LA GLOBALIZACION Y EL RIESGO DEL CRIMEN ORGANIZADO
TRANSNACIONAL
Roberto Eleuterio Duarte
Generalidades.
Este nuevo fenómeno, que acompaña a la globalización, trasciende las
categorías de amenazas que se consideraban durante la guerra fría, en
razón de que los diferentes grupos criminales sustituyen a los
gobernantes en el proceso de toma de decisiones, sin que la sociedad
pueda percibir su accionar, y en el supuesto que lo haga, difícilmente
pueda identificar los actores.
Las Naciones Unidas considera que el crimen organizado transnacional,
destruye las bases mismas del orden democrático y de la seguridad
internacional, valores consagrados en su Carta
El crimen organizado global es un problema que transciende las
categorías de la vieja guerra fría, y es posible que los grupos delictivos
que lo desarrollan, sustituyan a los estados en las decisiones
interestatales, sin que el ciudadano común advierta tal circunstancia.
El Presidente Clinton y funcionarios de su gobierno, han reconocido al
crimen organizado transnacional, como la amenaza que pone en peligro
la paz de mundo y la libertad, seguridad y prosperidad de los EE.UU. en
el siglo XXI.
Sostuvo que tiene magnitudes similares al colonialismo en el siglo XIX y
el comunismo en el siglo XX.
Si bien pueden observarse beneficios que genera el fenómeno de la
globalización en el ámbito económico-social, también se aparecen
graves problemas generados por la globalización de la criminalidad
organizada, que en la última década a tenido un crecimiento inusitado.
La integración de grupos delictivos con características empresariales, se
han estado desarrollando desde la finalización de la IIGM, y alcanzan
una expansión muy importante con la disolución de la Unión Soviética,
dando lugar a la aparición de innumerables grupos delictivos nuevos, al
establecimiento de alianzas estratégicas entre dichos grupos, y a la
diversificación de sus actividades ilícitas.
El principal esfuerzo de la comunidad de inteligencia de los EE.UU,
estará dirigido a conocer la situación de la proliferación nuclear, por
considerar que estados hostiles involucrados en este fenómeno,
constituyen la amenaza más importante para su seguridad nacional.
El criterio empresario que han adoptado estos grupos delictivos, los lleva
a sustituir cualquier actividad ilícita por otra, como por ejemplo ocurrió
1
con la Cosa Nostra siciliana, que al quedar desarticulada su red
transatlántica de heroína, al final de la década de 1980, se dedicó a la
extorsión y a la corrupción.
Los grupos delictivos que en la actualidad participan del Crimen
Organizado Transnacional (COT), imitan el comportamiento de las
empresas legales, y se diferencia de las características tradicionales de
las mafias.
Una de las actividades ilícitas que adquiere importancia es el tráfico de
seres humanos, cuando se realizan traslados ilegales de trabajadores
inmigrantes, actividad que produce estimativamente del orden de 7 mil
millones de dólares anuales. El sector más vulnerable es el que
comprende a los niños y mujeres, que son reducidos a la servidumbre
privada y a la prostitución.
Desde la disolución de la URSS, la aparición de la criminalidad
organizada en las diferentes repúblicas emergentes, constituye el
problema de mayor preocupación, de modo tal que el Presidente de
Rusia Boris Yeltsin, dijo que el Crimen Organizado Transnacional es el
problema número uno en ese país, agravado por la corrupción que al
mismo tiempo se generaliza.
En una encuesta recientemente realizada en Rusia donde se preguntaba
"quien gobierna en Rusia", surgió que el 23% dice "la mafiocracia", el
22% "nadie", el 19% "no saben quien", y solamente el 14% dijo "el
Presidente Yeltsin.
Durante la guerra fría existía la posibilidad de interactuar con el bloque
soviético y sus aliados, bajo las reglas internacionales de comunicación,
si bien no existía cooperación, pero con el crimen organizado
transnacional, no existe ninguna posibilidad.
Las normas tradicionales de la diplomacia no son de aplicación con
grupos que utilizan las amenazas, intimidación y asesinato, como
instrumento de negociación.
En cuanto a las motivaciones delictivas, se debe distinguir entre las
ambiciones económicas y políticas, puesto que, si bien la mayoría de los
grupos delictivos persiguen beneficios económicos, hay algunos que
tienen fines políticos.
Las actuales tendencias globales, como la interdependencia creciente
de los estados y la apertura de las fronteras, que coexisten con un
flagelo como la pobreza y falta de equidad en la mayoría de los estados,
facilitan las actividades de los grupos delictivos transnacionales.
De esta manera la globalización de la criminalidad organizada,
acompaña a la globalización financiera y económica
El comportamiento se asemeja a las actividades empresarias legales,
2
desde el momento que procuran conquistar o crear nuevos mercados,
eludir las legislaciones desfavorables y explotar las vulnerabilidades que
presentan los controles estatales, en cualquier parte del mundo.
Las organizaciones criminales transnacionales están estableciendo
alianzas estratégicas, para acceder a mercados, diversificar sus
actividades ilícitas, neutralizar a competidores y compartir o reducir
riesgos.
En la actualidad el Crimen Organizado Transnacional se ha diversificado
y extendido profundamente, debilitando la credibilidad y efectividad de
las instituciones fundamentales, violentando los derechos humanos,
infectando la credibilidad del ámbito económico y corrompiendo a los
líderes políticos.
En las regiones donde existen conflictos bélicos, también se dan las
condiciones ideales para la proliferación de las actividades estas
organizaciones criminales.
Uno de los pilares es el tráfico de droga, que conforme la opinión de los
expertos compromete la estabilidad internacional, post guerra fría.
Los EEUU, a través de funcionarios especializados, consideran que el
crimen organizado transnacional, está minando el gobierno de Rusia,
afectando su reforma política y económica, circunstancia que constituye
una seria amenaza, que no puede soslayarse, ya que estos grupos
delictivos rusos tienen la capacidad de apoyar al terrorismo, contribuir a
la proliferación de los materiales nucleares, y la comercialización de
tecnología y armas de destrucción masiva.
Por otro lado, los principales líderes de Rusia consideran que la principal
amenaza a sus intereses estratégicos y su seguridad nacional, es la
"mafiocracia rusa".
Según los analistas, la "Mafiocracia" es un sistema político-social que
está establecido en Rusia desde 1990 y sus rasgos principales son:
o
o
o
o
o
o
Personas comprometidas con organizaciones criminales vinculan
con los más elevados niveles de conducción de la economía
nacional.
Funcionarios gubernamentales corruptos que son utilizados como
instrumentos de las organizaciones criminales.
Ausencia de instituciones y procedimientos democráticos fuertes
(Parlamento, gobierno local, prensa, partidos políticos, iglesia,
sindicatos)
Parálisis del sistema jurídico ruso.
Supresión de los mecanismos de libre mercado.
Control de los medios de comunicación social.
3
Alejandro Solzhenitsyn sostuvo en noviembre de 1996, que el sistema
político ruso no tiene semejanza alguna con la democracia y está muy
lejos de iniciar la reforma económica.
Los objetivos que se había propuesto la perestroika, en realidad fueron
alcanzados por la mafiocracia, pero a su manera:
o
o
o
o
Aumentar la eficacia del sistema económico utilizando
mecanismos de libre mercado.
Adecuar el sistema político conforme el nuevo orden mundial, las
tecnologías de comunicación y la educación pública.
Resolver el déficit presupuestario. (20 millones de burócratas y un
gran sistema de defensa)
Reemplazar viejos funcionarios por jóvenes filocomunistas.
Naturaleza del fenómeno.
La naturaleza flexible del Crimen Organizado Transnacional, le permite
adaptarse a las diferentes acciones que se articulan para combatirlo,
fundamentalmente por que no existe una determinación global de
combatirlo, como propone las Naciones Unidas.
Es muy probable que el Crimen Organizado Transnacional, adquiera
nuevas formas, utilizando las comunicaciones electrónicas, las
manipulaciones genéticas y las clonaciones en particular, para
adaptarse a regulaciones que se impongan.
La naturaleza de este fenómeno, presenta dificultades para establecer
sus dimensiones, a pesar de que las Naciones Unidades estimó que los
beneficios anuales fueron aproximadamente 750 mil millones de dólares
en 1994, incluyendo unos 500 mil millones de dólares que genera el
narcotráfico.
Los recientes años están caracterizados por un significativo aumento de
las actividades delictivas globales como el lavado de dinero, el tráfico de
tecnología y material nuclear, la comercialización de órganos humanos y
el desplazamiento ilegal de inmigrantes, que se agregan a las
actividades ilegales tradicionales como la prostitución, el narcotráfico y el
tráfico de armas.
Las principales actividades ilícitas que caracterizan el comportamiento
del Crimen Organizado Transnacional contemporáneo, son:
o
o
o
o
Tráfico de drogas
Tráfico de armas
Tráfico de personas
Tráfico de órganos humanos
4
o
o
Lavado de dinero
Tráfico de tecnología y material nuclear
La criminalidad organizada transnacional como uno de los efectos no
deseados del fenómeno de la globalización, no afecta determinadas
comunidades, sino que tiene caracteres globales.
Los organismos internacionales que se dedican a estudiar y hacer el
seguimiento de este tipo de criminalidad, han estimado que los recursos
dinerarios generados por las actividades de dichas organizaciones son
equivalentes a casi el 3% del Producto Bruto Mundial, que a su vez son
alrededor del 9% del Comercio Internacional.
Semejante volumen dinerario tiene doble incidencia en las actividades
de los estados: por un lado detrae significativas cantidades de recursos
como aspecto negativo, pero lo que parece ser un aspecto positivo, es la
incorporación de importantes flujos de capitales a la economía formal de
algunos estados.
El tráfico de drogas como una de las principales actividades que integran
la diversidad de ilicitudes que desarrolla la criminalidad organizada
transnacional, produce alrededor del 35% de la totalidad de los recursos
que generan.
El lavado de dinero como una actividad más de todas las que
desarrollan esta organizaciones, originan atractivas rentabilidades, que
en muchos casos son vistas como plausibles, razón por la cual ciertos
centros financieros se encuentran ante una delicada disyuntiva: combatir
o tolerar esta actividad.
Es conocido aquellos casos donde diferentes estados resuelven adoptar
medidas para neutralizar el lavado de dinero, y entonces las
organizaciones criminales establecen alianzas y emprendimientos
legales como cobertura de sus ilícitos, casi siempre aprovechando las
vulnerabilidades de los sistemas de control estatal.
Una manera que podría contribuir a la lucha contra el lavado de dinero,
es el compromiso político de los estados a traves de sus gobernantes,
en combatir este tipo de ilicitudes, sean originarios, de tránsito o
recipendarios finales de los "beneficios" del lavado.
En la actualidad, hay estados que todavía rechazan las medidas que
procuran combatir el lavado de dinero, lo que facilita tal práctica, pues es
necesario plena cooperación de los actores y armonización de las
legislaciones.
Mientras los intereses de los estados, incidan en sus percepciones
acerca del lavado de dinero, la lucha contra el mismo tendrá limitadas
perspectivas de éxito.
5
En este escenario, donde los actores todavía no han armonizado
adecuadamente sus intereses estratégicos, para adoptar políticas
coordinadas, cooperativas y comprometidas, permanecerán las
facilidades para que este fenómeno de lavado de dinero, producido por
las ilicitudes de la criminalidad organizada transnacional, continúe
desarrollándose.
Uno de los tantos organismos creados para combatir el lavado de dinero
es el Grupo de Acción Financiera internacional sobre Blanqueo de
Capitales - The Financial Action Task Force on Money Laudering
(FATF), tuvo su origen en 1989 durante la Cumbre del G-7 en París.
Este organismo tiene un grupo de expertos en la lucha contra la
criminalidad organizada transnacional que en abril de 1990 formularon
40 recomendaciones, que por motivos de cambios en las modalidades
delictivas, fue corregida en 1996.
Estas Recomendaciones, que si bien no tienen carácter de convención,
requiere que los estados adhieran en su practica. Una de las cuestiones
novedosas de estas recomendaciones, es que los estados miembros
aceptan las verificaciones multilaterales de los demás.
Definiciones del Crimen Organizado Transnacional.
Una definición que está usando Interpol es: "Cualquier grupo que tiene
una estructura corporativa cuya el objetivo primario es obtener
dinero a través de las actividades ilegales y sobrevive a menudo en
el miedo y corrupción."
El Comité Especial de las Naciones Unidas para elaborar la Convención
Contra la Delincuencia Organizada Transnacional, que se reuniría en el
próximo mes de diciembre, propone la siguiente definición: "Se
entiende por grupo delictivo organizado, un grupo estructurado,
existente durante un período de tiempo y que tenga por fin la
comisión de un delito transnacional grave, mediante la acción
concertada, utilizando la intimidación, la violencia, la corrupción u
otros medios, para obtener, directa o indirectamente, un beneficio
económico u otro beneficio de orden material".
Cualquier intento por definir este fenómeno, encuentra diferencias entre
los estados parte en cuanto a la dimensión subjetiva de la noción del
crimen (por ejemplo, el contrabando de opio en China por comerciantes
británicos y americanos durante los primeros años del siglo XIX, en
violación de las leyes chinas, se definió como comercio esencial para
Gran Bretaña y los Estados Unidos. En el mundo de hoy, estas
contradicciones todavía persisten.
6
Formas de combatir.
Existe una tendencia global hacia la interdependencia y cooperación
entre todas las organizaciones delictivas, circunstancia que hace
imposible contrarrestar el accionar de éstas con el esfuerzo aislado de
los estados.
La magnitud del fenómeno es tal, que se considera imposible intentar
combatirlo solamente con las fuerzas armadas y de seguridad, es
necesario un acuerdo y cooperación global, fundamentalmente de la red
bancaria y una normativa específica.
En el seno de las organizaciones internacionales existen proyectos, que
tiene extensamente analizado todos los aspectos que debieran tenerse
en cuenta para combatir el Crimen Organizado Transnacional, desde
una perspectiva global y cooperativa. A propósito tanto la ONU, la OEA
como la UE, están promoviendo congresos, convenciones y todo tipo de
reuniones para estudiar este fenómeno.
Se considera que armonizar procedimientos de extradición sobre la base
de acuerdos multilaterales que aumente la eficacia policial y jurídica,
incluyendo prevención y represión penal, es un muy buen comienzo.
La lucha contra el crimen organizado transnacional, no ha tenido el éxito
esperado, ya que es necesario que exista una cooperación coordinada
entre las agencias responsables de combatirlo, esto es, compartiendo la
información disponible, facilitando las investigaciones, dictando leyes
armonizadas entre todos los países involucrados y estableciendo apoyos
técnicos mutuos entre todos los organismos especializados en este
fenómeno.
Los estados en general no han acertado con las soluciones para
enfrentar esta amenaza, ya sea porque no tienen los medios apropiados,
porque las autoridades no aplican con firmeza las leyes, porque no hay
intercambio de informaciones o porque no hay coordinación cooperativa.
Dentro de una estrategia global es necesario considerar la tipificación
internacional del delito, mediante acuerdos bilaterales o multilaterales.
Por otra parte, una manera de combatir al principal soporte del Crimen
Organizado Transnacional, es decir el narcotráfico, quedó resuelto en el
vigésimo período ordinario de sesiones de la Comisión Interamericana
para el Control del Abuso de Drogas (CICAD), celebrado en Buenos
Aires, entre el 15 y el 28 de octubre de 1996, que adoptó la Estrategia
Antidrogas en el Hemisferio.
Al hacerlo, los Estados miembros reconocieron que el desarrollo
alternativo es un importante componente para la generación de opciones
económicas lícitas, viables y sostenibles, para sustituir el cultivo ilícito de
drogas. Este trabajo fue sobre la base de conclusiones y
7
recomendaciones que formuló un Grupo de Expertos del CICAD de la
Organización de Estados Americanos.
También en la Conferencia Internacional sobre el Combate de la
Corrupción y la Salvaguarda de la Integridad entre Funcionarios de la
Justicia y las Fuerzas de Seguridad, propugnada por el gobierno de los
EEUU, quedó establecido que es necesario un firme compromiso de los
estados, en la determinación para combatir la corrupción, importante
instrumento del Crimen Organizado Transnacional.
Los acuerdos formales están enfrentando dos problemas fundamentales
como son la falta de universalidad, al existir estados que no ratifican los
tratados, y la falta de puesta en vigor de legislaciones firmes y duras.
Manifestaciones de personalidades.
El ex Director de la CIA, R. JAMES WOOLSEY, en 1994, dijo que debido
a la complejidad y la naturaleza difusa de este problema, tomará el
esfuerzo de historiadores, sociólogos, analistas financieros,
economistas, expertos técnicos, analistas políticos, para determinar el
impacto político, social y económico, sobre la estabilidad y seguridad del
nuevo orden mundial.
También sostuvo que este adversario nuevo, que amenaza la seguridad
y la prosperidad de los EEUU y sus aliados, no tienen uniforme ni
ideales patrióticos, y se dedican a adulterar el curso normal de las vidas
y a destruir la cultura cívica de las sociedades, burlando las leyes, los
valores y la moral de los pueblos
En París, durante el mes de abril de 1996, el Grupo de Expertos
"Seniors" de las Naciones Unidas, pertenecientes al P8 (G7+Rusia),
formularon recomendaciones para combatir eficientemente al Crimen
Organizado Transnacional. Estas recomendaciones, tienen como ejes
las ideas de una legislación internacional que persiga estos tipos de
delitos transnacionales y el compromiso político de los estados en luchar
cooperativa y conjuntamente.
En febrero de 1997, GEORGE TENET, actual Director de la CIA, que
una de las principales amenazas para la seguridad de los EEUU en el
siglo XXI, es el Crimen Organizado Transnacional, razón por la cual la
comunidad de inteligencia de dicho país estará enderezada a estudiarlo
y combatirlo.
El Secretario General de las Naciones Unidas, BOUTROS BOUTROSGHALI, en 1994, en Nápoles, dijo que el Crimen Organizado
Transnacional ataca los valores fundamentales consagrados en la Carta
de ese organismo, y por ello requiere el compromiso de todos los
estados parte, en la lucha conjunta y cooperativa.
8
También sostuvo que las causas de este mal se identifican con la nueva
permeabilidad de fronteras, la apertura a de economías nacionales y la
dinámica del comercio internacional.
Dijo también que de hecho, la criminalidad transnacional organizada se
aprovecha de la debilidad de instituciones y de los estados, en todos los
continentes.
Además expresó "El derrumbamiento de comunismo y la desintegración
del Unión Soviética ha llevado a un debilitar las estructuras
institucionales y una pérdida de referencias sociales y ideológicas en
Europa oriental. En los países en vías de desarrollo, los conflictos
sociales, el marginamiento de ciertas categorías sociales y la corrosión
de valores morales también ha llevado a un desarrollo inaudito de
crimen transnacional organizado. Es más, como todos nosotros
sabemos, en los estados que están en guerra o en cuyo territorio existe
un conflicto armado, experimentan la presencia del crimen organizado.
La existencia de una guerra siempre es acompañada por un aumento de
tráficos ilegales. La expansión de estos fenómenos tienen impactos
negativos significativos en el orden internacional que juntos nosotros
deseamos establecer. Este mismo año, la Asamblea General, definió los
principios que guiarán la política de las Naciones Unidas en la
prevención y control del crimen transnacional".
En julio de 1997, KOFI ANNAN, Secretario General de las Naciones
Unidas, sostuvo que las autoridades gubernamentales y la sociedad
están cada vez más amenazadas por el Crimen Organizado
Transnacional. Dijo que facilita el crecimiento del potencial económico y
político de estas organizaciones criminales, la sofisticación de las
comunicaciones y las facilidades que otorga la globalización de los
mercados.
El Director anterior de la CIA, R., James Woolsey, describió las
dificultades de aplicar métodos de seguridad nacionales tradicionales
para combatir el Crimen Organizado Global, puesto que las
herramientas de la diplomacia son ineficaces y no pertinentes para tratar
con estos grupos delictivos. Incluso bajo el periodo más difícil de la
Guerra Fría, si el acuerdo general no era posible, la comunicación, no
obstante, era factible. Esto no ocurre en el mundo de crimen organizado.
En EEUU, el senador JOHN KERRY dijo recientemente que "El crimen
organizado es el nuevo comunismo".
Hechos que facilitan el desarrollo del Crimen Organizado
Transnacional.
Existen hechos que facilitan en desarrollo del Crimen Organizado
Transnacional, como fenómeno globalizado:
9
o
o
o
o
o
o
o
o
o
o
o
o
o
o
o
La debilidad de las instituciones fundamentales de los estados.
La marginación de importantes sectores en los diferentes grupos
sociales.
Modificación de sistemas de comercio tradicionales.
Flexibilización de las voluntades políticas para combatir este
fenómeno.
Incremento de los movimientos migratorios.
Aparición de áreas de libre comercio en diversos lugares del
mundo.
Facilidades para ejecutar las operaciones financieras.
Falta de equidad social y económica entre países desarrollados y
en desarrollo
La permeabilidad de las fronteras internacionales.
La apertura de las economías nacionales.
La velocidad de las transacciones comerciales internacionales.
La corrosión de los valores morales.
La falta de coordinación cooperativa globalizada entre los estados
para combatirlo.
La falta de armonía en la legislación específica nacional e
internacional para combatir este fenómeno.
La falta de organismos supranacionales para la aplicación de las
leyes.
Los fines del Crimen Organizado Transnacional
Los fines que en general, se le atribuyen a las diferentes organizaciones
criminales transnacionales son:
o
o
o
o
o
o
Obtener, en el menor tiempo posible, la mayor cantidad de dinero,
a través de las actividades lícitas e ilícitas.
Corromper las estructuras gubernamentales.
Destruir los sistemas económicos nacionales.
Constituir factores de poder
Establecer alianzas
Ejercer el poder utilizando cualquier medio.
Comentarios finales
Si tenemos en cuenta los factores que caracterizan la criminalidad
organizada transnacional, pero en particular, cuáles son algunas de las
circunstancias que facilitan su desarrollo, cualquiera de los temas que se
debaten en este Encuentro, tienen vinculaciones directas con las
medidas que se deben tomar para combatir los efectos de este
subproducto no deseado de la globalización financiera y económica.
La seguridad y la defensa de los valores y los intereses de los estados,
10
están amenazadas por los intereses y las acciones de las distintas
organizaciones criminales transnacionales, en consecuencia, las
instituciones fundamentales de los estados democráticos, la integridad
de los mismos y el bienestar y seguridad de sus habitantes, constituyen
valores a preservar. Una manera de comenzar es prestando particular
atención a este fenómeno, que de ninguna manera es nuevo, sino que
adquirió modalidades novedosas.
Especular sobre temas de la seguridad hemisférica y la defensa de los
espacios regionales, sin considerar cual son los efectos de las
actividades del la criminalidad organizada transnacional, sería
desestimar de un modo, como mínimo irresponsable, una gama de
actores preponderantes en el contexto internacional, cuya influencia no
se puede desconocer ni mucho menos soslayar.
Para el caso de nuestro país, basta recordar lo que se define como
seguridad interior y defensa en la legislación vigente, para advertir cual
es la naturaleza, el alcance y los efectos de la incidencia que tiene la
criminalidad organizada transnacional, en los valores que se pretenden
tutelar.
LEY N° 24.059 - SEGURIDAD INTERIOR
Art. 2 - A los fines de esta ley se define como seguridad interior a la
situación de hecho basada en el derecho en la cual se encuentran
resguardadas la libertad, la vida y el patrimonio de los habitantes,
sus derechos y garantías y plena vigencia de las instituciones del
sistema representativo, republicano y federal que establece la
Constitución Nacional
LEY N° 23.554 - DEFENSA NACIONAL
Art. 2 - La defensa nacional es la integración y la acción coordinada
de todas las fuerzas de la nación para la solución de aquellos
conflictos que requieran el empleo de las fuerzas armadas, en
forma disuasiva o efectiva, para enfrentar las agresiones de origen
externo.
Tiene por finalidad garantizar de modo permanente la soberanía e
independencia de la Nación Argentina, su integridad territorial y
capacidad de autodeterminación, proteger la vida y la libertad de
sus habitantes
A la luz de estas definiciones, considero que resulta necesario prestar atención
a las cuestiones que como consecuencias de las actividades de la criminalidad
organizada transnacional, inciden en los temas estrechamente vinculados a la
11
seguridad interior y la defensa de los espacios locales y regionales
Fuente:
Ponencia presentada en el IV Encuentro Nacional de Estudios Estratégicos,
Buenos Aires, septiembre de 2001
12
Descargar

la globalizacion y el riesgo del crimen organizado transnacional