Bion : Una teoría del pensamiento.
Deborah Fleischer, L. Musumeli.
a).¿Por qué una teoría psicoanalítica? ¿Por qué una teoría psicoanalítica del
pensamiento?
La cuestión que se plantea es qué queda del pensamiento que se conoce como
objeto de reflexión filosófica y psicológica, una vez introducida por el
psicoanálisis la noción de intrincación pulsional y el concepto de inconsciente.
Qué queda del pensamiento como función neta y autónoma cuando la
sexualidad se descubre subvirtiendo el valor y dearrollo de toda función y
cuando se descubre el carácter determinante de las asociaciones por
simultaneidad o contigüidad, el desplazamiento y la condensación en el decir
que se supone libre. Qué autonomía puede tener un pensar que se descubre
derivado del juego de lo pulsional, derivado de la alteración del yo y del
conflicto entre las fuerzas de la sexualidad y el reclamo de los ideales.
Bion afirma que ocurre con los pensamientos y con el pensar algo semejante a
lo Klein decía de la conciencia. En “El desarrollo temprano de la conciencia en
el niño” Klein proponía pensar la conciencia a partir de la potencia simbolizante
alojada en la incidencia opaca pero decisiva del superyo tanático precoz. La
conciencia, habido psicoanálisis pasó a ser impensable sin apelar a la
temprana conciencia moral; la realidad, habido psicoanálisis pasó a ser
concebida como una construcción subjetiva motorizada por esa exigencia de
trabajo simbolizante que es la angustia, el eco en el yo de la pulsión de muerte.
El conocimiento se descubre no como función autónoma sino como notificación
persecutoria que abre la vía de la simbolización no sin el pasaje por el duelo.
¿Qué, entonces, del pensamiento?
b. Una teoría del pensamiento
En este trabajo escrito hace cuarenta años, Bion propone un sistema teórico
para dar cuenta psicoanalíticamente del pensamiento.
Comienza el escrito con una distinción: a diferencia de lo que ocurre con la
filosofía, los psicoanalistas construyen teoría para usarla. Esa construcción no
es sin puesta a prueba de clínica de los enunciados. La formalización de las
experiencias, y en particular de las experiencias negativas, puede hacer de
ellas algo utilizable.
A diferencia de lo que ocurre con las teorías filosóficas, las hipótesis, nociones
y construcciones que componen la teoría psicoanalítica pueden reformularse
en razón y en términos de datos clínicos verificables.
Y así como Winnicott hizo de la experiencia del jugar un espacio, Bion toma
como suelo el pensar.
c. Sobre el pensar
La cualidad, el alcance del pensar, dice Bion, resulta de la confluencia de dos
desarrollos mentales que es preciso distinguir: el desarrollo de pensamientos y
el desarrollo del aparato para manejarlos, el aparato de pensar. Ambos
desarrollos están absolutamente determinados por la cualidad de las
experiencias emocionales que los enmarcan. En este sentido Bion hace de la
tolerancia a la frustración o de la intolerancia a ésta un dato decisivo, del
mismo modo que hacía decisiva Klein a la capacidad de tolerar la angustia a la
hora de pensar el desarrollo o la inhibición del yo.
Según el nivel de desarrollo que la tolerancia/intolerancia a la frustración haya
hecho posible se pueden distinguir :
Preconcepciones : ahuecamientos inherentes al esqueleto formal, expectativas
a priori. Son como promesas que a veces permanecen como tales, otras
alcanzan el estatuto de concepciones y permanecen allí y a veces se
transforman en pensamientos propiamente dichos. La preconcepción, aclara
Bion, es pensable según lo que en Kant aparece como “pensamiento vacío”.
Huellas, cavado que traen consigo cierta prefiguración a priori de lo que al
ocupar su vacío, armaría una percepción plena, una concepción, una
realización.
Si no son saturadas por una experiencia satisfactoria, y si esa no saturación es
soportada, es posible que a partir de ellas se forme un pensamiento
propiamente dicho.
Concepciones : preconcepciones acopladas a realizaciones, preconcepciones
que se sueldan a experiencias emocionales de satisfacción. Las concepciones
surgen si una preconcepción se realiza, si un hueco se satura . Para que haya
concepción tienen que converger una preconcepción y una experiencia
emocional satisfactoria..
Pensamientos : nacen cuando se tolera la experiencia en la cual las
preconcepciones surgen acopladas o yuxtapuestas con una una realización
negativa. La existencia de pensamientos indica que hubo encuentro con y
tolerancia de la presentación simultánea de una preconcepción y la no
existencia de aquello que aseguraría una experienca satisfactoria.
La experiencia emocional correpondiente es una frustración y si esa frustración
es tolerada, un pensamiento puede nacer.
Si una preconcepción, cualquiera sea, se yuxtapone con una experiencia
emocional insatisfactoria, una frustración, cualquiera sea, un pensamiento tiene
chances de nacer, a condición de que la frustración sea tolerada.
El suelo de los pensamientos está hecho de experiencias emocionales
insatisfactorias que han sido toleradas. La existencia de pensamientos prueba
el carácter estructural, ineludible y vital de la insatisfacción.
Conceptos: los conceptos, dice Bion, tienen nombre. Hay conceptos que son
concepciones fijas y hay conceptos que son pensamientos. Esto exige otro
desarrollo que retomaremos luego.
d. La psicopatología
A la hora de pensar psicoanalíticamente la patología es preciso, dice Bion,
pensar como decisivas y distinguibles:
a. una falla en el desarrollo de los pensamientos
b. una falla en el desarrollo del aparato que permite tratar con los pensamientos
c. una falla que resulta de la superposición de las fallas anteriores: la falla
simulltánea de ambos desarrollos.
Bion sostiene que existen pensamientos aun cuando no es posible
reconcerles, suponer en su gestación la actividad de pensar, mucho menos un
pensador.
El pensar es una actividad forzada por la presión que ejercen los
pensamientos. Esto parece aludir a la vigencia de pensamientos que existen
independientemente de su apropiación por parte del que los porta. Y aún para
encontrar la génesis de esos pensamientos inapropiados. Dijimos que Bion
descubre que la insatisfacción- la realización negativa, el desencuentro entre
una expectativa con una realización (experiencia satisfactoria) tolerada, está en
su base. La insatisfacción tolerada esta en la base de los pensamientos y
estárá también- de otro modo- en la base de la capacidad de pensar, dos
dimensiones que ganan si se las distingue. Pero no basta la mera
yuxtaposición de experiencia de insatisfacción y preconcepción para asegurar
un pensamiento. En todos los casos, de la conjunción de preconcepción y no
presentación del objeto, surge la experiencia de un no pecho, o de un pecho
ausente adentro, y con ello la frustración, el correlato emocional de esa
experiencia.
Y ese es un punto fundamental o un momento decisivo, porque un no pecho
adentro puede o no ser tolerado. Sólo si lo es deviene pensamiento.
Si la intolerancia es fuerte, la tendencia será evacuar, ya no el no pecho malo
sino al pecho malo transformado en “una cosa en sí”, derivada de la
intolerancia a la experiencia del no pecho adentro. Y esa expulsión de la cosa
en sí tiene como consecuencia el dañar el aparato mismo de pensar, porque
con esa expulsión se van también pedazos del self. Entonces el aparato de
pensar puede,en cierto nivel, operar como regido por un principio nocivo que
equipara la evacuación de la cosa en sí, a la satisfacción que sobrevendría si
la preconcepción se encontrara con una realización. (Aquí encuentra lugar
teórico la clínica del negativismo).
(Recordemos que Klein afirma que la capacidad de tolerar la angustia
temprana, es condición para el desarrollo de la formación de símbolos, para el
desarrollo de lo que Klein llama yo, y recordemos también que Klein supone
una operatividad yoica inicial que descubre soportada por la vigencia del objeto
indemne en el corazón del yo. A ese objeto indemne se dirige el ataque
envidioso, y su vulneración traba su incorporación como núcleo del yo y con
ella la operatividad del yo ante la angustia).
Bion dice que la imposibilidad de tolerar la frustración, pone en acción una
tendencia a la evacuación excesiva, una hipertrofia de la identificación
proyectiva. (Identificación proyectiva es el recurso que Klein descubre
hipertrofiado bajo el ataque envidioso al objeto indemne que arma el centro de
operaciones del proceso simbolizador).
Ahora bien, la imposibilidad de tolerar la experiencia de acoplamiento entre
alucinación y realización negativa produce lo que Bion llama un objeto malo.
Los objetos malos son la cara oscura e ineludible de los pensamientos. Pero no
basta un objeto malo para desencadenar la identificación proyectiva excesiva.
Un objeto malo bien puede estar en la base de un pensamiento.
Es preciso que ese objeto malo haya sido tratado como una cosa en sí, como
algo sólo apto para ser evacuado y que esa transformación y evacuación sea
proliferante, es preciso que evacuar haya sido equivalente a obtener un buen
pecho, para que resulte perturbado el desarrollo del aparato para pensar (aquí
encuentra cabida la idea kleiniana de voracidad). Y esta perturbación hace que
el aparato confunda evacuación masiva con recepción de lo bueno. .
Esta perturbación del pensar se juega toda vez que un objeto malo se torna
indistinguible de una cosa en sí, y pasa a ser algo adecuado sólo para ser
evacuado. ¿Cómo piensa Bion la variable tolerancia intolerancia a la
frustración? ¿De qué la hace derivar su intensidad?
Aquí entra en juego lo que afirmábamos al decir que el recurso que hace
posible el pensar está fuera del pensar mismo. Es hora de incluir en la teoría
del pensamiento la capacidad de reverie materna y el funcionamiento alfa, una
modalidad de funcionamiento psíquico de tipo oniroide pero vigente durante la
vigilia, un funcionamiento constante capaz de transformar impresiones y
experiencias emocionales en material apto para la formación de sueños y
recuerdos.
Aquí Bion apela a su lectura del Freud de “ Los dos principios..”. Allí encuentra
que el predominio del principio de realidad es sincrónico con el desarrollo de la
capacidad para pensar.
e. Pensamiento y acción
En el capítulo XI de Aprendiendo de la experiencia Bion señala que Freud en
los “Dos principios del suceder psíquico”, dice explícitamente o entre líneas, lo
siguiente:
1) que al ser necesario restringir la acción motriz y esto fue poporcionado por el
proceso de pensamiento. Es decir el pensamiento permite restringir la acción
motriz
2) El pensamiento es un sustituto de la descarga motora .
3) A partir de esto Bion señala que hay que poner como primeros
epistemológicamente los pensamientos y secundariamente el pensar como
método o aparato.
4) Si el paciente no puede pensar con sus pensamientos se acrecienta la
frustración, el pensamiento debería hacer posible soportar una tensión
incrementada.
5) la intolerancia a la frustración aumenta la tensión.Hay un alivio por el
proceso de pensamiento. Este pensamiento llena el intervalo entre la
necesidad de liberar a la psique del incremento de tensión y la liberación
misma
estimulo------pensamiento-----descarga
6) El principio de realidad sigue al de placer. Hay que diferenciar los
procedimientos que tienden a evitar la frustración y los que tienden a
modificarla. En este contexto Bion llamará pecho malo al pecho ausente
(deseado pero ausente)y es más probable que sea reconocido como idea que
el pecho bueno. Un lactante capaz de tolerar la frustración puede permitirse
tener un sentido de la realidad. Si no puede tolerarla empieza a actuar la
identificación proyectiva.
La capacidad de pensamiento suaviza entonces la frustración. Si la madre
falla ,es decir no tiene capacidad de reverie una nueva carga cae sobre la
capacidad de tolerancia a la frustración del lactante.
Entonces:
Hipótesis: nombre del objeto que más a menudo será usado como un
concepto.
Conocimiento (actividad C)
Concepto : Enunciado de que ciertos elementos estan constantemente unidos
y la palabra es el nombre de este enunciado.
Un sistema deductivo científico: combinación de conceptos e hipótesis
relacionados entre sí en forma lógica. El significado del todo es más que la
suma de las partes. Si bien puede ser representado por un cálculo algebraico,
también lo es por ejemplo el Complejo de Edipo, si bien es debil como miembro
de esta clase, por no ser una abstracción. (se diferenciará de cómo un físico
usará este término)
El pronunciamiento del oráculo es una definición o hipótesis.
Es un enunciado no saturado por lo tanto se puede relacionar con una
preconcepción o con un cálculo algebráico.
Si debido a la voracidad o la envidia el lactante no puede tolerar la relación
parental, la carga de la preconcepción edípica es tal que destruye la
preconcepción misma.Como resultado de esto el lactante pierde el aparato
para alcanzar una concepción de la relación parenta., no solo no puede
resolver los problemas edípicos sino que ni siquiera los aborda. Habrá que
diferenciar en cada caso si se trata de elementos del material edípico o si son
fragmentos de la preconcepción edípica.
2) Tiresias representa la barrera contra la ansiedad.
3)El mito /realización . Cumple la función que Freud le da a la notación
4) La esfinge estimula la curiosidad y cumple la función de la atención.
5)Edipo es el triunfo de la curiosidad, símbolo de la integridad científica.
El mito pertenece al area C de la tabla.Puede haber distintas formulaciones.F4
F5 Los pensamientos oníricos: Comunicados por el contenido manifiesto del
sueño, pero latentes en tanto no sean traducidos a terminos más complejos.
Para Bion el objeto psicoanalítico tiene tres dimensiones: sensorial, mitológica
y la de la teoría psicoanalítica. (hileras B, C y G).
Descargar

Bion : Una teoría del pensamiento