TEMA 12: EL JUEGO COMO ACTIVIDAD DE ENSEÑANZA APRENDIZAJE
EN LA EDUCACIÓN MUSICAL. CRITERIOS DE CLASIFICACIÓN Y
SELECCIÓN DE REPERTORIO. APORTACIONES Y POSIBILIDADES DEL
JUEGO EN LAS ACTIVIDADES QUE SE RELACIONAN CON LA
EDUCACIÓN VOCAL, INSTRUMENTAL Y DE MOVIMIENTO Y DANZA.
INTRODUCCIÓN: PERÍODOS LÚDICOS
El juego es una actividad inherente al ser humano; así mismo el juego ha sido
y sigue siendo una constante a lo largo de la historia de la cultura del ser humano,
estando presente, de una forma u otra, en todas las civilizaciones: existen autores que
afirman incluso, que el juego es el motor de toda cultura y civilización; de ahí que se
diga que en el hombre el juego tiene aspectos y valores culturales.
El juego es la actividad fundamental del niño. El niño necesita jugar para
aprender, asimilar y conquistar todo lo que le rodea, formar su personalidad,
avadirse o sortear los obstáculos que el mundo de los adultos le plantea, conocerse
a sí mismo, y para procurarse placer y entretenimiento.
El juego no es el mismo en todas las edades, éste evoluciona con el desarrollo
cognitivo, social y motor del niñ@. De esta forma se diferencian una serie de períodos
lúdicos que determinan la organización del juego:
a) Período de ludoegocentrismo: oscila entre los 2 y los 6 años. Se dan juegos
sencillos, individuales, totalmente egocéntricos, en los que el niñ@ se dedica a
explorar las diversas posibilidades que tiene de actuar con los objetos y las
personas.
Por ser los que poseen una estructura inetrna más simple, se les denomina
juegos de organización simple.
b) Período de competición y cooperación ludopráxica: (6-11 años). Los
juegos
se desarrollan fundamentalmente en grupo con la participación de todos los
niños de la misma edad.
Cada vez cobra mayor importancia las reglas, primero como normas muy
sencillas y más adelante como algo codificado.
Aparece la noción de competción motriz. El tipo de juego que en este período
predomina es el juego proeza, por medio de cual el niño trata de sobresalir del
resto.
Más adelante esta competición pasa a ser cooperación. El niño en los juegos
antepone el interés de grupo al suyo propio.
Los juegos de este nivel son de organización media.
c) Período de establecimiento y desarrollo del acuerdo ludopráxico: a partir de
los 11-12 años los niñ@s empiezan a aceptar el pacto grupal con todas sus
consecuencias.
Progresivamente se desarrollan en grupo los juegos más organizados y se
inician los deportes colectivos.
Los juegos ya son de una organización elevada, quedando regulado
minuciosamente todo.
Es comunmente aceptado que en las primeras etapas de su desarrollo los
niñ@s juegan mediante ejercicios físicos. Su propio cuerpo les sirve para
experimentar. A partir de ahí, ya necesitan manipular, y mueven su cuerpo
dándole otros usos. Cuando superan la etapa manipulativa, necesitan explorar,
buscar e investigar a su alrededor, todo ello espontáneamente y con el máximo
interés. Este interés por los juegos que comparten ejercicio físico es un factor de
gran importancia en la educación musical, puesto que en ésta el movimiento es
un elemento de gran importancia. Baste citar la metodología Dalcroze, basada en
el movimiento espontáneo de los niños para construir el proceso de enseñanzaaprendizaje en colaboración con lo lúdico.
Cuando los niñ@s pasan a la fase de construir por sí mismos, expresando
sus sentimientos, creando en definitiva y compartiendo con el grupo, el juego ya
contiene finalidades.
I.- EL JUEGO COMO ACTIVIDAD DE ENSEÑANZA EN LA
EDUCACIÓN MUSICAL.
El niño se siente espontáneamente atraído y motivado por el juego, lo que
aprovechará el educador ara cualquier planteamiento didáctico en el aula. Si la
educación pretende ayudar a la realización de esa persona que cada uno hemos
de llegar a ser, capaz de adaptarse a un mundo que cambia continuamente, y se
ha visto que el niño no tiene otro medio normal de hacerse si no es jugando, éste
deberá ser el camino que todo educador responsable utilice. Y ello respetando el
proceso psicoevolutivo del niño, y sólo si es necesario, estimulando y ayudando.
A.- Utilización del juego como actividad educativa
El juego como actividad de enseñanza es vital e imprescindible, dadas
sus características.
1.- Según su estructura pedagógica.
Desde el punto de vista pedagógico, podemos utilizar el juego como una
actividad con diferentes grados de organización y libertad:
a)
Libre o espontánea: es el [email protected] quien escoge y plantea su
juego. El profesor es un mero observador.
b)
Dirigida: es el medio más importante para que se produzca la
intervención docente. En este tipo de juegos, el [email protected]
dirige, plantea y el [email protected] decide y ejecuta
2.- Requisitos para la utilización del juego educativo.
Como requisito de carácter general podemos afirmar que el juego debe
responder a la realidad, es decir, a as características, necesidades e intereses de
los [email protected], al contexto sociocultural, a los objetivos establecidos en el
currículo, etc. para que pueda formar parte de los contenidos y actividades
curriculares.
A la hora de plantear una serie de requisitos más concretos, podemos
señalar que para que los juegos realmente sean educativos hay que:
- Evitar marginaciones de cualquier índole (sexo, buenos/malos, etc.).
- Propiciar la participación e involucración máxima de todos los
participantes.
- Hacer un uso moderado y adecuado del elemento competitivo.
- Plantear retos alcanzables, que todos los [email protected] tengan posibilidad
de éxito.
- Utilizar variedad de juegos.
3.- Estrategias en la utilización del juego.
Podemos pensar en distintas estrategias en a utilización del juego:
3.1. Estrategias de cooperación.
El valor del juego como estrategia de cooperación reside en su utilidad
para unir y cohesionar al grupo. Se prima el contacto social, la cooperación y la
creatividad, por encima de la competición y el resultado.
En los juegos así usados importa más el proceso (todo lo que sinete,
experimenta y aprende el niñ@ que juega) que el resultado.
Estos juegos se basan en las siguientes premisas:
- libertad para crear/ competir/ elegir
- ausencia de violencia y/o agresión
- participación absoluta, ausencia de eliminación
- colaboración de todos para la consecución de un objetivo
3.2. Estrategias de oposición.
El valor de esta estrategia de oposición está en el desarrollo de la
concentración, en la adquisición de una nueva imagen ajustada de sí mismo y en
favorecer la autoestima.
La competición, no consiste en ganar de cualquier manera, ya que no es
un fin en sí misma, la competición es un elemento educativo más. Para que ésta
sea educativa, debe permitir a todos los [email protected] conseguir éxito, aprendiendo a
ganar y a perder, puesambos forman parte de la competición; hay que aceptar las
limitaciones propias y ajenas.
En estos juegos se prima el rsultado y la ejecución (aspectos
cuantitativos) frente a los aspetos cualitativos o emocionales.
3.3. Estrategias de resolución.
El juego como estrategia de resolución pernite fomentar actitudes y
habilidades en la resolución de problemas, en la toma de decisiones propias, en
la autoafirmación, creatividad y pensamiento divergente.
Priman el aspecto decisional o procesual del alumnado. ëstos van a ser
los juegos más didácticos.
Basándonos en la naturaleza de las tareas, podríamos prever una
progresiva forma de presentar dicha resolución de problemas:
- Juegos definidos: de dificultad predominantemente ejecutiva. Todos
los elementos (material, objetivo, reglas…) están determinados. Sería el
nivel más fácil de resolver.
- Juegos semidefinidos: Tan sólo se presenta el obejtivo del juego, los
alumnos son el material que se les da tendrán que idear sus actuaciones y
buscar soluciones para cada objetivo propuesto.
- Juegos no definidos: de sificultad pedominantemente decisional.
Supondrían el nivel de mayor complejidad, ya que se les ofrece a los
[email protected] diversos materiales con los que tendrán que idear diferentes
propuestas lúdicas.
B.- Planteamiento del juego
El juego presenta multitud de posibilidades educativas, pero no conviene olvidar
que estas se pueden ver acrecentadas si se planifica adecuadamente. En un gran número
de ocasiones, el éxito de la actividad, depende de la actuación del [email protected] sobre la
adecuación de los distintos elementos que constituyen la práctica lúdica.
Para ello conviene tener en cuenta los siguientes aspectos:
1.- Un primer paso será hacer una selección de los juegos más adecuados según:
- el contenido que se va a trabajar.
- los medios de que se disponen, materiales, espacios…
- los intereses y preferencias de los niños.
2.- Presentación del juego.
Entre las principales recomendaciones destacamos las siguientes:
- Lograr un clima de atención. Situarse en una posición claramente
visible.
- Explicar con claridad y brevedad lo que se va a realizar. Es
aconsejable utilizar gráficos, etc.
- No llevar a cabo el juego, si antes no se ha entendido su
funcionamiento. Merece la pena “perder tiempo” en las explicaciones
hasta que quede claro, que explicarlo rápidamente y tener que
interrumpir el juego constantemente para dar explicaciones. Es decir,
asegurarnos de que el desarrollo del juego se ha entendido por todos
los [email protected]
- Es aconsejable hacer demostraciones.
3.- Ejecución.
Ya en la ejecución del juego, ya también dependiendo del tipo de juego,
conviene tener en cuenta lo siguiente:
- Motivación y buena actitud de los jugadores.
- Formación de equipos
- Distribución de roles.
- Distribución del material.
- Etc.
4.- Modificaciones en la estructura interna del juego.
La estructura interna de toda praxis lúdica se configura a partir de unos
elementos constitutivos, permanentes. Estos elementos al presentarse como constantes
de cualquier actividad lúdica, posibilitan cualquier modificación que la actuación
didáctica requiera, refiriénonos así al juego adaptado. La modificación/ adaptación/
variación/ eliminación/ innovación de cualquiera de estos elementos invariables de un
juego y de qué forma, debe alterar para poder adecuarse a las distintas situaciones e
individuos y así atender a la diversidad.
Los elementos pertinentes, pilares del funcionamiento de todo juego, se pueden
concretar en 6, los denominados elementos estructurales (invariantes) del juego:
→ El ESPACIO de juego
→ Las REGLAS
→ Los JUGADORES
→ El MATERIAL o materiales
→ El OBJETIVO o META
→ La TEMPORALIZACIÓN (duración)
5.- Valoración del juego.
Como en todo planteamiento didáctico no se puede olvidar la necesidad de
reflexionar, para que la acción educativa sea válida, sobre aspectos tan importantes
como:
-
El desarrollo de los objetivos que se planteaban con el juego.
Las diferentes posibilidades de actuación que se han producido.
Las intervenciones de los [email protected]
La propuesta de varientes y otras formas de juego.
C.- El papel animador del maestro
El maestro ha de ser un animador o un jugador más. Si se quiere convertir en
“director” del juego, en persona “adulta y seria”, que manda, organiza y dispone, jamás
logrará un clima adecuado, donde el niño se exprese autónoma y libremente a través del
juego.
Entre las pautas o funciones que el maestro debe tener en cuenta para
desempeñar este papel de animador-estimulador del desarrollo lúdico destacamos:
1.- Diseño de espacios de juego.
El maestro deberá proporcionar al niño las mejores condiciones para su juego,
organizando el ambiente del mismo. El espacio ambiental del aula debe ser tranquilo,
estable y seguro, que posibilite el juego espontáneo y libre, el juego en pequeños grupos
y el juego entre todos, en tiempos alternos.
Pero el niño también necesita jugar al aire libre, por lo que tendremos en cuenta
las condiciones del patio escolar, los parques cercanos, etc.
2.- Organización y estudio del material
Los materiales lúdicos que vamos a ofrecer a los niños deben ser estudiados y
seleccionados cuidadosamente. El juguete es un “soporte o pretexto” importante que
hay que tener en cuenta, ya que el juguete es sólo un auxiliar del juego. El juguete no
debe organizar el juego; el juego siempre debe pravalecer sobre el juguete.
Los juguetes deben ser variados. Seleccionaremos materiales lúdicos que
favorezcan el pensamiento divergente y la creatividad infantil; para ello, contaremos
con materiales poco estructurados o abiertos, como maderas, telas palos, cajas, etc. Pero
también debemos elegir otros más estructurados, como los juguetes que representan la
realidad o los juegos didácticos: coches, muñecas, pesas, puzles, etc.
3.- Estructuración de los tiempos de juego
Todo niño debe desarrollar tanto el juego libre como el juego organizado, debe
jugar individualmente y en grupo. Por lo tanto, el maestro se preocupará de estructurar y
organizar el tiempo para cada tipo de juego.
D.- Actitudes básicas del maestro.
El maestro debe desarrollar una serie de actitudes. Su posición deberá ser de un
discreto y hábil observador y “conductor”, que descubre en los alumnos las actitudes y
capacidades idóneas. Esta actitud educativa implica por parte del maestro:
-
El reconocimiento y el fomento de la libre expresión de los
sentimientos infantiles.
No acelerar el desarrollo del juego: se trata de respetar la secuencia
del juego.
Una aceptación incondicional: acoger al niño tal como es,
manteniendo una actitud positiva incondicional de encuentro.
E.- Trabajo específico con diferentes clases de juegos.
Juegos con canciones: El profesor de música debe escoger una
canción que el niño pueda cantar sin esfuerzo, con entonación adecuada y con un ritmo
correcto.
Si alguna canción resulta monótona, o es muy difícil se puede acompañar por
instrumentos. Aunque hay que procurar que la intensidad de los instrumentos no
sobrepase a la de las voces.
Se debe ir aumentando gradualmente la dificultad interválica según la edad y
maduración musical.
Juegos con instrumentos: En los primeros cursos se pueden hacer
acompañamientos rítmicos a canciones y a ambientación de cuentos. Al utilizar
instrumentos de placa en una armonización, hay que tener cuidado con el curso en el
que lo utilizamos, ya que en los primeros cursos la mayoría de los niñ@s tiene
problemas de arritmia.
Juegos al aire libre: Son una de las actividades que más motiva a los alumnos,
por esto hay que aprovecharlas para desarrollar actividades escolares, entre ellas como
no, la música. Estas actividades ayudan a cohesionar al grupo.
II.- EL JUEGO COMO ACTIVIDAD DE APRENDIZAJE EN LA
EDUCACIÓN MUSICAL.
Para hacer ver cómo el juego es una actividad a través de la cual el nió realiza el
aprendizaje y cuales son las capacidades que desarrolla el niño con los juegos, vamos a
considerar dos bloques de ideas:
A.- Consideraciones generales
El juego, convierte la actividad lúdica en un lugar privilegiado de desarrollo
psicológico integral. Es una actividad indispensable para el desarrollo de las
capacidades motrices, mentales, afectivas y sociales. Indispensable para formar su
personalidad y adaptarse a la realidad y al mundo de los adultos. Básicamente la
actividad de aprendizaje en el juego viene dada poruqe facilita la maduración
psicobiológica y formación de la personalidad. Es la escuela rusa de Psicología
Evolutiva (Vygotski, 1980), quien plantea que debido al doble origen de la actividad
lúdico simbólica, cognitivo-afectiva, ésta se convierte en un lugar privilegiado de
desarrollo psicológico integral.
Un mundo de expresión esencial de los niños es el juego. El niño necesita jugar
para aprender, asimilar y descubrir todo lo que le rodea; el niño aprende jugando.
Las capacidades afectivas y sociales encontrarán amplio campo de ejercitación
en los juegos funcionales, así como sus capacidades cognitivas, que se desarrollarán aún
más en los juegos de descubrimiento y construcción.
B.- El aprendizaje en las clases de juegos
Vamos a concretar las diversas posibilidades de aprendizaje que se dan en los
dos grupos de juegos:
1.- En el juego espontáneo
Toda la actividad del niño es, en realidad, un juego; esta ocupación infantil es
totalmente espontánea porque no tiene otra finalidad en sí mismo. Y, sin embargo, aun
siendo espontánea, prepara al niño para consolidar su desarrollo: balanceos y
movimientos que, posteriormente, le ayudarán a caminar, vocalizaciones que preparan
el lenguaje, garabatos que llegarán a ser escritura, etc.
Según Groos, sucede algo así como si los instintos aportados al nacer, tuvieran
necesidad de un complemento de desarrollo para cumplir su papel en la vida y este
complemento fuese el juego.
No se puede olvidar al hablar del juego espontáneo, el juego creativo porque al
explorar materiales diferentes, al construir algo por sí mismos, se estabiliza su mundo
afectivo, se expresa sin tener que usar las palabras, plasman sus agresividades y
frustraciones sin tener que acudir a violencias y sienten que contribuyen de alguna
forma al mundo de los adultos.
2.- En el juego organizado
- De los 3 a los 4 años, con los diversos juegos motores que observamos en los
niños se logra un mayor dominio en la coordinación visomotora y en el equilibrio.
- De los 5 a los 6 años desarrolla la coordinación dinámica global y la
coordinación oculo-manual.
- De los 6 a los 8 años los juegos motores se van haciendo colectivos,
favoreciendo su sentido social.
El adulto también debe preparar el juego individual del niño. Para ello, no es
sufieciente que ponga a su disposición los juguetes necesarios para que se entretenga.
Debe, además, conversar con él sobre las diversas posibilidades de juego e indicarle las
que le puedan interesar y escuchar con atención cuando éste le narre sus experiencias
lúdicas.
Cada juego organizado debe comenzar de forma muy sencilla y fácilmente
comprensible, avanzando paulatinamente hacia un mayor enriquecimiento e
intensificación.
A continuación vamos a exponer diversos juegos organizados como actividad
motriz organizada con algunas de sus características de aprendizaje:
a)
b)
c)
d)
e)
Juegos sensoriales. Desarrollan aptitudes perceptivas de tipo sensorial.
En los primeros años de la vida infantil, todo está condicionado por
las sensaciones que recibe el niño. Ejemplos: la gallina ciega, el
telegrama, adivina quién es, etc.
Juegos motóricos. Desarrollan los moviemientos básicos o
fundamentales (habilidades motrices básicas). Al principio son juegos
solitarios, sencillos y anárquicos; posteriormente, se convertirán en
juegos grupales, organizados y reglados. Ejemplos: policías y ladrones,
el látigo, el salto al burro, etc.
Juegos en la naturaleza. Desarrollan la percepción, atención y
memorización. Aquí tienen cabida las canciones y bailes populares.
Hay que evitar cualquier medio que entrañe riesgo.
Juegos de patio. Permiten una gran actividad motriz porque son muy
agitados. Aquí tienen cabida las canciones y bailes populares.
Juegos de cooperación y cooperación-oposición. Con ellos, los niños
aprenden estrategias de ambos tipos, que serán la base de futuros
juegos de equipo. Ejemplos: la orquesta, los aros musicales, etc.
III.-APORTACIONES Y POSIBILIDADES DEL JUEGO EN LAS
ACTIVIDADES QUE SE RELACIONAN CON LA EDUCACIÓN VOCAL,
INSTRUMENTAL Y DE MOVIMIENTO Y DANZA.
Ya hemos dicho anteriormente que el juego es un recurso excelente que motiva y
potencia la formación musical, pero no podemos quedarnos sólo con una propuesta
lúdico-didáctica, sino que debemos prepcuparnos de que los juegos sean instrumentos
peagógicos dentro de una programación adecuada.
El juego, al igual que la música, puede ser tratado en un aspecto vocal,
instrumental, de movimiento o utilizar los que reúnen toda esta gama de posibilidades.
A.- APORTACIONES Y POSIBILIDADES DEL JUEGO EN LAS
ACTIVIDADES QUE SE RELACIONAN CON LA EDUCACIÓN VOCAL.
Los juegos vocales empezarán con ejercicios respiratorios que faciliten la
utilización de las técnica de la impostación de la voz, colocando de este modo
correctamente los sonidos.
Los juegos con las voces, propiciarán la compresión de las posibilidades sonoras
en relación con las intensidad, la altura, el timbre.
El juego asociado a la canción, la inclusión de canciones como parte de un
juego, permitirán desarrollar el ritmo, la melodía, el fraseo, los matices, y la
coordinación dentro de las distintas cuerdas que conformen el coro.
Así, la utilización del juego en la Educación Vocal, facilita:
-
-
La comprensión de las infinitas posibilidades sonoras y musicales de
las voz.
La interrelación con otras áreas:
Historia: época y contexto histórico de la canción trabajada.
Matemáticas: ritmo, pulso.
Geografía: procedencia de la canción.
Etnomusicología: a través del conocimiento de las canciones y los
juegos de otras culturas.
El desarrollo de la sensibilidad, la imaginación y, por lo tanto, de la
creatividad mediante la improvisación como juego.
B.- APORTACIONES Y POSIBILIDADES DEL JUEGO EN LAS
ACTIVIDADES QUE SE RELACIONAN CON LA EDUCACIÓN
INSTRUMENTAL.
En la Educación Instrumental, es necesario promover las educaicón motriz,
importantísima a la hora de ejecutar una obra musical con las suficientes garantías
técnicas.
El primer instrumento que el niño tiene a su alcance es su propio cuerpo,
iniciándose un trabajo que incluye palmas, pitos, golpes con pien, etc. variando los
timbre y las intensidades. La oportunidad del juego en este momento es innegable,
puesto que el niño descubre estos instrumentos jugando espontáneamente.
Una vez los niños conozcan su cuerpo, se pasará de forma progresiva y natural a
la inclusión de los instrumentos no corporales. Estoa favorecerán la experimentación,
tanto en percusiones de sonido indetermienado, como determinado.
A través de juegos de pregunta-respuesta, adivinanzas musicales, juegos
dramáticos con acompañamiento musical, cuentos musicales, fomentaremos:
-
El desarrollo de la psicomotricidad.
La producción de sonidos con el objeto de acompañar melodías, con
acompañamientos rítmicos y rítmico-melódicos.
-
El manejo de los instrumentos, incorporando gestos y movimientos
que ofrecen distintos tipos de expresión.
El conocimiento organológico de los instrumentos.
C.- APORTACIONES Y POSIBILIDADES DEL JUEGO EN LAS
ACTIVIDADES RELACIONADAS CON LA EDUCACIÓN DE MOVIMIENTO Y
DANZA.
El movimiento es una necesidad básica en el niño, y esto se refleja en sus juegos.
Cuando el maestro dirija esos juegos en clase debe procurar que exista un clima de
libertad, así el niño podrá jugar a saltar como un canguro, moverse como un oso, trotar
como un caballoo ser tan lento como una toruga, siempre bajo el influjo de la música.
Pero cada uno será un canguro, caballo o tortuga diferentes sin que las pautas del
maestro abliguen a ningún tipo de movimiento concreto.
Las actividades que se programen para alcanzar el perfeccionamiento del
movimiento y la danza, estarán marcadas por la adquisición del control motriz y su
coordinación.
Por el movimiento el niño se expresa, siendo importantísimo el recurso lúdico
para encauzar esta necesidad infantil.
A través de estos juegos, observaremos su desarrollo en el espacio y en el
tiempo, así como la coordinación corporal, aspectos esnciales en la iniciación de la
danza.
Una danza es el resultado de la simbiosis entre música, ritmo, expresión corporal
y movimiento. El empleo del ritmo y movimientos organizados sucesivamente, sirven
como elemento expresivo para la danza, influyendo en ello, la coordinación motora.
De ahí que la utilización de todo tipo de juegos dramáticos esté aquí
especialmente indicada como aportación a las actividades relacionadas con el
movimiento y la danza, facilitando:
-
El disfrute con la representación y el dominio expresivo del propio
cuerpo.
-
La maduración motora y la coordinación rítmica.
-
La sincronización entre ritmo y movimiento, que tienen como
resultado la danza.
IV.- CRITERIOS DE CLASIFICACIÓN Y SELECCIÓN DEL REPERTORIO
A.-CRITERIOS DE CLASIFICACIÓN.
Numerosas son las clasificaciones y tipologías que se han dado del juego
infantil, según el criterio adoptado para hacerlas, poniendo el énfasis en uno o en otro
aspecto.
Desarrollamos ampliamente dos clasificaciones:
A.1.- Según PIAGET, teniendo en cuenta su relación con las etapas del
desarrollo del niño se hace la siguiente clasificación:
1.- El juego sensoriomotriz o funcional
Es el primero que se presenta y se extiende hasta el segundo año de vida.
En los primeros meses, los movimientos espontáneos del niño adquieren un
crácter lúdico. Es un juego de simple ejercicio, centrado en sí mismo. Repite los
movimientos una y otra vez intencionadamente.
Más tarde, a los 3 ó 4 meses, descubre el mundo fascinante de los objetos y se
interesa por las cosas que los adultos le ofrecen. Cualquier tipo de sonido o de
movimiento le llama la atención.
Unos meses después podrá manipular los objetos, cogiendo varios a la vez. De
este modo va adquiriendo conocimiento de sus distintas propiedades y cualidades:
color, sonido, forma, etc.
Cuando el niño comienza a andar entonces comienza a desplazarse para alcanzar
los objetos que le rodean.
2.- El juego simbólico o representativo.
Se prolonga desde los 2 a los 7 años en juego simbólico, que supone ya una
forma de representación. Este tipo de juego ya no sólo no va a desaparecer, sino que
está destinado a crecer y evolucionar de forma permanente.
Ofrece la posibilidad de representarse y evocar un objeto que está ausente. Por
medio del símbolo el niño puede interiorizar el mundo real y exterior.
En los primeros años, ésta es una estructura elemental centrada en acciones o
representaciones muy simples: el niño coge el teléfono y hace como que habla con
alguien, toma la cuchara y le da de comer a la muñeca, etc.
En estos juegos los niños escenifican espontáneamente unos personajes que
realizan su papel y desde este papel interactúan con los otros niños que juegan sus
papeles complementarios: médicos/ pacientes, comprador/ vendedor… Este juego
fomenta la imitación. La ficción y la observación se alternan.
Mediante la representación simbólica, el niño exterioriza sus ansiedades o
temores, se expresan las relaciones afectivas-emocionales y se van interiorizando los
valores sociales.
3.- El juego de reglas.
El simbolismo va declinando porque el niño encuentra cada vez más interés por
la existencia verdadera y por lo tanto la asimilación simbólica se vuelve cada vez menos
útil.
El juego de reglas se inicia de los 7 a los 11 años, subsistiendo a lo largo de toda
la vida.
Con este tipo de juego el niño empieza a disfrutar jugando en compañía de los
demás, se interesa por las relaciones interpersonales. Hay ya asignación y diferenciación
de papeles y unas normas y reglas que hay que acatar.
A partir de este tipo de juego nace y se desarrolla la autodeterminación y la
comunicación social, renunciando, en muchas ocasiones, a sus propios intereses y
sometiéndose a los deseos de los otros.
Quienes juegan cooperan entre sí para realizar el juego, pero también compiten
para el logro de los mejores resultados.
A.2.- Según ORTEGA RUIZ (1993) son cinco los tipos de juegos más
importantes dentro del contexto escolar; todos ellos tienen una tradición cultural en
nuestra comunidad, aunque unos más que otros.
1.- Juegos de contacto físico. Entre los 3 y los 8 años.
El llamado juego de contacto físico o turbulento es un juego de carreras,
persecución, ataque que realizan los niños desde muy pequeños.
Se han descrito una gran variedad, tales como, perseguir, agarrar, tirar, luchar,
etc. Todos tienen un componente de simulación y de contacto físico.
2.- Juegos de construcción/representación
Se trata de una forma de evolucionada de los juegos sensomotores que incluye,
además de la actividad con los objetos, una simbolización sobre la acción que se realiza,
que a veces queda oculta al observador. Nos referimos a juegos como: mecanos,
puzzles… Estos juegos tienen cabida en el contexto familiar-doméstico, La elección de
los materiales así como la de los compañeros debe ser lo más libre posible.
3.- Juegos socio-dramáticos. Entre los 4 y los 8 años.
Se tratan de aquellos en los que los niños asumen papeles sociales (médico, ama
de casa…). Con este tipo de juegos ayudamos a que expresen sus ideas sobre los temas
de juego.
4.- Juegos de mesa.
Este tipo de juegos contribuyen a que el niño interprete la realidad de forma
ordenada.
5.- Juegos de patio.
Es en gran medida una herencia cultural que se transmite generación tras otra a
través de la participación en juegos comunes de los más pequeños con los mayores.
B.- CRITERIOS DE SELECCIÓN
Establecemos los siguientes criterios de selección:
1.- Generales:
-
Interés para el alumno
Adecuación a la edad
Que sea globalizador
2.- Específicos:
a) Desarrollo de la discriminación auditiva:
-
Incluir todos los sonidos del entorno.
Audiciones que fomenten la sensibilidad.
b) Educación vocal y canto:
-
Que desarrolle el lenguaje
Observar parámetros de las voces
c) Educación psicomotríz y Educación rítmica:
-
Armonía del movimiento y del desarrollo corporal.
Movimientos coordinados.
d) Educación Instrumental:
-
Estimulará la sensibilidad rítmica y melódica
Diferencias tímbricas
e) Expresión corporal:
-
Desarrollo de la personalidad
Incluir canciones populares
CONCLUSIÓN: EL JUEGO COMO DESARROLLO INTEGRAL DEL NIÑO
El juego es un instrumento para favorecer la madurez física, psíquica,
constituyéndose, además, como un elemento clave en el desarrollo de la vida social.
a) Desarrollo físico
Va estrechamente ligando al juego. Las necesidades motoras son satisfechas
mediante la actividad lúdica.
El movimiento favorece el conocimiento del esquema corporal, el desarrollo
muscular, la coordinación y el equilibrio, las capacidades sensoriañles, las destrezas
manuales y la agilidad corporal.
b) Desarrollo mental
La actividad mental en el juego es constante. El juego implica imaginación y
fantasía, creación y exploración.
El juego favorece el desarrollo intelectual. El niño aprende a prestar atención y a
concentrarse en los que está haciendo, a recorar y memorizar.
c) Desarrollo afectivo y emocional.
El juego está cargado constantemente se afectividad y situaciones emocionales
implícitas en esta actividad.
Sirve para canalizar las pulsiones agresivas y apara exteriorizar deseos.
d) Desarrollo social
El juego estimula la incorporación al grupo, la relación y la cooperación con los
demás y el mutuo respeto. Influye en el aprendizaje de hábitos, comportamientos
y actitudes sociales.
Descargar

tema 12: el juego como actividad de enseñanza

Orígenes de la música occidental

Orígenes de la música occidental

Análisis formal y técnicoMúsica folclórica, popular, cultaObra musicalContexto

Ritmo musical

Ritmo musical

ActividadesTemporalizaciónMétodos Willems y OrffDesarrolloElementosSensibilidad auditivaEnseñanza

Teorías e Instituciones Contemporáneas de la Educación

Teorías e Instituciones Contemporáneas de la Educación

NaturalismoEducación físicaPrincipio de globalizaciónPrincipio de auto educaciónIntelectualismoPrincipio de IndividualizaciónMagistrocentrismoTeoría de la desescolarizaciónTeorías marxistas de la educación

¿Que es Arte?

¿Que es Arte?

ArteClasificaciónCreatividadDefinición

Antropología social: Las Bellas Artes

Antropología social: Las Bellas Artes

ArteEsculturaCineArtesaníaCulturaLiteraturaMúsicaAnálisis antropológicoTeatroArtes decorativasPinturaBellezaDanza