HEZKUNTZA, UNIBERTSITATE
ETA IKERKETA SAILA
DEPARTAMENTO DE EDUCACIÓN,
UNIVERSIDADES E INVESTIGACIÓN
Sr./a. Director/a:
La gravedad de lo acontecido durante este comienzo de curso en Hondarribia, sus
causas y sus consecuencias, están teniendo una importante repercusión no sólo a nivel educativo
sino también a nivel social, siendo muchas las informaciones y opiniones de diversa índole que
se están publicando estos días en los diferentes medios de comunicación que, sobre todo, hacen
referencia al fenómeno del maltrato entre el alumnado.
Este fenómeno, con la aparición de comportamientos violentos y situaciones de
agresión, tiene unas repercusiones muy perjudiciales para el desarrollo moral y psicológico de
todo el alumnado. Así, los que ejercen la violencia interiorizarán que es un modo de actuar
válido con la distorsión moral que ello supone. El que sufre la violencia está en serio riesgo de
perder su autoestima y de tener estados de ansiedad e incluso cuadros depresivos con la
consiguiente imposibilidad de integración escolar y académica. Por último, los restantes
compañeros o compañeras de la víctima que, conociendo la existencia de este maltrato, no
toman postura ante ello sufren, igualmente, un deterioro moral.
Es de sobra conocido que el maltrato entre el alumnado no es nuevo en los centros
escolares y hay que reconocer que gracias a la labor educativa del profesorado se han detectado
y solucionado muchas situaciones graves.
Este Departamento de Educación, consciente de la importancia del tema, señaló como
primera línea prioritaria de la Dirección de Innovación Educativa la conocida como“Hacia una
escuela inclusiva” que se concreta en varios programas. Dos de ellos tienen como objetivo el
desarrollo de competencias necesarias para vivir y convivir de manera armoniosa y la
prevención de cualquier tipo de violencia. Son los programas “Educación para la Convivencia
y la Paz” y “Conocimientos y habilidades para la Vida” y abordan, en relación con la
problemática del maltrato, cuestiones de tanto calado para los centros como:
 La contención y mejora de conductas inadecuadas y la superación de
situaciones de conflicto.
 La consideración del centro educativo como espacio donde debe gestionarse la
convivencia.
 La educación en los valores básicos para la convivencia y la promoción de una
nueva cultura de convivencia en la comunidad educativa a través de la
sensibilización, el debate participativo y la comunicación interpersonal.
En el marco de estos programas hay más de cien centros que están llevando iniciativas
muy valiosas en este terreno, participando con proyectos de innovación y de formación,
existiendo abundantes materiales, algunos de los cuales adjuntamos, por considerar que en estos
momentos pueden ser útiles tanto para el profesorado como para el alumnado y las familias.
Para que sirva de análisis y reflexión entre el profesorado, el alumnado y sus familias y
con la finalidad de que cada centro pueda afrontar el posible maltrato entre su alumnado y
establezca las oportunas medidas correctoras se adjuntan los siguientes materiales básicos que
ruego se difundan entre toda la comunidad educativa:
1. Anexo: Medidas organizativas para prevenir el maltrato.
2. Orientaciones para el profesorado: Relacionarnos mejor.
3. Orientaciones para las familias: Relacionarnos mejor.
Donostia - San Sebastián, 1 – 01010 VITORIA-GASTEIZ
tef. 945 01 83 86 – Fax 945 01 83 35 / 36 – e-mail [email protected]
4. Cuestionario para el alumnado: Relacionarnos mejor, rompe la cadena de malos
tratos.
5. Tríptico del Programa de Educación para la Convivencia y la Paz.
6. Tríptico del Programa de Habilidades para la vida.
En formato papel y por correo postal, en breve se remitirá a su centro un tríptico para el
alumnado con el fin de que se utilice, difunda y ayude a la reflexión en Educación Secundaria,
aunque puede ser de utilidad también en el tercer ciclo de Educación Primaria utilizado como
material para trabajar en la tutoría.
No cabe duda de que la colaboración con las familias, así como el establecimiento de
cauces de participación para el alumnado favorecerán la prevención de estas situaciones. Por
otra parte, le recordamos que los Berritzegunes cuentan con asesores y asesoras de Diversidad y
Convivencia y de Etapa, que pueden prestarle ayuda en este tema. A su vez, le solicito ponga en
conocimiento de la Inspección de Educación cualquier situación de maltrato grave que pueda
producirse en su centro, así como las medidas adoptadas para solucionar el problema.
Reiterando el agradecimiento, extensivo a todo el profesorado del centro, por la
importante labor educativa que están desempeñando y confiando que entre todos seremos
capaces de conseguir un Sistema Educativo que sea ejemplo de convivencia para toda la
sociedad, le saluda atentamente.
Vitoria-Gasteiz, 27 de octubre de 2004
La Consejera de Educación, Universidades e Investigación
ANJELES IZTUETA AZKUE
Descargar

Sr./a. Director/a: