ChileGAP®
Puntos de Control y Criterios de Cumplimiento
Manejo Integrado de Predios / Base Cultivos
VERSION ESPAÑOL
Anexo 1. BC: Manejo Integrado de Plagas
INTRODUCCION Y DEFINICIONES
El Manejo Integrado de Plagas (MIP) involucra la consideración del cuidado de todas las técnicas de control de plagas con la subsecuente
integración de adecuadas medidas que desalienten el desarrollo de las poblaciones de plagas, y mantengan los productos fitosanitarios y
otras intervenciones a niveles que sean económicamente justificadas y reducir o minimizar los riesgos a la salud de las personas y el
medioambiente. El MIP enfatiza el crecimiento de cultivos saludables con el mínimo de intervenciones posibles de los agro-ecosistemas e
incentiva los mecanismos de control natural de las plagas.
ChileGAP® ve en el MIP una importante estrategia que contribuye a la calidad de los alimentos, a la seguridad alimentaria, salud de los
agricultores y trabajadores y la calidad del medioambiente. MIP requiere un plan de acercamiento a la protección de los cultivos, que
incluye una serie de métodos y herramientas para manejar las plagas efectivamente de acuerdo a las condiciones locales. Para ayudar a
los productores y a certificadores, ChileGAP® ha definido en las líneas que siguen, estas actividades que serán…………. Estas directrices
son aplicables en términos generales a todos los cultivos, pero diferencias locales entre el tipo de cultivo y métodos de producción
significará que las técnicas de MIP enumeradas no son completamente prescriptivas para todos los métodos de MIP. Puede por lo tanto,
ser alguna necesidad para la interpretación local de la directriz y la incorporación en el futuro en esta guía de métodos adicionales que
sean compatibles con el MIP.
TECNICAS DE MIP
Las técnicas de MIP han (para el propósito de esta guía y del estándar ChileGAP® ) sido divididas en tres categorías:
1. Prevención – la adopción de métodos de cultivo que podrían reducir la incidencia e intensidad de los ataques de plagas, de manera
de reducir la necesidad de intervención.
2. Observación y Monitoreo - determinando cuando, y en qué medida, las plagas y sus enemigos naturales estén presentes, y usando
esta información para planificar qué técnica para el manejo de la plaga es requerida.
3. Intervención – in situaciones cuando el ataque de las plagas afecte económicamente el valor de los cultivos, será necesaria la
intervención con un método específico de control de plagas, incluyendo los productos fitosanitarios. Sin embargo, cuando sea posible,
las aplicaciones de productos no químicos debieran ser considerados.
ChileGAP®
Puntos de Control y Criterios de Cumplimiento
Manejo Integrado de Predios / Base Cultivos
VERSION ESPAÑOL
1. Prevención:
Rotación de cultivo, exclusión de plagas y manejo del suelo: incluye un rango de técnicas para reducir el crecimiento de las plagas, tales
como: apropiada rotación de cultivos para reducir la incidencia, selección de terrenos apropiados y el uso de barreras físicas o biológicas
para evitar la incidencia de las plagas; mejorar la estructura del suelo, aumentar el contenido de materia orgánica; uso de “mulch”;
técnicas de esterilización del suelo y sustrato por calor (vapor, solarización).
Selección de variedades apropiadas y material de plantación: incluyendo el uso de variedades de plantas resistentes o tolerantes a plagas,
cuando corresponda y sea comercialmente aceptable, compra de plantas o material vegetal sano (por ejemplo, certificados libre de
enfermedades) de un proveedor reconocido.
Buena Higiene del cultivo: incluyendo la remoción de plantas enfermas o cultivos en ruinas; controlando las malezas que son hospederos
de las plagas; limpiando y desinfectando la maquinaria y el equipamiento.
2. Observación y Monitoreo:
Monitoreo del cultivo: Incluye una inspección regular y rutinaria de la incidencia de las plagas en el cultivo; identificación e inspección de
la presencia de enemigos naturales de las plagas; el uso de feromonas u otros sistemas de capturas para el monitoreo de las plagas.
Uso de un sistema de decisión como medida para identificar la necesidad y/o el tiempo de la estrategia de intervención: uso de datos en
los niveles de umbrales económicos de la incidencia de las plagas como base para la toma de decisión; tiempo de intervención de las
aplicaciones sobre la base de la guía de informes técnicos; uso de datos de temperatura, humedad, lluvias, granizos, heladas etc para
guiar la potencial necesidad para la intervención.
3. Intervención:
Los Productos Fitosanitarios aprobados pueden ser altamente efectivos en el manejo de las plagas y pueden ser esenciales en algunas
situaciones, por ejemplo, para controlar plagas cuarentenarias en los cultivos para exportación. Sin embargo; cuando sea posible, cada
consideración debiera dar el siguiente rango de estrategia de intervención:
Usar productos fitosanitarios selectivamente de manera que reduzca el riesgo de desarrollo de resistencia: Incluyendo el uso de
productos fitosanitarios selectivos y que están aprobados, y que han reducido el impacto adverso en las especies que no son objeto del
tratamiento (por ejemplo, reguladores de crecimiento de insectos, aceites minerales y vegetales, extractos de plantas); uso de productos
fitosanitarios de una manera selectiva; (por ejemplo, tratamiento de semillas; tratamientos eventuales en caso de apuro más que
ChileGAP®
Puntos de Control y Criterios de Cumplimiento
Manejo Integrado de Predios / Base Cultivos
VERSION ESPAÑOL
distribuido a lo largo del cultivo); usar tratamientos con cebos cuando sea apropiado; alternar frecuentemente los productos fitosanitarios
de diferente grupo químico para un efectivo manejo de las resistencias. Si las especies cuarentenarias de plagas requieren control, para
cumplir con las regulaciones de un país importador, los productos fitosanitarios aprobados pueden ser aplicados, pero una combinación de
otras medidas integradas (p. ejemplo, áreas de prevalencia con bajo o libre de plagas; tratamientos de postcosecha) debieran ser
seguidas para proveer un control equivalente.
Uso de enemigos naturales y otros métodos de control biológicos comercialmente disponibles: incluyendo el manejo del medioambiente
del cultivo para realzar los niveles de enemigos naturales (p. ejemplo, proveyendo un hábitat favorable); cuando sea apropiado, introducir
depredadores y parásitos para el control de insectos (p. ejemplo, en invernaderos o en campo donde las aplicaciones de productos
fitosanitarios no son usadas); uso apropiado del control con agentes biológicos cuando sea comercialmente viable (p. ejemplo, Bacillus
thuringiensis, nemátodos insecto-parásitos); considerar el uso de otros métodos selectivos de control ( p. ejemplo, interrupción de la
cópula con feromonas, técnica de uso de insectos estériles).
Uso de otros métodos para el control de plagas: Incluyendo métodos mecánicos; es decir, controlando malezas moviendo el suelo; uso de
trampas para el control de plagas, etc.
REQUERIMIENTO DE LOS PRODUCTORES
Productores son requeridos para demostrar a su Organismo de Certificación que han implementado al menos una actividad que de cada
una de los tres principales categorías; es decir, una dentro de Prevención, una de Observación y Monitoreo, y otra de Intervención.
Descargar

Anexo 1 BC MIP