, varias vitaminas, como la tiamina y biotina y es
componente importante de numerosas enzimas. Además, forma parte de
31
algunos compuesto orgánicos responsables del olor y sabor.
Los síntomas de diferencias son muy similares a los producidos por el
nitrógeno. En ambos casos la planta se torna amarillenta, sin embargo, la
diferencia de nitrógeno genera clorosis general del follaje, en tanto que la de
azufre se localiza en las hojas más jóvenes.
Calcio.
Promueve la formación de la raíz y de las paredes celulares, mejora el vigor de
la planta, la rigidez del tallo y la producción de granos, regula la asimilación del
potasio, magnesio y el boro.
Magnesio
Elemento esencial en la clorofila, se requiere para la formación de azucares y
aceites, regula la asimilación de otros nutrientes como un portador para el
fósforo.
Hierro
Elemento asociado con la producción de clorofila, aun en suelos bien
abastecidos. Su deficiencia en las hojas se presentan finas venas de color
verde sobre un color amarillento general.
Manganeso
Juega un papel muy importante en el crecimiento de la planta y especialmente
en la asimilación del fósforo, calcio, y magnesio. Su deficiencia causa
atrofiamiento de los botones o nacimiento de muchas hojas.
32
Cobre
Juega un papel importante en el control de humedad de los tejidos de la planta
y en el crecimiento del tallo y las hojas. Su deficiencia produce hojas endebles
y de coloración poca, causa enanismo y tallos débiles, secos descendente, etc.
Zinc
Interviene en la síntesis dela clorofila y estimula el vigor de la planta. Su
deficiencia causa enanismo, maduración retardada y bajo rendimiento.
Boro
Elemento importante en el desarrollo de la raíz, hojas y botones florales.
Esencial en el proceso de polinización y crecimiento de semilla y frutos. Su
deficiencia causa muerte prematura de botones, poca floración y perdida en
rendimiento frutos con piel verrugosa quebradiza y frutos insípidos, etc.
EVALUACIÓN DEL ESTADO NUTRICIONAL DEL MELÓN
La técnica más empleada para evaluar el estado nutricional de los cultivos son
los análisis químicos de suelos y los análisis de tejidos químicos del suelo.
Análisis químico del suelo
Para el caso del melón, el muestreo de suelos se hace superficial(0.20 cm),
para recolectar las submuestras el lote seleccionado se recorre en forma de
zig- zag, y se seleccionan sitios escogidos a azar, separados entre sí unos 1020 metros. En cada---- se procede a tomar una porción sé suelos, cada porción
de suelo se introduce en un balde plástico, se homogeniza y se toma una
33
porción de esta mezcla que entre medio y un kilogramo, se colocan en una
bolsa de polietileno y se amarra junto a una etiqueta para su identificación
posterior en lo relacionado al lote donde procede, la profundidad de muestras,
etc. La porción de suelo tomada del recipiente es lo que constituye la muestra
compuesta.
Análisis de tejido foliar.
Para un buen diagnostico del cultivo es importante realizar el análisis foliar, el
cual señala lo que la planta esta asimilando.
Para el muestreo se recorre el cultivo en forma de “x” y se escogen 20
sitios(plantas) por hilera n forma sistemático, es decir, uno cada ciento numero
de plantas según la unidad del muestreo.
En cada sitio seleccione plantas que estén en la etapa de floración o formación
del primer fruto, tome de cada planta el pecíolo de la sexta hola o partir de la
punta. Él numero de submuestra por cada sitio es de 2 hojas para un total de
40 hojas por cada unidad de muestreo. De esta manera se conforma una
muestra de 40 hojas, las cuales se enviaran al laboratorio con su identificación
para que sean sometidos al análisis químico.
Es importante anotar que la muestra de tejido foliares deben ser enviados al
laboratorio antes de 24 horas después de colectadas.
Fertilización
Este es un cultivo que tiene su ciclo vegetativo muy corto(60 a 80 días), por eso
que los fertilizantes completos se deben aplicar al momento de la siembra o en
los primeros 10 días después de germinado el cultivo. Hay que tener mucho
cuidado de no tocar las semillas o las plantitas con el fertilizante.
34
Los abonos orgánicos(gallinaza,bobinaza etc.) también se recomienda que se
apliquen como mínimo unos 15 días antes de sembrar el cultivo y debe estar
bien descompuesto.
Para el caso del nitrógeno se recomienda que se aplique en dos épocas: la
mitad en el momento de la siembra y la otra una vez que la planta inicie a
formar guías o iniciando la formación de frutos.
Es importante que no se aplique dosis de exceso de nitrógeno por que
ocasiona mucho desarrollo vegetativo, retardo en floración y por consiguiente
se alarga el periodo vegetativo y se disminuye la calidad del fruto.
Experimentos realizados por Baquero(1988)en el centro e investigación de
Corpoica, muestra que aplicaciones superiores a 100 kilogramos de nitrógeno
ha alargaron el tiempo de cosecha y disminuyeron los grados brix.
BIBLIOGRAFÍA

BAQUERO, C. 1990. Informe de actividades. C.I. Caribia, ICA. SevillaMagdalena.

BAQUERO, C. 1993. Informe de actividades. C.I. Caribia. ICA. Sevilla –
Magdalena.

CALDERON, G. Y CEPEDA, R. 1995. Guía para la siembra, producción y
mercadeo del melón. ICA. Bogotá, 23 p.

INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. 1998. Hortalizas, Manual de
asistencia técnica. ICA, Bogotá. 555 p.

INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO, 1993. Fertilización en
diversos cultivos. Quinta aproximación. ICA. Bogotá, 64 p.

JARAMILLO, J. Y PATARROYO, F. El cultivo del melón.
Boletín de
divulgación No. 59. ICA, Bogotá. P 2-12.
35
Corpoica
Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria
PLAGAS EN EL CULTIVO DE
MELÓN
NICOLÁS REBOLLEDO PODLESKI
I.A. C. I. CARIBIA - CORPOICA
36
INTRODUCCIÓN
Si bien los insectos chupadores constituyen las plagas más importantes de los
frutales en Colombia, existen otras plagas con otros hábitos que se han venido
convirtiendo en una serie limitante para la explotación citrícola del país.
Las plagas son importantes cuando su población es tal que ocasiona daños de
nivel económico. Esto ocurre cuando la producción se disminuye en tal forma
que los rendimientos del cultivo se ven seriamente afectados.
Si no hay control, el daño cesa cuando la población termina con su alimento:
hojas, savia y frutos principalmente. Fuera de la población de plagas, las
pérdidas también dependen de los efectos secundarios del daño inicial.
Una vez la plaga comienza se puede permitir un cierto nivel de daño. El límite
teórico del nivel de daño permitido equivale al costo de las medidas de control.
Mantener ciertos niveles de plagas en los huertos favorece el mantenimiento de
diferentes organismos que ejercen control biológico.
La inspección continua y estricta de los huertos, así como el dominio de los
conocimientos básicos acerca de las plagas, ayudan a decidir cuando actuar
con las medidas de control. A continuación se indican algunos factores que se
deben considerar para alcanzar mayor eficiencia en el control.
Ciclo biológico de la plaga. Para precisar el estado del insecto que ocasiona el
daño y predecir futuros ataques.
Morfología externa de la plaga. Se refiere a las características externas de sus
diferentes estados, sobre todo de aquel que efectúa el daño.
37
Hábitos. Principalmente los hábitos de crecimiento, comportamiento y
alimentación de la plaga.
Rapidez del ataque. Sirve para repartir mejor las actividades de control.
Partes afectadas. Sirve para seleccionar las partes del árbol a donde dirigir el
control.
Control biológico. Es muy recomendable conocer las especies benéficas que
viven a expensas de la plaga.
OBJETIVOS
General
Capacitar a usuarios actuales y potenciales de frutales en aspectos
relacionados con el Manejo Integrado de Plagas en especies-plagas limitantes
en sistemas de producción modales, que conlleven a minimizar la problemática
actual vigente en identificada por los propios actores del sistema.
Específicos
 Conocer aspectos biológicos, hábitos de la plaga, forma de evaluación y
métodos de control de los masticadores de follaje y perforadores de frutos,
que permitan al agricultor tener los conocimientos mínimos necesarios para
implementar un programa de manejo de plagas en melón.
 Conocer aspectos biológicos, hábitos de la plaga, forma de evaluación y
métodos de control de las moscas blancas, que permitan al agricultor tener
los conocimientos mínimos necesarios para implementar un programa de
manejo de plagas en melón.
38
 Desarrollar talleres teórico-prácticos relacionados con el monitoreo de
plagas y toma de decisiones para su control.
MASTICADORES DE FOLLAJE Y PERFORADORES DE FRUTOS
Para el caso de la Zona Bananera del Magdalena, estas plagas representan las
de mayor importancia económica, destacándose las especies Diaphania
hyalinata L. y Diaphania nitidalis Stoll, que actúan como masticadores de follaje
y perforadores de frutos.
Ciclo de vida y hábitos de la plaga
La duración del ciclo de vida de Diaphania hyalinata, bajo condiciones del
laboratorio de Entomología del Centro de Investigación Caribia, se resume en
la Tabla 1.
Tabla 1. Ciclo de vida de Diaphania hyalinata L., bajo condiciones de
laboratorio (26.8°C y 84%HR) en el Centro de Investigación Caribia. ICA,
1990.
ESTADO
DURACIÓN (Días)
Promedio
+/- D. E.
Rango
3.00
0.14
2–4
I
2.61
0.53
2–4
II
1.53
0.59
1–3
III
2.12
0.33
2–3
IV
2.05
0.22
2–3
V (PREPUPA)
4.00 (2.02)
0.22 (0.16)
3 (2) – 5 (3)
TOTAL LARVA
12.33
0.57
12 - 14
PUPA
7.77
0.41
7–8
TOTAL HUEVO – ADULTO
23.22
0.85
22 – 25
ADULTO
1.73
0.61
1-3
HUEVO
INSTARES LARVALES:
39
El ciclo de vida del huevo a adulto es corto 23.22 +/- 0.85 días. El estado de
mayor duración corresponde al de larva 12.33 +/- 0.57 días. De los cinco
instares larvales que presentó el insecto el de mayor duración fue el quinto con
4.00 +/- 0.22 días.
El consumo foliar de D. Hyalinata es de aproximadamente 40.58 +/- 1.97 cm²,
siendo el quinto instar el de mayor consumo 34.82 +/- 1.89 cm². La longitud
promedio que alcanza la larva en el último instar es de 30.98 +/- 0.74 mm.
Las pupas son medianas, en una relación de sexos hembra-macho de 1:5. Los
adultos son mariposas de tamaño medio y relación de sexos de 1:3 en el
mismo orden.
La parte aérea de la planta de melón dentro de su patrón de crecimiento
presenta seis estructuras: Guías, terminales, hojas, flores masculinas, flores
femeninas y frutos, las cuales se identifican por sus funciones y guardan una
relación estrecha con las plagas que atacan al melón, especialmente D.
hyalinata
que dentro de sus hábitos de alimentación ataca definitivamente
cada una de las estructuras.
Estudios adelantados en el mismo Centro, en Sevilla (Magdalena), utilizándose
la variedad de melón “Tendral Amarillo”, se determinó que una planta produce
en promedio 13.83 guías, 64.33 terminales, 283 hojas, 177 flores masculinas,
65.33 flores femeninas y 20. 83 frutos.
La producción de cada una de las estructuras sigue un orden cronológico y la
mayor producción de cada una, se presenta a los 55 días después de la
germinación. Esto nos permite determinar dos estados críticos en el cultivo: El
estado critico vegetativo, que va desde la germinación hasta los 55 días, y el
estado critico de la plaga, que comprende entre los 27 días y la cosecha,
debido a la posibilidad de daño sobre las estructura florales y frutos.
40
Monitoreo
Como el melón es un cultivo de ciclo vegetativo corto, los muestreos de plagas
deben realizarse cada cuatro días (dos veces por semana) para identificar la
clase y cantidad de plaga presente y el daño en cada época de desarrollo del
cultivo. En la Tabla 2 se resume, por tamaños y edad del cultivo, el número de
estructuras a revisar:
TABLA 2. Número de estructuras de la planta de melón a revisar por
tamaño y edad del cultivo.
Tamaño
del
Edad (días)
cultivo
No.
No. De Estructuras
Plantas
(Ha)
No. Guías
No. Terminales
No. Frutos
1 -5
0 - 27
30
-
-
-
1-5
28 a cosecha
-
30
150
90
5 - 10
0 - 27
45
-
-
-
5 - 10
28 a cosecha
-
45
225
120
Control
Como enemigos naturales de estas plagas se conocen los parasitoides
Cardiochiles diaphanae Marsh y Apanteles sp., avispas de la familia
Chalcididae y moscas de la familia Tachinidae.
Los controles deben ejercerse en consideración al daño económico detectado
en las diferentes estructuras vegetativas de la planta (Tabla 3).
El manejo recomendado para el cultivo de melón (Tabla 4) debe basarse en el
respeto por la fauna benéfica presente en el cultivo, por lo cual el empleo de
insecticidas debe ser cuidadoso, rotándolos sin hacer mezclas para evitar
41
fitotoxicidad al cultivo y no crear resistencia a plagas. El control debe ser
dirigido a las plagas de mayor importancia económica como los perforadores
de frutos D. Hyalinata y D. Nitidales y los insecticidas y dosis recomendadas en
su orden son: Bacillus thuringiensis, 700 g / Ha; Thuricide HP, 300 g / Ha;
Tamarón, 300 cc / Ha; y Lannate, 800 cc / Ha. Como cebo envenenado para
captura de trozadores e insectos alados, se puede utilizar una mezcla de 1 Kg.
De aserrín, melaza 25% y Lorsban líquido 25%, distribuidos en todo el lote de
ser necesario.
Tabla 3. Niveles de daño económico por edad de cultivo para el control de
plagas de mayor importancia en Melón.
Edad del cultivo (Días)
Plagas
Diaphania
hyalinata
Nivel de daño a controlar
y
D. 3
larvas
pequeñas
Nitidales
promedio/ planta
Trichoplusia ni
5 larvas pequeñas / planta
Aphis gossypii
1 áfido alado / 100 plantas
Liriomiza sp.
20% hojas afectadas
en
0 - 27
Diaphania
hyalinata
Nitidales
y
D. 1 larva / 15 terminales o 1 flor
femenina o 1 fruto perforado
sobre muestra de 30
Trichoplusia ni
5 larvas pequeñas / planta
Aphis gossypii
1 áfido alado / 10 plantas
Liriomiza sp.
20% hojas afectadas
28 a cosecha
42
Tabla 4. Medidas de manejo para el control de plagas del melón en
diferentes etapas del cultivo.
Edad del cultivo
Siembra a germinación
Prácticas de Manejo
Objetivo
Arada y rastrillada profunda. Exposición
de
plagas
a
Cebos envenenados en la enemigos naturales
última
rastrillada
en
forma
general o localizada (sí es
necesario)
Germinación a 27 días
Cebos en la base de las Estimular
plantas
(10%
de
cría
de
insectos
plantas benéficos.
afectadas) para control de
áfidos alados
28 días a cosecha
Control Químico
Evitar
transmisión de virus.
Evaluación de población y
estimación
de
daño
económico de D. Hyalinata y
D. nitidalis
MOSCA BLANCA
El complejo de insectos que comprenden las “moscas blancas” abarca mas de
1200 especies identificadas en todo el mundo, de las cuales las especies de
mayor importancia económica son Trialeurodes vaporariorum (Westwood) y
Bemisia tabaci (Gennadius). Esta última ha llegado a ser considerada como la
plaga más importante para la agricultura a nivel mundial en la última década. El
rango de hospederos para B. Tabaci supera las 500 especies cultivadas en
campo, invernadero, plantas ornamentales y malezas. En Colombia B. Tabaci
se encuentra ubicada en regiones ubicadas en alturas inferiores a 1000
m.s.n.m.
43
Con el nombre vulgar de moscas blancas se conocen a insectos de la familia
Aleyrodidae cuyos adultos tienen el cuerpo recubierto de una fina capa de
polvo blanco de aspecto harinoso (aleyron = harina), producido por unas
glándulas ventrales.
Bemisia tabaci, conocida también como mosca blanca del algodonero o de la
batata, tiene su origen en las regiones del centro del oriente asiático.
Recientemente, un biotipo nuevo (biotipo nuevo para algunos taxónomos o
especie nueva para otros) se ha extendido, en corto plazo de tiempo, por
diversas regiones europeas y americanas, originando grandes pérdidas en los
cultivos afectados. Este biotipo, tan agresivo, parece originario de Sudamérica
y añade a la gravedad de los daños directos, el peligro de ser vector de un gran
número de virosis, entre las que se encuentran algunas que afectan al tomate.
Se trata de una especie polífaga que parasita más de 300 especies de plantas,
pertenecientes a más de 63 familias botánicas, incluyendo ornamentales,
malas hierbas y cultivos hortícolas. Pero este biotipo B se ha encontrado
asociado a más de 600 especies de plantas distintas, extendiéndose por las
regiones tropicales y subtropicales; así como en los invernaderos o cultivos
protegidos de regiones templadas.
Ciclo de vida y hábitos de la plaga
Las especies de mosca blanca presentan cuatro estados diferenciados: huevo,
larva, pupa y adulto. A su vez el estado de larva tiene tres estadios (I, II y III).
Existen algunas discrepancias en la utilización del término pupa, que no lo es
realmente, ya que existe alimentación en la primera parte del estado, y la
transformación en adultos se produce en la parte final del mismo, sin que exista
una muda pupal. Por ello sería más correcto el nombre de ninfas en lugar de
larva (I, II y III) y ninfa IV para la pupa. Sin embargo la terminología larva-pupa
sigue utilizándose en la actualidad.
44
Los adultos, revestidos de una secreción cérea pulverulenta blanca, tienen los
ojos de color rojo oscuro, con dos grupos de omatidias unidas en el centro por
una o dos de ellas. En reposo las alas se pliegan sobre el dorso formando un
tejadillo casi rectangular.
Los huevos son elípticos, asimétricos. Las larvas son ovaladas, aplanadas, de
color blanco amarillento y translúcidas. En todos los estadios el contorno es
irregular.
La hembra deposita preferentemente los huevos en el envés de las hojas,
unidos a ellas mediante un pedicelio que es insertado en el tejido hospedante,
aunque en algunos cultivos prefiere el haz. Los huevos se disponen de forma
aislada, en grupos irregulares o en semicírculos, los cuales traza a modo de
abanico con su abdomen sin moverse del sitio, pues no abandona su actividad
de comer mientras los pone. Pueden o no estar recubiertos por una secreción
cerosa blanca.
El estado larvario dura aproximadamente un mes. Durante los tres primeros
estadios, la larva se alimentará succionando jugo de la planta de tal forma que,
en caso de que esta se secase o muriese, ella también moriría. En el primer
estadio se mueve unos pocos milímetros para buscar su propio lugar y clava su
aparato bucal en el tejido de la planta. El segundo estadio es típico por la
cremosa transparencia y por el desarrollo de patas y antenas rudimentarias. En
el tercer estadio aumenta el tamaño y es de una transparente cremosidad. En
el cuarto y último estado larvario no es necesaria la ingesta de alimento,
adquiere un color verde amarillento, empieza a abultarse y se hacen visibles
dos ojos rojos. Transcurridas las cuatro semanas emergen el adulto de la pupa.
El tiempo de desarrollo de esta especie de mosca blanca depende
principalmente de la temperatura, de la planta huésped y de la humedad.
Algunos investigadores han estudiado la duración del desarrollo de huevo a
insecto adulto a diferentes temperaturas. En algodón el ciclo suele ser de dos a
45
tres semanas en verano. El tiempo necesario para el desarrollo es menor
según aumentan las temperaturas. El desarrollo del insecto es óptimo a
temperaturas altas (unos 30-33º C). Por encima de 33º C el ritmo de desarrollo
decrece rápidamente de nuevo. No sólo es importante el tipo de planta
huésped, sino también la calidad nutricional del cultivo. Situaciones de estrés
tales como una baja intensidad luminosa, altas temperaturas y extrema
humedad, pueden influir sobre el desarrollo directa o indirectamente.
Los daños causados por esta especie de mosca blanca en cultivos hortícolas
pueden ser:
a) Directos. Producidos por la succión de savia. En este proceso se inyectan
toxinas a través de la saliva lo que ocasiona el debilitamiento de la planta y a
veces manchas cloróticas. En ataques intensos se producen síntomas de
deshidratación, detención del crecimiento y disminución del crecimiento.
b) Indirectos. Producidos por la secreción de melaza y posterior asentamiento
de negrilla (Cladosporium sp.) en hojas, flores y frutos; lo que provoca asfixia
vegetal, dificultad en la fotosíntesis, disminución en la calidad de la cosecha,
mayores gastos de comercialización y dificultad en la penetración de
fitosanitarios.
c) Transmisión de virus. Bemisia tabaci es capaz de transmitir gran cantidad
de virosis. De entre ellas un buen número afecta al tomate. Se conoce su
eficacia en la transmisión de enfermedades como:

Tomato Yelow Leaf Curl Virus (TYLCV).

Tomato Yelow Mosaic Virus (TYMV).

Tomato Leaf Curl Virus (TLCV).

Chino del tomate (CdTV).

Tomato Golden Mosaic Virus (TGMV).

Tomato Yellow Dwarf Virus (TYDV).
46

Leaf Curl Chili Virus (LCChV).

Yellow Mosaic French Bean Virus (YMFBV).

Tomato Mottle Virus (TMOV).
La condición de vector hace que, en las zonas donde coincide con las virosis,
los niveles poblacionales de intervención sean muy inferiores a los que se
establecen para la plaga productora de daños directos. Los riesgos de mayor
incidencia de la enfermedad se producen en el verano y en el otoño, cuando
las poblaciones alcanzan niveles máximos.
Monitoreo
Las técnicas de muestreo para esta especie de mosca blanca se pueden dividir
en dos grupos: aquellas destinadas al seguimiento de estados inmaduros, y las
que tienen como objetivo los adultos.
Para el caso de los adultos, las técnicas de muestreo mediante trampas
cromáticas adhesivas han sido ampliamente utilizadas, con buenos resultados.
Para el muestreo directo en planta, de estados inmaduros han sido
desarrollados métodos tanto en cultivos en invernadero como al aire libre, con
estima de la población relativa o para ausencia / presencia (muestreo binomial).
En cultivos en invernaderos del sur de España dicha técnica está totalmente
desarrollada mediante muestreo binomial.
Control
Diferentes estudios realizados a nivel del trópico han permitido determinar que
en los meses de verano se presenta una mayor presencia de la plaga, muchas
veces favorecida además por las altas densidades de siembra utilizadas.
47
Los insecticidas químicos son la herramienta básica que utiliza el agricultor
para controlar las poblaciones de las moscas blancas, aunque la utilización de
prácticas culturales está introduciéndose como método complementario al uso
de químicos.
En Colombia se han reconocido 11 especies de insectos parasitoides, tres
insectos depredadores y tres hongos entomopatógenos como potenciales
biocontroladores de la plaga, destacándose en la Costa Atlántica, la presencia
de Encarsia sp. (Himenóptera: Aphelinidae), entre los parasitoides; Hyperaspis
sp. (Coleóptera: Coccinelidae) y Chrysopa sp. (Neuróptera: Chrysopidae) entre
los depredadores. Entre lo entomopatógenos los hongos promisorios
identificados para su control son Verticillium lecanii, Paecylomices sp., y
Fusarium sp.
Chrysopa sp
De igual manera el uso de productos naturales como los extractos de plantas
se constituyen en una valiosa herramienta del Manejo Integrado de plagas para
el combate de las “moscas blancas”. Existen experiencias positivas con
productos a base de Neem (Azadirachta indica), Tabaco (Nicotiana tabacum),
Melia (Melia azaderach), Fique (Fourciaea cabuya), Crisantemo (Dentrathema
grandiflora) y Ajo (Allium cepa).
MÉTODOS FÍSICOS Y AGRONÓMICOS
Una serie de prácticas culturales pueden contribuir minimizar la incidencia de
B. tabaci, son las siguientes:
48

Antes de plantar se deben eliminar las malas hierbas susceptibles y los
restos de cosechas anteriores.

Se debe procurar el empleo de plantas sanas que no vengan contaminadas
del semillero.

En el caso de tener que prevenir la virosis, es preciso aplicar otros medios
de control complementarios (químicos o biológicos). Esta medida tiene
mayor interés aún en las instalaciones destinadas a la producción de
plantas, para evitar la infección precoz y la dispersión de la enfermedad en
el material vegetal de plantación. Se aconseja arrancar y eliminar
inmediatamente las plantas afectadas por virus durante el cultivo y la
eliminación de malas hierbas, posibles reservorios del vector y/o virus.

El empleo de trampas cromáticas amarillas (placas pegajosas) está
indicado para la detección de las primeras infestaciones por la plaga, el
seguimiento de las evoluciones de las poblaciones y par facilitar la toma de
decisiones a la hora de realizar las intervenciones.
Resistencia y tolerancia.
La utilización de variedades comerciales resistentes a la plaga o a los virus, no
es posible todavía en la mayor parte de los casos. Sin embargo el
descubrimiento de variedades tolerantes o resistentes para el vector o el virus
añade una nueva dimensión en el control de esta plaga y probablemente sea el
camino más eficaz.
MÉTODOS QUÍMICOS.
En los cultivos al aire libre el control se realiza, básicamente, por métodos
químicos.
Una
amplia
gama
de
piretroides
(cipermetrín,
deltametrín,
fenpropatrín, fluvalinato, bifentrín, permetrín, alfacipermetrín, cihelatrínlambda,
ciflutrín, etc.) presentan aceptables niveles de eficacia, siendo recomendados
49
con cierta asiduidad. Los productos reguladores del crecimiento como el
buprofecín o el teflubenzurón capitalizan el control químico, pues además de
presentar aceptables niveles de eficacia, respetan los enemigos naturales, que
en determinadas zonas y épocas del año resultan bastante frecuentes. Estos
productos son alternados con el empleo de endosulfán para controlar los
adultos
inmigrantes.
La aplicación de estos productos debe ser la adecuada ya que de ello depende
la eficacia del tratamiento. El hecho de que las poblaciones se sitúen en el
envés de las hojas condiciona la eficacia de los productos que actúan por
contacto, siendo aconsejable la adición de mojantes. Las aplicaciones se
llevarán a cabo cuando se inicie la instalación de la plaga en los cultivos
jóvenes y en épocas propicias para su desarrollo. Cuando el cultivo esté
avanzado y la época no sea la propicia se podrán dilatar las intervenciones. El
tiempo entre tratamientos se verá reducido si las poblaciones de la mosca
pueden ser portadoras de virosis. En este caso, habrá que seleccionar
productos que resulten eficaces en el control de los adultos, como el
endosulfán, citado anteriormente.
La estrategia en la elección de las materias activas habrá de tener en cuenta la
facilidad de la especie para desarrollar resistencia. En cuanto a B. tabaci, la
gama de materias activas utilizables es bastante reducida, dado que el biotipo
B se caracteriza por su alto nivel de resistencia a muchos derivados
organofosforados y carbamatos. Se obtienen controles satisfactorios con
productos como fepropatrín, metomilo, buprofecín, imidacloprid y endosulfán.
MÉTODOS BIOLÓGICOS
En los últimos 20 años han sido abundantes los trabajos encaminados a buscar
enemigos naturales y métodos alternativos para el control químico de B. tabaci,
sobre todo para su aplicación en cultivos protegidos. Esto ha cobrado mayor
50
importancia con la aparición y expansión de esta plaga. Sin embargo dentro de
los autóctonos almerienses, existen hasta la fecha pocos enemigos naturales
identificados y pocas especies que hayan sido probados para el control
biológico de esta plaga.
De entre los depredadores, cabe destacar la actividad de algunas especies de
chinches de la familia Miridae que con cierta frecuencia se asocian al cultivo,
tanto al aire libre como en invernadero. Macrolophus caliginosus, Dicyphus
tamaninii, D. errans, Cyrtopeltis tenuis son consumidores activos de larvas de
mosca blanca. De ellas M. caliginosus ofrece las mejores condiciones para su
empleo en el control de la plaga en cultivos protegidos. Las sueltas en el cultivo
deben realizarse al principio de la infestación cuando las poblaciones de mosca
son bajas. Estas especies, junto a Macrolophus nubilus pueden ocasionar
daños a la planta, cuando las poblaciones son elevadas y los niveles de presa
bajos, sin que tengan repercusiones de consideración.
Distintas especies de Anthocoridae (Orius laevigatus, O. majusculus, O. niger,
O. sauteri, etc.) se nutren, ocasionalmente, de larvas de mosca blanca, aunque
su incidencia en la regulación de las poblaciones parece escasa.
En las plantas que actúan como reservorios naturales, el coleóptero Delphastus
pusillus (catalinae), el díptero Achetoxenus formosus y el neuróptero
Chrysoperla carnea pueden aparecer, en determinadas épocas del año, en
cantidades importantes y limitar el crecimiento de la plaga.
Cuando la humedad relativa es elevada, algunas larvas son afectadas por
hongos entomopatógenos. Verticillium lecanii, Paecilomyces farinosus, P.
fumosorosus o Aschersonia aleyridis han sido aislados de momias de larvas de
mosca blanca. Del primero se comercializa un preparado, indicado para usar
en cultivos protegidos, al requerir de un grado higrométrico elevado para
infectar las larvas.
51
Varias especies de Himenópteros Aphelinidae parasitan a B. tabaci. Quizás
Eretmocerus mundus es el parasitoide más ampliamente extendido en las
áreas mediterráneas, siendo muy abundante en el otoño. Las temperaturas y
las condiciones ecológicas pueden condicionar la actuación de estos auxiliares,
que ejercen buen control en algunos hospedantes alternativos. También
destacan varias especies de Encarsia (E. formosa, E. lutea, E. cibcensis, E.
deserti, E. reticulata, E. nigricephala, E. transvena, E. tabacifora, etc.) que
parasitan a esta mosca blanca, aunque su eficacia es menor.
MÉTODOS DE LUCHA INTEGRADA.
La Lucha Integrada es el método de control de plagas y enfermedades en el
que se emplean conjuntamente productos químicos, insectos útiles y prácticas
culturales. El objetivo fundamental de este tipo de agricultura, es el control
racional y eficaz de las plagas y enfermedades, reduciendo la cantidad de
residuos de los productos que se van a recolectar.
Varios programas de lucha integrada, fundamentalmente en tomate y en
pepino, se han puesto a punto y se emplea, a nivel comercial, en varias partes
del mundo, especialmente, en invernadero.
CONCLUSIONES Y RECOMENDACIONES
52
BIBLIOGRAFÍA

INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO.
1996.
Control de
Enfermedades y Plagas en Melón y Papaya. Boletín de Sanidad Vegetal
No. 08. Bogotá, Colombia. pg. 9 – 12.

INSTITUTO
COLOMBIANO
AGROPECUARIO.
1988.
Informe
de
Actividades. Sección de Entomología del Centro de Investigación Caribia
1987 – 1988.

MANEJO INTEGRADO SOSTENIBLE DE MOSCAS BLANCAS COMO
PLAGAS Y VECTORES DE VIRUS EN LOS TROPICOS.
Corporación
Colombiana
de
Investigación
Agropecuaria
y
2000.
Centro
Internacional de Agricultura Tropical. Informe Final. 43 p.

www.infoagro.com/abonos/moscablanca

www.iicasaninet.net
53
Corpoica
Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria
ENFERMEDADES EN EL CULTIVO
DE MELÓN (Cucumis melo L.)
ALBERTO PÁEZ REDONDO
I.A. MSc. FITOPATOLOGÍA
54
JUSTIFICACIÓN
El melón es de las frutas de mayor aceptación en los mercados internacionales
como producto en fresco, debido a su apariencia exótica y características
organolépticas.
Sin embargo, en Colombia el área cultivada es poca,
concentrándose el mayor hectareaje sembrado en los departamentos del Valle
del Cauca y Magdalena.
Quizás el poco estímulo por cultivar esta especie, se deba al desconocimiento
del paquete tecnológico para producir melones para exportación, entre ellas las
variedades e híbridos apropiados y prácticas agronómicas recomendadas; a la
falta
de
infraestructura
(sistema
de
riego
adecuado,
plantas
de
almacenamiento, entre otras), y a la escasez del recurso financiero.
Como consecuencia de la desinformación en el manejo agronómico del cultivo,
ocurren pérdidas económicas considerables. La causa principal de ello son los
problemas patológicos a los cuales no se les da el tratamiento necesario y
oportuno.
Es importante entonces conocer cuales son las principales enfermedades del
melón, como se presentan y como deben manejárseles para evitar que el daño
que puedan ocasionar sea económico.
PATOLOGÍA DEL CULTIVO DE MELÓN (Cucumis melo L.)
Las enfermedades del melón se pueden asociar en cuatro grupos, de acuerdo
a su etiología, fungosas, vírales, las causadas por nematodos y las
parasitarias.
55
ENFERMEDADES FUNGOSAS
Son las causadas por hongos. Al melón lo afectan hongos del suelo, causando
pudriciones radiculares; otro grupo afecta principalmente el follaje y otros
microorganismos fungosos causan daño a hojas y a frutos en el campo y en
postcosecha.
Pudriciones radiculares
El melón es afectado al momento de la emergencia, en estado de plántulas y
como planta adulta por hongos que habitan en el suelo, destacándose
Fusarium oxysporum y rhizoctonia sp.
No se descarta la presencia de
Pythium, Sclerotium y Sclerotina.
Estos patógenos permanecen en el suelo por años, aún sin que se haya
sembrado, y su población se incrementa con la siembra sucesiva de especies
susceptibles como melón y sandía.
Fusarium o el hongo presente penetra a través de las raíces y más fácilmente
por las heridas en éstas, causadas en algunos casos por nematodos.
Ocasionan pudrición húmeda del cuello de la plántula. En plantas adultas se
observa inicialmente marchitamiento en las hojas nuevas; luego avanza hacia
toda la planta con posterior secamiento de todas las hojas, al hacer un corte
longitudinal del tallo a nivel del cuello, se aprecia una coloración marrón o
pardo-rojiza, como consecuencia de la acción destructiva de la micotoxina
sobre los vasos conductores de la planta; por esta razón es que las plantas se
marchitan y mueren.
En ocasiones el (los) hongos (s) puede afectar tallos y frutos, cuando éstos
están en contacto con el suelo.
56
Los hongos del suelo son favorecidos por condiciones de exceso de agua y
malos drenajes.
El manejo de la enfermedad debe estar encaminado a reducir las condiciones
favorables para que ella se presente. Los suelos deben ser bien drenados; se
debe aplicar el riego necesario sin llegar al exceso. Las semillas deben ser
certificadas; en suelos con altas poblaciones de nematodos, se debe recurrir a
cualquier tipo de control.
Cuando los suelos están altamente infestados,
especialmente por Fusarium , se debe hacer rotación de cultivos. Actualmente,
se recurre a la siembra de plántulas germinadas en semilleros aéreos o
terrestres, previa desinfestación del sustrato por medio de Solarización.
Cuando se detectan síntomas en el campo, causados por Fusarium, la
aplicación de fungicidas es ineficiente.
Para Rhizoctonia y Sclerotinia
se
puede usar benomyl, Carboxin y Quintozene; para Phthium se utiliza con
buenos resultados el Metalaxyl (2/1000) aplicado en forma temprana.
HONGOS DEL FOLLAJE
En este grupo se encuentran los problemas patológicos más frecuentes e
importantes del cultivo: El mildeo velloso ó mildiu polvoso ó cenicilla.

Mildeo velloso o Mildeu
Es producido por el hongo Pseudoperonospora cubensis. Afecta el follaje y
ramas, ocasionando la reducción de la actividad fotosintética y por ende la
producción de fotosíntesis.
Se manifiesta por manchas amarillas que aparecen en la cara superior de las
hojas, especialmente en las más viejas. A medida que pasa el tiempo las
57
manchas van creciendo en forma angular (limitado por las nervaduras) y van
uniéndose unas con otras hasta abarcar toda la hoja, la cual finalmente se cae.
En el envés de las hojas se observa un vello grisáceo o blanquecino que son
las estructuras reproductivas del hongo. Los frutos de las plantas con alta
incidencia de mildiu presentan lesiones producidas por los rayos solares, ya
que por falta de follaje quedan expuestos a ellos.
La enfermedad es favorecida por alta humedad del suelo y ambiente, altas
temperaturas y rocío abundante.
Manejo
Para evitar daños por la presencia del hongo (mildeo lanoso), se puede recurrir
a la siembra de materiales resistentes o tolerantes en campo; el Edisto 47 y el
Planter`s Jumbo muestran tolerancia frente al patógeno. Lo anterior puede
complementarse con aplicaciones preventivas de Mancozeb en dosis de 2 a 3
por mil. Para el control del problema también se pueden utilizar los fungicidas
Dinocap (Karathane WD o Mildex) y Antracol, solos ó en mezclas con
cualquiera de los preventivos mencionados anteriormente.
Otra alternativa es sembrar en época seca.

Mildeo polvoso o cenicilla
El agente causal es Erysiphe cichoracearum de Cand., siendo su fase
asexual Oidium ambrosiae Thum.
Se presenta principalmente en la época seca, la cual es la más adecuada para
sembrar melón.
Esta enfermedad reduce drásticamente los rendimientos,
puesto que las plantas afectadas disminuyen notablemente su actividad
58
fotosintética como consecuencia de la caída de las hojas; los frutos formados
son de mala calidad (tamaño pequeño, escaldados, maduración acelerada).
La sintomatología incluye la presencia de manchas ligeramente redondeadas
en tallos y hojas más viejas; las manchas ligeramente redondeadas en tallos y
hojas más viejas; las manchas están acompañadas por un polvillo blanquecino
sobre el haz y envés. Las lesiones concluyen hasta abarcar todas las hojas,
las cuales se amarillean y secan al cabo de 2 ó 3 semanas, con lo cual el
cultivo toma un aspecto de quemado. Hay defoliación.
La enfermedad es favorecida por condiciones de alta humedad relativa y altas
temperaturas (óptimo 26 grados centígrados)
Manejo
Dentro del manejo primeramente se puede recurrir a la siembra de materiales
tolerantes (sin olvidar la aceptación del producto en el mercado); las variedades
Edisto y Perlita y el Hale Best 45 presentan tal característica. Sin embargo,
estos materiales pueden ser afectados por la enfermedad, por lo que es
necesario hacer aplicaciones de fungicida. Por lo general, el tratamiento se
hace cuando se presentan síntomas utilizando Benomyl y Carbendazin. En lo
posible no se deben emplear productos a base de azufre, debido a que causan
daño a las plantas.
HONGOS DEL FOLLAJE Y FRUTOS
En este grupo, se destacan los patógenos que producen manchas y que
afectan hojas, ramas, flores y frutos, siendo más incidente el daño sobre esos
últimos, ya que desmeritan la calidad de los mismos.
Dentro de esos
patógenos los más importantes son los agentes de la Antracnosis y de la
Mancha Alternaria.
59
Antracnosis
Es causada por el hongo Colletotrichum lagenarium.
Afecta en cualquier
estado de desarrollo del cultivo. Aún después de la cosecha.
En las hojas, los primeros síntomas aparecen en forma de pequeñas manchas
redondeadas de color amarillo o marrón claro en las más viejas. Después
toman una coloración más oscura (negras), se van agrandando y abarcan,
incluso, las nervaduras; por último el follaje se necrosa y cae. Sobre los tallos y
pecíolos aparecen unas lesiones alargadas, de coloración amarillenta,
ligeramente hundidas y de apariencia húmeda, ocasionando que ellos se
tuerzan.
En los frutos, primeramente aparecen unas protuberancias con el centro
grasoso, posteriormente, se observan manchas hundidas de color negro y
generalmente se cubre de una masa de color rosado, lo cual corresponde a las
estructuras reproductoras del hongo (Acérvalos y esporas). Cuando los frutos
son afectados en los primeros días de desarrollo se deforman.
Esta enfermedad es favorecida por alta temperatura y elevada humedad
relativa.
Manejo

utilizar de semillas desinfectadas y/o certificadas

No se debe sembrar de tal manera que coincida la fase productiva con el
periodo lluvioso.

En campo evitar el contacto de los frutos con el suelo.

En presencia de síntomas, la aplicación de Benomyl o Prochloraz.
60
Manchas de Alternaria.
Es producida por Alternaria sp. afecta principalmente el follaje, ocasionando
la presencia de pequeñas manchas irregulares, alargadas u ovaladas de color
amarillento. Posteriormente, estas manchas se agrandan y cuolecen unas con
otras hasta cubrir totalmente la hoja y se tornan de color marrón oscuro a
negro. Finalmente las hojas se secan.
Los ataques severos en plantas jóvenes reducen el ciclo de vida, en plantas
adultas, aceleran la maduración de los frutos los cuales quedan pequeños y
expuesto a la acción de rayos solares.
El patógeno es favorecido por condiciones de alta humedad por lluvias o por
rocío abundante.
Manejo
El manejo de la enfermedad es similar al señalado para Antracnosis.
ENFERMEDADES VIRALES
Las cucurbitáceas son afectadas por varios virus, distribuidos en las distintas
zonas productores. Con respecto al melón se señala la presencia de virus,
ocasionando lo que se ha denominado “Mosaico”.
Los organismos en
mención son el virus del mosaico de pepino (CMV) y el virus del mosaico de la
patilla (WMV).
Los microorganismos producen síntomas similares. Generalmente el ataque se
presenta en plantas ya adultas, observándose moteado en las hojas (alternaría
de colores verde claro y verde más oscuro); el moteado está acompañado por
vejigas o ampollas entre las nervaduras. El cogollo se torna clorótico, las hojas
61
tiernas se deforman y encarrujan (encrespamiento).
El crecimiento de las
plantas afectadas se reduce drásticamente, como consecuencia de la
formación de pocas guías y acortamiento de los entrenudos. En frutos se
observa un moteado similar al de las hojas.
Estos virus se transmiten por medio de insectos vectores, especialmente
áfidos, entre los que se destacan Aphis gossypii y Myzus persicae. No se
transmite por semillas.
Los virus CMV y WMV tienen una gran cantidad de plantas hospederas, sin
embargo, las de mayor importancia son otras cucurbitáceas silvestres y
algunas leguminosas.
Manejo

Mantener el cultivo libre de malezas, especialmente de aquellas especies
hospederas de los virus.

Realizar el riego y suministro de fertilizantes en forma adecuada y oportuna,
lo cual permitirá tener plantas sanas y vigorosas.

Eliminar plantas con síntomas, con el objeto de evitar la rápida diseminación
del patógeno.
DAÑOS CAUSADOS POR NEMATODOS
Generalmente el daño por nematodos ocurre en forma aislada, aunque no se
descarta una incidencia generalizada.
Los más comunes en cucurbitáceas son los del género Meloidogyne. Estos se
introducen y viven dentro de las raíces (endoparásitos), produciendo
nudosidades o agallas que impiden el paso de agua y nutrientes a la planta.
62
Como consecuencia de lo anterior, las plantas no crecen normalmente
se
amarillean y su producción se reduce en cantidad y calidad (frutos de tamaño
pequeño).
Indirectamente, Meloidogyne sp ú otro nematodo, ocasionan otro daño,
consistente en la realización de heridas en las raíces, lo cual facilita la entrada
de otros organismos patógenos como Fusarium sp.
Manejo
La realización de algunas prácticas pueden prevenir la presencia y/o incidencia
de nematodos, tales como:

Evitar el traslado de maquinarias e implementos de lotes invadidos a lotes
libre.

Cuando la población de nematodos es muy alta se debe recurrir a la
rotación de cultivos, utilizando plantas no hospedantes como fríjol
terciopelo, maíz y crotalaria.

Uso de extractos de algunas plantas o siembra de especies alelopáticas
como el Tajetes patula.
PROBLEMAS NO PARASITARIOS
Es frecuente encontrar frutos, con lesiones en el extremo opuesto al punto de
unión con el pedúnculo debido fundamentalmente a falta de agua.
A este
problema se le conoce como podredumbre apical del fruto o “cuchillo”.
Se pueden presentar desde que los frutos empiezan a formarse. Inicialmente
se observa una mancha irregular y de aspecto aceitoso; posteriormente la
63
mancha se agranda y toma un color negro, de aspecto seco y de consistencia
firme.
Suelos arenosos, altas temperaturas, vientos fuertes y riegos inadecuados son
las condiciones que favorecen la presencia del mal.
Para contrarrestar lo anterior, es necesario utilizar frecuencias cortas de riego.
En ocasiones se observan frutos rajados, lo cual se atribuye a deficiencias en
la frecuencia y/o volumen del agua de riego.
BIBLIOGRAFÍA

FUSAGRI. Melón, Patilla y Pepino. 2ª. De. Serie. Petróleo y Agricultura –
Fusagri, Venezuela, 1990 p. 37-45.

ICA –HORTALIZAS. Manual de Asistencia Técnica No. 28. Programa de
Hortalizas, ICA. Bogotá, Colombia. 1988. 421.

ICA. Melones para exportación. En: ICA INFORMA. Vol. 23 (1). Enero a
Marzo, 1989. p. 4; 21-25.

MESSIAEN, C.N. Y.R., LAFON. Enfermedades de las hortalizas. Oikos Tan
.A. Barcelona, España. 1990. p.113-128.

PAEZ REDONDO, Alberto. Efecto de algunas especies de plantas sobre
poblaciones del nematodo de las nudosidades (Meloidogyne sp) de
(Cucumis melo L.) Fitopatología Colombiana. Vol. 20, No. 2. 1996; 54-58

SARRIÁ, A.L.F. y OTROS. Identifica malezas hospedantes de Meloidogyne
raza 1 en el Valle del Cauca. Fitopatología Colombiana. Vol. 11, No. 1.
1985; p. 4-13

VARON DE A. FRANCIA. Manejo de enfermedades de las hortalizas. En:
Guía de producción de hortalizas. ASIAVA. Buga. 1991. p. 61-68
64
65
66
Descargar

Cartilla: El Cultivo del Melón