Las Flores en el arte de Aprender
Podemos ver a la educación desde un punto de vista lineal, cerrado y
fragmentado, basado en la concepción científica de principio de siglo.
Seguimos con este pensamiento a pesar de conocer los últimos avances
científicos que nos han permitido comprender que cuanto más se fragmenta
la realidad, mas se nos escapa su esencia.
En este fin de milenio podemos ver a la educación como la posibilidad de
acceder al crecimiento integro del ser humano. Entonces queda agregar que
el aprendizaje podría ser una forma natural de adquirir conocimiento a
través de la experiencia. Como lo hicimos cuando aprendimos a hablar, a
caminar, a andar en bicicleta, etc.
Quizá uno haya sido
consciente de algún método en especial, pero algo
sucedía.... entraba el juego del proceso de la experiencia.
Había un entorno que nos acompaña ... padres... amigos... un escenario a
fin. Mas tarde entramos a un lugar llamado escuela donde aprenderíamos en
un aula leyendo un libro o mirando un pizarrón. Y así darnos cuenta, el
juego dejaba de formar parte de la maravillosa experiencia de aprender.
Así fuimos dejando todo lo interactivo y las posibilidades se fueron
achicando.
Sabemos que en la educación hay muchas técnicas, pero no debemos
olvidarnos de que seguimos siendo nosotros mismo, con nuestras emociones,
con nuestra historia de vida; que nuestro ser no cambia por aprender
matemática o aprender a andar en bicicleta. pensamos, quizás, que estos
dos aprendizajes no requieren el mismo proceso, pues a uno lo podemos ver
netamente intelectualmente y al otro puramente físico.
Necesitamos darnos cuenta de que los dos son procesos físicos y mentales,
requiere de nuestra totalidad. Todos los procesos requieren de nuestra
totalidad. Entra en juego la coordinación de la actividad de nuestro
sistema nervioso con el fin de conseguir un objetivo. por ejemplo,
aprendiendo lengua los alumnos piensa, aprenden, leen, deletrean, activan
una determinada combinación de sus sistemas representativos sensoriales.
Solemos pensar que los procesos mentales en niños que producen resultados
no deseables no corresponden a un aprendizaje correcto.
También podemos profundizar y darnos cuenta que no es así, ya que cuando
no conseguimos lo que queríamos nos damos cuenta como no hacerlo. Nos
puede ir bien en un ciclo de aprendizaje y cuando estamos en otro ciclo,
las cosas cambian y creemos que no aprendió porque no llego a los
objetivos. La cosa cambiaría si nos diremos cuenta de que algo aprendió.
Desde esta lectura el mensaje de una flor se asoma Chusnut Bud, quien nos
habla de la capacidad y sabiduría interna. Nos habla de que el alma es
capaz de actuar rápida y plenamente en la naturaleza esencial de la
experiencia aprendiendo desde una comprensión amorosa las lecciones que
nos toca aprender. Nos habla del desarrollo del alma; del error como
maestro, porque ello va a formar parte de neustra experiencia de vida y
ocultarlo o bloquearlo sería no aprender de una parte nuestra, de nuestra
sombra, de lo desconocido de nuestra alma. Sabiendo que ella busca el
proceso adecuado para su evolución, para su aprendizaje. No somos simples
maquinas que incorporan información. Somos como una crisálida.
Dijo Bach: ”Probablemente la lección más grande de nuestra vida sea
aprender a ser libres; libres de las circunstancias de nuestro entorno,
de otras personalidades, y por sobre todas las cosas libres de nosotros
mismos, ya que hasta no lo seamos, seremos incapaces de brindarnos
abiertamente y de servir a nuestros semejantes”. De ello nos habla
Buttercup, de la certeza, de los logros y éxitos conectados desde el
propio centro. De saber que somos más que un cuerpo, que somos libres mas
allá de lo que se nos impone. Somos energía de creación en constante
evolución. La bella luz interior que nunca se apaga. También nos cuenta
Larch del alma que lleva en si la plena confianza de ser quien es. El
alma que expande toda su creatividad espontáneamente, ya que se siente
parte de la divinidad. Nos habla de la libertad del alma.
En esta historia no podemos olvidarnos del maestro, a quien no se prepara
para ser el mismo, solo trata de darle información de su materia alumno
tratando de llegar a su objetivo propuesto sobre seres a quienes no
conoces.
Nos convertimos así, en simple marionetas donde la creatividad, nuestro
arte mas intimo se aplaca no ser diferente. Nos alimentaron con la idea
de que ser diferente era algo raro, debíamos ser como lo que era normal,
con lo que se imponía en el momento.
Entonces se enseña con el fin de que los alumnos conozcan suficientes
conocimientos para seguir con los próximos objetivos propuestos. Se pone
el acento en el que se ha de aprender en lugar del como.
El aprendizaje no se produce en un único nivel, sino en varios niveles
simultáneamente.
las creencias y los valores son una parte tan importante del aprendizaje
como los procesos cognitivos y el comportamiento. La identidad personal
constituye un pilar fundamental como los estímulos del entorno.
Cuando no hay juicio de valor se abre el espacio al aprendizaje. Así es
cuando dejamos escuchar el alma, donde aprendemos a integrar nuestras
partes, conectándonos con todo nuestro potencial, con toda nuestra
energía creativa.
Empezamos a hablar desde una educación en su totalidad, con una visión
espiritual, donde se habla de cuidados anímicos especiales. El maestro
tiene acceso al alma del ninfo y desde allí, su tarea es nutrirlo.
Un aprendizaje que
abarque el proceso de individuación, para tener
acceso a su propia esencia, que siempre esta en camino.
Pueden existir daños físicos, mentales en una persona, pero su esencia,
su parte anímica no esta dañada. Podemos llegar a trascender estas
dificultades, tratando de ver quien esta velado tras esos sintomas. El
maestro es quien debe acompañar en su camino a este ser. No puede
pretender la normalización del niño, él es su propio norma. Ayudarlo a
que se haga cargo de su propia esencia, de lo que él quiere ser.
Edward Bach con su filosofía y con la creación de un sanador, dio la
posibilidad al ser humano del aprendizaje de lecciones de vida, que una
vez incorporadas, permiten el crecimiento personal, el avanzar en el
proceso
evolutivo,
eliminando
las
desarmonías
que
causan
un
desequilibrio.
Las
modificaciones
de
comportamiento
por
si
mismas,
sin
la
transformación estructural, no aseguran la asimilación de una lección. Lo
que determina el cambio es la forma en que se ve el mundo.
Las flores son una totalidad y alude a experiencias de aprendizaje
comunes a todos los seres humanos, como parte del proceso de evolución.
Debemos tomar en cuenta de que cada sujeto debe aprender sus lecciones
particulares. Las flores como nuncios, son llaves que abren todas las
puertas del alma y la historia de una persona. Hay una lección floral, la
de Lady’s Slipper, nos habla del alma que esta incorporada plenamente en
el cuerpo. Cuando el ser manifiesta su poder y sus mayores aptitudes en
su sendero. También Gentian nos muestra un alma fuerte, vibrante y
flexible. Es la que ante un obstáculo encuentra la solución, no el
impedimento. Donde el alma desarrolla una fortaleza y confianza en el
camino hacia la trascendencia.
Acerca de esto Bach decia: ”La acción de estos remedios es elevar
nuestras vibraciones y abrir canales para la recepción del Ser
Espiritual; para inundar nuestra naturaleza con la virtud particular que
necesitamos y borrar los defectos que causan dolor. Son capaces, al igual
que la musica hermosa o cualquier otra cosa de elevación gloriosa que nos
da inspiración, para elevar nuestra naturaleza interna y acercarnos a
nuestras alma, de darnos paz y aliviar nuestro sufrimiento. Curan, no
atacan la enfermedad, sino inundando nuestros cuerpos con las vibraciones
de nuestra naturaleza superior, en presencia de la cual la enfermedad se
disipa como la nieve al sol. No hay curación real a menos que haya un
cambio en la perceptiva con la cual el hombre ve el mundo, que da el
logro de la paz y de la felicidad interna”.
Las flores son virtudes que transforman el defecto que causan los
desbordes emocionales, desequilibrios y síntomas del sujeto. Abriendo
paso a la luz del conocimiento interno que hay que expanden, conocimiento
para transformarla en virtud.
Puedo contar historias de algunos de mis alumnos. La primera es la de
Pablito, quien llega a mí porque la mama temía que repitiera primer
grado.
Con Pablito nos fuimos conociendo entre juegos y comencé a entender que
él necesitaba organizarse internamente, desde su lugar. Comprendí que no
podía unir su adentro y su afuera. En su familia ocurría muchos
accidentes automovilísticos o de otra índole. También algo cambio en el
entorno familiar.... la legada de su hermanito.
Hablando con la mamá acerca de la terapia floral, le prepare Bush
Fuchsia. Pablito comenzó a tomarlo con entusiasmo.
Como por milagro, a la semana siguiente, me llama la mamá para contarme
que no podía creer los cambios que se estaban produciendo. La letra era
más legible, tenia más comprensión de lo que estaba aprendiendo, podía
expresar sus opiniones, tenia más libertad para expresarse.
A partí de allí, su creatividad comenzó a expandirse.
Pablito todavía no encontraba como acomodar su tiempo con el tiempo que
lo rodeaba.
Siguió el tratamiento con Impatient, Zinnia, Chesnud Bud, Madia, Clematis
y Shasta Dasy. Donde se comenzó a ver mas organizada toda su energía,
sobre todo en la parte psicomotriz y en la lecto escritura y se abrio a
la creatividad en los juegos, creaba sus propios juegos.
Por ultimo, incorporo Mariposa Lily y a Sunflower para conectarse en lo
mas profuno de su ser con sus padres internos, para poder actuar desde
allí en un clima de paz y seguridad, afianzando toda su confianza.
Otra de las historias cuenta sobre Julieta, quien va a una escuela
especial a aprender a abrirse a un mundo lleno de sorpresas. July es una
mujercita muy tímida y con ganas de poder decir al mundo lo que piensa.
En esta escuela especial les costaba entender que julieta estaba pasando
por un proceso critico... la adolescencia. July se escondía detrás de la
heladera y otros objetos.
Con ella tuve y tengo una relación especial, ya que por sueños me decían
que Julieta necesitaba tomar flores. Así hable con su mama y comenzamos
un tratamiento.
Comenzamos con Larch, Mimulus, Sunflower, Mariposa Lily, Impatient y
Cosmos.
Empezamos observar mayor confianza, pudiendo hablar mas de lo que le
pasaba.
Luego, comenzó a tomar Bush Fuchsia y se vieron avances sobre todo en el
área de la motricidad fina y la capacidad de comprensión de temas de
actualidad. Julieta se encontraba participando activamente con el medio
circundante. También tomo Confrey, Larch e Iris, allí comenzó a
crear
con los colores, descubriéndolos; fue maravilloso.
Julieta tuvo la oportunidad de jugar con la esencia Dolphin, conectándose
con su parte más vital, con su verdadera niña, siendo cómplice de las
vibraciones mas intimas con la divinidad. Se la veía alegre, quizás al
sentir que podía acceder a su valioso potencial. En lo más profundo de sí
mismo, ella un ser libre.
Y fue así, como las flores fueron acompañando su proceso de despegue e
integración de sus partes. Comenzó a abrirse a su intuición, y eso fue
toda una señal de que ella se estaba conectando con su alma. Julieta
ahora baila y lo hace también con otros, aprendiendo a compartir su luz.
Hay muchas historias sobre los destellos de las flores en el arte de
aprender. Y aquí se abre un camino de amor a la vida.
“Una vez que nos damos cuenta de nuestra propia divinidad, el resto es
sencillo” Edward Bach.
Prof. Adrinan L. Barbato
Descargar

Las Flores en el arte de Aprender

CRITICA A SHAKESPEARE

CRITICA A SHAKESPEARE

ArgumentoTragicomediaLiteratura universalCrítica literaria

Igualdad de los seres humanos

Igualdad de los seres humanos

LibertadDignidadÉticaDerechos Fundamentales, entre hombre y mujer

I) Introducción:

I) Introducción:

TragediaAmorTeatro barroco isabelinoLiteratura universal británica siglo XVIIDrama

HISTORIA DE ESPAÑA (2º BACH)

HISTORIA DE ESPAÑA (2º BACH)

Política unificadora de los visigodosVálidoCentralización borbónicaGermanías mallorquinasDecretos de Nueva PlantaReyes católicos

William Shakespeare Romeo y Julieta

William Shakespeare Romeo y Julieta

Ambientación históricaTeatro inglésArgumentoTragedia románticaLiteratura universal del Siglo de Oro

ROMEO Y JILUETA *Título del libro: Romeo y Julieta. *Editorial: Anaya.

ROMEO Y JILUETA *Título del libro: Romeo y Julieta. *Editorial: Anaya.

Amor apasionadoSuicidioGuerra entre familiasTeatro inglés isabelinoClase nobleLiteratura universal barrocaTragedia amorosa

Ser humano y palabras

Ser humano y palabras

LenguajeComunicación de ideasHombre