Material: Materialismo Histórico y Modos de Producción
Materia: Hombre y Sociedad
Profesora: Esther González
El Materialismo Histórico
O concepción materialista de la historia es un marco teórico para
explicar desarrollos y cambios en la historia humana a partir de
factores prácticos, tecnológicos o materiales, en especial el modo de
producción y las limitaciones que este impone al resto de aspectos
organizativos (aspecto económico, jurídico, ideológico, político,
cultural, etc.). Para el materialismo histórico los cambios tecnológicos
y del modo de producción son los factores principales de cambio
social, jurídico y político, y es en los factores materiales de ese tipo
donde deben buscarse las causas últimas de los cambios.
Aunque históricamente el materialismo histórico surgió en el seno del
marxismo, donde sigue siendo un tema principal, posteriormente las
ideas de Marx han influido en antropología, teoría de la historia o
sociología, haciendo que el materialismo histórico englobe a toda una
serie de elaboraciones teóricas no necesariamente marxistas.
“En la producción social de su vida, los hombres contraen
determinadas relaciones necesarias e independientes de su voluntad,
relaciones de producción que corresponden a una determinada fase
de desarrollo de sus fuerzas productivas materiales. El conjunto de
estas relaciones de producción forma la estructura económica de la
sociedad, la base real sobre la que se levanta la superestructura
jurídica y política, y a la que corresponden determinadas formas de
conciencia social. El modo de producción de la vida material
condiciona el proceso de la vida social, política y espiritual en general.
No es la conciencia del hombre la que determina su ser, sino, por el
contrario, el ser social es lo que determina su conciencia. Al llegar a
una determinada fase de desarrollo, las fuerzas productivas
materiales de la sociedad entran en contradicción con las relaciones
de producción existentes, o, lo que no es más que la expresión
jurídica de esto, con las relaciones de propiedad dentro de las cuales
se han desenvuelto hasta allí. De formas de desarrollo de las fuerzas
productivas, estas relaciones se convierten en trabas suyas. Y se abre
así una época de revolución social.” Karl Marx, Prólogo a la
Contribución a la crítica de la economía (1859)
Karl Marx (Tréveris, Prusia, 5 de mayo de 1818 – Londres, 14 de
marzo de 1883) fue un filósofo, historiador, sociólogo, economista,
escritor y pensador socialista alemán. Padre teórico del socialismo
1
científico y del comunismo, es considerado una figura histórica clave
para entender la sociedad y la política.
Modo de producción
Es el modo de obtener los bienes materiales necesarios al hombre
para el consumo productivo y personal. El modo de producción
constituye la unidad de las fuerzas productivas y de las relaciones de
producción. El cambio del modo de producción origina cambios del
régimen social, sirve de base al desarrollo de las fuerzas productivas
y de las relaciones de producción, de toda la producción social.
Gracias a los conocimientos adquiridos, a la experiencia y a los
hábitos de trabajo, los hombres producen los bienes materiales,
desarrollan las fuerzas productivas, que muestran el grado en que el
hombre domina a la naturaleza. El nivel de desarrollo alcanzado por
las fuerzas productivas determina el carácter de las relaciones de
producción.
Las relaciones de producción o relaciones económicas, es decir, las
que se establecen entre los hombres en el proceso de producción de
los bienes materiales, influyen a su vez activamente sobre las fuerzas
productivas, facilitando u obstaculizando su desarrollo. Si las
relaciones de producción corresponden al nivel de desarrollo de las
fuerzas productivas, como ocurre, por ejemplo, bajo el socialismo
éstas se desarrollan sin obstáculos. En cambio, cuando las relaciones
de producción dejan de corresponder al nivel de las fuerzas
productivas, como es el caso en el capitalismo contemporáneo frenan
el progreso de dichas fuerzas, se convierten en una traba, y se hace
necesario sustituir el modo de producción caduco por otro nuevo, que
corresponda al nivel más elevado de las fuerzas productivas. Este
cambio de un modo de producción por otro se efectúa por vía
revolucionaria.
El fundamento económico de las revoluciones sociales se pone al
descubierto gracias a una ley económica general: la ley de la
correspondencia entre las relaciones de producción y el carácter de
las fuerzas productivas, descubierta por Marx. El papel decisivo en el
sistema de las condiciones materiales de vida de la sociedad
corresponde al modo de producción de los bienes materiales. Según
sea el modo de producción, tal será en lo fundamental la sociedad
misma -sus ideas, sus teorías, las concepciones y las instituciones
políticas. La historia conoce cinco modos de producción que se han
sucedido desde el nacimiento de la sociedad humana: el de la
comunidad primitiva, el esclavista, el feudal, el capitalista y el
comunista.
2
El modo de producción de una sociedad se define por las relaciones
de producción que las personas establecen entre sí. En las relaciones
de producción, el trabajo individual se convierte en una partícula o
parte del trabajo social. Para Marx, el modo de producción de una
época no es determinado por qué o cuanto se produce sino por cómo
se produce. Por las relaciones sociales que los individuos establecen
entre sí en la producción de sus medios de vida.
En 1858, en el cuaderno Formas de producción precapitalistas, Marx
explicó la existencia de formas de propiedad y producción diversas
que sirvieron como transición desde la propiedad colectiva de la tierra
en manos de la comunidad primitiva, hasta la propiedad privada del
suelo y finalmente a la separación entre el productor y la tierra.
1. El modo de producción
A cada formación social le corresponderá un determinado modo de
producir socialmente los bienes necesarios para la existencia, un
determinado modo de producción, es decir, una determinada
estructura productiva, compuesta por el conjunto de los elementos
relacionados con la producción material de la existencia, que
constituyen la base sobre la que se asientan, y de la que derivan, el
conjunto de elementos jurídico-políticos e ideológicos, que forman la
superestructura de dicha formación social. El concepto de modo de
producción se refiere, pues, siguiendo a Marta Harnecker, (en "Los
conceptos elementales del materialismo histórico"), "a la totalidad
social global, es decir, tanto a la estructura económica como a los
otros niveles de la totalidad social: jurídico-político e ideológico".
El modo de producción es el resultado de la síntesis de tres
elementos estructurales: la estructura económica, la superestructura
jurídico-política y la superestructura ideológica. En el modo de
producción podemos distinguir, pues, una estructura con dos
elementos constitutivos: las fuerzas productivas y las relaciones de
producción, entre los que se da un mutuo condicionamiento; y una
superestructura en la que se pueden distinguir dos niveles: la
superestructura jurídico-política, constituida por los instrumentos de
control sociales y políticos correspondientes a las relaciones sociales
de producción; y la superestructura ideológica, por la que se justifica
el orden establecido mediante una falsa conciencia que enmascara la
verdadera realidad. Ambas superestructuras están condicionadas por
la estructura económica de la sociedad.
1.a. Estructura económica
3
Fuerzas productivas y relaciones de producción
Por fuerzas productivas entiende Marx, en primer lugar, la materia
objeto de transformación, (materia bruta si no ha sido previamente
manipulada, y materia prima si es artificial o ha sido previamente
manipulada) a partir de la que se espera obtener un producto
determinado. En segundo lugar, la actividad del trabajador, su
capacidad de trabajo, que es denominada fuerza de trabajo, y que
alcanza un determinado grado de desarrollo en una formación social
determinada (como simple fuerza física, o como habilidad técnica o
intelectual). En tercer lugar, los medios para realizar el trabajo
(útiles, herramientas, máquinas, etc.) necesarios para obtener los
productos deseados.
Los seres humanos, en cuanto agentes del proceso de producción,
entran en determinadas relaciones para poder llevar a cabo la
producción de los bienes deseados, denominadas relaciones de
producción. Estas relaciones pueden tener un carácter técnico o
social. Las relaciones técnicas de producción derivan de la relación
existente entre el agente productivo y el control que posee sobre los
medios de trabajo y sobre el proceso de trabajo en general. Las
relaciones sociales de producción derivan de la clasificación que
podemos establecer entre los agentes que participan en el proceso de
producción en cuanto a la propiedad o no de los medios de
producción, es decir, si son propietarios o no son propietarios de los
medios de producción. En este sentido, se pueden establecer
relaciones sociales de colaboración (si todos son propietarios de los
medios de producción, en cuyo caso ningún sector de la sociedad vive
de la explotación de otro), o relaciones de explotación, de exclusión,
de dominación (si unos son propietarios de los medios de producción
y otros no). En este último caso la relación de dominación es una
relación explotador-explotado, en la medida en que los propietarios
de los medios de producción viven del trabajo de los no propietarios.
Para Marx, esta relación de explotación es la típica de las sociedades
clasistas: la sociedad esclavista, la feudal y la capitalista.
Las relaciones de producción favorecen inicialmente el desarrollo de
las fuerzas productivas; pero a medida que las fuerzas productivas se
van desarrollando, terminan por entrar en contradicción con las
relaciones de producción existentes, convirtiéndose éstas en una
traba para el desarrollo de aquellas, lo que provoca una revolución
social, que concluye en la sustitución de las viejas relaciones de
producción por otras nuevas, adecuadas al grado de desarrollo de las
fuerzas productivas. Tales contradicciones, y la resolución de las
mismas, determinadas por procesos estrictamente materiales,
4
constituyen el elemento configurador de la sociedad y el motor de la
historia.
1.b. Superestructura jurídico-política
La superestructura jurídico-política está formada por el conjunto de
normas, leyes, instituciones y formas de poder político que,
condicionadas por la estructura productiva, ordenan y controlan el
funcionamiento de la actividad productiva de los ciudadanos. Las
formas del Estado no son, pues, la realización del Espíritu Absoluto,
sino los instrumentos a través de los cuales las clases dominantes
ejercen su poder sobre las clases sometidas. Lejos de convertirse en
los garantes de la realización humana y la libertad de los individuos,
como pensaba Hegel, se convierten en agentes de represión y
sometimiento, de alineación y esclavitud, en función de las exigencias
de las relaciones de producción, de las que derivan y a las que sirven.
1.c. Superestructura ideológica
El primer uso del término "ideología" se atribuye al conde Destutt de
Tracy, a finales del siglo XVIII, con el significado de "estudio de las
ideas", aunque pronto adquirió una connotación peyorativa. En Marx,
el término es usado con el significado de "falsa conciencia", y lo aplica
a los sistemas filosóficos, jurídicos, políticos y religiosos, en la medida
en que considera que no se basan en la realidad, sino en ilusiones
sobre la realidad. Las ideologías no sólo desvirtúan la realidad, sino
que se presentan también como sistemas de justificación de la misma
realidad que desvirtúan. La superestructura ideológica la constituyen,
pues, el conjunto de las ideas, creencias, costumbres, etc.,
plasmadas en las formas ideológicas de la cultura, la religión, la
filosofía, etc., con las que se justifica la "naturalidad" y "legitimidad"
del modo de producción del que derivan y cuya realidad social
enmascaran.
La superestructura jurídico-política e ideológica está condicionada por
la estructura económica. Ello se ha entendido, a veces, como un
determinismo puro en una sola dirección, que no deja ninguna opción
a la posible acción de la superestructura sobre la estructura. Si esto
fuera así, no se comprendería el papel de la lucha social y del
combate político e ideológico entablado por Marx y Engels contra el
modo de producción capitalista, ni sus reiteradas llamadas a una
revolución social: tal revolución sería inevitable, según la dialéctica de
la historia, hubiera o no movimiento obrero, por lo que la lucha social
sería innecesaria e inútil. Engels declaró al respecto que habían
tenido que subrayar el papel determinante de la estructura
económica para enfrentarse a sus adversarios, por lo que otros
aspectos de la interacción humana fueron dejados de lado. Pero
5
tampoco fue mucho más explícito respecto a las características de la
acción de la superestructura sobre la estructura económica.
No obstante, sus referencias a la lucha de clases parecen sugerir que
es éste el terreno en el que dicha interacción puede tener lugar. Las
clases sociales derivan de la división social del trabajo impuesta por
la estructura económica, y en función de tal división participan
distintamente del conjunto de derechos, creencias y formas de
organización política de la sociedad, objetivándose en ellas, pues,
tanto la estructura económica como las superestructuras jurídicopolítica e ideológica. En la lucha de clases encontraríamos, así, el
terreno propicio para tal interacción. En el capitalismo, pese a que
Marx reconoce la existencia de otras clases sociales, la lucha de
clases se da entre la burguesía y el proletariado. Ahora bien, el
proletariado está sometido a los elementos ideológicos, no teniendo,
pues, conciencia de su situación real. El desarrollo de una conciencia
de clase le librará del dominio de la ideología y le llevará a reivindicar
el fin de la alineación y de la explotación en el trabajo.
2. Los modos de producción históricos
Según Marx, a lo largo de la historia de la humanidad se han
sucedido varios modos de producción que, de acuerdo con las tesis
del materialismo histórico, son los auténticos determinantes de la
evolución histórica de la humanidad, por lo que la historia debería ser
explicada en función de ellos, y no de acontecimientos externos,
como la sucesión de dinastías o los dramatizados en el culto a los
"héroes". Esa evolución histórica, de la que son protagonistas los
seres humanos en su actividad cotidiana, partiría del comunismo
tribal primitivo y, pasando por el modo de producción antiguo y el
feudal, llegaría al modo de producción capitalista, (en plena
expansión en la segunda mitad del siglo XIX), por lo que respecta a la
historia de Occidente; y al modo de producción asiático, respecto a la
historia de Oriente.
- El modo de producción tribal: La sociedad tribal primitiva era una
sociedad en la que no se daba la propiedad privada de los medios de
producción, sino la propiedad colectiva, por lo que Marx llamará a
este modo de producción "comunismo primitivo": un modo de
producción en el que las relaciones sociales establecidas eran
relaciones de colaboración, y los medios de trabajo y los productos
obtenidos pertenecían a la sociedad.
- El modo de producción asiático (en Oriente): Marx consideró que el
modo de producción asiático no podía ser asimilado ni al antiguo ni al
feudal, por lo que lo calificó de "asiático" u "oriental". Al depender del
riego de las tierras, que exige un control centralizado de los recursos
hidráulicos, se provoca la creación de gobiernos centralizados que se
6
imponen sobre las dispersas comunidades agrícolas. Por otra parte, la
simplicidad de la organización económica la convierte prácticamente
en inmutable, de donde se explica su persistencia a través de los
siglos.
- El modo de producción antiguo: La sociedad antigua es una
sociedad civilizada, pero basada en un sistema esclavista de
producción. Las relaciones sociales en el régimen esclavista son,
pues, de dominio y sometimiento. El agente propietario, el amo,
ejerció dominio completo sobre las fuerzas productivas (mano de
obra - el esclavo-, y medios de producción), de las que era
propietario.
- El modo de producción feudal: La sociedad feudal posee muchas
características similares a las de la sociedad antigua. Las relaciones
sociales de producción son también semejantes a las del modo de
producción esclavista. Pero, pese a que el señor feudal posee la
propiedad completa sobre los medios de producción, sólo en parte la
posee sobre el trabajador (siervo), con el que establece una relación
de servidumbre o vasallaje.
- El modo de producción capitalista: Su base es la propiedad privada
de los medios de producción, aunque el trabajador es jurídicamente
libre. La fuerza de trabajo es la única propiedad que posee el
trabajador. El trabajo genera una plusvalía que no revierte sobre el
salario del trabajador, sino que es apropiada por el capitalista,
generando capital, por lo que la relación capitalista-proletario es una
relación de explotación.
- El modo de producción socialista: El capitalismo deberá dejar paso
al modo de producción socialista, siguiendo la dialéctica de la historia,
por la que la humanidad recuperará, superándolo, el modo de
producción del comunismo primitivo. El modo de producción socialista
se basa en un régimen de propiedad colectiva, lo que supone la
abolición de la propiedad privada de los medios de producción. En
consonancia con ello, las relaciones de dominio y sometimiento se
sustituyen por las de cooperación recíproca.
Este material es una recopilación de diversos artículos, tomados de:
http://www.eumed.net
http://www.webdianoia.com/contemporanea/marx
http://es.wikipedia.org/wiki
7
Clasificación de los Modos de producción con las correspondientes
Relaciones de producción, Formas de explotación y Formas de
apropiación del trabajo ajeno.
Modo de
Relaciones de
Forma de
Forma de apropiación del
producción
producción
explotación
trabajo ajeno
Comunismo
primitivo
Asiático
Antiguo
Feudal
Capitalista
Socialista
Comunitarias
------
------
Imposición de tributos
Funcionarios—
Esclavitud general colectivos en especie y trabajo
comunidad de aldea
(con coacción extra-económica)
Apropiación privada del
Amo— esclavo
Esclavitud
trabajador (con coacción extraeconómica)
Servidumbre
Apropiación privada del
Señor— siervo
(dependencia
excedente (con coacción extrapersonal)
económica)
Apropiación privada de la
Capitalista—
Trabajo asalariado
plusvalía a través del “mercado”
proletario
(formalmente libre)
(sin coacción extra-económica)
Entre libres
------------asociados
8
LA SOCIEDAD DE LA INFORMACIÓN
En la sociedad de la información (SI) ya no se aprende para la vida; se aprende toda la vida"
(A. Cornella)
"En la SI la competitividad de las organizaciones está en función de lo que saben (su
conocimiento acumulado), de cómo utilizan lo que saben y de su capacidad para aprender
cosas nuevas (crear nuevo conocimiento)"
La cambiante sociedad actual, a la que llamamos sociedad de la información, está
caracterizada por los continuos avances científicos (bioingeniería, nuevos materiales,
microelectrónica) y por la tendencia a la globalización económica y cultural (gran mercado
mundial, pensamiento único neoliberal, apogeo tecnológico, convergencia digital de toda la
información...). Cuenta con una difusión masiva de la informática, la telemática y los medios
audiovisuales de comunicación en todos los estratos sociales y económicos, a través de los
cuales nos proporciona: nuevos canales de comunicación (redes) e inmensas fuentes de
información; potentes instrumentos para el proceso de la información; el dinero electrónico,
nuevos valores y pautas comportamiento social; nuevas simbologías, estructuras narrativas y
formas de organizar la información... configurando así nuestras visiones del mundo en el que
vivimos e influyendo por lo tanto en nuestros comportamientos.
La sociedad de la información también se denomina a veces sociedad del conocimiento
(enfatizando así la importancia de la elaboración de conocimiento funcional a partir de la
información disponible), sociedad del aprendizaje (aludiendo a la necesidad de una formación
continua para poder afrontar los constantes cambios sociales), sociedad de la inteligencia
(potenciada a través de las redes - inteligencia distribuida-)..
LA SOCIEDAD DE LA INFORMACIÓN. La "sociedad de la
información", modelada por el avance científico y la voluntad
de globalización económica y cultural, tiene entre sus
principales rasgos una extraordinaria penetración en todos
sus ámbitos de los medios de comunicación de masas, los
ordenadores y las redes de comunicación. En ella la
información, cada vez más audiovisual, multimedia e
hipertextual, se almacena, procesa y transporta sobre todo
en formato digital, con ayuda de las TIC.
9
Como destaca Castells (1997), frente a una primera revolución industrial sustentada en la
máquina de vapor, y una segunda apoyada en la utilización masiva de la electricidad, la actual
tercera revolución (que supone el auge del sector terciario) tiene como núcleo básico y materia
prima la información y nuestra creciente capacidad para gestionarla, especialmente en los
campos de tratamiento de la información simbólica a través de las TIC y el tratamiento de la
información de la materia viva mediante la ingeniería genética y la biotecnología. Hay que tener
en cuenta que históricamente, siempre que han incrementado las capacidades de
comunicación de las personas, a continuación se han producido cambios sustanciales en al
sociedad.
Por otra parte, estamos en una sociedad compleja donde la rapidez y el caudal de la recepción
de las informaciones aumenta sin cesar, de una manera que no está en armonía con el ritmo
del pensamiento y de la comprensión de la naturaleza humana. En muchos casos, la actual
capacidad de innovación tecnológica (que conlleva una profunda transformación de las
personas, organizaciones y culturas) parece ir por delante de la valoración de sus riesgos y
repercusiones sociales.
+ dinero electrónico
En la sociedad de la información aparece una nueva forma de cultura, la cultura de la pantalla
(cada vez podemos hacer más cosas ante la pantalla) que, como decía Arenas (1991), se
superpone a la cultura del contacto personal y la cultura del libro. Además, junto al entorno
físico, real, con el que interactuamos, ahora disponemos también del ciberespacio, entorno
virtual, que multiplica y facilita nuestras posibilidades de acceso a la información y de
comunicación con los demás.
Frente a esta nueva cultura tecnificada y "massmediática", Umberto Eco (1993) distingue dos
posiciones extremas de los ciudadanos:
- Los apocalípticos, que consideran que la consideran una "anticultura" decadente y
desintegradora de la moral. Así, Jean Baudrillard (2000) postula que la sociedad actual,
dominada por los ordenadoresy máquinas electrónicas que convierten la vida en virtualidad,
está enferma; y Giovanni Sartori (1998) afirma que cuando sustituimos el lenguaje abastacto
por el lenguaje perceptivo (concreto) estamos empobreciendo nuestra capacidad de entender y
pasamos
de
"homo
apiens"
a
"homo
videns"
- Los integrados, que ven de manera optimista esta nueva cultura.
10
CARACTERÍSTICAS DE LA SOCIEDAD ACTUAL
El triunfo de las ideas globalizadoras y neoliberales en el seno de una sociedad agitada por un
vertiginoso desarrollo científico y tecnológico nos está trasladando a "otra civilización", y el
escenario en el que se desarrollan nuestras vidas va cambiando cada vez más de prisa.
Muchas han sido las circunstancias que han preparado el terreno para el advenimiento de esta
"nueva era" , pero el hito que señalará un antes y un después en nuestra historia es sin duda la
"apoteosis" de Internet en la década de los noventa. Ahora ya podemos afirmar que estamos
en la "sociedad de la información"; especialmente nosotros, ciudadanos de uno de los países
más avanzados del mundo. En realidad TODOS estamos en la sociedad de la información,
tanto los países más avanzados como los más pobres, lo que ocurre es que muchos cientos de
millones de personas, aunque aún no disfrutan de sus ventajas, si padecen sus consecuencias.
Esta nueva "cultura", que conlleva nuevos conocimientos, nuevas maneras de ver el mundo,
nuevas técnicas y pautas de comportamiento, el uso de nuevos instrumentos y lenguajes..., va
remodelando todos los rincones de nuestra sociedad e incide en todos los ámbitos en los que
desarrollamos nuestra vida, exigiendo de todos nosotros grandes esfuerzos de adaptación.
Algunos de los principales aspectos que caracterizan la "sociedad de la información" son los
siguientes:
- Omnipresencia de los "mass media" y de las nuevas tecnologías de la información y la
comunicación (TIC), con sus lenguajes audiovisuales e hipermediales, en todos los ámbitos de
la sociedad: ocio, hogar, mundo laboral... Todos necesitamos saber utilizar estos instrumentos
tecnológicos. Ahora la transmisión de noticias y de todo tipo de información a través del planeta
es inmediata, y los ordenadores e Internet se han hecho herramientas imprescindibles para la
mayoría de los trabajos que realizamos, incluso para disfrutar de muchas formas de ocio
(videojuegos, Internet…). Y por si fuera poco, en unos pocos años todo esto quedará integrado
en los nuevos "teléfonos móviles de internauta", y lo tendremos siempre a nuestro alcance en
el bolsillo.
- Sobreabundancia de información a nuestro alcance. Cada vez nos resulta más fácil acceder a
todo tipo de información (TV, prensa, Internet...), pero precisamente la abundancia de datos
que tenemos a nuestro alcance (no todos ellos fiables y bien actualizados) nos hace difícil
seleccionar en cada caso la información más adecuada. Por otra parte, la información se nos
preseneta distribuida a través de múltiples medios: mass media, Internet, bibliotecas...
Esta competencia de "saber" buscar, valorar y seleccionar, estructurar y aplicar, la información
para elaborar conocimiento útil con el que afrontar las problemáticas que se nos presentan, es
uno de los objetivos de la educación actual.
- Continuos avances científicos y tecnológicos en todos los campos del saber, especialmente
en bioingeniería, ingeniería genética, nuevas tecnologías... El conocimiento se va renovando
continuamente, velozmente. Y fuerza cambios en la forma de hacer las cosas, en los
instrumentos que se utilizan... Las nuevas generaciones se encuentran con muchos
conocimientos distintos a los que presidían la vida de sus predecesores. Todos necesitamos
estar aprendiendo continuamente.
- El fin de la era industrial. La mayor parte de la población activa de los países en los que se ha
consolidado la "sociedad de la información" trabaja en el sector servicios, y casi siempre con
una fuerte dependencia de las nuevas tecnologías para realizar su trabajo. Terminó la era
industrial en la que el sector secundario (la producción industrial de bienes materiales) era el
más importante de la economía. Ahora los intangibles "información y conocimiento" son valores
en alza, indispensables para el progreso de las empresas…, y también para asegurar el
bienestar de las personas.
11
- Libertad de movimiento. La "sociedad de la información", sustentada por la voluntad de
globalización económica y cultural, trae consigo una creciente libertad de movimiento. Muchas
fronteras se diluyen y aumenta la libertad para los movimientos internacionales de todo tipo:
personas, mercancías, capitales..., y sobre todo información. Cada vez son más las
profesiones que exigen frecuentes desplazamientos por diversos países y especialmente el
dominio de varias lenguas. El inglés ya resulta casi indispensable.
- Nuevos entornos laborales. Las nuevas tecnologías revolucionan la organización de los
entornos laborales y abren grandes posibilidades al teletrabajo. Crece continuamente le
número de personas que desarrollan buena parte de su trabajo en casa, ante un ordenador
conectado a Internet: telecomercio, telebanca, teleformación...
12
En el siguiente cuadro, repasamos con más detalle los perfiles de nuestro nuevo mundo:
CARACTERÍSTICAS DE LA SOCIEDAD ACTUAL
ASPECTOS SOCIOCULTURALES
Continuos
avances Incesantes descubrimientos y nuevos desarrollo científicos:
científicos.
nuevas tecnologías para la información y la comunicación
(telefonía,
informática,
etc.),
ingeniería
genética,
nanotecnología, nuevos materiales...
Redes de distribución Las redes de distribución de información permiten ofrecer en
de
información
de cualquier lugar en el que haya un terminal (ordenador,
ámbito mundial
teléfono móvil, televisor...) múltiples servicios relacionados
con la información. No obstante, lo que para algunos países
son grandes y veloces "autopistas de la información", para
otros apenas son simples caminos de tierra y barro.
La sociedad se basa en amplias redes de comunicación y en
la capacidad de los individuos para actualizar su
conocimiento en un mundo que cambia vertiginosamente.
Omnipresencia de los Con los "mass media " (prensa, radio, televisión...) e Internet
medios
de las noticias de, información, formación y ocio llegan cada vez
comunicación
de a más personas. La información se mueve casi con absoluta
masas e Internet
libertad por todas partes; lo que ocurre en un punto del
planeta puede verse inmediatamente en todos los televisores
del mundo (hay canales de TV – como la poderosa cadena
americana CNN <http://www.cnn.com/>, que emiten noticias
durante todo el día).
Esto supone una verdadera explosión cultural que hace más
asequible el conocimiento a los ciudadanos, pero a la vez,
crece el agobio por el exceso de información y la sensación
de manipulación ideológica por los grupos de poder que a
través de los "mass media" configuran la opinión pública y
afianzan determinados valores.
Nuevos patrones para Las onmipresentes TIC imponen nuevos patrones sobre la
las relaciones sociales gestión de las relaciones sociales: nuevas formas de
comunicación interpresonal, nuevos entretenimientos...
Mayor información del No solamente son los ciudadanos los que pueden acceder a
estado
sobre
los un mayor volumen de información a través de Internet; el
ciudadanos.
estado aumenta la información de que dispone sobre los
ciudadanos (cámaras de vídeo en las calles, centralización de
datos en Hacienda...) , y está en condiciones de ejercer un
mayor control sobre ellos.
Tendencia hacia un "pensamiento único" (sobre todo en
Integración cultural
temas científicos y económicos) debida en gran parte a la
labor informativa de los medios de comunicación social
(especialmente la televisión), la movilidad de las personas por
todos los países del mundo y la unificación de las pautas de
actuación que exige la globalización económica.
Aceptación
"imperativo
tecnológico"
Se va reforzando la sensación de pertenecer a una
comunidad mundial, aunque los países más poderosos van
imponiendo su cultura (idioma, instrumentos y procesos
tecnológicos...) amenazando la identidad cultural de muchos
pueblos.
del Según el "imperativo tecnológico", la fabricación y utilización
de herramientas es el factor determinante del progreso de la
humanidad. Por ello se aceptan los nuevos instrumentos
como modernos e inevitables, renunciando muchas veces a
13
conducir el sentido de los cambios y del progreso. Como
afirma Joana Mª Sancho "las tecnologías artefactuales,
simbólicas y organizativas transforman de manera
insospechada no solo el mundo que nos rodea, sino nuestra
propia percepción del mismo y nuestra capacidad para
controlarlo".
"Hay que tener ordenador y saber inglés"
de La población se agrupa en grandes aglomeraciones urbanas
(megaciudades) donde muchas veces son necesarios
desplazamientos importantes para ir a los lugares de trabajo
y de ocio
Baja natalidad (en los En los países desarrollados hay una notable baja de
países desarrollados) natalidad (Unión Europea), en tanto que en algunos países
en desarrollo (China) se toman medidas para contener una
tasa de crecimiento excesivo.
Formación
megaciudades.
Mientras otros países siguen sin tomar ninguna medida y con
unas tasas de natalidad que desbordan sus posibilidades
(México, norte de África).
Nuevos modelos de Aumenta el porcentaje de personas que viven solas (solteras,
agrupación familiar
divorciadas, viudas...) y aparecen nuevos modelos de
agrupación familiar (monoparental, homosexual...). El
patriarcado entre en crisis.
El alto índice de separaciones y divorcios genera los
consiguientes problemas para los hijos.
Mayor presencia de la Mayor incorporación de la mujer al trabajo, dedicando menos
mujer en el mundo tiempo a la familia. Las posibilidades de actuación social de la
laboral
mujer se van igualando a las del hombre en la mayoría de los
países, aunque en otros (como los países musulmanes) este
proceso se ve fuertemente dificultado por sus tradiciones
religiosas.
En muchos casos la mujer sufre el desgaste de una doble
jornada laboral: en el trabajo y como ama de casa.
Necesidad de "saber Ante la imposibilidad de adquirir el enorme y creciente
aprender" y de una volumen de conocimientos disponible, las personas debemos
formación permanente saber buscar autónomamente la información adecuada en
cada caso (aprender a aprender)
Las njuevas generaciones se van encontrando con muchos
conocimientos nuevgos respecto a los que presidieron la vida
de la generación anterior. Las personas necesitan una
formación continua a lo largo de toda la vida para poder
adaptarse a los continuos cambios que se producen en
nuestra sociedad. No se trata de simples "reciclajes", sino de
completos procesos de reeducación necesarios para afrontar
las nuevas demandas laborales y sociales.
Relativismo ideológico Tendencia a un relativismo ideológico (valores, pautas de
actuación...) que proporciona una mayor libertad a las
personas para construir su propia personalidad, aunque
encuentran a faltar referentes estables sobre los que construir
su vida.
También emergen nuevos valores que muchas veces se
oponen abiertamente a los valores tradicionales, creando
desconcierto en una gran parte de la población. Se da gran
14
Disminución
religiosidad
de
importancia al momento presente y a la inmediatez (éxito
fácil...), al "tener" sobre el "ser"....
la Fuerte disminución del sentimiento religioso y del poder de
las iglesias tradicionales, aunque proliferan las sectas
pseudoreligiosas.
Se refuerzan los planteamientos integristas musulmanes.
Grandes avances en Grandes avances en la prevención y terapia sanitaria,
medicina
consecuencia de los desarrollos científicos en ingeniería
genética, nanotecnología, láser...
Aumento progresivo de la esperanza de vida.
ASPECTOS SOCIOECONÓMICOS
Crecientes
Aumentan las desigualdades de desarrollo (económico,
desigualdades en el tecnológico, de acceso y control a la información...) entre los
desarrollo
de
los países del mundo. Desde una perspectiva objetiva, parece
países
que cada vez hay menos pobres, pero en cambio los pobres
cada vez son más pobres. Además, el modelo económico de
los países desarrollados resulta ya insostenible para el
planeta y desde luego inaplicable a todos los países.
La concentración de riqueza en unas pocas familias resulta
cada vez más escandalosa. Actualmente las 250 personas
más ricas del mundo poseen la misma riqueza que el 40%
más pobre de la población del planeta (2.000 millones de
personas)
Globalización
Se va consolidando una globalización de la economía
económica y movilidad. mundial que supone el desarrollo de grandes empresas y
grupos multinacionales actuando en un mercado único
mundial.
Las mercancías y los capitales se mueven con gran libertad
por todo el mundo (dinero electrónico). Las personas en
general también.
Medios de transporte Constante mejora (rapidez, seguridad, capacidad) de los
rápidos y seguros
medios de transporte (transporte aéreo, trenes de alta
velocidad, carreteras...), que conjuntamente con Internet
hacen posible el desarrollo de la economía globalizada
Continuos cambios en Los continuos avances científicos y tecnológicos introducen
las
actividades continuos cambios en las actividades económicas, en la
económicas.
producción, en la organización del trabajo y en las formas de
Tendencia
a
las vida en general de las personas. La formación permanente
organizaciones en red resulta indispensable para poder adaptarse a las nuevas
situaciones.
Frente a las organizaciones jerarquicas verticales de la etapa
industrial, se tiende a las organizacioens en red (redes
variables que se configuran según los proyectos)
Uso de las nuevas Progresiva introducción de las nuevas tecnologías en casi
tecnologías en casi todas las actividades humanas, avaladas por su marcada
todas las actividades tendencia de costes decrecientes y a la alta productividad
humanas
que conlleva su uso.
Se hace necesaria una alfabetización científico-tecnológica
de todos los ciudadanos para que puedan adaptarse a las
modificaciones en la organización del trabajo y en muchas
actividades habituales que supone el uso intensivo de estas
tecnologías..
15
Incremento
de
actividades que
hacen a distancia.
las Van aumentando progresivamente las actividades que se
se pueden hacer a distancia con el concurso de los medios
telemáticos:
teletrabajo,
teleformación,
telemedicina,
telebanca...
Valor creciente de la Valor creciente de la información y del conocimiento que se
información
y
el puede elaborar a partir de ella. Información y conocimiento
conocimiento
van adquiriendo una creciente relevancia económica como
factor de producción (el uso de tecnología aumenta la
productividad) y como mercancía (servicios de acceso a la
información para la formación, el ocio...).
Crecimiento del sector En un próximo futuro, la gran mayoría de la población activa
servicios
en
la sociedad no va a estar concentrada en producir alimentos ni
economía
en fabricar objetos, sino en ofrecer servicios: procesar
información o atender a las personas. Estamos pasando de
un consumo basado en los productos a un consumo basado
en los servicios, especialmente, en los servicios relacionados
con la creación, proceso y difusión de la información.
Consolidación
del El fenómeno de la globalización va acompañado de una
neoliberalismo
ideología político-económica de corte neoliberal que
económico
considera positiva la globalización económica y del mercado,
pero no ve tan necesaria la globalización política, ya que
considera que el mejor funcionamiento de la economía es
aquel en el que hay pocas interferencias políticas.
Se producen grandes concentraciones de poder financiero.
Profundos cambios en En la sociedad actual, donde la información y los
el mundo laboral.
conocimientos constituyen el elemento sobre el cual se
desarrollan muchas de las actividades laborales, y donde las
herramientas para recibir, tratar y distribuir la información
están en todas partes (empresas, domicilios, locales sociales,
cibercafés...), la organización del trabajo en general está
sufriendo cambios profundos que apuntan hacia nuevos
sistemas de trabajo flexible (mayor autonomía, teletrabajo) y
nuevas fórmulas contractuales (en vez de retribuir el tiempo
de dedicación, se retribuye el trabajo realizado).
Se valoran los trabajadores cualificados, con iniciativa y
capacidadd e adaptación tecnológica y organizativa.
Aumentan el paro y los Los incrementos de productividad que conlleva la integración
fenómenos
de de las nuevas tecnologías en los procesos productivos es uno
exclusión
de los factores que genera paro, especialmente en los
trabajos menos cualificados. Es un escenario que se podría
caricaturizar diciendo que tenemos un
crecimiento
continuado de la riqueza total y un crecimiento paralelo del
paro.
La imposibilidad de acceder ala Red supone analfabetismo y
marginación.
Creciente emigración Hay una creciente emigración de población de los países más
desde los países más pobres y con conflictos (Africa, Sudamérica) hacia los países
pobres a los más ricos ricos (Europa, Estados Unidos), los cuales aún no han
articulado mecanismos para integrarla o promover zonas de
desarrollo en los países de origen que inhiban la marcha. En
muchos países desarrollados se configura una sociedad
multicultural
Toma de conciencia de La humanidad toma conciencia de las amenazas que se
los
problemas ciernen sobre el medio ambiente a causa de la incontrolada
medioambientales
actividad económica, pero aún no se han puesto medios
suficientes para remediarlo. Las conferencias mundiales que
16
se convocan para abordar el tema no cuentan aún con el
apoyo decidido de los países más poderosos y
desarrollados, que además son los que contaminan más.
Consolidación
del Consolidación del "estado del bienestar" entre la mayoría
"estado del bienestar" países desarrollados (educación y sanidad gratuita,
pensiones de jubilación...), aunque en algunos países
aparecen ciertos indicios de recesión de los logros
conseguidos
ASPECTOS POLÍTICOS
Paz entre las grandes Pese a la situación de paz entre las grandes potencias
potencias,
pero mundiales (especialmente tras la caída del muro de Berlín,
múltiples
conflictos símbolo de la guerra fría entre la URSS y USA), hay
locales
numerosos conflictos latentes o declarados entre pueblos,
grupos étnicos y grupos resentidos por pasadas injusticias de
tipo económico o social
Se multiplican los focos Se multiplican los focos terroristas y poderes mafiosos en
terroristas
todo el mundo, y se configura un terrorismo capaz de
desafiar a cualquier estado.
Debilitación de
los Los Estados no pueden controlar todo lo que ocurre en el
Estados
ciberespacio global que carente de fronteras, escapa de
cualquier control político y pasa a ser controlado por políticas
técnicas y económicas de grandes empresas multinacionales.
Consolidación de la La democracia se va consolidando en casi todos los países
democracia
del mundo (quedan muy pocas dictaduras) “de jure” aunque
no “de facto”.
Tendencia
agrupamiento
países
de
No obstante se observan indicios de debilitamiento de la
democracia (grupos fascistas, fanatismos, populismo,
corrupción...) en algunos de los países donde la democracia
estaba más consolidada, y en general los ciudadanos que
disfrutan de democracia se quejan de su imperfecto
funcionamiento
al Hay una tendencia de los países al agrupamiento en grandes
los unidades político-económicas, como en el caso de la Unión
Europea, al tiempo que dentro de los estados resurgen los
nacionalismos que reclaman (a veces con violencia) el
reconocimiento de su identidad.
17
De todas ellas, Manuel Castells (1997) destaca como principales características de la sociedad
actual:
- Revolución tecnológica (y creciente auge de la tecnología móvil). No obstante existe una
enorme brecha entre nuestro sobredesarrollo tecnológico y nuestro subdesarrollo social.
- Profunda reorganización del sistema socioeconómico (globalización). La nueva economía se
sustenta sobre 3 pilares: la información, la globalización y la organización en red (frente a las
anteriores organizaciones jerárquicas verticales).
- Cambios en el mundo laboral: frente al trabajador ejecutor (sin capacidad de iniciativa que se
limita a hacer un trabajo genérico no especializado), el trabajador cualificado ("trabajador
autoprogramable",con capacidad para cambiar tanto en lo tecnológico como en lo organizativo,
para definir objetivos y transformarlos en tareas) se considera como el gran factor para la
creación
de
valor
en
las
empresas
- Cambios sociales: crisis de la familia patriarcal y creciente multiculturalidad.
Diferencias entre la era industrial y la era de la información. Fuente principal:
REIGELUTH, C.(1999). Instructional-Design Theories and Models: A new Paradigm of
Instructional Theory. USA: Lawrence Erlbaum Assoc.
ERA INDUSTRIAL
ERA DE LA INFORMACIÓN
Estandarización
Personalización
Organización burocrática
Organización basada en equipos
Control centralizado
Autonomía con responsabilidad
Relaciones competitivas
Relaciones cooperativas
Toma de decisiones autocrática
Toma de decisiones compartida
Acatamiento, conformidad
Iniciativa, diversidad
Comunicación unidireccional
Trabajo en red
Compartimentación, orientado a las parte Globalidad, orientado al proceso
Plan de obsolescencia
Calidad total
El director como "rey"
El cliente como "rey"
Conocimiento centralizado, no siempre de Conocimiento distribuido a través de múltiples
fácil acceso
medios, de fácil acceso
Las revoluciones de la comunicación humana en la Historia
- El lenguaje oral (hace unos 30.000 años). Permite estructurar el pensamiento y comunicarse
incluso con alusiones a hechos pasados y objetos no presentes.
- La escritura (- XX). Libera la comunicación y la transmisión del conocimiento de la presencia
física del emisor.
- La imprenta (XV)
- Los medios de comunicación social (radio, TV) y las TIC (XX)
LA CULTURA TECNOLÓGICA EN LA SOCIEDAD DE LA INFORMACIÓN (SI).
Dr. Pere Marquès Graells, 2000 Departamento de Pedagogía Aplicada, Facultad de Educación,
UAB
Tomado de: http://dewey.uab.es/pmarques/si.htm
18
Los medios de comunicación
El cuarto poder de la globalización
Por Mónica Alvarez, IRW: Equipo de Investigaciones “Rodolfo Walsh”
La prensa oral y escrita, el cine, la televisión, y el último invento, internet, sin
olvidarnos de las empresas de publicidad y mercado, son los factores más importantes
para la dominación. Se utilizaron y se utilizan para apoyar el ejercicio del poder de los
grandes
grupos
antaño
políticos
y
hoy
económicos.
En los años 70 Armand Mattelart y Ariel Dorfman escriben ’”Para leer al Pato Donald”.
Este libro fue concebido por sus autores como un manual de descolonización; marca
como aquello que es aceptado como “entretenimiento infantil sano” por toda la sociedad
está en realidad trasvasando formas de ser de una sociedad a otra directamente a los
cimientos de la misma: niños y jóvenes. De esta manera se generan pautas conductuales
naturales en la sociedad receptora, ajenas a la misma, que responden a necesidades
concretas de la sociedad emisora.
Cuando se habla de globalización, se piensa en primer lugar en términos económicos y
financieros, en políticas de vaciamiento y desplazamiento de industrias así como de las
consecuencias lógicas que acarrea este proceso. Poco se piensa en otros factores que
también conforman ese ámbito y que coadyuvan la inserción de esas ideas en la
sociedad logrando una resistencia menor o nula a los cambios.
El cuarto poder
Haciendo un poco de historia vemos que quien maneja las ideas de una sociedad es
quien determina el curso de la misma. Desde ideólogos como San Agustín para el
cristianismo, pasando por Goebbels de la Alemania nazi hasta los Terminator en sus
diferentes versiones, van induciendo a pensar de una determinada manera que pasa a ser
considerada como deseada y aspirada de forma tal, que aquellos individuos que se
oponen a la conducta generada por este patrón, son considerados como inadaptados; de
allí, a peligrosos, hay tan sólo un leve matiz.
En su conferencia en Buenos Aires sobre “La estructura de dominación hoy y los
límites de la democracia”, el pensador esloveno Slavoj Zizek demuestra como funciona
la estructura de dominación en las sociedades “permisivas” posmodernas
contemporáneas y su influencia en la llamada democracia. La clave está en la
permisibidad y no en el silencio como se podría suponer; éste último haría sospechar
que algo se oculta.
De otra forma, exponiendo la opinión del adversario en primer lugar, lo que se recuerda
es la aseveración que se marca al final, ya sea como información o como
cuestionamiento.
Los medios de comunicación, la prensa oral y escrita, cumplen la función básica y
efímera de describir la realidad social. De esta manera los ciudadanos están informados
en forma objetiva y rápida del acontecer nacional e internacional que afecta sus vidas.
19
Su acción es eficaz e inmediata al entrar el individuo en una interacción de ideas y a la
apelación que el medio hace a sus sentidos.
Es interesante notar que lo efímero y la objetividad juegan con la otra función de los
medios que es la de atraer e influenciar la opinión individual y colectiva aún cuando ello
signifique dejar de lado la veracidad.
Lo efímero se actualiza a través de matices o ampliando la información en días
sucesivos. Para quienes tienen acceso al cable, las cadenas informativas bombardean
con la misma noticia para influenciar simultáneamente determinada opinión en los
rincones más diversos.
La objetividad es parcial ya que está condicionada por la línea de un grupo o del propio
periodista. Las noticias que nos llegan ya sea por el medio escrito, oral o visual no
presentan el hecho ocurrido sino que lo modifican/alteran para cumplir con un
determinado objetivo, el político, no siempre claro para el receptor. Para ello apela a la
sensibilidad del mismo.
Adoctrinamiento
La industria de Hollywood ha servido el “estilo de vida” norteamericano con valores
universales como la libertad del ser humano, de los países, la posibilidad de riqueza y la
disposición del norteamericano en acudir rápidamente en ayuda del
necesitado/oprimido.
De esta forma se obtienen dos cosas: la apetencia por estos valores y la defensa de los
mismos. En el inconsciente de la sociedad, esa defensa está íntimamente ligada a la idea
de que es el yanqui el único que puede llevarla a cabo.
Mediante la presentación reiterada de situaciones tipo, se generan en nuestro
inconsciente aseveraciones estereotipadas. Por ejemplo: el héroe de la película, si ha
sido un rebelde social, muere al finalizar la misma; esto es válido para Humphrey
Bogart como para Arnold Schwarzenegger.
Los malos de la historia han ido evolucionando a través de los tiempos según las
necesidades; primero fueron los indios, luego los mexicanos; más tarde los mafiosos
(léase italianos e irlandeses). En la esfera ideológica evolucionaron de los nazis
alemanes y fascistas italianos a los japoneses; pasaron por Vietnam, manteniendo los
soviéticos su papel estelar hasta el desmantelamiento la de URSS. Más tarde le llegó el
turno a los colombianos y ahora a los árabes en general con claras alusiones a las
conexiones con Al Qaeda.
En todos los casos aparece un norteamericano o varios que ayudan a los desvalidos
locales a luchar contra los indeseables. De esta manera se marca la necesidad de
dependencia del mundo de los aportes militares de los Estados Unidos.
Ellos detentan la verdad, la bondad y el poder de castigar cual Dios Todopoderoso. Este
panorama se repite a diario en la televisión y en el cine potenciando el impacto de las
noticias que llegan a través de la radio y de la prensa escrita.
20
Las corporaciones mediáticas y las de segunda línea controlan la mayoría de los medios
del mundo. Buscan la uniformidad; compran el producto nacional cuando éste logra la
preferencia de la audiencia para modificarlo o discontinuarlo de manera tal que se
mantenga el molde.
Globalización y complicidad. La nueva fase del colonialismo
Los medios de comunicación pueden ser cómplices de los procesos políticos o aporte en
la tarea de la transformación social.
”El poder de la prensa es primordial” escribe Theodore White en The Making of the
President. “Establece la agenda de discusión pública. Es un avasallador poder político
que no puede ser controlado por ninguna ley. Determina lo que la gente habla y piensa
con una autoridad reservada en algunas partes del mundo sólo a los tiranos, sumos
sacerdotes y mandarines.” La complicidad de los medios de comunicación con los
procesos corruptos que quiebran económicamente a los países luego de colaborar con su
desmantelamiento es parte de la estrategia para fortalecer sus negocios y extenderlos.
La dictadura de los Medios
Nueve empresas globales de la comunicación (ocho de ellas estadounidenses) controlan
la mayor parte de los satélites, las telecomunicaciones, la televisión, la radio, Internet, el
acceso a la información, la industria cultural y el entretenimiento en todo el orbe.
La Asociación Mundial de Comunicación Cristiana (WACC por sus siglas en inglés)
señala que la economía del libre mercado y los medios de comunicación, las principales
fuerzas de la globalización, imponen patrones de consumo y formas de vida en todo el
mundo.
”El mensaje monocultural de los medios de comunicación globales le está haciendo a la
diversidad cultural lo que la globalización económica y la explotación no sustentable le
hizo a la biodiversidad del mundo. Hoy existen más de 5 mil lenguas y culturas en todo
el planeta, la inmensa mayoría amenazadas con desaparecer”, se afirma en un informe
de la WACC sobre la propiedad de los medios de comunicación difundido
recientemente.
Las políticas neoliberales han abierto en casi todos los países la propiedad de los medios
escritos, las estaciones de radio y televisión, así como el cable y la televisión digital y
satelital, a los intereses trasnacionales.
El mercado mediático global ha acabado dominado por las ocho corporaciones
trasnacionales que rigen en los medios de Estados Unidos: ATT/Liberty Media, Disney,
Time Warner, Sony, News Corporation, Viacom y Seagram, además del gigante alemán
Bertelsman’.
Existen unas 50 empresas que participan del mercado mediático global. La mitad de
estas firmas son estadounidenses; el resto europeas y japonesas. Las estadunidenses:
Dow Jones, Gannett, Knight-Ridder, Hearst and Advance Publications. Las europeas:
Kirch Group, Havas, Mediaset, Hachette, Prisa, Canal Plus, Pearson, Reuters y Reed
Elsevier. Las japonesas, aparte de Sony, son productoras locales.
21
Hay una segunda línea, compuesta aproximadamente por 60 empresas que controlan sus
propios mercados y son fuertes a nivel nacional o regional. Su lema “expandirse o
morir”. Entre unas y otras controlan la mayoría de los medios del mundo: libros,
revistas y periódicos; música, producción de televisión; estaciones y canales de cable,
televisión satelital, producción cinematográfica, telenovelas, etc.
Según Robert McChesney, “la hipercomercialización de todas las actividades y el
crecimiento del control corporativo traen consigo un contenido político: consumismo,
desigualdad de clase, individualismo, son tomados como valores naturales, mientras
que el activismo político, los valores cívicos y las actividades no comerciales se ven
marginadas”. (Rich Media, Poor Democracy, 1999).
La información desigual
La desigualdad crece. Mientras que las clases medias y altas son consumidores y/o
emisores de los nuevos medios (cable, antenas parabólicas y tv digital, Internet,
telefonía celular), las clases urbanas y rurales quedan excluidas de los medios en sus
países, donde sólo son presentados como noticia (tragedias, conflictos), casi nunca son
emisores. A esto se suma el hecho de la regionalización de las noticias.
El acontecer capitalino y el de las grandes ciudades, por banal que sea ocupa la agenda
del día como sucesos del ámbito nacional en función de su rentabilidad económica; el
interior sólo merece una líneas de acuerdo a la trascendencia del hecho o se excluyen.
Estos códigos coloniales son trasladados desde otras grandes urbes y se hacen carne en
las capitales y alrededores y son reproducidas y enviadas hacia el interior, siendo de esta
forma colonizado por estos códigos de vida que poco tienen que ver con las realidades,
identidades y símbolos provinciales o regionales.
El colonialismo informativo es esencial para dominar, porque como bien decía John
William Cooke: la politización de la clase dominante implica la despolitización de las
clases dominadas. No pensar, no actuar, no vivir.
Muchos países han ajustado su legislación permitiendo el acceso a los medios a
empresas extranjeras; en otros casos se ha permitido la privatización de los mismos. En
algunos casos hay una corriente de pensamiento que sostiene la necesidad de medios no
comerciales.
En los países pobres, la privatización y la apertura nacional a los capitales
trasnacionales fueron directrices impuestas indirectamente por el Fondo Monetario
Internacional, el Banco Mundial y la Organización Mundial de Comercio al condicionar
la ayuda a la aplicación de recortes en gastos públicos y subsidios y a la
comercialización de todas las actividades. Los servicios públicos de radio y televisión
sólo merecen unas líneas de acuerdo a la trascendencia del hecho o se excluyen.
Sin embargo la desigualdad se mantiene; Bernstein parece olvidarla o, la deja de lado
concientemente. El fenómeno de Internet tiene como requisito indispensable la
posibilidad de acceso a ese medio, una posibilidad económica poco pensable en pueblos
donde el acento primordial es el hambre, incluyendo poblaciones de los Estados
Unidos.
22
Es esa diferencia económica de posibilidades lo que contribuye a la uniformidad. El
cuadro del mundo que se presenta a la gente no tiene la más mínima relación con la
realidad, ya que la verdad sobre cada asunto queda enterrada bajo montañas de
mentiras.
Cuando éstas no funcionan y la permisibidad falla gana terreno la censura ya sea
impuesta en forma vertical, gobiernos a los medios o la autocensura. En el primer caso,
las noticias pasan por un cedazo que indica qué y cómo publicar; en el segundo existen
sobreentendidos sobre lo que es conveniente dejar de lado.
Informar o formar
El periodista debe tener la capacidad de insertar los hechos de los que es testigo en su
contexto histórico, social, cultural y político. Su responsabilidad es enorme.
Debe unir su capacidad de informar con veracidad con la formativa, destacando de la
maraña informativa aquellas porciones indispensables para la comprensión de la
realidad.
En las grandes rebeliones sociales de los últimos años, la comunicación entendida como
coordinación del comportamiento jugó un papel decisivo. Los medios alternativos y lo
que Umberto Eco define como “guerrilla semiológica” (serie de intervenciones y
actuaciones producidas, no desde el sitio de partida del mensaje, sino en el lugar al que
llega, induciendo a los usuarios a discutirlo, a criticarlo, a no recibirlo pasivamente) son
las formas que se generan para combatir la potencialidad de controlar “el mensaje” y
“ejercer influencia sobre la opinión de los usuarios y hasta directamente moldear su
conciencia”.
De esta forma se puede explicar la reacción de los españoles a la campaña de Aznar
para inculpar al ETA y la respuesta del pueblo venezolano a la justificación del golpe de
estado por parte de la derecha dirigido a la clase media antichavista.
Este tipo de difusión de la información veraz por medios tradicionales e informales,
internet y telefonía celular, modifica en casos puntuales, casos de España y Venezuela,
los designios de las trasnacionales.
Y he ahí la importancia que reviste el desarrollo de los medios alternativos como
trincheras de combate en una guerra de guerrillas semiológica contra la dictadura de los
medios de comunicación masivos sobre el colectivo.
23
Economía y sociedad
Luis Ugalde
La sociedad no se reduce a la economía, pero no hay sociedad sin
economía. El instinto de conservación y de realización llevan al
hombre a buscar sustento y abrigo, y algo tan importante y tan
indefinido como la “felicidad”, sueño poco material, pero que es
vivido como esperanza envuelta en materialidades. Ese interés propio
desarrolla la inteligencia y el “egoísmo” como motor del individuo; es
una determinante de la condición humana y un aguijón infinito que a
lo largo de la historia desarrolla de manera prodigiosa la racionalidad
instrumental, conoce y descifra la naturaleza e inventa instrumentos
y medios para conseguir sus objetivos vitales.
Tan originarias e irreducibles como el interés propio son la compasión
y la solidaridad, que hacen sentir como propio el mal y el sufrimiento
ajeno (com-padecer) y compartir las alegrías del otro. No hay
individuos que sean plenos en su aislamiento que, desde su yo
satisfecho, luego deciden relacionarse con otros individuos también
solitariamente completos. Por el contrario, todo humano nace como
fruto de una relación social, se desarrolla humanamente gracias a los
cuidados amorosos de los padres y cercanos, entra en relación con
otros muchos seres humanos, siempre buscando el “interés propio” y
también el interés de “nos-otros”. En el encuentro entre el yo y el
nosotros crece una realidad humana singular y humanizadora: la
ética. Fuera de la sociedad no hay humanos.
Le economía es ardua. Conseguir comida, vivienda, vestido, es
trabajoso y en su búsqueda milenaria, los hombres desarrollan la
inteligencia e instrumentos más eficaces y exitosos. Se especializan
en los trabajos y establecen una relación humana a cuenta de los
productos de su trabajo, para compartir, intercambiar, vender y
comprar o para producir juntos con más eficiencia y eficacia. Nada de
esto es fruto del capitalismo de los últimos siglos de la humanidad,
sino condición humana de los primeros días y del futuro. El interés
propio y el “egoísmo” no son el mal, ni lo antihumano, sino la
condición de posibilidad para lo humano, pero requieren una relación
dialéctica con la solidaridad y la ética como libertad y responsabilidad
creadora que cuida del otro. No hay convivencia posible sin
solidaridad y en ese intercambio nacen la autoridad política, las leyes
justas, hasta el estado nacional y la autoridad internacional,
precisamente porque la gente es egoísta y también porque es
solidaria. Pero la economía no es el mercado, ni la sociedad es el
Estado. Ambos, mercado y estado, son instrumentos de la sociedad y
su sentido humano.
24
El desarrollo actual (superado el estado de necesidad) también
conserva su carga de inhumanidad y de opresión. La abundancia
libera y al mismo tiempo oprime. De la libertad responsable depende
su uso humanitario.
El exitoso desarrollo económico actual establece tres realidades
nuevas amenazantes: - Dinámicas económicas que atentan contra la
vida y comprometen gravemente el hábitat, destruyen miles de
especies animales y vegetales y arriesgan el agua, el aire, la
temperatura, en fin, la vida humana en la tierra.
-Inmensas corporaciones económicas con más poder que muchos
gobiernos y que anteponen sus intereses (positivos o no) a los del
conjunto de la humanidad. Así como a las dictaduras de reyes y
sistemas totalitarios se les pusieron controles democráticos, también
la dictadura económica los necesita de manera urgente y global.
-El otro gran peligro es el pan-economicismo socio-cultural que, como
dulce droga, lo penetra todo, crea la ilusión de la salvación por el
consumo infinito, mientras descuida y ahoga las otras dimensiones
humanas: el hombre para la economía y no la economía para que los
seres humanos tengamos una vida más humana.
El economicismo de este capitalismo lo modela todo (incluso en Rusia
y China). Todo poder (político y económico), como bien dice el
Evangelio, tiende a absolutizarse y a oprimir. De ahí que la
participación ciudadana, la responsabilidad ética con un nuevo
humanismo mundial, las instituciones que regulan y protegen a nivel
nacional y mundial, sean más necesarias que nunca.
La sociedad debe cultivar las demás dimensiones humanas, sobre
todo los valores, la trascendencia, la ética y la solidaridad, que no
surgen como subproductos espontáneos de la economía.
25
Descargar

Material: Materialismo Histórico y Modos de Producción

TRABAJO DE ECONOMÍA •

TRABAJO DE ECONOMÍA •

TrabajoMedios de trabajoProducciónProductividadClases socialesSociedad esclavista, feudal y capitalistaEconomía SocialPropiedad privada

Sistema Economico Mundial y Español

Sistema Economico Mundial y Español

ProducciónCiencia económicaFuerzas productivasDesarrollo sostenibleSuperestructurasRecursos

ProducciónFilosofía marxistaSocialismoMarxismoFilosofía del siglo XIXMaterialismo históricoClases sociales

MODOS DE PRODUCCIÓN

MODOS DE PRODUCCIÓN

Sociedad capitalistaRedes económicasOrganizaciónPolítica económicaProceso productivoCapitalismoSistemas Económicos

1)En la etapa del Capitalismo Mundo ¿Por qué se habla... 2)¿Cuáles son las principales características de la globalización de la...

1)En la etapa del Capitalismo Mundo ¿Por qué se habla... 2)¿Cuáles son las principales características de la globalización de la...

EmpresasCapitalismo MundoLibertad de nacimiento de capitalesGlobalizaciónProceso productivoVentajasEconomía

Materialismo histórico de Marx

Materialismo histórico de Marx

Filosofía marxistaEstructura económica y superestructurasFundamento de la concepción materialista

Mecánica: La globalización

Mecánica: La globalización

TiposMovilidad financieraTecnologíaIndustrialesMundo

Definición de cambio social, evolución social. Wallerstein Ciudadanía social y exclusión social.

Definición de cambio social, evolución social. Wallerstein Ciudadanía social y exclusión social.

MigracionesEvolución socialWallersteinCambio socialGlobalización

Formación de la persona

Formación de la persona

ImagenTecnologíaCiencias socialesProblemas públicosMaterialismoLiderazgosCiencia