2002_06_02_a07

advertisement
Revista Electrónica Granma Ciencia. Vol.6, No.2, Mayo-Agosto del 2002
ISSN 1027-975X
TITULO: CONSIDERACIONES AGROTECNICAS
DE LA COSECHADORA DE
ARROZ CUBAR – 90 EN EL VALLE DEL CAUTO
AUTORES: WILMER L. ALMARALES FRIAS
LORENZO R. PEÑA RONDÓN
RAMON PEÑA GONZALEZ
INSTITUCION: ESTACION TERRITORIAL DE INVESTIGACIONES DEL ARROZ
JUCARITO, VADO DEL YESO, RIO CAUTO, GRANMA, CUBA.
RESUMEN
Las consideraciones agrotécnicas a la cosechadora de arroz CUBAR – 90, fueron
realizadas en áreas del Valle del Cauto, provincia Granma, durante la cosecha de los
años 1999 – 2000. El objetivo del estudio consistió en determinar indicadores que
caracterizan la calidad de trabajo de dicha máquina. La toma de datos se realizó
basándose en las NC - 3455: 87 “Cosechadoras de granos”. Metodología para la
realización de las pruebas” y la NC – 3445: 87 “Metodología para la determinación de
las condiciones de pruebas”. Los resultados se comparan con las exigencias
agrotécnicas de la labor, demostrándose que dicho medio mecanizado no cumplió con
las exigencias respecto a los niveles de pérdidas e impurezas en ninguna de las tres
variantes de régimen de trabajo empleadas, logrando los valores más favorables con la
utilización del primer escalón de marcha y la posición media del variador con un 5.18 %
en las pérdidas y 9 % de impurezas para un rendimiento de 4.06 t/ha como promedio.
ABSTRACT
The technical performance of the rice harvester CUBAR – 90 was evaluated in areas of
the Cauto River Valley in Granma province during the crop season of the years 1999 –
2000. The trial objective was to determine the indicators that characterize the working
quality of the machinery. Data collection complied with the standards NC – 3455: 87
“Grain harvesters. Methodology to make the tests” and the NC – 3445: 87 “Methodology
to determine the trial conditions”. The results showed that the harvested did not comply
with the expected technical parameters in none of the three working regimes tested
regarding grain loss and impurity.
INTRODUCCION
Aunque la producción de alimentos en los últimos 30 años ha crecido rápidamente al
existir un 18 % más de alimento percápita, la paradoja, sin embargo, es que en el
mundo de hoy más de 800 millones de personas padecen hambre (Yeves, 1996).
En América Latina y el Caribe, el arroz constituye uno de los productos de mayor
consumo y superficie sembrada (CIAT, 1981) y en Cuba dicho cereal es parte de la
dieta básica de la población (Gutiérrez, 1988), aunque la producción nacional actual
solo cubre alrededor de un 60 % de la demanda (Socorro, 1991) y los niveles de
rendimiento agrícola en la ultima década no sobrepasan las 3.15 t/ha (IIA, 2000);
incidiendo en ello, de manera significativa, las cuantiosas pérdidas producidas al
momento de recolección.
Durante la cosecha mecanizada hay un gran número de factores que proporcionan la
variación de parámetros funcionales en las cosechadoras, además, aspectos subjetivos
de la experiencia de los operadores de dichas máquinas que determinan índices de
calidad.
Se establecen determinados parámetros evaluativos referentes al funcionamiento
eficiente de las combinadas, para nuestras condiciones se considera aceptable un
índice de pérdida en las plantaciones inferior al 3 %, mientras las impurezas reportadas
serán inferiores al 8 %.
Las pérdidas son contrarias al rendimiento agrícola y cada por ciento de incremento
significa dejar de recolectar una considerable cantidad de arroz cáscara húmedo a nivel
nacional, sin despreciar el prejuicio causado a la economía al aumentar los gastos en
moneda libremente convertible utilizada para la adquisición de arroz consumo. De igual
manera las impurezas constituyen un elemento perjudicial a la eficiencia industrial de
los secaderos, con el aumento del consumo de combustibles de dichas unidades
fabriles y en la transportación de la materia prima.
La influencia del funcionamiento de las cosechadoras está dado por los resultados
económicos de su empleo, así como por la eficiencia que alcancen dichos medios
mecanizados durante su funcionamiento.
MATERIALES Y METODOS
El estudio agrotécnico de la cosechadora de arroz CUBAR – 90 se realizó en el macizo
arrocero del Valle del Cauto, provincia Granma, durante la cosecha de los años
1999 – 2000; su objetivo primordial es la determinación de los indicadores de calidad
durante la recolección del grano. En su ejecución se emplearon las Normas Cubanas
(NC) NC - 3445:87 "Metodología para la determinación de las condiciones de pruebas"
y la NC - 3455:87 "Cosechadoras de granos. Metodología para la realización de las
pruebas".
La toma de datos se desarrolló en condiciones de campo empleando tres variantes (V)
en el régimen de trabajo, dado por la combinación de dos escalones de marcha y dos
posiciones del variador como se muestra a continuación.



(VI): Primer escalón de marcha y media del variador.
(VII): Segundo escalón y baja del variador.
(VIII): Segundo escalón y media del variador.
Tabla 1: Características de los campos y el cultivo.
Denominación del índice
U/M
Índice
Denominación del suelo
Relieve
Micro relieve
Humedad del suelo (10 cm)
Vegetación indeseable
Variedad
Cultivo
Humedad del grano
Labor anterior
Método de siembra
Población del campo
Longitud de las plantas
Inclinación
Grado de maduración del grano
Rendimiento en grano
Rendimiento en paja
Relación grano – paja
%
%
Pts/m2
cm
%
%
t/ha (qqs/cab)
t/ha (qqs/cab)
-
Oscuro Plástico Gleysado
Llano
Ligeramente ondulado
58.8
Ligera
J - 104
Arroz
19
Drenaje
Voleo
305
75
30 – 36
96
4.06 (1200)
8.98 (2355.9)
1:1.97
Aunque las condiciones de humedad del grano son desfavorables así como el nivel de
inclinación de las plantas es elevado se procedió al estudio para contar con un criterio
sobre la calidad del funcionamiento en trabajo de dicha máquina, una mayor
experiencia y una valoración al respecto de su utilización para la recolección del
producto, sobre todo en el sector especializado estatal de la región en cuestión.
Tabla 2: Regulación de los principales órganos de trabajo.
Denominación del índice
U/M
Índice
Abertura de la criba superior (persianas)
Abertura de la criba inferior (orificios)
Revoluciones del cilindro de trilla
Abertura delantera del cóncavo
Abertura trasera del cóncavo
Revoluciones del ventilador
Revoluciones del saca pajas
Revoluciones del molinete
Extensión de la criba
Pto.
mm
r.p.m
mm
mm
r.p.m
r.p.m
r.p.m
Pto.
2
20
600
16
7
700
180
22
3
Evaluaciones realizadas y metodología empleada.
1. Corte del tallo y arranque de raíz de las plantas: de manera visual.
2. Alimentación: tomando como base la velocidad, el ancho de trabajo y la altura de
corte.
3. Pérdidas del material cosechado: "Método simple para la determinación de las
pérdidas de granos de las cosechadoras de arroz durante su explotación" (IIMA,
1997).
4. Cantidad de impurezas: se consideraron bajo el término de impurezas según los
instructivos técnicos vigentes (IIA, 2000) y su evaluación fue realizada mediante el
análisis de 200 g de arroz cáscara seco con 5 repeticiones, utilizando los siguientes
equipos de laboratorio:
 Aspirador de aire McGill, para la limpieza.
 Balanza técnica biplato de 10 Kg.
5. Estado del grano cosechado: se emplearon las muestras tomadas para la
determinación del nivel de impurezas, determinando los granos sin daños, enteros
descascarados, partidos no descascarados y partidos descascarados.
Los resultados se compararon con las exigencias agrotécnicas para la recolección de
este cereal.
RESULTADOS Y DISCUSION
1. Corte del tallo y arranque de raíz de las plantas.
En el país no existe un criterio determinado sobre estos dos indicadores de la calidad
del proceso tecnológico de las máquinas cosechadoras.
Durante su funcionamiento la cosechadora cortó completamente los tallos de las
plantas demostrando su capacidad para cortar los tallos inclinados, revolcados e incluso
entrecruzados y una disposición correcta de las cuchillas del aparato de corte respecto
a sus dedos de apoyo permitiendo el desplazamiento completo de los lados de corte.
No fueron observadas incidencias en la tendencia de la máquina al arranque completo
de las plantas, demostrando regulación y buen estado del aparato de corte. Este hecho
repercute en que la presencia de tierra como impureza es casi nula.
2. Alimentación.
La alimentación alcanzada en las pruebas fue satisfactoria para las tres variantes,
alcanzando hasta 4.25 Kg/s en el segundo escalón y la posición alta del variador.
Tabla 3: Alimentación de la máquina.
U/M
Variantes
I
II
III
m/s
0.56
0.66
0.75
Km/h 2.00
2.38
2.70
Altura de corte
cm
25.0
24.8
26.3
Ancho de trabajo
cm
398
370
392
Alimentación en grano
Kg/s
0.81
0.95
1.45
Denominación de los índices
Velocidad de trabajo
Exigencia
Sin
referencia
Sin
referencia
Sin
referencia
Sin
referencia
Sin
Alimentación en paja
Kg/s
2.09
2.46
2.80
Alimentación total
Kg/s
2.90
2.41
4.25
referencia
Sin
referencia
Sin
referencia
La velocidad alcanzada en las tres variantes es satisfactoria, destacando la VIII con
0.75 m/s (2.7 Km/h). En la VI se logró una alimentación total de 2.9 Kg/s, con una
utilización eficiente del ancho de corte con 398 cm (3.98 m) y una altura de realización
del mismo de 25 cm.
3. Pérdidas del material cosechado.
Durante la explotación de las cosechadoras de granos se producen pérdidas del
producto cosechado que en algunos casos superan el 10 % (IIMA, 1997).
La evaluación de este componente en las plantaciones, antes y después del pase de
máquina, proporciona una alta confiabilidad y permite tomar medidas oportunas, entre
ellas realizar los ajustes pertinentes en los órganos que las producen (IIMA, 1997).
Tabla 4: Pérdidas de granos en las plantaciones.
Denominación de los índices
U/M
Variantes
I
II
III
Por grano en paja grande
%
2.06
2.6
3.2
Por grano en la superficie
%
3.12
4.00
5.1
Totales
%
5.18
6.6
8.3
Exigencia
Sin
referencia
Sin
referencia
3
La máquina CUBAR – 90 no cumplió con las exigencias establecidas para este
indicador (3 %) en ninguna de las variantes estudiadas con valores totales que superan
desde un 2.18 % y hasta en un 5.3 % dicho requerimiento, resultado que corrobora los
obtenidos por el Instituto de Investigaciones de Mecanización Agropecuaria (IIMA)
durante las pruebas realizadas a este tipo de cosechadora (IIMA, 1995).
Los mejores resultados se muestran con la utilización del primer escalón de marcha y la
posición media del variador con pérdidas de 5.18 %, influenciadas por los granos caídos
en la superficie (3.12 %), mientras que por la paja grande se pierde un 2.06 %.
Con la utilización del segundo escalón, independientemente de la posición del variador,
las pérdidas totales superan el 6 %, doblando las exigencias agrotécnicas y con valor
máximo de 8.03 %.
4. Cantidad de impurezas
Las impurezas en la actualidad es un tema de indiscutible interés general al poder ser
la causa de la reducción de los precios de comercialización del arroz y constituir una
opción el rechazo de arroces con alto contenido de las mismas en la materia prima que
concurre al secadero.
Tabla 5: Impurezas del arroz cosechado.
Denominación de los índices
U/M
Variantes
I
II
III
Restos vegetales
%
2.0
2.5
3.0
Semillas de otras especies
%
0.5
1.0
1.3
Piedras y tierra
%
0.5
0.5
0.5
Granos vanos
%
6.0
6.7
7.2
Impurezas totales
%
9.0
9.7
11.0
Exigencia
Sin
referencia
Sin
referencia
Sin
referencia
Sin
referencia
8
En el funcionamiento tecnológico de recolección la CUBAR – 90 no satisface la
exigencia agrotécnica establecida para el nivel de impurezas en ninguno de los casos
en estudio.
Se lograron los mejores resultados con la utilización del primer escalón de marcha y la
posición media del variador (VI) con 9.0 %, incidiendo en ella la presencia de un 6 % de
granos vanos, evidenciando una alta existencia del mismo en las plantaciones. Por otra
parte, los peores resultados se logran con la utilización del segundo escalón y la
posición media del variador con un 11 % de impurezas, sobrepasando la exigencia en
un 3 %.
5. Estado del grano cosechado
Este índice de calidad, en el cumplimiento del funcionamiento tecnológico, refleja la
regulación del sistema de trilla en esencia.
A continuación se ofrecen los resultados de las tres variantes para este indicador.
Tabla 6: Estado del grano cosechado.
%
Variantes
I
II
98
97
III
94
%
0.44
-
1.3
-
0.2
-
1.56
2.8
4.7
Denominación de los índices
U/M
Granos sin daño
Granos enteros descascarados
Granos
partidos
no
%
descascarados
Granos partidos descascarados %
Exigencia
95
Sin
referencia
Sin
referencia
1
Las variantes I y II cumplieron con las exigencias de granos sin daños con 98 y 97 %
respectivamente. Mientras que la VIII incumple con este indicador en un 1 %.
En todos los casos los granos partidos descascarados superaron el 1 % establecido,
llegando a valores de 4.7 % en la tercera variante, sobrepasando en 3.7 % las
exigencias agrotécnicas al respecto.
6. Valoración económica de los resultados.
A continuación se presenta a manera de valoración económica una tabla que refleja los
valores correspondientes a la comercialización del arroz en dependencia del por ciento
de pérdida y con la transportación de materia extraña al secadero.
Tabla 7: Resultados económicos por variantes
Diferencia
Prejuicio económico
respecto a la
Pérdidas
Impurezas
VAR Exigencia agrot.
Pérdid Impurez
ABE *
USD/ha
USD/h
t/ha 1
$/ha 2 3
t/ha L/ha
as
as
(t)
a
0.04
I
2.18
1
0.09 0.054
10.69 17.28
1.06 0.27
1
II
3.6
1.7
0.15 0.09
17.82 28.8
0.07 1.61 0.4
III
5.3
3
0.22 0.132
26.14 42.24
0.12 2.76 0.69
1 Calculado sobre la base de 198.00 $/t de arroz cáscara cosechada
2 Calculado basándose en el arroz comercial (60 % de arroz cáscara)
3 Calculado sobre la base de 320.00 USD/t de arroz en el mercado exterior
* Arroz blanco entero
TOTA
L
(USD)
17.55
29.2
42.93
Como se refleja, los mejores resultados económicos se obtienen en la VI con 0.09
toneladas de arroz cáscara húmedo perdidos, representando un valor de 10.69 $/ha,
ascendiente a más de 17 USD/ha.
CONCLUSIONES
1. La cosechadora de arroz CUBAR - 90 logró, con el régimen del primer escalón de
marcha y la posición media del variador, desarrollar una velocidad de 0.56 m/s, con
una alimentación de 2.09 Kg/s, valores satisfactorios para estas condiciones.
2. La cosechadora de arroz CUBAR - 90 no cumplió con las exigencias de pérdidas e
impurezas en ninguno de los regímenes de velocidad estudiados.
3. La calidad y composición del material cosechado en la tolva son satisfactorias.
RECOMENDACIONES
La utilización de este tipo modelo de máquinas en pequeñas producciones y en el
sector no especializado y prestar una mayor atención sobre el por ciento de pérdidas
de arroz en las plantaciones, así como las impurezas que puedan provocar la falta de
regulación mecánica en sus órganos de trabajo.
BIBLIOGRAFIA
CIAT. Programa de arroz. Informe Técnico (Cali), 1981.
Gutiérrez, A. Distribución, muestreo, dinámica de población, niveles críticos
poblacionales y control de Oebalus insularis Stal en el cultivo del arroz. Tesis
para optar por el grado de Doctor en Ciencias Agrícolas. La Habana, 1988.
IIA. Instructivos Técnicos del Arroz. La Habana, 2000.
IIMA. Informe sobre las pruebas realizadas a las cosechadoras de granos CUBAR
- 90, fabricada en Cuba. La Habana, 1995.
IIMA. Método simple para la determinación de las pérdidas de granos de las
cosechadoras de arroz durante su explotación. La Habana, 1997.
NC 3445:87 “Metodología para la determinación de las condiciones de prueba”. La
Habana, 1987.
NC 3455:87 “Cosechadoras de granos. Metodología para la realización de pruebas”. La
Habana, 1987.
Socorro, M. Informe presentado a la reunión del frente biológico. Ciudad de La Habana,
1991.
Yeves, E. La seguridad alimentaria en América Latina y el Caribe. Roma: FAO, 1996.
158 p.
Descargar