9 de mayo de 2002
El Instituto Nacional de Estadística publica hoy las series
históricas revisadas de la Encuesta de Población Activa
(EPA) según la nueva metodología EPA-2002
Las nuevas series históricas de la EPA están disponibles en la página
web del INE (www.ine.es/epa02/meto2002.htm). Abarcan desde el tercer
trimestre de 1976 hasta los últimos datos publicados, en el cuarto trimestre de 2001
La entrada en vigor de la EPA-2002 implica una revisión de los resultados de la encuesta
desde 1976 hasta nuestros días para incorporar tres modificaciones que introduce respecto
de la metodología anterior. Los cambios son los siguientes:
1. Se utilizan nuevas proyecciones de población1
2. Se introduce una mejora técnica en el cálculo de los resultados (activos, ocupados, parados,…) que consiste en una reponderación de los factores de elevación.
3. Se aplica una nueva definición de parado, establecida en el ámbito de la Unión Europea
por el Reglamento (CE) nº 1897/2000 de la Comisión, de 7 de septiembre de 2000.
El primero de estos cambios está originado por el aumento que se ha producido en la población española como resultado de la llegada de inmigrantes. El segundo es una mejora en la
forma de corregir el efecto de la falta de respuesta en la encuesta. El tercero viene regulado
por la Oficina Estadística de la Unión Europea (EUROSTAT).
Impacto de los tres efectos (acumulativo por columnas). Datos correspondientes al cuarto trimestre de 2001. Cifras absolutas en miles de personas
Datos anteriormente publicados (A)
Efecto1:
Efecto 2:
Efecto 3:
Diferencia
Nuevas
poblaciones
Repondera- Nueva definición (B-A)
ciones
de parado (B)
Población de 16 años y más
32.974,5
33.799,9
33.799,9
33.799,9
+825,4
Activos
17.080,3
17.522,8
18.475,8
18.012,8
+932,5
- Ocupados
14.866,9
15.264,1
16.121,0
16.121,0
+1.254,1
- Parados
2.213,4
2.258,7
2.354,8
1.891,8
-321,6
Inactivos
15.872,3
16.254,7
15.301,3
15.764,3
-108,0
Tasa de actividad
51,80
51,84
54,66
53,29
+1,49
Tasa de paro
12,96
12,89
12,75
10,50
-2,46
1
Las proyecciones de población, elaboradas por el INE, están publicadas en www.ine.es (INEbase)
1/5
1. Efecto de las nuevas proyecciones de población
La población española se ha incrementado considerablemente en los últimos años con motivo de la llegada de inmigrantes. Las nuevas proyecciones de población publicadas por el
INE en agosto de 2001, que sirven de base para los cálculos de la EPA, recogen este incremento, que empieza a ser significativo en 1999. En concreto, la población en edad de
trabajar, 16 y más años, durante el cuarto trimestre de 2001 es superior a la cifra con la que
se venía trabajando en 825.400 personas (un 2,5 % de aumento).
La nueva población en edad de trabajar no se distribuye uniformemente por toda España.
Extremadura, Castilla- La Mancha, Castilla y León y Aragón apenas sufren cambios de
consideración (inferiores al 1%), mientras otras comunidades autónomas registran incrementos superiores al 8% (Illes Balears y Canarias). En las comunidades de Galicia, Asturias, Cantabria, País Vasco, Cataluña, Andalucía y Murcia se registran incrementos de
población entre el 1% y 3%, y en la Comunidad de Madrid, La Rioja y Comunidad Valenciana estos incrementos se sitúan entre el 3% y el 4,5%.
La población dada por las nuevas proyecciones es, por tanto, superior a la utilizada hasta
hoy en la EPA, con lo que al aplicarlas en la encuesta provocan un aumento del valor absoluto de todas las categorías del mercado laboral (ocupados, parados, inactivos,...). Sin embargo las tasas prácticamente no resultan afectadas, al incrementarse en análoga proporción el numerador y denominador de dichas tasas.
Efecto de las nuevas proyecciones de población en las principales cifras
de la EPA (cuarto trimestre de 2001). Valores absolutos en miles
Datos publicados
Efecto de las nuevas pro- Incremento
yecciones de población
Población de 16 años y más
32.974,5
33.799,9
+825,4
Activos
17.080,3
17.522,8
+442,5
- Ocupados
14.866,9
15.264,1
+397,2
- Parados
2.213,4
2.258,7
+45,3
Inactivos
15.872,3
16.254,7
+382,4
Tasa de actividad (%)
51,80
51,84
+0,04
Tasa de paro (%)
12,96
12,89
-0,07
2. Mejora técnica en el cálculo de resultados (reponderación de los factores de
elevación)
La EPA es una encuesta dirigida a los hogares y por naturaleza se enfrenta a dificultades
para entrevistar a determinados hogares, sobre todo aquéllos formados por una sola persona o por parejas jóvenes en las que ambos miembros trabajan, ya que es más difícil contactar con ellos. A pesar de que se toman medidas para corregir este problema (repetidas visitas de los entrevistadores y llamadas telefónicas), la encuesta tiende a sobrerrepresentar a
la población de mayor edad, pues es la más fácil de entrevistar.
Para reflejar la auténtica importancia que cada grupo de edad tiene en la población se aplica
un modelo matemático, desarrollado en los años 90, conocido como reponderación de los
factores de elevación de la muestra. Para poder reponderar se necesita contar con infor2
mación auxiliar fiable, externa a la encuesta, que es la población por edades para cada trimestre. Desde que se dispone del Padrón Continuo se puede contrastar en cada momento
dicha información auxiliar, asegurando de esta forma su fiabilidad.
La reponderación hace aumentar las cifras absolutas de activos, ocupados y parados. La
tasa de paro se reduce ligeramente y la de actividad aumenta. Si se analizan los datos de
los últimos diez años, las tasas de paro históricas y las que aporta la nueva metodología no
se separan en más de dos décimas en ningún trimestre. El efecto principal de este cambio se centra en el crecimiento del número de ocupados y de activos, así como de la tasa de
actividad, que en el cuarto trimestre de 2001 crece 2,86 puntos frente a la anteriormente
publicada.
Evolución del efecto conjunto de las nuevas proyecciones y la reponderación
en el empleo para el período 1991-2001 (medias anuales)
Ocupados (millones)
1991
Datos publicados (A)
12,61 12,37 11,84 11,73 12,04 12,40 12,76 13,20 13,82 14,47 14,77
Efecto de nuevas proyecciones y reponderación (B)
13,06 12,82 12,29 12,21 12,51 12,84 13,26 13,81 14,57 15,37 15,95
Diferencia (B-A)
0,45
1992
0,46
1993
0,46
1994
0,48
1995
0,47
1996
0,44
1997
0,49
1998
0,60
1999
0,75
2000
0,90
2001
1,18
3. Nueva definición de parado
De las tres modificaciones técnicas, la nueva definición de parado, inducida por la entrada
en vigor del Reglamento 1897/2000 (texto completo del Reglamento disponible en
www.ine.es/epa02/reg1897_2000.pdf), es la que tiene mayor efecto en las cifras de paro publicadas.
La definición formal de parado no cambia, pues se sigue usando la definición internacional
de la Organización Internacional del Trabajo (OIT)2, pero el nuevo Reglamento introduce
instrucciones sobre cómo interpretar la búsqueda activa de trabajo y esta modificación afecta a las cifras de paro que viene publicando la EPA, provocando una disminución en las
cifras del desempleo tanto absolutas como relativas.
Según dicho Reglamento, se consideran métodos activos de búsqueda, en las cuatro semanas anteriores a la entrevista, los siguientes:
2
De acuerdo con las normas aprobadas por la OIT son desempleados las personas que se hallen:
a) sin trabajo durante la semana de referencia, es decir, que no dispongan de un empleo por cuenta ajena o de
un empleo por cuenta propia (durante al menos una hora);
b) disponibles para trabajar, es decir, disponibles para iniciar una actividad por cuenta ajena o por cuenta propia
dentro del plazo de las dos semanas siguientes a la semana de referencia;
c) buscando activamente trabajo, es decir, que hayan tomado medidas concretas para buscar un empleo por
cuenta ajena o un empleo por cuenta propia en un período de cuatro semanas que se termine al final de la semana de referencia, o que hayan encontrado trabajo y empiecen a trabajar en un período de tres meses como
máximo.
3
 Estar en contacto con una oficina pública de empleo con el fin de encontrar trabajo, cualquiera que sea la parte que haya tomado la iniciativa (la renovación de la inscripción por
razones puramente administrativas no constituye un planteamiento activo).
 Estar en contacto con una oficina privada (oficina de empleo temporal, empresa especializada en contratación, etc.) con el fin de encontrar trabajo
 Enviar una candidatura directamente a los empleadores.
 Indagar a través de relaciones personales, por mediación de sindicatos, etc.
 Anunciarse o responder a anuncios de periódicos.
 Estudiar las ofertas de empleo.
 Participar en una prueba, concurso o entrevista, en el marco de un procedimiento de contratación.
 Buscar terrenos, locales o material.
 Realizar gestiones para obtener permisos, licencias o recursos financieros.
España se ve especialmente afectada por los requisitos exigidos a las personas cuya única
forma de búsqueda es la inscripción en las oficinas de empleo públicas. Hasta ahora la mera
inscripción en las mismas como demandante de empleo, válida por tres meses, bastaba
para considerar parada a la persona.
A partir de 2002, de acuerdo con lo indicado en la lista anterior de medidas activas, se exige
haber tenido un contacto con dichas oficinas, con el fin de encontrar empleo, para que la persona sea considerada desempleada. El objetivo de encontrar empleo se cumple si la persona se
inscribe por primera vez después de un período de empleo o inactividad, se informa sobre posibles ofertas de empleo o recibe una propuesta de trabajo de la oficina.
Así, una parte de las personas que hasta hoy se venían considerando paradas pasan a
ser consideradas inactivas.
El INE modificó los cuestionarios de 2001 para poder registrar tanto la nueva como la
antigua definición y así poder cuantificar el impacto del cambio. Los cuestionarios anteriores a 2001 no recogían la información necesaria para determinar si la inscripción en la
oficina pública de empleo puede considerarse como método de búsqueda activo, según las
instrucciones del Reglamento 1897/2000. Por tanto, no es posible calcular, para períodos
anteriores a 2001, qué cifras de paro hubiera dado la EPA de utilizar la nueva definición, es
decir, la información no se puede retropolar. El efecto de la nueva definición con los datos
de los cuatro trimestres de 2001 se muestra en la tabla siguiente.
4
Evolución del efecto de la nueva definición de parado por trimestres de 2001
Trimestre I
Parados
(miles)
Trimestre II
Tasa de Parados
paro (%) (miles)
Trimestre III
Tasa de Parados
paro (%) (miles)
Trimestre IV
Tasa de Parados
paro (%) (miles)
Tasa de
paro (%)
Datos con la definición antigua (1)
2410,1
13,30
2337,9
12,84
2307,3
12,55
2354,8
12,75
Efecto de la nueva
definición
1916,2
10,87
1833,3
10,35
1834,9
10,25
1891,8
10,50
Diferencia
-493,9
-2,43
-504,6
-2,49
-472,4
-2,3
-463,0
-2,25
(1) Datos calculados con las nuevas poblaciones y reponderados, es decir, que recogen ya los efectos 1 y 2.
Más información en nuestra base de datos en Internet
Www.ine.es
Todas las notas de prensa en la página: Www.ine.es/prensa/prensa.htm
Gabinete de Prensa
Teléfono: (91) 583 93 63/94 08
Fax: (91) 583 90 87
E-Mail: [email protected]
Área de Información
Teléfono: (91) 583 91 00
Fax: (91) 583 91 58
E-Mail: [email protected]
5
Descargar

Evolución del efecto de la nueva definición de parado por trimestres